www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3878863
Para todos los públicos Mi familia en la mochila - Perdidos en las dunas blancas - ver ahora
Transcripción completa

En el capítulo anterior,

viajamos desde Springfield, Missouri,

hasta Amarillo, Texas.

Hoy retocamos la chapa y pintura

de unos Cadillacs muy especiales.

Cruzaremos el MidPoint de la Ruta.

Seremos abducidos por criaturas extraterrestres.

Nos perderemos por un desierto de dunas blancas.

Nos bañaremos en el río Bravo.

Y visitaremos los lugares donde se rodó una serie mítica:

Breaking Bad.

Carga provisiones, que el viaje va a ser muy intenso.

Sube a nuestra caravana, arrancamos.

¡La Ruta 66 continúa!

(Silbido)

Planifico la ruta.

Soy la "cámara-woman".

Lo mío son los animales.

Me molan los videojuegos.

Y elijo dónde comer y dormir.

Me encantan las redes sociales.

Grabo vídeo-diarios.

Como de todo. (SE RELAME)

Y además...

(TODOS) ¡...nos encanta viajar en familia!

(Ladrido)

(Graznido y frenazo)

VOZ PERRA: "Amanece un nuevo día, amigos.

En este capítulo nos vamos a ir de Amarillo, Texas,

hasta..., a ver si lo digo bien,

"Albuquerque", Nuevo México.

Palizón que te crió.

(Claxon)

¿Cómo estás de batería? En 66%.

¡Estás en 66 de batería, tía!

Estamos en la Ruta 66 y 66 de batería.

Esto es... ¡Esto es una señal!

¿Os gustan los Cadillacs? Sí, ¿verdad?

Pues decimos adiós a Amarillo y sus filetes de dos kilos,

y enfilamos hacia un lugar donde coleccionar Cadillacs está "tirado".

Bueno, mejor dicho, están enterrados, y además necesitan

una mano pintura pero ya.

Estos diez Cadillacs aquí enterrados,

con el culo al aire, como quien dice,

son la obra excéntrica de un multimillonario

que en 1974 decidió plantarlos, nunca mejor dicho.

Artistas de todo tipo han venido a pintar estos Cadillacs

y lo que estoy haciendo es darle una base blanca

para que los nenes puedan dejar su impronta.

¡Hay un montón de colores aquí tirados!

El sitio es alucinante, pero la única pena es que...

la gente no tiene ningún tipo de conciencia ecológica

y está todo el campo de alrededor lleno de tapones,

de botes de esprays tirados y, jolín, da un poco de pena, macho.

TODOS: ¡La Ruta del Cowboy!

(GRITA CONTENTO)

(Música animada)

Estamos justo en el punto medio

de la Ruta 66.

A mi izquierda,

a 1.833 kilómetros de Chicago;

y, a mi derecha,

a 1.833 kilómetros de Santa Mónica,

nuestro destino final.

Pero ahora, lo que nos toca, es tomarnos un café

en la cafetería que está situada justo en el punto medio:

el MidPoint Café.

Mirar cómo mola

esta máquina de poner discos de 1953,

tiene 120 canciones.

Echas una moneda, la seleccionas... Lástima que no la podamos ver

en funcionamiento porque la están restaurando, pero es chulísima,

me encanta.

Y es que este bar-restaurante representa lo que debían de ser

esas cafeterías

que estaban dispersas por toda la Ruta 66

entre los años 50 y 60.

De hecho, justamente ésta, MidPoint café,

es la que se utiliza como inspiración

para esa cafetería de Flo, de la película "Cars":

la V8.

(Motor antiguo)

Cuando alquilas un coche en EE.UU.,

la tarifa puede incluir un seguro a terceros.

Pero cuidado, no siempre es así, ¿eh?

Nuestro consejo es que mires las condiciones de alquiler

y contrates un buen seguro adicional si no viene incluido.

¡Entramos a Nuevo México, quinto estado!

(Ovación)

"Welcome to New Mexico!"

Cande, ¿has visto alguna vez un ovni?

En las pelis.

Pues según papá, adonde vamos los han visto de verdad

y hasta tienen un marciano disecado.

Efectivamente, Roswell es la cuna de los avistamientos marcianos

y de informes "UFO" de alto secreto.

Lo vamos a pasar "de miedo".

(Claxon)

Estamos en Nuevo México, la tierra de las Montañas Rocosas,

del río Grande,

y hemos venido a Roswell porque este pueblo

se hizo muy famoso hace sesenta años

cuando cayó aquí un ovni en un rancho.

Algunos dicen que era un globo de vigilancia militar,

otros dicen que era un objeto no identificado;

el caso es que el FBI peinó toda la zona

y, desde entonces, se creó el gran mito.

Incluso cada 4 de julio hay aquí un enorme festival

donde acuden miles de personas a celebrar una fiesta "alien".

Estamos en el museo Alien.

Vamos a investigar un poquillo más, ¿no? ¿Qué ha pasado en mi voz?

(Ladridos)

"Pipa" presiente algo.

¿Recordáis la película "Ultimátum a la Tierra",

de Keanu Reeves?

Pues era un "remake" de otra famosa película

de los años 50:

"The day the Earth stood still".

Y éste era el monstruo que soltaba el rayo por el ojo.

Películas, libros, documentales, series de televisión...

El tema ovni en Roswell

ha generado infinidad de información.

Nadie mejor que los americanos para sacar partido a cualquier hecho.

Dicen que el 5 de julio de 1947

cruzó Foster Ranch "lands"

y cayó al suelo,

en la finca de esta familia.

El FBI dijo que lo que la gente había visto era esto. ¿No?

Eran prototipos de hombres de hojalata

que estaban usando para un proyecto. No había ningún extraterrestre.

No me lo creo.

Los militares quería esconderlo, dijeron que no había ningún "alien",

que eran... imaginaciones de los del pueblo.

¿Qué creéis? ¿Hubo aquí alienígenas

y naves espaciales? ¿O no hubo nada?

Pues yo no me lo creo porque, si no,

los astronautas

ya habrían encontrado en otros planetas alienígenas.

Yo creo que éste sí que es un platillo verdadero porque...

reluce el sol en él.

Muchas películas se han hecho sobre este tema. ¿Fue verdad?

¿Fue mentira? ¿Una invención?

Ahí vosotros decidís.

¡Se ha movido la caravana! ¿Lo habéis visto? ¡Se está moviendo!

¡Sí! ¡Sí, vamos a investigar!

¡Ah, un "alien"!

Me da miedo, tócalo. ¡Tócalo!

Nos hemos hecho sus amigos

y nos va a acompañar durante el resto del viaje.

¿Verdad, "aliencito"?

A partir de ahora, se llamará Mercurito.

¡Uh!

(Música country de guitarra)

De las alucinaciones marcianas, nos dirigimos a alucinar

con uno de los lugares más bellos del país:

el Monumento Nacional de las Arenas Blancas,

situado a 25 kilómetros

al suroeste de Alamogordo, Nuevo México.

Pero eso mañana. Ahora, a pernoctar.

Parece que a "Pipa" le mola su "alien".

Cae la tarde y llegamos con el camping cerrado.

Menos mal que mi mami es previsora

y ha llamado antes para reservar.

La mayoría de campings en EE.UU. cierran a las 6 o 7 de la tarde.

Si vas a llegar más tarde, tienes que llamar por teléfono,

hacer tu reserva,

y te dejan siempre un sobrecito en algún sitio visible

con tu nombre.

Y dentro te ponen un mapita del camping,

la parcela que te han asignado

y las claves del wifi, de la lavandería,

de los baños... ¿Veis?

Como la "family" está cansada, tengo una sorpresa para los postres.

Ingredientes: sirope de maíz, azúcar,

maíz modificado genéticamente, gelatina, agua,

dextróxido...

Y después de tomarnos esta guarrada, pero rica y buena,

nos vamos a dormir. Así que...

"que durmáis bien", como dicen los nomos. Buenas noches.

(Claxon)

Buenos días, amigos.

Comenzamos el día con cremita solar,

hoy vamos a estar mucho tiempo al sol.

PERRA: "¡Y carretera y manta! Mejor dicho, carretera y bolso.

¡Toma bolso! ¡Toma bolso! ¡Toma bolso! ¡Toma bolso!"

(RÍE)

¡Y a ver las dunas! Creo que lo vamos a pasar en grande.

Estamos en White Sands, en el parque de Arenas Blancas,

elegido por los viajeros

como uno de los mejores parques este año en todo Estados Unidos.

Y no me extraña, porque el lugar es realmente alucinante.

Esto es un platillo

que sirve para deslizarse por las dunas.

Es redondo,

le pones una cera,

se lo restriegas, lo coges, lo pones en el suelo

y te tiras por las dunas.

Este platillo ha costado veinte euros

y, si luego quieres que te lo compren,

en la tienda te lo compran por cinco dólares.

(GRITA)

También en las dunas, como hay mucho sol

y encima es como sal...,

o sea, que no es sal, es como un mineral,

pues refleja mucho el sol y te da mucho en la cara.

Entonces tienes que llevar crema, gafas de sol y una gorra,

como tenemos nosotros en las mochilas aquí.

(GRITA)

Esta arena blanca es yeso cristalizado,

no es el yeso común que conocemos nosotros.

(Música)

Aquí, en este parque,

se hicieron las primeras pruebas nucleares

antes de tirar la bomba atómica en Hiroshima. De hecho,

todavía aquí se siguen haciendo pruebas de misiles.

¡Ay!

(GRITA)

Estas dunas están localizadas en la cuenca del río Tularosa,

a una elevación de 2.291 metros.

Recomendable ir a última hora de la tarde para ver la puesta de sol

y cómo brillan los infinitos cristales que forman la arena.

Pero, cuidadín,

es una extensión de 710 kilómetros cuadrados

y te puedes perder fácilmente.

(ASUSTADO) ¡Aquí no está la caravana!

¡Madre mía, que nos hemos perdido!

Vamos a ir a la otra duna de allí, que creo que está ahí detrás.

Estamos muy perdidos, ¿eh?

Estamos muy, muy perdidos.

"Pipa", ¿te sabes el camino? Llévanos a casa, venga.

PERRA: "Tengo que tomar cartas en el asunto porque si no..."

¡Corre, corre, corre!

¡A apartarse! Estoy que lo doy todo por la "family".

Y por mí también, "of course".

(EMOCIONADO) ¡Muy bien, "Pipa", nos has llevado hasta la caravana!

(FINGE LLORAR) ¡No me lo creo, no me lo creo!

¡Muy bien, "Pipa"!

¡Por fin!

Cuando podamos, lo primero que vamos a hacer es acercarnos a un "súper".

Las provisiones se acaban.

Ya sé por qué no hemos encontrado atascos en el viaje,

están todos aquí.

Esta noche cena fusión hispano-USA.

Los dos ingredientes fundamentales:

aceite español y sombrero vaquero.

Hoy hay ganas de cenar como en casa.

¿Adivináis qué plato está preparando mi padre?

Un aceite español para una tortilla española

en la población La Española.

Que no es La "Espanola", ¿eh?

Es La Española.

Se merece que gastemos nuestro recurso dorado,

nuestro oro más preciado,

en este maravilloso manjar tan lejos de casa,

pero tan cerca ahora.

¡Epa! ¡Cómo está la tortillica! ¡Ole, ole!

¡Vaya pinta que tiene, madre mía!

Y después de esta cenita... ¡Hasta mañana, amigos!

Abandonamos de momento la Ruta 66 y el estado de Nuevo México

para visitar un proyecto de bioconstrucción muy interesante

que hay en Taos, noroeste de Texas.

Se nota muchísimo en esta zona la influencia española

que hubo tanto en el tipo de construcciones,

incluso hay tejados de teja, como en los nombres de los sitios:

Amarillo, La Española, Santa Fe...

¡Eartship Biotecture nos espera!

Hemos venido a visitar el proyecto de Michael Reynolds,

un arquitecto americano que conocimos a través del documental

"El guerrero de la basura" (Garbage Warrior),

y del que somos superfans. Cien por cien recomendable.

Vamos a ver en qué consiste su proyecto.

(SONIA EN INGLÉS)

(MICHAEL)

(SONIA)

(MICHAEL)

Esto sería la parte bonita, lo que da a la casa,

lo que se ve, lo enlucido, y ahora vamos a ir al otro lado,

donde vemos las entrañas de cómo están hechos realmente estos muros.

Y ésta sería

la parte de atrás de ese muro que hemos visto enlucido,

donde se ven ya todas las botellas metidas en el cemento.

Esto, por un lado, y así se harían los muros

hechos con neumáticos.

Todo el calor del día, que se acumula en el barro,

por la noche... entra en la casita y la mantiene caliente.

Es un sistema de calefacción natural. De la misma manera,

cuando hace mucho calor, utilizan un sistema y un tubo gigante

que sale a la tierra varios metros de la casa,

mete el aire, la ventila

y sale a través de estos lucernarios, que se abren

y permiten un aire acondicionado de manera natural en toda la casa.

Esa idea de reutilizar materiales,

que parece algo lógico y totalmente razonable,

le ha costado a Michael Reynolds

muchos litigios en tribunales,

que le hayan retirado incluso retirado su título de arquitecto

y el desprestigio de parte de algunos "lobbies"

que consideran que la basura es basura y no una materia prima

de la que se pueden crear cosas tan increíbles como ésta.

(MICHAEL EN INGLÉS)

(SONIA)

(MICHAEL)

Aquí se recoge la materia prima:

las botellas marrones,

las botellas verdes

y aquí las latas.

Pasamos a la "mesa de operaciones",

que es donde se cortan las botellas, se cortan con radial,

y una vez que las tienes así cortaditas por la mitad,

las ensamblan con cinta americana

para hacer una especie de ladrillo compacto,

que es lo que va dentro del muro de barro.

Hay tres maneras de disfrutar de estos "earthships":

una es comprarte aquí una casa, que hay 70 propiedades privadas;

la otra es alquilar una noche,

hay seis en alquiler;

y la tercera es venir aquí a hacer un curso y alejarte como estudiante.

Esta casa que tengo aquí es la de los voluntarios.

Los "earthships" se refrigeran con aire, pero nosotros con agua,

así que a refrigerarse toca,

porque calor en Nuevo México hace para regalar.

Estamos en el puente sobre el río Grande,

en una de sus gargantas más profundas.

De hecho, es tal la altura que nos hemos encontrado con este "gadget",

este teléfono de "crisis hotline",

que es una línea caliente para llamar en caso de que te apetezca

tirarte desde aquí; pero antes de nacerlo, por favor,

pulsa el botón rojo.

Seguro que os acordáis de caravanas y vaqueros cruzando el río Bravo

en las pelis, ¿verdad?

Pues bien, el río Grande y el río Bravo son el mismo.

No es un río navegable y, antes de la llegada de los españoles,

lo indios lo utilizaban para regar sus cosechas.

Ahora hay un grave problema, está sobreexplotado:

hay más consumidores de su agua que agua misma.

Según los grupos ecologistas,

como no se pongan medidas restrictivas,

este río puede desaparecer en pocos años.

Chicos, ¿apetece un chapuzón?

NIÑOS: ¡Apetece!

Estamos en Rio Bravo Campground.

Es un camping un poco diferente al resto porque es un...

"self-serve pay station", quiere decir "hágaselo usted mismo".

Aquí no hay recepción, no hay nada, directamente

una caja con estos sobres donde tú rellenas tus datos,

metes el dinero dentro y lo depositas en este buzón.

Para saber cuánto cuesta,

sólo tienes que dirigirte a aquí y ver las tarifas.

Nosotros, con la caravana, son quince dólares la noche.

Hemos llegado aquí, al "campground" éste,

y no hay manera de reservar,

así que esto es quien llega primero, se la queda.

Y ahora estamos en una disyuntiva, no sabemos qué hacer,

porque no podemos dejar nada aquí.

Pero vamos, que en realidad si nos vamos a las aguas termales,

que están a casi cincuenta kilómetros de aquí,

y luego volvemos por la noche y no tenemos sitio,

nos tenemos que volver otros 30 km dirección al pueblo

a ver si encontramos ahí un emplazamiento para la caravana.

La decisión hay que tomarla, pero hay que tomarla ya.

Dice Mateo que pongamos una mesa con dos botellitas, con dos latas, ¿no?

De cerveza y a correr.

¡Buena idea, Mateo, algunas veces me sorprendes!

Listo que es uno.

Se ve desde aquí un grupito

de gente ya metida en las pozas.

Parece que tenemos alguna poza particular que vamos a poder usar.

(Música)

(GRITA)

Estados Unidos es un país enorme.

Así que da igual cuando vayas.

Si lo cruzas de lado a lado, vas a pillar de todo:

frío, calor...

Según mis padres,

el invierno es la peor época para viajar

porque hay mucha nieve y pocas horas de luz.

Pero yo metería de todo en la mochila,

seguro que lo utilizarás.

Mi idea de la mesa había funcionado,

teníamos el sito guardado cuando llegamos anoche.

Sobre todo porque aquí no había nadie.

Volvemos a la ruta camino de Albuquerque.

Hacemos parada en una tienda de antigüedades,

un auténtico paraíso para Antonio.

Una de las maravillas que tiene viajar por este país

es encontrarse sitios como éste,

un museo en mitad de la carretera

donde han ido almacenando todo tipo de "gadgets",

es decir, productitos derivados

del tema de la gasolinera y de la automoción.

Tenemos desde un surtidor

de los años 40

hasta un Ford T de los años 20.

¡Impresionante!

¡Uh!

Aquí hay hasta carros de la época de los "cowboys",

de 1840,

1850.

!Ahí va, lo que me acabo de encontrar! ¡Madre mía, madre mía!

¡Pero qué flipada, tío!

Esto es un puro clásico, macho.

Está bastante mal, pero... pero... pero mola...

Un Packard Patrician, tío.

Eh, tíos,

¿vamos a hacer algo de rock'n roll aquí?

Un convertible Chevrolet en rojo y blanco.

Estos acabados eran increíbles y el...

Bueno, el "look" del coche

era alucinante.

Este parece que hasta funciona y todo.

Antes, cuando no teníamos móviles, cogías el teléfono,

ponías tres o cuatro monedillas,

ponías el número de teléfono,

hablabas con tus padres

y luego, si habías puesto más de la cuentas, pues lo cogías así.

"This here, ten dollars."

...y dos, cuatro; y dos, seis...

"Ten dollars."

y 5, 21...

"Five dollars."

Cada chapa son...

"2 dollars."

...5, que son...

Twenty.

...5, 26.

Durante la Segunda Guerra Mundial

y luego, posteriormente, durante unos años más,

todo el metal que se tenía en EE.UU. se utilizaba para la guerra.

Por lo tanto, las placas

de las matrículas no estaban hechas de metal,

sino que estaban hechas de una especie de material de melanina,

que es como un conglomerado de madera.

Y, bueno, esta plaquita me la quería llevar,

pero no he llegado a un acuerdo. Me quería cobrar el hombre 30$

y me ha parecido un poco excesivo.

Así que este cachito de historia se queda en su sitio.

A Antonio le hubiera encantado llevárselo todo,

pero al final priorizó la economía familiar.

¡Lo que merece un premio en toda regla!

Entre mamá, Mateo y yo

decidimos regalar a mi padre una cosa que le va a molar,

un tour por los lugares donde se rodó

una de sus series de televisión favorita:

¡Breaking Bad!

Vamos a comenzar una ruta que nos va gustar a los adultos.

Los chavales no conocen demasiado esta sería mítica, The Breaking Bad,

una serie de causó furor y que yo ya he visto tres veces.

Vamos a ir a visitar, porque se rodó aquí en Albuquerque,

los espacios más interesantes o los puntos míticos

donde se rodó

esta serie impresionante.

Así que vamos a alquilar unas bicis y nos vamos a poner en marcha.

(Música)

Ésta es la casa de Jesse Pinkman.

Para los amantes de esta serie de televisión,

todos estos lugares os resultarán muy conocidos,

pero Albuquerque, además,

refleja una gran diversidad étnica y cultural,

y muestra la decadencia y pobreza

que se percibe en el estado de Nuevo México,

uno de los más pobres de Estados Unidos.

¡Mirad, éste es el cuartel general de la DEA!

El nombre de la ciudad viene del duque de Alburquerque,

virrey de Nueva España entre 1702 y 1710.

Se le perdió la "R" por el camino, en un "albur". (RÍE)

Estos moteles son un clásico de la cultura americana.

Aquí la gente está

por períodos más o menos largos.

En la serie The Breaking Bad,

ésta es la residencia habitual

de una de las "pilinguis" protagonista de la serie.

Pero si hay una localización característica de esta serie

es el restaurante de pollos de Gus,

lo que se llamaba "Los pollos hermanos",

y que ahora y siempre

fue una taquería llamada Twister.

Oye, ¿pero habéis puesto el candado a las bicicletas?

¿Alguien está vigilando?

Uf, menos mal que las bicis continuaban ahí,

si no, nos cae una. ¿Verdad, Mateo?

¡Ya te digo! Yo, de momento, le doy caña a los pedales

por si acaso.

Mateo, ¿qué haces adelantando?

Y aquí termina nuestro súper tour Breaking Bad.

Yo diría que está muy bien para los "frikis" de la serie

porque ves muchas localizaciones, te pones en escena

y mola muchísimo.

Quizás para hacer con niños no es el plan más adecuado

porque, justo cuando cruzas la Panamericana, entras en un barrio

que está prácticamente todo lleno de "colgadetes"

y es todo un poco sórdido.

Entonces, bueno, ahí lo dejo. Cada uno...

¡Breaking Bad!

Dejamos Albuquerque y continuamos ruta.

Nos queda mucho por descubrir:

Las Vegas, el Gran Cañon,

el Meteor Crater, Antelope Canyon, el Monument Valley...,

un montón de lugares alucinantes

a los que estáis invitados en este apasionante viaje.

¡Chao, amigos, nos vemos!

¡Hasta la semana que viene!

Vamos a pasar por una carretera musical,

se escucha "America is beautiful".

Hay que ir a 45 millas por hora para poder escucharla. Atentos.

Frank va a ser nuestro voluntario,

nos va a enseñar una reconstrucción de lo que es una mina de uranio.

Estamos en la calle más céntrica de la ciudad de Winslow,

donde está esta hermosa marca de la Ruta 66.

Como medio campo de fútbol.

Hizo... (IMITA EXPLOSIÓN)

¿Dónde está "Pipa"? ¡Antonio, para, para, que nos hemos dejado a "Pipa"!

(Sintonía final)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Perdidos en las dunas blancas

Mi familia en la mochila - Perdidos en las dunas blancas

26 nov 2018

Descubriremos un hito de la Ruta 66 el Cadillac Ranch y rumbo al monumento Whit Sands National Monument, donde nos perderemos entre dunas blancas. En Nuevo Mexico nos espera el proyecto de Bio Arquitectura Earth Ship, una preciosa comunidad de casas sostenibles y hechas de basura.

Histórico de emisiones:
22/01/2017

ver más sobre "Mi familia en la mochila - Perdidos en las dunas blancas" ver menos sobre "Mi familia en la mochila - Perdidos en las dunas blancas"
Programas completos (37)

Los últimos 44 programas de Mi Familia En La Mochila - Family Run

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios