www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4681818
No recomendado para menores de 7 años Españoles en el mundo - Vietnam de norte a sur - ver ahora
Transcripción completa

Hoy visitamos un país excepcional, Vietnam.

Un pueblo valiente, imbatible y, como el Ave Fénix,

se ha levantado varias veces de sus propias cenizas.

Es un país que ha habido

muchas guerras en los últimos 200 años,

y es un país que le gusta mucho la paz.

-Mi amiga.

-Lady Buda es

la figura budista femenina más importante que tiene Vietnam,

dicen que es milagrosa.

Es muy rico.

Su capital es Hanói,

una vibrante ciudad con un marcado carácter asiático.

En contraste con Ho Chi Minh, la ciudad más poblada de Vietnam.

La que fuera la capital del antiguo Vietnam del sur es

una urbe moderna, dinámica y en continuo movimiento.

Pensábamos cruzar la calle como se cruza en Vietnam,

que es esquivando las motos y los coches,

y nos han parado el tráfico para que no tuviésemos problema.

Cuenta la leyenda que para proteger

al pueblo vietnamita de la invasión china,

un dragón bajó del cielo escupiendo bolas de jade,

creando una bonita y efectiva muralla protectora,

es la bahía de Halong,

de las siete maravillas naturales del mundo.

Estas dos están caracterizadas en un billete vietnamita,

este es de 200.000 dongs.

¿Cuánto es? Nueve euros.

Visitaremos Hoi An, la Venecia vietnamita.

Esta ciudad fue parada obligatoria en la ruta de la seda

y por aquí pasaron franceses, chinos, japoneses,

dejando su influencia.

A día de hoy es una ciudad de cuento,

parada obligatoria en la ruta del viajero.

Las lámparas son un icono de Hoi An.

Sobre dos ruedas, como no podía ser de otra manera,

arranca nuestro programa de hoy.

Bienvenidos a Vietnam.

Somos Emilio y Fátima,

queríamos vivir en el extranjero y decidimos apostar por Vietnam.

-Estamos viviendo en Ho Chi Minh

y hemos montado una agencia de viajes "on-line"

y os queremos mostrar esta preciosa locura.

Buenos días. Buenos días.

¿Qué tal? Asombrada.

¿Cómo venís?

La vida es sobre dos ruedas, estamos integrados.

-Te hemos preparado una sorpresa.

Ellos hacen tours por Saigón en moto.

Como ya tenemos nuestro caballo loco,

vamos a llevarlo, vosotros vais a montar con ellas.

-Aprenden antes a conducir moto que a andar.

-Les gusta mucho colarse,

cuando te despistas se te meten por la izquierda o por la derecha.

Vámonos.

Las distancias son grandes,

así que todo el mundo tiene moto y todo el mundo se mueve en moto.

Los coches son bastante caros.

Un vietnamita de clase media no se puede permitir

comprarse un coche.

Son su transporte, ellos se mueven en moto

hasta para ir al supermercado de la vuelta de la esquina.

-Una moto por persona.

Os podéis imaginar que esto es lo normal aquí.

-Vamos a bajarnos en la oficina de correos.

El edificio más bonito de los franceses,

del pasado colonial de la ciudad.

-Además, sigue funcionando como oficina de correos.

-Aquí tenemos

el último escritor público que queda en Saigón,

él escribe cartas y las traduce.

La gente le contaba la historia y él encontraba las palabras

para poder traducirlas al inglés o al francés desde el vietnamita.

Hoy no traduce tanto por el tema de Internet,

la gente lo puede mirar en Internet.

Pero viene mucha gente a pedirle que escriba direcciones.

Tienen miedo de que vayan a cometer un error

y el paquete no llegue.

Direcciones en Francia o en Estados Unidos.

Tiene 88 años y se le ve como una rosa,

así que indefinidamente.

¿Para quién es la postal? Se la vamos a mandar a mi abuela.

Ella, cuando escucha Vietnam, piensa que esto es muy peligroso,

que comemos fatal.

-Como si estuviéramos en la guerra.

-"Te mandamos un besazo".

Los sellos no tienen pegamento,

hay que hacerlo con la brocha y el pincel.

A ver cuándo llega, igual tarda meses en llegar.

-Estamos en la catedral de Notre Dame,

los franceses estuvieron 100 años en Vietnam

cuando crearon la Conchinchina.

-Saigón era la capital de la Conchinchina.

De hecho, los vietnamitas tienen un dicho:

"1.000 años sobre el dominio chino, 100 años bajo los franceses

y 10 años bajo el dominio americano".

Ahora vamos a entrar en un callejón, donde hay casas,

los vietnamitas viven aquí.

-Parece que estás entrando

en un pequeño pueblo dentro de la ciudad.

¡Cuidado!

Hemos tenido un accidente.

Por respeto, apagas el motor. Ni lo he apagado.

¿Te lo puedes ir comiendo en la moto?

No, a tanto no.

Hemos visto conducir a alguien con una bandeja

y varias sopas en la bandeja.

Muchos de ellos competirían bien con Rossi, con Lorenzo, en Moto GP.

Estamos en una casa vietnamita normal,

pero esto fue un escondite para el Viet Cong

en pleno corazón de Saigón,

que era donde estaba la Republica de Vietnam del Sur,

para poder atacarles por sorpresa.

-La gente no podía sospechar que aquí hubiese este armamento.

-En la ofensiva del Tet, que fue muy sonada,

sacaron las armas de aquí y sorprendieron

y atacaron en el palacio de la Independencia.

Fue como un golpe que dieron sobre la mesa.

A partir de ahí,

cambió la opinión pública en Estados Unidos.

Aquí tenemos la trampilla.

Es tamaño vietnamita. -Estamos dentro.

-Las míticas AK-47,

que se hicieron muy famosas durante la guerra de Vietnam.

Lo necesario para liarla parda. -Cargarse a los americanos.

¿Por qué vinieron los americanos hasta aquí?

Era la época de la Guerra Fría

y todo lo que tenía que ver con el comunismo,

los americanos no querían ni verlo en pintura.

Porque Vietnam estaba dividido. Sí.

Era una división en la que iban a convivir en paz

entre el bando comunista y el bando democrático.

Duró diez años y, al final, los americanos se dieron cuenta

que, con el ingenio de los vietnamitas

y ellos jugando en casa, no tenían nada que hacer,

así que tuvieron que coger sus cosas e irse por dónde habían venido.

¿Aún hay americanos en Vietnam? Sí y no tienen ningún problema.

La gente joven los tiene idolatrados.

-Dame la mano, no saques la mano.

Nosotros que nos creíamos superhéroes.

¿Qué ha pasado?

Pensábamos cruzar la calle como se cruza en Vietnam,

que es esquivando las motos y los coches,

y nos han parado el tráfico

para que no tuviésemos ningún problema.

-Son voluntarios que cobran un pequeño salario

y están pendientes

de que los turistas estemos protegidos

y no nos pase nada en Saigón.

-Quizás lo más peligroso de Saigón es el tráfico.

Como ciudad no es insegura.

¿Qué hacen dos extremeños aquí?

Cuando vinimos, estuvimos trabajando para una empresa de turismo los dos.

Eso nos hizo conocer cómo funcionaba la industria

y decidimos dar el salto,

montar una agencia a través de nuestra página web

y organizamos itinerarios personalizados

para turistas de España y de Sudamérica.

Hanói es la capital más cultural y administrativa,

y Ho Chi Minh es muy conocida por hacer negocios.

Aquí se mezcla lo antiguo y lo moderno.

-Vamos a subir.

-Se puede coger el ascensor

pero vamos a hacerlo a lo tradicional para que veáis...

-El estado del edificio.

-Vamos a entrar en esta tienda, de repente en este edificio.

Vais a entrar y vais a ver que la decoración

y la ropa es impresionante.

-Es una típica tienda donde tenemos costureras

y tú eliges la tela para hacer el "áo d i",

que es el traje tradicional vietnamita.

Aparte que se lo ponen para su día a día,

también es típico que se vistan así en las bodas.

Creo que puede ser bonita.

Están muy acostumbrados a que los turistas vengan,

les tomen las medidas, eligen la tela

y se lo llevan para su casa.

(Habla en vietnamita)

-No me entiende.

Tu vietnamita es nivel -1.

Lo intenta. -Lo intento pero bueno.

Con una sonrisa y con señas, nos vamos entendiendo.

¿Te gusta? Estás muy guapa.

Tienes que animarte y hacerte uno.

¿Cuánto cuesta este traje hecho a medida?

Me ha costado sobre un millón, que son menos de 40 euros.

-Está guapísima. Mira cómo le queda.

-Para lo que veas lo que hablamos de este edificio.

De repente entras en un sitio como este

y te encuentras con todo esto.

-Es una casa de tés al estilo inglés.

Son negocios que abre la gente joven.

¿Ya se puede probar? -Sí. Dale vueltas.

¿Es tu primer té?

No. Bueno, tan exquisito y tan fino, sí.

¿Cuánto puede costar?

En torno a cinco euros. Está lleno.

Aquí vemos una familia, gente joven,

ahí había unas chicas que estaban estudiando.

En las cafeterías también es muy típico en fin de semana

que la gente venga a estudiar.

Echan la tarde o el día en la cafetería.

-Se sacan el portátil, se traen los apuntes

y echan la tarde.

Hemos venido al distrito cuatro porque esta calle es muy conocida

por la comida callejera.

-Ellos como buenos asiáticos, les encanta el karaoke

y en cualquier esquina se puede ver a la gente

con los karaokes portátiles, con el móvil y cantando.

Es muy típico.

-"Hello. Good to see you."

Ella habla un poco de español. -Sí.

-¿Eres de esta zona de Vietnam?

-El menú lo tenemos por aquí.

Lo que para nosotros son navajas, para ellos son dedos.

Son los típicos caracoles de Vietnam.

Ellos lo cocinan como lo veis ahí, con esa sartén.

Le echan un poco de aceite

y lo suelen hacer con una salsa de pescado

sin la que ellos no pueden vivir.

Almejas a la marinera.

Sí, almejas no sé si a la marinera pero sí.

¿Por cuánto nos puede salir?

Diez euros.

-Salchichón.

-Un beso por supuesto a mis padres, a todos los amigos de Badajoz.

-Un beso muy fuerte para la familia, los amigos.

-Nos ha encantado teneros por aquí.

Adiós. Hasta luego.

-Soy Rubén.

Vine a trabajar a Vietnam en un proyecto de cooperación

y me enamoré del país.

Actualmente vivo en Hanói con mi familia.

Soy un burgalés "avietnamitado".

¿Cómo estás, Rubén?

Muy bien aquí, echando unas horas.

Colaboro con la Universidad de Valladolid.

Tenemos varios programas

ya financiados por el programa Erasmus+.

Hasta el momento ya van tres ediciones que hemos tenido éxito.

Tenemos bastantes alumnos y profesores interesados

en ir a estudiar a Valladolid.

También tenemos estudiantes españoles

que vienen para acá a hacer un semestre

o un pequeño encuentro con otros profesores

e investigadores vietnamitas.

Este es uno de los compañeros que ha estado en Valladolid.

¿Es pública la universidad aquí?

Sí, es pública y de las más importantes del país

porque también hereda la primera universidad

que hubo en Indochina,

que crearon los franceses a primeros del siglo XX.

Hola.

Estos son algunos de los estudiantes que han estado en Valladolid.

"Thank you."

Estamos en el mausoleo de Ho Chi Minh.

La parada obligatoria.

Tanto para el que es vietnamita como quien no.

¿Qué hay ahí dentro?

Tenemos a Ho Chi Minh de cuerpo presente.

Está embalsamado.

Cada X tiempo lo mandan a Rusia para darle los retoques

y lo devuelven aquí.

Fue el líder que organizó la resistencia vietnamita

en torno a la ocupación francesa

y posteriormente junto con el Partido Comunista

consiguieron la liberación de Vietnam.

La primera batalla ganada por el Viet Cong

o las fuerzas revolucionarias vietnamitas

fue en Dien Bien Phu.

A partir de esa batalla,

los franceses perdieron toda la iniciativa

y finalmente tuvieron que ceder el control del gobierno de Hanói

a las nuevas fuerzas revolucionarias y al Partido Comunista.

A partir de ahí, Vietnam fue dividido en dos partes,

Vietnam del Norte y del Sur

y el resto ya conocéis la Guerra de Vietnam.

Finalmente las fuerzas del norte

expulsaron al gobierno del sur en Saigón.

Estamos en frente de la Torre Lotte,

que es el rascacielos más alto de Hanói.

Lo que ahora veis edificios antes eran arrozales.

Hanói realmente se está llenando.

Hay una inmigración de zonas rurales a las principales ciudades.

Es uno de los mayores problemas de Vietnam.

Yo vine a Vietnam cuando era un país en vías de desarrollo

y he vivido el proceso

de convertirse en un país de renta media.

Este es el resultado y lo que queda.

Estamos en el Templo de la Literatura,

en la tradicional Universidad de Vietnam.

Vamos dentro porque con el calor que hace

se está mejor dentro que fuera.

Era un centro de estudios clásico.

Matemáticos, filosofía, religión, teología, astronomía, música.

Solo la gente más poderosa y pudiente

podía acceder a estos estudios.

Podéis ver las tortugas.

Cada una representa a uno de los ilustres

que pasó el examen final y se graduó.

Aquí vienen los estudiantes antes de hacer los exámenes

a encomendarse a los espíritus por tener suerte

y una vez que han pasado los exámenes

a hacer ofrendas por el éxito o por lo bien que les ha ido.

Y a hacerse las fotos.

De rigor.

Les ha ido bien.

Al año que viene han dicho que iban a la universidad.

Se han graduado. Sí.

Tú tienes un vietnamita de 10, de cum laude.

Para las 10 palabras que he dicho, sí.

El vietnamita es un idioma muy silábico

y aunque la fonética es muy similar al español

porque fueron frailes franceses

quienes hicieron la transcripción fonética,

el vietnamita tiene seis tonalidades.

Dependiendo del acento que le apliques

significa una cosa u otra y eso es lo que a nosotros nos mata.

Esta es la pagoda de Tran Quoc, un templo budista.

Toda decisión importante se basa a partes iguales

entre lo religioso y el costumbrismo.

Tenemos la ofrenda cocinando en el altar

y ahora vamos a encender el incienso.

Como buen padre, vamos a recoger a mi hija,

que saldrá ahora del colegio.

"Hello". -"Hello".

-Es la única española. Una pequeña española por el mundo.

-¿Dónde está mamá? -Mamá está trabajando.

¿Es muy caro este "cole"? Sí.

Una guardería son unos 5.000 dólares al año.

Al año.

Ya si pasamos al colegio

estamos hablando de 8.000, 14.000, 24.000 dólares al año.

¿Dónde vamos ahora? ¿Dónde? -Al parque.

-"Bye bye". -Chao.

Ponemos la máscara, ¿vale?

La polución es uno de los hándicap que tiene Hanói.

Desde pequeñitos

están acostumbrados a llevar la máscara.

¿Vamos al parque? -Sí.

-Este es el pulmón de Hanói. Es el Jardín Botánico.

Normalmente pasamos mucho tiempo,

porque Hanói es una ciudad muy asfaltada,

con mucho tráfico.

-Está comiendo verdura.

Una mona. -Una mona.

Ahora están jugando.

Utilizan reglas similares

y el campo es similar al del bádminton.

Prácticamente todos los días

se preparan unas competiciones aquí increíbles.

¿Esto es el deporte nacional?

Junto con el bádminton y el fútbol, sí.

El abuelo, la salvación.

¿Está jubilado el señor? Sí, claro.

¿A qué edad se jubilan aquí? A los 55 y a los 60 años.

Se jubilan pronto.

También la esperanza de vida en Vietnam

es inferior a la de los países occidentales.

Una invitación formal.

Este es el vecindario donde viven mis suegros.

Una construcción del estilo comunista.

Estas son las escaleras.

La vía del medio es para subir bicicletas.

Motos subían antes.

-"Hello". -Mi suegra.

Jimena se ha cambiado de vestido.

Mi mujer, To. -Hola. Encantada.

Encantada.

Significa estrella. Estrella.

Ponemos la mesa y nos sentamos.

-¡Venga! -¡Venga!

Te encanta la comida de la suegra, ¿no?

Me cuida mucho y bien.

(Hablan en vietnamita)

¿Qué es eso que hay ahí arriba? Un altar.

Son los padres de mi suegro.

Es el hijo quien se responsabiliza

de mantener la memoria de los padres.

Colocan ofrendas en forma de comida. Es una sociedad muy familiar.

En ese sentido tampoco somos muy diferentes.

¿Te tratan como a un hijo? Como a un hijo.

(Habla en vietnamita)

Jimena, nos vamos a España.

¿Te vienes con nosotros? No.

-Un beso a los abuelos.

Muy bien.

Un beso a la familia, a mis amigos y que nos veremos pronto.

"Bye, bye". Adiós.

Hola, soy Carlos. Vietnam es el país de las motos.

Solo en Hanói hay más de 8.000.000 de motos.

Pero yo os voy a llevar en barco.

Bienvenidos a Ha Long Bay,

una de las siete maravillas naturales del mundo.

Vamos a descubrirlo juntos.

Carlos, ¿dónde estás? ¿Qué tal? Buenos días.

No te veía entre tanta chica.

Qué sorpresa entre tanta mujer. Estoy en la gloria.

Tenemos una agencia de viajes y operamos tours del este asiático.

Ella es Nam, es mi mujer.

"Nam" es número cinco en vietnamita.

"Mot, hai, ba, bon, nam".

"Nam" es el número cinco,

porque ella es la quinta de las seis hermanas.

¿Hablas español? Un poco.

-Un poquito, muy poco.

Mem, que es su hermana, y Emjue, que también es su hermana.

Con las cuñadas.

¿Os casasteis en Vietnam? Nos casamos en Vietnam, claro.

Realmente iba así en la boda. Un poco Rappel, ¿no?

Eso es el "ao dai".

Mi mujer llevaba el "ao dai" de mujer

y yo llevaba el de hombre.

La foto un poco más convencional. Boda vietnamita.

Estas son mis chicas, Paula y Claudia,

dos niñas preciosas.

En Calatayud, de mi primer matrimonio.

Lo que más quiero de este mundo.

Y todo el staff es vietnamita.

Todo el staff es vietnamita, menos yo.

-(TODAS) Hola.

-La tasa de paro es cero.

Muchos de los jefes que hay en España de gritos,

aquí te duran los trabajadores...

En unas semanas he tenido tres o cuatro.

Aquí tienes que tener mucha mano izquierda.

-Yo soy licenciada en la Universidad de Hanói,

donde se enseña el español.

El español es como una familia mía,

porque yo estuve un año viviendo en España,

así que me parece muy bien trabajar con los españoles.

La forma de trabajar es muy diferente.

La puntualidad, hay que intentar ser más puntuales.

Qué gracioso tu acento argentino o cubano.

Sí, porque veo muchas telenovelas.

-"Cristal".

Os presento a mi chica.

¿Os animáis a subir y vamos los tres juntos?

A ver.

(Habla en vietnamita)

¿Cómo es conducir por aquí? ¿Una locura?

Un poco. A mí me gusta.

¿Has visto qué sillitas? Parecen de juguete.

Ahora empiezan a tener sillas más grandes,

pero estas son las de toda la vida.

¿Esto qué es?

Esto es muy típico de Hanói, café trung.

"Trung" es huevo.

Es café debajo y esto el huevo a punto de nieve.

Es exquisito.

Para dentro y a la bahía. Para dentro y a la bahía.

Qué sabroso. Está bueno, ¿eh?

Bienvenidos a Ha Long.

Esto es Ha Long Bay,

una de las siete maravillas naturales del mundo.

Esto son juncos. Aquí no hacen noche en barco.

Dan vueltas por diferentes zonas de Ha Long

durante el día

y luego vuelven al puerto.

-Hola. -Ya conocéis a casi toda la gente.

Ya los habéis visto en la oficina.

Normalmente en las empresas vietnamitas

una vez al año se llevan a los trabajadores

y lo paga la empresa.

Se pasan tres o cuatro días para crear piña, buen ambiente.

Normalmente se pueden llevar a los familiares.

-Hola.

¿Qué es exactamente la bahía de Ha Long?

Está formada

por cerca de 2.000 rocas de piedra caliza.

Ha Long Bay significa dragón descendiente

y cuenta la leyenda que hace muchos años,

cuando China intentó conquistar Vietnam,

el emperador de Vietnam pidió a los dioses que los ayudaran

y les mandaron un dragón que escupió bolas de jade

y estas bolas se convirtieron en estas rocas que veis aquí,

imposibilitando que los barcos chinos

pudieran entrar a la costa.

Estas rocas que veis aquí

están caracterizadas en un billete vietnamita.

Este es de 200.000 dongs.

¿Y eso cuánto es? Nueve euros.

Si os fijáis bien en las dos rocas que están una delante de otra,

son las "kissing rocks".

Al vietnamita le gusta decir que las rocas no están luchando,

no están enfrentadas, se están besando.

Aunque es un país

que ha habido muchas guerras en los últimos 100 o 200 años,

es un país que le gusta mucho la paz.

-Bienvenidos a Vietnam.

Hola. Soy de Vietnam.

¿Dónde has aprendido español?

En la Universidad de Hanói. Es la primera vez que voy aquí.

¿No habías estado nunca en Ha Long Bay tú?

¡Sí! -Ella tampoco lo había visto antes.

-¿Ah, sí? Mi amiga.

-Estamos en Cua Van Fishing Village,

una aldea flotante de pescadores.

Han llegado a vivir 800 personas.

¿Cuánta gente vive aquí ahora? Unas 50 familias.

¿Por qué se asentaron aquí? Ellos pescan por la noche.

Si viven aquí,

pueden mantener el pescado fresco con redes bajo el mar.

Cuando lo venden, lo venden fresco y les pagan más.

Vamos a visitar la casa del señor remero.

Este señor es su padre, él sí que es pescador.

La madre es vendedora ambulante.

Están estos botes, como boyas grandes, para que flote.

Debajo nuestro hay un montón de anclas

para que no se mueva cuando hay tormentas,

ponen los pilares.

Mucho ingenio. Todo con sus manos.

Cinco personas.

Para bañarse.

¿Eso es el baño? Es la bañera.

Esta es su vida, él pesca,

aquí tienen cestas, donde conservan el pescado fresco.

Ahí tienen la pesca diaria.

Eso es vino de arroz.

Lo hacen ellos, siempre es casero.

Está hecho con parte de esta vegetación.

¿Del tirón? Sí.

El mío está muy lleno.

Estamos en Titop Island, es una isla muy grande,

es una isla del gobierno, no es privada.

Es la isla de Titop,

se llama así en honor al astronauta ruso que vino en 1962,

cuando Ho Chi Minh era presidente del país.

En su honor le pusieron su nombre a la isla.

Vamos a subir.

¿Cuántas escaleras son? Unas 250.

Últimamente hay mucho trabajo y poco gimnasio.

Te puedes imaginar cómo vamos.

¿No hay una cinta para que pase corriendo?

La vista ha merecido la pena.

Golfo de Tonkin y Halong, es espectacular.

Es el mar de China,

los vietnamitas no quieren que se llame así,

pero es el mar de China.

Estamos al lado de China. Sí.

¿Cómo os conocisteis? Nos conocimos en Saigón.

Al cabo de un tiempo, conseguí su teléfono, mensajes,

se hizo la dura.

Está diciendo que soy feo, pero que tengo otras cualidades.

De buenas a primeras, no se enamoró.

Poco a poco, fue sacando capas, como la cebolla.

¡En la mejilla! Claro, hay mucha gente.

Esto es un hotel de cinco estrellas flotante.

A ver la habitación, no está mal.

Duermes con unas vistas impresionantes.

Aquí es lo mejor, el jacuzzi con vistas a la bahía.

¿Cuánto cuesta esta habitación?

Unos 225 dólares por persona, 2 días, 1 noche, puro lujo.

¿Por qué te fuiste de España? Quería un cambio en mi vida.

Mi hermana vivía en Vietnam y siempre me decía: "Ven".

Hasta que un día dije: "Pues sí, tengo 40 años,

si no lo hago ahora, no voy a hacerlo nunca".

Tengo dos amores en forma de niñas, ya no son niñas, ya son mujeres,

Claudia y Paula.

¿Cómo es ser padre en la distancia?

Es triste, hablamos muy a menudo,

las veo un par de veces al año y es la mejor época del año.

Un beso a mis padres, a mis hermanas y a mis chicas.

Os quiero mucho, Claudia y Paula.

Adiós, Carlos, volveremos. Hasta pronto.

-Hola, yo soy Dani. -Y yo soy su mujer, Mamen.

-Vinimos a Vietnam para abrir un restaurante español en Da Nang.

-Estamos muy orgullosos de poder dar a nuestros clientes

lo mejor de España, que es su gastronomía.

Buenos días. Buenos días.

Estamos en el mercado Con de Da Nang,

que está en el centro de la ciudad, y hemos venido a comprar el producto

para un restaurante español que tenemos aquí.

Este es un atún de aleta amarilla, ahora estamos en temporada,

por eso tiene dos, normalmente suele tener uno.

¿Qué le has dicho en vietnamita? Que queremos dos kilos.

Son las palabras que conocemos para entendernos con ellos.

Con las señas y sabiendo cuatro palabras,

uno quiere vender y el otro quiere comprar.

Nunca suele fallar.

Nos está salpicando. Está haciendo una carnicería.

Esto, en el mercado central de Valencia, no.

Difícil, yo creo que vendría Sanidad y te meterían en la cárcel.

Aquí sabemos que es fresco. Sí, eso se ve.

(Hablan en vietnamita)

-Me ha dicho que se le ha ido un poco la mano

y, en vez de dos kilos, ha contado cuatro,

pero que nos cobra más barato.

Esto lo coges tú.

Casi todo mujeres en el mercado. Sí.

La mujer en Vietnam tiene un papel muy importante

porque es muy trabajadora, tanto en el campo,

incluso en la guerra tuvieron su aportación, son muy trabajadoras.

-Al hombre te lo encuentras más en los cafés.

Café, cigarro, cartitas.

-Otro pescado curioso de aquí,

nosotros le llamamos "pez pato" por el pico que tiene.

Podéis ver que es bastante grande.

La carne es muy parecida a la merluza,

no tiene ese sabor de la merluza gallega,

ellos suelen hacerlo a la brasa o a la plancha

con una salsa de lima, ajo, pimienta

y le resalta mucho el sabor, está muy bueno.

¿A la vez que compras pescado te haces unas mechas?

Sí, sí.

Aquí hay muchas señoras que nunca se lavan el pelo en casa,

van a la peluquería, porque les cuesta 50 céntimos.

Se hacen mucho la permanente.

Como tienen el pelo tan lacio, es lo que buscan.

Sin embargo, yo me hago la queratina.

Aquí tenemos la huevera.

-Este es un tipo de huevo muy curioso,

lo meten bajo la tierra y lo suelen dejar bastantes días.

Por dentro es como de color negro.

De hecho, podéis ver los gusanitos.

Unas pequeñas larvas.

(Habla en vietnamita)

50.000, unos 2 euros.

Aquí tenéis la clara, que es como una gelatina.

Luego podemos ver la yema.

(Habla en vietnamita)

-Es muy rico.

-Dice que lo que está bueno es la yema.

Es como un huevo cocido de más.

Esta parte sabe a las yemas de Santa Tecla.

La gelatina está que flipas.

-Este es icono de Da Nang, es el puente del Dragón.

-Es un símbolo, es como la vida.

El dragón representa que la vida baja y sube,

tienes tus momentos altos y bajos.

Es el símbolo que se ve desde casi toda la ciudad.

Es una ciudad muy turística, que se ha enfocado al turismo,

tienes la playa, la montaña.

La calidad de vida aquí es

mucho mejor que en otra ciudad de Vietnam,

donde hay más contaminación, más estrés, más tráfico.

Al principio, lo que más había era turismo de resort de lujo.

Ahora, el turismo que viene es de clase media.

Yo me tengo que ir al restaurante, porque hay que abrirlo en breve.

Mamen os puede enseñar un sitio interesante de la ciudad.

-Os voy a enseñar otro icono.

Estamos en Son Tra, es la montaña, es como una península.

Este es el templo más famoso.

Lady Buda es

la figura budista femenina más importante que tiene Vietnam.

Dicen que es milagrosa.

Se le pide dinero, tener salud, cualquier cosa,

pero es famosa sobre todo

porque antes de que estuviera aquí la estatua y el templo,

Da Nang tenía dos o tres tifones cada año

y una vez fue construida dicen que los desvía,

por eso todo el mundo viene a venerarla.

Que nos ayude.

¿Dónde nos has traído ahora?

Al "Merkat", a nuestro restaurante.

Es pequeño pero aquí estamos comodísimos.

¿Quiénes son?

Huan, es la encargada de la partida caliente

y ahora mismo es la que elabora las paellas.

(Aplausos)

¿Habéis abierto este restaurante dos españoles?

Y lo hemos abierto con capital 100% extranjero,

que hasta antes de que llegáramos nosotros,

no estaba permitido.

Necesitabas un socio vietnamita.

¿Costó mucho?

Acuérdate de cuando tuvimos que empezar la reforma.

Tuvimos que ir a comprar los ladrillos, la arena, el cemento

y nadie quería trabajar para los guiris

porque dicen que somos muy exigentes.

-Una vez que abrimos la puerta, no venía nadie.

-No entraba nadie.

-Los primeros seis meses fue muy duro, nos costó mucho

pero gracias a las redes sociales, al turismo coreano,

que se empezó a abrir en ese momento,

tuvimos ese golpe de suerte

que muchas veces necesita un negocio.

-La paella está en unos nueve dólares la ración.

-Para el nivel de Vietnam sí que sería un precio elevado

pero para el extranjero que viene de Corea y Japón, no.

Es un precio que calidad-precio

siempre nos dicen que es muy económico.

Vamos a un hotel de lujo.

Vais a ver lo que es el lujo asiático.

¿Cómo estás? Muy bien.

Vaya bienvenida.

Aquí siempre, hospitalidad desde siempre.

El director de este hotel es español.

Sí, de la Puebla del Caramiñal,

un pueblo muy bonito de la provincia de A Coruña.

Hemos perdido el acento gallego.

Ojalá lo recobremos pronto.

Estamos localizados en medio de una bahía.

Tiene su piscina.

Lo mejor son las vistas desde esta habitación,

le llamamos "paraíso".

Estos son los huéspedes principales del hotel.

Son buenos chicos, la verdad.

Son una parte muy importante de la experiencia.

Es una suite, tiene 260 metros cuadrados.

Tenemos una bañera bastante espaciosa.

¿Cuánto cuesta pasar la noche aquí?

Depende de la temporada

pero de unos 1.100 dólares a unos 1.500 la noche.

Las vendemos muy bien.

¿Cuánta gente trabaja en este hotel?

Somos 820 compañeros para unos 500 clientes.

¿Vienen turistas españoles a este hotel?

De vez en cuando viene alguno. Por ejemplo, hoy tenemos aquí dos.

-Hola.

-Aprovechando la hospitalidad vietnamita de la que habla Juan,

nos hemos pedido un champán para que brindemos todos.

Estamos en Nha Trang, el paseo marítimo de la ciudad.

Esta noche se va a celebrar un festival de fuegos de artificio.

La "nit del foc" vietnamita.

Hoy compiten Francia y Estados Unidos.

Son varias y competiciones

y luego habrá una semifinal y una final.

¿Volveréis a España? Por supuesto.

¿Seguro?

No sabemos cuándo pero seguro.

Ahí tenemos a los amigos y a la familia.

¿Queréis mandar un besito a casa?

Un beso muy fuerte para todos.

Os queremos mucho.

-Un beso para mis padres, mi familia y para el resto de amigos.

-¡Venid a vernos!

Que vaya muy bien, chicos.

Gracias. Adiós.

-Soy Víctor.

Aprendí la tradición de hacer chocolates artesanales con mi abuelo

y aquí estoy, endulzando Vietnam.

Buenos días, María. Buenos días, Víctor.

¿Cómo estás? Muy bien.

Esta es nuestra oficina y la casa

donde hacemos el caramelo y los chocolates.

Yo soy un pastelero heredero de cinco generaciones de pastelería

en Barcelona.

Lon es mi segundo en cocina.

Hemos empezado a trabajar juntos a hacer chocolates.

El chocolate es una técnica que no existe en Vietnam.

Son trabajos muy minuciosos pero que los hacen perfectos.

(Habla en vietnamita)

Hay técnicas muy difíciles pero una vez coges el estilo,

es muy relajante.

Nosotros hacemos el bombón de té Matcha.

Es la técnica del té Matcha japonés pero hecho en Vietnam.

Esta es la trufa de té verde.

Después esto será el núcleo del bombón.

¿Por qué sabes tú tanto de chocolate?

Lo que sé de chocolate lo aprendí todo con mi abuelo.

Este es mi abuelo. Tiene 83 años.

Tenía una pastelería en el centro de Barcelona.

Una de las mejores de Barcelona.

Estudié el bachillerato nocturno

y por las mañanas me iba con mi abuelo a hacer pastelería.

No conocen tanto el chocolate de alta calidad a nivel comercial

porque con el calor no se puede vender en las tiendas.

Les encanta porque tiene un matiz de amargor

que es muy típico asiático.

Este es un cacao vietnamita que sale de frutos de cacao

que están en el Mekong.

De aquí sacamos un cacao amargo con toques cítricos,

que está muy valorado en la pastelería europea.

Parecen joyas, diamantes.

Los distintos brillos.

Puedes llegarte a ver reflejado.

Es una trufa de té Matcha blanca el con chocolate

por fuera, que juega con el amargor de cada uno.

Qué bueno está.

Ahora estos chocolates los empaquetamos

y los enviamos a nuestros clientes.

Ahora voy a llevar los bombones para servir esta noche.

Este es un chiringuito de playa de Da Nang,

que es el mejor de la ciudad.

Es mi hermano.

¿Tú qué haces aquí? Cocina.

La playa está vacía.

Sí, porque ellos salen por la tarde cuando se va el sol.

Tenemos aquí a los dos hermanos. Veo detrás a un señor parecido.

Es mi padre.

-Ellos vinieron primero y yo tuve que venir a cuidarlos.

¿Quién vino primero de los tres?

A vivir yo vine primero, vine a trabajar de pastelero chef.

-Después de Víctor, vino Daniel para trabajar también en cocina

y luego yo, porque no quedaba nadie en Barcelona.

¿Y tú a qué te dedicas aquí? Soy informático.

El clima es parecido, la gente sonríe más,

la situación económica es cómoda.

Si vamos con cuidado

y no nos meten en la cárcel por hablar, todo va bien.

No creemos grandes problemas.

-Ahora estamos en Hoi An, en el centro.

Es un pueblo muy genuino de Vietnam.

Podríamos decir que es el sitio más turístico de Vietnam.

Tiene una arquitectura francesa colonial muy bonita,

que lo hace muy característico.

Empezamos a veranear aquí desde 2003,

desde entonces, hemos vuelto cada año.

-Era un pueblo muy tranquilo, todo el mundo nos conocía.

Los niños podían pasear

sin que hubiera problemas de seguridad.

Alquilábamos una casa que tenía un jardín de 1.000 metros cuadrados,

por 500 dólares al mes.

Que quede claro para Hacienda.

-Esta casa es la más antigua del pueblo,

es hecha con madera, mezclando distintas arquitecturas,

tanto japonesa como china.

-La tradicional Ruta de la Seda empieza aquí,

esta es la parte más al este,

toda la vida ha habido comerciantes desde Japón,

China, hasta franceses.

-Es la casa de un mercader vietnamita,

fue construida hace 200 años.

Esta sala es donde se reunían

los mercaderes chinos con el mercader vietnamita,

aquí hablaban de negocios

y planeaban cómo transportar materiales al lado de otro.

Vamos a presentaros a nuestro amigo.

-Somos amigos desde hace años, casi hermanos.

-Para nosotros, Duc es familia.

Aquí hablamos de él, es como su tío.

En casa de Duc siempre hemos tenido un plato y un vaso

y una cama para descansar.

También él en nuestra casa de Barcelona.

Vietnam es un país donde la gente sonríe,

donde la gente te acepta fácilmente.

Puede parecer sorprendente, un país, que ha ganado una guerra

a las dos potencias más importantes de su época,

decir que es hospitalario.

Pero es hospitalario, se trata de ser amable.

-Ahora vamos a ver el puente japonés,

que es el emblema de Hoi An.

Es un puente que construyeron los japoneses hace 200 años.

En ese momento, unos japoneses tenían un establecimiento aquí

y esto dividía la zona japonesa de la zona vietnamita.

Te cobran un ticket a la entrada de la ciudad.

¿Cuánto hay que pagar para visitar la ciudad?

Seis euros.

Este perro controla el puente.

¿Son muy supersticiosos? Sí.

Antes de construir una casa,

viene un monje y te saca los malos espíritus de la casa.

Es una cosa muy común.

(Habla en vietnamita)

Estamos regateando cuánto cuesta el viaje en el barco.

A él lo conozco desde pequeño,

desde que íbamos en bicicleta juntos.

Es amigo, pero es su negocio. Claro.

Si no me coge, cogerá otro turista.

(Habla en vietnamita)

Cuando se inunda el pueblo,

el único transporte para cruzar la ciudad es la barca.

Se inunda una vez al año y es como Venecia,

porque te sientes obligado a moverte en barca.

¿Tus amigos de España no se sorprenden de que estés aquí?

Se sorprenden, suelen decir:

"¿Qué haces en la otra punta del mundo?".

Les contesto que aquí estoy muy bien,

se vive muy bien y hay un verano infinito.

¿Tienes novia aquí? Sí.

Déjame enseñárosla.

¿Qué te dice tu madre de que estés aquí?

Como siempre hemos venido con mi madre, está tranquila

porque estamos haciendo nuestra vida y nos está yendo muy bien.

Ella viene una vez al año.

En general, nosotros vamos una vez al año también.

Te quiero, mamá.

Ahora estamos en el mercado nocturno.

Las lámparas son un icono de Hoi An.

Juegan con la tradición de la tela en la luz.

Cada una está hecha a mano

y tiene la característica de que son desmontables.

Toda la ciudad está iluminada con estas lámparas,

era un punto de magia y de la ciudad de las luces.

¿Dónde está tu padre?

En un bingo tradicional vietnamita.

Como el bingo es vietnamita, solo hay vietnamitas.

(Habla en vietnamita)

Son tres cartas distintas.

La combinación te da bingo.

¿Vais a jugaros unos cartones?

Justo cuando os vayáis, empezaremos a jugar.

Tenemos una carrera de pozo y perdición.

-Me gustaría darle un abrazo a mi abuelo.

Claro, al artífice de todo esto. Mi maestro.

Adiós, abuelo.

Que vaya muy bien. Adiós.

-Casi ocho años.

Casi ocho años lleváis juntos. Pero si hace diez.

-# Muéstrame el camino, que yo voy #.

  • Vietnam de norte a sur

Españoles en el mundo - Vietnam de norte a sur

01 ago 2018

Hoy visitamos Vietnam Con Carlos, Rubén, Mamen y Daniel, Juan, Víctor, y Emilio y Fátima: La Bahía de Ha Long, la séptima maravilla natural. Las capitales Hanoi y Ho Chi Min Hoi An, la Venecia vietnamita; Da Nang con las mejores playas del país.

ver más sobre "Españoles en el mundo - Vietnam de norte a sur" ver menos sobre "Españoles en el mundo - Vietnam de norte a sur"
Programas completos (261)
Clips

Los últimos 2.078 programas de Españoles en el mundo

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos