www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3919569
Para todos los públicos Mi familia en la mochila - Ruta 66: Perderse por Las Vegas - ver ahora
Transcripción completa

En el capítulo anterior, visitamos el Paseo de la Fama de Hollywood.

Probamos los perritos que comen las estrellas de cine.

Descubrimos el pueblo de Santa Bárbara y su famosa Misión.

Nos convertimos en "vigilantes de la playa"

en Venice Beach de Los Ángeles.

¡Y muchas cosas más!

Hoy viajaremos al mayor espectáculo del mundo: ¡Las Vegas!

Donde alucinaremos con juegos de luces flipantes.

¡Estaremos invitados a una boda!

Y nos daremos una vueltecita por sus casinos.

Desde allí viajaremos en helicóptero por el Gran Cañón del Colorado.

Haremos un cursillo de "cowboy".

Y visitaremos el Sequoia Park.

Donde admiraremos los árboles más grandes del mundo.

¿Alguien da más?

¡Bienvenidos a La Ruta del Cowboy!

¡La aventura continúa!

(Silbido)

Planifico la ruta.

Soy la "cámara-woman".

Lo mío son los animales.

Me molan los videojuegos.

Y elijo dónde comer y dormir.

Me encantan las redes sociales.

Grabo vídeo-diarios.

Como de todo. (SE RELAME)

Y además...

(TODOS) ¡...nos encanta viajar en familia!

(Ladrido)

(Graznido y frenazo)

Y comenzamos este capítulo cambiando de Estado.

Abandonamos California y entramos en Nevada.

¿El motivo?

¡Nos vamos a Las Vegas!

Se dice que la ciudad de Las Vegas

es el punto más luminoso de la Tierra visto desde el espacio,

con 15.000 kilómetros de luces de neón.

Conocida como "la capital de las segundas oportunidades",

Las Vegas no deja indiferente a nadie.

Y es que estamos hablando de la ciudad del entretenimiento mundial.

(Claxon)

(Música)

Estamos en...

TODOS: ¡Las Vegas!

La ciudad del pecado.

Y además es una ciudad no apta

para menores de 21 años,

así que hemos pagado el hotel de los niños por dos días

y nosotros nos vamos a pecar.

Vosotros... a la piscina. ¡Hasta luego!

NIÑOS: ¡Bien!

Oye, que se están yendo de verdad.

¡Vamos!

En Las Vegas hay 35 capillas de bodas

en las que se casan decenas de parejas cada semana.

Puedes gastarte desde 150 dólares,

que sería la boda más barata,

hasta los 2.500 de una boda a lo grande en el Bellagio.

Todo depende del vestido, las flores,

la música, si quieres testigos, si quieres una limusina...

Empiezas a añadir extras

y lo que quieras pagar.

Nosotros nos casamos con un beso. ¡Ya estamos casados!

Si quieres casarte, no tienes problemas de horarios:

las licencias se pueden obtener desde las 8 a.m. hasta medianoche

y los sábados las 24 horas.

Esto es como la tienda china de tu barrio: no cierra nunca.

Ahora sí, mira qué días escoges, no sea que haya "overbooking".

En 1994, en el día de san Valentín,

se celebraron 2.353 bodas en un fin de semana.

Pero las Vegas no es conocido sólo porque aquí vienen a casarse

miles de personas de todo el mundo, sino, indudablemente,

por sus casinos, que llegan a tener unas ganancias anuales

de más de 6.000 millones de euros.

Lo curioso es que la gente no sólo acude a sus casinos

para la ruleta o el blackjack,

sino por las máquinas tragaperras.

Aquí hay unas 198.000 máquinas.

Cada dos personas y media, hay una máquina tragamonedas.

A lo largo de esta calle llena de luces, de neones,

se encuentran todos los casinos, los hoteles

y los sitios principales a visitar. Por la noche hay un ambientazo.

De hecho, lo que más me llama la atención

es que los edificios son gigantescos, es todo a lo bestia

y, si extendiéramos las luces que hay aquí en línea recta,

podríamos hacer el trayecto de Madrid a Moscú tres veces.

Estamos esperando a que empiece uno de los espectáculos

más chulos que hay en Las Vegas, un espectáculo de luces,

música y agua.

Lo más increíble de este sitio es que hay un enorme estanque

en el que cabría el agua de 35 piscinas olímpicas.

Estamos hablando de un sitio que está en medio de un desierto.

¡Súper chulo!

Muy guay y muy divertido.

¿Cómo puede ser tanto derroche de agua en una ciudad

en pleno desierto de Mojave?

Curiosamente, el mayor gasto de agua no está en los hoteles y casinos,

con un 7% del gasto total,

sino en el riego de parques y parcelas privadas.

Según los cálculos, su fuente de agua principal, el lago Mead,

podría agotarse en 2021.

Para que esto no suceda,

se han impuesto políticas restrictivas en el consumo,

medidas que han convertido a Las Vegas

en una de las historias de éxito más inesperado

de conservación de agua en Estados Unidos.

La ciudad de Las Vegas se fundó a principios del siglo XX,

pero no fue hasta 1930, cuando legalizaron el juego,

que se empezó a hacer grande esta ciudad.

De hecho, los primeros inversores en montar casinos y hoteles

fueron la mafia.

Para que no seas consciente de cuándo es de día y cuándo de noche,

en los casinos de Las Vegas no hay relojes ni ventanas,

pero nosotros sí sabemos que es muy tarde,

así que a descansar, amigos.

(Ladrido)

"Vamos a jugarnos unos dólares."

No, "Pipi", tú no puedes venir,

que Las Vegas no es "pet friendly", cariño.

Ay, pobrecita...

Que tengas un buen día durmiendo, ¿vale, gordi?

"¡Pero qué pesados con que Las Vegas no es "pet friendly"!

¿A mí que más me da? Si aquí no he venido a hacer amigos,

sino a ver casinos."

Pero Las Vegas es más que un gran casino

y juego, diversión y excesos,

también es deporte y lo vamos a demostrar

haciendo esta actividad con los niños,

que es "de altos vuelos".

¿Estáis emocionados?

NIÑOS: ¡Sí!

(GRITAN CONTENTOS)

Estoy cagado, no me voy a tirar. Yo no me voy a tirar, ¿eh?

¡No me voy a tirar!

(GRITAN ENTUSIASMADOS)

(Estruendo de ventilador)

Ha sido una auténtica pasada, subidón de adrenalina total.

La mejor manera de empezar esta mañana en Las Vegas.

Quiero repetir.

¿Qué es lo que más os ha gustado?

A mí cuando me ha llevado arriba del todo.

Y a mí me ha gustado hacer así, ¡pum!, y saltar.

Como en una piscina.

Sí. Y de repente...

Una vez que he sonreído un poco

y entonces se me ha ido la baba toda para arriba.

Como ya hemos cogido marcha, volando nos vamos a otra actividad,

ésta un poco menos adrenalínica, pero también interesante,

el Children Park.

En Las Vegas se pueden hacer cosas súper divertidas,

por ejemplo, lo que vamos a ver ahora: el Children Park.

¡Vamos allá!

Chicos, mientras papá y mamá aprovechan para relajarse sin niños,

contad qué se puede hacer en este parque.

¡Aquí se puede montar en un gusano gigante!

También te puedes perder en un laberinto

para que no te vean los padres.

Tengo miedo de perderme.

¡O correr por los chorros de agua!

Deslizarte por las barras.

En el parque, coincidimos con un evento organizado

por una fundación local contra el cáncer infantil en Nevada.

Nosotros lo que hacemos

es que ayudamos a todas las familias locales,

nada más que del estado de Nevada, que están pasando...,

desafortunadamente, que tienen cáncer.

Entonces, nosotros a todas estas familias les damos

ayuda emocional, social, tenemos programas de educación

donde les ayudan para que no se retrasen

con tanta visita a los hospitales.

Y ayudar no sólo al niño que está pasando por la enfermedad,

sino a los hermanos o hermanas.

Se está genial, aquí regalan donuts, "madalenos"...,

y después te pones a hacer ejercicio

para quemar todo esto que te estás metiendo en el cuerpo.

(Claxon)

En todo Estados Unidos encontrarás zonas con actividades para niños.

Quizás pienses que invertir tiempo

en una actividad exclusiva para peques es una pérdida de tiempo.

No es así, los niños necesitan su espacio para relajarse.

Y además, convivir con niños de allí es positivo,

fomenta el intercambio cultural y aprenden a relacionarse.

A los padres os servirá para descansar un poco,

que tampoco está mal.

Después de nuestro apoyo a la fundación y tomarme unos aperitivos,

queremos dar una vuelta panorámica por esta ciudad de...

"altos vuelos".

Parece mentira, pero el aeropuerto de las Vegas es el 8 aeropuerto

más transitado del mundo,

el aeropuerto de aquí de Las Vegas, el aeropuerto McCarran.

Parece mentira un aeropuerto tan grande

en una ciudad de apenas un millón y medio de habitantes,

pero es que por aquí pasa la cremita del mundo.

Mira. ¿A ver quién sabe en qué está inspirado éste de aquí?

Muy bien, Mateo, en la torre Eiffel. ¿Y éste de la izquierda?

El Caesars Palace, que está inspirado en los romanos.

Mira, ahí hay uno que es muy famoso, se llama el Flamingo.

Ése también es de los más antiguos.

Y aquí a la izquierda vemos el Mirage,

que es famoso porque tiene un volcán, salen lava y chispas,

y parece que es un volcán de verdad.

Hemos venido a Fremont Street,

una de las calles más importantes de Las Vegas,

famosa por tener la pantalla de LEDs más grande del mundo:

420 metros de lado a lado.

Cada hora en punto hay una proyección de luces y música

que no nos vamos a perder. Está petada de gente,

hay un ambientazo brutal,

conciertos, actuaciones en la calle, la verdad es que mola muchísimo.

Esta pantalla, llamada Viva Vision Show,

cuenta con unos doce millones de bombillas.

Cada hora en punto la encienden durante siete minutos

con un espectáculo en honor a la ciudad

a ritmo de canciones populares de Heart, Bon Jovi o The Who.

¿Sabías que 9 hoteles de Las Vegas son los más grandes del mundo?

Cada uno, además, tiene una temática propia

y son realmente extravagantes.

Recorrerlos es, de por sí, una gran atracción.

El jugador que más ganó en sus casinos jugando al blackjack,

al póker y a la ruleta

fue el magnate multimedia australiano Rupert Murdock:

25 millones de dólares

en sólo un fin de semana.

Nos levantamos pronto, abandonamos Las Vegas

y tomamos rumbo a Arizona en busca del Gran Cañón del Colorado,

pero antes, ¡a "evacuar"!

¡La Policía, papá! Lo mismo nos multan por hacer pis.

¡Vámonos de aquí!

(Claxon)

(Música relajada)

Mucho gusto. Yo soy Casey.

Hola, Casey. ¿Qué tal?

(CASEY EN UN MAL CASTELLANO)

Más de cien años de rancho.

Después de hacer los papeleos legales y de que Casey

nos diera buena suerte para el vuelo cantando una canción...

(CANTA)

...nos encaminamos hacia el lugar de despegue.

Estamos un poco atacados, pero el piloto nos ayuda a romper el hielo.

(EL PILOTO Y ANTONIO EN INGLÉS)

(EN UN INGLÉS POCO FLUIDO)

(EN INGLÉS)

(EL PILOTO)

(SONIA Y ANTONIO RÍEN)

(EL PILOTO Y ANTONIO)

(EL PILOTO)

No sé si os acordáis que hace cosa de una semana

estuvimos aquí. Hacía un tiempo malísimo, diluviaba

y no pudimos hacer esta actividad de sobrevolar

el Gran Cañón en helicóptero.

Aquí estamos, segundo intento,

y ahora sí que sí, día despejado, luce el sol,

¡vamos a volar en helicóptero por el Gran Cañón! (GRITA CONTENTA)

(GRITA FELIZ)

(Música)

Estás a muy poca altura de la superficie

y, de repente, aparece el tajo y haces...

¡zum!, y te metes dentro del...

Con toda la caída. ¡Guau! ...dentro del propio cañón.

Coges además todas las corrientes, el helicóptero se mueve.

Mola mucho, una experiencia que hay que hacer. Si vienes aquí

no te puedes perder el vuelo en helicóptero.

El viaje en helicóptero ha molado "mazo".

Mi padre nos ha prometido que vamos a hacer

un curso de iniciación "cowboy".

Imagínate, Cande, ir al cole montado a caballo

y con el gorro de vaquero.

Mis colegas se caen de espaldas.

Los chicos no lo saben, ha comenzado

el rito de iniciación "cowboy"

que les tenemos preparado.

Lo primero que están haciendo es comerse una hamburguesa

de búfalo.

Es eso, Mateo, es lo que haría un "cowboy".

Un "cowboy" no se comería a sus vacas, ¿a que no?

Por lo tanto, tiene que cazar y comer su hamburguesa de búfalo.

¡Comienza el rito del "cowboy"! ¡Música, maestro!

Bueno, chavales, ahora llega el momento de verdad,

la 2 prueba de iniciación, quizás la más importante.

¿Qué tiene que saber hacer sobre todo un "cowboy"?

NIÑOS: ¡Montar a caballo! Pues a eso vamos.

Tenéis que demostrarme que estáis capacitados

para poder ser verdaderos "cowboys".

Y como yo no soy un cowboy,

pero Joe sí que es un auténtico "cowboy",

quien os va a hacer el rito de iniciación y quien os va a enseñar

todas las técnicas va a ser Joe.

(EN INGLÉS)

(JOE)

(ANTONIO)

(JOE)

(ANTONIO)

En esta iniciación "cowboy",

después de haber comido la hamburguesa de búfalo,

lo más importante es la segunda parte:

montar a caballo,

la prolongación de las piernas del "cowboy",

en un auténtico caballo de "cowboy".

CASEY: # Oh, familia, qué bonito

# tenerte por aquí,

# verte con el sol en el rancho

# conmigo aquí.

# ¿Quieres caminar contento

# por el campo...? #

El siguiente paso, después de haber montado a caballo,

no es tan bonito, y es que hay que recoger

la mierda, el estiércol de los caballos.

Así que empezad.

¡Venga, que se nos va a hacer de noche, hay que recoger toda la caca!

¿Puedes dejar de tirarle la mierda a tu hermano?

Así no vais a llegar a ser nunca "cowboys", ¿eh?

Otro de los hitos importantes de esta iniciación "cowboy" es el lazo.

¡Hay que saber tirar el lazo al becerro

y atraparlo!

(RÍE) ¡Ya está!

(IMITA MÚSICA DE WESTERN)

¡Ya!

NIÑOS; ¿Piedra, papel o tijera?

(RÍE)

¡Tira, tira!

La iniciación de estos chavales va a acabar conmigo. (IMITA AHORCAMIENTO)

Pero ¿qué sería un "cowboy" sin sus botas, su camisa y su sombrero?

Vais a tener que entrar ahora en salón de belleza

y transformaros en auténticos "cowboys". ¡Vamos!

¡Yupi! ¡Sí!

(Música)

Después de tanta iniciación "cowboy",

toca una cena-película del Oeste guay.

Un pequeño descanso antes de volver al curro.

Y es que ser "cowboy" es durillo.

La última prueba:

tenéis que dormir en la tienda de campaña junto al ganado

y protegerlo durante toda la noche. Cualquier ruido y cosa,

llamáis, que nosotros estamos en la suite. Venga, a dormir.

Candela.

¿Qué?

Tengo mucho miedo.

Yo... Yo tengo frío.

(LASTIMERA) Vámonos a la de papi y mami.

¡Pero bueno! Pero, ¿qué hacéis aquí?

Teníamos miedo.

Venid a acurrucaros...

Menudos "cowboys"...

Bueno, podemos dar por concluida la iniciación.

¡Bien!

Bienvenidos, "cowboys".

¡A los niños nos gusta que nos motiven!

Hay pequeñas cosas que nos pueden hacer el viaje más fácil,

en mi caso, la "tablet".

Por ejemplo, Mercurito nos sirvió para tener

un amigo más y distraernos en los trayectos más largos.

¿Que no sabéis qué cosas nos molan? Pues pensad como un niño.

(Corneta de 7 de Caballería)

Arriba esos "cowboys", nos espera una dura jornada.

Nos despedimos de nuestro anfitrión y buen amigo Casey,

y continuamos ruta.

Cande, ¿los "cowboys" no desayunan?

La paga de un "cowboy" sólo da para unos huevos fritos.

Chicos, os he traído aquí porque estamos muy cerca de Dead Valley,

que es uno de los puntos donde hace más calor de todo el mundo.

Vamos a hacer una prueba para ver si conseguimos

freír un huevo en el capó del coche.

Más que un huevo frito, nos ha salido un churro.

Como nos faltaba chocolate para mojar,

decidimos dar por concluido el experimento

y dirigirnos hacia otro de los hitos de esta ruta del "cowboy".

(Claxon)

Si ayer alucinamos con el Cañón del Colorado,

qué deciros de lo que nos espera ahora más adelante,

los árboles más grandes del mundo:

el Sequoia National Park.

Mati, me han dado este programa que es el "junior ranger booklet".

Tú eres el "raven", que es el cuervo. Nueve a doce.

Tienes que buscar sólo ahí arriba, en las páginas donde hay cuervos,

y hacer esas actividades.

Y cuando completes todas las de cuervos,

rellenas esto y te van a regalar una chapa. ¿Qué te parece?

¿Qué chapa?

Una chapa de "ranger" del parque de Sequoia.

Venga, pues vamos.

Ya me tienen entretenido toda la visita

con lo del cuadernito y la chapa.

Es importante subir a cualquier parte del parque

con bastante agua, sobre todo para los niños.

Así que en todos los "visitor center"

tienen un aparato como éste que te permite

rellenar tus bidones de agua para los niños sobre todo.

Y para los adultos, por supuesto. Siempre es bueno ir hidratado.

Mira, ésa es una de las montañas más altas del parque,

que se llama Castle Rock;

y ésa de ahí, chicos, se llama Moro Rock.

Tiene 2.050 metros de altura.

¿Sabéis cómo se llama este parque donde estamos?

Espera, yo ya lo tengo, ¿Es Sequoia?

¿Sequoia qué más?

National Park.

Mamá, que Mateo está rellenando...

esto haciendo trampas: pone "smell a flower",

y va y huele la hierba.

Lo he olido y dice Candela que es trampa.

A ver, chicos, ¿qué diferencia hay

entre esto que tengo aquí, eh, Mateo,

y éste que tengo aquí?

¡Es verdad!

Es porque éste se ha quemado, ¿lo veis?

Estos árboles

los van quemando cada equis tiempo

porque eso ayuda a que se abran las piñas que tienen arriba

y caigan las semillas. Eso ayuda a que se vaya regenerando el bosque.

Primero pensaban que no era bueno quemarlos,

luego descubrieron que su corteza es súper dura y que resiste mucho

los incendios y las plagas.

De hecho, les viene bien el fuego.

Los árboles son los seres vivos de la tierra

que más volumen de energía almacenan,

porque están constantemente debajo del sol

y el sol es energía.

Así que hay quien dice que, abrazándolos,

lo que hacemos

es recoger parte de esa energía que almacenan los árboles.

Hay muchas papeleras repartidas por todo el recorrido de la carretera

y lo más curioso es que tienen una pestaña

y, si no la aprietas aquí dentro, no la puedes abrir.

Es un tema de seguridad para que no vengan los osos y las abran.

El recorrido se hace en poco tiempo y está bien indicado.

Unos 800 metros en una ruta circular viendo diferentes secuoyas.

Mirad, chicos, vamos a pasar ahora por uno que se llama Tunnel Log,

que es una carretera que pasa por debajo de una secuoya que se cayó.

Mira, ésta es la foto donde se ve justo cuándo se cayó el árbol,

cómo taponaba la carretera

antes de hacer el túnel.

Una foto de 1937. Qué fuerte, ¿eh?

(Música)

Estos gigantes son familia de las coníferas, como los pinos,

necesitan grandes cantidades de agua o humedad,

y miden más de 80 metros de altura. Para que os hagáis una idea,

alrededor de treinta pisos

o similar a los 93 metros de altura de la Estatua de la Libertad.

A la hora de construir algo con ellos, su madera es fibrosa

y se resquebraja con facilidad.

Fueron utilizados para hacer cerillas, para vallas...,

pero hubo enormes protestas.

Como el uso no era tan rentable, las dejaron estar.

Ésta ha sido su mejor estrategia para sobrevivir

al más voraz de todos los seres vivos: el ser humano.

¿Os acordáis del oso Yogui y Bubu,

que robaban la comida a los turistas?

Pues aquí es igual. Como no estés al loro,

se lo llevan todo.

Mira lo que le pasó por dejar comida dentro del coche.

Mirad, chicos, esto sí que son los cubos para depositar

toda la basura que te sobre del picnic.

Van con estas cadenas.

Por si vienen osos, pues ya con este mecanismo no lo pueden abrir.

Pues hala, Mateo, a recoger la basura.

Un sendero de casi un kilómetro de recorrido

te lleva hacia la base del árbol más grande del parque:

el Sherman Tree Trail.

Es el "General Sherman",...

(IMITA TOQUE DE CORNETA MILITAR)

...que es la secuoya más grande de este parque.

De hecho, tiene 2.200 años,

eso quiere decir que lleva aquí desde antes de la época de Cristo.

Y de circunferencia 31 metros

y de diámetro 11 metros.

Impresionante, ¿verdad?

Estamos en uno de los puntos más míticos del Parque Secuoya:

el Moro Rock Trail,

que te sube a lo alto de una roca granítica enorme

desde donde hay unas vistas alucinantes.

Eso sí, primero hay que subir un montón de escaleras.

Si después de lo de China, esto es jauja.

¿No te acuerdas cuando estuvimos 5 horas bajando escaleras y subiendo,

que fue mortal, que luego no podíamos ni andar?

En la Montaña Amarilla, en Huangshan.

Pues esto nada.

Moro Rock está en el centro del parque y es una cúpula de granito

con una escalera de 400 peldaños

construida en 1930.

El trayecto no es muy largo, unos noventa metros,

pero la subida se nota y mucho.

Con este paisaje de circos alpinos y picos esculpidos por los glaciares

os decimos adiós hasta el siguiente programa.

Los "cowboys makuteros" todavía tienen mucho que descubrir

y vosotros también. ¡Hasta la semana que viene!

Estamos en Solvang, un pueblecito con raíces danesas.

Alucinante poder estar así de cerca

de los leones marinos en su hábitat natural.

Se empezó a construir con los materiales que había aquí,

estas piedras,

pero además con toda la basura que iba recolectando.

Una de las cosas que tienes que hacer si vienes a San Francisco

es subirte en uno de sus míticos tranvías.

Pero si hay un edificio emblemático es éste,

la pirámide Transamérica.

Aquí en San Francisco se encuentra la comunidad china

más grande fuera de lo que es China.

Todo lo que entra dentro de la casa tiene un magnetismo especial.

Misteriosa, de Spider-Man, de superhéroe.

(GRITA)

(Sintonía final)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Ruta 66: Perderse por Las Vegas

Mi familia en la mochila - Ruta 66: Perderse por Las Vegas

03 dic 2018

En este episodio, la familia viaja a la ciudad de las luces de neón, capillas de bodas, fuentes monumentales, casinos alucinantes, espectáculos, conciertos. Conducirán hasta Arizona para sobrevolar el impresionante Cañón del Colorado en helicóptero. Visitarán uno de los parques de secuoyas gigantes de EE.UU.

Histórico de emisiones:
19/02/2017

ver más sobre "Mi familia en la mochila - Ruta 66: Perderse por Las Vegas" ver menos sobre "Mi familia en la mochila - Ruta 66: Perderse por Las Vegas"
Programas completos (37)

Los últimos 44 programas de Mi Familia En La Mochila - Family Run

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios