Más que perros y gatos La 2

Más que perros y gatos

Domingos a las 14:30h

Con el apoyo de la Fundación Affinity, el programa se centra en destacar la parte más humana de nuestras mascotas. De la mano de expertas adiestradoras como Maribel Alonso y Mona Tellier o contrastados veterinarios de la talla de Xavier Roura , veremos cómo los animales se convierten en elementos activos de ayuda terapéutica en centros sociales y sanitarios; cómo cuidar y que cuiden de nuestra salud y cómo sacar el máximo partido emocional a estos perros y gatos que ya forman parte de muchas familias, entre otras secciones.

Temporada 1

Temporada 2

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.8.0/js
3949219
Para todos los públicos Más que perros y gatos - Capítulo 2 - ver ahora
Transcripción completa

Vicente del Bosque nos presenta a Turki, un bichón maltés

con mucho carácter y nos cuenta por qué nunca lo abandonaría.

La fundación madrileña El Arca de Noé

nos ofrece antídotos contra el abandono de mascotas.

Pasear y hacer amigos son necesidades básicas

de nuestro perro.

Hoy, sabremos cómo hacerlo para que nos resulte divertido a todos.

No es verdad que todos los perros se parecen a sus dueños.

-No, no creo, no creo.

No creo que se parezca.

No, no. Se diría que Turki,

el bichón maltés de nuestro seleccionador nacional,

no tiene su misma flema.

-Éste enseña los dientes de vez en cuando.

(TURKI LADRA)

-Pues ya verás en casa.

Bueno, pues, cuando terminé en el Real Madrid, en el año 2003,

nos fuimos a, nos íbamos a Turquía, a Estambul y mi mujer tuvo un pacto

con mis hijos, diciendo: "Bueno, pues, si vamos...

Si papá se va fuera, queremos un perro".

Queremos un perro, pues, bueno, pues, cumplieron el pacto,

lo compramos en Estambul

y lleva con nosotros desde entonces.

Los turcos tienen buen carácter pero éste, no creas. (RÍE)

La verdad es que nos hemos adaptado al perro y bueno,

sentimos muchísimo afecto, muchísimo cariño hacia él,

desde luego. Ahora nos costaría dejarlo,

dejarlo fuera, dejarlo fuera de la familia, sí, sí.

La verdad es que se está mostrando últimamente bastante más cariñoso.

(TURKI LADRA) -Epa.

Sería un centrocampista bueno, no te creas que no.

Éste, ahora, ha mejorado un poco. Yo creo que los años le han hecho

ser más cariñoso. Ha sido siempre un poco arisco.

(TURKI LADRA) -Tiene carácter.

Nunca hemos tenido ningún, ningún perro, ninguna otra mascota.

En el fondo, hasta éramos un poco refractarios a tenerlo.

Pero, bueno, ahora agradecemos que lo hayamos cogido, ¿verdad?

Ha sido... Somos de vocaciones tardías.

Yo creo que ha sido positivo para todos,

yo creo que, incluso, por los críos...

Les ha hecho más sensibles al trato con los perros.

Además, yo creo que ha ido evolucionando.

Era un perro un poco arisco,

un poco difícil y,

poco a poco, el perro se ha ido suavizando

y se ha ido adaptando mejor a nosotros

y ya busca la caricia, busca...

Y se le nota que también él está muy cómodo aquí.

Y vengo en verano, que ando para allí y para acá.

A lo mejor, lo tenemos fuera, de veraneo, y vengo aquí solo

y le extraño, echo en falta que...

Me gusta, parece que no pero la compañía del perro

te da una cierta tranquilidad.

En unos minutos, Vicente del Bosque nos contará

por qué su familia nunca abandonará a Turki.

-Pero hoy está muy tranquilo, ¿eh? Esto no lo he visto nunca.

(RÍE) Así, con tanta gente.

-Hace como seis meses, nos avisaron

de la fábrica de cementos,

de Portland Valderrivas, que tenían allí un perro,

que fuéramos a recogerlo, por favor. Cuando llegamos,

no coordinaba, tenía la mirada estrábica, estaba delgado,

no quería comer y tuvimos que tenerle tres días

con una alimentación endovenosa.

Realmente, lo más probable

es que estuviera más de 25 días sin comer y sin beber.

Y naturalmente, sus fuerzas estaban al límite.

Tener razas grandes puede tener sus inconvenientes.

Comen mucho, abultan mucho, son, en definitiva, grandes.

Sobre todo, si deciden ocupar el salón de casa,

como estos tres ejemplares de perro lobero irlandés.

Pero también tiene sus ventajas,

porque igual de grandes son los buenos ratos

que estos enormes amigos pueden hacernos pasar.

(RÍE)

Un veterinario de confianza y alimentos de calidad.

Diríamos que esas son las necesidades básicas

de nuestra mascota. Una gran verdad, pero incompleta.

Los perros, por muchas razones, necesitan también su paseo diario.

Así nos lo recuerda Maribel Vila, nuestra especialista.

-Es importante saber que, tanto animales grandes como pequeños,

tienen que salir a la calle, explorar su entorno,

olisquear a otros perros, jugar.

Suele suceder que mucha gente, que tiene perros pequeños,

cree que no es imprescindible sacarlos diariamente

o que no es tan importante que conozcan a otros perros,

porque nuestra presencia humana es como suficiente.

La realidad es que no es así. Los perros son altamente sociables

y, por lo tanto, necesitan interactuar unos con otros.

Cuando hablamos de sacar a pasear a nuestro perro, no debemos pensar

en una mera vueltecita por el barrio o por la urbanización.

-Es imprescindible un mínimo de dos paseos diarios,

pero no sólo dar una vueltecita a la manzana,

como sucede en muchos casos,

sino pasar un rato importante con nuestros animales.

-Cada día, si llueve, si hay nieve, hay que pasear a los perros.

Me pongo el chubasquero y voy con ellos.

-Es en este espacio de tiempo donde podemos aprovechar,

por ejemplo, pues, para trabajar la llamada.

También, podemos hacer juegos de búsqueda con la pelota,

con palos, con trozos de premio.

Podemos practicar comandos de obediencia básica.

Por ejemplo, yo puedo tirarle un juguete a mi perro

pero antes de mandar a mi perro a buscar este objeto,

lo puedo hacer sentar y estar quieto.

Nada mejor, tras la teoría, que un ejemplo práctico.

No necesitamos más que paciencia, ganas de divertirnos

y el juguete preferido de nuestro perro.

Mona Tellier y Kako, una hermosa caniche, nos guían.

-Estoy enseñando a Kako a buscar los juguetes

que yo voy escondiendo. Lo que hago es, primero,

jugar con ella, para que tome interés en el juguete

y luego, voy a pedirle que se siente, que se tumbe,

que me espere, mientras voy escondiendo el juguete.

"Seat".

"Stay". (HACE SONAR EL JUGUETE) "Stay".

Busca.

(RÍE) ¡Bravo, bravo!

(DA PALMADAS) Vamos, guapa.

-¡Hola, niños! ¡Romeo, toma, Julieta!

Muy bien.

Yolanda Ruiz nos pasea por las instalaciones

de la protectora El Arca de Noé

y nos presenta a algunos de los perros que están esperando

la oportunidad de ser adoptados.

-¡Niños! ¿Dónde estáis? Ven. Ven, Lana, ven.

Ven, Lana. Ven, mi amor.

En sus trece años de vida, la fundación El Arca de Noé

ha recogido a más de seis mil animales abandonados.

Esta protectora, ubicada en Morata de Tajuña, en Madrid,

ha sobrevivido a más de una crisis, gracias a las aportaciones públicas

y a la colaboración de doscientas empresas

y de un puñado de voluntarios.

-Esto era un vertedero ilegal.

Realmente, el vertedero estaba a quinientos metros.

Aquí sacamos seis mil metros cúbicos de basura,

que nos ayudó Portland Valderrivas con sus camiones y sus máquinas.

Éste es un edificio, la sede principal, digamos,

de la fundación aunque lo principal está al otro lado,

que es donde están los animalitos.

Las protectoras son, hoy día, imprescindibles.

Su labor de servicio público abarca, tanto el cuidado sanitario

y la recogida de animales abandonados, como la búsqueda

de nuevas familias para animales

que han perdido su vínculo con los humanos.

-Del 2007 hacia aquí, esto es tremendo.

Los primeros que notamos la crisis, de verdad, a pesar

de que el Gobierno la negara, fuimos las protectoras de animales.

Empezaron a llovernos entregas de animales,

porque no los podían cuidar, porque se reagrupaban,

porque se iban a otros países,

porque no tenían dinero,

porque estaban en paro, mil cosas y una más que,

lo primero que sale, de todo, de la casa, es el animal de compañía.

El Arca de Noé dista mucho de la imagen que tenemos

de las protectoras. Sus instalaciones no tienen que ver

con las antiguamente mal llamadas perreras.

-¡A ver, a ver, a ver! ¡Pareja de nervios!

A ver. Toma, Kiko.

En cada habitación hay uno o dos animalitos,

dependiendo de las circunstancias y de lo que ellos admiten.

Normalmente, no más de dos.

¡Vamos, Romeo!

Qué bien, ¿eh? Vamos a dar un paseíto, ¿verdad, Romeo?

Se les da de comer a las ocho de la mañana,

se les limpia, salen a pasear, vuelven a su habitación

y así, hasta por la tarde,

que se vuelve a hacer el mismo recorrido.

Esta pobrecita mía la abandonaron el día 1 de agosto,

en la puerta,

tres indeseables, que se iban de vacaciones,

con un mendrugo de pan.

Ha tenido dos parejas. La primera, la adoptaron.

Y el segundo mastín que le pusimos,

pues, murió de una muerte súbita.

Realmente, fue cuestión de minutos.

Ella lo presenció y desde entonces,

no ha admitido a ningún otro macho con ella.

Nada más llegar aquí, los animales pasan

a una zona de cuarentena bajo control veterinario,

descartando así enfermedades y curando los problemas adquiridos

en su etapa de abandono.

-Como veréis, tiene una escara en la cabecita,

que es sarna, una de las enfermedades que hay en los perros.

Antes, la sarna, prácticamente, uno se moría de ella,

pero controlada, está perfectamente y creemos que,

en quince o veinte días, tendrá ya su oportunidad

de que la podamos empezar a vacunar.

Ay, qué guapo.

Hola, Gitana.

El trabajo de las protectoras abarca mucho más que recoger

a un animal y curarle las heridas.

El Arca de Noé dispone de una completísima

clínica veterinaria, donde los animales son cuidados

y esterilizados antes de buscar a un nuevo dueño.

-Hola. ¿Qué pasa, Líder?

-La fundación El Arca de Noé tiene la suerte de tener

un equipamiento muy amplio en relación con la clínica que tiene

porque tiene una sala para ver a los animalitos,

con su laboratorio, sala de rayos y ecografía

y, en el caso necesario, que siempre lo es

para las esterilizaciones, posee dos quirófanos

con sus salas de recuperación, de las UVI correspondientes.

Pero, fundamentalmente, lo que se realiza en el centro,

son las esterilizaciones de todos los animales.

Mi compañera ya os ha dicho que estamos a favor

de la esterilización y que si todos los animales

se castrasen, incluso por ley, que estuviese obligado,

disminuirían estos centros y los abandonos de los animales,

sobre todo, de los cachorritos.

-Recomendación:

Ser,

verdaderamente,

conscientes de lo que metemos en casa.

Y que es para quince o dieciséis años,

no es para uno ni para dos.

El lobero irlandés es la raza de perro más alta.

Alcanza, incluso, más altura que el gran danés.

Además de grande, es amable, dócil y muy paciente

con sus parientes más pequeños.

Sin olvidar sus atenciones

hacia otras especies con las que convive.

Eso sí. Siempre tiene que haber alguien que se agobie

ante tantos lametazos de amabilidad.

Tu perro nace con nueve dientes y seis uñas más que tú.

Si tú crees que necesitas revisiones dentales y manicura,

imagínate él.

Una dentadura descuidada se traduce en acumulación de sarro y halitosis

pero también en piorreas y gingivitis que llevan

a la pérdida de piezas dentales e inflamaciones de corazón e hígado.

Si un perro tiene mal aliento pero la dentadura limpia,

es indispensable consultar al veterinario.

Podría indicar anomalías digestivas.

Mantener sanos sus colmillos es fácil.

Pero requiere dedicación.

Revisiones periódicas, tres cepillados a la semana

y una alimentación de calidad son las bases.

Limpiar sus dientes requiere un cepillo blando

y una pasta dental sin flúor, porque es tóxico para ellos.

Hay en el mercado unos cepillos de dedo

que pueden resultarles divertidos a los más pequeños de la casa,

animándoles a tomar responsabilidad.

(JADEA)

Hablemos ahora de las uñas.

Si practicas deporte en tu ciudad, sabrás lo convenientes que son

unas zapatillas acolchadas y un buen cortauñas.

Lo mismo le pasa a tu perro.

Sus patas se resienten por los paseos sobre asfalto y cemento.

Cortar las uñas es delicado. Al principio,

debe hacerlo un profesional, ya que podemos cortar de más.

En el interior de la uña

hay capilares sanguíneos y terminaciones nerviosas.

La pedicura canina incluye la revisión entre los dedos

para controlar que no se hayan colado elementos extraños.

Un abrojo o una brinza de paja

pueden provocarle una infección dolorosa.

Con paciencia, cuidado y mucho cariño,

nuestro perro se acostumbrará a estas sesiones.

(JADEA)

Tal como ya hemos visto, los paseos diarios

ayudan a mantener en forma a nuestro perro.

Pero el ritmo de vida que llevamos se ha convertido, sin duda,

en un obstáculo, no sólo para su salud,

sino también para su carácter.

-En las últimas décadas, el modelo familiar ha cambiado

considerablemente. Eso quiere decir

que los perros suelen estar mucho tiempo solos.

Seguir un rastro, detenerse a olfatear el tronco de un árbol,

revolcarse por el césped,

placeres que un ser humano no siempre entiende.

-Para ellos es un momento para disfrutar.

Para ellos, es muy importante poder olisquear el suelo.

Saber dónde han ido, dónde han estado otros perros.

Hacer sus necesidades.

Durante los paseos, encontramos amigos,

amigos míos, amigos de él.

El paseo mismo forma una parte de la vida social,

de la persona y del animal.

El culmen de la etiqueta social canina lo constituye

el rito de olisquearse allá

donde el lomo pierde su nombre y el rabo adquiere el suyo.

-Es importante que dejemos oler, que se huelan los perros.

A veces, nos incomoda a las personas

que los perros se huelan los cuartos traseros pero

es a través de este comportamiento

donde ellos obtienen información.

No hay perro tan exquisito

que pueda resistirse a su naturaleza.

El consejo de Maribel Vila es muy sencillo:

permitirles ser ellos mismos.

-Hay que dejarlos. Evidentemente, si es un perro

con problemas de agresividad o que no estemos muy seguros,

tendremos que tratar esos problemas pero, en general,

es la manera de saludarse. Es como... en nuestro lenguaje

sería un apretón de manos o un saludo con las manos.

A través de esta exploración olfatoria, es donde recaban

información de si son machos, si es una hembra, qué ha comido,

dónde ha estado... Por lo tanto, aun cuando nos parezca

una conducta que no es del todo apropiada,

es su manera de saludarse y es conveniente dejar

que los perros lo realicen.

En resumen, el paseo es una de las tres patas del banco

de la salud canina, junto con las revisiones veterinarias

y los alimentos de calidad.

-Con todos estos aspectos, podremos tener más garantías

de tener un perro equilibrado, tener un perro más feliz

y, por lo tanto, tener nosotros una vida más feliz.

En unos minutos, nuestro veterinario, Xavier Roura,

nos dará unos consejos para evitar uno de los riesgos del paseo:

los parásitos.

-Una pulga.

No sé si la... ¿La ves? -Sí.

Si antes hemos visto perros grandes, hay gatos que no se quedan

atrás. Seguro que eso mismo es lo que, suponemos,

está tratando de decirnos este hermoso ejemplar de Maine coon,

la raza más grande de todo el mundo gatuno. ¿No es verdad?

Los machos de Maine coon pueden llegar a pesar diez kilos,

un detalle que parece no asustar

a los dueños más necesitados de caricias.

A pesar de su aspecto casi salvaje, es un gato muy dócil y tranquilo,

a veces, incluso, demasiado besucón. Pero claro,

¿quién no quiere ser arrullado por semejante masa peluda?

El labrador retriever puede aprender y distinguir

hasta doscientas palabras humanas.

Por ello, resulta un excelente compañero que, rápidamente,

entiende qué gusta o disgusta a su familia.

Hablamos de una raza de tamaño grande,

entre 54 y 60 centímetros de altura, de cráneo poderoso,

orejas medianas caídas, pecho y lomo fuerte y cola ancha.

Sus primeros criadores fueron los marineros de Terranova

que hicieron de él un excelente nadador.

Cuenta, además, con una característica física sin par:

dedos palmeados.

Su pelaje impermeable varía

entre el negro, el amarillo y el chocolate.

Para mantenerlo saludable y brillante,

basta con un cepillado diario.

El olfato del labrador es inmejorable.

Es, justamente, su nariz la que lo ha llevado a servir

en las fuerzas de orden público y en brigadas de rescate.

Se muestra muy valioso, también, como perro guía.

Es un perro sano y fácil de cuidar.

Aunque tiende a la obesidad si se le obliga a llevar

una vida sedentaria.

Conviene darle largos paseos, intercalados con sesiones de juego.

Tanta energía puede convertir a este animal

en un compañero bullicioso, si no se le educa desde cachorro.

Pero su inteligencia y capacidad de aprendizaje,

garantizan el éxito.

El labrador retriever es uno de los perros más populares del mundo.

Incluso, tiene una réplica en cera

en el museo de Madame Tussauds en Londres.

Fuerte, alegre e inteligente.

Con estas cualidades, un labrador puede llegar

a convertirse en uno de nuestros mejores compañeros.

Ampliar sus horizontes sociales es uno de los beneficios

que nuestro perro obtiene del paseo diario.

Pero hay que controlar algunas amistades poco recomendables.

-El paseo es un momento ideal para el perro, pero también

es el momento donde puede tener contacto, en el exterior,

con todos estos parásitos.

Sea por el contacto con plantas, sea por el contacto con heces

de otros animales, por el contacto con huevos

que han quedado en el ambiente, con aguas...

Derek es un semental de Yorkshire terrier. Ha de estar

en plena forma y en perfecto estado de revista.

Por eso, Ana, su joven dueña, lo lleva, regularmente,

a la consulta de nuestro veterinario, Xavier Roura.

-Mira.

Una pulga.

No sé si la... ¿La ves? -Sí.

La mayoría de los parásitos externos, diríamos, saltan.

Es decir, están en el ambiente y cuando pasa,

por diferentes motivos, normalmente el calor y la vibración,

estos parásitos saben que cerca hay un posible hospedador

y entonces, saltan. Las pulgas, normalmente, saltan

del suelo hacia arriba y, normalmente, las garrapatas

están en hojas, en zonas un poco más elevadas

que, al pasar, pues, se adhieren y suben, diríamos,

se agarran al pelo.

Aunque lleven diferentes productos para prevenir, diríamos,

que estos parásitos se puedan adherir o enganchar o fijar

a nuestros perros, es posible que aún haya algún parásito.

Por tanto, si lo reconocemos y lo encontramos,

lo podemos eliminar mucho antes de que...

Sobre todo, en el tema de las garrapatas, ¿no?

Xavier nos recomienda que, al volver de cada paseo,

revisemos los rincones más escondidos y calientes

de nuestra mascota, los más confortables para un parásito.

-Las zonas más típicas que hay que valorar, pues, son, siempre,

detrás de los oídos, en esta zona de aquí;

también, las zonas axilares, en las axilas;

las zonas interdigitales, entre los dedos.

Después de cada paseo, siempre hay que hacer esta valoración,

sobre todo, en los períodos en los cuales existen

estos parásitos de forma habitual.

Pulgas y garrapatas transmiten enfermedades tan serias como

la del arañazo del gato o la fiebre del Mediterráneo.

Pero son los parásitos internos, invisibles al ojo humano,

los más peligrosos. Se dividen en dos grandes grupos:

los gusanos redondos, llamados espaguetis

y los planos o granos de arroz.

-De los redondos hay lo que se llama Toxocara canis,

que es un tipo de parásito que produce una larva,

que se llama larva migrans. Puede dar enfermedades importantes.

Sobre todo, los niños que tienen contacto, pueden tener

lesiones importantes, tanto en sistema nervioso central,

como ocular, como en otras zonas, porque ese parásito,

a través del intestino, sale y migra hacia zonas

donde puede dar problemas.

Contamos con antiparásitos y con la atención de un buen veterinario

para acabar con los parásitos de nuestras mascotas.

Pero, sin duda, la mejor prevención es la responsabilidad

y el cuidado de sus dueños.

Hay gatos que pueden llegar a ser muy grandes,

empezando por sus impresionantes bigotes.

Y siguiendo por el pelo que, en el caso de los Maine coon,

les permite disfrutar allá donde otros gatos no se atreven

y jugar con su enorme cola, también,

la más grande de los felinos domésticos.

Los Maine coon son gatos, al fin y al cabo,

y les gusta hacer lo que a todos los gatos.

Y es que no hay gato que, de un modo u otro,

no nos haga reír en algún momento del día.

Risa.

-El día que desaparezca va a ser un drama familiar, desde luego.

Y de hecho, cuando ha tenido cualquier problema de salud

o cualquier cuestión, sobre todo, mis hijos, se vuelcan con el perro.

Yo creo que les ha hecho más sensibles y, desde luego,

claro que estamos totalmente en contra del...

del abandono, de dejarlo por ahí, de no cuidarlo.

En fin, yo creo que eso...

Y a los chavales, principalmente, les ha venido bien.

No sabríamos qué hacer sin el perro y, ahora mismo,

forma parte de la familia

y, ni por asomo, pensamos en que nos pudiéramos deshacer de él

y me imagino que si, por cuestiones de edad,

el perro terminara su vida, pues, seguramente, buscaríamos otro

para que cumpliera su espacio.

Nos despedimos hasta la semana que viene.

Mientras tanto, tú y tu mascota podéis visitar

la web del programa. Y no lo olvidéis:

Para nosotros, ellos son

más que perros y gatos.

Más que perros y gatos - Capítulo 2

19 mar 2017

Los últimos 26 programas de Más que perros y gatos

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios