www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4982078
Para todos los públicos La aventura del saber - 12/02/19 - ver ahora
Transcripción completa

Hola a todos. Muy buenos días.

Como siempre, bienvenidos a "La aventura del saber".

Taller de convivencia con la doctora Rojas-Marcos

para conocer cómo debemos gestionar la rabia que podemos sentir

por diversas razones.

Por ejemplo, cuando uno cree estar dándolo todo,

esforzándose al máximo y consiguiendo buenos resultados,

y quien debería reconocerlo y alentarlo

nos desprecia.

¿Cómo podemos digerirlo sin que nos salga una úlcera?

Se lo preguntaremos a Laura.

Seguro que nos ilumina el camino.

Luego, taller de naturaleza con WWF.

Hoy hemos invitado a Elena Domínguez

para hablar de la dehesa,

un modelo de paisaje único en el mundo

que durante siglos ha simbolizado el equilibrio

entre la vida humana y la vida no humana.

El resto de la vida.

Ahora bien,

¿cómo hacemos

para que el futuro siga siendo como el pasado en este particular?

Elena nos ayudará a determinarlo.

El colegio público bilingüe Las Acacias

pertenece a la red de colegios públicos

de la Comunidad de Madrid.

Está situado en el municipio de Pozuelo de Alarcón

y es centro de integración preferente

para alumnado con discapacidad motora.

Hoy lo visitamos.

También les ofreceremos un documento elaborado por WWF

sobre las dehesas

que nos permitirá ponernos al día sobre su historia

y una gestión responsable

que nos permita seguir disfrutando como es debido.

Taller de convivencia con la doctora Laura Rojas-Marcos

para ayudarnos a manejar la rabia de la mejor manera posible.

¿Cómo definimos el sentimiento de rabia?

¿De dónde nace?

¿Qué explicación evolutiva tiene?

¿Para qué nace?

¿Qué protege?

Todas estas preguntas.

Vamos a empezar por qué entendemos por rabia.

Bueno, la rabia es un sentimiento que todos sentimos en algún momento

especialmente cuando percibimos que hay alguna injusticia,

que alguien nos arrebata algo, cuando nos privan de algo.

El sentimiento de rabia está directamente asociado a la ira

y es un sentimiento de ira, pero es un tipo diferente.

Podemos sentir rabia, por ejemplo, si...

A lo mejor tú podrías sentir rabia porque te quito el papel

o porque te quito el sitio, ¿no?

Muchas veces sentimos esa rabia en distintos ámbitos de la vida.

El sentimiento de rabia es intrínseco del ser humano

y todos lo sentimos en algún momento.

Pero también depende de cómo interpretemos

la situación en la que puede despertarse.

La rabia es lo que siente uno cuando hay alguien que le pincha.

Por ejemplo. También.

Hacer rabiar.

Muchas veces los hermanos o amigos se hacen rabiar,

se meten el uno con el otro

provocando que el otro pierda el control.

Pierda el control

y, entonces, es como que has ganado esa lucha.

Muchas veces surge de la lucha de poderes

porque uno siente que ha perdido

o porque hay alguien que está provocando

y, entonces, produce rabia.

Lo cierto es que todos sentimos rabia,

pero hay una diferencia en la razón por la que sentimos rabia.

A lo mejor tú sientes rabia por unas cosas

y yo las siento por otras

y, entonces, todo depende de lo que consideremos importante.

¿Y hay distintos tipo de rabia según la intensidad?

Pues sí.

Hay distintos tipos de rabia y distintos tipos de reacciones.

Hay cosas que nos pueden resultar irritantes,

como esto me da un poco de rabia, me irrita,

pero a lo mejor no se nota.

Lo siento dentro.

Pero, a veces,

nuestra rabia puede llevar

a que reaccionemos de una manera violenta y agresiva.

O podemos ser impulsivos, podemos ofender,

podemos insultar o incluso maltratar o nos pueden maltratar a nosotros.

Entonces, ahí hay una parte de nosotros

que despierta la ira, la agresividad, la violencia

y también un sentimiento de defensa.

Como que sientes que te tienes que proteger.

A lo mejor, puede ocurrir que te dé rabia algo

y el otro no quiera darte rabia.

Que no quiera hacerte ningún daño, sino que sea casual,

que tú tengas como un pequeño dolor

y que casualmente el otro lo mencione

te haga saltar.

Claro.

¿De qué estamos hablando?

De cómo interpretamos una situación o un acto,

si es intencionado o no es intencionado.

A veces hacemos daño a personas que queremos

y no hay una intención.

Pero, a veces,

incluso con personas que queremos y nos llevamos bien

tenemos un encontronazo

y buscamos ese tocar en ese punto que sabemos que va a provocar.

Tocar la llaga y hacer daño.

A lo mejor, en ese momento, por rabia uno quiere hacer daño

o molestar al otro

y, entonces, entra en un ataque de rabia.

Algo que suelo ver mucho

y muchas veces los padres sufren y no saben qué hacer

es cuando sus hijos tienen ataques de rabia.

Ahí estamos hablando

de que todos en algún momento podemos perder el control.

Una persona

que tiene un ataque de rabia o una rabieta.

¿Cómo se controla eso?

Ahí estamos hablando de la gestión de las emociones.

Cómo voy a gestionar mi ira.

¿La doy a expresar?

¿Esto me molesta, me estás haciendo rabiar?

¿Me voy a contener?

¿Lo voy a guardar y después me voy a vengar?

A veces sentimos rabia hacia nosotros mismos

porque no nos sentimos orgullosos de algo

o nos sentimos pequeños o nos sentimos culpables, ¿no?

O sea, la rabia y la ira puede ir dirigida hacia otra persona

o hacia uno mismo.

Siempre me ha costado mucho ser amigo de personas

que quieren hacer daño conscientemente,

pero hay veces

que a lo mejor está justificado por defender.

Cuando tú te defiendes de una agresión

o de lo que tú piensas que es una agresión, ¿no?

Ahí es donde está la interpretación.

Cómo interpreto yo el acto de alguna persona, ¿no?

¿Hay una intención? ¿No hay una intención?

Y, después, algo tan sencillo como me cae bien esta persona.

Generalmente, solemos dar el beneficio de la duda

a las personas que nos caen bien.

Alguien que no nos cae bien

o del que percibimos una energía negativa de esa persona

solemos interpretar sus actos...

Como ataques.

Como ataques.

Como que hay una perversión

o una intencionalidad de molestar o hacer rabiar, ¿no?

Es difícil a veces

interpretar los actos de otras personas

porque también está el engaño.

Eso que se puede ocultar.

La rabia forma parte de nosotros

y ahí lo único que puedo decir que el aprender a contener

y, sobre todo, a identificar cuándo sentimos rabia,

cuándo sentimos que algo injusto está pasando,

es que seamos rápidos para poder identificarlo

y poner una solución.

Lo primero que hay que hacer cuando uno empieza a sentir rabia

es pararse a pensar por qué.

Por qué estoy sintiendo rabia.

Lo segundo es aprender a gestionar la rabia

de manera que no pierdas el control a causa de lo que estás sintiendo.

Y preguntar. Y preguntar.

Oye, ¿esto que has hecho por qué lo has hecho?

Eso quizá te va a dar la oportunidad

para averiguar si hay una intención o no hay una intención

porque a lo mejor lo estás asociando a otra cosa, ¿no?

El hablar, el preguntar al otro, y el no dar por hecho.

El no dar por hecho.

Lo cierto es que no todo el mundo...

Aunque es buenísimo

tener en cuenta los sentimientos de los demás

y es algo que socialmente pues...

Pero no siempre lo hacemos porque no somos perfectos.

Claro.

Hay que aprender a entender las razones de los demás

para habernos dicho eso

que en principio nos ha empezado a producir rabia.

¿Y cómo enseñamos eso a nuestros hijos?

Bueno, por ejemplo,

si los hijos tienen hermanos o un grupo de amigos,

porque no todo el mundo tiene hermanos,

a la hora de relacionarse con otro el compartir, por ejemplo, juguetes.

Cuando tú sientes que alguien te quita tu juguete,

los niños...

Es algo que aprendemos todos. Empiezas a rabiar.

¿De qué estamos hablando?

Estamos hablando del sentimiento de posesión.

Esto es mío.

Una de las primeras palabras que aprendemos cuando somos niños.

Pero de adultos somos territoriales.

Ese es tu sitio y este es el mío.

El pedir permiso.

Si voy a coger algo que es tuyo, qué menos que pedir permiso.

Eso va a ayudar a bajar los niveles de rabia.

Las personas que no respetan el espacio,

el terreno, las posesiones del otro, y dan por hecho

y lo cogen libremente sin tener en consideración al otro

evidentemente van a alimentar la rabia,

la irritabilidad y por supuesto la ira y conflictos.

Y los ámbitos donde se produce con mayor frecuencia

serán los ámbitos

en los que estamos con mayor frecuencia.

La familia, el trabajo... ¿Qué más sitios?

Con la familia, con el trabajo especialmente,

a veces con los amigos, ¿no?

Pero personas con las que compartimos espacio.

Y mientras más pequeño sea el espacio

entre una persona y otra,

hay que ejercer más respeto, más empatía, más consideración...

Pero no siempre ocurre así.

No siempre ocurre así

y, entonces, por ejemplo en una casa,

una madre que se dedica a cuidar a sus hijos o a la familia

que los hijos o la pareja no consideren...

Que sienta que no respetan, que no recogen sus platos

y que dan más trabajo de lo normal o que no la tienen en consideración

va a despertar rabia.

Y la rabia lleva al resentimiento,

al rencor y después a las malas palabras.

Entonces, bueno,

tener consideración en la convivencia

va a influir enormemente.

¿Y en el ámbito del trabajo?

Bueno, en el ámbito del trabajo está también el trabajo del otro.

Algo que me encuentro a menudo

es que hay personas que no saben dónde están los límites

y se meten en el trabajo de otros.

Cada uno tenemos una función, ¿no?

Una función.

La razón por la que nos dedicamos a lo que nos dedicamos.

Tú tienes un papel y yo tengo otro papel

y si no hay respeto en ese espacio e invadimos o nos invaden,

pues vamos a reaccionar

y en ese reaccionar está ese mecanismo de defensa.

Es como oye, este es mi espacio.

Pero lo podemos decir verbalmente

o con el lenguaje del cuerpo y una mirada desagradable

o sencillamente dando un golpe en la mesa, ¿no?

Yo creo siempre que es mejor decirlo.

Oye, esto me gustaría que no tal tal

o porque es mi terreno y ya me ocupo yo.

Poner las cosas claras de una manera razonable, ¿no?

No siempre...

Imaginemos que ya hemos metido la pata,

que hemos perdido los papeles.

¿Qué hacemos luego?

Yo siempre pienso y por experiencia también,

porque todos hemos tenido nuestros momentos,

que la distancia.

Coger aire, salir del entorno, darse un paseo si se puede, ¿no?

O respirar profundamente.

Respirar profundamente sobre todo para controlar

y gestionar esas emociones, ¿no?

Hay que tener en cuenta que cuando sentimos rabia o ira,

de repente los niveles de cortisol, que es la hormona del estrés,

aumentan, ¿no?

Nuestro ritmo cardiaco aumenta.

Podemos sentir una especie de calor

que sube a nuestra cabeza, a las manos...

Entonces, claro,

el mecanismo de relajarse

y un poco de enfriar, que es poner distancia,

nos va a ayudar.

Hablar, pero no en el momento.

Esperar, ¿no? Esperar.

Y, a lo mejor, al día siguiente volver a replantear la situación

ya en frío y...

Morderse la lengua, ¿no?

No literalmente aunque a veces un poquito, ¿no?

Es como, bueno, voy a pararme, voy a controlar

y luego pensar cómo puede uno abordar el tema

sobre todo con un fin que sea constructivo, ¿no?

Y respetando a la otra persona. Sí.

Si se entra en los insultos, ya ni se escucha

ni se habla ni hay comunicación constructiva.

Y luego quedan ahí.

Aunque luego pidas perdón... No se olvida uno.

No se olvida, ¿no?

Es un perdón que...

Si podemos prevenir y evitar llegar hasta ese punto...

Pero no hay que olvidar que el perdón para eso está.

Para eso está. Para eso está.

Pero es mejor parar un poco antes si es posible, ¿no?

Si es posible, sí.

Y si no se ha parado antes, todos cometemos errores,

el perdón que sea de verdad, genuino y sentido.

Y pedirlo un tiempo después.

Claro, claro.

Dejar pasar y dejar que la cosa se digiera.

Hay personas que necesitan un tiempo para poder perdonar.

Pues vale, ¿no?

Yo creo que mientras se llegue a buen puerto

pues mejor.

Un placer como siempre de verdad, Laura, estar contigo.

Gracias. Gracias.

Seguimos.

Les invitamos ahora a acompañarnos

al colegio Las Acacias en Pozuelo de Alarcón.

Cuenta con 450 alumnos, teatro bilingüe,

ecoescuela, actividades solidarias y padrinos de lectura.

Nos encontramos en el colegio público Las Acacias

en la localidad de Pozuelo de Alarcón.

Somos un centro bilingüe, un centro preferente de motóricos,

porque todas las instalaciones que tenemos en el centro,

todas las salas que tenemos en el centro,

están adaptadas

para que todos los alumnos puedan acceder

y tengan abierta la posibilidad de disfrutar de la biblioteca,

de disfrutar del salón de actos...

-Un, dos, tres y...

-Una de nuestras metas es la inclusión y la normalización

de los alumnos con discapacidad motora.

La labor de cuidar a los alumnos

con necesidades educativas especiales

tanto cognitivas como físicas

es una labor multidisciplinar que abarca muchísimos profesionales

que nosotros denominamos el equipo de apoyo

y está formado por la orientadora del centro

que es la cabeza del equipo,

tenemos una fisioterapeuta, tenemos enfermera,

tenemos profesores de audición y lenguaje,

de pedagogía terapéutica,

técnicos especialistas en movilidad...

Y todos ellos trabajan de una manera multidisciplinar.

-Marcos, empieza a leer.

Marcos y Adela.

Sí.

-Marcos y Adela.

Marcos era un niño moreno, delgado y alto.

Tenía ocho años y vivía en Segovia.

En las vacaciones de verano

Marcos y sus padres se fueron de vacaciones a Santander.

-Todos decimos que aquí somos 458 alumnos

y 458 familias cada una con su peculiaridad

independientemente de que seamos de necesidades

o de que no seamos de necesidades.

Todos tenemos nuestras peculiaridades

y una característica importante de la enseñanza

es la individualización, la atención individualizada.

Intentamos dar respuesta a esas necesidades individualizadas

y siempre es necesario hacerlo de manera multidisciplinar

porque si atiendes de una manera cognitiva,

se te queda por el camino la parte emocional

o se te quedan por el camino otras partes que son importantes

y que también hay que atender

dentro del desarrollo global de cada niño.

-Mi trabajo en este colegio

consiste en estar cerca de los niños

y ayudar sobre todo a los niños de necesidades educativas.

Estoy centrada en la comida.

Les ayudo a comer porque a veces eso les cuesta

y a sus padres también les preocupa

porque les dejan y "¿mi niño cómo come?".

Y, bueno, en el tema de la comida, en el tema del aseo

y, luego, también en los desplazamientos

para acompañarles a los distintos especialistas.

Fisio, logopeda...

Todos los niños aprenden también de ellos

y para eso estoy yo en ese aspecto pendiente

porque, por ejemplo, para hablar necesitan su tiempo.

Creas un vínculo muy fuerte

tanto con ellos como con sus familias

porque al final

en sexto, cuando los dejas, es una parte de ti ese niño

porque son muchos años.

-¿Y eres bueno?

-Eres bueno, ¿no?

-Yo juego al fútbol también.

-El lenguaje mediatiza nuestra vida en casi todo lo que hacemos

y tenemos que darnos cuenta de que a veces hay niños

que no entienden ni los gestos que podemos hacer

y les tenemos metidos ahí encerrados

hasta que no somos capaces de abrir el candado del lenguaje.

Entonces, el candado del lenguaje nos abre muchas puertas.

Nos abre las puertas no solo las de la escuela,

sino las de la vida, también las del pensamiento.

Pensamos con lenguaje.

Un niño que carece de lenguaje o que tiene un lenguaje pobre

es un niño que tiene muchas limitaciones.

Hasta ahora todos han desarrollado lenguaje oral

a lo largo de la escolarización,

pero podría no darse el caso

y, entonces, utilizamos también

sistemas aumentativos o alternativos de comunicación.

Para eso nos tenemos que coordinar con los tutores y todo el colegio

porque utilizamos pictogramas

y también signos de comunicación bimodal

que aunque no los utilicen de forma generalizada,

con algunos alumnos sí que tienen que utilizarlos

porque es el lenguaje que tienen en ese momento.

No hacemos lenguaje de signos de los sordos,

sino que es mucho más sencillo.

Como adaptado a estos niños.

Hay que pensar

que un sordo no tiene una discapacidad motora,

pero a un niño con una discapacidad motora

ponle tú a que mueva las manos como las mueven los sordos.

No sería posible,

pero sí podemos hacer pequeños signos.

A veces son gestos naturales

que nos permiten comprender mejor el mensaje

y emitir mensajes.

Abuela.

Con tu abuela.

Tú tienes abuela.

Abuela.

Muy bien.

¿Y dónde está la abuela?

¿Está en casa?

¿Está en casa?

¿Y qué está haciendo?

-Le estamos dando la oportunidad de decir que está cansado

o que está enfadado.

Si utilizamos imágenes con algunos niños,

pueden señalarnos

y con ese gesto transmiten muchísima información

y si no ofrecemos esa oportunidad, no puede transmitirla.

Y un niño puede elegir la canción que quiere cantar

igual que los demás

y aunque no hable le hemos preparado un panel

en el que cada canción tiene asociado un signo.

Y un niño puede comprender.

Un niño con TEL

que es un trastorno específico del lenguaje

tiene dificultades en la comprensión del lenguaje,

pero son niños inteligentes.

Si yo le pongo imágenes,

va a comprender perfectamente lo que le estamos explicando,

porque son niños que las imágenes las entienden.

-Lo que hago es valorar su situación en las aulas

para darle las posibles adaptaciones que tengan a nivel de mobiliario,

de material que les pueda ayudar para estar más cómodos,

para trabajar un poquito mejor,

y también en el comedor para que estén mejor sentados,

ya que todo eso influye mucho en el resto del movimiento.

Cómo está una persona sentada

determina el tono postural y cómo trabaja.

Por otro lado, hacemos trabajo en mi clase

en sesiones individuales.

Alguna vez he tenido sesiones en grupos,

pero este año son todas individuales.

Ahí hacemos un seguimiento de su estado físico

para evitar que tengan problemas,

para evitar que desarrollen acortamientos,

para mejorar su fuerza muscular

y nos centramos luego en los objetivos

que pueden necesitar cada uno de ellos.

Pueden ser a nivel de manipulación fina

para desarrollar mejor coordinación o una mejor fuerza,

o el equilibrio

para mejorar cómo caminan y cómo se desplazan en el espacio.

(HABLAN EN INGLÉS)

(HABLAN EN INGLÉS)

(HABLAN EN INGLÉS)

(HABLAN EN INGLÉS)

-Precisamente porque vemos la obligación

de atender las capacidades que tienen nuestros alumnos

lo hacemos en ambas direcciones.

Hablamos de alumnos con altas capacidades intelectuales.

(HABLA EN INGLÉS)

-Por este motivo

estamos preparando un proyecto interesante

que va a versar sobre la radio

y se va a relacionar muchísimo con la lengua española

tanto escrita como hablada

y también con la lengua inglesa

para que este tipo de alumnado

también pueda desarrollar esas habilidades que tienen.

Nosotros somos un colegio inclusivo

con lo que el bilingüismo tiene que ser herramienta inclusiva.

Nosotros no ponemos techo.

A diferencia de otras asignaturas como Matemáticas o Lengua

los niños tienen capacidades muy diferentes

y conocimientos muy diferentes en inglés

y nosotros damos esas oportunidades.

Nunca ponemos techo.

-La inclusión y la normalización es un "feedback"

en el que todos salimos beneficiados.

Es un estilo de vida

que tenemos dentro del colegio Las Acacias

desde que los niños son muy pequeños

y se adaptan a vivir en sociedad con todas las discapacidades

con las que nos podemos encontrar dentro del colegio.

Entonces, el beneficio es mutuo.

Un niño, entre comillas, de escolarización ordinaria

y sin ningún tipo de discapacidad

está absolutamente familiarizado con una silla de ruedas

o con un alumno que necesita a una persona

que le ayude a hacer Educación Física

o que se vaya a clase de fisio

o que necesite ayuda para comer.

Puedo decir con orgullo

que no tenemos casos de hoy tan típico el "bullying"

y el acoso escolar.

Tenemos un proyecto que llevamos con él tres años

y que se llama El alumno mediador

y les enseñamos en el patio con unos chalecos amarillos.

Ellos se sienten protagonistas y resuelven problemas.

Saben de antemano

que en los problemas serios y los problemas graves

siempre hay que recurrir a un adulto,

pero en los pequeños incidentes que surgen en el patio

de me ha quitado un cromo o no me deja ponerme el primero,

no me pasa la pelota y me toca a mí,

esos pequeños incidentes los resuelven satisfactoriamente.

A ellos les hace sentirse importantes

porque es verdad que favorecen

y forman parte de la disciplina del centro

y a los pequeños

les da más confianza decírselo a un compañero

que decírselo a un adulto.

Somos un colegio muy activo.

Celebramos muchas fiestas y muchos eventos en el colegio,

pero además de la parte festiva y de la parte lúdica,

siempre hay una parte pedagógica y una parte social.

Destacamos principalmente el proyecto solidario

que todos los años hacemos en el colegio.

Nos dedicamos a recoger dinero en diferentes eventos

para enviar la ONG seleccionada.

Este año trabajamos con Sierra Leona.

Y la actividad culmen de este proyecto es

nuestro libro solidario,

que lo escriben los alumnos de cuarto de primaria.

Se edita y se vende a las familias.

Y la recaudación íntegra está dedicada

a la ONG con la que trabajamos.

Este año también estamos trabajando con la Fundación Jane Goodall,

de ayuda a los chimpancés del Congo,

y estamos

en un proyecto de recogida de móviles,

que por cada X número de móviles,

apadrinamos un chimpancé

y también estamos en ello.

Forma parte un poco de la parte solidaria

y de la parte de ecoescuela, porque somos ecoescuela también.

Hola, lo traigo para el proyecto "Chimpancé".

Vale, muchas gracias.

¡Gracias!

-Hola. -Lo traigo para reciclar.

¡Gracias!

Ostentamos la bandera verde, que es un distintivo especial

para los colegios

que siguen la línea de ecoescuelas.

Eso significa que todos los profesores,

alumnos, padres

y el servicio de comedor y de conserjería

que pertenecemos al colegio

estamos comprometidos con el cuidado del medioambiente

y por eso somos ecoescuela.

Trabamos principalmente

en la recogida, a lo largo de todo el año,

de tapones, pilas, aceite

y este año, además, estamos recogiendo móviles

para ayudar en la protección de la selva africana.

Nuestros alumnos de quinto son los ecovigilantes.

Eso significa que un día en semana

recogen todas las papeleras

que hay distribuidas en cada una de las aulas

y las llevan a los contenedores azules

para que estos papeles, nuestros papeles usados,

puedan ser reciclados.

Esta actividad se llama "Padrinos de lectura"

y se encuentra inmersa

dentro de lo que se llama "escuelas inclusivas singulares

de trabajo cooperativo".

Es que un mayor tutela la lectura

de un niño pequeño, de un niño de primero.

Lo mejor que ha sucedido con esto

son las relaciones humanas.

El avance de la lectura en los niños pequeños

se produce solo.

Un niño en condiciones normales

avanza su lectura.

Pero si establece una relación afectiva

con los mayores, impresionante.

Todo el mundo en este colegio trabajamos a una

que realmente en el centro se respire

un ambiente de compañerismo,

un ambiente prácticamente familiar.

El servicio que ofrece el comedor,

para que tengamos la oportunidad de venir aquí

y conocer lo que comen los niños,

comer con ellos.

Bueno.

Nosotros inventamos hacer esto

al menos una vez al año,

lo del "Papá comensal",

para que ellos vean también que hay una continuidad

en lo que nosotros hacemos en casa también,

que todo lo que le enseñamos,

que tienen que comer de todo: pescado, fruta, verdura y tal,

que ellos vean que venimos aquí,

también lo que hacen aquí,

que ellos vean que lo continuamos en casa.

Según un informe de WWF,

la dehesa está en crisis,

puede morir.

Durante siglos, ha mantenido un fecundo equilibrio

generando empleo,

asentando población en muchas localidades

y ofreciendo, al mismo tiempo,

sostenibilidad y productos materiales

de alta calidad,

como carne, leche, corcho, lana

y sin, por ello, dejar de constituir un apoyo

a especies en peligro de extinción

en la península ibérica,

como, por ejemplo, el lince ibérico o el buitre negro.

Bienvenida.

Gracias. Muchísimas gracias

por estar aquí con nosotros.

Eres representante de WWF.

Cuéntanos primero qué es,

qué debemos entender por una "dehesa".

¿Qué es una dehesa?

¿Cómo sabemos que un espacio se define así?

Tú has dado una clave cuando la has introducido,

has hablado de equilibrio entre medio natural y ser humano.

Una dehesa, mira, es lo que tenemos aquí detrás.

Todo el mundo tiene este imaginario de la dehesa

como un bosque abierto donde...

Con encinas, ¿no?

Con encinas, claro...

Especies del género "quercus",

con ganado, cultivos

y eso es exactamente lo que es una dehesa,

es un sistema agrosilvopastoral.

La particularidad de este sistema

es que necesita

el medio natural y la intervención del ser humano

a través del ganado.

Si no hay ganado, no hay dehesa.

El ganado es lo que permite mantener esto.

Si lo quitamos, sería un bosque mucho más cerrado,

sería otro tipo de ecosistema.

Esa es una de las cualidades y de las características principales

de la dehesa y lo que la hacen tan interesante,

ese equilibrio entre la interacción natural

y la interacción humana.

¿Qué sucede? ¿Por qué está en crisis?

Para mantenerla, te he dicho que es necesario ganado dentro,

es necesaria la ganadería extensiva.

Y la ganadería extensiva está pasando un momento muy crítico,

hay una gran crisis, está sufriendo mucha crisis

fundamentalmente porque no es rentable.

El ganadero... Porque lo rentable

es la ganadería intensiva,

¿no, Elena? Exactamente.

El ganadero ve muy difícil mantener

una explotación que permita este equilibrio

entre naturaleza y aprovechamiento,

entre conservación y aprovechamiento.

Del otro lado, tenemos la ganadería intensiva:

animales metidos en granjas en grandes números.

Eso es muy rentable, pero esto es lo que no renta.

Entonces ¿qué es lo que sucede?

Esa baja rentabilidad lleva a dos tendencias:

por un lado, al abandono de la dehesa,

el gestor, el propietario decide que no puede mantener eso

y, como te digo, si no hay ganado, si no hay ganadería extensiva,

no hay dehesa, entonces la dehesa desaparece;

y, por otro lado, la otra vertiente sería

sería la intensificación, metes más carga ganadera

de la que deberías... Te cargas también la dehesa.

Con lo cual, ¿qué es lo que vemos?

Si vas conduciendo y ves...

Seguro que los que hacemos carretera

nos hemos fijado muchas veces en las dehesas:

"¡Qué amarillos están los árboles!".

Lo que sucede es que el arbolado está muy viejo,

no hay regeneración y renovación del arbolado

por estas cargas tan altas,

hay mucho impacto en el suelo,

hay pérdida de biodiversidad,

está la famosa seca,

que, en realidad, es un término no muy correcto,

pero así es como lo conoce la gente,

de las encinas, que es esto que te cuento,

las hojas se empiezan a amarillear, se pierden...

Como que se empiezan a enfermar. Y al final se mueren

porque, te digo, necesitamos el ganado,

pero la dehesa, sin nuestras encinas,

tampoco existe.

Y ahora mismo tenemos un arbolado muy viejo,

no está garantizada la regeneración y la renovación del arbolado

y un arbolado que se muere.

Entonces ponemos en peligro el sistema

y la producción de los productos que mencionaba,

o sea, no estamos hablando solo...

El jamón de Jabugo, por ejemplo.

No estamos hablando solo de biodiversidad,

que nosotros somos

una organización muy en pro de la biodiversidad,

pero quiero que quede claro el mensaje también

de que no perdemos solo eso,

perdemos productos, tú los has mencionado,

como el corcho, la lana,

el jamón, el queso, la leche,

todos estos productos

y otros asociados, como las plantas aromáticas,

la miel, que se producen en este ecosistema único.

Perdemos un ecosistema único

y perdemos todo lo que va asociado a ello.

¿Y cómo, a lo largo del tiempo,

ha sido sostenible durante tanto tanto tiempo

y ahora ya resulta que no lo es?

¿Qué es lo que pasa?

La clave es la que te decía al principio,

es la baja rentabilidad de la ganadería extensiva.

Vivimos en un modelo de mercado

que favorece mucho la intensificación.

Tú, como consumidor, vas a un supermercado

y te resulta imposible

diferenciar una carne que viene de una producción intensiva

y una carne que viene de una producción extensiva.

Bueno, al masticarla,

te das cuenta de una y de otra,

¿no?, porque varía mucho la calidad

de los productos. Varía mucho, pero incluso te diría

que en cerdo ibérico

no todo es oro lo que reluce,

o sea, no... es...

relativamente sencillo

comer un jamón rico al paladar,

pero que no ha sido hecho

con cerdos criados en dehesa.

No es nada sencillo, no es una labor sencilla

para el consumidor.

¿Y es posible...?

¿Quiénes se tienen que poner de acuerdo

para que la dehesa siga existiendo,

siga funcionando como lo que ha funcionado,

como un símbolo, como una conjugación casi perfecta

entre los intereses humanos

y los intereses de la naturaleza,

que también son nuestros,

pero a larga distancia?

Sí. Los ámbitos a trabajar son varios.

Los problemas ambientales siempre requieren...

Son problemas complejos, tienen un lado social también,

entonces siempre requieren abordajes complejos.

Habría que tocar, por un lado, políticas.

Tenemos políticas, como la Política Agrícola Común,

que lo que hace es favorecer a los productores intensivos.

España recibe al año unos 7.000 millones de euros

y casi todo va destinado a la producción intensiva.

Para que te hagas una idea:

un productor...

Es que luego vemos tirar la leche por ahí,

hemos visto cómo, en algunos sitios,

tiran leche, tiran...

O sea, se produce intensivamente

y luego hay que tirarlo.

Claro, hay muchas cosas que abordar a través de la política.

Pero lo que te iba a decir, para que te hagas una idea:

en La Vera, una región donde tenemos dehesas,

un productor trabajando con ganadería en extensivo,

por la Política Agraria Común,

puede recibir en torno a 70 euros la hectárea.

Al lado suyo hay un cultivo en regadío,

con los impactos que eso supone medioambientalmente,

recibe 300 euros por hectárea.

Nosotros lo que pedimos es que la Política Agraria Común

cumpla dos principios, digamos.

El primero es: dinero público para bienes públicos,

las dehesas, protegen suelo,

protegen biodiversidad,

nos protegen frente riesgos de inundaciones.

Esos son bienes públicos. Dinero público para bienes públicos.

Y por otro lado: quien contamina, paga.

La producción en extensivo

no tiene impactos como tiene el intensivo.

Entonces no podemos estar financiando

con dinero público

cosas tan impactantes

y, sobre todo, que haya esta diferencia

entre lo extensivo...

En vez de favorecer... ¿La Política Agraria Común

es la que depende de las directivas europeas

o es la del Estado?

¿Cómo...? Acláramelo, perdona.

Está en ambas cosas,

o sea, se define en Bruselas, pero luego el Estado tiene

maneras de ver hacia dónde reconduce

los fondos.

Esa es una de las líneas, porque, como te decía, el problema...

Es muy complejo. Es amplio. Sí.

Por otro lado, habría que trabajar en mercados.

Nosotros, como consumidores,

muchas veces no somos conscientes del poder que tiene...

Hay una frase que me gusta mucho, que es:

"El carro de la compra es un carro de combate".

Y es así, tenemos mucho poder como consumidores.

Ahora mismo... Trazabilidad,

hay que ver la trazabilidad. Hay que ver la trazabilidad y...

Lo que pasa es que ahora mismo es muy complejo

porque no tenemos un etiquetado diferenciado,

que es lo que pedimos también desde WWF,

que te permite ir al supermercado,

lo que te decía antes... Y sabes lo que te compras

claramente. Y decir: "Oye,

me voy a comprar esta carne, este queso, esta leche,

que viene de ganadería extensiva

y no viene de intensiva". Te propongo que veamos ahora

el vídeo y luego sacamos las conclusiones,

porque creo que así, con lo que hemos dicho,

ya nos hacemos una idea de lo que es una dehesa,

de los problemas que hay.

Vemos el vídeo y luego tú nos vas dando las claves,

qué podemos hacer nosotros, gente de a pie, ¿vale?

Muy bien. Gracias. Vamos a verlo.

La dehesa está sufriendo una muerte lenta.

El ecosistema se ha resentido,

se ha fragilizado.

Los árboles no son eternos, los árboles se mueren.

¿Un sueño para la dehesa?

Que no se pierda.

Porque la dehesa es un ecosistema

que ha creado el hombre a través del ganado

y no tenía la presión que en los últimos años

se le ha implantado

con la maquinaria agrícola, con el exceso de laboreo,

con la presión,

a lo mejor, del ganado

o con el mal manejo del ganado

que se ha hecho.

Y a la dehesa le toca la seca.

La dehesa nuestra cada vez estaba

más pobre, los árboles estaban más decaídos.

A pesar de hacer

todo lo que los técnicos nos aconsejaban,

veíamos que los resultados

cada vez eran menores;

los costos, cada vez mayores.

Lo que estábamos haciendo hasta ese momento

no era lo correcto, que nos había llevado

a un callejón sin salida,

o sea, a una muerte del sistema, del ecosistema.

Y encontramos la otra corriente, que defendía

justo lo contrario,

defendía que favoreciésemos

la vida, desde los microbios del suelo

hasta los animales más grandes,

para que ese engranaje perfecto

que lleva millones de años funcionando

fuese el que produce

desde pastos hasta carne, hasta bellotas.

En diseño en línea clave,

que fue de lo primero

que implantamos,

porque persigue eliminar la erosión

y aprovechar el agua,

toda el agua que pueda caer

Lleva también acarreado

un manejo de ganado,

un manejo del pastoreo,

que lo que trata es de imitar

los movimientos de las manadas salvajes

de herbívoros.

Nosotros lo hacemos mediante un plan de pastoreo

en el que, mediante cercados eléctricos

o cercado fijos, vamos moviendo

grandes concentraciones de ganado

en poco terreno y durante poco tiempo.

La llave de la fertilidad

y la llave de la recuperación

la tiene el ganado,

o sea, el ganado,

al contrario de lo que se puede pensar

que es un consumidor de pasto,

el ganado es un generador de pasto.

Nosotros lo estamos viendo.

Si nosotros empezamos a ser,

digamos, como un referente,

para quien quiera verlo,

de que se puede revertir

este problema de seca,

este problema de deterioro general,

poco a poco, tal vez

otras personas

empiecen a planteárselo igual que nosotros.

Tengo la suerte de pertenecer

a una familia que se ha dedicado a esto

desde tiempos casi inmemoriales.

Digamos que la dehesa está sufriendo

una muerte lenta.

¿Y qué pasa con la muerte lenta?

Que no se percibe rápidamente.

Son múltiples factores,

está el cambio climático,

está la seca, está la falta de regeneración.

¿Qué hay que hacer?

Un poco adaptarnos a los tiempos

y hacer unas labores, unos trabajos

que no se han venido desarrollando

y que hay que poner en marcha,

que es sembrar y poner nuevos árboles

y protegerlos

para que el ganado no se los coma

y puedan crecer.

Son tareas que no se han hecho nunca.

Si no se acometen

los trabajos que hay que acometer,

va a desaparecer.

Lo que no hay es un reconocimiento oficial,

que creo que debe existir y que no debe tardar,

de que esto está en peligro de extinción.

He vivido el campo desde que era pequeñita.

Me han enseñado a quererlo, a valorar y a apreciarlo.

Mi padre ha sido el primer plantador de encinas.

He aprendido a plantar encinas con él.

Los árboles no son eternos, los árboles se mueren.

Tienen su edad y su evolución

y entonces hay que tratar de que, antes de que se mueran,

haya unos árboles más pequeñitos

que puedan irlos sustituyendo.

Y en esa línea es en la que nosotros trabajamos

en el ámbito de la regeneración del arbolado.

En el proyecto integrado por el WWF,

la Universidad de Córdoba y el IFAPA trabajamos

en algunas fincas demostrativas,

una de ellas es la de Rafael Muñoz,

a fin de que, cuando un ganadero,

quiera saber cómo se puede mejorar

la regeneración del arbolado en la dehesa,

pueda ir allí, pueda comprobarlo y pueda aprender

que realmente se puede hacer.

Creo que es una tierra con michas posibilidades.

Somos...

Tenemos ya creada una marca de identidad

ligada a este cerdo, ligada a este paisaje.

Tenemos una cultura.

Tenemos unos valores naturales

importantísimos.

Entonces es un futuro con futuro.

Yo, en mi caso, siempre he visto

la lana y el tejer en mi casa

porque me enseñó mi madre

cuando era pequeña.

Y de ahí creo que empecé a ver,

cuando yo tejía, que a lo mejor iba a comprar ovillos

y me costaba mucho encontrar lana

y solo había acrílico

y empecé a plantearme

cómo podía estar tejiendo con acrílico

viviendo en Extremadura,

una zona con la cabaña de ovejas merinas que tiene.

La idea de Laneras y DehesaLana

vino por ahí, que la lana, al final,

es como un catalizador o una oportunidad,

no solo porque es una materia prima que merece la pena recuperarla,

es como una oportunidad de crear empleo local,

desarrollo rural y sobre todo en el origen,

es un valor añadido también el origen,

para que se le pueda pagar

un precio justo a los ganaderos.

A la vez también trabajamos con merina negra,

que es como recuperar también

razas que están en peligro de extinción.

Y con esa parte también del proyecto de la formación,

inserción social también, sobre todo el tema colectivo,

creaciones colectivas con mujeres

y talleres con los pequeños.

¿De dónde viene una manta?

¿De dónde?

Pues viene de la dehesa a tu cama.

¿Un sueño para la dehesa?

Que no se pierda.

Se está perdiendo

con la ganadería ahora mismo que hay tan industrial.

Y lo que hace la ganadería extensiva

y la trashumancia es eso: regenera los pastos,

crea cortafuegos naturales.

Queremos regenerar esa dehesa

y tener hasta el producto final

porque repercute otra vez en la tierra.

Esto, como toda la cadena, es circular totalmente,

verde y circular.

Seguimos con Elena Domínguez, ingeniera de montes de Úbeda WWF.

Hablando de las dehesas,

hemos llegado al final de nuestra conversación,

pero nos queda lo más importante, las conclusiones.

Es decir, ¿qué debemos hacer?

¿Qué podemos hacer nosotros,

qué debemos exigir a las administraciones?

A cada una de las administraciones

que intervienen en este problema complejo que nos habías contado.

Lo primero como sociedad es ser conscientes

de lo que importan las dehesas

y de lo que importa apoyar a productores

como los que hemos visto en este vídeo.

Dentro de eso, ¿qué es lo que habría que hacer?

Por un lado exigir a Bruselas

y al Gobierno central una política agraria común

que favorezca las producciones menos impactantes

a nivel de medio ambiente,

en este caso la ganadería extensiva frente a producciones

mucho más impactantes,

mucho más intensivas, eso por un lado.

Nosotros estamos demandando además al Ministerio de Agricultura,

que desarrolle una estrategia de ganadería extensiva,

una estrategia específica para la ganadería extensiva.

Para que se aborden estas problemáticas características,

no podemos medir con el mismo baremo a un producto de intensivo

que a uno extensivo, por ejemplo, en temas burocracia.

Les hacen hacer lo mismo

a un ganadero extensivo que a uno en intensivo

y no tiene nada que ver tener mil cerdos metidos en una nave,

a tener un número determinado de cerdos dispersos por la explotación.

Eso en cuanto a política.

Sobre todo por el coste medioambiental.

Claro.

Y porque las medidas que la burocracia pide

de controles higiénico-sanitarios,

no se hacen de una misma manera cuando puedes acceder a una nave,

y hacerlo que cuando tienes el ganado disperso de esta manera.

Tienes que ir detrás del cerdo para poner la inyección.

Eso en cuanto a políticas, luego está el tema de los mercados,

y esto tiene mucho que ver con la sensibilidad del consumidor,

el mercado se mueve según la demanda del consumidor le va apretando.

También han de ser los mercados, los supermercados vanguardistas,

ir por delante.

Lo que tenemos que pedir es un etiquetado diferenciado,

que si yo quiero realmente apoyar a esta gente,

puedo hacerlo con mi carrito de la compra como te decía.

Que sea claro, que lo puedas distinguir fácilmente,

que no haya gato por liebre.

Exactamente,

que tengas la elección de apoyar tú con tu consumo,

igual que puedes hacer con un sello de agricultura ecológica u otros.

Y luego no es todo echar balones fuera,

los propietarios y gestores de la dehesa,

se tienen que hacer cargo de la situación que hay.

Si ponemos las condiciones para que la ganadería extensiva

sea rentable, hay que hacer unas prácticas más racionales,

esto implica dos cosas fundamentales que están muy unidas y otras más,

pero las principales.

Necesitamos reducir cargas ganaderas,

hacer un manejo ganadero más racional que permita renovación

y regeneración del arbolado, reducir cargas,

haciendo pastoreo rotacional,

diversificando las especies que tienes en tu finca.

Esto como te decía va asociado a la otra medida

que es imprescindible que es favorecer la renovación

y la regeneración del arbolado.

Si quitamos carga ganadera y metemos todo eso,

eso ya va a ayudar muchísimo,

luego es probable que haya que apoyar la regeneración natural,

incluso recurrir a regeneración artificial

que no es otra cosa que plantar.

Pero necesitamos también en terreno

recuperar estas prácticas menos intensivas,

más ancestrales,

tradicionales y que se están perdiendo

porque como no son rentables, pues olvidan.

Hay que convertirlas en rentables,

que con todas estas medidas podría conseguirse.

Te repito, políticas,

mercados y trabajo en terreno

para revertir esta situación de la dehesa

que se muere, realmente se muere.

Tomamos nota de ello,

Elena, ha sido un verdadero placer, muchísimas gracias.

El gusto es mío.

Gracias. Nos ha quedado clarísimo todo.

Hasta siempre.

La universidad de Extremadura nos propone

una pregunta muy interesante por su importancia económica

y por lo que implica en torno a la búsqueda de la objetividad.

¿Qué es la Prima de Riesgo?

La universidad responde.

(Música)

La Prima de Riesgo es un concepto amplio

que se aplica a múltiples operaciones financieras,

esencialmente cuando un acreedor prestamista,

presta dinero a otro agente económico, deudor prestatario,

a cambio de un interés.

Pero naturalmente todo este tipo

de operaciones llevan aparejado un riesgo de impago.

Cuanto mayor sea el riesgo real o estimado

de que el deudor no haga frente a sus compromisos de pago

llegado el momento,

el prestamista le exigirá un tipo de interés medio.

Los países gastan, y gastan mucho,

como los ingresos que tienen vía impuestos no son suficientes,

para atender todos sus pagos,

han de pedir prestado acudiendo a los mercados financieros.

Nacionales o extranjeros emitiendo

los llamados títulos de la deuda pública,

que emiten diversas modalidades.

La medida en que un Estado es poco solvente, es decir,

que pasa por dificultades económicas,

los prestamistas son reacios a prestar el dinero,

al menos que se les compense con un tipo de interés mayor

que haga atractiva la operación.

En el caso de la Eurozona,

Alemania es el país de referencia

porque es el que presenta una economía más sólida.

Si Alemania coloca, por ejemplo,

sus bonos a 10 años a un 3 % de interés,

y España necesita también emitir unos bonos similares,

le voy a ofrecer una rentabilidad mayor

para atraerse a los posibles inversionistas.

Digamos que ofrece un 7 %, pues bien,

la diferencia entre el 7 % y el 3 % alemán,

esto es el 4 %,

es la llamada Prima de Riesgo que suele expresarse

como 400 puntos básicos.

En definitiva,

esto atraería como consecuencia

una ralentización de la actividad económica

y una pérdida de credibilidad en el sistema productivo

que se reduciría en una mayor Prima de Riesgo.

Para evitarlo, no hay recetas mágicas,

los responsables tendrán en cada caso

que diseñar políticas coyunturales

y reformas estructurales oportunas para hacer frente a la situación.

(Música)

La editorial Península acaba de publicar este apasionante ensayo

"El contrataque liberal entre el vértigo tecnológico

y el caos populista", del profesor del IE Business School,

e integrante de la ejecutiva de Ciudadanos,

Luis Garicano,

quien fue también profesor de la London School of Economics

y de la Universidad de Chicago,

y sigue a diario el pulso de la realidad económica

mediante diversas colaboraciones en periódicos

como El País, El Mundo, The Washington Post,

Wall Street Journal.

"El contrataque liberal" trata de ofrecer

un análisis pormenorizado de lo que ha pasado y está pasando,

de cómo hemos evolucionado del supuesto fin de la historia

profetizado por Fukuyama,

a prever el peligro de tener que empezar de nuevo la historia,

desde la caverna del nacional populismo nada menos.

Le invitaremos al programa para preguntar por soluciones

dentro del marco de la democracia liberal y europea.

Seguro que resultará muy interesante,

a ver si tenemos suerte.

Recuperamos un fragmento

de nuestro trabajo sobre el Colectivo "En torno a la silla",

un grupo de personas preocupadas de mejorar los prototipos pensados

y fabricados para las personas que los necesitan.

El resto, en la red al acabar el programa.

(Música)

El Colectivo "En torno a la silla",

es un proyecto de autoconstrucción de productos de apoyo,

y de politización de estos productos de apoyo,

desde la filosofía de la diversidad funcional.

El proyecto "En torno a la silla" surge en el año 2012,

como parte de presentarnos

a una convocatoria de Medialab-Prado, Madrid,

que dentro de su estación-funcionamiento,

se había hecho una llamada proyecto

para que diferentes personas interesadas en la creación libre

y el diseño abierto de tecnología pensada

desde la filosofía de la diversidad funcional,

enviaran propuestas para desarrollar proyectos específicos,

de tecnología, de redes, de personas,

diferentes tipos de objetos.

-Y lo que pensamos así fue un kit de elementos,

que fuesen como un nexo entre la silla y el entorno,

por eso "En torno a la silla" y que nos permitiesen relacionarnos,

en nuestra amistad, digamos, en el día a día.

Entonces eran una rampa, una mesa desplegable,

para estar por ejemplo en el bar,

que habitualmente las mesas son demasiado bajas,

para la silla de ruedas y no cabe.

Y el tercer elemento el maletín, que hicimos.

Reemplazaba el apoyabrazos.

Nosotros le llamamos a eso tecnologías de la amistad,

lo que nos pasa es que a partir de que nos hacemos amigos,

empezamos a descubrir que nos faltan objetos

que medien en nuestro vínculo.

-La rampa para entorno,

digamos que es el primer desafío

un poco consistente a nivel de cacharreo.

No era una rampa cualquiera,

era una rampa que de entrada

como característica principal tenía que ser portátil,

que tú mismo puedas llevar en la silla.

No podía ser muy cara, es decir,

no nos podíamos gastar mucho dinero ni en prototipar,

sobre todo el producto final tampoco podía ser muy caro

porque aquellos a los que les podía interesar no tienen mucho dinero

para gastarse en ese tipo de cosas.

Ya se gastan demasiado en los productos ortopédicos

que ya van con precios disparados,

nos planteamos enfocarlo desde el punto de vista

del "open hardware" o el diseño libre. De hecho,

son modos de producir a nosotros nos interesaban

sobre todo con desde el punto de vista de producción,

cooperativa, algo que compartíamos colectivamente como necesidad,

y como proyecto, a realizar.

Entonces, dentro de ese enfoque, el "open hardware",

mezclado o sumado a la filosofía del diseño libre,

contempla tanto el precio del producto, su usabilidad,

y la facilidad de su producción y de su replicación.

(Música)

Hasta aquí llegamos,

volvemos mañana miércoles

con el meteorólogo José Miguel Viñas

para hablar de las nubes,

y con el catedrático de comunicación y opinión pública

Víctor Sampedro para bajar de ellas,

y estudiar la directiva europea sobre protección de datos,

también les ofreceremos entre otros contenidos,

un reportaje sobre meditación en el aula

y otro sobre el uso del ajedrez como herramienta educativa.

Pasen un buen día.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • La aventura del saber - 12/02/19

La aventura del saber - 12/02/19

12 feb 2019

Veremos los reportajes "Colegio Las Acacias" y "WWF Dehesas". Además, entrevistaremos a la psicóloga Laura Rojas-Marcos y a Elena Domínguez, del Programa de Agricultura y Aguas de WWF.

ver más sobre "La aventura del saber - 12/02/19" ver menos sobre "La aventura del saber - 12/02/19"
Programas completos (1656)
Clips

Los últimos 5.623 programas de La aventura del Saber

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios