www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.14.0/js
4321973
Historia de nuestro cine - El mar y el tiempo (presentación) - ver ahora
Transcripción completa

Subtitulado por Accesibilidad TVE.

En septiembre de 1989 Fernando Fernán Gómez

estrena "El mar y el tiempo",

la película había merecido El Premio Especial del Jurado

en el festival de cine de San Sebastián

y posteriormente estaría nominada a diez candidaturas

en los Premios Goya.

El director completaba así un ciclo virtuoso

sobre la desolación moral del franquismo,

que arrancaba con "Mambrú se fue a la guerra",

continuaba con "El viaje a ninguna parte"

y concluía, ahora, de manera tan desoladora como magistral.

-Abuela, escucha, el tío Jesús vuelve hoy.

-Que "gilipolleces" dices.

-29 años en América sin volver.

Pero ésta y éste no han salido de Madrid.

-Mamá. -Muy buenos días. ¿Cómo está usted?

-Menuda la armaron los chavales ayer en la Universitaria.

120 detenidos, más de 30 grises con lesiones.

-Peor es lo de los estudiantes de Francia.

-Bueno, es que eso es ya la guerra. -La Revolución.

-Nos marchamos esta tarde.

-Sí, ¿pero dónde van? -A París con los estudiantes.

-Han detenido a Basilio. -No.

-Sí su madre acaba de llamarme.

-Aquí está el fuera de la ley. -Gracias Lu.

-Contra el tiempo, nadie puede nada, absolutamente nada;

ni lo más listos ni los más santos.

¿Qué tal, Luis? Buenas noches.

-Hola, buenas noches. ¿Cómo estás?

Continuamos hablando de Fernando Fernán Gómez,

lo venimos haciendo a lo largo de toda la semana.

¿Dónde está el origen de esta película?

Originalmente él empezó a pensar la película,

quería hacer una especie de película sobre... sobre el exilio,

bueno, ni siquiera película, el quería hacer algo sobre el exilio

y de hecho estaba pensando en hacer una novelao una obra de teatro.

-Esto era un idea muy antigua,

yo creo que como de los años 50,

que es cuando conocí a los exiliados en México y en Buenos Aires,

que se habían visto obligados a abandonar el país por la...

por la pérdida de la Guerra Civil

y que tenían siempre esta añoranza de volver.

Pero, claro, cuando volvían estaban.. habían estado muy separados

en la mayoría de los casos por el mar

y también estaban separados por el tiempo

y esto les hacía que volvieran a un sitio,

al que ellos pensaban volver.

-Luego, posteriormente, digamos, que él se quedó ahí

sin saber muy bien lo que hacer,

hasta que le ofrecieron hacer la serie de televisión en los 80,

incluso antes, ya en los 70, para que te hagas una idea del jaleo,

había pensado hacer una comedia.

Lo que pasa que en la comedia vio que tenía un problema,

es lo que él llamaba un problema mecánico,

porque quería contar dos historias: la del exilio

-la de la generación del exilio-

y enfrentarla a la generación de los jóvenes, del ma... del 68,

que está muy presente en la película.

-Aunque hallamos nacido bastantes años después de la guerra,

estamos con todos los que fueron como usted.

Les comprendemos y agradecemos lo que hicieron.

Aunque, luego, resultase lo que resultó. -Gracias muchacho.

Hablas del exilio.

No es la primera película de esta semana

en la que se aborda ese tema, también en "Ninet y un señor Murcia"

y aquí vemos dos tipos de exilio, podríamos decir,uno exterior

y otro más interior que es el de su personaje.

-Realmente el exilio que nos importa y que le importa a él es el interior.

Es decir, José Soriano que interpreta el personaje del hermano,

que, después de casi 30 años en Argentina, vuelve a Madrid

para rencontrarse con su familia,

para reencontrase con su madre que no le reconoce,

para reencontrase con todo y ve que todo ha cambiado.

En realidad es casi un desencadenante

para enseñarnos al otro exiliado; al que se quedó,

al que tuvo que renunciar prácticamente a todo

para quedarse aquí.

¿Y cómo definirías a ese personaje de Eusebio,

a ese exiliado interior del que estabas hablando?

-A mi me parece uno de los personajes más definitivos

de la filmografía de Fernando Fernán Gómez,

sino el que más.

Es un personaje que ha aceptado ser como es,

a pesar de todo lo que ocurre a su alrededor.

Es un personaje que mezcla por un lado la tristeza,

de todo lo que se vive y de todo lo que vivía España en ese momento,

con una actitud muy vitalista que tiene que ver, precisamente,

con la aceptación de ese gran error histórico

en el que le ha tocado vivir.

¿Cuando tu eras chulo en Buenos Aires sabes de qué vivía yo?

-No. No me lo contaste.

Me escribías me va bien, no me va mal, me defiendo.

-Sí, claro, por la censura, abrían las cartas.

Pues vivía del estraperlo.

Mencionabas, al principio, las dos generaciones que retrata

Fernando Fernán Gómez aquí en la película,

y hay una crítica hacia esa generación de Mayo del 68, también.

La corrosión de la película va más allá,

de simplemente reconocer la gran derrota de toda una generación

y, si se quiere, la gran derrota de todo un país como proyecto, ¿no?

Va más allá.

Y lo que quiere hacer, efectivamente, es contrastar las dos generaciones;

aquella que, efectivamente, perdió de forma física

y la que de alguna forma de forma moral está perdiendo en ese momento;

que es la generación del 68,

que no tiene nada que hacer contra un régimen

como es el que está establecido

y, sobre todo, que no tiene nada que hacer con esas utopías

barajadas casi como en un juego de niños.

-Los obreros ya no están por la Revolución.

-Es que han dejado en ella demasiada sangre.

-Prefieren someterse a los burgueses

con tal de que se les vaya aumentando poquito a poquito el sueldo.

Es difícil no enamorarse de las interpretaciones de esta película.

Estaba viendo ahí a Rafaela Aparicio,

o el momento que protagoniza María Asquerino

que está maravillosa también.

-No. Es monumental.

O sea, más que difícil no enamorarse es sencillamente monumental.

Es algo realmente mágico.

Es una película de una aparente sencillez

y que por dentro, digamos,

que se desarrolla una auténtica lección de cine.

Rafaela Aparicio que está muy cerca del registro

de "Mamá cumple 100 años" de Saura, etc.

realmente es un personaje como muy sacada hacia fuera,

es un personaje muy espectacular en su desmemoria.

De alguna forma, ella es la España que quiere olvidar,

que desea olvidar, a pesar de si misma y contra todo.

Pero tiene un lugar de privilegio que tú has citado.

María Asquerino que, además, tiene solamente una escena.

Es el momento

y es el momento de la película por lo que tiene de catalizador.

-No te escabullas Jesús.

Has dicho que el desecho de Eusebio, el muerto de Eusebio,

porque está muerto, ¿era qué?

-Creo que he dicho que era compresivo con todo el mundo.

-Ja, ja, ja.

Decías que el personaje de Eusebio

es uno de los más fascinantes de la trayectoria

sino el que más, a tu juicio, de Fernando Fernán Gómez,

¿Qué crees que hay de Fernando Fernán Gómez en ese personaje?

Hay algo, hay algo ahí en este personaje

a lavez triste y la vez absolutamente vital,

que lo convierte también muy bien en lo que es ese personaje,

vamos, ese personaje, lo que es el actor y el cineasta

que es y fue Fernando Fernán Gómez.

-¿Por qué querías engañarme?

-Para evitarte el disgusto, la preocupación,

sé que es lo que más te molesta. -Gracias por intentarlo.

  • El mar y el tiempo (presentación)

Historia de nuestro cine - El mar y el tiempo (presentación)

23 nov 2017

Clips

Los últimos 990 programas de Historia de nuestro cine

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos