+Cotas La 1

+Cotas

Sábados a las 09.30 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5397770
Para todos los públicos +Cotas - Programa 14 - ver ahora
Transcripción completa

con dos tortugas a bordo. Los quelonios son tan tranquilos

Un año antes de que el hombre pisara por primera vez la Luna,

la entonces Unión Soviética había enviado un vuelo a espacial

con dos tortugas a bordo. Los quelonios son tan tranquilos

y lentos como sorprendentes.

Por ejemplo, sienten a través de su caparazón.

Son capaces de oler con la boca

y no tienen dientes.

Esta preciosidad se llama Morla. (RÍE)

Bienvenidos y bienvenidas a "+Cotas".

(Sintonía "+Cotas")

Comienza tu programa de animales de compañía.

Adelante, Sandra Daviú, Ismael Beiro

y el veterinario. Hola, Macarena. Mira.

¡Olé! Carlos Rodríguez.

Muy buenas. Adelante.

¿Y esto ahí? Invitados especiales.

Como "morla" la tortuga. (RÍE) Ya estamos.

Es por "La historia interminable". Sí. Oye...

Si no lo habéis leído, leedlo. Me encanta.

(CANTA EN INGLÉS) Te cuento una cosa.

No. (RÍE) Sí, sí.

Muy rápido, muy rápido. (RÍE)

¿Sabéis por qué Jordi Hurtado... ¿Ves?

...no quiere de mascota una tortuga?

¿Por qué? Sufriría el día que se fuera.

Solo duran 100 años. Efectivamente.

Bueno, lo que te decía. Y se queda más ancho que largo.

¿Quién son estos invitados? Qué preciosidad.

Aquí tenemos una pareja de camaleones.

Aquí está el macho. Sí.

Y ahí, la hembra.

Son maravillosos y os contaremos mogollón de cosas sobre ellos.

Es una preciosidad.

Y también contaremos cosas que no son ciertas de ellos.

Vale. Eso de que cambian de color

cuando se ponen en una mano... Tendría que tener color carne.

(RÍE) Todo el rato del mismo color.

Yo doy fe. Totalmente.

Sandra, vamos con un avance de los temas que nos ocupan hoy.

Pues sí, porque, a ver, yo no soy José Manuel Soto

y te lo podía decir cantando, pero ni entono.

Pero aquí tenemos la suerte de que el de verdad

nos ha recibido en Sevilla para conocer a sus mascotas.

Susana, te presento a mi caballo Feriante.

Hombre. Qué placer. Qué guapo.

Yo voy a caballo y voy cantando.

¿Ah, sí? ¿Y qué le cantarías?

Las canciones se las canto a mujeres.

Pero bueno, yo soy una mujer. -Ah, bueno.

Me la cantas a mí. -Te la canto a ti.

# Déjate querer, mujer, déjate querer.

# Déjate querer, mujer cruel. #

Susana siempre tiene suerte. Visita a famosos maravillosos.

Y, por cierto, es una escapada perfecta.

Sevilla, sus canciones, los animales. Enseguida, Macarena.

Carlos, tu propuesta.

Yo os quiero hacer una pregunta.

¿Seríais capaces de controlar

a un perro hiperactivo? Vamos a verlo.

Es muy ansioso. Está buscando ya algo para tirarlo.

Pelota, palito, piedra.

O sea, que muerde piedras. -Piedras, piedras. Está sin dientes.

Bueno, los compañeros, tanto la veterinaria

como nuestro rehabilitador, han hecho un trabajo muy intenso

para que Thor esté tranquilo. Tanto él como su familia.

Ismael. Yo haré un homenaje

a Sandra, ¿eh? Vamos a ponernos serios.

No sé si voy a...

No sé si os voy a hablar de una invasión...

El titular da miedo ya, la verdad. No se si os hablaré

de una invasión alienígena o de mapaches. Y lo vemos.

¿Son muy difíciles de atrapar los mapaches?

Son bastante difíciles de capturar.

Lo que hemos puesto ha sido una cámara trampa.

Mira, aquí ha salido uno.

No sé si lo puedes... -Sí, mírale.

-Ves como el mapache se acerca.

Incluso a oler la cámara, sin miedo.

Pues sí. Hablaba con Carlos

que los mapaches se ponen de moda

porque era la mascota que tenía Pocahontas.

Ya ves. Menos mal que tenía un mapache

y no un elefante de mascota.

Vamos a ver, Pocahontas forma parte de la ficción.

Efectivamente. Como ficción tendría que ser tener mapaches en casa.

Cuidadito. Te cuento una cosa superrápido.

Superrápida. Que lo he leído en un titular.

Hoy te han dado lengua, Isma. Una perra desaparece en Las Palmas

a las 00:00.

Una menos en Canarias. Muy bien.

Muy bien, muy bien. (RÍE)

Enseguida nos asomamos a estos y otros contenidos.

A continuación, "Animaladas".

Sandra, adelante. ¿Qué es lo que vemos?

(RÍE) Este podía ser Ismael perfectamente.

No. Es broma. Bueno. (RÍE)

Va, venga, va. Vamos a ponernos serios.

No. Olé.

Te ha gustado.

Todos estos son mascotas que, oye, o animales

que les gusta la fotografía. Fijaos, por ejemplo, este.

Sí, señor. (RÍE)

Probando cara. Claro.

Mira, parece... Son...

Yo creo que hasta de postureos. Algunos hasta posan.

O, al menos, lo parece. Que aquí parece que dice:

"Esto es lo que se llama un robado".

Vamos, un robado en toda ley. Un robado posado.

Te dice: "Échate tú para allá". Mira esta.

Perdona, Isma. Es que, fijaos. Bueno, bueno.

Es... Estas fotos a mí, de ponerse así...

Mira, mira. Algún día lo tenemos que probar.

Y este, que recibe el lametazo. Son víctimas de los nuevos tiempos.

Y esto, fíjate. Quieren salir.

Un paisaje, todo muy bucólico.

Y él en primera fila, así. "Yo quiero salir en la foto".

Esta sí que es buena. Me encanta que parece que se ríen contigo.

Es... Y no.

No, no. Pero bueno, queda...

¿Y esta? Perdón. El gato, en fin... El gato ha buscado una almohada.

Se ha puesto en el sitio más mullidito.

Dice: "Pues aquí". Mi perro sale en todos los selfies

sin darme cuenta. ¿Y este?

"Yo quiero ser el primero, salir el primero,

y vosotros ya de atrezo". Parece que sujetara el móvil.

Totalmente. Que estaba haciendo yo antes

un "history", ¿me entiendes?, un "history" de Instagram

donde estábamos saliendo. Y aparece ella como una mascota.

Ah, sí, yo también lo he hecho. Yo quiero salir.

Y he hecho así. Mira, un walabí.

Y esta, fijaos.

Hay algunas que son entrañables. Amor de verano.

Son bonitas. ¿A que os gustan? Tucán, monetes...

Ahí no se distingue. Esta es muy divertida. ¿Y esta?

Es muy divertida. Como el camaleón.

Esta también. Y mira, dientes, dientes.

Oye, tenía muy buenos dientes el animal.

Hombre, para... Casi más que el de la foto.

Es un animal de la clase Pantoja. (RÍE)

Dientes, dientes. Lo has pillado. Lo has pillado.

Y esta es: "No quiero salir". O sí. Pero se ha puesto delante.

Y el caballo lleva la voz cantante. La hemos fastidiado.

Es que tienen mucho de ponerse delante.

¿Os fijáis? Este perro es igual...

Mira, mira, Carlos. (RÍE)

Esto es genial. (RÍE)

Esto es genial. Pero yo creo que esa no es real.

A ver, evidentemente... Se busca la foto.

Claro. Se pueden cruzar contigo y tal.

Todos tenemos fotos graciosas con las mascotas.

Pero que aparezca un reno, un lince, tampoco es eso.

Salvo que le esté dando mucha comida y el animal entre dentro.

(RÍE) Esta cara de pez globo.

Por Dios. Son los que se cuelan en la foto.

Se ponen delante del careto. No te dejan hacer la foto.

Te roban la foto. Total.

Quítate tú, que me pongo yo.

Esto es un robo total.

Mola. A mí me encantan. Estas... Bueno.

¡Oh! Mira qué bonito. Qué tierno.

¡Que te como! Claro, la foto, la perspectiva.

Pues te da una idea mucho más divertida, ¿no?,

de la realidad. No, lo bueno...

Este perrito hiperaumentado. Un poco rara, sí.

A mí esta no me gusta. Esto es lo que es busca.

Mira, mira los Bee Gees. (RÍE)

Mira, fíjate este la cara de: "Hola, aquí estoy yo".

Me recuerda a...

Ahí. Oye, la cara de sorpresa

de los dos mola. Hay que tener valor para ponerse.

¿Esto es un tigre? No, no es un tigre.

¿Es un leopardo? Más bien tirando a ello.

Lo que te quiero decir es que en estos animales...

A todos nos gusta hacernos la foto con animales salvajes.

Parece que se ha hecho la foto. No lo hagáis.

Pero, Carlos, a lo mejor es una obviedad lo que pregunto.

Pero lo del hacerse fotos es como... ¿No?

Lo de hacerse fotos con animales... Es cosa nuestra.

Al animal lo que le tocas es las polainas,

porque le mantienes quieto para sacar una foto que no le interesa.

Y que muchos animales están sufriendo maltrato

o abusos por simple y llanamente hacernos una foto

porque estamos en Tailandia.

Tu madre lo hace de pequeño contigo.

Tenías dos meses y te hacía una foto y llorabas.

Hay que pensarlo, hay que pensarlo.

Por mucha ilusión que nos haga hacernos una foto con una serpiente

o animal exótico, hay que pensarlo

y pensar en la vida que lleva para que tengamos un recuerdo.

Yo una de la mejores fotos... Si hay que forzarle, no.

Es difícil que me salga una buena foto con este gepeto.

Una de las mejores fotos que tienes es esta, este momento.

Mira qué preciosidad. Ay.

Yo haré lo mismo. Pero temo... Mira, mira.

Como bien decía Ismael, algunos animales no son para el hogar,

por muy seductores que nos parezcan.

Su aspecto simpático, su presencia en los dibujos animados,

los han hecho atractivos, pero los mapaches no son mascotas.

Son animales salvajes que, además, pueden transmitir enfermedades

y desequilibrar ecosistemas como el de la Comunidad de Madrid,

donde resultan un problema como especie invasora.

Tiene los detalles nuestra corresponsal María Pérez.

Pueden vivir unos 14 años y llegan a pesar hasta 11 kilos.

A lo largo de toda su vida pueden tener más de 30 crías.

Les hablamos del mapache. Es originario de América,

pero llegó a España en 2010 y se ha convertido en especie invasora.

Aquí se siente como en casa.

Paco, buenos días.

(PACO) Muy buenas. (MARÍA) ¿A qué te dedicas?

Soy biólogo y trabajo con especies silvestres,

sobre todo con mamíferos. -Ajá.

Y nos has citado aquí porque es uno de los destinos preferidos

de alguna especie invasora. (PACO) Es un punto de origen

de una de las especies que nos está generando más problemas: el mapache.

(MARÍA) Entran como animal de compañía.

Generalmente, las mascotas exóticas por películas

o porque alguien las pone de moda.

O un... Puede ser un actor famoso.

George Clooney con los cerdos vietnamitas

o puede ser "Pocahontas".

El problema es que la gente compra esas mascotas pensando

que serán como un perro o un gato y no lo son.

Son animales salvajes.

No están acostumbrados a la gente y si pueden, escapan.

Y luego, al ser tan inteligentes,

si no tiene estímulos contantes, se ve que se desequilibran

y empiezan a tener problemas psicológicos.

¿Sí? -Y eso hace que un mapache

pueda volverse agresivo o extremadamente nervioso.

Y, al final, eso incide en que los dueños no lo soportan.

¿Son muy difíciles de atrapar los mapaches?

Son bastante difíciles de capturar.

Entonces, hemos puesto o una cámara trampa

que se dispara con unos sensores...

cuando un animal cruza por delante.

A ver qué se ha descargado.

Mira, aquí ha salido uno.

No sé si lo puedes ver. (MARÍA) Sí, mírale.

(PACO) Ves como se ha acercado incluso a oler la cámara sin miedo.

(MARÍA) Es muy sinvergüenza, ¿no? (PACO) Muy descarados.

¿Por qué es una especie tan invasora en España?

Pueden reproducirse mucho y muy rápido.

No tienen depredadores naturales. (MARÍA) Comen de todo.

De todo. Son omnívoros y son capaces de alimentarse

tanto de fruta como de cultivos. Además, pueden cazar, pescan.

Son muy hábiles.

¿Y cómo sabemos que por aquí hay mapaches?

Mira esta huella. (MARÍA) Ah, sí.

Aquí ha marcado muy bien la almohadilla.

Y luego, ¿ves?, se notan mejor los dedos.

Uno, dos, tres, cuatro y cinco.

Esta huella mide algo más de siete centímetros de ancho.

Los mapaches hacen estas búsquedas de alimento desde el río.

Salen, vuelven a entrar. Seguramente sea un adulto buscando comida.

Pero, Paco, estamos escuchando la carretera aquí.

¿No se asustan del humano? -No.

Cambian sus ciclos, son nocturnos. (MARÍA) Ajá. ¿Son agresivos?

Es un animal salvaje.

La recomendación es: si vemos un mapache,

nunca intentar tocarlo

y nunca intentar acercarte a él.

No es un animal de compañía. -No.

No, para nada. Es un animal salvaje, ya lo hemos dicho.

Y yo, por mí, que se queden con Pocahontas

en Norteamérica. Que aquí tenemos otras especies autóctonas

tan bonitas o más. -Que así sea, que se queden allí.

Efectivamente. -Gracias, Paco.

A vosotras por todo. -Que vaya bien.

Chao. Hasta luego.

No es un animal de compañía, Carlos.

En absoluto. Y, además, lo ha explicado perfectamente bien.

Tenemos que pensar que hay animales salvajes

que deben estar en su casa y no en la nuestra.

Por mucho que nos haga ilusión. Porque pasa lo que pasa.

Estos animales hacen cosas que no nos apetecen en nuestro hogar,

como romper cosas, mordisquear, no se controlan,

no son fáciles de adiestrar.

La gente dice: "Va a ser como un perrito".

No son perritos. Y, al final, se les abandona.

Se les abandona e interaccionan con otras especies.

Y lo que os pediría es que en vez de llamarles especies invasoras,

les llamamos especies invasivas.

Invasoras parece que vienen a jorobarnos.

De hecho, nosotros los hemos hecho invasores.

Nosotros somos los invasores, no ellos.

Me he acordado cómo se llama el perrito que tiene Eva Hache.

(RÍE) "Map Hache".

Adiós. Madre mía, tío. Pero de verdad...

Pero ¿por qué hay que sufrir esto los fines de semana?

Mírame a los ojos. Todo bien, ¿no? ¿Te cuento otro?

No, no, no, no, no. Vamos a descansar un poquito.

Tómate las pastillas ya.

Sabes que te queremos. Por favor.

El mapache es un superviviente.

Resiste y se adapta, aunque no sea su hábitat.

Pero desde "+Cotas" recordamos que tener o comerciar con mapaches

está prohibido.

En los próximos minutos, vamos a cuestionar falsos mitos.

Hola, Susana. ¿Qué tal, Macarena?

Muy bien. Hola, Carlos.

Hola, Susana. El mito que cuestionamos...

Mira, no le falta detalle. Desde luego.

Perfectamente acompañado. Parezco Noé ahora.

Está hecho un cuadro, pero un cuadro maravilloso.

Gracias. Yo también te quiero. Te quiero.

Susana, el mito tiene que ver con las tortugas.

Sí. Concretamente, con sus huevos.

Exactamente. Jesús.

Exactamente. Bueno, pues hace muchos años

que se comentaba que eran famosos los huevos de la tortuga

básicamente porque tenían, aparentemente,

un efecto afrodisíaco.

Y ya te miro a ti, porque ya me estás haciendo...

Desgraciadamente, hay miles de tortugas que han desaparecido.

Pero nosotros, y en concreto yo,

he salido a la calle. Ya saben que lo paso bien preguntando a la gente

y preguntando justamente por ese mito,

por este mito que hablamos ahora

con la famosa tortuga enorme.

Y me lo he pasado pipa.

Pero es que yo creo que la gente se lo ha pasado mejor.

Incluso querían comprobar personalmente

si es o no ese efecto el que hace. Miren, miren.

Los huevos de la tortuga ¿crees que son afrodisíacos?

Por supuesto que sí.

¿No me digas? -Hombre.

Yo tengo varias tortugas en casa. Mi hermana, también.

Los huevos de la tortuga. Bueno. -Piénsatelo. Tic, tac, tic, tac.

Puede ser, puede ser. No, puede ser no.

O sea... -Yo creo que sí.

Yo creo que no.

El marisco, ¿no? La canela. -Ah, la canela.

Huevos de tortuga no me suena.

Pero entonces, esos huevos os los habéis comido

para saber que son afrodisíacos, ¿no?

Sí, claro. Revueltos, en tortilla, con espárragos...

De hecho, mi padre los vendía en la carnicería.

Había colas para comprar los huevos de la tortuga.

La verdad es que no tenía constancia de ello. Pero bueno,

si me dan un huevo, ya te podría decir mañana.

Lo pruebo y ya te diría si es afrodisíaco a no.

Yo creo que, vamos, nunca los probé, pero creo que sí.

Son tropical y...

Y en el trópico se...

El trópico es el trópico. -Es el trópico.

Tú has notado que... Lo que tenías que notar.

Bueno, es que yo, de hecho, me eché novio en ese momento,

en la primera vez que probé, y llevo ya ocho años.

No... no dejo de comer huevos.

No tienes es que perder a la tortuga.

Exacto. -Muchísimas gracias.

De nada.

Bueno, ¿qué te parece, Carlos? Pues...

Ha habido mucha gente que le hubiera encantado.

Yo porque no llevaba en ese momento los huevos, pero...

No, no, no. Digamos para probarlo.

Nunca haríamos eso.

Carlos, ¿tienen o no tienen propiedades mágicas

los huevos de tortuga?

Pues, sin querer meterme con los huevos de las tortugas,

más bien tiene a ser una absoluta estupidez.

Y es una de esas estupideces que consigue

que muchas especies se vean amenazadas

por la tontería del "celebro" del género humano.

Eso es también como algunos países,

que dicen que el líquido que sale de la vesícula biliar de los osos,

de determinados osos, también son cosas buenas

parda tener relaciones sexuales.

Pero bueno, yo lo que sí os puedo decir

es que los huevos de tortuga no tienen

ningún tipo de característica afrodisíaca.

Salvo la que tengas tú en el cerebro.

Que dejemos en paz a las tortugas. Sí. (RÍE)

Los huevos, desafortunadamente,

se compran. ¿Es legal?

Pues mira, no tengo la más remota idea de en qué países es legal

y no es legal. Evidentemente, si tú tienes una tortuga

que por... por producción

se dedica a eso y en el país de origen

se permite la venta, punto final.

Claro. Como los huevos de gallina,

como los huevos de faisán, como los de muchos animales.

Que nosotros culturalmente no comemos huevos de tortuga,

pero hay países en los que sí comen.

Gracias. (RÍE) 10 años tiene Morla.

A mí me han contado sus dueños que ella busca el calor.

Por eso se mueve tanto. Sí.

Ventajas e inconvenientes de tener una tortuga en casa.

Yo tuve una, pero la mitad. Era de tierra. Se llamaba Lentitos.

Pues mira, una de las cosas que tenemos que tener claras

cuando queremos una tortuga

es que pasan de ser esos maravillosos seres

que parecen un pequeño llaverito

a estos morlacos, ¿vale?, tan grandes.

Y todavía le falta por crecer. Siete u ocho kilos, ¿no?

Sí. La verdad que esto para hacer pectorales vale.

(RÍE) Y tened en cuenta

que esto sigue creciendo. Estos animales

si tienen las características necesarias fisiológicas,

buena zampa, un entorno adecuado, luz solar

o una luz que haga el efecto de la luz solar,

tienen un crecimiento fantástico.

Si os fijáis, tiene un caparazón divino.

Y es vegetariana además. Come lechuga, tomate...

Y además, una cosa muy curiosa.

Este animal... Esta es de las mías.

Está más fuerte que yo.

Tiene más músculo. No te creas.

Fuerza no creo, pero dureza tiene más que los callos de los pies.

Y tiene fuerza, porque estás hablando, pero como

que estás forzando la máquina.

La fuerza la tiene en las patas. En este ejercicio

de contraerlas. Tiene unos pectorales

y una parte de atrás... Estos animales

pueden vivir, tranquilamente, "cienes" de años.

Y digo "cienes" de años porque pueden pasar de los 100 años.

Tranquilamente.

Y una característica que nos gusta decir de tortugas

es si es tortuga o tortugo.

Y para ello, como siempre, le miramos el plastrón.

Diréis: "¿Qué es eso?". Recordadlo:

el plastrón es la parte de abajo. Perdona, Morla.

Es un inconveniente.

La parte de abajo. Qué plastrón más bonito tienes.

Esta parte, si la veis de "perfile"...

Voy a ver si la pongo de perfil sin que se me... Sí que pesa.

¿Veis el perfil del plastrón?

Es absolutamente recto.

Lo cual quiere decir que estamos ante un ejemplar hembra.

Porque si fuera macho, el plastrón, esta parte,

estaría hacia dentro.

¿De acuerdo? Esta partecita de aquí estaría metidita hacia dentro.

¿Para qué? Para en el momento de las relaciones sexuales,

que el macho pudiera subirse sobre la hembra

y poder ejercer la cópula.

Y no para que os comáis sus huevos. Es lo que quería decir.

Me consta... Dejemos en paz a las tortugas.

Me consta que está libre por casa. Totalmente.

Es importante. Es que le sueltas y...

Viene hacia mí.

Y a mí me impresiona un poco. Para qué nos vamos a engañar.

Pero sabes que no muerde. No, ya.

Morla no te va a morder. No, no, no.

Claro que no. Pero impresiona. Hay que tener cuidado.

Porque ha tortugas que se ponen de moda

en algunas ocasiones. Hay unas tortugas mordedoras,

que esas te pueden hacer lo contrario que Morla.

Me encanta. Los animales que nos rodean

y que forman parte de nuestra vida,

pero también nosotros de la de ellos.

Son, además, parte de la actualidad informativa. "+Codiario".

Aquí tenemos una niña china que se acerca a coger una pelota

en el agua, viene el perro y dice: "Eh, cuidado".

Lo que hace, como veis, es retirar a la niña,

porque cree que se va a caer al agua.

Y va él, tranquilamente, coge la pelota

y se la devuelve a la niña. Maravilloso.

Ya quisieran los humanos hacerlo. La salva.

Está superpendiente. Muy de padre.

Vamos, es de estos padres que dice: "El padre que salvó a su hija".

Esto que se cae del sillón y "fum", en el último momento.

Los perros nos sorprenden, porque se pasan el día mirándonos.

Entonces, saben qué va a pasar. Se adelanta a los acontecimientos.

Por eso, porque nos observan y saben dónde puede haber peligro.

Y, evidentemente, el mejor baby cuidador

del mundo es un perro. Y ya si es un boxer, lo flipas.

Porque son muy madreros. Totalmente.

Para muestra, un botón. Ya ves.

Salva a la niña. Y este animal es perro de trabajo

y no es muy habitual que tengan ese interés.

Instinto. Y de China

a Montana, EE. UU, Ismael.

Hablando de perros, dos perros,

como si de dos adolescentes se tratara,

se montan en un barquito: "A montarnos".

Se van a la deriva por el río Blackfoot.

Que, para los que no sepan inglés, "black" es negro, "foot", pie.

Exacto. Entonces, van en el barco.

¿Pero van solos, Isma? ¿Cómo?

¿Van solos? Van solos.

¿Qué hacen dos perros? "Vámonos".

Y un tercero, que dice: "Que se me van mis amigos".

"¿Dónde vais sin mí?". Salta como Mitch Buchannon

en "Los vigilantes de la playa", se acerca al cabo de proa,

lo engancha y los rescata.

Y además, hombre, hay corriente. ¿Perdona?

Pero es que, además, es que muerde el cordel, la cuerda,

y va tirando. Rescate canino.

El cabo. Yo soy menos marítimo. No, marino.

Marino. Ves? Es maravilloso, ¿no?

Esto me... Increíble esta reacción del perro.

A mí me parece alucinante,

pero, conociendo que lo pueden hacer,

lo que nos sorprende es que siempre salen en el momento justo.

Y aunque no les hayas enseñado cómo se tiene que hacer,

resuelven el sistema. Porque busca la cuerda,

la muerde, sabe, porque llevan atado, o no,

que ese instrumento sirve para tirar de algo

y es lo que está haciendo. Y los otros dos, encantados.

Dicen: "Tira hasta que lleguemos al mar".

Un poquito más abajo. Instinto animal.

Totalmente. Increíble instinto.

Como si fuera un gondolero. Sí, sí.

# Oh, sole... # Mírale, se va cantando.

Bueno, si los perros rescatan en EE. UU,

los osos lo hacen en Polonia, Carlos.

Es correcto. Fijaos. Una noticia tan curiosa como tierna.

Como tierna. Y si no, mirad, por favor.

Aquí tenemos a uno de los sosos del zoo de Cracovia,

que como tiene el alimento asegurado,

parece que se ha hecho miembro de una ONG.

Los vigilantes de la charca.

Pues mira, fíjate. (RÍE)

¿Qué está saltando ahí? ¿Lo veis?

¿No lo veis? Es un cuervo.

Es un animal. Es un ave que se ha caído al agua

y el oso dice: "Ven aquí". Pero fíjate qué delicadeza.

O sea, este animal, simple y llanamente darle un zarpazo,

le habría partido por la mitad.

Pero no. No, no. Simple y llanamente ve a un ser vivo

que necesita ayuda y le saca del agua.

Diréis: "¿Por qué no se lo come?". Está en un zoo y tiene alimento.

Con lo cual, para él, es simple y llanamente una acción de rescate.

¿Veis? Va observando todo el rato al animal.

Dice: "Lo está pasando raro. Lo está pasando raro".

Tiene problemas. Pero en el momento culmen,

que el pobre pájaro está ya diciendo: "O me sacas, o doblo",

el otro ya... Pero fijaos con qué delicadeza,

que es lo más flipante. Sí, porque la garra tiene potencia.

En otro hábitat, ¿sería de otra forma?

Mira... ¿Le hubiese dado ese zarpazo?

En otro hábitat, si el oso no hubiera tenido alimento

y hubiera visto a ese ave pegando saltitos, ahogándose,

dice: "No te ahogarás sin un fin. A hander, a more".

Para dentro. Esto era en Polonia, ¿no?

Sí. Cracovia.

(RÍE) Cracovia está en Polonia.

En el mismo Cracovia. Vale.

(RIENDO) Pero tú dile... Sígueme el rollo.

A mí me da miedo cuando se acelera.

¿Sabes qué se ponen las mujeres polacas en el pelo?

Me estás dando un miedo...

"Polaca".

Polaca. (RÍE)

(RIENDO) Polaca. Oye,

ese ha estado bien. "Ti, ti".

Noticias inspiradoras que muestran el valor

y la generosidad de los animales.

Hay perros que no paran quietos ni un segundo.

Un comportamiento que puede ser parte de la personalidad del animal

o una señal de que algo no va bien.

Conviene consultar a un rehabilitador canino.

Israel Pérez, adelante. Bienvenido.

¡Isra! Ese Isra, ese Isra.

Hola, Lana. Mira, con Lana.

Bueno, bueno. Sí.

Qué guapo vienes. Hola, Lana.

Siempre con Lanita. Morenito de pasear a sus perros.

Sí. Este moreno es muy sospechoso, ¿eh?

Sí. Es un moreno muy de Ibiza.

Israel, hablamos de hiperactividad y es el caso de Coco.

Sí. Hoy, vamos a conocer a Coco.

Es un perro muy inteligente,

pero, a la vez, está muy obsesionado a la hora de jugar.

Tanto es así que no hace más que reclamar

la atención de Paco.

Pero bueno, si queréis, mejor lo vemos.

-Mira, ¿ves? Eso es lo que hace cando quiere algo y pasas de él.

¿Ves? Pega el salto.

Tú sabes pedirlo por favor.

Suelta.

Así pueden estar todo el día.

Qué barbaridad. Así todo el día.

Sí. Israel, en momento así,

de juego sin control, estos animales tan activos,

pueden hacer daño, ¿no?, sin querer.

La energía desmedida ¿debe preocuparnos?

Sí. Sobre todo, lo que más nos tiene que preocupar

antes de que nos haga daño, que es muy importante,

es la... Pues la calma del perro.

El perro lo está pasando muy mal,

porque está en un grado de excitación altísimo.

Así que, había que trabajar mucho con él

para bajarle la revoluciones

y para enseñarle cómo tiene que ser un juego.

Y llevarle a un nivel de tranquilidad.

Vamos a ver las conclusiones a las que han llegado María Martínez,

veterinaria y etóloga, e Israel Pérez.

-Adoptamos a coco don dos meses.

siempre quiere estar jugando.

Quiere ser el foto de atención y es obsesivo,

sobre todo con las pelotas

o cualquier cosa susceptible de ser arrojada.

O sea, piedra, pelota, hoja, palito, lo que sea.

Los colmillos de abajo los ha limado

de todo lo que ha pillado.

Y está sin dientes. Y tiene 2 años.

Pues yo lo que quiero es un Coco tranquilo, feliz

y, sobre todo, que no haga las cosas que hace ahora.

O sea, que sea un perro normal.

Vamos.

Cuidado. -Pero bueno.

Corre, que si no, estos se escapan. Madre mía.

¿Este es Coco? -Este es Coco, sí.

Y ese es Box, el amoroso. -El amoroso.

Y Coco ¿qué?

Coco es... es el nervioso, que parece que son tres.

(ISRA) ¿Y qué problema tienes con él?

(PACO) Es muy ansioso. Está buscando ya algo

para tirarlo.

Pelota, palito, piedra...

O sea, que puede piedras. -Piedras, piedras.

Bueno, está sin dientes ya.

Coge.

Puede estar así todo el día.

Ahora, si yo no se la doy, él empezaría a saltar.

Vale. ¿Salta con... -Ya ha empezado.

...con ansia todo el tiempo? -Todo el tiempo. Puede estar así,

o sea, común así.

¿Sueles ceder a darle la pelota? -Sí.

Llega un momento que digo: "Le va a dar algo".

Entonces, cedo.

María, ¿te has fijado cómo saltaba el perro al entrar?

La verdad es que es un perro movido. Me atrevería a decir

que tiene hiperactividad asociada

a este juego tan mal enfocado.

Y... y creo que necesita nuestra ayuda.

Deberíamos enseñarle a usar el olfato.

Porque, cuando hemos entrado,

en ningún momento nos ha reconocido oliéndonos.

Solo ha empezado a dar saltos y a empujarnos.

Eso y organizar su cerebro en el momento del juego.

Ponerle un principio, una estructura del juego y un final.

Sí. Podemos trabajar esas dos cositas. ¿Vamos allá?

Venga, vamos.

Tenemos un diagnóstico.

Coco es hiperactivo.

Sí que es verdad que diferenciamos dos tipos de hiperactividad:

la hiperactividad patológica, que hay un daño a nivel neurológico

y que requiere medicación

y una hiperactividad que es como la que tiene Coco.

Para empezar a trabajar esto, vamos a estimular su olfato.

Vamos a devolver su cerebro a su modo más perro.

Dejar de estimularle desde la vista y desde el oído.

Vamos a trabajar también la estructuración del juego

para ordenar su mente.

Así, el perro va a ir mucho más tranquilo,

va a saber que hay un principio, hay un fin

y su vida será más plena y más feliz.

Así que, si te parece... -Empezamos.

Vamos a trabajar. -Sí.

Vamos. -Venga. Vamos.

Equilibrar su energía a través del olfato.

Sí.

Sé que puedo sonar bastante repetitivo,

pero es importante estimularlo desde su olfato.

Y los humanos estamos siempre empeñados

en estimularle desde la vista y gritándolos.

No utilizamos su esencia,

lo que viene siendo el... el perro.

Y además, hay una cosa importante para que los perros te hagan caso,

que es decir bien su nombre.

(RÍE) Yo le he llamado Thor

y se llama Coco. Le cambiaste el nombre.

No pasa nada. Bueno, no te lo tiene en cuenta.

En el caso de este perro, te hubiese hecho caso

si hubieses tenido, como decía Paco, cualquier cosa para ser arrojada.

Isra...

Mira. ¿Has sido tú ahora? Pareces Lana.

Que Lana está aullando porque ve...

No, es el veterinario el que hace estos sonidos guturales.

Lana hace gemidos... Por la tortuga.

Porque quiere acercarse.

Pero ¿está celosa de Morla? No.

Los perros no tienen celos. La quiere investigar.

Esa es una emoción humana.

Relacionarse. Los perros no tienen celos.

Lo apuntamos. No celos en el sentido

de los celos que tenemos de envidias.

Pero sí tienen celo las hembras.

Ah, eso sí. Claro.

Vale. Estábamos hablando de emociones.

Ve a Morla y quiere relacionarse. Sí. Relacionarse.

Ya se ha andado diez kilómetros, ¿eh?

Vamos. Qué vueltas da.

Lleva todo el rato caminando.

Lo cierto es que la hiperactividad de Coco ha ido creciendo

a medida que su dueño premiaba su efusividad.

¿Está a tiempo Paco de equilibrar a Coco?

Vamos a verlo.

Ya sabiendo un poquito el caso de Coco,

me había traído una alfombra.

Se llaman alfombras olfativas.

ya ves que aquí hay que rebuscar mucho para encontrar la comida.

Esto lo trabajamos de dos maneras.

¿Vale?

Simplemente, de primeras, se puede poner en el suelo

y ponerle comida dentro para que la busque.

Pero podemos ir un paso más allá.

Podemos inclusive esconderle la alfombra con los premios

y hacer que la busque,

que busque la alfombra y luego, se entretenga con ella.

Ahora vamos a empezar el ejercicio de rastreo.

Cuando cojas su nariz,

te vas a ir acercando hasta que coja el rastro.

Y en ese momento, dejas que el perro

haga su trabajo. -Vale.

(ISRA) Déjale, déjale, déjale, déjale. Que él siga.

¿Veis como usa el olfato? Está siguiendo el rastro.

Perfecto, coco. Como te has fijado, ¿vale?,

él, aunque al principio le cuesta,

porque es una cosa que hay que trabajar día a día,

él ha conseguido centrarse en lo que estaba oliendo

y le ha llevado hasta la alfombra,

que es lo que queríamos.

Estos ejercicios los tendrás que practicar todos los días.

Y ya verás que, poquito a poco, va a mejorar muchísimo.

Porque Coco es un perro superinteligente.

(ISRA) ¿Qué sabe hacer tu perro?

¿Qué le has enseñado? -A ver.

Stop.

Cierra la boca. No lo quiere coger ni nada.

Vale. -Coge.

Vale. Lo que pasa...

Quiero que os fijéis, ¿vale?, en cómo le cambia

a él la cara completamente.

Haya un momento en el que está...

¿Vale? Como superconento.

Y hay un momento en el que cuando tú te acercas,

él gira la cabeza, echa las orejas para atrás

e intenta no mirarte, ¿vale?

Esta señales, a veces,

no son del todo buenas. Es algo que a él

no le gusta.

Para estructura el juego vamos a empezarlo y terminarlo

siempre basándonos en la calma.

¿Cómo vamos a buscar esa calma? Desde una posición física.

Con el sentado. Como lo has trabajado antes, va a ser muy fácil.

"Sit".

Y el perro se sienta.

Nos acercamos.

Dejamos la pelota en el suelo.

Y esperamos a que tengamos contacto visual

para darle el comando y que la recoja.

Al principio, vas a trabajarlo en un perímetro muy pequeño.

Para solo ir sumando, solo ir sumando, solo ir sumando.

Esperamos.

Ahora, me mira. Coge.

Así, la pelota será un objeto de juego,

no de excitabilidad.

Vale. -Quiero que lo pruebes tú.

Quieto.

(ISRA) Ahora.

No. (MARÍA) No pasa nada.

Volvemos a empezar.

Ven.

Aunque sea desde ahí, mientras que se siente...

Ahí, perfecto. -Quieto.

Tranquilo.

Quieto.

(MARÍA) Solo una vez. -Coge.

Muy bien. -Muy bien.

Ahora que hemos conseguido que el perro empiece a autogestionarse,

vamos a terminar el juego como empezamos: desde la calma.

Desde sentado.

En el momento que se termina,

se termina.

Recuerda: estamos estructurando el juego,

ordenando sus pensamientos, su cerebro.

Si guardas la pelota, la guardas.

Ya no hay más pelota hasta el siguiente juego.

Por último, pero lo más importante

y seguramente lo que más te vaya a costar,

no mirarle, no tocarle y no hablarle

cuando esté demandando de esta manera tan insistente tu atención

y el juego contigo, ¿vale?

Esto va a ser difícil, porque él lo va a intentar de muchas maneras.

Y aquí, tú tienes que aguantar, ¿vale?

E ignorarle completamente.

(ISRA) Quiero que te fijes en algo.

Hemos guardado la pelota.

Al principio, seguía saltando como un energúmeno buscándola.

Ahora, fíjate. -Sí, sí.

Está calmado.

Ya ha aprendido a usar su olfato

y a saber que tiene que autogestionarse.

Así que, yo creo que vas a hacer un gran trabajo.

Sí. -Claro que sí.

Con las pautas que me habéis dado, sí.

Bueno, Paco, tienes un perro maravilloso.

Ahora, solo te queda practicar. Porque yo creo

que vais a conseguir grandes cosas juntos.

Seguro que sí. Con lo que nos habéis enseñado, claro que sí.

Mira, mira, mira.

Yo le tengo enamorado.

Bravo.

Fantástico reportaje de Coco. Sí, sí, sí.

Ordenado el juego a través de la pelota.

Parece increíble. La pelota solo la utilizamos

como una parte del juego.

Lo importante aquí es:

estimular su olfato, ordenar su cerebro

con esa disciplina, que es una disciplina positiva,

es siempre bueno, y muy importante, no premiar la excitabilidad.

Como decimos siempre: premiamos estados de calma.

Nunca es tarde cuando se trata de cariño, ¿verdad?

Y el resultado merece la pena. Siempre.

Muchas gracias a María y a ti,

Israel Pérez. A vosotros.

Cómo no.

Andalucía es la región de España donde más galgos se abandonan.

Desde hace diez años, la Fundación Benjamín Mehnert

trabaja en el rescate y la recuperación de estos perros.

Hasta Alcalá de Guadaira se ha desplazado Susana Gas

para visitarla.

(SUSANA) Rocío, ¿dónde estamos?

En la Fundación Benjamín Mehnert,

que es un centro de recuperación de galgos maltratados.

(SUSANA) ¿Cuántos se recogen aproximadamente?

(ROCÍO) Nosotros recogemos unos 1000 galgos al año.

La temporada fuerte empieza en octubre,

que es cuando empieza la temporada de caza.

Y hasta febrero, que es cuando acaba, es cuando notamos

que podemos recibir 30, 40 y 50 perros al día.

(SUSANA) ¿En qué condiciones llegan? (ROCÍO) En estado de abandono.

Ahora estamos en la enfermería. (SUSANA) Sí.

(ROCÍO) Tenemos unos 30 animales, de los cuales el 90 %

son operados de traumatología.

Son perros que, al haber sido abandonados,

o han sido atropellados o...

Me tienes que enseñar a Ramina. -Sí.

Porque tiene una historia... -Un milagro.

Un milagro.

Ramina llegó a nosotros hace ya... En febrero.

Y cuando llegó, no teníamos muy claro

las esperanzas que tendría.

Porque llegó postrada. La traían en una paridera.

Tenía fracturas múltiples de cadera, en el sacro,

el rabo roto... Unos huesos rotos siempre se pueden curar,

pero toda la zona nerviosa que sale de aquí

era lo que no teníamos muy claro. Entonces, bueno, en un principio,

en el examen neurológico vimos que había algo de esperanza

en que pudiera andar. Y, poco a poco,

recuperó el movimiento.

¿Y podemos conseguir que se levante? -Sí.

Está ahora un poco... -Sí. Está un poco cortadita.

Cortadita. -Ella se levanta sola siempre.

No me conoce, ¿verdad? -¿Quieres caminar un poquito?

¿No? No, me acuesto.

La patita todavía no la coloca muy bien.

Pero te digo:

camina ella sola, es autónoma. Y, poco a poco,

pues va siendo una perrita normal.

Os tenemos que felicitar por el trabajo que hacéis.

Galgos, gatos... -Sí.

¿Esto qué es? Eso es, vamos, increíble.

Esta es la gatera de la fundación.

Tenemos tres gatitos, ¿vale?, que también están en adopción.

(SUSANA) Sí.

-Pero estos nos ayudan a testar a los galgos.

Nosotros no podemos tampoco enviar a nuestros perros fuera

sin tener la certeza de que son aptos para convivir con gatos.

Claro. No, no. Este, por ejemplo,

lo acabas de traer y aquí, con el gato, pues bueno,

haciendo migas, ¿no? -Sí.

Incluso los gatos, que también son muy inteligentes,

ellos mismos con su actitud

con respecto al perro que entra a hacer el test

determina muchas veces si ese perro es apto o no es apto.

Pues ahora no tenemos excusa. -No. Ninguna.

Ninguna. (RÍE)

¿Dónde van a parar todos estos galgos cuando son adoptados?

El 95 % de nuestras adopciones

son... son fuera de España.

Sobre todo, Europa y EE. UU. No entienden como unos animales

tan valiosos, ¿no?, pues aquí se tiran como si fuera basura.

Es mi amigo.

Que me está ahí, reclamando.

-El pobre no tiene padre ni madre. Entonces...

Entonces, él está buscando a toda costa que alguien...

Hay que adoptarlo.

¿Y cómo lo podríamos hacer?

Pues a través de nuestra página web,

que www.fundacionbm.com.

Nosotros haríamos un cuestionario y nos pondríamos en contacto.

(SUSANA) ¿Dónde nos encontramos? (ROCÍO) Le llamamos la nave.

Y aquí están los perros que ya están preparados para ser adoptados.

Y los perritos, como los tenemos esterilizados,

ellos tienen la comida a si disposición,

son perritos que se recuperan muy rápido,

la verdad. Vamos, teniendo los cuidados básicos

es un perrito perfecto. (SUSANA) Muchísimas gracias, Rocío.

Porque todo lo que nos has explicado y lo que hacéis es espectacular.

Nada. Muchas gracias a vosotros, al equipo de "+Cotas",

por darle voz a esta problemática tan grande que tenemos aquí

con los galgos.

El galgo es uno de los animales más veloces del planeta.

Consume mucha energía. Me pregunto si es fácil tener uno,

si requiere mucha actividad física.

Mira, hay varias cosas curiosas de lo que es el galgo.

Encima, galgo español. Una raza autóctona de nuestro país.

Y quizá sea la raza más maltratada de nuestro país.

Es curioso. Parece que no seremos nunca profetas en nuestra tierra.

El galgo, aunque todos parece que tienen en la cabeza metido

que tiene que ser un animal

que tiene que estar todo el día corriendo

y venga a correr, nada más lejos de la realidad.

Un galgo como animal de compañía

es lo más parecido a una manta zamorana.

Vete buscando un sillón para ti,

porque el galgo tendrá uno para él. Escúchame.

Ya lo dice el refrán. ¿Qué?

Ay, Agustín, más corre el galgo que el mastín.

Pero si el camino es largo, más corre el mastín que el galgo.

¡Oh! (RÍE) La primera cosa coherente.

De verdad, gracias, gracias.

Aprovechando que eres veterinario, te voy a contar...

Eso. ¿Un chiste de veterinarios?

El chiste de hoy. Jo.

El tipo que llama al veterinario y le dice:

"¿Sabe qué come un canario?".

Y dice: "Como Vd., pero una hora menos".

Carlos, cuando veíamos el vídeo... Me parto.

Sí. Muy gracioso. Hombre.

Muy gracioso. No, que hablábamos...

Decías tú lo de que son los más maltratados.

Además, hay una incultura por parte de los españoles.

Porque decían en el vídeo que el 95 % de adopciones

son fuera de nuestro país. Es un dato brutal.

Totalmente. Además... Es ignorancia.

Sí, sí. Absoluta ignorancia. Un beso grande a la Fundación Mehnert.

Porque durante mucho tiempo estuve colaborando con ellos.

Es una instalación fantástica y hacen un trabajo brutal.

En esa Andalucía donde más galgos se abandonan de toda España.

Y yo lo que creo es que las autoridades deberían pensar

que los galgos no salen de debajo de las piedras.

Quizá sea que alguien los abandona y los cría en exceso.

No sé. A mí me da pena, porque es un animal

maravilloso como animal de compañía.

Que tengan que buscar casa fuera de España

que sean maltratados en este país...

Hagámonoslo ver.

Reflexión.

Ojalá pasemos de ser el país que más abandona

al que más los respeta.

Adelante, "+Coconsejos".

En los próximos minutos nos vamos a fijar

en la acuariofilia, la cría de peces.

Afición que exige dedicación y disciplina.

Nos acompaña un experto en acuarios, Carlos Guerrero.

(CARLOS) Hola. Hola.

¿Cómo estás? Gracias por venir.

Gracias a vosotros. Carlos, tocayo.

Carlos y Carlos.

Estás perfectamente rodeada. Sí, sí. Bien rodeada.

Y especialmente por esos peces con los que creo, Carlos,

que es muy fácil tener un vínculo. ¿Por qué?

Tener cierto vínculo.

Bueno, es un pez que ahora están asustados, ¿vale?

Seguramente por los focos el plató, se están aclimatando,

empiezan a soltarse un poco.

Pero es un pez que cuando lleguemos a casa,

se dará cuenta que estamos ahí. Cuando nos vean que nos acercamos,

van a venir. Saben quién es su dueño,

quién les va a dar de comer y están acostumbrados.

Es decir, que siguen la presencia humana.

Siguen la presencia humana. Pueden detectar tu mano.

Y entre ellos también generan vínculos.

Ah. Y se forman parejas.

Carlos, son tres peces disco. Son tres peces disco.

Y me decías que el que tiene más rayas,

que es una preciosidad, un espectáculo...

Vemos que tiene una raya central más marcada.

Es porque tiene cierta reminiscencia a lo que sería un disco salvaje.

Se acercan al dedo

de Carlos, fíjate. Se están acostumbrando.

Hola. Fíjate.

Le están cogiendo cariño. (RÍE)

¿Lo reconocen? Sí.

Pero ya no es solo un tema de reconocimiento,

sino que, vamos a ver... Tienen curiosidad.

Claro. Es como si a mí me entra un brazo por la ventana

de mi casa, ¿sabes?

Pues me provocaría cierta curiosidad.

(RÍE) O más bien miedo.

O miedo. Efectivamente.

Una mano gigante. Estos animales ahora, pues sí,

tienen contacto con el humano. Eso es.

Pero están fuera de su entorno. Y, aún así,

fijaos lo rápido que se adaptan.

Es sorprendente lo rápido que se han adaptado.

Luego tienen una cosa, que son las rayas de estrés.

Sí. Lo explicabas. En los dos, el amarillo y el rojo,

no se notan tanto. Pero en el turquesa

sí que cuantas más rayas de estrés,

cuantas más rayas verticales tenga,

más estresado puede estar el pez, ¿vale?

Esta es la última tendencia en acuarios.

Efectivamente. No sé si es algo

que tiene que ver con paisajismo. Como veis... Efectivamente.

Como veis, son dos acuarios diferentes, ¿no?

Uno libre de elementos. Aquí hemos jugado con las plantas,

que es una tendencia de moda. Se llama "aquascaping".

"¿Comol?". "Aquascaping".

Qué bonito. Paisajismo acuático.

Traducido... traducido al español. Parece para escaparte

de un sitio cerrado. "Aquascaping". Eso es.

Donde el acuario es protagonista, todo su entorno.

Hemos generado un entorno ideal para el pez.

Y, en un primer vistazo, visualizamos el acuario,

pero luego vemos a los peces.

Que tienen que ir en armonía con el acuario.

No vamos a meter un pez gigante en ese acuario,

porque rompería todo el equilibrio.

Hay que cuidarlo todo. Eso es.

El mantenimiento va a ser dar de comer al pez una vez al día.

Ojo con no sobrealimentar. Pequeñas cantidades.

Lo que puedan comer en un minuto los pececitos, ¿vale?

El tamaño de la comida acorde con el tamaño del pez.

Y el tipo de pez y la comida ir acorde: si es omnívoro, carnívoro

o vegetariano, ¿vale? Ajá.

Y luego, vamos a hacer un cambio de agua semanal.

Hay que pensar que esto... Semanal.

...es un recipiente cerrado. El acuario es cerrado.

No es como en el río, que el agua corre constantemente.

Los peces están haciendo pis y caca,

están subiendo los niveles de nitratos

y necesitamos hacer es cambio de agua semanal.

Pero los cambios de agua

no son del total del agua. No son del total del agua.

Antiguamente se decía...

Esto dependerá del tipo de acuario. Ajá.

Los peces disco son muy grandes

y van a hacer mucho pis y mucha caca.

Es un pez que necesita de grandes cambios de agua.

Podríamos llegar a cambiar fácilmente el 80 % semanal.

En un acuario densamente plantado

las plantas nos van a ayudar a tener bien el agua.

La calidad del agua va a ser superior, digamos.

Y una cosa. ¿Tú eres de los de poner calaveras

y galeones en el fondo?

No somos muy partidarios. Pero ya cada uno...

Me estás cayendo...

me estás cayendo muy bien. Sí.

A mí es que me gusta. El galeón abriéndose.

Naturaleza viva. Eso me gusta a mí.

El tesoro. Carlos, hay algo importante que quiero preguntarte.

La forma del acuario es muy... Vale.

¿No? Creo que es de importancia capital.

Sí. Desaconsejáis formas circulares.

Si, sí. Por desgracia, antaño, se han vendido acuarios circulares.

Típico...

Peceras. Peceras, efectivamente.

Distingamos entre peceras y acuarios, ¿vale? Esto es un acuario.

Esas peceras circulares

distorsionan la visión ocular de nuestros peces.

Y molestan al pez.

Así que sería totalmente no recomendable.

Y, sobre todo, lo que sí que os pedimos

es que si queréis tener un acuario,

que son agrupaciones de animales,

puede ser un animal solo, un disco, pero bueno,

los luchadores de Siam... Sí.

Hay animales que pueden vivir solos.

Pero, por favor, antes de adquirir ningún animal

en un acuario,

buscad un acuario profesional

en el que no pretendan venderos el animal,

sino que os pretendan enseñar lo que es la acuariofilia.

Que es mucho más importante.

Un buen acuariófilo que quiera introduciros

no os vendrá peces hasta que el acuario esté hecho.

Efectivamente. Tenemos que esperar un mes de ciclado del acuario

hasta poder meter los primeros ejemplares.

Hay que tenerlo muy en cuenta.

Dice: "Me llevo el acuario, las plantas y meter los peces".

Normalmente, los acuarios de casa son pequeños, de pequeño tamaño.

Y los peces de agua fría suelen ser de gran tamaño.

Así que, no recomendaría empezar con ese pez.

Van a crecer. Son más peces de estanque.

¿Vale? Esto, como veis, son peces de pequeño tamaño

que serán estupendo en base al tamaño del acuario.

Entiendo que aquí la vegetación está cumpliendo su función.

Está cumpliendo... No es solo estética.

Es un pulmón. Es un pulmón.

Y va a absorber parte de esas cacas de los peces.

Hay un ecosistema vivo. Totalmente.

Se autogestiona con ayuda, pero... Aparte, tendremos un filtro,

que es muy importante, colonizado por bacterias,

que son la clave para tener el agua cristalina.

Carlos Herrero, muchas gracias... Gracias a ti.

...por contarnos esto tan interesante.

Un placer. Carlos, vamos a ver...

Sí. ...la visita que ha hecho Susana.

Hola, Susana, de nuevo.

¿Dónde has estado? ¿Dónde has ido?

Nos lo han adelantado los compañeros al comienzo,

pero queremos escuchártelo. Lo han hecho...

Hasta Morla se acerca. ¿Eh?

Sí. Viene Morla a escucharte. Viene a verte.

A conocer a tu famoso. Le interesa muchísimo.

Hemos estado en Sevilla. Olé.

Ya saben que a mí el sur me encanta.

Ismael también lo sabe. Yo tengo mi vestidito de flamenca

y aún no sé bailar sevillanas,

pero bueno. Te enseñaremos.

El interés es lo que... Siempre.

Siempre, siempre. Trabajo hecho.

Yo lo llevo por delante. Muy bien.

Ya quedaremos. En fin,

la persona donde hemos ido a visitar

es una persona amante de la naturaleza,

amante de la música,

amante de sus goldens preciosos.

Y además, he tenido la suerte de pasar todo un día con él.

Estamos hablado de José Manuel Soto. Fíjense.

(Música de guitarra)

Un artista espectacular.

Una persona que ama a los animales.

-# Llevo un grito de emoción

# dentro de mi corazón.

# Soy amor, soy calor, soy fuego. #

(SUSANA) José Manuel.

(JOSÉ) Hola. -¿Cómo estamos?

¿Qué tal, Susana? -Qué elegante me vienes.

¿Cómo estamos? -Qué discreto.

Aquí... -¿Cómo estás?

Aquí, echando un paseíto con los perros.

Pero si además, estás maravillosamente bien,

tenemos un paisaje espectacular.

(JOSÉ) Hombre, eso es el río Guadalquivir,

protagonista de Sevilla y Andalucía. -Por supuesto.

Oye, tengo la suerte de que vienes acompañado.

Claro. Yo siempre voy acompañado de...

¿Cómo se llaman? -...de mis perros.

Dama y Bruno.

Una hembrita y un macho. -Pero yo veo

que son supertranquilos. -Sí. Esta es una...

es una raza muy tranquila. De cachorros, dan guerra.

(SUSANA) Dan un poco de guerra. -Pero después,

son muy, muy compañeros.

¿Qué animales tienes?

En casa siempre ha habido perros y caballos.

Oye, veo que son muy obedientes.

Bueno, si los educas bien, pues obedecen.

Los perros es lo que tú les enseñes. -Si es que son una monada.

Cuando me han visto, ni me han ladrado.

No. -Ni se han apartado

ni se han nada. Están superfamiliares.

¿Y tú a los perros les has cantado también?

¿Les cantas? -Sí.

Sí, algunas veces. Yo canturreo siempre.

Me imagino que les gustará.

¿Qué te parece si vamos a la barcaza?

Venga, vamos.

Vamos al lío.

Yo veo que las redes las trabajas mucho también, ¿no?

Sí. -62 000 seguidores en Twitter.

Sí, bueno, yo creo que la red es una herramienta buena

para opinar y para anunciar eventos y para muchas cosas.

Nosotros hemos sufrido una crisis

en la música. -Sí.

Y poder publicar tu música

y que la gente te siga y tus vídeos y tus cosas.

Pues ahora vamos a ver a tu precioso caballo.

Por cierto, ¿cómo se llama? -Feriante.

Nació en la Feria de Sevilla. -Fíjate tú.

Susana, te presento a mi caballo Feriante.

Hombre, qué placer. Qué guapo.

Él sabe si, por ejemplo,

yo tengo miedo, como tengo. -Sí, sí.

La verdad. -Los caballos huelen...

Huelen el miedo.

Es muy normal que el jinete con miedo se caiga.

# Te vi bailando. #

Hay personas que, pues eso, susurran a los caballos.

Y tú les debes cantar.

¿No?

Yo... yo canto a...

Siempre. Tú sabes.

Muchas veces voy a caballo y voy cantando.

¡Ah, sí? ¿Y qué cantarías?

Yo se lo canto a las mujeres. (SUSANA) Pero bueno,

yo soy una mujer. -Pues entonces...

Claro. -Te la canto a ti.

Claro. -Venga.

# Déjate querer, mujer, déjate querer.

# Déjate querer, mujer cruel. #

# Déjate querer, mujer déjate querer.

# Déjate querer, mujer... #

¿Qué cuidados tenemos que tener

si decidimos tener un caballo? O sea...

Un caballo lo primero es tener un sitio donde quedarse,

una cuadra. -Claro.

Puede ser en tu casa, si tienes. O si no, como esto, un club.

Tienen su espacio, los cuidan, los echan de comer,

ponen herraduras. (SUSANA) Claro.

Todos los cuidados.

El caballo metido en su cuadra se aburre mucho y no es bueno

para las articulaciones. -Claro.

Mientras más tiempo estén fuera haciendo ejercicio,

moviéndose, mucho mejor. Sin abusar.

Cualquier experiencia mala que tenga la recuerda.

Eso te quería preguntar.

(JOSÉ) Los caballos tienen mucha memoria.

(SUSANA) ¿Sí? (JOSÉ) Mucha memoria.

Y cuando lo han pasado mal en algún momento, no olvidan.

El consejo que doy es que si tienen animales,

que los cuiden y se ocupen.

Que sepan que los animales no son peluches,

ni... ni son caprichos.

Son seres vivos que necesitan cariño,

necesitan un trato, pues mientras más cotidiano, mejor.

Y que le canten como me has cantado tú a mí.

-# ¿Dónde está la pared que separa tu vida y la mía?

# Esa maldita pared

# que no deja... #

Pues nos vamos a hacer, ¿qué te parece?, un selfie,

y nos despedimos. Un selfie del programa.

¡Bravo! ¡Bravo!

Bravo. Bravo, bravo, bravo.

Pero ahí Susana ha metido la cabeza. (RÍE)

Qué maravilla, qué elegancia. Qué a gusto con el caballo.

Yo estaba la mar de bien.

Yo les tengo miedo, como a casi todos los animales.

Pero él me dijo: "Tú tranquila. Que él lo sabe".

Tú no sabes lo que es el miedo. A ti te encantan los animales.

Sí. Pero, por ejemplo, el caballo, como me miraba con mala cara,

digo yo: "A ver si me hace...".

Porque llamabas la atención. Tiene clase tu reportaje.

Sí, claro. Iba provocando.

Esto me recuerda... Bueno, basta.

Basta, Susana. Gracias.

Susana, me recuerda el caballo que fue atropellado

por un camión cuando iba al cine.

Se ve que no llegó a ver el tráiler.

Ay, ay, ay, ay.

Bueno, no es el caso, señores, no es el caso.

Gracias, Susana. Nos fijamos en el pasado

más animal de la tele, Sandra.

Yo no me puedo concentrar, Isma, con estos chistes.

A ver si sacas uno de esto. No, por favor.

No, no. Era una broma, era una broma.

Vamos a situarnos en las mascotas, digamos, marciales

que han desfilado y desfilan por nuestras calles.

Por ejemplo, el 12 de octubre, el día de la fiesta nacional.

Vamos a ver esas imágenes.

Ahí tenemos a la Legión con la cabra.

Una cabra o carnero que, en este caso, se despista, como veis.

"Ay, que no sé dónde tengo que irme".

Pero luego, vuelve al... a su lugar

y sigue desfilando. Aquí tenemos este gorro,

sombrero, es el "chapiri",

que es el típico de los legionarios con la borla.

Son tres desfiles militares de distintos años.

Y luego tenemos a Odín.

Es consciente de que es la estrella de la Legión.

Pero por usted y por Odín. -Sí.

-Sí. (RÍE)

Es pacifista. De verdad que... -¿Es pacifista?

De tres o cuatro que hemos tenido, el más manos, el más bueno,

no se mete con nadie. Se porta muy bien.

Vamos a ver, que le pinten los cuernos de dorado...

En fin. Con todo el cariño a la Legión...

Yo también.

Ponerle pan de oro o pintarle los cuernos al carnero...

Cuidado lo que vais a decir.

Yo me emociono en los desfiles cuando veo la Legión.

Tú te emocionas con todo. De verdad.

Tu nobleza hace que te emociones.

Me recuerda a la... Cuando dices "me recuerda",

es una apertura... tura.

Es un aviso, es una luz roja. Joer.

La cabra que le dice al padre... Esa cabra.

Esa cabra que le dice al padre cabra,

que no vamos a decir cómo era, pero dice:

"Papá, estoy muy enfadada contigo porque no viniste a la graduación".

Dice: "Hija cabra, ya tienes 26 años para ir sola al oculista".

Jo, yo me voy, de verdad. No puedo más.

Toma. De la cabra vamos a pasar

al San Bernardo.

¿Sabéis cuál es la mascota...?

El Ejército tiene un San Bernardo. Que susto, creí que era un chiste.

Digo: "Se ha contagiado". No, no.

Soy fatal para los chistes. Los de montaña.

Es que Carlos es un pozo de sabiduría.

Vamos a verlo. Claro. Los de montaña.

Chist.

(OFF HOMBRE) "Esta es la escuadrilla de zapadores paracaidistas".

"Fue en el año 1946

cuando se inició la historia del paracaidismo militar español

con la creación por el Ejército del Aire de la primera bandera

de la primera legión de tropas de aviación".

No, pero además, los San Bernardos, que todos tenemos la imagen esa

de los dibujos y los cuentos... El barril aquí.

Aquel barril.

En realidad, los San Bernardos se criaron por primera vez

en un convento, en un sitio perdido ahí, en Los Alpes.

El Saint Bernard.

Yo soy muy malo para el francés.

Pero el convento o sitio de Saint Bernard.

Y estaba lleno de nieve. Y los monjes

decidieron ayudar a la gente diciendo:

"¿Cómo quitamos el frío a los que se quedan tirados?".

Le pusieron el "barrilico".

¿Por qué te ríes, Ismael?

Porque me ha recordado... No, no, no, no.

No, no, no. No te...

No tenía que haber preguntado. Para recordar las imágenes.

Estamos recordando. Es que me ha recordado,

fíjate, un pingüino menos un pingüino, ¿sabes qué es?

¿Qué es? Un "ningüino".

(RÍE)

Bueno, en fin, que seguimos, seguimos en el archivo

de TVE, que es maravilloso.

Y tenemos otro animal: el jabalí.

Nadie me está prestando atención.

Es que está construyendo una barrera arquitectónica.

No puedo. Que pesa más

de 200 kilos. Isma,

¿cuál es el jabalí? ¿De quién es la mascota?

¿De qué unidad? ¿De 200 kilos?

No. El jabalí... (ALGUNOS RÍEN)

Vamos a verlo.

Vamos a verlo, porque es que...

Por favor. (RÍE)

Nunca está atento. Nunca hace caso. Jo.

Vamos a... Vamos, dentro vídeo.

Dentro vídeo. Sí, mejor.

(Música de orquesta militar)

(OFF HOMBRE) "Es la última compañía de la Guardia Civil".

"El Grupo Antiterrorista Rural".

El jabalí. Pues eso, más de 200 kilos.

Grupo Antiterrorista Rural.

Cuidadito con la broma.

Son unos hiperespecialistas

en el control no solo de los bosques. No, no, no.

Es grupo antiterrorista.

Son quizá de los cuerpos que más han conseguido

en la lucha contra esta lacra que hemos sufrido mucho tiempo.

Yo, desde aquí, las gracias y la admiración.

Y, hombre, pues tienen jabalí. Campo, jabalí.

Era lo que les pedía el cuerpo. A ver.

El jabalí... No te recuerda nada el jabalí.

No, no, no. No te recuerda.

Imágenes que son historia.

Volvemos al presente.

"Animaladas".

No hay nada más tierno y entrañable

que une cachorro de la especie que sea.

¿Verdad, Ismael? Pues sí.

Da igual la raza o el tamaño. Pero son como para comérselos.

Más que para comérselos, para quedárselos.

Y ellos lo saben ,¿eh? Lo saben. Mira, mira, mira.

Estamos enamorados de todos. Este conejo qué precioso.

¡Uy! Ay.

¿Y esto qué es? Carlos, ¿qué te ha pasado?

Es un tipo... Esto es Timón. Pumba.

Exactamente, tío. Y una ardilla listada.

Si es que vamos muy deprisa y yo tengo la cabeza con una edad.

Ardilla listada. Esto parece...

Madre mía, cuánto... Parecen Pomerania.

Jauría de Pomerania. Sí.

Golden retriever. Son supertiernos.

Los cachorritos son todos preciosos.

Huelen como a lactosa. ¡Ay!

Pero es que esta está naciendo. Una tortuguita.

Está naciendo. Qué bonita.

El conejo belier con sus hijitos,

belieres todos. Tienen camadas inmensas.

Perdóname, los conejos... ¿Cuántos pueden tener de hijos?

No sé. Habría que hablar con las conejas y hacer una media.

Pero, en principio, pueden tener más de cuatro y más de seis.

Fíjate. Mira cómo se muerde la patita.

Seis cachorros. Te digo dos y fallaría.

Mira, mira. Carlos, ¿hay que hacer criar

a los animales? Ni de coña.

No. Jamás. "Never".

Nunca. ¿Por qué?

Los animales se tienen que reproducir

para mantener la especie,

para la conservación de su especie.

¿Creéis sinceramente que hace falta que críen los perros

o los gatos para mantener la especie si hay superpoblación?

Tendría que haber en este país una ley

que no se permitiera comprar animales ni criarlos.

Simplemente, los que hay que se adopten,

hasta que se acaban. Hombre...

Que nunca se acaben. Pero que todos entren en adopción.

Sí. Sabréis que promocionaremos siempre la adopción.

Pero, hombre, la crianza profesional, cuidada...

Porque dices: "¿Qué culpa tiene un boxer, un bulldog de no existir?".

Hay que ser prudentes. Ay, el Teckel.

El Teckel y el pato. ¿Esterilizarlos, Carlos?

Claro, por supuesto. La esterilización

y la venta de animales solo criados por profesionales.

Y asesorarse bien, ¿no?, antes de comprar.

Claro. Si no, no...

Al final, tenemos hipopótamos en casa.

Esto es un hipopótamos. Por cierto, ¿sabes cuál es el animal...?

Joer, tío. ¿El pez que está siempre mojado?

Sí.

¿Cuál es el pez que está mojado? ¿Cuál?

Sí. El bacalao.

Joder, bacalao. "Va calao".

(ALGUNOS RÍEN)

Hay que aplaudirlo, por favor.

Sí, sí, sí. Le cojo el gusto.

Clas, clas, clas. Claro. No, no.

La semana que viene más. Hay que aplaudirle.

A punto de despedir a los cachorros.

Creo que tus animaladas también son tiernas.

Hombre... Entrañables.

Yo es que me par... Me encantan los animales

y me encanta que compartan con nosotros aficiones.

Por ejemplo, vamos a ver a este perro.

Aunque siempre hablamos, Carlos, de que mientras se diviertan...

Se está divirtiendo. En este caso, se divierte

y pone unos antebrazos... La dueña tiene un morro...

Porque no le da a la pala.

Como en el remo está él... Mira, mira.

Mira. Esto queda muy mono,

pero esto no se hace.

Estos animales no son animales de compañía.

Es gracioso, se está durmiendo. Esto es un petauro.

Que es un animal que le vemos ahí superbonito.

¿Y qué es un petauro? Pues es un tipo

similar a una ardilla, ¿vale?

Y son animales que tienen un patagio.

Es una cosa muy bonita.

¿Habéis visto estos que se tiran de las montañas

que parece que tienen alas? Sí.

Los petauros son así. Como un salto base.

Y no te digo cómo chillan los petauros.

La gente dice: "Chillan. Y este dice:

"Si quiero comer, me lo cojo yo. Déjame, déjame,

que ya vengo yo y lo cojo". Vamos.

Y este está jugando con su pelota. # Ese panda, ese panda. #

Cachorro de panda. Es precioso.

Es el animal más viejo del mundo. ¿El panda?

Porque está en blanco y negro. (ALGUNOS RÍEN)

¿Sabes? Me parece que es "repe". Ya.

Eso es algo que nos va a ocurrir.

Vamos a empezar a repetir. Pobre.

Pero tú no te acordabas. No. Yo no me acordaba.

Pobre. Ya llega un momento...

Juegan con las pelotas, ¿no?, los balones,

todo lo que sean cosas... ¿Qué es? Todo negro.

No lo veo. Casi todos juegan con lo mismo.

¿No, Carlos? Es un perro.

A ver. O sea, las tendencias del animal...

Casi todos los animales... Los hermanos de Lana.

Los beagles. Casi todos los animales tienen

lo que es el instinto de persecución.

Mira, mira estos. Perdona. ¿Y estos qué son?

Parecen Shar peis. Sí, son Shar peis.

Shar peis. Cachorritos de Shar peis.

Mira. Labradores. Chocolate y negro.

Este momento me encanta. Cómo interactúan entre ellos.

Son superbonitos. Son superbonitos,

pero que luego crecen, ¿sabéis? Ya.

Los que nos veis. Qué mono. Siempre lo dices.

Qué bonitos. Pero luego salen a la calle, echan truños,

hay que darles de comer, veterinario, dinero.

Es una raza buena. Sí.

La recomiendan para la familia. Totalmente.

Totalmente. Pero eso también...

Pero pensando. La familia que se organice, ¿no?

Pero deberían decirlo. Cuando tú compras un animal,

tú preguntarlo. Y si no, que lo digan.

Mira, tenemos ahí que siguen jugando.

Claro, dos perros, imagínate. Se vienen arriba y se ponen a...

Esto... Esto es un tobogán

un poco estúpidamente provocado, pero bueno.

Están entrenándoles. ¿En qué momento los animales

pierden ese instinto de cachorro del juego y se tranquilizan?

Nunca, nunca.

Vamos a centrarnos en los perros. Si no, es genérico.

Esa pregunta me encanta.

Porque los perros, como no son racionales,

es una gran ventaja,

o sea, nos llevan ventaja, mucha, como no son racionales,

siempre tienen ese interés por jugar,

por explorar, por moverse, por saltar.

Cosa que nosotros perdemos por la estupidez de la edad

y los prejuicios. Ellos no. Igual pierden energía.

Por costumbre o falta de tiempo,

no si empre valoramos el bien que nos hacen los animales.

En "+Cotas" trabajamos para su cuidado,

su respeto y su reconocimiento.

Gracias por prestarnos tu atención.

Hasta el próximo programa.

Puede ser.

Puede ser. No sé.

Me estás pillando ahora.

No te he pillado yo a ti ahora.

Les hablamos del mapache.

Es originario de América y llegó a España, aquí...

Llegó a España. Aquí, claro, obviamente.

De... -No te escapes.

Bruno, ven, ven.

Ven, ven. -Se escapa.

No. Pero pobre.

Es superbueno.

Morla, hija, lo siento, cariño.

Lo siento, chiquitita.

(Risas)

Hola, Paco.

Hola, Paco.

No tiene dueños.

Si no, se lo ponemos y...

Tienen muchísimos conejos para comer.

¿Son listos los conejos?

Más les vale. (RÍE) -(RÍE)

Si el problema es que no me podré levantar.

(Risas)

Ahora no vas a saltar.

Me cago en la leche.

Sí.

Voy, ¿eh?

Uno, "dore, treri".

(CAMBIA LA VOZ) Hola. ¿Qué tal estás? Estoy aquí arriba.

Soy tu amigo.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Programa 14

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

+Cotas - Programa 14

28 sep 2019

En el capítulo de hoy: José Manuel Soto nos ha recibido en Sevilla para presentarnos a sus mascotas. Sabríais cómo calmar a un perro hiperactivo? En nuestro espacio de rehabilitación hemos trabajado para que la familia de TOR viva mucho más tranquila.

ver más sobre "+Cotas - Programa 14 " ver menos sobre "+Cotas - Programa 14 "
Programas completos (19)
Clips

Los últimos 23 programas de +Cotas

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios