www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.12.2/js
3630658
Para todos los públicos El escarabajo verde - El matón de las hierbas - ver ahora
Transcripción completa

El glifosato es el principal componente

del herbicida más vendido del mundo.

Comercializado hoy por muchas marcas pero que inventó Monsanto

y mi bautizó con el nombre de Roundup o Round Up,

como le llaman por aquí.

Habéis acertado, empieza"El escarabajo verde".

(Música cabecera)

Los herbicidas con glifosato son muy eficaces

y se aplican en parques y jardines para mantenerlos impolutos.

Pero hace un año la Organización Mundial de la Salud

clasificó el glifosato como probable cancerígeno para el ser humano,

y desde entonces se han multiplicado las protestas para prohibir su uso.

En España casi 50 ayuntamientos se han declarado libres de glifosato.

En Europa la autorización para el uso de glifosato

caduca en junio de 2016.

La Comisión Europea debate ahora mismo

si prorrogar su comercialización

o atender a los Estados miembros,

organizaciones ecologistas y científicos

que piden prohibirlo.

Le pedimos al periodista del programa, Xavier Sitjà,

que visitara alguno de estos ayuntamientos

que han decidido abandonar el glifosato

y que apuestan por una jardinería ecológica,

donde el concepto de malas hierbas deja de existir.

Los ayuntamientos disponen de un potente arsenal químico

para combatir las llamadas "malas hierbas".

La gente exige unas calles y jardines impecables

por lo que las autoridades se esmeran en desherbar

hasta los últimos rincones.

Los mejores herbicidas contienen glifosato,

un producto que limpia a conciencia pero con efectos secundarios.

(Música)

Para el control de malas hierbas estamos echando un producto

cuya sustancia activa es el glifosato.

Se conoce como Round Up a nivel común.

Y este producto es el que hace que las plantas se sequen.

Afecta al sistema respiratorio

y provoca progresivos secado de la planta.

La asfixia.

El glifosato lo echamos

sobre todo en los alcorques que es donde está ubicado el árbol.

En ese espacio de tierra al pie del árbol.

Después, alrededor el pavimento puede desarrollar hierbas

por las semillas que se introducen en las rendijas,

y, después, en las zonas de tierra.

También proliferan mucho las hierbas

y son muy difíciles de erradicar de otra manera, con otra herramienta.

Hace años que los ecologistas batallan contra el uso del glifosato

y otros herbicidas químicos en zonas urbanas.

Fernando Daniel San Topo lideró esta carrera en Barcelona.

Junto con trabajadores municipales y otras entidades,

consiguieron que el Ayuntamiento abandone el glifosato

y otros herbicidas tóxicos a partir de 2017.

Una decisión que los concejales barceloneses

aprobaron por unanimidad.

¿Por qué os preocupa tanto que se utilicen herbicidas

con glifosato en jardines y parques?

Y otros químicos pero el glifosato lo tomamos como emblema.

El glifosato es un herbicida muy tóxico

y que perjudica seriamente la salud,

aunque las autoridades sanitarias no lo hayan advertido hasta ahora.

¿Cuál sería la alternativa a los químicos en una ciudad?

Cambiar el estilo de jardinería y avanzar sobre eso.

Esto significaría que habría más hierbas por las calles.

¿Y la ciudadanía estaría preparada para aceptarlo?

Eso es un problema

pero eso no tiene ni punto de comparación

a los problemas que pueda acarrear todos los productos químicos.

Que después paseamos por el parque a nuestra mascota,

que es la que más queremos, a nuestros hijos, no sé...

Es relacionarlo ahí, verlo, palparlo.

Parece que no hay unanimidad en el campo científico

sobre la repercusión del glifosato.

Si es o no es posiblemente un cancerígeno.

Lo primero que tenemos que hacer es aplicar el principio de precaución.

En Europa está reconocido.

Ante la duda de que eso pueda ser y que pueda dañar la salud,

pues, dicho así, muy simple, sería: primero esperamos.

Ese sería un principio de precaución. No aplicar.

No usarlo hasta no estar seguros de que seguros de que es inocuo.

Barcelona se ha puesto manos a la obra.

Este año ya ensaya en algunos barrios

cómo controlar las plantas sin herbicidas químicos.

El Ayuntamiento tiene el compromiso de dejar de aplicar

glifosato y otros productos sintéticos

en vías públicas y espacios verdes a partir del próximo año.

La importancia que tiene que ciudades como Barcelona o Madrid

hayan aprobado dejar de utilizar el glifosato

tiene un efecto multiplicador para otras ciudades, es un ejemplo.

La encargada de ejecutar este atrevido plan es Eva Herrero,

la comisionada municipal de ecología.

El centro de esta decisión es la ciudadanía,

es su salud, básicamente, puesto que ya empiezan a salir estudios.

En marzo, salió un estudio de una organización dependiente

de la Organización Mundial de la Salud,

que declara el glifosato potencialmente cancerígeno.

Una alternativa a los herbicidas químicos

es regresar a la jardinería de siempre.

Y uno de los puntos críticos son los alcorques,

donde la hierba crece abundantemente.

Una vez desherbado,

el pie de árbol se llena con corteza de poda triturada.

Esto impide que la luz y el agua se filtren

y evita que crezca la hierba.

(Música)

Otra solución ecológica es ajardinar los alcorques

con plantas vivaces y gramíneas.

Estas plantas fomentan la diversidad urbana

y resultan decorativas.

Además, estudian dejar crecer las hierbas en algunos alcorques

para que los insectos que se crían en ellas

actúen contra las plagas de los árboles.

Actualmente, la percepción sobre las llamadas "malas hierbas"

es totalmente negativa. ¿Qué queremos?

Lo que queremos es sensibilizar,

demostrar la ciudadanía

que las hierbas producen efectos positivos para la salud

y para la biodiversidad urbana, por un lado.

Y, segundo, que es mucho más favorable

para su salud y para el medioambiente

dejar de utilizar este tipo de productos.

El glifosato también se utiliza mucho a jardinería doméstica.

Compramos algunos envases para descubrir más cosas

sobre este popular herbicida.

Nos ayudará una bióloga presidenta de una asociación

que fomenta un modelo agroalimentario sostenible.

Vengo cargado con herbicidas de todo tipo.

¿En todos los países de Europa se puede adquirir

herbicidas con glifosato de esta manera?

No.

De hecho, el glifosato,

como es un producto probablemente cancerígeno,

catalogado por la OMS del grupo dos,

hay países como Francia y Holanda que han prohibido la venta

en el uso particular.

Es decir, está autorizado en agricultura

pero no en jardinería para uso particular.

Aparentemente, es que no hay ninguna advertencia.

Bueno, porque está muy mal etiquetado.

El producto está mal etiquetado.

Porque de la misma manera que si nosotros al comprar tabaco

nos ponen unas letras grandes, visibles,

"fumar mata" o " puede matar",

en este caso tendría que estar etiquetado conforme como

"Es probablemente cancerígeno".

Porque, además, no lleva ninguna indicación de peligrosidad.

¿Deberían llevar algún logotipo específico?

Claro, además debería al menos poner el logotipo

de que es probablemente cancerígeno.

Aquí vemos que la mayoría de los que hemos encontrado

son de esta marca... Round Up.

Esa es la marca comercial.

Round Up, es la marca comercial. El principio activo es el glifosato.

¿Y este es muy popular?

Bueno, es el herbicida más vendido en todo el mundo.

Y con diferencia.

Antes la patente la tenía Monsanto. ¿Y esto es peligroso? ¿Problemático?

Este es el típico producto para uso particular.

Es pequeñito, fácil de coger.

Se parece un poco a un lavavajillas, ¿no?

Tiene el mismo tipo de tapón

y, luego, no está etiquetado absolutamente para nada,

porque no pone ni que es peligroso para el medioambiente.

Lo que sí que pone es la composición.

Diversas agrupaciones ecologistas de España

en la que ustedes están incluidos,

están pidiendo al gobierno español que vote en Europa

en contra de la comercialización del glifosato.

Sí, pero... Porque el glifosato se ha demostrado,

y aquí hay un estudio de una universidad alemana,

se ha demostrado que el glifosato

se encuentra en los tejidos de los animales,

en el de las personas, en la orina de las personas.

Sobre todo, influye, provoca o puede inducir cáncer de riñón,

cáncer de hígado, leucemia

y, además, todos los herbicidas, sin excepción,

funcionan y se comportan como disruptores endocrinos.

Y, entonces, ¿qué posición tiene el gobierno de España

sobre el glifosato?

El gobierno español tiene una postura muy condescendiente.

De momento, no hace nada.

(Música)

El glifosato está más presente en nuestra vida de lo que imaginamos.

Las vías de ferrocarril son uno de los muchos espacios al aire libre

donde se aplica.

Pero muchos herbicidas se manejan sin cuidado.

Santi Cutura lo ha experimentado.

Preside una asociación de afectados por productos químicos.

Unos enfermos muy sensibles a los tratamientos fitosanitarios.

Aquí estamos en un espacio de Renfe donde se están haciendo

la utilización de herbicidas glisofato con el tren herbicida.

Aquí tenemos un colegio donde se hizo los tratamientos

en horas en los que los niños estaban en los patios

y aquí tenemos las imágenes del tren herbicida donde está parado.

Donde, casualmente, se hicieron unos tratamientos

mientras yo estaba en la vía.

Tratamientos que no estaban autorizados

porque estaban autorizados dos días antes.

Se trata de prevenir incendios al paso del ferrocarril.

Pero en su trayecto el tren herbicida esparce glifosato

en la orilla de la vía e incluso, más allá.

Sí, en concreto aquí en las vías del tren

se hicieron tratamientos fitosanitarios

y afectaron a aproximadamente 2 ha de cultivos.

Es tal la afectación que hizo que además

se hicieron los tratamientos en toda la zona

desde Barcelona hasta Puigcerdà

y debido al viento bastantes metros al interior

fueron tratados y quemadas todos los cultivos de cereales.

A nosotros nos preocupa tanto lo que quemó

como lo que había al lado

que es un tratamiento que pasará a la cadena alimentaria.

Es aquí donde nos preocupa, ¿no?

Cutura alerta de el uso indiscriminado de plaguicidas

en los municipios.

Teme por los efectos en los enfermos con sensibilidad química,

embarazadas y niños.

Anna Font, asesora sobre riesgos ambientales.

Su preocupación es que ayuntamientos y organismos públicos

informen anticipadamente de los tratamientos fitosanitarios.

En España existe una normativa que obliga a los ayuntamientos

y a otros organismos que gestionan espacios verdes

de titularidad pública, a informar con ocho días de antelación

de todos los tratamientos fitosanitarios

previstos en un municipio o en una ciudad.

En esta web del Ayuntamiento de Martorelles,

uno de los más pequeños que he localizado en Cataluña

que están informando de la página web sobre los tratamientos fitosanitarios

aparece, en primer lugar, las advertencias para la ciudadanía.

En el Ayuntamiento de Sant Celoni

tenemos la opción de suscribirnos para pedir información

cada vez que se realicen tratamientos fitosanitarios.

En la página web del Ayuntamiento de Barcelona

hay una información muy detallada.

Tenemos la fecha prevista de tratamientos,

el número del distrito,

la vía o el espacio en el que se aplica,

en nombre de la calle o de la plaza,

y aquí tenemos el tipo de tratamiento.

Y luego, tenemos los herbicidas.

En concreto, el Round Up Ultra Plus.

Y también tenemos, un poco más abajo, insecticidas.

Entonces, de esta forma, la ciudadanía puede saber

en qué fechas está previsto el tratamiento

en la zona donde viva o donde tenga que desplazarse.

(Música)

Cuando hablamos de glifosato

todos los caminos nos conducen

a la poderosa multinacional estadounidense Monsanto.

Esta empresa patentó el glifosato como principio activo

de un herbicida llamado Round Up

y tuvo la exclusiva de fabricación hasta el año 2000.

El Round Up es todavía su producto estrella.

Sin embargo, Monsanto se negó a darnos una entrevista.

¡Monsanto no entiende...!

Cada mayo se celebra el día mundial contra Monsanto

y las semillas transgénicas que controla.

Los cultivos modificados genéticamente

son los únicos que sobreviven

a un tratamiento herbicida con glifosato.

Finalmente hemos hablado con un representante

de la industria agroquímica española.

AEPLA (Asociaciones de Agricultores y Cooperativas Agroalimentarias)

forman un lobby para que el Gobierno español

apoye la venta de glifosato en la Unión Europea.

¿El glifosato es malo para la salud humana?

El glifosato, se ha demostrado, y lo ha demostrado el EPSA,

el EPSA es la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria,

y el EPSA ha demostrado en todos sus estudios

que el glifosato no representa ningún,

ningún peligro para la salud humana ni para el ambiente.

¿Qué piensan ustedes de que la Organización Mundial de la Salud

diga que el glifosato puede ser potencialmente cancerígeno?

El IARC, que es...,

es una agencia internacional que depende de la OMS,

ha clasificado el glifosato

en la clase 2-A.

La clase 2-A son productos que, según ellos,

tendrían una probabilidad,

una probabilidad, de producir cáncer.

Están en el mismo grupo de productos,

como se encuentran los champús y jabones...

O sea: el mismo riesgo que tiene una persona

que trabaja en una barbería o en una peluquería,

el mismo riesgo de los motores diésel,

el mismo riesgo de la gente que trabaja de noche,

en el mismo grupo, el mismo riesgo de los...,

de los que trabajan en situaciones con altas temperaturas, etc.

O sea: es un riesgo relativamente moderado.

Que ayuntamientos importantes como Madrid, Barcelona,

comunidades autónomas, incluso determinados países,

estén recomendando que se deje de usar el glifosato,

que se declaren libres del glifosato, esto es serio.

Esto es un tema muy serio. es serio.

Porque esto es un tema que abre la puerta a poder

dejar cada día que se tomen decisiones

sin ninguna base científica,

sobre temas donde es mucho más fácil convencer a la...,

no solo al político,

sino convencer tanto al político como al ciudadano en general,

convencerlo de, con miedo, más que con realidades científicas.

Y la industria, realmente,

quiere ser muy rigurosa con sus opiniones,

y quiere que, absolutamente todo lo que

se haga con nuestros productos,

y todo lo que se haga en beneficio de los ciudadanos

y en beneficio de los agricultores esté basado en la ciencia,

y no en la política.

Los agricultores son grandes usuarios de herbicidas.

Y los que más utilizan son los que contienen glifosato.

Tanto por su efectividad como por su precio.

En los densos campos leridanos de cereales y forraje,

nos encontramos con el profesor José Ramón Olarieta.

En su investigación académica,

se ha especializado en el impacto de los herbicidas

en el suelo y el agua.

¿Dónde tiene más incidencia el uso del glifosato?

¿En la ciudad o en el campo?

No, el glifosato se utiliza mucho en agricultura,

para..., como herbicida sistémico

y que afecta a todas las especies de plantas,

pues es una herramienta muy práctica en agricultura,

y por tanto se utiliza mucho.

Pero la impresión que da es que, en el campo,

no se está criticando,

no se está analizando mucho el uso del glifosato y sus efectos.

No, por esa razón.

Digamos, es un..., es una herramienta muy práctica,

porque permite eliminar mucha competencia a los cultivos,

y desde ese punto de vista a los agricultores les es muy útil.

El problema lo tenemos en el que hay muchos efectos

que no se ven a simple vista, y ese es el problema básico.

¿No son conscientes, entonces, los agricultores,

de la problemática del glifosato?

Yo diría que, en general, no.

Porque además, también el glifosato siempre se ha vendido

como un producto prácticamente inocuo.

Entonces ha habido mucha publicidad, en esta dirección,

para hacer ver que no pasaba nada por el hecho del uso,

que ahora ya está siendo masivo, de esta sustancia.

En el campo empiezan a conocer los otros efectos del glifosato.

En este corral, jóvenes ganaderos recuperan la cabra catalana.

Una raza prepirenaica que estaba desapareciendo.

Hace un par de años,

este rebaño entró por error en un campo donde

habían aplicado herbicida con glifosato.

Nosotros no estábamos informados,

y las cabras, pastoreando ahí, comieron hierba que estaba tratada.

Entonces, esto generó que luego

hubiera siete cabras que tuvieron un aborto,

porque estábamos en periódico de gestación,

nacieron unos cuantos bebés, cabritos, muertos,

y hubo malformaciones.

Originalmente hay incluso un artículo regulador de la Generalitat,

que dice que, cuando se usa este tratamiento de hierbas,

se tiene que informar.

Y tiene que estar visualmente claro, ¿no?

Tiene que haber un aviso, en el campo,

en la zona que está tratada...

En este caso, aquí no se hace, no se gestiona este aviso, ¿no?

Ni de parte del Ayuntamiento,

ni de parte de los vecinos que utilizan el producto.

Entonces, claro, los campos están tratados con herbicida,

con glifosato, y nosotros no sabemos cuáles,

ni cuándo ni...

Y bueno. Intentamos que la cabra no entre en ningún campo,

intentamos salir rápido de la zona de campos y terrenos laurados, ¿no?

Y evitar el contacto.

En un medio totalmente distinto,

los científicos estudian el impacto ambiental de productos químicos

como el glifosato.

El glifosato es el herbicida más utilizado en todo el mundo.

Pues es importante saber si es tóxico o no es tóxico.

El doctor Cogevinas es codirector

del Centro de Investigación de Epidemiología Ambiental.

Participa en comités de expertos internacionales

que evalúan la toxicidad de productos químicos.

¿Qué piensa del uso indiscriminado del glifosato como herbicida

en el campo y en las ciudades, también en jardinería?

Generalmente, qué pienso del uso indiscriminado de pesticidas.

Pues que no se tiene que hacer. Primer punto.

Pero, del otro lado,

los pesticidas son importantes para la agricultura, evidentemente.

A lo mejor los agricultores pueden utilizar con más precaución.

Si utilizas en los jardines, has de saber cómo se utiliza esto.

Has de saber si se... Tenemos exposición de los niños...

Pues no parece razonable de utilizar por la población general

algo que se ha clasificado como potencialmente cancerígeno.

Y acepto que no es de lo más tóxico que hay en la vida.

Pero tenemos que prevenir también

exposiciones que no son necesariamente las más tóxicas.

Si es algo muy común,

esto puede producir muchos casos de cáncer.

Algo que no es muy tóxico, pero se utiliza mucho,

acaba produciendo muchos casos de cáncer. Es así.

Es una simple multiplicación.

De nivel de toxicidad, nivel de exposición.

Algo que no es tóxico que se utiliza mucho, muchos casos.

Eso.

Usted cree, entonces, que la evaluación de la OMS es seria.

Es... ¿Hay que tenerla muy en cuenta?

Estas evaluaciones de la OMS, de cancerígenos,

es lo mejor que tenemos en evaluaciones de cancerígenos.

Lo digo porque la Autoridad Europea de Sanidad Alimentaria

ha dicho que el glifosato, probablemente,

no tiene ningún problema para los humanos.

Sí. Esto ha dicho EPSA, pero el protocolo...

Yo me fío mucho más del protocolo de la Organización Mundial de la Salud.

Y ante la duda, quizás habría que aplicar el principio de precaución.

Sin duda.

Se tiene que aplicar el principio de precaución.

No quieres tener utilización de un herbicida,

que es el herbicida que se utiliza más en el mundo,

si tienes indicios, fuertes, que es cancerígeno en humanos.

¿Usted utilizaría el glifosato? No, no.

Si tuviera un jardín o si... Tengo jardín. Pero no lo utilizo.

No, no.

Es... Algo que se ha clasificado por la IARC como 2-A, no.

Claro que no. Claro que no. Probable cancerígeno.

Claro que no. Claro que no lo utilizaría.

(Música)

En este palacio del pueblecito pireinaico,

ha comenzado una revolución.

Planolas es el primer municipio de España

que ha prohibido todos los herbicidas y plaguicidas.

Y lo ha ejecutado de golpe. Sin transición previa.

Y ¿por qué lo han hecho?

Bien, por dos grandes razones.

Primera, porque hay muchas informaciones que indican

que un gran número de herbicidas y otros insecticidas

son dañinos para las personas,

sobre todo para personas embarazadas, y para niños,

y después porque es una manera muy...

poco... pensada de trabajar.

Es agresiva contra todo.

Acabas matando determinadas hierbas, pero, después, matas insectos...

Mire. Aquí en Planolas,

yo de pequeño recogía caracoles, y enseñaba,

y jugaba con los gusanos de luz y los grillos.

Ahora no hay nadie en Planolas que pueda recoger caracoles.

Nadie.

No hay gusanos de luz, no hay grillos, no hay insectos...

Enric Gracia no es un aventurero.

Durante años fue profesor universitario de Biología.

Especializado en hongos.

Ahora es el concejal de Medioambiente de Planolas.

Entonces, aquí en Planolas,

estas malas hierbas que hay por ejemplo aquí, ¿van a permanecer?

Bueno, a ver... Malas hierbas...

Este es un concepto que de entrada nos...,

nos molesta, por decirlo de alguna manera.

Esto son hierbas,

son plantas que están intentando crecer y multiplicarse,

y por esto las dejamos. Simplemente.

Nos gustan: dan un toque de color, y de momento no molestan a nadie.

El día que molesten, pues cogeremos una desbrozadora

y sacaremos las que molesten.

Segar la hierba es la pesadilla del Ayuntamiento de Planolas.

Su plan es reintroducir los grados de mata baja,

donde convivan flores y abejas.

Gracia está aplicando fórmulas sostenibles para controlar el verde.

Aquí hace un año segó.

Tiró sal de carretera y extendió astillas.

Y como ha dado resultado, piensa ampliarlo.

O sea que el césped típico nórdico, aquí, desapareció.

Sí. Nuestra idea es esta.

Abandonar el concepto nórdico,

y pasar al concepto pirenaico.

Necesitamos que haya..., que haya hierbas,

necesitamos que haya...

Pero hierba que dé flores y que permita sobrevivir a los insectos,

y no plantas que no dan ni una flor, y que no dejamos crecer...

Y que además hay que cortar.

Y que además hay que cortarlas constantemente.

(Música)

Los herbicidas con glifosato

siguen siendo los más vendidos en el mundo.

Pero su clasificación por la OMS como probable cancerígeno

ha trazado una línea roja.

Desde ahora, cuando caminemos por un municipio

y veamos hierbas en alcorques como este, o en jardines,

no podremos atribuirlo al abandono.

Sino a un nuevo concepto de jardinería sostenible.

Lo sostenible en nuestro caso es ser fieles a la cita semanal

con todos vosotros.

Mientras llega el nuevo documental,

recordad que nos podéis encontrar en Facebook,

y también en Twitter @marioescarabajo,

y que tenemos más contenidos en Spotify, Instagram y en nuestra web.

Somos buena hierba.

Así que nos encontraréis en La 2. No faltéis.

Que os echaremos de menos.

(Música créditos)

  • El matón de las hierbas

El escarabajo verde - El matón de las hierbas

10 jun 2016

El glifosato es el principal componente del herbicida más vendido en el mundo que la multinacional estadounidense Monsanto inventó y bautizó como Roundup. Hoy lo comercializan muchas otras, pero como es un probable cancerígeno los ayuntamientos y gobiernos empiezan a rechazarlo.

ver más sobre "El escarabajo verde - El matón de las hierbas" ver menos sobre "El escarabajo verde - El matón de las hierbas"

Los últimos 543 programas de El escarabajo verde

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

Añadir comentario ↓

  1. Eduardo Salgado

    No puedo ser más fan de vuestro programa, ayuda a saber comprar plantas y cuidarlas. Enhorabuena!

    19 jul 2016
  2. Antonio

    El negocio es el negocio. No hay mas. Llevo décasas escuchando lo mismo. Pero como el cancer nace en la oscuridad y es algo lento. Este mundo esta fisicamente, mentalmente y moralmente arruinado. Hasta que el Creador no ponga remedio, la cosa irá a peor. Pero es de agradecer los intentos sinceros por poner la vida antes que el negocio.

    15 jun 2016
  3. Juanmi

    Al señor que dice que no es malo el glifosato le invito a que se lave la cara con la mezcla de este producto. No le digo que se lo bebe sino simplemente que pruebe a lavarse la cara con el.

    14 jun 2016