www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.14.0/js
4608536
Para todos los públicos La aventura del saber - 21/05/18 - escuchar ahora
Transcripción completa

Hola a todos, muy buenos días.

Bienvenidos a una nueva edición de "La aventura del saber".

Tras la reflexión gastronómica de cada lunes,

les ofrecemos hoy un "Taller de comunicación"

con un eminente profesor de Derecho Penal

que tras años de recopilación de información

sobre el Festival de Eurovisión

y de convertirse en todo un erudito también en este terreno,

ha visto cumplido su deseo de asistir a una de sus ediciones.

Hoy hablaremos con él de integración europea y Eurovisión.

Y recordaremos a nuestro admirado colega José María Íñigo.

En la segunda parte del programa,

las hermanas Lara nos hablarán de mujeres aviadoras.

Hace poco que se ha retomado el caso de Amelia Earhart,

cuyo aeroplano desapareció en 1937

y ahora todo indica que podría establecerse aquel suceso,

que subraya la temprana presencia de la mujer en un mundo

aparentemente reservado solo a los hombres.

También visitaremos el colegio Brains

y veremos cómo funciona, qué método de enseñanza utiliza,

en qué principios se basa y sus resultados.

Lo principal es que usan la enseñanza del teatro

como materia central de su currículo.

Finalmente, el reportaje "Jugando entre hermanos"

nos recuerda la importancia de educar emocionalmente

a los niños.

(Música)

Comenzamos "La aventura del saber", como cada lunes,

con don Rafael Ansón, quien en apenas un minuto

nos trae noticia y reflexión sobre un tema de interés

relacionado con la gastronomía.

Hoy nos propone que hablemos del cambio climático.

¿Y qué tiene que ver con la gastronomía?

Hemos dicho muchas veces que la gastronomía

es una actividad saludable: lo más importante.

Solidaria: luchar contra el hambre, comer en compañía, compartir.

Sostenible y satisfactoria.

¿Qué es "sostenible"?

¿Qué es lo más importante que tenemos que dejar a nuestros hijos y nietos?

Comida.

También les tenemos que dejar una atmósfera razonable,

pocos decibelios...

Pero, sobre todo, les tenemos que dejar comida.

Si la tierra y el mar dejaran de producir alimentos

o nosotros no fuéramos capaces de crear alimentos,

no podríamos tener nietos porque no llegarían a nacer siquiera.

Por lo tanto, la sostenibilidad,

para el mundo de la gastronomía es fundamental.

¿Qué quiere decir eso?

Que tenemos que ver la forma de, por un lado,

luchar contra el cambio climático,

evitar que, por ejemplo, el mundo del ganado

genere a veces más contaminación que el mundo de los coches.

Eso es verdad, hay que luchar contra el cambio climático.

Pero hay una cosa que es mucho más importante

en el mundo de la gastronomía.

Tenemos que ver cómo podemos,

con el cambio climático que se vaya produciendo,

que ya se está produciendo este año,

cómo a pesar de todo somos capaces de seguir creando alimentos.

Tendremos que adaptar las cosechas,

tendremos que recogerlas en tiempos diferentes,

tendremos que hacer algo fundamental, lo que sea,

para seguir teniendo alimentos.

Porque si dejamos de tenerlos, duramos siete días.

Y lo primero es el agua, ¿no, quizá?

Bueno, yo creo que evidentemente el agua es fundamental

para todo lo demás.

Pero también la tierra, ¿eh?

Incluso el espacio, espero. Cada vez más.

Pero obviamente el agua, como está demostrando Ángel León,

es que hasta el mundo vegetal del mar nos puede alimentar mucho.

Por lo tanto, defendamos el que hay que luchar

contra el cambio climático negativo.

Hay que luchar contra el proceso que está generando

pero como cualquier otro sector o actividad.

En cambio, en el nuestro tenemos que hacer algo más.

Tenemos que garantizar que pase lo que pase

siga habiendo alimentos.

Porque si no hay alimentos, malo.

Por lo tanto, soy un absoluto defensor

del mundo sostenible, del mundo del medio ambiente,

pero en los dos sentidos.

Y en el fondo ya se está haciendo.

Se están creando sistemas de plantación y recolección

que se van adecuando a los países.

Es curioso, por ejemplo, que el arroz en África

no se ha dado bien, y en cambio la quinua se da muy bien.

Pues habrá que plantar quinua

y habrá que ir adaptándose a un cambio climático inevitable.

Porque, como es natural, el clima va cambiando

a lo largo de la historia y seguirá cambiando.

Por lo tanto, para el mundo de la alimentación

hay que evitar que nos quedemos sin un clima adecuado

pero también hay que conseguir que incluso con el cambio climático

sigamos produciendo alimentos.

Adaptarse. Exactamente, ¿eh?

(Música)

Empatía, autoestima y trabajo en equipo

son solo algunos de los diversos beneficios

que aporta a los alumnos

la práctica de teatro desde muy pronto.

Les invitamos a que nos acompañen al colegio Brains.

(Música)

-Somos un grupo de colegios internacionales.

Los primeros cinco años, la etapa de infantil,

consta de una inmersión completa en inglés.

Y la mayoría de asignaturas en las otras etapas

están impartidas en inglés.

Nuestro alumnado tiene un nivel de comprensión oral muy alto.

Uno de los pilares fundamentales del método Brains

es la innovación.

Nuestro enfoque en el proceso de enseñanza y aprendizaje

es la utilización de metodologías activas

que incluyen el uso de nuevas tecnologías

y el aprendizaje del alumno a través del propio descubrimiento.

"Computing", Robótica y "Coding" forman una parte del currículum

y con el paso a primaria sobre todo,

como trabajamos de una manera transdisciplinar,

vemos el uso del iPad como una herramienta

que aporta mucho a la hora de dar al alumnado

oportunidades de ser más autónomos,

a la hora de hacer indagación e investigación autodirigida.

(SUSPIRA) ¡Qué contesta estoy!

¡Menuda chica!

A ver cómo la miras.

(Risas)

-El teatro ocupa un lugar central en la vida de nuestro colegio.

Como actividad curricular y extracurricular

desde los cinco años,

les da a los niños un foro en que pueden expresarse

con seguridad, creatividad y mucha diversión.

-Una diferencia que tiene, yo creo, el colegio Brains con otros colegios

es que tiene una programación de teatro

que abarca desde los cinco hasta los 11 años.

Es decir, hay una evolución completa.

Es una programación, esto es muy importante,

que está hecha, en este caso, por Elena Martín Consuegra y por mí,

y está hecha en función de la realidad

que hemos vivido con los niños desde el principio.

-La actividad que Concha y yo llevamos desarrollando diez años

se desarrolla en castellano, es un colegio bilingüe

en el que los niños hablan un inglés maravilloso

pero el castellano es su lengua materna

en la que expresan emociones, en la que expresan sentimientos

y, además, hay mucho material teatral en castellano que trabajamos.

Vienen autores también, vivos, que han escrito teatro.

Y nos parece importante también, hay familias internacionales,

que trabajen el castellano y que lo estimulen.

Además de aprender inglés. Por eso se desarrolla en castellano.

(GRUÑEN)

Al público.

Mirada retadora. (GRUÑEN)

Público.

Mirada retadora. (GRUÑEN)

-Al público más fuerte. -¡Ah!

-Hay una asignatura

que conecta con el ser humano

y ahí entra el teatro.

Hemos trabajado...

A partir del teatro nos hemos acercado al medio ambiente,

a la ecología, hemos trabajado la discapacidad,

hemos trabajado el hecho diferencial de ser extranjeros,

de vivir en un país que no te pertenece

y que de entrada no te acoge.

Y todo esto lo han hecho ellos paso a paso, poco a poco,

y a través del teatro.

-Afortunadamente, estamos viviendo un momento

en el que estas nuevas generaciones están disfrutando de algo

de lo que no disfrutamos nosotros,

de nuevas metodologías educativas y de muchos avances

en cuanto a la educación-

-Como por ejemplo la aplicación de la creatividad en el aula,

todo el trabajo emocional que se hace en las escuelas.

En este sentido, el teatro y el desarrollo que el teatro tiene

para la creatividad de los alumnos yo creo que es fundamental.

Hasta el punto de que pienso que el aprendizaje es creatividad.

El niño tiene que ser curioso, tiene que investigar,

tiene que abrirse, tiene que buscar dentro de sí

para realmente aprender con "H", que diría mi madre,

no solo aprender sino aprehender los conceptos.

Lo que se ha llamado siempre aprendizaje significativo.

El uso que se hace de este aprendizaje significativo

en el teatro,

es muy profundo porque estamos apelando todo el tiempo

al individuo, a los sentimientos de la persona,

a su conexión espiritual y emocional con el otro.

Y creo que es algo muy bonito que esté empezando a surgir,

que surja con los niños, que yo no disfruté,

y que creo que va a ser beneficioso para la sociedad en general.

-¿Cómo lo haces?

(Risas)

-Las herramientas que desarrolla el teatro, fundamentalmente,

aparte de, evidentemente, el trabajo en equipo,

la empatía con el otro, el desarrollo social y emocional,

una de las que yo creo que son fundamentales hoy en día

de cara al futuro de los alumnos es el tema de hablar en público.

Todo el trabajo de oratoria, de presencia escénica.

En un sentido amplio, no solo teatral.

Te dediques a lo que te dediques en el futuro,

vas a necesitar poder expresarte en público,

poder comunicar una idea de manera concreta, ser creativo,

y todo esto se trabaja en las aulas de teatro.

Cuando tú tienes un problema bien de timidez

o bien en el aula incluso, de aprendizaje,

hay alumnos que en teatro explotan, que en teatro se abren.

Son capaces de encontrar la seguridad en sí mismos,

son capaces de reforzar su autoestima,

otro de los aspectos fundamentales de trabajar en teatro,

el sentirte mejor contigo mismo y llevarte eso a otros territorios.

O sea, el teatro no solo sirve para ser mejor en teatro.

No es un objetivo en ningún caso.

Nos hace a nosotros mejores personas, más sensibles,

más receptivas a los demás y más seguros de sí mismos.

Yo eso lo veo mucho en los niños.

Niños que son capaces de enfrentarse a cosas

a partir de venir a las clases de teatro.

(Música)

(Vítores)

Lo primero es que ellos van aprendiendo

cuáles son sus dificultades.

Porque están aprendiendo todo,

incluso a cómo funciona su cuerpo, cómo funciona su voz,

y cómo de repente quieren decir algo

pero la timidez, el miedo, la inseguridad, lo que sea,

no les deja avanzar.

Primero hay este descubrimiento por parte de ellos.

Y después, está teatro como camino estupendo

para que ellos puedan ir desarrollando poco a poco

a través de un movimiento imitado, luego un movimiento creado,

luego un movimiento que es creado desde el inconsciente,

y ellos poco a poco van descubriendo esas cosas de su cuerpo, de su voz,

y lo que pueden llegar a hacer, lo que les cuesta un poquito más,

y a lo mejor ya ahí lo reconocen y lo tienen y lo trabajan.

Hay una cosa muy importante que se van a llevar

estos niños y estas niñas del Brains.

Y es que cuando tú te haces mayor...

Yo, por ejemplo, pongo mi ejemplo.

...y llegas a la escuela de arte dramático,

y de repente te encuentras el primer día

con que lo primero que tienes que trabajar es con tu cuerpo,

con tus emociones, con tu voz,

y ni siquiera te has dado cuenta de que tienes un cuerpo, una voz,

las emociones están ahí en la mochila

y de repente se te cae el mundo encima.

Te parece todo muy difícil.

Y ellos, a través del teatro,

simplemente preguntarse: "¿Cómo estoy? ¿Cómo está mi cuerpo?

¿Dónde tengo la tensión? ¿Cómo respiro?".

Pongo atención en la respiración.

Y ellos lo están llevando desde pequeños.

Es un entrenamiento que luego ya se hace inconscientemente.

Y pueden seguir siendo tímidos,

pueden seguir teniendo inseguridades,

pero ya saben un poco cómo vencerlas.

Que no sea tan importante todo lo que pasa en la vida

porque, al final, uno tiene que vivirla lo mejor que pueda.

Yo creo que es muy amplio

y que ellos se llevan un aprendizaje para cuando son mayores

muy importante.

Que no cuando eres mayor: "Uf, ¿qué me pasa?

Me voy a las terapias". (RÍE)

Ellos ya la hacen desde pequeños.

Todos muy contentos, chicos.

Muy bien.

(Música)

(Música)

Aunque Antonio Obregón es un eminente jurista

del Departamento de Derecho Público

de la Universidad Pontificia Comillas

hoy le hemos invitado a "La aventura del saber"

para hablar de una de sus pasiones: el Festival de Eurovisión,

cuya última edición aún está reciente en la memoria.

Bienvenido, Antonio. Hola, buenos días.

¿Por qué hay, desde un tiempo a esta parte,

un interés universitario serio, académico,

por el Festival de Eurovisión?

El Festival de Eurovisión, como sabemos,

lleva ya más de 60 años de celebración.

Y constituye un fenómeno, desde luego, comunicativo,

pero también artístico, lógicamente,

político, social y cultural.

Permite el poder estudiar de una manera transversal

la historia reciente de Europa

y también de los fenómenos de integración supranacional.

Eso ha provocado que algunas universidades muy prestigiosas,

sobre todo del ámbito anglosajón,

hayan escogido el Festival de Eurovisión

como una asignatura electiva para todas sus titulaciones de grado

para poder, precisamente, estudiar estos fenómenos.

Universidades como la de Nueva York, la de Sídney, la de Melbourne,

que están en el "top" 100 del "ranking" de Shanghái.

Justamente incluyen una asignatura de estas características.

Y también mi universidad ha pretendido,

en los títulos de Relaciones Internacionales

y de Comunicación Internacional incorporar el Festival de Eurovisión

como un objeto de estudio de carácter transversal.

¿Qué cosas se pueden saber estudiando Eurovisión?

¿Qué cosas concretas, por ejemplo, se han sabido?

Como comentaba, es una forma de ver el reflejo,

y a veces incluso el indicio,

de relaciones político-sociales y de relaciones internacionales

entre los distintos países que componen el fenómeno europeo.

Por ejemplo, desde su mismo nacimiento,

que va asociado y ligado al Tratado de Roma de 1957

con el que se crea la Comunidad Económica Europea.

Los fenómenos de integración de países de la órbita europea

como Israel o Turquía,

que sin pertenecer claramente a Europa

desde el punto de vista geográfico,

sin embargo, se incorporal al Festival de Eurovisión

para trascender y dar una imagen de modernidad y cercanía a Europa.

E incluso fenómenos de globalización.

Como sabemos, desde hace unos años participa Australia en el festival,

y es precisamente porque trasciende a Europa

y llega a otras fronteras, incluso a las antípodas,

nada menos que a Australia.

Hay bastantes ejemplos en los que el Festival de Eurovisión

se puede comprobar que es un espejo de esas relaciones internacionales.

¿Y ha cambiado mucho el perfil de los participantes?

Ha cambiado, lógicamente, con el paso de los años

y de la evolución técnica y artística

las características del festival.

Pero la esencia del Festival de Eurovisión

como auténtico festival del concurso de la canción de Eurovisión,

eso yo creo que permanece e incluso se acentúa

con el paso de los años.

Y también su repercusión mediática,

lejos de disminuir, se ha acrecentado todos estos años.

Más de 200 millones de espectadores en directo,

cuotas de pantalla superiores... Y no solo en Europa precisamente.

No solo en Europa.

Más del 40 %, en países grandes.

Del 80 al 90 % en países como los países nórdicos:

en Suecia, en Noruega...

En los cuales el Festival de Eurovisión

es un auténtico acontecimiento.

Incluso las preselecciones nacionales del "Melodifestivalen" sueco

alcanza cuotas de pantalla

de casi la plenitud de los espectadores que lo siguen.

Yo creo que eso es por ABBA, quizá.

Porque ABBA representa, quizá, como ningún otro grupo

el espíritu de Eurovisión.

Algo limpio, solar, el amor tal cual, sin vueltas.

Desde luego, ABBA, cuya victoria se produjo en el año 1974,

constituye un hito fundamental en el Festival de Eurovisión.

Después, además, fue un grupo que adquirió fama mundial

precisamente con gran repercusión en Australia

que es lo que ha provocado que durante muchos años

en Australia se viera el programa en directo

a pesar de la diferencia horaria. Horaria.

Es más, también es un fenómeno económico y empresarial.

Porque justamente en torno a la victoria de ABBA,

en Suecia se creó una industria musical

que es una de las más potentes en estos momentos del país,

junto con la industria automovilística

o la industria textil, o de muebles, por ejemplo.

La musical también es en estos momentos

uno de los puntales de la economía sueca

ligado al fenómeno de ABBA.

Y es verdad que ABBA representa esa alegría,

ese carácter de festival, de celebración,

que tiene el Festival de Eurovisión.

¿Y cómo ha sido proyectada la imagen de España

a lo largo de este tiempo en el festival?

Porque recordemos que hubo un tiempo en el que lo ganamos.

Lo ganamos en dos ocasiones. Dos veces, ¿no?

En 1968 con Massiel, se acaban de cumplir los 50 años.

Y en 1969 con Salomé,

junto con otros tres países,

cuando se celebró aquí en Madrid, en el Teatro Real.

Justamente en aquella época

la celebración del Festival de Eurovisión

fue precisamente un escaparate,

un ejemplo que quería dar el régimen de aquella época

de mayor apertura y de mayor desarrollo.

Algo que, como comentaba, bastantes países intentan hacer

a lo largo de los tiempos.

Antes mencionaba el caso de Turquía.

Turquía, en el período de tiempo que se acercó más a la Unión Europea

hizo verdaderos esfuerzos por obtener el triunfo

en el Festival de Eurovisión.

Y realmente lo consiguió en el año 2003,

justo en el momento en que estaba más cerca

de poder ingresar en la Unión Europea.

Cuando por razones políticas que todos sabemos

en la evolución del régimen turco

se ha ido alejando de la Unión Europea,

también se aleja del Festival de Eurovisión

y desde el año 2013 ya no interviene.

Intentaron crear su propio Festival de "Turkvision",

pero con escaso éxito.

Como digo, es una forma que tienen muchos países

de darse a conocer,

de querer transmitir una imagen de modernidad

y de apertura y de libertades,

frente a los demás países de Europa.

Eso también ha sucedido con todos los países

de la Europa del Este una vez que cayó el Telón de Acero,

o con los regímenes caucásicos como Azerbaiyán, Armenia,

que también quieren transmitir esa imagen de modernidad y apertura

mediante su presencia en el Festival de Eurovisión.

Hasta ahora siempre habías visto el Festival de Eurovisión

como un estudioso, a través de la tele.

Este año has estado en Lisboa. Sí.

Cuéntanos cuál ha sido la experiencia.

¿Qué es lo que pasa ahí? ¿Por qué hay gente...?

Me decías antes de entrar:

"Hay gente que se pasa la semana viendo los ensayos

y no queda billete para ningún...".

De hecho, el auditorio tenía capacidad para 16 000 personas

y se calcula que había unos 50 000 eurofans

en Lisboa.

Porque se distribuyen a lo largo de la semana

en los distintos eventos que se producen:

las semifinales, los ensayos y la propia final.

Yo lo describiría como una especie de mezcla

entre un gran concierto musical de cualquier artista muy renombrado

de los que llenan estadios...

Podría llenar estadios perfectamente el Festival de Eurovisión.

Así ya ha sucedido en algún momento, en algún festival anterior.

...y de final de final de la Champions.

Claro, porque es un concurso. O del Mundial.

Porque es un concurso en el que casi todos los asistentes

van con sus banderas, con sus bufandas.

Es una mezcla, en todo caso, festiva y que une.

Porque este es uno de los objetivos con que nació Eurovisión.

Como decía, prácticamente nació al mismo tiempo

que la Comunidad Económica Europea.

Y con el Festival de Eurovisión lo que se trata de transmitir

es que la integración europea va más allá del fenómeno económico

sino que también se busca una Europa social

del conocimiento artístico y cultural también unida.

Y eso es lo que representa el Festival de Eurovisión.

Y se manifiesta también en los propios espectadores,

que aun cuando defienden a su propio país,

con un cierto sentimiento nacionalista,

al mismo tiempo lo hacen con una vocación integradora

y de unión. Festiva, alegre.

Siempre con buen rollo, ¿no? Sí, desde luego.

Se ve claramente.

¿Y qué nos pasa?

¿Vamos a ganar alguna vez de nuevo el festival o no? ¿Tú qué crees?

Es difícil ganar el Festival de Eurovisión.

Participan más de 40 países.

42 o 43 en los últimos años.

Y, por tanto, la victoria entre tantos países es difícil.

Se podría asemejar bastante

la técnica que se debe emplear para la victoria

a las técnicas electorales de captación de votos.

Porque, al final, el voto... Hace falta un buen artista,

hace falta una buena canción, un buen mensaje,

una buena promoción... Puesta en escena.

Y, desde luego, una puesta en escena

porque se trata de un festival de televisión.

Probablemente una de las razones del éxito de Eurovisión

también lo podríamos conectar con el éxito

de uno de los grandes programas de esta casa, el "Un, dos, tres".

Ah, es verdad. Decía Chicho Ibáñez Serrador

que la razón del éxito era el haber unido

en un solo programa tres tipos de concursos distintos:

las preguntas de saber, las de habilidad o destreza,

las de puro azar.

El Festival de Eurovisión, como su nombre indica,

es un festival de canciones

pero es también un espectáculo televisivo

y es también un concurso de votaciones.

Que por cierto, siempre obtiene las máximas audiencias

en todos los países. Durante las votaciones.

El año que viene se celebrará en Jerusalén, probablemente.

Normalmente, el país ganador del año anterior

es el anfitrión del concurso.

Se discutía si Tel Aviv o Jerusalén.

Parece que el Gobierno israelí se va a decantar por Jerusalén,

donde por cierto ya se celebró el festival en 1999.

Parece que Israel tiene que ganar cada 20 años.

Ganó en 1978 con "A-Ba-Ni-Bi",

en 1998 con Dana Internacional,

y ahora en 2018 con Netta.

Muy bien, ha sido un placer contar contigo.

Muchas gracias por estos minutos tan extraordinarios

y tan instructivos. Muchas gracias.

Seguimos.

Recuperamos un fragmento sobre el trabajo que hicimos

sobre la iniciativa Poderío vital,

un proyecto artístico que se mueve entre las artes escénicas,

la escritura y la composición musical.

Les dejamos con el Coro de Quejas de Madrid.

Pueden ver el trabajo completo en la Red.

-Poderío. -Vital.

-En. -60.

-Segundos.

-Es. -Vibración.

-Es. -Respiración.

-Es. -Canción.

-Cuerpo. -Que.

-Canta. -Es.

-Reflexión. -Y...

-Acción.

Poderío vital así en una frase

podríamos decir que es

una simbiosis musical

que hace, entre otras cosas,

canciones de acción ensanchadoras.

Yo no quiero ser mártir, yo no quiero ser santa.

Yo no quiero ser más espabilada que los demás, no.

No vaya a ser que... no quiero olvidarme de una persona

usando cuerpos que no me importan.

No quiero tener miedo a los perros.

No quiero ser desconfiada vaya a ser que...

También a veces nos gusta llamarnos

arquitectos vibracionales

o escultores musicales.

Yo no quiero emborracharme para olvidar.

No quiero olvidar, no quiero desconectar.

No quiero vivir angustiada porque textos muy inteligentes

dicen que tenemos el demonio del capitalismo dentro.

No nos consideramos

artistas escénicos, nos consideramos músicos.

Tampoco escritores.

Nos gusta estar siempre entre muchas cosas.

Era su realidad

porque la realidad es lo que cada uno quiere ver

de la realidad y ya está.

Muchos de los encuentros empezamos afinando en una nota.

Y esto nos sirve para bajar las expectativas,

los nervios, las tensiones que pueda haber.

También nos sirve para escuchar al otro,

con quien estamos en ese momento.

(Música tecno)

La música para nosotros es una herramienta de trabajo.

Y nos sirve para...

encontrarnos con la realidad de una manera diferente

a la que está establecida en general.

Baila el córtex, bulbo raquídeo.

Globos oculares, baila el tiroides.

Nosotros trabajamos la música y la canción, el cantar.

Lo que trabajamos mucho es

personas que se encuentran y vibran los diafragmas.

Es que es así, cuando cantas incluso cuando hablas

aquí hay algo que está así como... vibrando.

(Música)

El Ejército del Aire tiene abierta la exposición itinerante

"Volar: historia de una aventura".

Y las hermanas Laura y María Lara están ayudando a que sea un éxito.

Cuando hace poco, un nuevo análisis forense

parece apuntar a la posibilidad de una prolongada supervivencia

de la mítica piloto norteamericana Amelia Earhart

junto a su copiloto, Fred Noonan, en el atolón "Nikumakoro"...

Perdón, Nikumaroro.

...cuando su avión desapareció hace casi 81 años.

Hemos pensado en hablar de mujeres y aviación

en "La aventura del saber", un tema con bastantes más ejemplos

de lo que pudiera parecer y una cierta épica.

Recordemos la historia de Amelia Earhart que es fascinante.

Pues sí, porque esta mujer nace en 1897,

cuando estábamos tan solo a un año

de esa pérdida de los territorios de Cuba, Filipinas, Puerto Rico,

para España.

Y en ese instante en el que surge el liderazgo de EE.UU.,

ella se va a criar con su familia en Kansas.

Su abuelo era juez federal retirado.

Su padre era abogado, relacionado con compañías de ferrocarril.

Y sus abuelos maternos quisieron que se criara con ellos.

Y ella empezó a despuntar por un carácter

inusual en aquel tiempo.

Le gustaba matar ratas con rifles,

montar en trineo, subirse a los árboles

y, sobre todo, ir haciendo un álbum de recortes de periódico

con mujeres que hacían oficios de hombres.

En teoría, de lo que se consideraba entonces...

Aunque Amelia confiesa que con diez años vio el primer vuelo

y no le interesó para nada la aviación.

Lo que pasa es que después se va con su hermana

durante la Primera Guerra Mundial a Toronto.

En Canadá están las dos atendiendo a pilotos heridos por el conflicto

y posteriormente, en 1920,

cuando la familia vuelve a reunirse en California,

ella, con 23 años,

hace ese primer viaje en avión de diez minutos sobre Los Ángeles.

Y ahí dice que le entró el gusanillo de lo aéreo

y quiso dedicarse para siempre a eso.

Y en 1923 consigue la licencia de piloto

y en 1928 se mete en una aventura.

Sería una de las primeras mujeres.

Sí, en esos momentos, además, dedicarte a la aviación

suponía tener unos medios detrás que te arroparan, claro.

Y en 1928, le llega la oportunidad

precisamente porque se tiene que dar de baja

una aristócrata que se llamaba Amy Guest,

que iba a cruzar el Atlántico en su avión,

que se llamaba Friendship, "Amistad".

La familia de Amy, de esta noble,

le quita la idea, no la dejan subirse al avión,

y ella contrata a un publicista de Nueva York

que se llamaba George Putnam

y que era el encargado de buscar una mujer

que ocupara el puesto de su tocaya, de Amy.

Y así es como Amelia va a cruzar el Atlántico

y después se casará con Putnam en 1931.

En ese instante, también era algo habitual

en la personalidad de Amelia Earhart el conducir un coche

al que llamaba "el Peligro Amarillo"

y llevar a su madre montada por las carreteras de Boston.

Y mientras tanto, tenía iniciativas

como crear el Club de las 99, con 99 aviadoras,

escribir tratados de aviación o financiar pistas de aterrizaje.

Y así llegamos a 1937, cuando hace este viaje

que la ha hecho tristemente famosa, porque desaparece en él

junto al copiloto Noonan, creo que se llamaba.

Así es, en un avión llamado Electra

que nos recuerda también a ese complejo psicológico griego

de la obsesión de la hija con el padre.

Y es precisamente un dos de julio de 1937

cuando desaparece el rastro de los dos.

Precisamente en 1937 es el año de mi nuevo libro:

"Guerra en la Alcarria", sobre la Batalla de Guadalajara,

que fue la primera derrota internacional del fascismo

hace 81 años.

Y se produjo en la Alcarria una guerra civil entre italianos

que estaban en los dos bandos, con nacionales y republicanos,

en el CTV y las Brigadas Internacionales respectivamente.

El caso de Amelia y su copiloto es lamentable

porque todos en alguna ocasión

hemos ido casi en la reserva de la gasolina del coche

y lo hemos pasado mal. Pero en un avión...

Ellos iban en un avión y lanzaban constantemente "SOS"

a un guardacostas que llevaban de apoyo.

Y ya en los últimos mensajes Amelia dijo:

"Nos quedamos sin combustible".

Ahí surge la duda de qué pasó con ese avión en el Pacífico,

que había estado ya por la India, por Puerto Rico...

Habían recorrido ya muchas escalas del viaje

y que, además, Amelia Mary, así era su nombre de pila,

quería cumplir el reto de conseguir dar la vuelta al mundo en avión.

Ser la primera mujer y, además, por la línea ecuatorial.

Que como todos nuestros espectadores saben,

es el diámetro más amplio. Claro.

¿Y no se sabe por qué tenían tan poca gasolina?

¿Pudo romperse el depósito o no habían hecho el cálculo bien?

¿Eso no se sabe? Eso no se ha llegado a esclarecer.

Roosevelt había felicitado ya previamente por sus proezas a Amelia.

Y después, cuando desaparece.

se vuelca en una operación que cuesta a EE.UU.

cuatro millones de dólares.

Manda seis aviones, nueve barcos.

Pero la búsqueda fue infructuosa.

Ya había dado problemas el Electra en esa primavera,

antes de partir de Los Ángeles.

Y, de hecho, cuando ellos salen

en la que va a ser su última travesía desde Papúa Nueva Guinea,

también en esos últimos mensajes que ella manda dice:

"Vamos de norte a sur". Y ahí se pierde la señal.

¿Y se sabe algo más?

Porque hace poco que salió en los periódicos

que habían hecho un estudio de unos huesos

que habían encontrado en este atolón.

¿Qué se sabe de cierto?

En 1940, se encuentra un esqueleto.

Y ahí se empieza a analizar si era de un hombre, de una mujer...

Recordemos que todavía no se había descubierto

la teoría del ADN.

Es decir, que tampoco eran muy fiables esos resultados.

A priori se dice que es de un hombre.

Sin embargo, luego, más recientemente,

se ha visto que podía ser de una mujer

y contemplando imágenes de Amelia que aparece con los brazos abiertos

se ve que la proporción del húmero y el radio del esqueleto

se corresponde bastante con su propia fisonomía.

¿Y qué otras mujeres...?

Porque ha habido otras mujeres pilotos, ¿no?

Claro. Hablemos de alguna.

El aire ha formado parte de la historia

no solo como uno de los principios constitutivos de la Tierra.

También recordemos que ese presocrático, Anaxímenes,

decía que el aire lo que daba vida absolutamente a todas las cosas.

Incluso al alma.

Y vemos cómo a lo largo del tiempo, en Al-Ándalus, en el siglo IX,

hubo un científico musulmán que se llamaba Abbás Ibn Firnás

que se tiró desde la mezquita con una manta.

Pero también Cervantes dice

en "Los trabajos de Persiles y Sigismunda"...

Que no murió, quedó malherido. No, no. Pero bien.

Cervantes dice que hubo en ese Siglo de Oro

una señora que trató de volar con la falda

utilizándola a modo de campana y también salió ilesa.

Como un paracaídas. Por no hablar de las brujas,

que tenían que volar con la escoba

porque la sociedad patriarcal no les dejaba otro vehículo.

Pero cuando llegamos ya al siglo XVIII,

a la época de la Ilustración, de la razón,

cuando están surgiendo los globos aerostáticos,

tenemos la sorpresa de que va a haber mujeres

que empiezan a dar un paso adelante

en esa materia de aerostación,

y en este caso, en concreto ya en el XIX,

Sophie Blanchard fue ministra del Aire con Napoleón.

Murió porque se cayó el globo.

También en ese tiempo de Goya,

cuando "Los disparates", "Las sátiras", "Los caprichos",

se hacía ese mordaz debate

sobre la sociedad del Antiguo Régimen,

hubo algunos pintores españoles que llegaron a representar

una corrida de toros en el aire,

colgando el toro y el caballo de la cesta del globo.

Aunque todavía no se habían subido en un avión, no se había inventado.

¿Y en España también hubo pilotos femeninas?

-Sí hubo.

Además, dos mujeres que fueron las primeras.

Una de ellas, María de la Salud Bernaldo de Quirós,

que se saca la licencia de piloto en 1928. Sería la primera.

Fue una mujer adelantada para su tiempo.

Era hija de la marquesa de los Altares,

era de familia noble.

Eso apoyaba también el tener recursos para poder desarrollar la afición.

Se casó dos veces. La primera con su primo, enviuda.

Luego, después, con quien llegaría a ser alcalde de Ciudad Rodrigo.

Y fue una de las primeras mujeres que se divorció en España.

En 1933, acogiéndose a la Ley de Divorcio

de la Segunda República, promulgada un año antes.

Quizás cayó luego en el ostracismo

porque se habló de su supuesta vinculación

con el bando nacional.

Pero bueno, ahí queda como la primera mujer piloto en España.

Y se dice también que después mantendría un idilio sentimental

con quien fue su instructor de vuelo,

que llegaría a ser ministro del Aire con Franco.

Eso era muy habitual.

Tanto si eran españolas como si eran inglesas, americanas,

que el instructor de vuelo se convirtiera luego en su marido

o en su novio.

Y lejos de la crítica que se podría hacer así,

altruistamente, a priori,

pues debemos decir que el hecho de que un hombre

le permitiera a una mujer poder realizarse en la vida,

algo que es un derecho que todas nosotras tenemos,

pues para ellas era muy de agradecer el ver que ese hombre confiaba...

Hablamos de una época en la que no era precisamente lo habitual.

Además, María Bernaldo de Quirós llegaría a decir:

"Algún día se dará cuenta la sociedad

que las mujeres podemos hacer algo distinto a bordar".

Era algo que otras mujeres también, de otros países,

estaban empezando a manifestar.

La misma Amelia Earhart a su marido, a George,

le mandaba cartas diciendo que estaba contenta

por poder realizar una tarea

que tradicionalmente estaba reservada solo a los hombres.

Y luego, en 1931,

tenemos a la segunda española que se saca la licencia de piloto.

Era de orígenes humildes.

Había estudiado en una escuela obrera de Barcelona.

Es decir, que vemos los dos estratos sociales.

Y se llamaba Mari Pepa Colomer.

También se casó con su instructor de vuelo.

Y ella estuvo con el bando republicano,

formando incluso a pilotos de ese bando en la Guerra Civil.

Y después ayudaron, tanto su marido como ella,

a salir a muchos exiliados a Francia.

Ellos se fueron a Toulouse primero, después a Inglaterra.

Y a pesar de que siempre vemos las islas británicas

como muy avanzadas,

ya en su senectud le preguntaban por qué no había ejercido nunca

como piloto en Inglaterra y decía que no le daban trabajo.

Bueno, hoy día sí se ha reconocido.

Por lo menos el caso de Amelia Earhart.

Sí. Hay hasta una Barbie

que es ella, ¿no? Me ha parecido verlo.

Y un faro que lleva su nombre en las inmediaciones del Pacífico.

Se ha hecho una colección desde Mattel

en la que aparecen en esta primavera de 2018

también otros personajes. Frida Kahlo, ¿no?

Como Frida Kahlo. Lo veo ahí.

Sí, y tenemos que hablar de algunas anécdotas también de cómo viajaba.

A Amelia Earhart no le gustaba ni tomar té ni café.

Llevaba en la cabina un termo con sopa,

también jugo de tomate y sales para despertarse

cuando le entraba el sueño.

Pero también en 1921, la primera mujer

que cruzó los Andes, que se llamaba Adrienne Bolland,

lo que llevaba era un rifle, un puñal y una cebolla para evitar vómitos.

Bueno, creo que hasta aquí llegamos.

Laura, María, ha sido, como siempre, un placer contar con vosotras.

Hemos pasado unos minutos estupendos.

Esperamos veros pronto. Gracias.

Seguimos.

El desarrollo de la inteligencia emocional desde muy pequeños

permite evitar dificultades futuras.

Esa es la documentada opinión de algunos psicólogos y educadores.

Veamos dos talleres en los que se pone en práctica.

Es la principal forma de aprender.

Desde que somos niños pequeños, el juego entre nosotros

nos enseña a reglar, a medir, a aprender.

Entonces, ese juego que tienen, por ejemplo, los cachorros,

que juegan entre sí, que se muerden,

que aprenden que le hago daño al otro y hasta ahí puedo llegar.

Eso nos permite ese aprendizaje en el cerebro.

Para aprender hay que emocionarse, eso ya lo dice la neurodidáctica.

Y el juego nos despierta toda la emoción.

Entonces, a través del juego despertamos ese desarrollo cognitivo

que podemos utilizar con otras personas,

con otros ambientes, para aprender en nuestra vida

el desarrollo de nuestras emociones.

La emoción es una respuesta fisiológica

que tenemos las personas

y se activa un estímulo tanto externo,

ya puede ser una situación a la que nos enfrentamos y vivimos

en nuestro día a día o que no conozcamos.

O también puede ser un estímulo interno.

Por ejemplo, algún tipo de pensamiento

que podamos tener.

-Jugar entre hermanos es un taller que hemos creado

para abordar una realidad.

Nos hemos encontrado con que en casa los niños juegan entre sí

pero se encuentran con muchos problemas.

A través del taller desarrollamos esa capacidad

de resolver esos problemas entre sí.

Llevar a cabo un consenso entre ellos,

unas normas, acatar unas circunstancias

que se pueden encontrar en el día a día.

A mí me gusta definir el juego como tres partes:

el juego reglado, que es el juego de mesa,

en el que tenemos unas reglas y hay que acatarlas.

Luego, aparte, tenemos la gamificación.

La gamificación consiste en, esas reglas o ese juego,

darle unos puntos, un avance, unas consecuencias,

que me lleve a evolucionar yo como personas.

Y aparte, está el "role play": me meto yo en el juego.

Es una vivencia del propio juego en sí.

Nosotros tenemos dos juegos que nos gustan muchísimo.

Uno se llama "Magic Maze".

Es un juego cooperativo en el que cada uno tiene un rol.

No pueden hablar, tienen que estar en silencio.

Luego, la interacción entre ellos es muy visual, muy cercana.

No se pide ninguna pieza cada uno, ningún personaje,

todos comparten personajes.

De forma que el objetivo es común, y o todos ganan o todos pierden.

Otro juego que utilizamos es el "Speed cups".

"Speed cups" son unos vasitos de colores

que hay que colocar de una forma que te dice el juego, las tarjetas.

Utilizamos una mecánica diferente.

Utilizamos las parejas de forma que uno tenga los ojos tapados

y el otro le tenga que decir cómo colocar los vasos.

Entre ellos se crea esa complicidad, esa cercanía,

que hace que te tenga que explicar las cosas bien

para que tú las entiendas.

Tú me tienes que escuchar porque no me ves.

Esa complicidad entre hermanos se crea muy fácilmente.

La gamificación la trabajamos a través de fichas.

Ellos, a través del juego, van ganando puntos.

Esos puntos les crean beneficios.

Y, además, trabajar con el otro también tiene unos "badges",

unas insignias, como unas chapitas

que les damos para fortalecer esas partes principales del juego.

Como educación emocional, saber escuchar, la emoción...

Muy bien.

-El "role play" lo llevamos a cabo de varias formas.

Tenemos un programa que se llama "La aventura pirata"

en el que ellos son piratas y tienen que llegar a un objetivo.

A través de Buzz, que es nuestro perro superhéroe,

también trabajamos esas partes de "role play"

y de que se metan ellos en el juego,

de que sepan identificar ciertas partes más abiertas,

no tan regladas como en el juego de mesa.

Y, además, interactúan entre ellos de una forma mucho más abierta,

mucho más centrada en la dinámica.

Se genera un entorno seguro donde ellos son auténticos.

Donde no hay juicios,

donde ellos sienten que no hay prejuicios,

donde se les respeta y donde se muestran como son.

Realmente como son.

No con sensación de miedo a qué va a pensar el resto. No.

Se les ve a ellos como son.

Al principio vienen un poco escépticos, ¿no?

"¿Qué será esto? A ver...".

Pero el juego les gusta a casi todos, por no decir a todos los niños.

Entonces, utilizamos esa motivación personal que tienen

porque verdaderamente el cerebro se motiva.

Al motivarse el cerebro, creamos emoción.

Esa emoción, a través del juego,

se trabaja de una forma lúdica, divertida.

Lo trabajamos mucho de forma que el niño se integre en el juego.

Juegan, se divierten, interactúan entre ellos,

y además aprenden.

¿Cómo se ven las emociones en pleno juego?

Pues se ve perfectamente cuando se enfadan,

cuando en juego no se miran, no se escuchan,

hay alguno de los dos que desconecta y está más pendiente del resto

que del hermano y del juego en sí, de entenderse, de escucharse.

De ese vínculo, está un poco desconectado.

Entonces, se llama la atención.

Discuten porque no se ponen de acuerdo.

Entonces, lo que nosotros hacemos es un ensayo para la vida.

El juego es divertirse entre nosotras y aprender las distintas emociones.

Para mí es trabajar en cooperativo y divertirte con tu hermana.

-El objetivo es llegar a crear un contexto seguro

en el que los chavales y sus familias,

porque también les involucramos,

encuentren un lugar donde desarrollar

todas sus competencias necesarias para la vida.

Y qué mejor que hacerlo en la infancia,

que es desde donde nosotros nos enfocamos.

Siempre en la prevención.

Y también nos sirve a nosotros como un observatorio.

De cara a que cualquier circunstancia que ellos puedan desarrollar

junto con nosotros, profesionales,

son psicólogos, son referentes para ellos,

en este espacio,

podamos detectar si existe alguna dificultad

que se tenga que trabajar con más profundidad,

pues lo pueden hacer con nosotros.

Nosotras, como hermanas, aprendemos a trabajar en equipo,

a confiar la una en la otra,

y a saber usar las opciones.

Yo creo que aprendemos a confiar

y a estar más unidas de lo que estamos.

Nos llevamos mejor que antes de venir aquí a jugar.

-Sí. -Nos llevamos mucho mejor.

Porque antes nos solíamos hablar un poco mal

y enfadarnos mucho entre nosotros. -Bastante.

Y hemos pasado de hablarnos mal

a poder...

A ver, nos seguimos hablando mal algunas veces

pero lo solucionamos al final, casi siempre.

Es muy rico ver esa interacción con sus iguales

y cómo ahí se desarrollan competencias

necesarias para la vida: la capacidad de adaptación,

la tolerancia a la frustración.

Porque ellos se ven en situaciones en las que no consiguen

el reto que se les propone,

pero siempre se les da la oportunidad de mejorar.

Y, además, la mirada que tienen los profesionales hacia ellos

es una mirada sin juicio,

una mirada desde el "tú puedes",

es desarrollar sus talentos,

trabajar el desarrollo personal constantemente en todo lo que hacen.

-¡Vamos! -Venga, que no muerde.

-Superhéroes. -Por aquí, ven.

-¿Qué tal, chicos? -Superhéroes.

Nos sentamos.

Bueno, os voy a presentar al perrito.

No le conocéis, es un border collie y se llama Buzz.

Él es un superhéroe.

Es un perrito que trabaja haciendo rescates

y busca personas que están perdidas.

Así que igual que él es un superhéroe,

vosotros también hoy vais a ser unos superhéroes en este taller.

Llevo 30 años trabajando con animales: caballos y perros.

Y desde los últimos diez años hemos empezado a desarrollar talleres

para involucrar a los niños

y hacer que los animales no sean una herramienta más

para trabajar con ellos, sino un miembro más del equipo.

Y utilizamos, en este caso Buzz, a los perros,

como un vínculo socializador.

Estamos intentando que ellos busquen dentro de sí

esa habilidad, ese poder especial que todos tenemos

y que podemos desarrollar.

¿Qué conseguimos?

Lo primero que hace Buzz cuando llega es darles una responsabilidad.

Todos quieren trabajar con él, todos quieren llevarle,

todos quieren estar con él, sujetarle, tenerle.

Y luego, ellos van descubriendo también su empatía:

¿Qué puedo hacer para ayudar al otro?

¿Qué podemos hacer para solventar problemas?

Porque el hecho de tener un perro en el grupo

no les ayuda bastante

porque el perro no tiene una capacidad de pensar como ellos

para resolver la situación, como habéis visto en el barco.

Se va destruyendo pero a él le tienen que salvar, que ayudar.

Entonces, desarrolla esa responsabilidad

y desarrollar también esa capacidad de trabajo en equipo.

Buzz nos ha ayudado a confiar en nosotros.

Y poder ayudarnos.

Buzz también nos ha ayudado a confiar en nosotros,

a hacernos felices,

y hemos trabajado en equipo.

Ellos van avanzando en cada sesión

con un reto que nosotros les proponemos.

Ese reto, si lo solucionan, obtienen un premio. ¿Cuál es?

Conseguir un tesoro.

Un tesoro que está hecho a base de canicas, piedras, juguetes,

pero que para ellos es una valoración.

Y van dándose cuenta que cada acción tiene una consecuencia.

Es decir, si ellos hacen algo bien consiguen una piedra preciosa

y si hacen algo mal, la pierden.

El objetivo es conseguir un número determinado de piedras

y al final poder reconstruir su barco y salir de la isla.

Salir de la isla todos juntos.

-Lo que hacemos es que el propio niño cree su propio aprendizaje

a través de metodologías activas como el aprendizaje cooperativo,

en el que aprendemos del otro.

El aprendizaje basado en juegos,

en el que aprendemos con unas mecánicas,

aprendemos mediante unas reglas, aprendemos mediante la emoción.

O el aprendizaje basado en problemas, por ejemplo,

donde nos planteamos situaciones reales.

Entonces, el alumno aprende de muchas otras formas,

personalizando el aprendizaje.

Somos pura emoción.

Entonces, cuanto antes aprendamos a gestionarlas

pero previamente identificarlas, mucho mejor.

Porque nos va a servir para tener un desarrollo

adaptativo y saludable.

(Música)

¡Superhéroes!

(Música)

Cuadernos de Langre ha publicado en edición bilingüe

"El rey del río dorado",

del escritor, crítico de arte y pensador británico John Ruskin.

Recordemos que fue un crítico de arte victoriano

que ejerció una enorme influencia intelectual en su tiempo.

También como guía moral.

Su principal preocupación fue la mejora de la vida cotidiana

de las clases populares por medio de la estética,

lo que tiene mucho sentido en plena Revolución Industrial.

En una obra bastante prolífica, con más de 200 publicaciones,

el cuento "El rey del río dorado" fue su única incursión

en la literatura infantil.

Y lo escribió para una niña de 12 años

con la que siete años después se casaría, Effie Gray.

El cuento es verdaderamente extraordinario

y en esta edición puede leerse en inglés y en castellano.

La Universidad de Valencia propone hoy informarnos

de qué es y cómo funciona el mercado.

O el mercadeo.

Aunque hoy día muchos prefieren referirse a estas actividades

con la palabra inglesa "marketing".

(Música)

El "marketing" incluye dos procesos.

El primero tiene que ver, fundamentalmente, con investigación.

La investigación de cuáles son las expectativas de valor

que tiene el consumidor.

Mientras que el segundo es la organización de la respuesta

antes esas expectativas que tiene el consumidor.

Bien, el proceso de investigación se nutre fundamentalmente

de las opiniones de los consumidores

a través de herramientas típicas como las encuestas,

las reuniones de grupo y otras técnicas más novedosas

vinculadas al mundo digital

o incluso a herramientas de neurociencia.

Por su parte, la organización de la respuesta

antes esas expectativas del consumidor

se basa fundamentalmente

en la definición de cuatro grandes variables.

En primer lugar, cuál es el producto y el servicio

que satisface mejor esas necesidades.

La segunda es:

¿A qué precio está dispuesto a pagar el consumidor

por esos productos?

La tercera tiene que ver fundamentalmente

con el canal de distribución más adecuado

para hacer llegar esa propuesta de valor al consumidor.

Y finalmente, el ámbito de la comunicación

que permite acercar el producto al consumidor

a través de canales tradicionales, de medios masivos,

como los medios digitales, las redes sociales,

y otros canales más interactivos.

En suma, estamos intentando

que el intercambio entre consumidor y empresa

sea satisfactorio para ambas partes.

Solo así garantizamos la lealtad hacia la marca en el futuro.

(Música)

Así ha ido este lunes en "La aventura del saber".

Aunque no queremos marcharnos sin mencionar

los en torno a 300 eventos

de la Semana de la Administración Abierta

celebrada del 7 al 11 de este mes de mayo en toda España,

y también a nivel internacional.

Estuvimos en Ceuta y Melilla para dar cuenta

de las actividades docentes relacionadas con ella.

Volveremos a hablar de esta iniciativa ejemplar

cuyo objetivo es acercar la Administración Pública

a la ciudadanía.

Esta vez lo haremos en el estudio y con mayor detenimiento.

Nos vamos. Volvemos mañana con las respuestas a sus consultas

a Alfredo García Gárate y a Guillermo Blázquez

para mejorar nuestras relaciones con los demás,

y con una entrevista a Mónica Rodríguez,

la flamante ganadora del Premio Gran Angular

de la editorial SM, especializada en literatura juvenil e infantil.

También visitaremos el barrio de La Fortuna en Leganés, Madrid,

donde se lleva a cabo un interesante programa de educación intercultural.

Les esperamos a todos, como siempre,

a las 10:00, en La 2, en "La aventura del saber".

Pasen un buen día. Adiós.

  • La aventura del saber - 21/05/18

La aventura del saber - 21/05/18

21 may 2018

Ofreceremos los reportajes "Colegio Brains" y "Jugando entre hermanos". Además, entrevistaremos a Antonio Obregón, experto en el Festival de Eurovisión, y a las historiadoras María y Laura Lara.

ver más sobre "La aventura del saber - 21/05/18" ver menos sobre "La aventura del saber - 21/05/18"
Programas completos (1538)
Clips

Los últimos 4.832 programas de La aventura del Saber

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos