'Diario de un nómada' es la primera serie de aventuras protagonizadas por Miquel Silvestre en motocicleta hecha para la televisión española. Empezaron sus emisiones en enero del 2015 con un recorrido por toda Sudamérica, continúo en su segunda temporada por México y Estados Unidos con el título de 'La última danza de guerra' y continúa por el extremo oriental de Asia Menor, al Cáucaso y al monte Ararat; por el Sáhara hacia Dakar; y por la España vacía. Pudimos seguir la aventura casi kilómetro a kilómetro en RTVE.es y en el blog Diario de un Nómada: http://blog.rtve.es/nomada/

5087758 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
No recomendado para menores de 7 años Diario de un nómada - Carreteras extremas: Más Pamir - ver ahora
Transcripción completa

Subtitulado por Accesibilidad TVE.

Vuelve Miquel Silvestre con una gran aventura.

Recorrer en moto las rutas más espectaculares del mundo.

Leyenda,

historia,

belleza

y riesgo.

Esto es Carreteras Extremas

Capítulo 11: Más Pamir.

Un nuevo día saluda a la población de Murgab,

en la cordillera del Pamir, Tayikistán,

situada a 3650 metros de altitud.

Este es el básico hotel donde se alojó anoche Miquel Silvestre.

Todo un lujo en una región tan pobre y extrema.

El cuarto de baño tiene unas vistas espectaculares

sobre las montañas que rodean la ciudad de Murjab

y es curioso porque tienen apaños interesantes,

un ejemplo, el sujetar la alcachofa con cinta americana.

El papel higiénico también merece un comentario porque me encanta.

Creo que me lo voy a llevar como suvenir.

Porque es...

Y muy soviético

y por supuesto es papel,

papel no hay celulosa absorbente.

He amanecido en mi modesta habitación del hotel de Murjab,

acunado por el ronroneo de los generadores

encargados de producir la energía eléctrica

que necesita el establecimiento.

Que por cierto cierra el suministro eléctrico a las doce de la noche

y no lo abrirá hasta las ocho o las nueve de la mañana.

Murjab es una pequeña población como vemos,

rodeada de montañas a casi 4000 metros de altitud

y no tiene ni suministro eléctrico, ni saneamiento,

aquí solo hay decadencia y abandono.

La leyenda

dice que era la ciudad más alta de la antigua Unión Soviética

y una de las más altas del mundo

a la que se podía acceder por carretera.

En tiempos de la URSS,

aquí se pagaban altos salarios para mantener la población

pegada a la frontera con China que está a penas a 100 kms

sin embargo, todo eso desapareció

como consecuencia de la caída de la Unión Soviética.

Así que aquí no queda nada más que abandono, decadencia

y una modesta economía basada en el contrabando,

la agricultura

y un modesto también, turismo de aventura.

La población de Murjab está constituida en un 75% por kirguises

a los cuales reconocemos por sus ojos rasgados,

son de aspecto oriental y un 25% de pamires

que es este pueblo de origen iranio de religión ismailí

que hemos venido conociendo a lo largo de este viaje por el Pamir

y de los rusos, a penas queda ya el recuerdo.

Si fuéramos optimistas, podríamos decir

que tenemos el desafío de la Pamir a punto de metérnoslo en el bolsillo

porque Osh nuestro destino, está solo a 417 kms.

Lo que pasa es que en mi frase hay dos palabras

que no se pueden pronunciar en la Pamir

que son optimismo y solo.

Optimismo es algo absurdo aquí

porque a pesar de que el cielo se ha despejado

y luce un sol maravilloso,

aquí suceden cosas cada día, se masca la tragedia cada hora.

Hay muchísimas cosas que ni siquiera podéis ver

porque no filmamos,

pero que complican enormemente nuestro recorrido

cada día es una odisea.

Aquí no se va partido a partido, sino kilómetro a kilómetro

y después porque de ninguna distancia en la Pamir

se puede decir solo.

Decir que 417 son solo 417 kilómetros es un disparate.

Eso es una auténtica aventura intergaláctica.

Es decir, 417 kms por la Pamir sin asfaltar,

superando dos pasos de 4600 metros y además una frontera

puede ser dos días, tres días... ya veremos.

Hoy nuestro objetivo sería intentar cruzar la frontera

entre Tayikistán y Kirguistán

porque todos esos trámites burocráticos

son sumamente complicados.

Las fronteras son un poco territorio sin ley

puede pasar cualquier cosa,

nunca sabes que tipo de funcionario te vas a encontrar,

nunca sabes exactamente qué papel va a exigirte

a parte de los que reglamentarios,

no sabes si te van a extorsionar, si te van a pedir pasta,

si te van a registrar más, menos en fin,

no sabes el tiempo que va a suponer.

Por eso, el paso fronterizo lo quiero hacer hoy

para mañana ya estar en Kirguistán y poder dirigirme hacia Osh.

Si consigo llegar a Sari Tash ya será bastante

aunque si consigo cruzar la frontera hoy

y dormir aunque sea en la tienda de campaña o en un home stay,

que es simplemente una casa de kirguises

y pasar la noche allí para mañana iniciar el camino hacia Osh,

podré decir que hemos tenido muchísima suerte.

Deseadme suerte porque nos hace falta.

Es hora de desayunar y nuestro nómada lo hará acompañado de Javier,

el ciclista español que conoció ayer.

Lo que echo de menos es fruta,

que pocas huertas veo

y verdura fresca.

Porque al final esta alimentación de huevos fritos por la mañana,

todos los días me está matando un poco.

Se me hace dura.

Y luego la altura ¿eh? Al final ya afecta.

Yo recuerdo esto cuando estuvimos en los Andes

que también fue duro por la altitud y el paisaje

es que es el mismo que el Altiplano de Bolivia.

Es la cuna.

Esta meseta entre montañas de hierva rala,

un pasto que parecen cerdas

y lo que pasa es que allí hay llamas y aquí hay yaks,

pero es muy parecido.

Y luego me recuerda también muchísimo

a la Patagonia en argentina.

Estos desiertos y con las montañas. Pelados.

Lo que pasa es que aquí todavía hay menos gente que en la Patagonia.

La Patagonia está como más de moda, hay más turismo.

Pero aquí es que prácticamente coincides en estos albergues

que hay uno en el pueblo.

Lo que pasa es que es uno de los pasos más altos del mundo

de 4.600 metros lo que pasa es que con respecto a como estamos ahora

a penas son 600 metros,

que como paso, como dificultad de ascensión es poca.

La dificultad es llegar ya hasta aquí.

Pero bueno el problema es imaginar,

cómo construyeron los soviéticos en los años 30 esta carretera.

El paso que tiene esta extensión de 25kms

de un seis y un ocho porciento,

las condiciones penosísimas... trabajos forzados evidentemente.

Yo creo que la hicieron los pamires

La hicieron ellos pero la concluyeron los soviéticos.

No sé como llevaban el material.

Pues te puedes imaginar porque por ejemplo en Noruega,

hay una carretera,

bueno la carretera que lleva a Cabo Norte es la E-6

y la construyeron prisioneros de guerra forzados por los alemanes.

Entonces los soviéticos no eran distintos

o sea construyeron todas esas infraestructuras

gracias a prisioneros de guerra, presos políticos,

en fin, trabajos forzados

que son lo que han hecho que se puedan hacer estas infraestructuras.

Porque las condiciones de trabajo, penosísimas.

Pero hoy pues mira, tiene aquí...

Este pueblo vive del escaso turismo que atrae la Pamir.

Y del contrabando.

China está a 100 kms

en fin, me voy a comer el último huevo

que al irme de viaje me queda un buen trecho potente que recorrer.

¿Hoy quieres llegar?

Pues hoy me gustaría cruzar la frontera.

Ese sería mi plan.

Cruzar la frontera

porque las fronteras ya sabes que son muy coñazo,

los trámites burocráticos y entonces si me lo dejo hecho hoy,

ya se que mañana es descenso hasta Osh.

Y allí ya hay de todo, guest house, ducha, internet,

hay cambio de moneda, cajero.

Un aseo dentro del edificio. Exactamente.

No tienes que andar 100 m por el exterior

buscando el agujero que ponen en el suelo.

Ya ves.

Bueno macho es lo que hay. Es lo que hay.

Y al que no le guste la aventura, que no venga.

Bueno Javier, cuídate, tío. Lo mismo te digo.

Buen viaje. Buen viaje

y quizá nos encontremos algún otro día en la ruta.

Yo pienso que sí. Seguro.

Los viajeros al final, siempre acaban coincidiendo.

Bueno hay algunas nubes pero espero

que el día se mantenga así

porque que te llueva aquí puede ser horrible.

Ahora vamos

a buscar gasolina

que por aquí es de malísima calidad.

Ahora es como si la moto pesara cuatro veces más.

Pero mi Gorda arranca ¿eh?

La Gordita ahí estamos resistiendo el viaje por el Pamir.

Esta moto es...

Es la mejor.

¡Adiós amigo!

Buscamos por todo el pueblo

y parece que esto es lo más parecido a una gasolinera.

(Hablan en inglés)

OK, vamos a...

Ok, está casi lleno.

Bueno, como vemos, la gasolinera de Murjab es un pelín arcaica

y muchas veces me preguntan

como hago para encontrar gasolina en mis viajes y es que bueno,

el problema no es encontrar gasolina.

El problema es la calidad de la gasolina.

Este me dice que tiene 92 pero ya veremos si es de 92 o no.

Pero lo que he comprobado es que donde hay personas,

hay vehículos y donde hay vehículos hay gasolina.

Lo que tienes es que preguntar donde está la gasolina.

Entonces siempre hay alguien que tiene gasolina,

lo que pasa es que a veces la tiene en su casa

y me he encontrado que hay países

donde la gente guarda en su casa centenares de litros.

Son bombas pero...

Pero preguntando se llega a Roma.

Siempre se encuentra gasolina.

Lo que pasa es que considerar que esto es

gasolina de 92

es confiar mucho en el género humano.

El encargado sirve litro a litro, Miquel revisa el tanque de la Gorda

para comprobar el nivel, y le pide un litro más.

Venga ahí, llenándolo hasta arriba,

no escatimes con la gasofa mi amigo

que me hace falta para...

No, pues al final

Bueno, vamos a confiar en que son de 92.

(Hablan en inglés)

Bueno, esto es lo que tiene la Pamir,

que las gasolineras no son siempre oficiales.

A ver el fajo que tiene.

A ver qué tal te ha ido hoy la jornada.

Mira mira el fajo.

El fajo es lo que mola.

Me encantan los fajos y como cuenta la peña la pasta.

Bueno pues

ya tenemos el depósito lleno.

Son más o menos las ocho y diez de la mañana

y es hora de irse.

Así que...

Vamos a largarnos de Murjab.

Este tramo de la carretera del Pamir que va de Murgab

hacia la frontera con Kirguistán parece de otro mundo,

como si hubiéremos alunizado más allá de la atmósfera terrestre.

El escenario es de una gran hermosura

pero al mismo tiempo inquietante y desolado.

En esta zona no hay vida,

ni siquiera nos cruzamos con los enormes camiones

que hemos visto durante todo el viaje.

Las ruinas que encontramos nos demuestran

que esto es la más absoluta nada.

Una región remota,

abandonada desde la marcha de los soviéticos

primero con la independencia del país,

más tarde con el acuerdo de paz que puso fin a la guerra civil tayika

y por último en 2007,

con los recortes y los nuevos planes geoestratégicos del Kremlin.

El viaje prosigue hipnótico,

interminable,

extraterrestre...

Pero con todavía dos importantes obstáculos,

dos pasos de montaña a más de 4000 metros.

Miquel reza dentro del casco

para que no le pille una ventisca subiendo porque sería muy peligroso.

Parece que al menos en el primero de ellos tendrá suerte.

O ayuda divina.

Esta es la señal que marca

el comienzo del paso Ak Baital

de 4600 y pico metros,

4.655.

Es el paso más alta de la Pamir Highway.

Yo creo que es el paso más alto

que se podía hacer en paso por carretera en la Unión Soviética.

Por supuesto es el paso más alto de Tayikistán.

Aquí si que realmente cuesta respirar.

Pero mola, mola mucho porque si no, no habríamos venido.

Very good! Pamir Highway adventure. Vaya tela.

La ascensión comienza,

el paisaje es grandioso pero la pista sin asfaltar

es un verdadero asco lleno de roderas, piedras y baches.

Pero ante estos desafíos,

todo motorista sabe que no caben ni la duda ni los titubeos.

Hay que acelerar y trepar cuesta arriba sin vacilar.

Pues acabo de coronar

el puerto de Ak Baital de 4655 metros.

La verdad es que es tan bonito

que no te da tiempo a pensar en lo peligroso que es,

pero esta es una de las carreteras más peligrosas del mundo.

Yo he tenido suerte y la he pillado sin nieve

y no está lloviendo ni ventisca pero esto en invierno está cerrado,

aquí hay avalanchas, desprendimientos,

corrimientos de tierra...

O está sin asfaltar,

el asfalto desapareció décadas atrás pero es impresionante.

¡Qué lugar eh!

Parece...

Parece de mentira.

Creo que he acertado plenamente

haciendo la carretera del Pamir de Dusambé hacia Osh

en lugar de ir de Osh hacia Dusambé.

Porque si esto lo hubiera vivido las primeras etapas

y luego me hubiera ido acercando hacia donde está la gente,

la polución, la masificación, los atascos...

Me hubiera parecido ir de lo espectacular a lo chungo.

Así que ahora es como ir

ir creciendo y subiendo en intensidad.

Porque estos parajes desolados

es que me encantan.

Yo creo que el desierto, porque esto es un desierto,

el desierto es un lugar inquietante porque te atemoriza,

pero al mismo tiempo te rebela cual es tu lugar en el mundo.

Yo me encuentro en mi sitio, me doy cuenta de quien soy.

Cuando no tengo referencias, cuando no me puedo apoyar en nada conocido.

Cuando es mi...

El yo interior más profundo.

El subconsciente el que te dice si tienes miedo

o si te tienes que lanzar al vacío, si tienes que saltar

o si tienes que quedarte atrás.

Los motoristas decimos una frase que es: "Ante la duda gas".

Eso cuando vemos un obstáculo, arena, piedras...

En realidad, es más que nada una actitud ante la vida.

Puedes decidir no ir pero si vas, tienes que ir en serio.

Se permite, pensarlo en tu casa

y quizás pensar que es demasiado arriesgado

y no salir pero si lo intentas no se admiten las medias tintas.

Hay que ir a por todas.

¡Ante la duda gas!

Así que vamos a ver qué tal es el otro lado del puerto

porque la subida ha sido espectacular.

Comienza el descenso.

Una larga, larga, larga cuesta que nos lleva a otro altiplano

donde tendremos que enfrentarnos a un nuevo problema.

El tiempo cambia y del sol pasamos a la lluvia.

Una de las regiones más secas del mundo.

Aquí a penas llueve pero hoy me llueve,

así que me tengo que poner el traje de lluvia.

Miquel se viste su ya célebre mono amarillo,

el que viste cuando el clima se pone feo.

Ese impermeable tiene ya mucha solera

y muchos litros de agua soportados.

Este tramo es aun más desolado

y bajo la densa capa de nubes el escenario se vuelve ominoso.

Solo la presencia de alguna manada de Yaks salvajes

demuestra al viajero que no ha desaparecido

toda forma de vida en este raro planeta.

Este es el lago Karakul o lago negro

y estamos viendo un auténtico prodigio.

Porque está lloviendo sobre el lago.

Y digo que es un prodigio porque aquí no llueve nunca.

Esta es una de las zonas más áridas y secas del planeta.

Las precipitaciones anuales

están en torno a los 30 mililitros de agua.

O sea, nada.

Y hoy sin embargo me lo encuentro lloviendo

así que me he puesto el traje de lluvia

porque me puede caer una.

Este lago tiene alrededor de 52kms de diámetro

y está a unos 4.000 m de altura.

Eso lo coloca como uno de los lagos más altos del mundo

por encima del lago Titicaca.

Lo que ocurre es que el lago está perdiendo agua

y ahora tiene mucha menos que antes.

Este lago se formó por el impacto de un meteorito.

Así que geológicamente es muy joven.

Alrededor de unos 5 millones de años.

Lo que pasa es que este lago,

que los cartógrafos británicos llamaron Reina Victoria

y luego los soviéticos le cambiaron el nombre por Karakul, Lago Negro,

es muy bonito pero no es potable.

Ese agua es salada.

Tiene una concentración de sal altísima

alrededor de 7 gramos de sal por litro

y por eso el agua no es potable

ya vemos el color blanco de la sal brillando en la rivera.

Lago Karakul muy bonito, muy salado y muy seco

pero hoy me llueve a mí

para celebrar mi paso por la Pamir, vaya por Dios.

Y luego tenemos otra curiosidad aquí

que es la frontera en disputa con China.

Eso que se ve ahí que es una alambrada

que me lleva acompañando durante muchísimos kms

que parece prácticamente la Muralla China, hecha de alambre.

Es en realidad el símbolo de un conflicto internacional.

Esta zona está en disputa entre Tayikistán y China

no se ponen de acuerdo sobre dónde está la frontera exactamente

así que los Tayikos lo que han hecho es vallar con alambre de espino

toda esa línea dejando como unos 20 kms con China

por si acaso hasta que se resuelva la disputa.

Así que técnicamente estoy viendo una tierra que podría ser China.

Y luego es curioso el pedazo de alambrada

que por supuesto está roto en algunos tramos ¿eh?

Por ahí se puede pasar si quiero.

Si quisiera, podría pisar China.

Pero después de mi experiencia en Afganistán

donde los drones me sobrevolaban y podían vigilarme,

vamos a dejarlo correr

porque no quiero ya más líos internacionales

quiero salir de este país por la frontera sin retrasos.

Very Good!

En la cordillera del Pamir se confirma siempre el axioma

de que si algo puede salir mal, saldrá mal.

Desde el lago a la frontera solo quedan unos 60 kilómetros

y un puerto de montaña,

pero es donde los duendes traviesos de Asia central

quieren enseñar una lección al viajero.

Aquí jamás nadie

puede dar por vendida la piel del oso antes de cazarlo.

El clima extremo de estas montañas de seis mil y siete mil metros

se confabulan contra el Ulises en moto

que se ha atrevido a desafiarlas.

La lluvia se convierte en nieve, y la nieve en ventisca.

Cuanto más subimos, más fuerte arrecia el vendaval

haciendo casi imposible que la moto avance.

La pista se hiela, se cubre de nieve,

se llena de barro gélido.

Miquel forcejea, brega, se arriesga

porque quedarse aquí varado y sin refugio

significaría la muerte por congelación.

Pero la ventisca es tan violenta y la pista está tan intransitable

que se ve obligado a detener la marcha.

¿Qué he dicho esta mañana en Burjab?

Hay dos palabras que no se pueden pronunciar

Diario de un nómada - Carreteras extremas: Más Pamir

29:26 24 mar 2019

Más Pamir. Salimos de Murghab con destino Bishkek pero en la frontera, a más de 4000 metros de altura, nos sorprende una gran ventisca que hace peligroso avanzar. Tememos por nuestra vida.

Más Pamir. Salimos de Murghab con destino Bishkek pero en la frontera, a más de 4000 metros de altura, nos sorprende una gran ventisca que hace peligroso avanzar. Tememos por nuestra vida.

ver más sobre "Diario de un nómada - Carreteras extremas: Más Pamir" ver menos sobre "Diario de un nómada - Carreteras extremas: Más Pamir"
Xcerrar

Añadir comentario ↓

  1. negro

    Pamir dura en moto....ejem. Durante este hacerla en bicicleta como mucha gente la hace. Subiendo al golpe de pedal esos puertos con 30 kg de peso, empujando más por la voluntad que por un físico que merma día a dia à 4000m. Donde después de jornadas de mas de 8h en la bicicleta no se avanza mas de 50 km en algunas zonas. Y claro está, luego nada de hostal. A montar la tienda, cocinar noodles y meterte en tu saco reventado a disfrutar del abrumador silencio y a soñar con la próxima ducha. En mi caso fueron 12 días sin ducha....VOLVERÍA SIN DUDARLO

    20 abr 2019
  2. Ángeles

    Queremos más aventura de Miguel Ángel Silvestre. Es un programa con criterio, interesante y diferente. Esperamos la próxima temporada con impaciencia. Y capítulos más largos, por favor!!!

    31 mar 2019
  3. Carlos

    Me ha encantado. Es de esos programas que poca gente conoce y de los mas completos que se pueden encontrar. Recomendado.

    28 mar 2019
  4. ecasasnovas

    ¡Qué increible lugar! Y qué aventura por Dios! Me estas haciendo sufrir Miquel con ese cruce... Excelente producción. Viajo, vivo y siento todo lo que transmites. Viva la aventura! Y si es en moto... ¡Mejor!

    27 mar 2019
  5. antonio

    ESPECTACULAR!!!...por favor sigue con el programa..!!! es lo mejor de tv con diferencia. saludos.

    26 mar 2019
  6. Javier flores

    Esperemos que la siguiente temporada duren más los capítulos. Porque para un programa que tiene aventura, puro deporte y cultura; lastima su corta duración y promoción.

    26 mar 2019
  7. teo moreno

    Cada capítulo nos sumerge, en la aventura, y en la historia. Pocos programas mezclan la historia desde el punto de vista del viajero. totalmente recomendable. ¡¡¡ POR FAVOR, MÁS TEMPORADAS !!!

    25 mar 2019
  8. Raúl Jaime León

    Mensaje dirigido a los responsables de la programación de Tve2: La audiencia reclama mas programas y mas tiempo de duración. La televisión pública debería tener mas en cuenta la opinión de sus telespectadores para así tener una televisión con mas seguidores y mas audiencia. El programa de Miquel Silvestre "Diario de un Nómada" es aventura, cultura, historia, superación ante la adversidad...una pasada

    25 mar 2019
  9. Pedro

    Cada programa parece un sugerente trailer de todo lo que esconde la vivencia. Daría para mucho más tiempo. Encima aporta contenido vital para reflexionar sobre el mundo, y material para conocerse uno. Se ajusta a lo que entiendo debe prestar un servicio público como el que presta La 2. Más capítulos, y más largos

    25 mar 2019
  10. Antonio Marzoa Notlevsen

    Escasa duración de los capítulos. Esperemos que sean más extensos y, sobre todo, que vengan nuevas temporadas!

    25 mar 2019

Los últimos 194 documentales de Diario de un nómada

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
Mostrando 1 de 10 Ver más