www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.12.2/js
3332854
Para todos los públicos El escarabajo verde - Tocados por la tramuntana - Ver ahora
Transcripción completa

Cuando la Unesco designa un lugar

como Patrimonio Cultural de la Humanidad, "cultural", ojo,

podemos suponer que siempre va a estar detrás la obra del ser humano.

Habéis acertado. Empieza "El escarabajo verde".

(Música cabecera)

La Alambra, el Monasterio de El Escorial,

o este edificio modernista,

antigua sede del hospital de Sant Pau en Barcelona,

han sido imaginados y conformados por manos y mentes humanas,

pero os sorprendería saber que también una cadena montañosa

puede entrar dentro de esta categoría de Patrimonio Cultural.

La agreste serra de Tramuntana en la isla de Mallorca

es una catedral de piedra, bosques y agua,

modelada por el hombre durante generaciones

estrenó título en 2011.

Una distinción que da reconocimiento mundial a sus valores,

pero que a su vez la somete a cierta presión.

Casi desaparecida una cultura rural

que gestionaba sus recursos hasta la autosuficiencia,

adaptándose a una complicada orografía

y abrumada por su éxito turístico, ahora el reto reside

en que esta serra no se convierta en una postal de sí misma.

Mallorca merece estudiarse por ser una isla exitosa

y por la mera existencia de la serra de Tramuntana.

Por eso hemos enviada para allá al alumno aventajado

que es el realizador del programa, Eduardo Laplaza.

el resultado de su examen lo podéis ver en el siguiente documental.

Asegurar la perdurabilidad de nuestro legado

y entregarlo a las futuras generaciones

en las mejores condiciones posibles, este es el explícito objetivo

de la Unesco al designar Patrimonios de la Humanidad.

En Mallorca no hay guerras o catástrofes naturales,

pero las amenazas derivan de algo inesperado y sorprendente:

el exceso de éxito.

¿Qué le pasa a un lugar cuando la Unesco lo señala con su dedo?

(Música suave)

Por esta vez no acudimos al encuentro de ambientalistas

o representantes de alguna corporación, sino de artistas,

que alejados de mensajes explícitamente conservacionistas,

consideran el paisaje de la serra un inmenso espacio de trabajo.

Su proyecto actual, de tintes experimentales,

tiene un nombre curioso: "Niño larva".

Vosotros habéis hecho algo, ¿no? Cuéntame. ¿Qué habéis hecho?

¿De qué se trata el proyecto este del "Niño larva"

que quería que me enseñarais? Bueno, eso se trata...

En realidad todo empieza cuando le propongo a Biel

hacer aquí, en su propia casa, una...

Dormir en una urna de cristal que tienen, fantástica,

y que él haga 400, 500 fotos, las que sea,

y luego superpuestas de tal modo, al superponer todas,

que el saco de dormir queda como una larva.

(Música)

Y a partir de ahí surgió la idea muy espontánea y colaborativa

de hacer eso mismo con una urna en diferentes lugares

y uno de ellos, en la serra de Tramuntana.

Fue una experiencia extraña.

Para empezar, era una urna que está iluminada por dentro

y, entonces,

todo el paisaje fantástico que tú ves desde fuera de la urna,

desde dentro de la urna no ves nada de lo que ocurre fuera.

Es como estar en un escaparate natural.

Eso es una sensación muy rara de internamiento

o de urna propiamente dicha.

Místicos, artistas... ¿Qué tiene este paisaje de la serra?

Es un paisaje prendante por sí. Es decir, esas montañas...

son apabullantes.

-Creo que también a veces la labor del artista y del científico

es preguntarse "¿por qué?" y en cierto modo problematizar eso.

Y es la manera en que, en cuestionarse ese tipo de...

de clichés, y a ver qué pasa.

-De alguna manera buscar...

una mirada desnuda de esos clichés que se han extendido

Bueno, este es mi estudio y tenemos aquí la urna.

-La máquina mística.

La verdad es que da un poco de miedo. Parece un ataúd.

Bueno, espérate. Ahora le damos un poco de luz.

Qué bueno. Métete dentro y ya verás como...

Da casi miedo. Prueba.

(Música)

Un elemento humano y extraño en un entorno natural.

Una contradicción estimulante

y un paso más hacia el conocimiento de esta serra.

Por extraño que parezca, el proyecto del "Niño larva"

sigue una tradición específicamente mallorquina.

(Música)

Ya desde finales del siglo XIX artistas y eruditos locales

y un creciente número de admiradores extranjeros,

fueron los que con sus obras crearon un estado de conciencia y opinión

que revolucionó la isla.

Por primera vez se ensayó una nueva arma,

la promoción turística

de los inmensos valores naturales de la isla,

especialmente los de la serra de Tramuntana,

una sierra enorme, increíblemente bien dotada de dramatismo escénico,

agreste a la vez que humanizada con esfuerzo,

romántica para los gustos de la época.

Ya hace tiempo que en primera línea del frente turístico

el sosiego emigró buscando otros horizontes donde prosperar.

El sector turístico encuentra en la serra un lugar perfecto

para acabar con la tan temida estacionalidad

que imponen el sol y la playa.

Este año, desde comienzos de la primavera,

se han realizado en sus carreteras y caminos

una marcha cicloturista internacional,

la franquicia del triatlón IronMan, el Ultra trail serra de Tramuntana,

concentraciones motoristas, de coches de época,

y cientos de eventos locales que provocan cortes de carretera,

zonas de exclusión y el hartazgo de muchos mallorquines

que ven privatizados los escasos espacios públicos.

Mientras tanto el sector hotelero se frotaba las manos

esperando celebrar la mejor temporada turística

de los últimos 50 años.

Nosotros pensamos que explotación y conservación es posible,

si se entiende por explotación estas visitas o estas rutas

que hacen los senderistas y los que van a practicar deporte.

El turismo es verdaderamente...

Muchas veces se ve como una especie de actividad extractiva,

algo así como sería una mina. Se extrae la riqueza de un lugar,

pero deja muy poco beneficio y cuando se acaba aquello se masifica,

el sector se va a otro sitio y ya no deja nada.

Bueno, el sector turístico está dejando en estos momentos

más de 10 000 millones de ingresos y más de 3000 en impuestos,

en recaudación tributaria.

En el sector hotelero hace muchos años que tenemos una moratoria.

No se puede crecer en plazas hoteleras.

Estamos promoviendo

que se practique una cultura basada en la rehabilitación

y no en el consumo de territorio, sino en mejorar lo que tenemos.

¿No sería precisamente una ecotasa,

a la que vosotros siempre os habéis negado con bastante virulencia,

una oportunidad de repartir esos beneficios?

Te puedo asegurar que hay bolsas de ineficiencia en la Administración,

y muchas, te puedo asegurar que tenemos una Administración

mucho más grande que la Administración que necesitamos

para la población que somos y le podría listar muchas otras cosas

que nos pueden llevar a obtener una financiación

como pueden ser tasas y cánones que en estos momentos ya existen

y que tampoco se están utilizando para la finalidad adecuada

y que podrían aportar tanto o más que un nuevo impuesto.

¿Es la conmoción que nos provoca una obra de arte,

algo innato e inmediato?

¿Apreciamos la belleza si la sociedad no nos dice antes

que esa obra es valiosa?

La valoración de un paisaje no es innata, es también algo cultural,

y depende mucho de nuestra experiencia.

¿Quiénes son actualmente los custodios de esta belleza?

Una característica imprescindible para entender la serra:

el 95 % de su territorio es privado.

La "possessió", o posesión, grande o pequeña,

es el núcleo de la estructura de la serra.

Hoy en día la agricultura que se practicaba en ella

es difícilmente rentable por lo que quien hereda una de estas posesiones

hereda más un dolor de cabeza que un tesoro.

De una en una, con discreción,

van siendo compradas por gente adinerada de todo el mundo

y la lista es grande.

Esta es la finca Comassema, 850 hectáreas de olivar

y algo de huerto y frutales.

Desde la primera valla tardamos casi 5 minutos

en llegar en coche hasta el edificio principal

que pertenece todavía a la familia que la poseyó durante generaciones.

Gracias.

Fernando Fortuny es la cuarta.

A la vez que portavoz de los propietarios de fincas rústicas.

¿Cómo veis el modelo de gestión desde la asociación?

Bueno, la gestión la hacemos nosotros. De gestión nada.

O sea, pública nada.

Mucha protección, mucho paraje natural,

mucho Patrimonio de la Humanidad, pero aquí nada de nada.

Aquí los únicos que conservamos somos los propietarios.

La cocina típica mallorquina. Está superbien conservada...

de las mejores que he visto. Todo está igual a como estaba...

Saca provecho de su patrimonio etnológico y cultural

con visitas guiadas por esta antigua almazara.

Yo, para sacar los... para legalizar lo que estoy haciendo ahora,

he estado diez años.

Para legalizar el hecho de que puedas meter aquí...

Porque organizas bodas, eventos...

Sí, exacto. Para legalizar la actividad he estado diez años.

A parte de esto tenemos visitas culturales, visitas turísticas...

Bueno, lo que puedo, lo que he dicho antes,

todo aquello que no afecta al medio ambiente y dé rentabilidad.

Por todas estas visitas cobráis. Claro. Las visitas, al ser guiadas...

Si quieres que una cosa se estropee, hazla pública.

¿Por qué cierran los parques de las ciudades?

Porque rompen los bancos, las papeleras...

¿Y todo esto quieres que entre en el campo ahora? No...

Otra cosa es la invasión turística. Ahora ya tenemos los hoteles llenos

y tenemos las playas. ¿Y el senderismo qué?

¿Ahora tenemos que convertir en Magaluf la serra de Tramuntana?

Cuidado... Mucho cuidado con esto...

Abrimos caminos públicos. ¡Que entre todo el mundo aquí!

No.

También los hoteles de Magaluf,

paradigma de los excesos de sol y playa,

son iniciativas privadas

y la estigmatización de este lugar, de lo que habla en todo caso,

es de que, por sí mismo, sin adecuada intervención pública,

el sector no se regula a sí mismo.

Desde hace años Fernando está en conflicto permanente

con los defensores de los caminos públicos que, aseguran,

ha cerrado el camino de Bunyola a Lluc,

documentado al menos desde el siglo XIII.

El que vea esta casa puede pensar que usted no lo tiene tan mal.

No lo ve tan difícil. Se está quejando de muchas cosas pero...

no parece que lo tenga tan mal. Esa es la sensación que puede dar.

Pero este señor que lo dice a lo mejor se va de viaje cada año...

y yo hace muchos años que no voy de viaje...

Son opciones. Nadie me ha obligado a hacerlo, pero es una opción.

Y uno tiene un barco y yo tengo otro barco, la serra de Tramuntana.

El barco es carísimo mantenerlo... Pues esto también.

Esta finca ejemplifica perfectamente el conflicto público-privado

que palpita bajo la asombrosa belleza de la serra.

Mientras los beneficios del turismo no sean mejor redistribuidos,

la valla permanecerá cerrada.

Otra finca privada, pero con diferente perfil,

sus dueños son una pareja de inglés y sueca con profesiones liberales

En los municipios más grandes de la serra,

la población extranjera residente ya es del 20 %.

Viven encantados del clima y el paisaje

y no necesitan sacar una rentabilidad inmediata a la finca.

Les basta con cubrir gastos. Exigen anonimato

y es su administrador quien nos recibe.

Entonces, Toni, esta finca no es tuya.

No, yo soy el gestor y el administrador.

Me ocupo de la restauración

y volver a poner en marcha todo el sistema de riego,

recuperar los árboles...

Esta finca en concreto, el dueño lo hace un poco por hobby,

no tiene tanto interés en la producción económica.

Es como el que tiene una... Es un poco por amor.

Sí, y por la conservación de lo que tienen,

para que se conserve el paisaje.

Es como el que tiene una bodega de vino de 500 parras.

Se lo puede permitir esta gente o recibe alguna subvención por...

No reciben subvenciones.

Mas o menos les sale a la par lo que invierten

en lo que sacan. Sacan más producto sentimental que económico.

Yo estuve 5 años en la universidad estudiando de cocinero.

Pero no podría estar 24 horas al día metido dentro de cuatro paredes.

Tú ha hecho el trabajo inverso.

Lo que hice fue volver al trabajo de mis padres.

En este valle hay 15 personas que se dedican a lo que hago yo.

¿Cuántos mecánicos hay? ¿400? ¿Cuántos abogados hay? ¿150?

Me refiero a que hay muchas cosas, pero gente del campo no hay.

Este propietario de aquí delante quiere restaurar la propiedad.

El problema es que no tiene continuidad

de alguien que se pueda dedicar a ello fijamente.

O sea, hay un propietario que... Él quiere restaurar y no hay gente

que se pueda dedicar realmente, todo el tiempo,

a la restauración de una propiedad.

(Música suave)

A la vez se está promocionando mucho, en los últimos años,

la serra de Tramuntana. En el aeropuerto, en...

muchos aspectos turísticos, pero no hay esta contrarrestación

de ayudar a mantener el paisaje,

a solucionar muchos problemas que se empiezan a tener,

la capacidad de carga ha aumentado,

en los pueblos se nota la masificación....

Lentitud administrativa y exceso de burocracia por un lado,

masificación y falta de regulación por otro.

Estas son las principales críticas que se escuchan contra la gestión

de estos últimos cuatro años.

Acudimos a contemplar la puesta de sol

con dos miembros del colectivo crítico Salvem la Tramuntana,

Salvemos la Tramontana,

Marçal Bardolet y, de nuevo, Gabriel Lacomba.

Tú, Biel, tienes un perfil, digamos, más artístico y de difusión

y tú eres geógrafo, ¿verdad? ¿Qué creéis que se está haciendo mal

en la serra para que haya que salvarla?

Bueno, cuando se concedió por parte de Unesco la declaración,

había un plan de gestión y quizás durante estos cuatro años

se han dejado bastantes cosas de ese plan de gestión.

-Han hecho cosas puntuales, pero podían haber sido más ambiciosos

en ese plan de gestión que fue consensuado con la población

y con diferentes organizaciones y que parece que se ha dejado atrás.

-Lo suyo es encontrar un consenso en la parte política

para que la sierra no sea un arma arrojadiza.

¿Estáis actuando?

Estáis haciendo ciertas cosas... ¿qué hacéis exactamente?

Vamos a inaugurar una exposición simultáneamente

en cuatro municipios de la sierra, bueno, en tres más Palma.

Esa exposición es una especie de destilado

de un primer libro que vamos a editar, la historia del turismo

en la sierra de Tramontana, que de alguna manera refleja muy bien

cómo la fórmula de la desestacionalización

se la inventaron los primeros filántropos

que contribuyeron a crear el turismo.

O sea, que no es nada nuevo. No es nada nuevo.

Como buenos mallorquines, conocedores de los estragos

que el modelo turístico del sol y playa

ha causado irreversiblemente a la costa,

tiemblan ante la posibilidad de que la serra se contamine del mismo mal.

Sin embargo, en vez de una actitud de oposición frontal,

asumen con lúcido pragmatismo

que la mejor arma es su mayor conocimiento

de la economía turística y sus potencialidades.

Nada mejor para ello

que bucear en las profundidades de la historia y sus lecciones.

Lo que está claro es que lo suyo es divulgar las cosas

de la forma más didáctica posible para sensibilizar a la gente.

Yo creo que la sensibilización es el objetivo.

Estáis preparando una exposición y un libro.

Sí, bueno, más que un trabajo de investigación

es como un trabajo de divulgación, es una reflexión sobre el turismo,

pero no del turismo en general, del turismo centrado en la serra

para reivindicar que no se masifique el lugar, lo que es la serra.

De hecho esa primera guía turística que, evidentemente, es de 1908...

Esta es la primera guía turística.

Es la primera que hizo el fomento de turismo,

una entidad privada que fue la primera se este tipo en España.

Y se titula "Estación de invierno".

Precisamente "Mallorca: estación de invierno".

Es curioso, ¿no? Claro, porque en aquel tiempo

se vendía el clima ideal de todo el año de la serra.

Turismo de calidad, desestacionalización,

conceptos que ya eran piedras angulares

en el desarrollo de la serra y de toda la isla.

Olvidados y recuperados

alternativamente a lo largo del tiempo.

Bueno, Eduardo, te voy a aconsejar que te leas, cuando puedas,

un fragmento de ese libro, "Un verano en Mallorca" de Mario Verdaguer.

Es una novela, pero tiene un punto... Yo creo que te va a gustar.

Tienes un punto en el capítulo quince.

Bueno, pues ya me lo leeré luego.

Como hemos visto, el turismo de masas

introdujo un elemento de inquietud.

Mallorca muere de éxito, ya mucho antes de la nominación de la Unesco.

Los ejemplos de patrimonio amenazado por todo el mundo

que se han conseguido recuperar con éxito,

son numerosos en la historia de este organismo.

Cuando la civilización que los creó muere,

los monumentos mueren con ellos, pero ¿es el caso de Tramuntana?

Con casi un 40 % de la población de la isla residiendo en Palma,

la serra es para el urbanita uno de esos reservorios de salud

y trascendencia natural que alguno creen a salvo

de la corrupción y peligros de la ciudad.

Sin embargo no ha estado exenta de avaricia humana.

Un conflicto enormemente inspirador para muchos.

Creo que es de esas frontera, que son lugares de frontera,

es donde creo que se aparece el ADN propicio para la creatividad.

Esos lugares que no sabemos como definir.

A mí es lo que me excita, en ese sentido.

Por ejemplo esas ruinas de...

de edificaciones que son ruina antes de llegar a ser construidas.

Eso son paisajes que como no sabemos cómo conceptualizarlos,

son muy interesantes para el ámbito artístico

y para el ámbito creativo en la escritura o en lo que sea.

La industriosa Soller, capital y perla de la serra de Tramuntana.

Bartomeu Deya ha sido hasta hace unas semanas

el gestor del consorcio de la serra, su órgano ejecutivo,

y esta mañana es nuestro anfitrión.

Estamos en Fornalutx, en el valle de Soller.

Está compuesto por Soller, Fornalutx y Biniaraix.

Y Fornalutx es un ejemplo básico de población de la serra.

Tu formación es... Economista era.

Por esto te digo que la parte de agricultura la conozco de la familia.

Porque la he vivido, más que estudiado.

Uno de los efectos más indeseables

de la marca Patrimonio de la Humanidad

es la subida inmediata de los precios de la vivienda.

Mal asunto si lo que pretendes es fijar población.

Una casa en Fornalutx se la puede permitir un extranjero,

pero ¿un local? Un local difícilmente.

Porque los precios están muy por encima de cualquier promoción

en una zona urbana. Hay mucha presión de nuevo espacio

cuando se abandonan zonas urbanas en desuso.

Políticos y medios de comunicación

celebraban los dos años como Patrimonio de la Humanidad.

El mismo tiempo que habían tardado en dotar de fondos

y estructura al consorcio.

Bartomeu Deya en la soledad de su despacho siguió adelante

con una mano atada a la espalda.

En lo que todo el mundo está de acuerdo

es en la necesidad de que los beneficios del turismo

reviertan en quien vive en la serra.

Hay que buscar fórmulas de que la fuente turística compense...

Deje más rentabilidad a las zonas que visitan.

Y desde tu punto de vista...

A veces más que aportar al sector turístico,

si tú sacas una fórmula para que quien aporte sea el turista

comprando productos y servicios, ya te compensa.

Estos productos están ampliamente representados

en la cooperativa agraria de Soller.

Es fundamental, dado que la serra no es lugar para practicar

una agricultura intensiva, que se consolide una imagen de marca

ligada a la excelencia de estos productos.

Excelentes pero más caros sirven para dar beneficiosa

a la vez que pregonan por toda Europa una calidad

íntimamente unida a su procedencia.

Las nuevas tecnologías

ofrecen nuevas oportunidades de comercialización.

¿La masificación turística puede ser un riesgo para vosotros

o todo lo contrario? Es una oportunidad.

Una oportunidad porque te da a conocer.

Y, como te comentaba hace un momento, nosotros estamos vendiendo

muchas cajas de naranjas de 10 kilos por internet.

Mikel, con la confianza de quien es depositario de una larga

y exitosa gestión agrícola, se ofrece a mostrarnos su secreto:

el agua.

Una de las cosas más importantes de la serra ha sido la gestión del agua

y esto es un ejemplo ¿de qué?

Es una de las fuentes de multipropiedad.

Hay cerca de 80 kilómetros de ramales...

en Soller... que cruzan todo Soller.

La estructura urbana de Soller es la estructura muy típica

de casa pegada a la calle con patio trasero.

Entiendo entonces que la estructura, la ordenación urbana de Soller,

se ha conformado en función... Ha crecido encima de...

Encima de las acequias y del sistema de riego.

Sin ríos superficiales,

la isla de Mallorca ha tenido que gestionar el agua de sus pozos

con tanta eficacia que este ha sido uno de los argumentos de peso

en la inclusión de la serra en la lista patrimonial de la humanidad

como categoría cultural.

Como repite insistentemente Miquel, Soller no solo tiene agua,

tiene toda una cultura en la gestión del agua.

La inclusión de la serra de Tramuntana

en la lista de patrimonios mundiales ha añadido una medalla más

en el ya muy condecorado pecho de la isla,

pero ya hemos visto que el éxito puede ser un brutal enemigo

si no se gestiona el turismo de manera sostenible

y sus beneficios no se reparten con equidad.

Mientras tanto la serra, indiferente,

sigue conmoviéndonos con su presencia.

Nuestro viaje acaba aquí, pero aún tenemos una última cosa por hacer,

leer la sugerencia de Miquela Forteza,

un libro de Mario Verdaguer titulado "Un verano en Mallorca",

editado en 1959.

"Antes, cuando Dios en su bondad infinita

decía a los mallorquines: '¿Qué queréis, hijos míos?',

estos le decían: 'Señor, queremos paz, tranquilidad,

buenas costumbres y una buena cosecha de almendras'.

Y Dios les daba tranquilidad,

buenas costumbres y una buena cosecha de almendras.

Pero luego intervino el diablo

y ahora cuando este les pregunta: '¿Qué queréis?'

los mallorquines le gritan: 'Queremos turistas, muchos turistas'

y el diablo les manda barcos y más barcos, aviones y más aviones

cargados de esta mercancía y añade además a George Sand

y Chopin con el complemento del piano y el famoso libro.

Los hoteles, las residencias, las playas

y una cantidad suficiente de taquillas

para que los mallorquines las puedan poner en todas partes

y embellecer con ellas la isla".

(Música suave)

Esperamos haber desvelado algunas de las claves el éxito de Mallorca,

un espacio rural y también mítico donde tan importante ha sido

la mano del campesino como la de los numerosos artistas

que han buscado allí inspiración.

Nuestro éxito consiste en presentar temas que os interesen cada semana,

la próxima uno más.

Mientras tanto recordad que estamos en Facebook

y también en Twitter, @marioescarabajo,

y que nos podéis encontrar en Instagram, Spotify y en nuestra web.

Buscadnos. Nos vemos en La 2 en siete días.

No faltéis, que sois nuestro particular patrimonio.

(Música créditos)

  • Tocados por la tramuntana

El escarabajo verde - Tocados por la tramuntana

23 oct 2015

En 2011 la Serra de Tramuntana, en la costa noroccidental de la isla de Mallorca, fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en la categoría de Bien Cultural. Asegurar la perdurabilidad de estos legados es el objetivo explícito de estas iniciativas, pero en Mallorca, sin guerras o catástrofes naturales que la amenacen el peligro viene del exceso de éxito.
Esta distinción añade reconocimiento y orgullo pero en Mallorca llueve sobre mojado. En una isla ya casi en el límite de su sostenibilidad y con una evidente sobreexplotación de sus recursos de sol y playa, ahora la Serra puede ser la siguiente frontera a conquistar por los operadores turísticos que ven en ella la manera de acabar con la estacionalidad que impone el turismo de sol y playa. Desde principios de año ha sido el escenario de cientos de eventos que mantienen llenos los hoteles provocando zonas de exclusión y el hartazgo de la población local que ve invadidos los escasos espacios públicos.

Abordaremos también la Serra como espacio estético y moral, como territorio de experimentación y reflexión artística.

ver más sobre "El escarabajo verde - Tocados por la tramuntana" ver menos sobre "El escarabajo verde - Tocados por la tramuntana"

Los últimos 539 programas de El escarabajo verde

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios