www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5273091
Para todos los públicos La aventura del saber - 11/06/19 - ver ahora
Transcripción completa

Hola. Muy buenos días a todos

y bienvenidos, como siempre, como cada mañana,

a "La aventura del saber".

¿Qué importancia concedemos a nuestra propia imagen

y por qué razones?

¿Hasta qué punto es saludable?

¿Qué pasa con algunas personas

cuando transforman una y otra vez su cuerpo

con operaciones de cirugía estética

hasta convertirse en personas muy diferentes

a como eran? ¿Qué explicación psicológica tiene?

¿A qué obedece?

¿Es bueno cuidar la propia imagen?

¿Dónde fijamos los márgenes de lo conveniente, lo saludable,

lo deseable, en relación con el cuidado de la propia imagen?

Estas y otras preguntas

le plantearemos hoy a Laura Rojas-Marcos

en el taller de convivencia de "La aventura del saber".

Luego taller de naturaleza con WWF.

Hoy nos acompañará José Luis García Varas,

con quien hablaremos de los retos de la conservación marina.

Los océanos son la parte clave en la ecuación medioambiental

y hoy conoceremos de cerca

cuáles son sus problemas principales

y también sus posibles soluciones.

El objetivo fundamental

de la Escuela de Pensamiento Computacional

es ofrecer recursos educativos abiertos,

formación y soluciones tecnológicas

que ayuden a los profesores españoles

a incorporar esta habilidad a su práctica docente.

Hoy conoceremos su aplicación en la etapa de Bachillerato.

Luego en la segunda parte del programa,

como cada semana, nos desplazamos a México

para ofrecerles el "NCC Iberoamericano"

con informaciones científico-culturales

del otro lado del Atlántico.

Taller de convivencia con Laura Rojas-Marcos

hoy para hablar de la importancia

de la imagen que tenemos de nosotros mismos,

también de la imagen que proyectamos en los demás,

de la imagen que de cada uno de los demás que nos rodean tenemos

y, en fin, de la importancia que tiene

la y/o concedemos a la imagen de nuestro cuerpo considerado

como una especie de tarjeta de presentación

ante todo el mundo, que es un poco eso, ¿no?

Sí, sí, totalmente. Al fin y al cabo, nuestra imagen

y, cuando hablamos de imagen, hablamos de nuestro cuerpo,

hablamos de nuestro lenguaje no verbal

y también el cómo comunicamos.

No dejamos de ser...

O sea, nuestro cuerpo, nuestra manera de movernos

no deja de ser una manera de transmitir

quiénes somos, qué pensamos, qué sentimos

y cuál es nuestro estado de ánimo también.

¿Qué pasa cuando uno se mira al espejo y dice: "Madre mía"

y no le gusta a uno nada lo que ve?

Bueno, pues yo creo que esos momentos los tenemos todos,

o sea, que hay días y días donde nos vemos

más o menos favorecidos.

Eso es algo completamente normal.

El problema quizás está cuando nos obsesionamos

con que no nos gustamos y, además, empezamos a odiarnos

y eso pasa muchas veces

e incluso hay dentro del campo de la psicología

un concepto que se llama "dismorfofobia",

donde las personas, de repente, cuando se miran,

es como mirarse en estos espejos que están

en las ferias. Te deforman, ¿no?

Donde te ves deformado.

Y eso sí que se convierte en un problema

porque muchas veces lleva a que las personas

desarrollen trastornos alimenticios,

anorexia, bulimia, vigorexia, esa tendencia

a hacer mucho ejercicio. A hacer mucho ejercicio.

Y la obsesión por la comida

y, claro, lo cierto es que lo moderado,

para mantener una estabilidad,

es importante llevar una vida saludable,

tener una buena alimentación,

pero, bueno, tenemos el cuerpo que tenemos

y le podemos sacar mucho partido

y todos tenemos cosas de nosotros mismos que no nos gustan

y hay cosas que podemos cambiar y hay cosas que no podemos cambiar,

pero la aceptación es fundamental,

es hacia donde va la salud.

Es cierto que hay algunas personas, por ejemplo,

que sufren de complejos y realmente sufren,

sufren y entonces ahí entra este tema de la cirugía plástica

y lo cierto es que yo creo que no hay que juzgar eso,

hay personas que les viene muy bien.

Claro. Es una manera de solucionar

y sentirte tú mejor contigo mismo y tener una buena autoestima;

ahora bien, obsesionarse con eso sí puede ser un problema.

Que hay casos, por ejemplo, de actores conocidísimos

que han llegado a transformar tanto su físico

que se han convertido en verdaderos monstruos.

A mí me parece una tragedia terrible, por ejemplo,

la de Hedy Lamarr, una mujer bellísima,

inteligentísima, que no pudo nunca dejar

de ser bellísima para poder, digamos, vivir

porque ya tenía ese papel en la sociedad

y al final se convierte

en un monstruo, físicamente hablando.

Claro, ahí estamos hablando, precisamente, de la dismorfofobia

y no solamente en el mundo del arte o de los actores,

pero eso en la vida cotidiana es algo que veo con mucha frecuencia.

Yo creo que todos, cuando vamos andando por la calle,

nos podemos encontrar a personas como Hedy Lamarr.

En estos casos, lo que suele suceder,

por ejemplo, lo que le pasó a Hedy Lamarr,

esta antigua maravillosa actriz que hizo obras de arte

y que ella misma, su belleza, era una obra de arte,

también hay que decir que en esa época,

que estamos hablando, si mal no recuerdo y tú me corriges,

a principio de siglo.

Sí, bueno, estamos en el siglo XX,

en los años 30, 40, 50. Los años 30, exactamente.

Ella vivió hasta los 80 o así.

Muchísimo tiempo. Ahí quizás se valoró más

no su inteligencia, que, al fin y al cabo,

todo lo que aportó a la ciencia fue una cosa bestial,

pero, en aquella época, las mujeres,

o sea, la belleza era como lo que más se valoraba

y más en el mundo de Hollywood.

Qué pena.

Eso ha ido cambiando.

Hay muchas cosas todavía que cambiar,

pero, volviendo a ese concepto, a esa percepción de uno mismo,

el sufrimiento que subyace en estas personas es terrible,

porque es como que su imagen o su concepto de la belleza

se convierten en el todo, en la prioridad de su vida,

y se valoran a sí mismo, a sí mismas y a los demás

a partir de lo que ellos consideran que es la belleza

y lo cierto es que la belleza...

Está en otros sitios también.

Por ejemplo, la obsesión por luchar contra el paso del tiempo,

pero si a lo mejor una arruguita bien puesta

queda superbién,

como decía Adolfo Domínguez hace mucho: "La arruga es bella".

Puede serlo. La arruga es bella.

Ahora bien, para cada uno significa algo diferente.

Hay personas a las que la edad

les abruma muchísimo, quizás porque les acerca más

al final de su vida, quizás porque cuando se miran

se sienten por dentro muy jóvenes,

pero por fuera se asustan.

O sea, también vivimos en el mundo occidental,

en un mundo donde el envejecimiento es algo casi como una enfermedad

para algunos y no se acepta y, claro, eso es un problema

porque lo cierto es que ahora, por ejemplo, somos más viejos

que el principio de este programa.

Claro y no pasa nada y estamos tan a gusto.

Por supuesto y con el envejecimiento...

Habrá quien piense que incluso mejor.

Claro, yo diría que mejor, oye, que envejecer bien...

Yo conozco a muchas personas, incluso a actores, por ejemplo,

el famoso Paul Newman,

qué atractivo y qué buen envejecimiento,

que ya, lamentablemente, no está con nosotros hoy día.

Pero, bueno, el envejecer no es feo,

hablando de la belleza, no es feo, es interesante.

¿Y qué pasa con la gente que tiene la reacción contraria

ante el espejo, que se ve y tiene

el complejo de madrastra de Blancanieves

y se cree pues eso?

Bueno, ahí lo que suele pasar muchas veces

es que las personas, por ejemplo,

cuando se miran al espejo y están muy obsesionadas con ello

y necesitan verse hermosas, hombres y mujeres, o incluso se ven

más guapos que los demás y ese es su objetivo,

quizás esa es su prioridad,

pero lo cierto es que el cuerpo cambia,

el cuerpo cambia y no podemos permanecer.

Lo cierto es que también

la cirugía estética tiene un papel importante.

Yo, en mi campo de la psicología y del trauma,

lo cierto es que también trabajo mucho

con personas con cáncer, personas que han tenido accidentes

y, gracias a la cirugía estética,

o sea, pueden también volver a reconocerse,

o sea, es maravillosa

y creo que hace una aportación fundamental.

Al que no le gusta quedarse calvo.

Hay quien le gusta y quien no le gusta.

Cada uno tiene derecho a hacer lo que quiere,

o sea, algunos nos ponemos a régimen y es...

Y, la verdad, qué trabajo cuesta. A mí, por lo menos, una barbaridad.

Pero también no solamente para sentirnos sanos,

sino también para vernos bien.

No hay que olvidar el vínculo que tiene con la autoestima

cómo yo me valoro a mí mismo, cómo me siento a mí mismo,

el mirarnos al espejo y vernos bien,

no hace falta verse más guapo que otras personas,

pero verte bien, verte saludable también forma parte del autocuidado.

¿Y cómo trasmitimos

una buena relación con la propia imagen

a nuestros hijos? ¿Qué le tenemos que contar

a los críos?

Qué buena pregunta porque ahí es fundamental,

más que centrarnos solamente en la belleza,

en: "Qué guapo eres" o: "Qué guapa eres",

sino: "Qué bien lo haces".

Ahí la prioridad yo creo que es más el comportamiento,

pero, cuando, por ejemplo, un niño

está muy mono, o sea, cuando nos arreglamos

y que te digan: "Oye, qué guapa estás",

oye, pues qué alegría.

Ahora, también es muy curioso

que hay personas que no llevan bien los halagos,

no llevan bien que les digas eso y...

Se ponen a la defensiva: "¿Qué querrá?".

"¿Qué querrá?" o les da vergüenza,

no les gusta llamar la atención o ser el centro de atención,

no les gusta ser vistos, quieren pasar desapercibidos,

incluso hay personas que, en vez de cuidarse,

de hecho, se descuidan una barbaridad

como protección,

cuando, en realidad, no es una protección.

Lamentablemente, hay personas

con las que he trabajado a lo largo de los años

que han sufrido abusos de negligencia,

de maltrato psicológico, físico o sexual, que, de hecho,

con el fin de alejarse de las personas para crear un muro,

también como que manipulan,

consciente o inconscientemente, su propia imagen y su propio cuerpo

para mantenerse, para protegerse de los demás.

O sea, el cuerpo es importante,

es como la caja con la que vamos a ir el resto de nuestra vida,

es importante cuidar nuestra caja.

¿Cómo definirías tú

una buena relación con nuestra propia imagen,

que no sea mirar y darse un poco de pena

ni tampoco mirar y creerse la bomba?

Claro, ahí quizás están los extremos.

Yo no creo en los extremos, pero en los extremos en nada,

todo lo que sea extremista hace que también perdamos...

Parece como que excluye lo contrario

y, al final, lo que hace es afirmar lo contrario.

Claro y la zona gris,

que ahí, de hecho, hay una gama de tonos mucho más interesante.

Entonces el tener saludable con la propia imagen tiene que ver

también con cómo te ves a ti mismo, pero también tu personalidad,

tus recursos, tu habilidades, tus fortalezas y tus debilidades,

o sea, el tener la humildad también para ver

qué cositas no se te dan bien o cuáles no son tus fortalezas

o qué aspecto de ti físico

no luce... Como te gustaría.

Como te gustaría

también depende de la importancia que se le dé.

Quitar la importancia total quizás no sería razonable,

pero darle toda la importancia

es también alimentar al lobo del complejo

y eso no queremos.

Porque se ha dicho muchas veces que la sociedad en la que vivimos

es una sociedad de la imagen, que somos esclavos de la imagen.

Yo no estoy seguro de eso.

¿Tú qué opinas? Yo creo que hoy día

lo cierto es que la imagen tiene un papel muy importante

y ¿sabes dónde creo que todos podemos identificarnos?

En las redes sociales.

Ahí hay mucho tema de imagen.

Hay muchas personas que, por ejemplo, están pasando

por un momento terrible,

pero quieren dar la imagen contraria.

Hay personas que quieren presumir

o que quieren que vean

aspectos de ellos que a lo mejor tampoco son reales.

Hay otras personas que quieren compartir

y eso es algo bueno.

O sea, las redes sociales, nuestra imagen también está ahí.

Ahora bien, qué importante también es enseñar a los hijos

y enseñarnos a nosotros mismos

qué imagen queremos dar al mundo,

que, una vez que colguemos una foto o digamos unas palabras,

ya deja de ser nuestro,

ya se queda ahí y, además, se queda ahí para siempre.

Por lo tanto, el aprender a gestionar nuestra imagen pública

también es muy importante.

Me están diciendo que tenemos que terminar.

Hay un montón de preguntas que no hemos hecho.

Es que, mira, hay un caso, por ejemplo, reciente

de una pobre señora que se suicidó

porque corrió un vídeo sexual entre los compañeros del trabajo.

La verdad es que... No sé, me gustaría que comentaras

algo sobre este asunto.

Para empezar, eso me parece algo terrible terrible

y todas las personas, de hecho,

me da igual quiénes son, no las conozco,

todas las personas que contribuyeron

a compartir algo tan íntimo

les faltó empatía, consideración

y, desde luego, eso es inaceptable

y esto es un mensaje importante,

primero, de lo que se comparte

y, dos, que en este caso tengo entendido que ella no compartió,

que el que compartió fue un compañero,

qué terrible utilizar la imagen de otra persona

para denigrar, para destruir la integridad y la dignidad,

qué conciencia, qué inconciencia

y me pregunto cómo dormirán esas personas por la noche.

Ha sido un placer. Muchas gracias.

Muchas gracias. Nos vemos dentro de 15 días,

¿vale? Muy bien.

Para hablar de la nostalgia, que es un tema más amable.

Sí, sí. Bueno, este también lo era,

ahora que lo pienso.

Gracias. Seguimos.

La Escuela de Pensamiento Computacional

es una iniciativa coordinada

por el Instituto Nacional de Tecnologías Educativas

y de Formación del Profesorado

en colaboración de las Consejerías de Educación

de las comunidades y ciudades autónomas.

La Escuela de Pensamiento Computacional

procede de la propia Unión Europea,

que ya hace como cuatro o cinco años

vino alertando de la necesidad de puestos técnicos

y puestos de trabajo especializados en el futuro.

De hecho, para 2020 ya se preveían

como 800.000 puestos de trabajo necesarios

con dificultad para cubrir.

A partir de esto, surgen una serie de iniciativas

y, entre ellas, en el ámbito educativo,

podríamos decir que la más importante es

el Espacio Único Europeo 2025

y, dentro de él, el Plan de Educación Digital

de la Unión Europea. Y dentro de este Plan Digital,

una de las líneas de acción es

la implementación o la integración

del pensamiento computacional, la programación y la robótica

dentro de los planes de estudio,

dentro de las iniciativas de los Gobiernos

de la Unión Europea. Por esto lo introdujimos

en lo que es nuestro Plan

de Transformación Digital Educativa como un elemento fundamental

para integrar tanto en nuestra formación

como en nuestras iniciativas.

A partir de aquí, la Escuela de Pensamiento Computacional,

que es una iniciativa en cooperación con las comunidades autónomas,

se han sumado cada con sus centros educativos

llegando así a 700 docentes durante este curso escolar,

hasta más de 14.000 alumnos,

con lo que el impacto

está siendo verdaderamente interesante.

No solamente

queremos llegar a estos docentes o a estos alumnos,

sino que pretendemos

que los materiales que se creen y se generen

durante esta experimentación y este piloto sirvan

para que otros docentes se sumen a esta iniciativa.

-El pensamiento computacional

es una capacidad que permite resolver problemas

y comunicar ideas aprovechando la potencia de los ordenadores

o de los dispositivos con capacidad de cómputo.

Y la Escuela de Pensamiento Computacional

lo que persigue, precisamente, es ofrecer a los docentes españoles

y, por tanto, a los estudiantes

la posibilidad de trabajar esta habilidad a través

de actividades de programación y de robótica.

Nosotros no queremos que todos los estudiantes

sean programadores, que todas las alumnas sean

ingenieras en robótica,

del mismo modo que, cuando enseñamos

Inglés en la escuela, no queremos que todos sean traductores;

pero sí estamos convencidos, porque así lo demuestra

la evidencia empírica de la que se dispone,

de que, en el proceso de aprender a programar

y en el proceso de desarrollar el pensamiento computacional,

se están adquiriendo otras habilidades que son

fundamentales para todo el mundo,

por ejemplo, la capacidad de trabajar en equipo,

la capacidad de enfrentarse a errores,

de comunicar ideas, de resolver problemas.

Nuestro objetivo es que las prácticas y las clases

de la Escuela de Pensamiento Computacional

sirvan para relacionar la tecnología y la informática

con todas las áreas del currículo.

-Estamos en un proyecto del INTEF

de Escuela de Pensamiento Computacional

de Bachillerato, en el que, mediante

la plataforma Kibotics, trabajamos

el pensamiento computacional a través de simuladores.

-Kibotics.org es

una herramienta educativa de última generación,

entonces combina tecnologías web

con tecnologías de robótica.

Desde el INTEF, estaban buscando una plataforma educativa innovadora

y entonces se pusieron en contacto con nosotros

porque hacemos justo ese tipo de tecnología

y es la que están empleando ahora en el proyecto piloto

de la Escuela de Pensamiento Computacional

en el nivel de Bachillerato.

-A diferencia de las etapas de primaria y secundaria,

donde se pudo trabajar con muchos alumnos,

tuvimos que limitar el número de alumnos usuarios

que pudiesen trabajar de forma simultánea,

puesto que los requisitos de "hardware"

y técnicos son mucho más complicados para instalar este simulador.

Por este motivo, las comunidades autónomas

y ciudades autónomas que participaron seleccionaron

un solo centro por ciudad o por comunidad autónoma.

En total son 16 comunidades autónomas

y las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla,

que participaron en el proyecto.

-Si nuestro ratón se va hacia la izquierda,

tengo que girar hacia la izquierda.

Si nuestro ratón va a la derecha, tengo que girar a la derecha.

-Tenemos un simulador de un robot, entonces

lo que estamos programando perfectamente podría funcionar...

-En la vida real. -Sí, en la vida real

con un robot de verdad.

-Si está esto dentro del mismo, no avanza. Si está fuera, no gira.

-De esta forma, tenemos en cada ordenador,

podemos tener

un robot y así todos podemos trabajar con los robots

con simulaciones

que hacen que aprendamos a programar

sin tener que comprar un robot.

-No es necesario invertir en "hardware"

para aprender robótica, para estudiar robótica.

Puedes programar robots

sin necesidad de un desembolso enorme en material

de "hardware", que siempre hay que renovar y demás.

Entonces la primera ventaja es esa,

se puede aprender robótica sin tener robots físicos.

Vas a tener robots,

pero robots simulados.

En ese sentido, también se pueden utilizar

no solo robots pequeñitos limitados,

sino programar

robots más sofisticados. Por ejemplo, en la Escuela

de Pensamiento Computacional del INTEF han programado

un Fórmula Uno. No tenemos dinero

un Fórmula Uno de verdad, pero sí que lo podemos programar

para que sea autónomo

y, en ese caso, con un Fórmula Uno simulado.

También un dron.

Entonces pueden programarse una variedad enorme de robots

sin necesidad de tenerlos físicamente.

-También

se puede utilizar desde casa.

-Y también tienes la tranquilidad

de que realmente no tienes un límite de tiempo muy corto.

-Al ser "online",

los alumnos que no consiguen en la hora de clase

que su simulador funcione

pueden trabajar desde casa y pueden alcanzar los objetivos.

También realizamos una tutorización "online"

mediante servicio de mensajería en el que los alumnos nos envían

o me envían los fallos, los errores que van cometiendo

e intento resolvérselos desde casa.

-Como ven más variedad de robots,

ayuda a amueblar la cabeza

con independencia del robot concreto

en el que están haciendo cosas

y también otra novedad es que pueden programar los robots

en un lenguaje de texto,

que es un paso más allá de lo típico que se aprende.

La iniciación es

con un lenguaje gráfico visual de bloques tipo Scratch.

Ahora este lenguaje, el que está ahora mismo

en esta parte de Kibotics es con Python,

un lenguaje de texto más parecido

a los que luego se emplean en la universidad,

pero, a su vez, muy asequible, muy potente.

Entonces esa, una de las mejoras

que creemos que proporciona la plataforma es justo foguear

a los alumnos en este lenguaje

que es más potente que el lenguaje visual.

-La plataforma Kibotics

nos divide la pantalla en dos partes.

La primera parte es en la que tenemos

la teoría y el código.

En esta teoría nos cuenta

cómo funcionan los sensores y los actuadores

y nos dan también las instrucciones

con las que vamos a trabajar nuestro robot.

En el momento en que los alumnos ya han visto la teoría,

entran en el código, que nos permite directamente

programar nuestro simulador, que lo tenemos a la derecha,

de tal manera que, en el momento en que hayan metido su programa

y hayan hecho las modificaciones, puedan comprobar sus modificaciones

dándole al "room" y viendo cómo su robot

trabaja de la manera correcta,

lo cual nos permite instantáneamente modificarlo

e ir cambiando las cosas.

-Nos ayuda a analizar los datos

y a programar posibles respuestas.

-Estamos intentando

que un dron simulado en realidad virtual

intente seguir a otro a través de la visión artificial.

-Tienes un robot que tiene que seguir una pelota

por visión artificial.

Creamos un bucle por coordenadas

y ya está, es eso.

-Es un robot

que se guía por los infrarrojos y definimos

los colores que ve mediante números

y, en función del orden en que vea

el color negro, que es el de la línea,

y el blanco, que es el de cuando se está saliendo

de la línea,

le tenemos que meter que gire a la izquierda

o que gire a la derecha y, si solo ve negro,

que es el color de la línea,

tiene que avanzar hasta que vea

un poco de blanco y girar a un lado o a otro.

-El lector de sonidos analiza

la distancia a la que se encuentra el robot

de los obstáculos.

Nos devuelve un valor numérico y, jugando con eso,

hacemos que, cuando el robot esté cerca de los obstáculos,

pare, gire y pueda seguir sin chocarse con ningún obstáculo.

-Hemos puesto en marcha una plataforma "online"

de formación para el profesorado en el que se le va a dar un curso

de tres meses de duración, donde aprenderán

los conocimientos básicos

del lenguaje Python para programar los robots.

En la primera fase de formación "online"

para el profesorado

se les va a dotar de unos tablones de novedades,

unos foros de consulta de ayuda entre ellos

y van a estar tutorizados en todo momento por personal experto

que conoce las prácticas y el funcionamiento del simulador.

-A mí me parece creativo

y, o sea, es más fácil aprender con esto

porque te estás divirtiendo a la vez que aprendes.

-Es interesante porque, además de ser divertido,

nos permite pensar

y resolver problemas que en otras asignaturas

no alcanzamos a ver.

-Estamos trabajando en una especie de juego

que, a su vez, es una competición.

Competimos entre nosotros mismos,

pero, además de eso,

nos podemos ayudar en algunas dudas que tengamos

porque le objetivo en sí

es que aprendamos y avancemos en la programación.

-Nosotros, teniendo en cuenta la plataforma de Kibotics,

decidimos montarlo como un juego.

Los alumnos ya están acostumbrados,

están en una era digital donde tienen Nintendo Switch,

tienen 100.000 "tablets", tienen 100.000 cosas.

Aunque el proyecto es muy atractivo,

queríamos o quería que los alumnos tuvieran una motivación.

El juego lo hemos llamado "TICRROR",

jugando con las palabras

del nombre de la asignatura TIC y "terror",

y consiste en intentar salir del instituto,

en el que cada una de las fases,

cada uno de los problemas que nos plantea Kibotics

nos permite ir bajando de planta.

Nosotros ahora mismo estamos en la cuarta planta.

Serían cuatro plantas y la puerta de salida.

El simulador de Kibotics nos plantea diferentes problemas.

La primera parte es aprender a programar en Python,

que directamente comprobamos ahí, nos va dando los errores,

y en los otros siguientes ejercicios

trabajamos desde infrarrojos,

ultrasonidos y por visión artificial.

-El juego, Álvaro, el profesor, lo creó

como una especie de virus

que se había creado

y teníamos que hacer varias fases.

Cada fase es un robot que hace una cosa distinta

y, al superar todas las fases,

era salir del virus.

-Los alumnos

han demostrado que su cerebro no está infectado

y conseguirían salir del instituto, conseguirían la nota máxima.

-El hecho de solucionar problemas programando,

que básicamente se basa en dividirlos en eso,

en problemas más pequeños y así es más fácil resolverlos.

Es aplicable a la vida real.

-Al fin y al cabo, es pensamiento computacional

y te permite básicamente separar

un problema grande en muchos pequeños

que puedes alcanzar a resolver pensando de una manera lógica.

Y eso sí que es útil en la vida del día a día.

-Es importante, primero, porque aprenden a programar.

Hoy en día, programar creo que es importante

en cualquier ámbito de la vida

y aprenden principalmente a pensar y razonar

y a solucionar problemas.

Aprende creatividad, ya que todos los problemas

no son iguales. Los alumnos buscan la solución

de diferentes maneras,

que nunca nunca el código es igual

en una pareja o en otra.

-Los tres que acaban

el código son los que reciben una "moneda",

entre comillas porque no son monedas reales,

son que se pueden canjear, por ejemplo, para obtener una chapa

o un punto más en la asignatura.

-Cada uno de los diferentes problemas

que nos plantea Kibotics

lo hemos puesto como una de las fases,

salvo la primera, la de formación de Python,

y los alumnos, al superarla, todos obtienen la puntuación máxima

con solo hacerla, pero, para motivarles un poco,

hemos decidido darles unas monedas que les permite adquirir

una serie de rangos, una serie de premios.

Otra de las cosas que decidimos hacer,

viendo que los errores eran siempre los mismos:

que los alumnos buscaran reírse de sus propios errores.

Entonces decidimos que ellos hicieran memes

de los errores que van cometiendo.

Por ejemplo, una de las cosas que al principio les costaban:

cómo pueden hacer que el programa fuera infinito.

Una de las frases de Einstein es

que no hay cosas más infinitas,

pues metimos el "while True".

O algún alumno también

nos jugó con Buzz Lightyear:

desde el infinito, más allá.

-El que el centro Martínez Uribarri esté dentro de todos estos programas

supone un aliciente para los alumnos.

En la enseñanza,

cuando se hace una cosa que realmente se hace con ilusión,

los alumnos eso lo captan

y enseguida se meten dentro y participan.

Hemos hecho un test de pensamiento computacional

y con ese, tenemos grupos de control,

grupo experimental, y hemos hecho un test

antes de empezar el curso,

dentro de la escuela de pensamiento computacional

y ahora cuando termine vamos a pasar el mismo test

a todos los integrantes.

Y vamos a medir si las capacidades,

habilidades de programación, de pensamiento computacional

han mejorado desde antes a después del curso,

con la herramienta de *,

y también cómo es la comparativa

entre los que han utilizado esta nueva tecnología

o los que están aprendiendo robótica con los cursos

que había hasta el año pasado.

-Estas pruebas intentan medir

mediante ejemplos prácticos

que se pueden solucionar mediante pensamiento computacional,

el nivel de maduración del alumno.

Por ejemplo, tenemos una prueba que se aplicó en el caso senior

que es aplicar el pensamiento computacional

en cómo hacer papiroflexia

o cómo optimizar el plegado de un papel

para realizar una figura.

Esta prueba se realiza al inicio del curso

y se realiza al final y vemos la evolución

del alumno a lo largo del proyecto.

-Mi deseo, que yo creo que va bien encaminado,

es que los que han aprendido robótica con esta plataforma,

van a tener una mayor destreza

que los que han aprendido por métodos tradicionales.

Precisamente, por la variedad de robots que se programan

y por el lenguaje de programación.

-Al grupo, le afecta de manera muy positiva,

porque en el fondo no es competir,

en el fondo provoca que entre ellos se ayuden

para llegar todos y alcanzar los objetivos.

El que consigue llegar primero,

ayuda a los siguientes,

incluso llegan entre ellos a asociarse.

"Tú me ayudas con este error, yo te ayudo con otro",

lo cual favorece el ambiente del grupo

aparte de aprender a trabajar de manera colaborativa

sin pensar en superar al resto.

(Música)

Taller de naturaleza con WWF,

hoy para hablar con el especialista José Luis García Varas

sobre los retos de la conservación marina.

¿Cuáles dirías, José Luis,

que son los principales retos que tenemos planteados?

Seguramente, para los océanos,

el principal reto es la pérdida de biodiversidad

y la degradación de sus ecosistemas.

Es algo que es generalizado en todo el mundo animal,

en las especies, pero en el caso de los océanos,

pasa más desapercibido y es mucho más sensible.

Hay 1 millón de especies en muchos casos,

no son conocidas todavía por la ciencia.

Luego tenemos otro gran reto

que es la gestión sostenible de los recursos,

es decir, ya no pensando solo en la pesca,

sino otros recursos que...

¿Por ejemplo?

Pues tenemos recursos mineros,

tenemos biotecnología,

acuicultura...

Después nos producen otros elementos, gracias a ellos,

la temperatura del planeta hace habitable...

En fin, los servicios de ecosistemas son brutales.

Pero es que, además,

hay un incremento de las actividades económicas en los océanos,

y eso es un reto,

un incremento del transporte marítimo,

la navegación, un incremento de la acuicultura,

del desarrollo turístico,

nuevos desarrollos como es la minería

en gran profundidad...

¿Cómo se puede poner todo eso

que implica muchísimas autoridades,

países, en fin...

¿Cómo se puede poner todo eso en conjunto

y tratar de hacer una gestión, digamos, razonable?

Bueno,

este es un elemento muy importante

que es la gobernanza de los océanos.

Hay que pensar que prácticamente el 50% del planeta

está fuera de los límites jurisdiccionales.

Y aunque existe dentro de Naciones Unidas una ley,

la ley del mar,

que en teoría es de los años 70

y en teoría intenta regular esto,

pero claramente, ahora mismo,

hay un proceso para fortalecer este elemento.

Desde la creación de áreas marinas protegidas en alta mar,

porque ningún país es responsable, hasta, realmente,

tener la colaboración de todos los países

para una gestión adecuada de estas actividades.

Estamos pensando que pesca ilegal, muchas veces,

está relacionada con zonas más allá de las jurisdicciones,

tenemos países con banderas de conveniencia,

que realmente no cumplen las leyes.

Y luego tenemos muchos organismos

que gestionan partes muy concretas de la actividad humana en el mar,

pero no algo que lo englobe,

y tenemos una necesidad de tener ese buen gobierno

y que Naciones Unidas...

¿Tenéis esperanza, quiero decir,

de que esto pueda cambiar en algún momento?

La preocupación por los océanos ha cambiado los últimos años,

y esto lleva a que evidentemente más países están interesados

y la sociedad civil está mucho más implicada en este tema.

Por tanto, tenemos esperanzas.

La cuestión es cómo de rápido se realizan

este tipo de acuerdos que son internacionales

y son muy complejos,

pero creo que existe una necesidad imperiosa

de que estos acuerdos lleguen por el bien del planeta en general.

Quizá, en esta concienciación

nueva y masiva de la salud del mar,

esté implicada nuestra propia salud,

que estamos viendo que antes hablaba del mercurio,

pero ahora son los micro plásticos que se comen los peces.

¿Cuáles son los pescados que tienen más micro plásticos?

¿Cómo se puede evitar eso?

Bueno, hay que pensar,

antes empezaría porque prácticamente el 80% de las basuras

que hay en el mar vienen de tierra.

Solo el 20% se producen en el mar, con lo cual,

la conexión que existe entre lo que nosotros hacemos

y lo que ocurre en el mar es muy importante.

La semana pasada,

el patrón mayor de la Federación de Asturias

hablaba de que el mar devuelve lo que le damos.

Y lo que normalmente hacemos es darle plásticos,

la digiere y nos lo devuelve en forma de micro plásticos.

Es un problema muy grave

porque realmente estamos empezando a entender lo que ocurre.

Hay que pensar con el plástico,

que no solo afecta a los mares

de los ecosistemas marinos,

en realidad hay dos elementos comunes en todos los ecosistemas,

no solo marinos, también los terrestres.

El agua y el plástico.

Luego lo tenemos a nuestro alrededor,

lo tenemos en la atmósfera, lo tenemos en el aire,

y estamos viendo y estamos empezando a entender

que también afecta a las especies.

Desde especies que mueren debido a la acción del plástico

en el que encontramos ballenas

o cachalotes que en el estómago tienen toneladas de plástico

y les ha producido la muerte,

a pequeñas partículas

que están empezando a entender

o a ver los investigadores cada vez que buscan

en los estómagos del pescado

y que no acabamos de entender cuál es el efecto

que va a tener para nosotros, pero desde luego,

es un problema muy grave,

es global y la acción requiere de muchas partes.

Ahora, no sé, hace algunos días,

vimos en los telediarios contenedores con los plásticos

que Europa mandaba a Indonesia

devueltos desde allí.

¿Eso va a empujar, crees,

en la correcta dirección?

Sí, va a empujar.

De hecho, cada vez somos más conscientes

del problema del plástico.

La Comisión Europea ya ha pedido

acciones concretas a los países europeos

para que eliminen los plásticos de un solo uso,

hay que pensar que hay millones de elementos

de plástico en los océanos,

pero en muchos casos,

son productos que utilizamos

15 minutos en nuestra vida.

Y esto de forma constante,

es decir, los tenemos continuamente.

Las bolsas de plástico, las pajitas de plástico,

muchos elementos que forman parte

del empaquetado de los productos que compramos

y que son realmente innecesarios.

Evidentemente, es necesaria una reflexión por todas las partes,

desde las industrias de distribución

hasta cualquier empresa que tiene que revisar

un poco la huella de plástico...

La legislación misma, también.

La propia legislación y los gobiernos

tomando medidas de reducción.

Esto no deja de traer retos

porque la gestión de la basura es un reto habitual,

qué es lo que ocurre con las depuradoras,

por ejemplo, en época estival

en el que multiplicamos por cinco la población en nuestras costas.

Claro, y otra de las cosas...

Eso es increíble,

que Europa nos ponga multas

cuando hace tanto tiempo que deberíamos tener eso solucionado

y que no haya solución, que no se solucione.

No terminamos de solucionarlo, es un problema que es muy complejo,

suele ser muy caro,

pero hasta que no vemos las consecuencias del problema,

no es cuando empezamos a tomar medidas urgentes.

España es un país en el que se come mucho pescado,

un país pescador, en fin,

una de las flotas más importantes del mundo.

¿Lo gestionamos bien?

¿Hemos mejorado?

¿Tenemos mucho que mejorar todavía?

Bueno, aún nos quedan muchos pasos.

En los últimos 10 o 15 años ha habido un cambio importante.

En la gestión o la política pesquera,

depende de la Comisión Europea,

y ha marcado unos objetivos que son realmente ambiciosos,

pero nos queda mucho por transitar.

En las pesquerías del Atlántico ha habido una recuperación

de muchas de las pesquerías.

Se han recuperado las poblaciones hasta niveles bastante sostenibles,

el Mediterráneo es otro tema,

y es necesario trabajar mucho.

Pero es muy alentador, quiero decir,

que se recupere en un sitio significa

que se puede recuperar en los demás.

Esto es lo increíble de los océanos,

problemas que durante mucho tiempo, no solo no les hemos hecho caso,

sino que les hemos estado escupiendo en la cara,

pero realmente,

en el momento en que los cuidamos y se hace una gestión racional,

enseguida devuelven realmente los resultados,

un ejemplo claro es el caso de la pesquería del atún rojo

que estuvo al punto de la extinción comercial

y que en unos años de control,

de haber ajustado las cuotas

a lo que realmente estaba la situación,

en apenas 10 años tenemos ahora una población

que tiene máximos históricos de biomasa.

Y esto, es muy importante, porque seguramente,

la proteína que viene del pescado

es de las más eficientes que hay en términos de CO2,

en muchos términos.

También en el de la salud.

También en el de la salud,

y mucha gente en el mundo depende de ella.

Estábamos calculando que unos 800 millones de personas

dependen directamente de la proteína del pescado

como primera fuente de proteína.

Es decir, que de cara al bienestar de las personas,

a la sostenibilidad del planeta

y de nosotros mismos, es una cosa clave

el que recuperemos o seamos capaces de recuperar esto.

Y una recomendación al alcance de todos

para mejorar la salud de los mares.

¿Qué podemos hacer cada uno de nosotros

que usamos el mar cuando vamos a la playa?

Echamos vertidos...

Lo primero es estar sensibilizado.

Yo creo que cuando somos conscientes de los problemas,

por ejemplo, antes hablábamos de los plásticos

y las consecuencias que tienen,

no solo para nosotros, también para el medio ambiente,

somos más cuidadosos,

tenemos que cambiar seguramente los hábitos,

tenemos que pedir no utilizar una bolsa de supermercado,

llevar nuestra propia bolsa desde casa,

que el producto que compremos no esté empaquetado en plástico,

reducir al máximo el empaquetado.

Todas estas pequeñas cosas nos ayudan,

de hecho, hay por ahí alguna foto

en las calles de París en el que las alcantarillas pone:

"el mar empieza aquí", y efectivamente,

el mar empieza en nuestra casa, directamente.

Con lo que hagamos en nuestra casa.

Luego, también, a través de nuestro consumo,

es un elemento también muy importante.

Buscar productos del mar que sean de origen sostenible

es una clave, es estar apoyando iniciativas

que apuestan por acciones

que van a mejorar la situación de las pesquerías

y que tienen que ser recompensadas

de alguna forma a través de nuestra compra, y eso es...

Recordemos cuál es el simbolito que tenemos que ir buscando.

Hay sistemas de certificación que nos lo aseguran,

uno de ellos es MSC,

que nos asegura este origen certificado,

pero luego, cuando estamos en la playa,

acercarnos a los productos que son más locales,

no estar comiendo siempre las mismas especies

que habitualmente comemos,

y aproximarnos a otro tipo de especies que son muy diversas

y son muy ricas tanto en nuestra actividad pesquera

como en nuestra gastronomía.

Probarlas y apoyar este tipo de producto.

Y, luego, la sensibilización,

yo creo que tenemos que cada vez ser más conscientes

de lo que hacemos, del impacto que tenemos

y de cómo, con nuestra actitud

en el uso del coche, o en el uso...

Que estamos afectando al clima,

nos estamos afectando y, de forma indirecta,

estamos afectando a los océanos.

Pues a través de la sensibilización,

con el apoyo de iniciativas sostenibles,

de protección de áreas protegidas, etcétera.

Es una forma muy buena, realmente,

de solucionar estos problemas que tenemos.

Un placer, José Luis, como siempre.

Muchas gracias por acercarte a "La aventura"

a hablarnos de estos temas y hasta la próxima.

Muchas gracias y hasta cuando queráis.

Seguimos, tiempo ahora

para el noticiero científico cultural iberoamericano.

(Música)

Hola, ¿cómo están?

Soy Iván Carrillo,

bienvenidos al noticiero científico y cultural iberoamericano

NCC.

¿Tu hijo se separa de los eventos sociales

porque pasa todo el tiempo en el teléfono?

Son algunas de las preguntas del cuestionario

que ayuda a determinar posible adicción a la tecnología.

Un problema que genera

una preocupación cada vez mayor entre padres y educadores.

"La tecnología continúa en crecimiento

y su uso es casi indispensable para algunas personas,

ya sea por trabajo o entretenimiento.

Sin embargo, en la actualidad,

también se ha observado un incremento de niños

que adoptan el uso de la tecnología

a edades mucho más tempranas que las recomendadas

por la academia americana de pediatría.

Y no hay nada malo en que un niño utilice un celular,

una tableta o disfrute de un videojuego.

Solo que la moderación de tiempo y la supervisión de los padres

o cuidadores es fundamental para evitar

consecuencias negativas en su desarrollo físico y emocional".

Sabemos que nuestros niños,

y los estudios lo dicen,

utilizan de cuatro a cinco veces más el tiempo y ese equipo.

Por ende, así es como a padres y profesionales nos preocupa.

No nos preocupa el uso,

nos preocupa el uso desmedido de este equipo.

"La academia americana de pediatría recomienda

que los niños de cero a dos años no hagan uso de celulares,

tabletas y videojuegos.

Mientras que aquellos que tienen entre dos y cinco años

no deben excederse de una hora al día.

Una vez cumplidos los cinco años,

la academia señala que se les puede permitir

el uso de estos dispositivos un máximo de dos horas diarias".

Otro problema grande es que los niños

que se excitan mucho por estos juegos, específicamente,

o televisión a horas tardías,

pues duermen menos.

Y los niños que padecen de insomnio,

no tienen una buena ejecutoria escolar.

Puede afectar su ejecutoria escolar,

su aprovechamiento académico,

por estar viendo televisión

a horas altas de la noche

o estar hablando por el videochat, etcétera.

En realidad, hay que limitarlo.

Si queremos evitar estas complicaciones.

"Otro aspecto a cuidar

es la capacidad de socialización del menor".

La socialización es vital.

O sea, cómo es que tú crías a un niño,

en qué forma le inculcas los valores,

en qué forma le enseñas a qué responder

y cómo responder es fundamental en el diario vivir.

"En el caso de los videojuegos en el que los menores

interactúan entre ellos a través de la pantalla,

el doctor Rodríguez Gómez explicó..."

Socializa un padre o una madre o los individuos

que están asignados en su relación familiar.

El videojuego no puede sustituir eso.

-Sabemos que el niño se desarrolla más avanzado

y más todas sus destrezas.

Las sociales, las motoras, las cognitivas,

cuando está haciendo ejercicio,

cuando está interactuando,

y cuando está en estos medios ambientes

como la playa, los bosques, los parques,

y todas estas áreas muy terapéuticas para los jóvenes.

-Los niños necesitan estar en contacto con la naturaleza

ya que es el entorno donde exploran y experimentan sensaciones

fundamentales para su desarrollo físico y emocional.

Este entorno no debe ser sustituido por la tecnología.

Para Notiséis 360, Soraida Asad Sánchez.

-Pocas cosas tan maravillosas como una noche estrellada,

¿pero alguna vez se ha preguntado

por qué es oscuro ese gran espacio que vemos?

Conozcan la respuesta en la siguiente cápsula.

(Música)

Sumergirse en los orígenes de la vida oceánica,

conocer la diversidad de los mares

y comprender los procesos de los ecosistemas acuáticos

son algunos de los objetivos

que persigue el recinto que les muestro a continuación.

"El museo oceanográfico Univali fue creado en 1987.

Es una de las cuatro colecciones principales

de historia natural de Brasil.

En cuanto a oceanografía, es el más grande de América Latina".

Pasé toda mi vida recolectando y clasificando a estos animales.

Desde muy joven, fui a las universidades

buscando la ayuda de los profesionales

Con eso la compilación se multiplicó con una gran fuerza de recolección.

"El museo tiene la colección más grande de mamíferos marinos

en Brasil con ballenas, delfines, focas,

lobos y leones marinos de diversas especies,

así como peces de diversas regiones y profundidades,

crustáceos, equinodermos y otras especies

que habitan en los océanos".

Es el único museo que alberga especies como ballenas y delfines.

Y para el ensamblaje de los esqueletos,

se desarrolló una técnica con resinas especiales

que permiten un ensamblaje más limpio,

sin estructuras de fijación aparentes.

"Además, tiene una característica particular.

Celebra la vida."

Uno de nuestros mayores dilemas fue:

"estamos en un museo que habla sobre la vida

pero solo mostramos animales muertos",

es lo que solemos ver en los museos de historia natural.

Así que traemos esta propuesta innovadora para, simplemente,

traer vida, color y movimiento al circuito de exhibiciones.

Con cursos de pregrado y posgrado,

visitas de escuelas y público en general además de una colección

que impresiona por la calidad y cantidad,

el museo oceanográfico Univali

cumple fielmente su propósito al valorar la historia

y, sobre todo, la vida.

Con información de la oficina en Río de Janeiro, Brasil,

Noticias Xinhua".

Soy una bailarina más, pero diferente.

Así se define la protagonista de nuestra siguiente historia.

"Brenda Holtz y Horacio Tolosa

son una pareja de tango callejero de Buenos Aires.

Podrían ser dos bailarines más que conectan al viandante

con pasión y la melancolía porteña, pero no es así,

ya que su danza, además de ir sobre ruedas,

no tiene límites creativos sobre las aceras".

No le veo nada extraño, o sea, soy una bailarina más.

Diferente porque hago las cosas de forma diferente.

Pero puedo bailar tango como lo baila cualquiera.

"Brenda admite a sus 42 años

que siempre le gustó bailar.

Cada vez que se presentaba la ocasión,

hacía mover sus ruedas y su cuerpo al ritmo de la melodía".

Si algo te gusta

y te llega

y "sentís" que te vibra dentro,

es lo que te gusta.

Y si es lo que te gusta, no tienes que guardarlo.

Del modo que sea,

con el tiempo que te lleve, no importa.

"Hacé" lo que te gusta,

la vida es una, pasa,

no sabes cuánto, pasa.

"Hacelo" ahora.

Mañana no "sabés".

"La pareja se conoció en la popular milonga

de plaza Dorrego en el barrio de San Telmo,

y aunque la primera impresión para Horacio fue de desconcierto,

la química en el baile fue instantánea".

Es una mezcla de sentimientos, de pasión,

de confianza,

de seguridad,

es una mezcla de tantas cosas

que encima, lo que sentimos a la hora de bailar

y lo que yo siento a la hora de bailar

es hermoso.

"La danza de Brenda y Horacio es pasional, tierna y pícara.

Es reflejo del sincero amor que expresan el uno por el otro.

Para ellos no hay complejos ni estos tienen razón de ser.

Brenda es una bailarina más

para la cual solo existe la música, Horacio y ella".

El colorido, la tradición y la espiritualidad

se congregan en la fiesta que les presento a continuación

de profundas raíces históricas

y donde lo que cuenta es la convivencia.

Vamos a Tenerife, España.

La cruz es una presencia viva en todo el municipio

con más de 300 cruces en el día de hoy,

tiene un origen del inicio del mes de las flores en sí.

Se une con lo que era en las fiestas paganas

de la época romana, etcétera.

Y después de todas las culturas mediterráneas

con la fiesta del árbol.

Se vitorea a veces la cruz o árbol santo,

es un entronque con una tradición pagana.

-Mayoritariamente, las cruces son de tus antepasados,

o bien de tu madre, de tu abuela, de tu bisabuela,

ahora la gente se ha animado más a sacarlas fuera,

a ponerlas que se vean,

el tema es que cuando honramos la cruz,

ha pasado un año, un año en el que has tenido

penas, ilusiones, alegrías...

Entonces ese momento es tuyo,

tuyo con ella.

-Es un enfrentamiento sano,

los vecinos de la calle de El Medio

eran los vecinos que tenían más poder adquisitivo.

Era la calle real del pueblo,

en cambio, la zona de la calle de El Sol,

era la zona de los medianeros,

la zona donde vivían aquellos que cultivaban la tierra

de las fincas cercanas, propiedades o señores.

-Tiene ranúnculos, tiene peonías,

tiene rosas, tiene orquídeas,

tiene frisias, tiene rosa pitiminí,

tiene muchos tipos de flores.

-A mí me gusta más la mía,

la de la calle de El Sol pero para gustos, colores.

Aquí no hay un jurado que diga:

"Esto es así", igual que con los fuegos, no hay un jurado,

para gustos, colores.

-En las primeras festividades más importantes de la localidad,

se encendían grandes hogueras,

sobre todo el siglo XX es clave

para conocer la evolución de "El pique" aquí en Los Realejos.

Gracias por acompañarnos

en el noticiario científico y cultural iberoamericano NCC.

Soy Iván Carrillo, los espero en nuestra próxima emisión.

(Música)

La editorial Huerga y Fierro acaba de publicar este libro.

"Variedades",

una amplia antología del trabajo periodístico

del genial actor, director, guionista, novelista y memorialista

Fernando Fernán Gómez.

Preparada por su amigo Manuel Ruíz Amezcua,

una delicia de principio a fin,

muestrario de las observaciones

de este auténtico y multifacético intelectual

capaz de hacer inolvidables series de televisión

como "El pícaro",

películas emblemáticas de nuestro cine

como "El extraño viaje",

libros de memorias llenos de inteligencia y compasión,

como "El tiempo amarillo",

Obras de teatro consideradas ya

verdaderos clásicos contemporáneos

como es el caso de "Las bicicletas son para el verano".

Ahora, se suman a esos libros y esas películas

y esas obras de teatro

estas "Variedades" de las que hablaremos

con su recopilador Manuel Ruíz Amezcua

en cuanto podamos, probablemente,

hacia principios del mes de septiembre.

Dense el gusto de leerlas mientras tanto.

Hasta aquí llegamos,

volvemos mañana miércoles con un taller de ciudadanía,

trataremos con el catedrático de ciencia política

de la universidad Rey Juan Carlos de Madrid,

Manuel Villoria, de corrupción.

¿Qué es?

¿Cómo se combate mejor?

¿Cuál ha sido su historia?

¿Cómo se ha luchado tradicionalmente contra ella?

Será uno entre los varios temas

que trataremos en el programa.

Mañana aquí en La2, como siempre,

a partir de las 10:00 de la mañana.

No se lo pierdan, hasta entonces.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • La aventura del saber - 11/06/19

La aventura del saber - 11/06/19

11 jun 2019

Emitiremos los reportajes "Pensamiento Computacional Bachillerato" y "NCC Iberoamericano". Además, entrevistaremos a la psicóloga Laura Rojas-Marcos y a José Luis García Varas, responsable del programa marino de WWF España.

ver más sobre "La aventura del saber - 11/06/19" ver menos sobre "La aventura del saber - 11/06/19"
Programas completos (1694)
Clips

Los últimos 5.879 programas de La aventura del Saber

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios