El chef Gonzalo D'Ambrosio nos adentra en el mundo de la gastronomía, a través de los productos autóctonos de las comarcas que vamos a visitar. Gonzalo D'Ambrosio nos deleitará al final de cada programa con un plato que recoge todo lo vivido y aprendido en su ruta, pero eso sí, con su toque personal en cada receta que prepare.

5432246 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
Para todos los públicos Las rutas d'Ambrosio - Melilla, sabor sin fronteras - ver ahora
Transcripción completa

(Sintonía de apertura)

(Música pop en inglés)

Estoy en África continental, pero esto se parece a una isla:

por mar y por tierra, todos son fronteras.

Aquí no hay lugar ni para cultivos ni para aguas de pesca.

Y, aun así, la cultura gastronómica de Melilla es de lo más rica.

¿La razón? Aquí conviven cuatro culturas.

Y el sabor no tiene límites.

Bienvenidos a "Las rutas D'Ambrosio" por Melilla,

el sabor sin fronteras.

(Música pop en inglés)

(Música pop)

# No hay nada # como el sol de la mañana...

Musulmanes, cristianos,

judíos y también hindúes comparten en Melilla un espacio,

pero cada uno con sus tradiciones y sus costumbres.

Hay una que todos compartimos,

y es las bodas. Por suerte, a todos nos gusta comer

y todos hacemos banquetes para estas fiestas.

Totó me está esperando para celebrar la primera,

que es una bajo el rito musulmán.

# ...que me lo he ganado.

# Que mi madre esté orgullosa de mí

# y cuente a sus amigas # lo bien que me fue,

# que al final aquello de cantar # no era una locura.

# Y quiero que mi padre vaya por ahí # presumiendo

# de que yo lo conseguí

# y yo, con la frente bien alta, # podré sonreír.

Me dicen que tú eres el que más sabe de la cultura gastronómica

de Melilla de las bodas. -Sí.

Me pillas preparando el menú árabe. Tenemos

una boda bereber en breve y preparamos el menú.

Los entrantes estos me molan

porque parecen entre "samosas" y postres.

Tenemos las "briwats", rellenas de pollo

o frutos secos. También hay de queso y de espinacas.

¿Están hechos con masa filo?

Con pasta brick, una pasta más crujiente que la filo.

¿Los musulmanes pueden comer berberechos o...?

Cualquier pescado o marisco. ¿Sí?

Aquí está la "pastela",...

¡Anda! ...de pescado y marisco.

Y muchas especias, me imagino. Sí.

¡Claro! ¿Sí?

Es típico de la sociedad.

# -...a la gente,

# quizá algún día, # mamá, puedas venir a verme.

# Y somos yo y otros dos, hay uno...

Un tayín de ternera. -Debe ser con hueso.

La carne con hueso es mucho más tierna y mucho más jugosa

y el modo de comer es distinto, con las manos.

¿Sabes por qué el tayín tiene esta forma?

Primero para mantener el calor y después también porque así

el vapor ayuda a que el cuscús

no se seque. El vapor, claro, se queda ahí,

condensa y va cayendo de nuevo.

Y así el cuscús queda en su punto siempre.

Tenemos el cuscús, el acompañamiento del tayín.

Es un postre. ¿Es un postre?

Es un cuscús dulce este, con nueces, almendras, pasas...

# -No quiero ser arquitecto

# ni quiero estudiar...

Adoran los frutos secos.

Claro, es energía pura y dura.

Y aquí veo lo que más me gusta.

Yo soy muy goloso.

-Repostería árabe, con muchos frutos secos,

sobre todo reina la almendra, el azahar,

y suelen acompañarlos el té y la hierbabuena.

Nunca falta ni para empezar ni para terminar el evento.

Si te sirven un té, debes tomarte otro.

Y, si te sirven otro, te lo acabas.

El compromiso, el protocolo, sí.

# -...mi padre vaya presumiendo # por ahí de que yo lo conseguí. #

Hay un sabor que tengo, no sé, como que...,

que no termino de reconocer entre las especias que he probado.

-Si quieres probar especias, pregunta aquí, en Melilla.

Ya tengo el menú de la boda musulmana.

Quiero saber cómo siguen los ritos.

(Música tradicional norteafricana)

Sisi, pedazo de tinglado que has montado aquí.

Muchas novias.

La número uno, que es Suhaila.

Ella representa la Melilla antigua, nuestra, bereber.

Va con la ropa típica...

El dibujo de jena, el significativo,

es, antiguamente, para la belleza.

También tiene una moneda en la frente.

Eso era la dote que le daban

a la novia, pero que iba a la casa del novio con ella puesta.

Él será el novio.

Es el novio. Viste de blanco, pero, como verás,

la capa esa tiene 60 años.

Luego, la chilaba, que es obligatoria llevarla.

¿Cuánto dura la boda bereber?

Con todas las modernidades, un día. Antes no, era...

jueves, viernes, sábado y el domingo

ya se acababa. Molaba más. Había más cante,

más familiares, más comida,

desde el primer día, al levantarse, al último.

Sisi, yo vengo de comer un delicioso menú árabe.

¿También comen ustedes así?

Sí, pero ha evolucionado todo. Antes matábamos el cordero en casa.

El primer día había callos,

luego de carne y luego los pollos fritos.

Iba con miel, pasas, cebolla caramelizada...

Y luego el cuscús dulce y, acto seguido, la fruta.

Esta siempre estaba presente.

Más allá de las costumbres que se han perdido y cambiado,

una no habrá perdido, que es la del cantar.

La del cantar jamás se pierde.

Además, una boda sin cante no sería boda

y en nuestras casas aún celebramos con los ritos y todo eso.

Empieza Suhaila.

(APLAUDEN)

(CANTAN EN BEREBER)

(DEJAN DE CANTAR)

¡Muy bien! (RÍEN)

(RÍE)

(Música tradicional árabe)

La cercanía de Marruecos hace que los musulmanes

sean ya más del 50 % de los vecinos de la ciudad.

Han traído su gastronomía

y, además, el 100 % de los alimentos que se consumen aquí

son del país vecino y entran

por el puesto fronterizo de Beni Ensar.

Así que es algo indiscutible y muy sabroso:

Melilla sabe a Marruecos.

(Música pop en árabe)

Los sabores marroquíes no pueden estar más presentes aquí,

y es que las especias y los productos inundan

las calles de Melilla.

Yo me quiero aprovechar de eso y voy a buscar el kif kif,

eso que me recomendó Totó.

(Música pop en árabe)

(Música pop en árabe)

¡Qué bien huele esta tienda!

Es la cúrcuma.

Aquí tenemos... anís estrellado. Sí.

Aquí hay cúrcuma, y aquí, jengibre.

¿El anís estrellado de dónde viene? De la India.

¿Sabes las propiedades que tiene?

Es muy bueno para el dolor de estómago.

Para el dolor de estómago, para los cólicos...

Y hay algo que la gente no sabe:

que es parte de un medicamento muy importante antigripal.

Y aquí tenemos cúrcuma. La gente no sabe que viene así.

La compran molida.

Viene también de la India. Es muy buena

porque es antiinflamatoria. Y aquí tenemos

uno de mis preferidos: el jengibre.

Lo podemos comer con pescados, carnes o simplemente en un té.

La gente no lo sabe,

pero es muy bueno como antiinflamatorio,

para dolores, resfriados, gripe,

dolor de garganta, con leche, con té...

Me llaman la atención

esos canelones grandes de ahí. Sí.

No es muy normal de ver. Siempre veo los chiquititos.

(Música árabe)

Y esto es canela,

pero la primera parte de la canela. Es...

la corteza de la canela, que se llama canelón.

Tiene más olor, huele bien.

Está muy bueno. Es de la familia de la canela,...

Sí. ...pero diferente.

Y finalmente veo el kif kif.

¿Qué es el kif kif?

Es una mezcla de especias.

Tiene unas veintipocas especias

que son lo que hace la mezcla.

Es un secreto familiar, llevamos desde 1905.

Empezó mi abuelo, después de él siguió mi padre,

que se jubiló hace 10 años. Ahora estamos mi hermano y yo...

y seguimos trabajando. Estamos cada vez creciendo, mejorando...

e intentando meterlo en la península.

Aquí dentro hay historia de familia

además de las especias. Sí.

Nuez moscada, cúrcuma, pimentón dulce,

jengibre, cilantro, pimienta negra, comino...

Su mayor secreto es que todo lo que molemos

es totalmente natural. No hay ni conservantes ni colorantes.

Veo que tenés "garam masala", que es una especia que me encanta.

Es una especia india, muy típica de la India.

Ahora está llegando aquí lo que son

las especias y la cultura india. Está llegando a... España.

Es una de las mezclas que más usan los indios

para condimentar sus arroces,

sus basmatis y demás. Sí, sí.

Y luego tienes el "ras al hannout", que se utiliza

para hacer los pinchos morunos y demás.

No vale exactamente para todas las comidas.

Esta sí, tiene anís estrellado, cáscara de granada

y otras especias que no combinan con todas las comidas.

¿Y solo tienes especias? No, trabajamos con café,

orígenes, y con té.

Tés. Tenemos...

80 tipos de tés, con sabores:

negro, rojo, amarillo, verde, azul... Casi toda la gama de colores.

Qué bueno. Si quieres,

te preparo un té. ¡Cómo no!

O un café. ¡Cómo no voy a querer, vamos!

# (MUJER) Invítame a beber café,

# que arranque de mí la sed, ¡café!,

# que me mantenga despierta.

# Que, si me duermo, me da miedo # no verte escaparte de mí otra vez.

# Échale un terrón de té al café

# para que endulce los tragos.

# Entre sorbito y sorbito

# de tu café, voy bebiéndote.

¿Qué té es este? -Pakistaní.

¡Guau, cómo huele!

# -Qué bueno el mañaneo contigo...

¡Y qué bueno está, qué rico!

-Ese tiene jengibre, trozos de canela,

semillas de cardamomo, el té negro...

# -...fermentado # con tu aroma y tu sabor...

# Que el sabor son... #

Y tenemos un café recién molidito.

-Café de Etiopía. Etiopía es el..., ¡uf!,

una de las historias donde empezó el café.

Un pastor estaba paseando con sus cabras.

Pasó por una zona de frutos rojos, las cabras se los comían,

las cabras no paraban de saltar. "¿Qué es lo que pasa?".

Las cogió y empezó a investigar un poquito

por qué ese fruto rojo volvía locas a las cabras.

Y de ahí salió el café.

Me encanta todo, la verdad,

pero ¿qué podemos hacer con este kif kif?

Comida muy buena. Y la mejor para hacerla es mi mamá.

¿Sí? Es la número uno.

Está en Melilla la Vieja.

Ahí voy. Gracias. ¡De nada! ¡A ti!

(Música pop en árabe)

¡Fátima, bonita! ¡Te traigo las especias!

Hola, sí.

¿Qué vamos a cocinar?

Cuscús. ¿Cuscús?

Claro. ¿Un clásico cuscús con rabo de toro?

Sí. Con rabo de toro...

Ahora ponemos las verduras... ¿Sí?

...el fuego. Venga.

Eres la cocinera de la familia.

Sí, sí, sí.

¿Para cuántos cocinas, normalmente?

(RÍE) Para seis. ¿Seis?

Cuatro de mis niños más mis nietos, pues eso.

(RÍEN)

El cuscús es el típico plato familiar.

El viernes lo hacemos. El viernes.

Sí, es un día muy sagrado y...

¿Se puede hacer de carne o de qué otras cosas?

De... pollo,

de pescado, el dulce típico...

Sí. Con cebollita caramelizada...

Hay muchas variedades de cuscús.

Ensaladas. Hay muchas ensaladas de cuscús...

Y siempre partimos de una base: hacer algún fondito con una carne

y luego se termina haciendo con la vaporera,

que se pone arriba. Sí.

Si yo quisiera hacer cuscús,

¿con cuánto tiempo tengo que contar...

de antelación? Por lo menos,

si es carne de toro,

al menos media hora... Sí.

...o 45 minutos para que se haga bien blandito.

Y, si es de pollo, pues a lo mejor media hora y ya tienes

el cuscús hecho. Ajá.

Unas verduritas y ya nada más.

Fati, ¿tú eres nacida en Melilla?

No, vine de muy pequeñita.

Mi padre era de aquí; mi madre, de Tánger.

¿Cómo es vivir en Melilla? Pues muy bien.

Es pequeñita, pero bonita.

¡Sí, tiene de todo! Tiene de todo.

Y se come de todo, ¿no?, porque, según veo,

hay gente de todas las culturas. Sí, de todas.

Aquí hay típica marroquí...

Hay marroquís, cristianos,... De todo.

...hindúes... Hebreo, hindú. De todo, sí.

¿Qué más agregamos ahí?

Ahora un ratito... y el tomate.

Una característica

del cuscús: las verduras se cortan grandes para comerlas con la mano.

Eso se estilaba antes,... Antes.

...cuando el tiempo de los abuelos.

Se dice que los ponían en un plato y los cogían

con las manos y si está caldoso... Sí.

No sé cómo, pero comían con la mano. Sí.

Y en la cultura árabe, ¿qué otros platos hay así, típicos,

aparte del cuscús?

Un tayín que se llama "suía",

la carne en salsa. Lo llamamos "suía".

Y "msui", que dice que la carne...

al horno se pone al vapor y luego se pasa por el horno.

Se le ponen sus..., sus cosas sin...

Tiene mucha cebolla,

lo que es la ciruela, la aceituna... Está buenísimo.

Y tienes muchos postres, ¿no?

Sí, sí. ¡Te encantan los postres!

Ahora viene la fiesta del Cordero. Nos reunimos,

hacen el cordero buenísimo...

Muchos dulces, mucho de todo.

Es típico. ¿Es cierto que, cuando se casan,

sacrifican un cordero y fríen pollos?

Bueno, antes se sacrificaba.

Ahora te lo traen casi todo hecho.

¿Hace cuánto que te casaste? Bueno...

Si te lo digo, te asustas.

¡43 años ya, ya ves tú! ¡Oh!

¿Cuál fue el menú?

Carne, pollo y también los higaditos.

Higaditos. Sí, y también salsas...

Se ponen de primero; segundo, el cordero;

tercero, el cuscús... ¡Y ya nada más! ¡Eso era antes!

¿Y cuántos días duró la boda?

Si te digo una semana, ¿me crees?

¿Qué? ¡Sí, una semana!

¡Siete días! Siete días.

Aquí tenemos la especia nuestra.

¿Vale? ¡De Melilla!

Y ahora, en vez del azafrán, lo típico que dicen...

que no es muy bueno, le echan la cúrcuma.

Cúrcuma. Sí, la especia...

y la cúrcuma.

Le da sabor y color. Es muy buena.

Sí, para todo. Para todo.

Pones una buena cantidad de pimienta.

Sí, la mitad de la cuchara.

Me encanta. Sí.

No es casualidad que le pongan tantas especias,

es algo más de Oriente, ¿no? Sí.

Y llega la ceremonia del cuscús. Sí.

(Música pop en francés)

Sí. Echa un poco de sal y aceite.

Se echa agua y se va trabajando

con las manos, así.

¿Cómo sabemos cuál es la...,

la textura que debe tener?

Trabajándola, se nota.

Le echas agua y se va secando.

Y, cuando la veas como un poquito así, húmeda...

Como arena mojada. Eso, arena mojada. Más o menos.

Échale como 15 minutos... (RÍE)

Y ahora se pone aquí.

Cuando quedan unos 20 minutos para terminar la carne,

porque la verdura ya está hecha, hacemos esta cosa

con el cuscús y se pone ahí. Sí.

Queda terminar el cuscús con el vapor de la carne.

Eso. Pues lo tapamos

y acabamos de hacerlo. Eso.

(Música pop en francés)

(Música pop en francés)

¡Qué bueno está, por favor!

(RÍE) Está rico.

Es increíble cómo una receta, que es

tan potente...

y tan calorífica,... Además que sí.

...da tan bien para un clima tan de calor.

No he podido tener mejor escenario para mi primera inmersión

en la cultura árabe de Melilla: la fortaleza.

Ahora me quedan la judía, la hindú y la cristiana,

así que primero a coger fuerzas con este pedazo de cuscús. ¡Dale!

(Música pop en inglés)

La ciudad de Melilla comenzó siendo solo esto,

una fortaleza militar cristiana.

Lo primero que se levantó fueron estas murallas y el foso

de Santiago, pero la naturaleza

ha hecho más por la defensa del enclave que todo lo construido

a lo largo de los siglos.

Los acantilados los han protegido y les han servido de escondite

ante sus enemigos.

Hoy Melilla es una ciudad multicultural.

No siempre fue así.

Desde el siglo XV hasta el XIX, la cosa era bastante más aburrida.

¿Sabéis quiénes fueron

los primeros que trajeron la diversidad a Melilla?

Los judíos.

Los judíos llegaron aquí en el año 1860

y en ese momento la comunidad llegaba a unos 7000 habitantes.

Hoy no llegan a los 1000, pero, por suerte, aún se casan,

así que ahora vuelvo con Totó,

que me huelo que está cocinando una boda judía.

(Música tradicional en hebreo)

Totó, yo ya me imagino, con esto separado,

que es un rito judío. Correcto.

Es muy importante

que la vajilla y la cubertería que se usen

para el pescado no se crucen ni utilicen

con la carne ni tampoco con los lácteos.

La elaboración de los productos debe supervisarla un "shomer",

una persona estudiosa de la religión hebrea,

que va a supervisar

que todo lo que se use sean productos kosher

y se sigan los procedimientos

y lo que estipula la norma hebrea, la Torá.

¿Eso qué es? Es como una tortilla.

Sí, se llama "makoda". Es una especie de pastel de verduras.

Aquí encontramos los típicos entrantes hebreos,

La "simosa"...

La ensalada de pimientos, la de berenjenas y galletas sosas.

Los judíos son muy de remarcar

sus tradiciones. Y eso recordará

al pan ácimo, que no lleva ni levadura ni sal ni nada...

y es así de soso.

¿Esto...

es pez limón? ¿O me equivoco? Sí, un pez...

Correcto, pez limón con salsa de tomate.

Muy típico en los eventos hebreos.

Los judíos no comen peces... Sin escamas.

Ni marisco ni peces que no tengan escamas.

Entonces hay que dejar...

los cubiertos de lado, ¿no?

Lo que es el pescado, cubiertos y platos que se han usado,

tiene que quedar la mesa limpia

para que podamos presentar la carne.

En la mesa no se pueden cruzar carne y pescado.

Ya tenemos

algo más contundente. Estos rollitos, que son...

Rellenos de tortilla, zanahoria y salchichón seco.

Después de semejante menú,

nos falta el postre. Sí.

¿Berenjenas? Berenjenas.

Nunca probé una berenjena así, hecha postre.

Son muy dulces, muy jugosas, típicas del menú hebreo.

Es muy crujiente por fuera, pues se ha caramelizado,

pero por dentro... Sigue jugosa.

Es superjugosa. ¡Qué buena está!

¿Y esto qué es? Pasta brick rellena

de purito de almendra y azahar.

¡Mmm! Son muy típicos.

¡Qué bueno está! ¿Sabes qué?

Una parte de los judíos, los sefardíes sobre todo, dicen

que han contribuido a que usemos tanto las almendras.

Cuando aún estaban en Sefarad, España...

Así que les debemos a ellos

tanto uso de los frutos secos.

Gracias a ellos hay tanta almendra en Toledo.

Sé que el pan en la cultura hebrea tiene mucho peso, es el "jalot".

Sí. Así que voy a buscar

a Mordejái, que tendrá mucho que contarme.

Te espera arriba.

(Música rock)

¿Qué tal? ¿Cómo va? ¿Qué tal, Gonzalo?

Qué bonitos panes. Se llama "jalot".

Pan especial para el sábado y también se pone en la noche de la boda.

¿Qué significado tiene el pan para la cultura judía?

El pan es el sustento de la comida en el judaísmo.

El pan recuerda el maná,

que cayó en el desierto. Por ello hay dos panes

y, cuando bendecimos, ponemos uno encima de otro

y el viernes comemos el de abajo

por ser la primera porción de maná que caía

y el segundo para el sábado, el de arriba. Y, en la boda,

se debe hacer una comida oficial con pan.

Este pan es trenzado. ¿Es así por una casualidad?

El pueblo judío es...

Todo... Uno depende del otro y deben estar entrelazados

porque estamos todos unidos de una forma...

Da igual que seas sefardí, askenazí,

creyente o no, tenemos una corresponsabilidad mutua

entre todo el pueblo judío. Por ello

asemeja la relación del judío en el desierto.

Y, Mordejái, tú vas a contraer matrimonio con Simi.

Nombre precioso. ¿Qué significa? -Gracias. "Alegría".

Viene del judío "simjat".

¿Qué otros alimentos aparecen en la boda judía?

Una vez que se ha contraído matrimonio y llegamos al salón,

la suegra le entrega unos panes a la novia

y le da para que pruebe

miel. La miel tiene la simbología

de que haya dulzura en el matrimonio.

Y le da una cesta con huevos

para que sea prolífica, para que haya fortuna

y abundancia en el matrimonio,

y una llave como simbología de la entrada a la casa,

de que sea un hogar fructífero,

un hogar donde haya "shalom", donde haya paz, donde haya armonía.

Y ese traspaso de alimentos y cosas

que hace la suegra a la nuera, digamos,

¿se hace en público o en privado? Sí, es público.

Es público. Forma parte del rito.

Sí. En cuanto entras,

con tu marido entras al salón y se produce...

todo ese intercambio de alimentos, como tú dices.

El pan está buenísimo, Mordejái, pero sé

que aquí también falta un poquito de vino,

porque el vino es muy importante.

Todas nuestras festividades, santificamos sobre el vino.

Si te parece bien, ¿nos vemos en la sinagoga?

Me parece genial. Pues ya está. Gonzalo, "shalom".

"Shalom". ¿Nos vamos?

-Chao. Chao.

(Canto religioso en hebreo)

Mordejái. "Shalom", Gonzalo. Bienvenido...

"Shalom". ...a nuestra sinagoga "Or Zaruah",

"luz divina".

La sinagoga más bonita de España y de las más bonitas de Europa.

¿Por qué tanta lámpara?

¿Qué significan las lámparas? La luz significa el alma.

A cada persona que fallece

le ponen una lámpara en recuerdo de esa alma fallecida

para que perdure

su recuerdo, su nombre. Fallece la persona, no el nombre.

Dentro del rito del matrimonio,

hay mucha simbología. Yo la quiero conocer.

Todas ancestrales, ¿eh?

En el judaísmo nos basamos en que nuestras costumbres

vienen igual que nuestros abuelos y tatarabuelos,

y nos remontamos a la entrega de la Torá

en el Sinaí. Seguimos costumbres ancestrales.

El vino tiene una parte muy importante.

En todas nuestras fiestas santificamos

sobre el vino, como en la boda. Vamos a conocerlo.

(Música pop en hebreo)

Bueno, ahora te explicaré

el proceso de la "jupá", el proceso del casamiento en el judaísmo.

Nos casamos cualquier día menos el sábado. Puede ser cualquier día

y en cualquier lugar, pero en Melilla este entorno es maravilloso.

Primero nos colocamos el "talit" o manto de rezo,

simulando el matrimonio, la casa, importante, el hogar.

Bendecimos el manto...

(HABLA EN HEBREO)

Cubrimos las cabezas de los novios...

en señal de que estamos los dos bajo el mismo techo.

Continuamos con el ritual,

santificando con una copa de vino que se llama el "kidush".

Es un vino de Israel, ¿no? Sí.

Tierra vinícola, como España.

Se pueden dar la mano, tierras de grandes vinos.

(HABLA EN HEBREO)

Pedimos permiso a Dios

antes de ingerir cualquier alimento.

A partir de entonces, el rabino

u oficiante nos lee la "ketubá"

o contrato nupcial, que es fiel a las costumbres y tradiciones

de los rabinos del reino de Castilla.

O sea, que viene de antes de la expulsión

de los judíos... Ese texto...

tiene más de 500 años y lo seguimos manteniendo.

Del reino de Castilla, Sefarad, España.

¡Qué bueno! Eso es importantísimo,

ser fiel a las tradiciones.

Dentro de todas esas costumbres y tradiciones,

me encanta una, porque asistí a una boda judía, y es la de...

¡La de la copa!

¡Lo rompo yo, lo rompo yo! ¡Espera!

Me encanta. ¿Y sabes qué más me gusta de Melilla?

Que es muy modernista.

Me doy una vuelta para conocer más. Una cosa más:

el 80 % de los edificios son de construcción o de capital judío.

Le echaré un ojo. Tomo nota.

Hasta luego.

(Música de ritmo árabe en francés)

Las calles de Melilla esconden

algo que sorprende al visitante.

La ciudad es una joya del modernismo solo superada

por Barcelona. Su ensanche,

con 900 edificios art déco,

fue diseñado por un discípulo de Gaudí

y aquí todo está regado por flores, animales,

criaturas míticas y bustos femeninos

que nunca imaginé ver en una ciudad como esta.

(Música tradicional india)

En mi ruta por los sabores de Melilla,

he conocido una boda musulmana,

una boda judía y me falta por conocer una boda hindú.

Los hindúes que viven en Melilla

son todos de una zona de Pakistán, el valle de Sindhu.

Es un río que baja por el Himalaya.

En 1947 la India se rompió y tuvieron que dejar su tierra.

Los descendientes de aquellos...

están aquí desde hace mucho tiempo y ahora son más o menos 100.

A todos ellos,

como a nosotros, les encantan las bodas.

(Música electrónica en inglés)

Totó,

veo "samosas", luego esta será

la boda hindú. Correcto.

Tenemos las "samosas", hechas de cebolla, patata,

además de muchos condimentos hindúes.

Luego pasamos al kebab

de carne de pollo, es muy típico.

¿Qué tiene dentro? Tiene guisantes, pollo

y verduras.

Veo cuatro platos. ¿Tienen solo esto o suelen poner

como cuando vamos al típico hindú, que ponen 1500 cositas?

En este caso, nos han pedido este menú concreto:

unos entrantes, un primero, un segundo

y un postre. Eso quieren.

¿Les gusta con mucho o poco picante?

Juegan muchísimo con los colores, los sabores,

con las especias... El picante es una.

¿Y este arroz qué arroz es?

Un arroz basmati. Qué bueno.

Aparte, es un arroz que viene con verduritas y con todo.

Y también lleva "smeeti" traídos directamente de la India.

¡Hum! Se nota, está buenísimo.

Veo también que hay carne y demás. ¿No te piden menú vegetariano?

Porque, en muchas partes de la India,

mucha gente de la India solo come verduras.

También... Sí, evitan la ternera y las carnes.

Y llegamos al postre, por fin. Es lo que más me gusta.

Es una especie de buñuelo hecho...

de leche en polvo, harina,

cardamomo y regado con un almíbar ligerito.

(RÍE) ¡Ligerito! Ligerito.

Tiene una pinta de ligerito...

¡Mmm!

Sí sabe a cardamomo, ¿eh?

¡Qué bueno! ¡Cómo me gusta cómo usan las especias los hindúes!

Seguiré ahondando en los misterios de una boda hindú,

así que te dejo a ti

con estos platos. Gracias. Hasta ahora.

(Música pop de ritmo oriental)

¡Qué bien! ¡La sonrisita ya! (RÍE)

¡Qué bueno que aún se rían! ¿Cuánto llevan casados?

-Pues... -Casi 40.

-Aparte, como somos primos, nos conocemos de toda la vida.

Cuando fuimos a estudiar a la India,

nuestra abuela era común, nos quedábamos en su casa.

Nos conocimos, empezamos la relación

y hasta hoy seguimos juntos.

Ramesh, Ganesh, Amesh...

¿Cómo era? Ramesh.

Eres nacido en Melilla. Sí.

Y compartías el cole con gente de todos lados, imagino.

La base de todo, de cómo es Melilla,

es la educación que nos dieron en el colegio.

En ese momento no ves ni notas

la diferencia, digamos, de que son de otra religión.

Y con el paso del tiempo se va creando una amistad

que siempre digo que no hay religión que pueda quebrantar.

Nasbi, ¿a ti te pasó igual?

-Yo he tenido amigas musulmanas, hebreas, hindúes, cristianas...

Estoy interesado en las bodas

porque veo que hay todo un mundo alrededor.

Las bodas hindúes son unas bodas muy coloridas,

y se llevan muchos adornos en los tobillos,

en la frente...

A la novia se le hacen dibujos

con jana en las manos y en los pies.

-Aparte, tenemos una tradición,

que es la de romper el coco el día de la boda.

Es una muestra o signo, digamos,

de hombría por parte del hombre.

Delante de todos los invitados coge un coco,

se pone de rodillas y lo estampa contra el suelo fuertemente.

Se dice que el número de trozos

es el de los hijos que tendrán.

Estoy encantado. Les deseo que sigan así muchísimos años más.

-Gracias. Sigo por Melilla.

Muchas gracias, pásalo bien. Gracias.

(Música de ritmo cubano)

Una costumbre de Melilla heredada de Marruecos

es comer en los puestos callejeros.

No sé qué me encontraré, pero uno de los tesoros que busco

son los jeringos.

En este mercadillo se ha vendido de todo desde hace más de un siglo.

A estas tiendas

venían los marineros rusos en los años 60 mientras se cargaban

sus barcos y cambiaban

sus relojes por vaqueros, pues allí no había.

Y venían los vecinos del pueblo de Warsh

con sus borricos cargados

con los pepinos y tomates de sus huertos.

Los melillenses los llamaban "los de Warshington".

Hoy puedes encontrar de todo.

# (MUJER) Donde mueve el aire...

# Donde mueve el aire...

# y el aire me mueve a mí. #

(Música reggae en inglés)

Buenos días, ¿qué tal? Vengo buscando los jeringos.

Lo típico de aquí, de Melilla, es el tema de los churros

que van con el té para el desayuno. El té, el café, el chocolate...

¿Y por qué se llaman jeringos?

El tema de "jeringo" viene a raíz de la máquina,

que es lo que es la jeringa,

que se carga de masa, luego lleva el palo...

Tiene forma de jeringa grande.

Hoy hay máquinas, pero lo siguen haciendo

como se hacía antiguamente. Antiguamente, sí.

Y, de hecho,

estamos usando la receta que usaba el abuelo en aquellas fechas.

¿Se hace con harina...?

Harina, agua, sal

y una levadura que es natural

y artesana que fabricamos nosotros.

¡Qué buena pinta tiene esto! Sí.

¿Y cómo es?

¿La gente se lo lleva así, en rueda, o...?

Unos piden media rueda; otros, una rueda...

Depende de las personas que vayan a desayunar o merendar.

¿Cómo te gustan? ¿Así o con azúcar?

A mí me gustan con el chocolate.

¡Mojando! Mojando

el chocolate con churros. ¡Ah!

¿No son como otros, que son como muy grasosos?

Estos son crujientes. Crujientes y huecos.

El tema de que no coja aceite es porque, al usar todo natural,

es muy diferente

de los churros que son congelados

y de las porras que se ven en todos lados.

¿Desde cuándo haces churros?

Yo llevo pues casi 30 años.

¡Madre! ¡Hay que tener ganas de hacer churros!

Habrás hecho para todo el mundo.

Se hereda en la sangre.

¡Qué bueno!

Prepárame una buena ración, que voy a compartir un desayuno

con tu hermano Halib. Vale.

(Música reggae en inglés)

(Música reggae en inglés)

¡Halib! Aquí tengo... ¡Hombre!

...los jeringos, a ver con qué me esperas.

-Pues aquí, los churritos, lo típico de Melilla,

el té con hierbabuena y el chocolate,

que siempre está bueno.

Lo bueno es que no están grasosos.

Nosotros... Habrás podido ver que son naturales.

Llevamos la tercera generación...

Estaba el abuelo, mi padre y ahora nosotros.

Y la forma de trabajo es como se ha hecho...

Toda la vida. ...toda la vida.

Lleva una... levadura

que es como se hacía antiguamente,

que se conoce como la masa madre.

Es la que le da el sabor bueno y no le deja

absorber mucho aceite.

¿Y desde cuándo tienes esa masa madre?

Bueno, de toda la vida.

En el año 51, cuando se inaugura la estación de autobuses,

el abuelo ya tenía algunos kilómetros de churros recorridos.

(RÍE)

Y él enseñó a tu padre, que está vigilando

que sigas haciéndolo bien. Sí.

Para que sigamos haciéndolo como lo hacía él de bien.

Me encantan los jeringos, pero algo me hace

gustar más aún, y es que en Melilla puedes ir por los puestos

comiendo cositas, como en el tuyo.

Puedes ir picando y hay familias

que lo llevan para la casa,

sobre todo los fines de semana, los días festivos...

Te llevas los churritos y está el café preparado y a desayunar.

Y a disfrutar.

(Música rock en inglés)

A esta altura de ruta, no se sorprenderán

si les cuento que Melilla tiene una tasa de nupcialidad altísima.

En el resto de España, es de 3,5 por cada 1000 habitantes

y aquí es de 4,3.

Me viene genial para conocer los detalles de las bodas.

La próxima pareja que voy a conocer es cristiana y se va a casar aquí,

en la iglesia de la Purísima Concepción.

Ahora voy a conocer los detalles de su rito y su menú.

(Música rock en inglés)

¡Totó, ya última boda!

Es la cristiana, está claro

porque sí hay mezcla. Correcto.

La familia degustará el bufé español

y pasaremos al salón con un primer plato de marisco.

Degustaremos cigalas, langostinos y gambas, típicos de nuestra ciudad.

Tenemos una costa muy rica en marisco de muy muy buena calidad.

Pasaremos al sorbete,

que hemos hecho de mojito para hacer algo original.

¡Y muy rico! ¡Qué rico está!

Y pasaremos a degustar el solomillo, que lleva sombrero de foie

más una reducción de vino dulce.

Los cristianos suelen tener

muy definido lo que quieren comer, igual que las otras parejas, ¿no?

¿Todos tienen claro lo que quieren?

Por norma general, asesoramos a la pareja. Vienen con una idea

y los asesoras según el tipo de invitados

y el tipo de idea de boda que tienen.

Por norma general, te escuchan y se dejan asesorar.

¿Y qué se lleva esta temporada?

Aquí está: el marisco.

Una gran diferencia de la comida musulmana o hindú

con la comida cristiana

es que nosotros somos más de un plato,

dos platos, postre y andando.

Lo que es el evento musulmán, o bereber,

lleva cinco o seis platos diferentes. Es una barbaridad.

Es imposible de digerir. (RÍE)

Esto es más... comedido.

Todo esto está genial,

pero no me has puesto cuchara para el postre.

Es que te espera la pareja para probarlo contigo.

Pues se las llevo entonces. Venga.

Hasta luego. Gracias. Adiós.

(Música pop en inglés)

(Música pop en inglés)

¡Ay, los tortolitos, tan dulces! (RÍEN)

-¿Qué tal? ¡Yo les traigo

un poco más de dulce! Es el postre con el que van a terminar

el pedazo de menú que tiene Totó preparado para ustedes.

¿Qué tal, José? Pues muy bien.

¿Nervioso? Un poquillo.

(RÍEN)

Se casan en nada.

-Dentro de 12 días.

(GRITA) (RÍEN)

Carmen... Me gusta porque vos lo mirás así,

como "Hola, ¿qué tal?",

superenamorada... ¡Quién no va a estarlo!

¡El tío es un legionario, ahí!

¿Cómo fue la pedida de matrimonio?

-¡Muy bonita, la verdad! Cuéntame.

Se fue a Senegal

en una..., como una misión pequeñita que tuvo,

y, cuando volvió,

fuimos un día a cenar...

¡porque tenía mucha hambre! ¡Allí no comía muy bien!

Y, cuando estábamos allí, pues...

me pidió matrimonio.

¿A ver el anillo?

¡Oh! ¡Qué bien!

-¡Hombre!

Y, a la hora de elegir el menú, ¿qué tuviste en cuenta?

-Es un poco complicado

porque a nuestra boda también vienen musulmanes

y hay que barajar todas las posibilidades.

Se intenta siempre agradar a todo el mundo.

Qué, ¿damos el visto bueno al postre de Totó?

-¡Esto está riquísimo! (RÍEN)

¡Buenísimo, entonces! -Sí.

Aprovechando que es la noche de San Juan,

voy a hacer un plato bien melillense

que guste a las cuatro culturas. Muy bien.

-Muy bien. Encantado, chicos,

y enhorabuena por la boda. (AMBOS) ¡Gracias!

(Música flamenca)

# ¡Venga!

Asombra que una ciudad tan pequeña encierre tantos sabores.

Melilla solo mide 12 kilómetros cuadrados.

¿Y sabéis quién decidió su tamaño?

Un cañón como este que se llamaba el Caminante. En el tratado

que firmaron en 1860 España y Marruecos,

se estableció que las fronteras de la ciudad

se pondrían donde llegaran las balas del cañón.

El disparo del Caminante

llegó a 12 kilómetros.

¿Se imaginan si el cañón hubiera tenido más potencia?

¿Cuántas culturas cabrían aquí?

# Ruta de la vida,

# rueda que rueda, gira que gira.

# La mancha de la mora # con otra verde se quita.

# Si tienes una pena,

# sufre tu corazón,

# si se apagó... # -¡Angelita!

A las 22:00 nos vemos. ¿A las 22:00 qué pasa?

Hombre, tenemos San Juan, las Candelarias de aquí, de Melilla.

¿Qué son las Candelarias?

Se llama candelarias a lo que son las fallas...

Pero ¿no son fallas?

No, aquí candelarias.

Vamos a las 22:00 y luego tenemos cena.

Primero... ¿Dónde estamos?

En la asociación de vecinos del barrio Industrial.

Conmemoramos San Juan con una cena para todos los vecinos,

que traen un plato elaborado de su casa.

¿Por qué "barrio Industrial"?

Ha sido siempre un barrio de pescadores,

ha tenido en los años 70 y 80

una flota de más de 40 o 50 barcos

y se le conoce por eso sobre todo,

porque ha sido barrio de pescadores, de familia

de pescadores. Me gusta: no es el típico San Juan.

Es el típico San Juan, pero más familiar,

más entre amigos, más sentimental.

Es pura tradición, en este caso, al estilo melillense.

Esto no es solamente algo católico o cristiano, ¿no?

Se dice que es una fiesta cristiana, pero yo puedo decir que en Melilla

la celebran todos los melillenses y tenemos

diferentes culturas y todos participan de esta festividad.

La comida nos une, creo, al igual que las religiones,

y por eso Melilla es especial.

Ya que aportan todos, yo aportaré un plato

que les caerá bien a todos, independientemente de la cultura.

¿Nos vas a sorprender? Sí.

Muy bien. Nos vemos esta noche.

(Música pop en inglés)

Ya en la recta final

de mi viaje por Melilla y, la verdad,

no puedo estar más encantado.

Definitivamente, Melilla no tiene fronteras para el sabor.

Voy a terminar esta parte

del viaje con una receta local. Tiene

una curiosa historia, conque prepárense,

porque aprenderemos a hacer un rape a la rusadir.

Calentamos la sartén, ponemos un toque de aceite de oliva

y vamos a arrancar ya con el rape

para marcarlo bien bien por todos sus lados.

Una vez marcado el rape, le pones sal, pimienta

y lo retiras del fuego y seguimos con el resto del plato.

El rape a la rusadir

tiene una historia de lo más bonita.

Rusadir es como se conocía a Melilla

hace un montón de tiempo

y ahora es el nombre que se le da

a este plato, que no tiene mucha mucha historia

a lo largo de los años.

Melilla es una ciudad que han influenciado muchos pueblos,

pero no tiene así como un plato característico,

o no lo tenía.

Hasta que en 1970 el ayuntamiento dijo:

"Oye, Melilla debe tener un plato característico".

Hicieron un concurso entre los vecinos y salió este.

Cuando el pescado ya está bien bien salteado,

bien dorado, lo retiramos y en la misma sartén

ponemos unas cuantas cosas. Empezamos con unos dientes de ajo

y ñora, así, tal cual. La rompemos

y para dentro.

Vamos a poner también

pimientos en juliana. Es un plato

que en realidad tiene dos pasos.

Por un lado,

los melillenses hacen una especie de picada

con el pimiento, con ajo, con azafrán y demás.

Yo lo simplifico porque tengo la suerte de estar cocinando

en una playa.

Salteamos un poquito el pimiento,

esperamos a que afloje y seguimos con el tomate triturado.

Cuando los pimientos ya están bien flojitos,

vamos a sacar algunos para decorar después. Esto sí...

lo respetaré para que no me digan nada los melillenses

y los dejamos para luego hacer

decoraciones así, muy viejunas, pero que quedan bonitas.

En la receta original,

el tomate se corta a cuchillo y demás.

Yo me he tomado la licencia de pasarlo por un robot de cocina

y así es mucho más rápido y fácil.

Le ponemos a esto también un poco de comino.

El comino es muy..., muy de acá.

¡Le pega! Le pega todo, ¿a que sí?

¿Qué falta ahora?

¡El rape!

El rape solamente tiene

vuelta y vuelta, así que ahora le hace falta

unos 10 minutos de cocción. ¿Para qué?

Para que la salsa de tomate ya coja saborcito, el tomate se fría,

tenga onda y demás,

el rape se termine de cocinar y todo se redondee.

Una cosa: si ves que queda un poquito seco,

un poquito de caldo de pescado y sanseacabó.

(Música flamenca)

# ¡Vamos!

# ¡Dale!

# ¡Vamos ya!

# -El amor que mira bien y va...

# ¿Qué tienes tú, mira,

# que a mí me entretiene?

# -¡Agapito, ya está!

# -Asegúrame que no es verdad.

# Gitana, ven para acá # y di que me quieres.

# -¡Dale!

# -Anda y ven, déjate de historias,

# que fuera...

He traído ya mi rape a la rusadir.

¡Qué guapa te veo de azul! -Muchas gracias,

cariño. ¿Qué traes?

He traído "pastela".

# -Rosa del amor...

¡Mmm!

¡Qué bueno está, Jadiya!

-Tiene almendras,

pollo, una salsa especial...

Y canela también. Y canela.

Y la masa se llama "warka", la hoja.

¡Qué bueno, está riquísimo!

Es típico moruno.

Típico moruno. Sí.

Pascual, ¿tú qué has hecho? -Yo he hecho

un plato típico de Melilla, como es rabo de toro.

# -...va a acabar el hombre... # -...lo que se verá...

# -¡Quieto!

A todo esto, que yo hice aquí

mi rape a la rusadir, id probándolo.

# -...tengo un gran sentido...

# ¿Quieres tú siempre en mí soñar?

# La próxima vez

# que nos veamos,

# no sé cómo...

-Le has pillado el truquito, ¿eh?

¿Sí? Sí, le has dado el punto

que le damos nosotros.

¡Qué bueno! Está muy bueno, sí.

-Está riquísimo, es que tiene un punto que no veas.

¿Aprobado por todos? Todo...

Me lo he comido, de verdad, te lo juro por Dios, con ganas.

# -Tus ojos negros...

# diciendo: "Mi amor".

# ¡Ay, ay! #

Ciudades multiculturales hay muchas, pero como Melilla no hay ninguna.

Estoy convencido en esta ruta

de que al final la comida nos une y no entiende de fronteras.

Así que ¡Pascual, chapó por tu trabajo!

¡Lo has hecho muy bien!

-Qué mejor que en una ciudad como Melilla, tan multicultural,

que cantando la canción que cantamos nosotros...

¡Chicas!

# Se me cayó el anillo # dentro del pozo.

-¡Jadiya! # -Dicen

# que quien lo encuentre # será mi esposo.

(CANTAN EN ÁRABE)

-¡Tenemos que bailar! (CANTAN EN ÁRABE)

(CANTAN EN ÁRABE)

(CANTAN EN ÁRABE) -¡Jadiya!

(CANTAN EN ÁRABE)

-¡Viva Melilla! (TODOS) ¡Viva!

-¡Y viva España!

(TODOS) ¡Viva! -¡Ole!

# (HOMBRE) Adivina, adivina

# mi adivinanza.

# La que encuentre el anillo, # ¿con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa?

# ¿Con quién se casa? #

(CANTA EN ÁRABE)

(CANTA EN ÁRABE)

(CANTA EN ÁRABE)

(CANTA EN ÁRABE)

(CANTA EN ÁRABE)

Las rutas d'Ambrosio - Melilla, sabor sin fronteras

54:01 02 nov 2019

Nuestro presentador viaja hasta la ciudad autónoma de Melilla. En sus 12 kilómetros cuadrados conviven cuatro culturas y una rica gastronomía que no entiende de fronteras. Gonzalo descubre que musulmanes, hebreos, hindúes y cristianos están unidos por la comida y por una celebración común: las bodas.

Nuestro presentador viaja hasta la ciudad autónoma de Melilla. En sus 12 kilómetros cuadrados conviven cuatro culturas y una rica gastronomía que no entiende de fronteras. Gonzalo descubre que musulmanes, hebreos, hindúes y cristianos están unidos por la comida y por una celebración común: las bodas.

ver más sobre "Las rutas d'Ambrosio - Melilla, sabor sin fronteras" ver menos sobre "Las rutas d'Ambrosio - Melilla, sabor sin fronteras"

Los últimos 136 documentales de Las Rutas de...

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • Ceuta, entre dos mares

    Ceuta, entre dos mares

    53:06 pasado sábado

    53:06 pasado sábado Una nueva ruta lleva a Gonzalo hasta Ceuta. A los pies de esta pequeña ciudad de 20 km2 se unen las aguas del Mediterráneo con las del Océano Atlántico. Aguas que ahora mismo están cruzando los atunes, la joya gastronómica de Ceuta.

  • 54:22 30 nov 2019 Gonzalo se propone en esta ruta por Córdoba encontrar sus tres cocinas; la árabe, la judía y la cristiana. Viaja a la Qurtubah de finales del primer milenio gracias al café y té árabe, así como a sus dulces. Por otro lado, un karim de almendra tostada es la receta que Gonzalo aprende.

  • 54:08 23 nov 2019 El agua define a la Costa Brava, destino de nuestro presentador. El Mediterráneo posee los ingredientes necesarios para elaborar el primer plato que degusta Gonzalo, el suquet, una zarzuela de pescados que combina la esencia del mar y la identidad del pueblo pesquero de Roses.

  • 54:13 16 nov 2019 Nuestro presentador viaja a Burgos, la provincia con más conventos y monasterios de toda España. Y esto, ha marcado su gastronomía. Gonzalo comienza elaborando morcillas de Burgos y ayudando en la preparación de un plato muy dulce: bombón de morcilla.

  • 53:01 09 nov 2019 Gonzalo recorre el Baixo Miño y las Rías Baixas. Su primera parada le lleva a conocer lo que para algunos es "la vampiresa del agua" y, para otros, "la reina del Miño": la lamprea, un manjar que degusta cocinada de forma tradicional en Arbo. En Tui descubre las peculiares "Sopas de burro".

  • 54:01 02 nov 2019 Nuestro presentador viaja hasta la ciudad autónoma de Melilla. En sus 12 kilómetros cuadrados conviven cuatro culturas y una rica gastronomía que no entiende de fronteras. Gonzalo descubre que musulmanes, hebreos, hindúes y cristianos están unidos por la comida y por una celebración común: las bodas.

  • 54:08 26 oct 2019 La Semana Santa en Zamora está considerada como uno de los acontecimientos religiosos más importantes del año. Y Gonzalo es, en esta ocasión, testigo de primera mano de la gastronomía de estas fechas. Comienza en Jambrina haciendo ristras de ajos, ingrediente fundamental del típico.

  • 55:32 19 oct 2019 Gonzalo D'Ambrosio hace un viaje gastronómico por diferentes lugares de España.

  • 54:14 12 oct 2019 Gonzalo D'Ambrosio hace un viaje gastronómico por diferentes lugares de España

  • 55:21 05 oct 2019 Gonzalo empieza su ruta en Huelva, buscando la preciada gamba blanca. Asiste a una subasta de pescado y puja, esta vez, por una raya para cocinar un plato muy típico: la raya al pimentón. Todo el que visita esta tierra no puede irse sin degustar otro manjar, las fresas.

  • Presentación 4 temporada

    Presentación 4 temporada

    00:25 25 sep 2019

    00:25 25 sep 2019 El chef Gonzalo D'Ambrosio vuelve a echarse a la carretera a lomos de su flamante descapotable para conocer de primera mano las bondades gastronómicas de nuestro país. Este viaje le llevará a descubrir nuevos mundos en Huelva, los ingredientes del futuro en Alicante, las cocinas de un Monasterio de Burgos, o las influencias de otras culturas en Ceuta y Melilla. "Las Rutas D'Ambrosio" son la conjunción perfecta entre tradición e innovación, recetas clásicas y cocina de vanguardia, gastronomía y viajes. Y tú, ¿te subes a su coche?.

  • Ibiza y Formentera

    Ibiza y Formentera

    54:01 06 abr 2019

    54:01 06 abr 2019 Gonzalo D'Ambrosio viaja hasta las islas Pitiusas: Ibiza y Formentera. La primera parada de nuestro presentador le lleva a conocer en la menor de estas islas los campos de un agricultor ecológico. Y es que esta isla, bautizada por los romanos como "Frumentaria", era la isla del trigo.

  • La Axarquía malagueña

    La Axarquía malagueña

    55:41 30 mar 2019

    55:41 30 mar 2019 La comarca de la Axarquía, oriente en árabe, se extiende por la costa malagueña desde la capital hasta la provincia de Granada. En los pueblos de costa, hay una gran afición a la pesca con caña en orilla. Y todo lo que se captura acaba cocinado en espeto que es la manera tradicional de asar.

  • 00:43 29 mar 2019 Gonzalo pone pie en tierra en la Axarquía Malagueña, una comarca con notables influencias históricas y gastronómicas de la cultura árabe. Aprendemos a cocinar con flores y a recoger aguacates, porque el clima peculiar de la zona permite el cultivo de frutas tropicales com esta

  • 53:58 23 mar 2019 Gonzalo comienza su viaje por la comarca de Urola Kosta, la cuna del navegante Juan Sebastián Elcano. Degustará deliciosas tapas, tan típicas del País Vasco y aprenderá con unas vecinas a limpiar anchoas en el puerto de Guetaria.

  • Tierra de Campos

    Tierra de Campos

    53:52 16 mar 2019

    53:52 16 mar 2019 Gonzalo inicia su viaje por Tierra de Campos para descubrir la gastronomía de esta comarca, que ocupa gran parte de las provincias de Palencia, Valladolid, Zamora y León. Su primera parada le lleva a conocer los palomares de Castroverde de Campos y degustar el pichón estofado, el plato estrella.

  • 53:53 09 mar 2019 Desde Cabo Finisterre, Gonzalo arranca su viaje por Costa da Morte. Llegará a Corme, cuna de uno de los mejores percebes gallegos y acompañará a Roberto, un percebeiro, a recoger tan preciado manjar.

  • La Siberia extremeña

    La Siberia extremeña

    53:24 02 mar 2019

    53:24 02 mar 2019 La segunda reserva de agua más grande de Europa, está en Extremadura. Y en la comarca de la Siberia, más concretamente. Esto es algo que se ha ido imponiendo en el día a día de sus gentes y, por supuesto, también de su gastronomía.

  • 54:23 23 feb 2019 El viaje gastronómico de Gonzalo por las islas continúa por Mallorca. Allí aprenderá a cocinar un producto muy tradicional pero poco conocido: los caracoles. No hay fiesta que se precie que no se complete con una degustación de estos moluscos con la contundente salsa mallorquina.

  • Poniente granadino

    Poniente granadino

    56:14 16 feb 2019

    56:14 16 feb 2019 En el extremo occidental de Granada se encuentra la comarca del Poniente granadino. Gonzalo visita Riofrío, uno de los parajes naturales por excelencia del término municipal de Loja también conocida como la "Ciudad del Agua".

Mostrando 1 de 7 Ver más