www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
882292
No recomendado para menores de 7 años Cuéntame cómo pasó - Cap.39 - Los caudillos también se casan
Transcripción completa

Cuéntame...

..tú que has vivido...

..el despertar de un tiempo que nos cambió.

Volverás...

..a ser un niño,...

..al recordar las largas tardes de sol.

Háblame de lo que has encontrado en tu largo caminar...

..cuéntame cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

Cuéntame, cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

Sentirás...

..el dulce abrazo...

..de aquellos padres que dieron todo por ti.

El sabor...

..del primer beso,...

..todos los sueños que tú querías cumplir.

Más a la derecha.

Calla, que me distraes.

Que no la vas a dar.

Mira quién fue a hablar.

¡Es que es más a la derecha! Pues más a la derecha.

¡Cagonlaleche!

¡Que os he visto! Os la habéis liado.

Yo no he sido, Cervan

¿Que no has sido? ¡Venid aquí! ¡Me habéis roto el Hazañas Bélicas!

¡La madre que os parió! ¡Como os coja, os vais a enterar!

¡No hemos sido nosotros! ¡Lo juro!

Que no jures.

¡De la oreja no! Que me muera si he sido yo.

¡Lo juro, lo juro...! ¡No jures, que lo he visto!

He jurado con los dedos cruzados. ¡Lo juro...!

¡Que no jures! Muy bonito. Maltratando a los animales.

Si ni la hemos dado.

¿El domingo no ibais a ser monaguillos?

-Sí. -Sí.

Pues los monaguillos no van maltratando animales.

O sea, o cambiáis de actitud o cambio de monaguillos.

Si no era un animal, era una lagartija.

Las lagartijas también son seres vivos.

Seguramente esa lagartija tenía hijos y nietos y abuelos.

¿Sabéis lo que hacía San Francisco?

-¿San Francisco Franco? -San Francisco de Asís.

Amaba tanto a los animales que, por ejemplo, si veía una cucaracha,...

..en vez de pisarla le daba comida.

¡Carlos, el que rompe paga!

Cuando vea a tu padre me va a pagar el tebeo, ¡como está "mandao"!

Mi padre, no, no.

(Respuesta a una esposa que sufre).

(Querida amiga, en tu carta expones sufrimientos...)

(..que es comprensible que te sean difíciles de soportar).

(No has de tolerar bajo ninguna circunstancia...)

(..que tu marido pague contigo sus frustraciones laborales).

(Piensa que aunque tú dices que fue sin querer y luego se arrepintió,...)

(..ha sentado un peligroso precedente que puede convertir tu vida...)

(..y la de tus 4 hijos en un infierno).

(Con respecto a tu sospecha de que tenga una aventura con tu hermana,..)

(..si les preguntaras te mentirían,...)

(..pues la verdad no es amiga de los adúlteros,...)

(..y menos si se sienten culpables).

(Lo mejor es que vayas a un detective especializado,...)

(..pero recuerda que si tus temores se confirman...)

Y encima, con su hermana.

Para matarle, vamos.

A paliza diaria, 4 hijos...

Y lo que te queda por aguantar, hija.

¡Y ya estáis tirando el tirador ahora mismo!

Pues te lo hemos comprado a ti.

¡Para matar pájaros, no tebeos! Por mis muertos que vas a tu padre.

No jures, Cervan. También tú, vaya ejemplo para los niños.

Vamos a hacer una cosa. Te compro el tebeo.

-¿Usted? -Sí. ¿Cuánto cuesta?

¡Un duro! ¡Venga!

Un duro... ¡Apúntamelo!

Oye, curita, tú apunta, apunta y nunca pagas.

Vamos a hacer una cosa. Te devuelvo el tirador a cambio del tebeo.

¿Ya está?

Venga, vámonos.

Os lo advierto.

Los monaguillos no van maltratando a los animales.

O sea, que ya os podéis despedir de ayudarme el domingo.

¡Por tu culpa!

¿Y si no volvemos a matar a ningún animal podemos ser monaguillos?

Bueno, ¿me lo prometéis?

(Los tres): ¡Lo prometemos!

Está bien. Tomad el tebeo. Y portaos bien.

¡Gracias, padre!

Joé, no sabía que las lagartijas tenían primos.Yo menos.

¿Habéis visto cómo se ha cabreado?

(Si seguíamos torturando bichos no seríamos monaguillos).

(Y es que, en 1969, ser monaguillo y pasar el cepillo en la iglesia...)

(..era importantísimo, sobre todo porque, después de misa,...)

(..el cura siempre nos daba un duro y, a veces, hasta un milhojas).

(Por eso tuvimos que tomar la gran decisión: O el duro y el pastel..)

(..o dejar de hacer una de las cosas que más nos gustaba,...)

(..cazar lagartijas y meterlas en un frasco con alcohol,...)

(..y agarrar moscas para arrancarles las alas. ¡Se acabó lo bueno!).

No digo que Pura sea un bicho, pero mala leche tiene un montón.

Pero es la madre de Antonio y hay que aguantarse.

Todas tenemos nuestras cosas.

Sí, sí. Pero vaya cruz que nos ha caído. Esto es peor que una suegra.

¡Tú eres una suegra! Pero hay suegras y suegras.

Puerta. ¡Pasa!

¿Se puede?

-Hola, Gerard. -Hola, Sheilla.

Hola, padre. Hola.

¿Pasa algo?

No. Bueno, sí.

¿Ha dicho algo el juez?

No, pero tengo una información... ¿Podemos hablar?

¿Nos dan a la niña?

Ah, ya lo sabéis. Claro.

Es que pasado mañana van a sacar el auto.

¿El auto? ¿Sacan a la niña en coche?

No. El "auto" es la resolución. Se llama así.

Ah, ya entiendo.

Pues en 2 días sabemos si te la conceden o te la deniegan.

Puedes pasar el sábado por el Juzgado.

Ahora mismo me voy a rezar a Santa Rita.

Madre mía, que en dos días puedo tener a la niña.

Bueno, os dejo. Nos vemos en el teatro.

Y no está de más eso, Herminia, que se venga a rezar.Adiós, padre.

Hasta luego.

¿Y cómo le digo esto a Antonio? De esta noche no pasa.

Si pagamos al contado, ¿tiene algún descuento por "pronto pago"?

¿Y no puede ser el 1'5 ó el 2?

Hola, buenas tardes.

Bueno, hay gente que ha dicho que se lo va a pensar.

Está bien, gracias. Ya les llamaremos.

Adiós. Gracias.

Don Pablo. Dime.

He hecho una lista de los distribuidores de hormigón,...

..con los precios. Pero mire, más o menos lo mismo.

Está bien. Por cierto, ¿tú tienes armas?

¿Cómo? ¿Que si tienes armas?

¿Cómo voy a tener armas? ¿Para qué las quiero?

¿No te gusta la caza?

No he ido nunca. Alguna vez le he dado un perdigonazo a un gato.

Pues tendrá que gustarte, porque el sábado vamos al coto de Lastra.

¿Yo también?

Sí. Es una cacería de negocios.

Va a ir gente muy importante y hay que seguir captando socios.

Creo que va a ir el Generalísimo.

No fastidie que va Franco y yo sin escopeta.

Yo te presto una de las... Pero ten mucho cuidado.

No se preocupe, yo como una malva. Faltaría más.

Oye, ¿ropa para ir de caza? Tengo esta, la de representación.

Pero esa no sirve.

Llama por teléfono a Guinarranz, es una tienda que alquila ropa.

¿Cuándo me la alquilo? ¿No dice que es pasado mañana?

Vas mañana. Ropa de invierno, no veas la rasca que sopla allí.

Y pídete un Loden. ¿Un Lo...?

Un Loden. Un abrigo de esos verdes, largos, que usamos los cazadores.

¿No has visto a Franco en el NODO? Ah, ya, uno que parece una cortina.

Debe costar un dineral. ¡Lo alquilas! Para un día solo.

No, si yo lo alquilo. No me diga más.

Y también un sombrerito. Ya sabes cómo son.

No.

Sí, don Antonio. ¿No se los ha visto a Franco?

Son esos de color verde, que llevan una plumita.

Ah, coño, esos que parecen tiroleses.

Pues ese me lo voy a comprar. En cuanto termine voy a la Plaza Mayor.

Te advierto que son caros.

Tranquilo, no le voy a defraudar.

Con lo contento que estoy de que me invite a una cacería.

Tengo otra sorpresa para ti.

¿Otra?

Pero voy a dejarla para mañana. Pues me tiene en un sinvivir.

¡Oye, a lo tuyo!

La caza es cosa de hombres.

(Esta debió ser, amigos, la vida del lobo...)

Purificación, en esta casa siempre hago yo las empanadillas.

¿Me quiere dejar usted en paz? A su hijo le gustan mucho.

A mi hijo le gustan como las hago yo. Bueno, no sé por qué...

¡Tengamos la fiesta en paz!

Será posible, siempre quiere tener razón. Pero esta no me conoce a mí.

¡El día menos pensado estallo y me va a oír! Vaya que si se entera.

¡Qué cacho lobos!

Abuela, ¿qué es la pirámide ecológica?

No sé. Pero a esos bichos hay que matarlos a todos.

Félix dice que no.

¿Y quién es Félix?

Ese señor. Dice que todos los animales son buenos.

¿Bueno un lobo? Que no los habrá tenido cerca.

Claro que los ha visto. Y el padre Eugenio dice que tienen familia.

Sí, menuda familia.

Claro, padres, suegras, abuelas...

Claro. Para ti la perra gorda.

(Rodríguez de la Fuente hizo que todo el país,...)

(..una vez a la semana, se quedara pegado al televisor).

(Y que empezásemos a considerar a los animales algo más que bichos).

(Y es que, en 1969, salvo excepciones,...)

(..un animal no era otra cosa que un animal...)

(..al que se le podía hacer mil y una perrerías, fuera cuadrúpedo,...)

(..bípedo, ave o reptil).

(Y si encima se trataba de un lobo ya tenías licencia para matarlo).

(Por eso, gracias a él, el lobo no es un animal extinguido).

Hablé con el encargado.

Le dije que despedía a aquella chica o yo no volvía a poner los pies allí.

¿Y eso por qué?

Estaba de mal humor.

¿Lo provocó Eva Smith?

Hacía comentarios estúpidos mientras me probaba el vestido.

Espere, vamos a parar. ¿Qué te pasa? Tienes la cabeza en otro sitio.

Es que estoy cansada. Lo siento.

-¡Haz un esfuerzo! -Lo hago, pero llevamos toda la tarde

¿Y una función de teatro de verdad qué te crees que es?

No sé...

Mira, no sé si te has dado cuenta, pero podrías ser una buena actriz.

Sí, ya...

De verdad. Tienes algo, Inés.

Qué va. Si cuando tengo muchas cosas que decir me quedo sin aire.

Colocar la voz se aprende. Es una técnica como otra cualquiera.

No sé. Esto es muy nuevo para mí.

Es nuevo, pero depende de ti...

¿No habéis acabado? La cena ya está.

Sólo un rato más, Eugenio.

-¿Puedo...? -Sí, sí.

Vamos otra vez.

Pero concéntrate, ponte en situación...

Sitúate en esa tienda, es guapa, te ha humillado...

Hablé con el encargado. ¡Le dije que o despedía a aquella chica...

o no volvía a poner los pies allí!

Mejor, mucho mejor. ¿Ves como no es difícil?

Menuda paliza, estoy destrozado.

Toma, échate un trago.

¡A ver, reclutas!

¿Qué he dicho de la consumición de bebida alcohólica en la escuadrilla?

¿Qué he dicho?

Mi sargento, solo era un sorbito para hacer sueño.

¿Es que no duermes bien, Alcántara? Póbrecito. Eso sí que es un problema.

Esto, como yo lo veo, o se soluciona o se aprovecha.

¿Cómo dice, mi sargento?

Que aquí se aprovecha todo, recluta. ¡Hasta el insan... insón...!

-¡Insomnio, mi sargento! -¡Eso iba a decir, leche!

-Abonado a la tercera imaginaria. -¡Sí, mi sargento!

¡Ni sí ni no! Aquí se dice a la orden.

Sí... Digo: ¡A la orden, mi sargento!

Tú me haces la segunda, Y tú la primera.

¿Esta noche, mi sargento?

Toda la semana, por preguntar.

A la orden, mi sargento.

¿Y tú, el vasco, qué?, ¿de oyente?

¡A cuadrarse, hostias!

-¡Cuadrarse! -¡A la orden de usted, mi sargento!

Descansen.

Cabo cuartel, apunte el cambio de imaginarias.

¡"Cagonlamar", ya nos ha quitado el coñac!

(En un pequeño zoo, a dos horas de Nueva York,...)

(..no muestran ningún deseo de cambiar de vida).

(Aquí se les ofrece de todo y su único trabajo consiste...)

(..en saber elegir, ya se trate de comida o amistades,...)

(..como vemos en estas simpáticas escenas).

Herminia, hoy le han quedado las empanadillas muy buenas.

No, hijo, las he hecho yo.

Pues están para chuparse los dedos.

A mí me parecen corrientitas.

¿Cómo? Nada, que estaban riquísimas.

Antonio, ¿y el sombrerito ese cuánto te ha costado?

300 pesetas.

¿300 pesetas? Virgen del Perpetuo Socorro.

Vas a estar muy guapo con esa plumita.

Aggg, qué mosca más antipática.

60 duros. ¡Qué dineral!

1.200 reales. Pero a una cacería no se puede ir sin sombrero.

Y todavía me tengo que alquilar un Loden.¿Un qué?

Un abrigo verde que lleva todo el mundo en las monterías.

Pero lo alquilo por un día y ya está.

¿Y la escopeta?

Me la deja don Pablo. Una de 2 cañones.

Cuando das un tiro te da un culatazo que si no la agarras bien...

..va para arriba y solo matas pájaros.

Pues para que lo sepas, matar animales es de asesinos.

San Francisco no mataba ni a las cucarachas.

No sé San Francisco, pero si le cojo el tranquillo no dejo un bicho vivo.

Pues yo no a voy matar a ninguno, si no, no puedo ser monaguillo.

Pues tú no mates a ninguno.

Por cierto, va a venir Desi. Vamos a pegar unos tiros.

¿Que vais a pegar unos tiros? ¿Dónde?

En la azotea. Trae una escopeta de aire comprimido.

¿Cómo os vais a pegar tiros a estas horas?

¿Por qué no? Si la de aire comprimido no hace ruido.

Es para ver cómo ando de puntería.

Pues para que lo sepas, montones de animales se van a quedar sin primos,

..sin padres, sin hermanos,... Calla, calla, calla...

¡La cojo yo! Como se te vaya...

¿La tienes? Sí.

¡Lávate las manos ahora mismo!

Tranquila, que no te voy a hacer nada.

¿Y a ese qué le pasa?

Que le ha dado por salvar los animales.

Este niño está mal.

Dirás lo que quieras, pero está mal.

A él por salvarlos y a tu padre por matarlos.

Si es que has tenido muy mala suerte. Aquí no te puedes quedar.

Como eres mosca. Perdona que haya matado a tantas como tú.

A lo mejor eran de tu familia.

Bueno, te suelto. Que te diviertas.

(Hoy, en las ciudades, casi no hay moscas ni en verano,...)

(..pero en 1969, como todavía había muchas vaquerías,...)

(..las moscas eran una presencia constante, hasta en invierno).

(Y aquella fue el primer ser vivo que salvé en mi vida).

¡Carlos, entra! ¡Ya voy!

¿Qué quieres? Tanta invitación, tanta cena, tanto ir con don Pablo..

..me parece un poco raro.

¿No sé que hay de raro en codearse con gente importante?

Sí la semana pasada fuiste al fútbol con el del puro.

Hablemos con propiedad. Estuve en el palco con don Santiago Bernabéu.

Pues con ese. Y ahora te vas a una cacería.

¡Carlos, entra, que hace frío! ¡Ya voy!

Quiere que me codee con los que cortan el bacalao.

A mí me parece raro. Algo querrá.

¿Algo querrá? ¡Claro que algo quiere!

Quiere que me ambiente al mundo de los negocios.

A buena parte ha ido a parar, porque tú para los negocios...

¡Voy a conocer a gente importante!

A las cacerías van los que manejan el cotarro.

¿Vas a cazar cotarros?Cállate, que oyes campanas y no sabes dónde.

Fíjese que decían que a lo mejor va el Caudillo.

Que no le estalle la escopeta como esa vez que casi se mata.

¿Cuándo ha ocurrido eso? En el pueblo no se ha dicho nada.

Fue hace mucho, a saber si fue verdad.Claro que es verdad.

¿Cómo le va a estallar una escopeta? Bulos que cuenta la gente.

Bueno, por si acaso, cuando aparezca el Generalísimo te vas lejos.

(Años antes, en una cacería, al ir a disparar,...)

(..a Franco le estalló la escopeta, estando a punto de perder una mano).

(Pero aquel accidente, si bien no pasó a mayores,...)

(..sí provocó la detención de algunos y un susto morrocotudo...)

(..en los que cortaban el bacalao en el país,...)

(..que creían que el centinela de occidente era un ser incombustible).

Hola, Carlitos. ¿Está tu papá?

¡Papá, es Desi con la escopeta!

Ahora mismo voy, Desi.

Suena el disparo.

Qué desastre. En la cacería vas a hacer el papel del "puñetín".

¿Cómo no lo voy a hacer con esta porquería que has traído?

¿Qué porquería? Es que tienes menos puntería que un vendedor de cupones.

¡Si apunto a la botella y no le doy!

¿No te estoy diciendo que apuntes un pelín a la derecha?

¿Qué tengo que hacer? ¡Apuntar a la derecha!

Quieres que apunte a la derecha para matar un elefante a la izquierda.

Hazme caso. Apunta un poquitín a la derecha. Pero un poquitín.

¡Que no chupes el plomo, que es veneno!

¿Qué más da? Es para que salga mejor.

Apunto un poco a la derecha. Por ahí.

Suena el disparo.

¡Que no, hombre, que no!

Trae la "chimbera" y atiende.

Coges el objetivo... Sí.

Joder, pues un poquitín a la derecha. ¡Que le vas a dar a la puerta!

Suena el disparo.

¡La Virgen! ¡Casi me mata!

¿Qué yeee ooooh? ¿"Quiés matame"?

¡Voy subir y "daite" con el chuzo! ¡Voy "hostiate"!

¡Por poco "ábresme" la cabeza, desgraciado! ¡Ya te cogeré!

Casi le abres la cabeza al sereno. Que creo que le he dado.

¿No fastidies? Llévate la escopeta.

Y me ve con ella y me hostia. Llévatela tú y mañana me la das.

Bueno, me la llevo yo.

No me dejes aquí. Eres un pesado.

Bueno, pero tengo más puntería que la gente de "Cipol".

Para haberlo matado. Parecéis críos. Pegar tiros desde la azotea.

Si fue Desi, que se puso nervioso.

Lo de la cacería no es todo.

Don Pablo dice que me tiene preparada una sorpresa.

¿Qué sorpresa?

No lo sé. Por eso es una sorpresa, seguro que es algo bueno.

¿Entiendes?

Hija, da igual que te cante o que te baile.

¿Qué te pasa que estás tan ensimismada?

No me pasa nada.

Suéltamelo, que te conozco.

¿No estarás preocupada por que haga el ridículo en la cacería?

No estoy preocupada por la cacería. Faltaría más.

Pensaba en la niña que me encontré.

¿Te acuerdas?

Joder, ¿y qué?

Que no he dejado de pensar en ella ni un momento.Merche, Merche...

Igual es que quiero tener otro hijo.

Dicen que cuando nos vamos haciendo mayores nos vuelven las ganas.

¿Qué mayores ni qué 8 cuartos? Si tú eres muy joven, joder.

No tan joven, que ya tengo 3 hijos, y 2 bien mayores.

Será por eso que tengo tantas ganas de ver a la niña.

No me asustes, hombre. Que luego no puedo dormir.

Lo que nos faltaba, tener un niño.

Que no te asusto, que no me voy a quedar.

Si no es eso...Sí es eso. Me metes el miedo en el cuerpo.

A ver si se me va a atragantar la escopeta y me estalla en la cara.

Buenas noches, cariño. Buenas noches.

Apaga el cigarro. Sí.

¿Será verdad eso de que le estalló una escopeta a Franco?

Mira que eres gansa.

No sé, eso dicen. A saber si es verdad.

Pues tú, por si acaso, te pones lejos, pero bien lejos.

¿Pero tú qué te crees? ¿Que le estalla la escopeta todos los días?

Que no. Menudo es Franco. Es como el Guerrero del Antifaz, nunca muere.

Tranquila, por si acaso, no doy un tiro, no haga el ridículo.

No se te ocurra pegar un tiro. Yo a hablar, que es lo mío.

-Toni. -No seas pesado.

Venga, es la hora. Te toca.

-¿Ya? -Si quieres sigo yo.

Ya me levanto.

¡A la orden de usted, mi sargento! ¡Sin novedad en la escuadrilla!

-¡Pernoctan 50 reclutas y 50 cetmes! -Está bien. Descanse.

Si los animales son seres, ¿por qué todos comen filetes?

Eso de que todos comen filetes es algo exagerado.

La mayoría, una vez al mes.

Las vacas deben sufrir mucho cuando los matan.

Carlos,me vas a dar el desayuno.

Las vacas, los cerdos, los conejos. Los animales son para comerlos.

Todos menos los toros, que son para torear.

Según el padre Eugenio es un asesinato.

¿A ti no te gustan los filetes, y el jamón, y el chorizo?

Sí, pero no me gusta que maten a los animales.Pues ya me dirás cómo.

Yo no voy a comer más animales.

Pues nada, Merche, ponle un trozo de madera, o que desayune un zapato.

Me voy, que tengo que llegar un poco más temprano.

Nosotras también, madre.

Madre.

¿Este cuello?

¿Qué pasa con el cuello?

Este cuello está arrugado.

¿Cómo que está arrugado?

Perdone, pero ayer planché esa camisa y de arrugada nada.

Yo no digo que no la haya planchado, pero este cuello está arrugado.

¡Este cuello está como Dios manda!

A mí ni me va ni me viene, si le gusta ir así a la oficina que vaya.

¿A ti te gusta, hijo, ir así? Herminia, póngamelo bien.

¡Carlos, Josete, bajad, que es tardísimo!

Hijo, abrígate, que hace frío.

¡Me voy contigo, Carlos! Espérate, que te quiero ver.

(Dos suegras en una casa de 70 metros, menudo infierno).

(No había día que no se tiraran los trastos a la cabeza).

(Aunque delante de mi padre procuraban disimular).

Ayer por la noche salvé una mosca. La cogí y luego la solté.

Yo cacé una araña.

¿La tienes aquí? Sí. Mi madre iba a matarla.

A ver. En mi casa no hay ninguna como esa.

Hijo, ¿me dejas?

¿Adónde vas tan deprisa? Pues a trabajar, hijo.

A tu padre le gusta mucho trabajar, ¿no?

No. Solo que sale corriendo de casa para no escuchar a mis abuelas.

Es que están todo el día de pelotera.

Ya era hora.

Mira lo que cazó ayer en su casa.

Es preciosa, ¿eh?

¿Sabes cómo se llama? Wichi.

Lo que me faltaba, que mi suegra me saque los colores ante mi marido.

¿Pero qué colores? Lo que pasa es que tu suegra es como es.

No me tires de la lengua. No le quiero dar más vueltas.

Bastante preocupada estoy con la niña. Mira que si me la dan.

¿Se lo has dicho a papá?

Todavía no. Pues deberías hacerlo, mamá.

Menos mal que ya acabamos con la tontería del vestuario,...

..y por lo menos en esto te dejamos tranquila.

¡No es una tontería, Edna!

Nieves, deja de llamarme Edna. Además, estoy harta de ensayos.

Para 3 frases que tengo, dos horas todos los días.

Esto ya está. Esto también está.

¿Qué tal?

Estás elegantísima, querida madre.

Y tú radiante, querida Sheila.

¿Y esas tonterías os enseña el profesor de teatro?

Y muchas más chaladuras.

No son chaladuras.

-Nos enseña a concentrarnos. -O sea, a entrar en situación.

Yo no entiendo ni "pío".Pili, explícale que es entrar en situación.

Imagínense que yo soy una gallina.

Mejor una cabra.

Me tengo que concentrar mucho, y pienso que soy una gallina de verdad.

Y ahora entra en situación. Dentro de un momento se pon a cacarear.

Pili se pone a cacarear.

¡Oiga! ¿Atiende alguien?

Uy, perdón.

Todas se ponen a reír.

Qué envidiosas sois. A ver si lo hacéis mejor. ¡A hacer de gallina!

-Pero que no es por eso. -¡Pues no os riáis tanto!

Pero, Pili,...

La verdad es que parece una gallina clueca.

Lola, ¿a que no sabe cuánto hemos ingresado este mes?

¿Mucho?

Joder. 2.400.000 pesetas.

Y queda la cacería. Que ahí va a aumentar el número de socios.

Buenos días. Buenos días, don Pablo.

Antonio. Diga.

He de consultarte algo importante.

Usted dirá.

Como verás, el número de socios de esta empresa va creciendo.

Por lo tanto hay que ampliar el organigrama.

Claro, comprendo.

Pero yo no puedo ocuparme de todo. Necesito a alguien en quien delegar.

Una persona con las ideas claras y que no tenga miedo al trabajo.

Ya, que no tenga miedo al trabajo.

En resumen, necesito un director gerente. Y quiero pedir tu opinión.

Mi opinión.

Verá, don Pablo, es que yo no estoy muy relacionado...

..y a un director gerente, pues no conozco.

Solo estoy pensando en una persona, y tú la conoces mejor que nadie.

¿Ah, sí? ¿Quién es?

¿No caes?

¿El director de la Caja de Ahorros?

¿Pero qué director de la Caja...?

Ay, Antonio Alcántara...

Estoy hablando de ti.

¿Cómo ha dicho?

Lola, usted que siempre está pendiente, dígale qué ha entendido.

Que ha pensado en usted para director gerente.

¿Qué?, ¿hay que dártelo todo masticado?

¿Que ha pensado en mí para director gerente?

No puede ser. Es una broma. Que me pongo muy nervioso.

Estoy hablando más en serio que nunca, Antonio.

¿Te interesa el cargo o no?

A ver,... ¿qué pone aquí?

Antonio Alcántara Barbadillo.

¿Estos papeles qué son?

Tu nombramiento, Antonio, tu nuevo contrato. Revisado por el abogado.

Toma, firma.

Don Pablo, que no puedo firmar. Yo de empresas sé muy poco todavía.

¿Y qué sabías de offset?

Ni "papa". ¿Y cuánto tardaste en aprender?

No sé. ¿3 semanas? Menos. ¡Dos!

Esto se aprende con la práctica.

Es como montar en "bici", una vez lo sabes no se te olvida nunca.

Y para hablar con la gente, que creen que lo saben todo,...

..tienes libros, legislación, contabilidad...

Te aprendes 15 párrafos y lo sueltas en el momento oportuno y ya está.

Ya, don Pablo, pero es que...

Es que no sé qué decirle. Me nombra director gerente y no tengo palabras

Sobran las palabras, Antonio. Esto tenía que ocurrir.

Es el premio a tus años de trabajo y sobre todo a tus años de lealtad.

Ya, pero es que me está pagando la lealtad a precio de oro, don Pablo.

¿Usted sabía algo, Lola? Un poco.

Luego dice que se mete en todo, pues yo no se lo había notado.

¿Buscas algo?

No, no. Bueno sí.

No encuentro lo de mi sueldo.

Estos cargos son de confianza, no tienen cantidad estipulada.

¿No?No. Seguirás a comisión, como antes.

Pero en cuanto esto funcione nos forramos.

¿Las sardinas en aceite también son seres?

Son sardinas y seres, las dos cosas.

O sea, si como una, a lo mejor me estoy comiendo al hermano,...

..la abuela o el abuelo de una sardina.Segurísimo.

¿Los animales tienen alma? ¿Alma? Pues creo que no.

Cómo va a haber un cielo lleno de leones, tigres y sardinas en aceite.

Sssst. En clase no se habla.

¡Oye! ¿Se puede saber por qué os rascáis?

Porque me pica. -Y a mí.-Y a mí.

Venid aquí.

Si no hemos hecho "na". Que vengáis un momento.

¿Cuánto hace que os pica?

No me acuerdo.

A mí desde ayer.

Yo hace dos días que me rasco.

Pues podéis a ir a casa y le decís a vuestra madre que tenéis piojos.

(Todos): ¡Piojosos, piojosos, piojosos!

¡Eh! No quiero oír ni una palabra.

Coged la cartera y a casa.

(Nunca olvidaré la vergüenza que pasamos).

(¡Éramos unos piojosos!).

(Recuerdo cómo salimos de clase,...)

(..señalados con el dedo por todos como si fuéramos apestados).

(Sin embargo, lo que me preocupaba...)

(..era saber si también los piojos eran seres vivos,...)

(..porque si lo eran teníamos un problema y de los gordos).

(Había que salir de dudas,...)

(..preguntándoselo al que más sabía de la materia, el padre Eugenio).

¿Por qué no puedo decir a mi madre que tengo piojos?

Si don Eugenio dice que son seres no, porque te lava y los mata.

Es verdad, el año pasado me echó vinagre en la cabeza.

Jolín, es que me pica mucho.

Te aguantas. Acuérdate lo que le hemos prometido al padre.

Oye, ya ha terminado.

Ave María Purísima. Sin pecado concebida.

¿Qué hacéis aquí a estas horas?

Don Severiano nos ha dicho que podemos irnos a casa.

¿De qué te acusas? No tengo pecados.

¿Que no tienes? Bueno, muy pocos.

He dicho mentiras, he cogido una croqueta, he sisado una peseta...

y me he pegado con Abel que es un gilipollas.

Carlos, ese lenguaje.

Bueno, me arrepiento.

Pero no he venido a confesar, he venido a preguntarle una cosa.

¿Qué cosa?

Los lobos, las águilas, los gatos, las lagartijas son seres vivos, ¿no?

Sí, son seres vivos.

Y tienen hijos. Sí.

¿Y los piojos? ¿Los qué?

Los piojos de la cabeza, ¿son seres vivos?Sí, son seres vivos.

¿Seguro? Segurísimo.

Júrelo.

No tengo que jurar. Los piojos son seres vivos, punto.

Gracias. De nada.

¿Y tienen alma?

¿Que si tienen alma? Pues no, no tienen alma.

¿Ningún animal? Ningún animal tiene alma.

Gracias, padre. De nada.

Ayer cacé una mosca y la salvé.

Muy bien. Por algo se empieza.

Dice que no tienen alma, pero son seres. No los podemos matar.

Joé, qué fastidio.

Ya. Si los matamos id olvidando las milhojas y las 5 calas.

La hemos "cagao".

Mire, Purificación, vamos a llevarnos bien,...

..porque ni Mercedes ni Antonio se merecen que les demos disgustos.

Hace 50 años que no nos llevamos bien, malamente lo haremos ahora.

Yo lo digo por su hijo. Que el hombre es un pedazo de pan.

De bueno que es, es tonto.

Si tuviera las luces de su hermano...

Cómo no iba a hablar ella de su hermano.

¿Sabe qué le digo?, pero mi yerno no tiene nada que envidiar a su hermano

Por mucho que viva en Francia.

¿Me va a hablar de mis hijos, que los he parido? Si los conoceré yo.

Bueno, me voy a morder la lengua.

Mira que se lo dije a Antonio: Antonio, no te vayas del pueblo.

Pues no, señor, a la ciudad. ¿Y para qué?

Para tener un televisión y una lavadora y pare de contar.

Otros tienen menos.

Sí, pero en Francia tiene coche.

Y dónde va a comparar un coche con una lavadora.

Antonio no tiene coche porque no le da la gana.

Pero es la mano derecha de su jefe, que es multimillonario...

..y alférez provisional. Pues vaya honor.

Termine usted, haga el favor.

¿No dijo que iba a pelar las patatas?No me encuentro bien.

Vaya, hombre, ahora se pone mala.

Pues veremos si come usted hoy.

¿Quién lo dice? ¡Lo digo yo, que hago el cocido!

Le llama cocido, y no tiene la punta de jamón.

¡Se acabó! ¡Me tiene usted harta! ¡Traiga las patatas!

¿Sabe? ¡Ahora me las hago yo fritas! Usted qué se las va a hacer fritas.

Herminia, llevará mucho en Madrid, pero no tiene ni pizca de educación.

¡Y a usted, anda que no se le nota el pelo de la dehesa!

Bueno, qué, ¿recogemos las patatas o esperamos a que críen?

¡Ay, Señor, Señor!

Venga ya, ¿cómo te va a hacer a ti gerente? ¿No será capataz?

Pues vengo de firmar el nombramiento y con esta pluma.

Toma, para que veas cómo es una pluma.

¿Que el cabronazo de don Pablo te ha hecho director gerente?Sí, Tino, sí.

Don Pablo será lo que sea, pero sabe con quién se juega los cuartos.

Y como yo le respondo me ha nombrado director gerente.

Hola, amigos.

Cómo tienes el ojo. ¿Qué te ha pasado?

Un golpe. Mira.

Te habrá saltado el agua de los berberechos.

Menos cachondeo con los berberechos.

Antoñito, muchas enhorabuenas. Muchas gracias, Cervan.

¡Eso sí es un puestazo! ¿Verdad?

¿Cómo puestazo? ¿Qué me he perdido?

Que don Pablo le ha nombrado director gerente.

No me digas, Antoñito. Tú sí que te lo mereces, macho.

Cómo me gusta que triunfen mis amigos ¡Una ronda, que pago yo! ¡Y rioja!

Para, para. Pon la ronda. Pero qué vas a pagar si eres muerto de hambre

¡Pagaré yo! Que pague el magnate.

Saca un reserva.

Y a que no sabéis quién viene, a lo mejor, a la cacería que os dije.

¿Quién?

Franco, joder, Franco. Y a lo mejor doña Carmen.

¿Doña Carmen también va de caza?

Se tendrá que apartar los collares para disparar.

¡Aquí no se habla mal de doña Carmen!

Perdona.

Tengo que ir a alquilar una ropa de esas de caza.

Y un abrigo verde de esos que llevan los cazadores, un Loden.

¿Has dicho un Loden? Yo tengo uno. Nuevecito. Si quieres te lo presto.

¿Tú tienes un Loden? ¿Pero tú vas de caza?

Qué voy a ir de caza. Me lo compré el año pasado para ir a Barajas.

¿Y qué pintabas tú en Barajas?

Fui a recibir a su majestad la reina doña Victoria Eugenia de Battenberg.

Como hicimos muchos españoles.

¡Hay que amolarse! ¿Y qué tiene que ver eso con el Loden?

Como era de Battenberg lo más apropiado era llevar un abrigo alemán

Vamos a ver. ¿Estás hablando en serio y tienes un Loden?

¿Te lo presto o no?¡Claro que me lo prestas, así me ahorro el alquiler!

Si me ha costado el sombrerito con la pluma 300 pesetas.

Después de comer, vas al quiosco y ahí lo tienes.

¡Pues muchas gracias! Pon la ronda.

¡Y pon unos berberechos!

A que no pongo la ronda.

Merche.

¡Merche!

Merche.

Cariño, me he acostado un poco.

¿Estás cansada?

¿Cansada? Lo que estoy es agotada.

He comprado unos pasteles para el postre.

¿Y eso?

Psssseeee.

¿De qué te ríes?

No me río. Bueno, sí, un poco.

¿Qué? No te hagas el interesante.

Ven, abrázame.

¿Te acuerdas que te dije que don Pablo me tenía una sorpresa?

Pues ya la sé.

¿Qué?

Me ha nombrado para un cargo muy gordo.

¿Cuál?

Adivina.

¿Encargado de obra?

Encargado de obra, dice. Encargado de todas las obras, Merche

Director gerente, me ha nombrado director gerente.

¿Que te ha nombrado director gerente? ¿De verdad?

Sí, Merche. Director gerente de Construcciones Nueva York.

Cuando me lo ha dicho pensé que era un broma, me he quedado helado.

Pero es verdad.

¿Y de sueldo qué?

No tiene, sueldo no.

¿Cómo que no?

Que el cargo no tiene sueldo. Eso es para lo empleados.

Los directores gerentes no tenemos sueldo.¿Y eso?

Es mejor no tener sueldo.

Si tienes un dinero fijo no sales de pobre.

¿Tú crees?

¡Yo y todo el mundo! Me lo ha dicho don Pablo muy clarito:

Aquí, el dinero gordo, pero gordo de verdad, viene con los beneficios.

¿Y eso qué es?

Pues que cuando construyamos y haya beneficios, yo me llevo mi parte.

¿Entiendes?

A mí, antes de que ganaras millones me gustaría que cobraras un poco.

Parece que ni te alegras.

¿O sí?

Claro que me alegro. Si tú estás contento yo estoy contenta.

Te lo preguntaba porque... Porque no tienes ni idea, claro.

Es natural que pregunte lo del sueldo.

Es natural que no tengas ni idea, porque esto son negocios grandes.

Cuando uno mira arriba tiene que arriesgarse,...

..aunque le cague una paloma ¿Me lo coges?

Al vuelo.

Claro que sí. Si es una noticia buenísima.

Si es que...

¡Vamos, a comer!

¡Vamos!

A comer.

A comer y a alimentarse.

(Canta):Construcciones Nueva York, hoy por hoy nada mejor.

Si quiere usted un nuevo hogar hable con el vendedor.

Construcciones Nueva York, hoy por hoy nada mejor...

Recluta, ¡fir-mes!

-¡A la orden, mi sargento! -¿Se puede saber qué hace?

¡Durmiendo, mi...! ¡Barriendo, mi sargento!

A barrer con marcialidad. Le voy a meter un paquete que se va a enterar.

-¡A la orden, mi sargento! -¡Pero con marcialidad!

Coma, madre, que no está comiendo nada.

Es que el cocido,.. si no está hecho en olla de barro...

Olla de barro. Madre...

Usted no está bien. Tiene que ir al médico a hacerse esas pruebas.

Nada de médicos. Médico pronostiquero, médico embustero.

Sí. El año pasado fui a ponerme una inyección y aún me duele el culo.

¡Cállate, Carlos!

Madre, va a empezar a hacerme caso, porque con todo respeto,...

..está en mi casa y aquí se hace lo que yo digo.

Ten paciencia, Antonio, ella no conoce la ciudad,...

..ni el metro, ni los autobuses... Tiene razón. Pero...

Si quiere yo la acompaño, y le leo los letreros.

Usted no tiene que leerme nada.

Madre.

Yo me apaño.

No digo "na".

Tú me dices dónde es el médico, y ya iré yo.

Gracias, pero no necesito que nadie me lea ni me acompañe.

Yo era por ayudar.

-Si quiere le acompaño yo. -¡He dicho que sé ir sola!

Merche, ¿sabes que Cervan tiene un Loden y me lo va a dejar?

¿Te vas a poner ropa usada? ¡Estará lleno de piojos!

Mándalo al tinte para matarlos.

¡Eres una asesina! ¡Los piojos no se matan!

¿Qué le pasa a este? ¿Está loco?

¡Asesinos, más que asesinos!

¿Estás tonto?

¡Queréis matar a los piojos, que no os han hecho nada!

Merche, vete por él, que si voy yo lo traigo por las orejas.

Carlos. ¡Carlos!

Madre, coma, que están buenos.

Cuando falleció mi marido, que en paz descanse, teñí toda la ropa.

-Hasta la ropa interior. -¿También?

O se está de luto o no se está. Mira, este te decía.

A mí me parece un poco exageración ir toda de negro.

Una cosa es el dolor y otra el color.

Sí me gustaría ir de alivio de luto, pero ya conoces el barrio.

No, no, si ya.

¿Entonces cómo se tiñe?

Muy fácil, metes la ropa en agua caliente, con el color y sal gorda.

La das un meneo y cuando tiene el tono la das agua fría con vinagre.

-Mira que teñirse hasta las bragas. -Ya ves.

(Hoy, eso de enlutarse de los pies a la cabeza ha dejado de hacerse,..)

(..pero todavía en 1969 el paisaje nacional...)

(..estaba lleno de mujeres de negro...)

(..y hombres que llevaban una banda de luto en la manga del traje).

(Y cuando en una familia fallecía un ser querido,...)

(..la primera señal que indicaba el duelo,...)

(..era la cuerda de tender la ropa,...)

(..llena de bragas y sostenes recién teñidos de negro).

No te rasques, que puedes matar un piojo.

Como mi madre se dé cuenta que tengo bichos me echa vinagre.

Pues no te rasques delante de ella.

No me puedo aguantar más.

No te rasques, solo quedan 2 días para la misa de difuntos.

¿Y podremos echarnos vinagre?No sé, se lo preguntaremos a don Eugenio.

Como mi madre sepa que don Severiano ha dicho que no vayamos a clase...

Nos la vamos a liar. Que no nos la liamos.

-¡Antonio Velmau! -¡Yo!

-¡Juan Carlos Madiagarai! -¡Sí!

-¡Ignacio Sánchez! -¡Sí!

-¡Mario Beitia! -¡Aquí!

-¡Juan Carlos Mateo! -¡Aquí!

¿Qué te dicen en tu casa?

Nada, la "ama". Mi abuela.

Nada, que en Baracaldo hay otra vez un montón de huelgas.

Los grises no paran de dar palos. Mira, te leo.

Querido Mario. Aquí todo igual, aunque tu "aita" sigue sin cobrar...

..porque toda la fábrica está en huelga.

Lo peor es que entraron los grises en la fábrica, y ya sabes cómo es,..

..que siempre está metido en todo, le dieron bien y llegó a casa medio cojo

¿Es que tu padre se mete en líos?

De Comisiones es. Hace 2 años, en la huelga de Bandas ya estuvo metido,...

..bueno, yo también estuve. -¿Tú también?

Claro. Yo aprendí de soldador de autógena.

Aquello sí que fue la hostia. Todo el pueblo echándole pelotas.

Si no llega a acabar la huelga no sé qué hubiéramos tenido que hacer.

(Para Toni, enterarse de que su compañero había vivido una huelga..)

(..en la que participó un pueblo entero, durante meses,...)

(..todos a una, como Fuenteovejuna, fue un impacto).

(Y es que en ese tiempo, en que todo era censura y ordeno y mando,...)

(..el que llevaba la contraria a los grises sabía que lo menos...)

(..era terminar en el Tribunal de Orden Público).

Buenas tardes. ¿Es aquí donde venden pisos?

Antonio.

Qué barbaridad, qué maravilla de Loden.

¿Cuánto te ha costado alquilarlo? Nada, me lo han dejado.

Como si te lo hubieran hecho a medida.

Con esa percha.

Qué barbaridad. Innsbruck. Pero si es mejor que el mío.

Van a pensar que tú eres el jefe.

No diga tonterías, don Pablo.

Bueno, vamos a recordarlo todo.

Si por casualidad se nos acerca el Generalísimo...

No me diga que se va a acercar... Puede, somos compañeros de cacería.

Bueno, se acerca él, porque quiere. Nosotros a él nunca.Nunca.

Se le da la mano, pero sin mirarle a los ojos.

¿No le miro? No. Creo que no le gusta.

No le miras. ¿A ti qué más te da? Le tienes muy visto.

Yo hago de Franco y tú haces de ti. Muy bien.

De momento, apártate un poco. Vale.

Llego y tú me saludas.

A mí no me tienes que mirar, mira la mano.

Joder, Antonio, por favor, que está muy mayor y le vas a romper la mano.

Venga. Tiene que ser más suave, pero sin mirarle.

Le miras a la mano y saludas.

Don Pablo, si no le miro, a lo mejor me tropiezo y...

¿Cómo vas a tropezar? ¡No me jodas esto!

Haz tú de Franco.

Tú haces de Franco y te has acercado.

Y yo me quedo mirando, un poco de reojo y te miro la mano...

Excelencia.

Ah, hombre, así sí. Póngase. Ya lo he entendido.

Ahora soy yo Franco. Dame el sombrero.

Ya lo tengo. Mire, mire.

Excelencia.

Tú no puedes dar el taconazo. Para eso hay que ser militar.

Yo soy alférez provisional, tú no. Esto es muy difícil...

Escúchame, ¡como me jodas esto...! Llevo toda la vida conocer a Franco.

Desde que ganamos la guerra. O sea, que ni una broma.

Me puse furiosa y hablé con el gerente.

¿Cómo iba a saber que la despedirían?

De haberse tratado de una de esas feas, sin atractivo,...

..no lo hubiera hecho, pero era preciosa y no pude sentir lástima.

Lo que sintió, seguramente, fueron celos.

Sí, lo admito. Si ahora pudiera hacer algo.

Demasiado tarde.

(Borracho): Cuando uno piensa que la ha "palmao".

No, no. No digas la ha "palmao". Di se ha muerto.

¿Por qué?

Porque el autor lo ha escrito así. No metas morcillas.

Ahora que hemos parado. ¿Yo por qué tengo tan poco papel?

No empecemos, Gonzalo, que es tardísimo.

Yo tendría que hablar más. ¡Yo soy el padre de Sheila!

El cabeza de familia.

¿Y yo? Digo poco y no puedo meter nada de mi cosecha.

¿Y por qué tengo que decir se ha muerto?, si todos dicen ha "palmado".

¡Yo también quiero que decir algo!

¿Por qué tengo que ser la apuntadora? ¿Por qué no hago el papel de Nieves?

¿Y por qué va a hacer mi papel?

¿Y por qué no?

Yo hice el Tenorio en el colegio.

Sería el siglo pasado.

¡Eso no lo aguanto! ¿Se ha visto las patas de gallo?

¡Yo no tengo patas de gallo! ¿Ha visto las suyas?

¡A que me voy y que apunte Rita!

¿Pero qué pasa aquí? Bueno, venga, se terminó por hoy.

¡Señores, se ha terminado por hoy!

Tampoco es para ponerse así, ¿eh?

Estos son peores que los actores profesionales.

Menuda la que se ha armado.

Es normal. Pasáis el día trabajando y llegáis al ensayo muy cansados.

Ah, se me olvidaba.

¿El qué?

El libro de Stanislawsky que te dije. Ya verás cómo te ayuda.

Muchas gracias, pero... Pero no hace falta.

-Si yo no voy a ser actriz. -Pero puedes llegar a serlo.

Qué va. Cuando se acabe esto, se acabó.

¿Y por qué? Si eres buena. Solo te falta experiencia.

¿Y para qué la quiero? ¿Para vender vestidos?

Le he estado dando vueltas a una cosa.

¿Por qué no estudias arte dramático?

¿Y eso qué es?

Interpretación. No perderías nada por intentarlo.

Puedes trabajar y estudiar a la vez.

Sí, ya. Se enteran mis padres de que me apunto a artista...

..y se arma la marimorena.

Qué va. No les conoces.

Pero, ¿sabes?

No sé, en el fondo me gustaría intentarlo.

No estoy segura, pero... ¿Dónde se estudia?

Creo que el mejor sitio es donde yo doy clases.

Seguimos el método del Actor's Studio.

¿Del qué?

Es una escuela que hay en Nueva York.

Allí estudió Marlon Brando, Marilyn Monroe, Montgomery Cliff...

En fin, todos los grandes.

Puerta.

Antonio, ¿qué haces ahí tanto rato?

Me estoy cortando las uñas.

Ayúdame con la derecha que mira cómo me está saliendo.

Parece que viene a la cacería.

¿Quién? Franco.

¿Ah, sí? Sí.

Pues te las voy a cortar bien redonditas, por si le das la mano.

Si al final se van a dar cuenta. ¿De qué?

Pues de que no soy uno de ellos. Anda, no digas tonterías.

Oye, a ver qué pasa con la niña. ¿Qué pasa?

Pues no sé, que el Diego ese les está enseñando a hacer de gallina.

¿Cómo que de gallina? Que sí.

Que cierran los ojos, se meten en situación y hacen de gallina.

Si vieras a Pili cacarear.

¿Esas son las "mangarriadas" que hacen en el teatro?

Pues eso digo yo.

A esa niña hay que atarla en corto.

Muy en corto.

Redonditas, redonditas.

Mira qué bien. Ya, pero me cortas medio dedo.

Qué exagerado. Lo que tienes que hacer es hablar con tu hija.

Y a ver qué tal es ese Diego.

¿Y esto no se usa?

¿Me has quitado la lima? Sí.

Anda, anda. Estás hecho un señorito, ¿eh?

Suena el toque de "diana".

¡Escuadrilla, "diana"!

¡A la orden, mi sargento! ¡Sin novedad en la escuadrilla!

-¡Pernoctan 50 reclutas y 50 cetmets! -Está bien. Continúe.

¡Vanga, vamos! ¡Los 4 últimos, imaginaria!

¡Quiero ver a todo el mundo vestido y con la cama hecha en 5 minutos!

¡El que se retrase un minuto se pasa el fin de semana en el cuartel!

¿Nos va a dejar salir?

No creo. Pregúntaselo.

Yo, ni hablar. Pregúntaselo tú.

Para que me encasquete cocina.

Pregúntaselo tú.

Bueno, de perdidos al río.

-¡Mi sargento! -¿Qué pasa?

¿Nos vamos a poder ir el fin de semana?

Sí. Pero el que meta la pata se queda conmigo.

¡Me voy a poder duchar con agua caliente!

No te me duermas, Antoñito. No.

Mira tu rifle, y te distraes. A ver si te gusta.

Joder, qué bueno.

Ese es un Gallastegui, es el mío. El otro.

También parece bueno.

Que si parece.

He matado más venados con ese rifle, que moros mató Franco en África.

¿Qué haces? ¡Quita eso! ¡Vamos a tener una desgracia!

Perdone. Fíjate si está cargado.

Lo pongo atrás.

Ay, Antonio.

¿Cómo dice que se llama su socio?

Te los iré presentando. Y cuidado con las armas.

Muy tranquilo, como en el Bernabéu. Palabras, las justas.

Mucho ver, mucho oír y poco hablar.

Eso. Y si viene el Generalísimo... No se preocupe, eso me lo sé.

Ah, otra cosa. Tienes que hablarme de tú.

¿Quién? ¿Yo?Sí. Aquí de Pablo y de tú. En la oficina es otra cosa.

Me vas a volver loco.

Qué finca.

Es de las pequeñas. Tiene una en Extremadura y otra en Ciudad Real...

..que tenías que verlas. Mire qué perros.

No dispares contra ninguna hembra.

¿Cómo sé que son machos? Por las puntas.

¿Eh? Por los cuernos.

Ese debe ser Lastra y su mujer. Qué burro eres. Son los reyes.

Qué de gente. Todos son muy importantes.

Mira...

Jorge, Jorgito.

-¿Ya estás aquí? -Al pie del cañón.

Llegas para los huevos estrellados.

Déjate de huevos y dame un orujo que estoy muerto de frío.

Te presento a nuestro director gerente, Antonio Alcántara.

Jorge Lastra, socio fundador de Construcciones Nueva York.

Encantado, don Jorge.

¿Qué don? Sí qué empezamos bien. Encantado, Antonio. Estás en tu casa.

Gracias.

¿Va a venir Franco?

Creo que sí, pero no es seguro.

Hala, a comer, que os coge el toro.

-¿Qué te parece? -Ideal.

Seguro que viene Franco. Cuando este dice eso, seguro que viene.

Tómate un orujito que va muy bien por la mañana.Prefiero un vino.

Muy pronto para el vino, Antonio. Cuidado que hay que manejar la armas.

Tómate uno o dos como mucho.

Mira quién está ahora con Lastra.

¿Quién? El bajito del sombrero.

¿Aquel? Es el director gerente de Urbanismo.

Director gerente, como yo.No, no. Es el 2 del Ministerio de Vivienda.

Decide dónde se construye y dónde no. Joder.

Voy a tomarme otro orujito, para animarme.

Es que se trata con todo el mundo. El del traje gris, ¿lo ves?Sí.

Es el gobernador civil. ¿El gobernador civil?

El de Toledo, pero va a llegar a Madrid. Tiene un carrerón político.

Luego hablo con él.

Y la señora es una pintora importante. Del régimen, claro.

¡Ostras! ¿Qué te ha pasado?

Me "cagoenlaleche". ¿Qué pasa?

No sabe quién viene allí. ¿Quién?

Luis Altamira, joder.

Qué casualidad,tu ex-consuegro. Sí.

Preséntamelo. No es el momento.

Sí es el momento.

La última vez que le vi fue en el hospital y...Eso es agua pasada.

Don Pablo.¡No me llames don! De tú, y a él también.

¡Luis!

¿Qué hace usted aquí?Ya ve. Invitado. ¿Cómo está?

Bien, gracias.

¿Cómo está Marta? Si puedo preguntarle.

Está estudiando en América. Y ahora, si me lo permite...

Perdone, Luis. Quiero presentarle a mi socio.

Pablo Ramírez Sañudo, presidente de Construcciones Nueva York.

¿Socio? Sí.

-Tenía muchas ganas de conocerte. -Encantado.

Jorge Lastra.

Luis, pensaba que ya no venías.

-Es socio nuestro también. -¿Ya os conocíais?

Nos acaba de presentar.

Alcántara y yo ya nos conocíamos. Sí. Luis y yo nos conocíamos.

¿Es cierto que viene el Generalísimo?

No sé, veremos. Ojalá.

¿Por qué no pasáis a la mesa a comer algo? Tengo un vino excelente.

Siempre que dice que no lo sé, seguro que viene.

Así está la carretera de guardias civiles.

Así que socios. ¿Y qué pasó con el Ministerio? ¿Lo dejaste?

No, pedí excedencia, como tú, Luis. Pero siempre estoy al pie del cañón.

Construcciones Nueva York. Jorge me ha hablado de ese negocio.

Parece que tiene futuro.

Pues sí, Luis. Sobre todo la construcción. La bolsa está muy mal.

Yo no me fiaría de las fluctuaciones del parquet. Arriba, abajo...

Muy bien. Lo está vendiendo, ¿sabes?

¡Ha llegado el Caudillo!

Purificación, ¿por qué no se baña? Tenemos cuarto de baño.

¿Por qué lo dice?

Porque la veo rascarse.

Me rasco porque me da la gana.

Bueno, yo no digo nada, pero el que se pica ajos come.

Termine usted, que me bajo a hacer la compra.

Me voy a eso, madre.

A ver qué te dicen.

A ver si hay suerte.

Adiós, Pura.

Ya se marcha. Aquí van y vienen como les da la gana.

Tiene cosas que hacer.

No, si yo no digo nada.

No dice nada, pero lo dice. ¡Ay, Señor, Señor!

5.

1, 2, 3, 4, 5.

Ya sólo queda un día. Estoy deseando que llegue mañana.

Chicos, ¿cómo va lo vuestro?

Bien.

Levantaos. ¿Ya no os pica?

No. Nada.

Buenos días, don Severiano. ¡Cuánto tiempo sin verle!

Sí. Aquí, acompañando a mi mujer a la compra del sábado.

Muy bien. Hay que ayudar.

¿Qué le dio a Carlos?

¿De qué?

Para los piojos.

¿Qué piojos?

Ven aquí. Quieto "parao".

¿No les ha dicho nada?

¿De qué?

Si les mandé a casa para que les lavaran la cabeza. Tienen piojos.

¿Que tienes piojos? ¡Los hemos pillado!

¡Y este lo mismo! ¡Vamos! Gracias, don Severiano.

¿Tú tampoco se lo has dicho a tus padres?

Desde luego... Venga, llévame con ellos.

¡Ay, ay...!

Sí, Inés, me he encontrado a don Severiano.

Les ha dicho que no vayan a clase para que no contagien a los otros.

Yo lo mato, es que es para matarle.

¿Pero qué pasa?

Carlos, que tiene piojos y no ha dicho nada.

Me está empezando a picar todo.

Ahora que lo dice, a mí me pica.

Sí, subo enseguida.

Pues date prisa.

-Nieves, tengo que subir. -Claro.

Miraos bien.

Por favor, mírame.

-¡Tú tienes liendres! -¿Qué me dices? No me digas eso.

Quita, que te las quito. Ay, qué asco.

¿Pero qué dices?

A ver por aquí.

Liendres, míralas.

Pura, tenga al niño, que voy a cambiarme.

Joder qué rápidos andan estos. La madre que los parió.

A ver cómo era. A la derecha, un poco a la derecha.

La madre que me parió, que me parece que le he dado.

¿Te quieres estar quieto?

¡Como a ti te da igual matar a los seres vivos!

¿Pero qué seres ni qué seres? ¡Este niño está "chalao"!

¡Como me hayas pegado los piojos te mato!

¡No voy a ser tu hermana nunca más!

¡Asesinas, más que asesinas!

¿Cómo que asesinas? ¡Estás tonto!

Ahí, ahí. Frota, frota.

-¡Estás lleno! -Detrás de las orejas!

¡Mira que no habernos dicho nada!

¡Te lo dijo don Severiano! ¿Por qué no lo has dicho?

¿Y tú has construido ya?

Nooo. Bueno un par de bloques. Pero da mucho dinero.

Habla con Lastra. En poco más de 6 meses se ha embolsado 4 millones.

Hemos hecho unos pisos en Aluche. Pisos pequeños.

Pero yo hablo de un gran negocio. Una constructora a nivel nacional...

¡Pablo!

¡Antoñito!

Que le he dado. ¿A quién?

No sé si era gamo o ciervo, pero tenía cuernos.

Qué cabrón.

Se me ha cruzado y le he dejado ahí. ¿Cuántas puntas tiene?

Yo qué sé. Dios da pan a quien no tiene dientes.

¿Quién lo recoge? Ahora lo...

Tienes que pedir la cuerna, igual tienes la medalla.

Como no sea la de Santa Rita.

Bien, muy bien.

Mira, estos son los que lo recogen.

Ahora les decimos que lo recojan. ¿Qué puesto tenías?El de ahí.

¡Ahí una pieza!

Fenomenal. Enhorabuena.

Le contaba a Luis la prospección de mercado que hemos hecho.

Tal como yo lo veo la situación es inmejorable.

Construyendo cerca de un barrio de lujo,...

..aunque sea con materiales de segunda.

Ni siquiera. Con tal que los materiales estén a buen precio,...

..pues nos sale un beneficio, ¿de cuánto?, del 300% para arriba.

No está mal. Y eso es el principio.

Supongo que podréis concretar más esos datos.

¡Naturalmente! En el despacho te recibimos cuando quieras,...

..te lo explicamos y te damos un dossier para...

Vamos, al puesto nuevo, que los demás esperan.

Estoy hablándole a Luis de nuestro proyecto y está muy interesado.

Dice que se lo va a pensar.

¿Cómo que se lo va a pensar? ¿Le has dicho el dinero que vamos a ganar?

Sobre todo el que tú ya has ganado.

Los constructores siempre tan optimistas.

¡Porque hay de qué estarlo!

Perdón, señores.

Don Jorge, el Generalísimo se ha marchado.

Cómo que se ha marchado. ¿Y eso?

Parece que le picaba el cuerpo.

¿Cómo que el picaba el cuerpo?

Eso decían los de su escolta.

¿Le ha pasado algo a su excelencia?

Parece que se encontraba indispuesto y se ha marchado.

¿Pero qué tenía?

No sé, creo que tenía picores.

Lo que faltaba, que la espichase después de estar en mi finca.

¿Y la cacería se suspende o...?

Si lo digo hace tiempo. Está mayor, cualquier día se nos muere.

-Ahora hay que aprovechar, Luis. -Cómo lo sabes.

Vamos, vamos a seguir.

(Muerto el cerdo, se le parte en provincias tan ilustres...)

(..como las del Sacro Imperio Romano Germánico).

Los cubiertos se ponen a la derecha.

¿Y eso quién lo dice?

En la ciudad se ponen a la derecha. Y a mí qué me importa

¿Queréis dejarlo ya? Que siempre estáis igual.

Y encima huele toda la casa a vinagre.

Tu hermano, que estaba plagadito.

¡Asesinas!

¡Me la han concedido! ¡Me dan a la niña!

Cómo huele a vinagre. Hijo, ¿qué pasa?

Que tiene piojos. Ahora te lo contamos.

Por la presente concedemos la custodia de la niña...

..a Mercedes Hernández. ¡Que esa soy yo!

La que se nos viene encima.

Es una alegría muy grande, pero... ¿Y papá?

Don Pablo, lo que usted decía. Tres horas y media.

He tardado un poco más porque llevo todo el camino rascándome.

Y yo. Llevo toda la tarde rascándome Pensé que era el sombrero.

¿No nos habrá sentado mal lo que hemos comido?No fastidie, hombre.

Imagínate, Franco envenenado en la finca de Lastra.

Lo que nos faltaba. Quite, quite.

Ten cuidado no me manches el coche. Sí.

Has estado muy bien.

¿Usted cree?

Sí. Altamira va a entrar a trapo con un montón de millones, seguro.

Al final voy a hacerme de oro contigo.Del que cagó el moro.

Me llevo esto, que todavía no me creo que lo he matado yo.

Qué suerte tienes. La primera vez y...

Fíjate si se enteran que eres primerizo.La cabeza al pozo.

¡Hasta el lunes, don Pablo!

¡Papá!

¡Papá!

¡Papá!

Toni, hijo.

Qué alegría. ¿Y eso?

Que me han dado permiso. Tengo hasta el domingo por la noche.

¿Lo sabe tu madre? No. Si me han dicho de repente.

Qué bien el pelo, hijo. ¿Y esto?

¿Esto? Pues un trofeo, hijo. Vengo de caza.

¿De caza?

Sí, que no hablas con tu padre, que hablas con un director gerente.

¡El director gerente Antonio Alcántara!

Se oye a un niño llorando.

Eso ha sido ahí, ¿no?

Sí.

¡Pero, hijo!

Pero qué guapo estás con ese pelo, y de uniforme. ¿Te han dado permiso?

Sí, me lo han dado esta mañana.

¿Y esto qué es, Merche?

La niña que me encontré. Que por fin nos la han dado.

Mira qué preciosidad.

¡Merche, no me toques las narices! Que vengo reventado.

Antonio, déjame que te explique.

¡Ahora no me expliques nada! ¡O sea, que no me lo cuentas hasta ahora!

¡Vas a ir donde te la han dado y dices que no la queremos!

Es que como no me decían ni que sí ni que no.

Pero esta tarde, ¡zas!, me la han traído.

¡Ni zas, ni traído ni traída!

No grites, que la vas a asustar.

¡Grito porque me da la gana! ¡Que estoy en mi casa!

¡Y voy a armar un "pifostio"! ¡Lo siento, pero no eres mi hija!

Entra, que te van a oír los vecinos.

¡Toni, has venido!

¡Siempre el último en enterarse soy yo!

¿Pues sabes? ¡Que se devuelve! ¡No me da la gana que se quede!

¡Has matado un ciervo! ¡Eres un asesino!

¡Cállate, hijo!

Antonio, déjame que te explique.

¡No tienes que explicarme nada! ¡No podemos quedarnos con la niña!

¿No ves que estamos todos locos?

Papá, papá. ¿No ves que es una ricura?

Antonio, piénsatelo un poco.

Pero si es una bendita. Si no se la siente. Es buenísima.

Papá, yo acabo de llegar, pero está preciosa.

¡Pues cállate, atontado! ¡Si acabas de llegar, cállate!

¡Mírales a todos ahí!

¡Todos en contra mía!

¡Me deslomo a trabajar para que no os falte nada y no me hacéis caso!

¿Sabes lo que te digo?

¡Que como que me llamo Antonio Alcántara esa niña se va de casa!

¡No grites, que la vas a asustar! ¡Me da igual!

¿Te pica la cabeza? ¡Pues sí, madre! ¡Me pica!

¡No sé que nos han dado en la comida que hasta Franco se ha ido!

¿Que has estado con Franco?

A ver. ¿Ahora qué pasa?, ¿que tengo la sarna?

Ya los ha pillado. ¡Claro que os he pillado!

Claro que os he pillado, ¡pero con las manos en la masa!

Hijo, me parece que no estaba mala la comida.

Tienes piojos. Hala.

¿Que tengo qué? ¡Que tienes piojos!

Carlos tiene piojos y nos los ha pegado a todos.¡Y tú a Franco!

Hijo, ¿quieres cogerla?

Antonio, déjame que te explique.

No tienes que explicarme nada, que no puede quedarse, ¿no lo entiendes?

¡Por Dios!, ¿cómo la vas a devolver?

¡Vas a donde te la han dado y la devuelves!

Es un ser humano.Pero es un ser humano que no es nuestra hija.

(Pero la nena se quedó).

(Cómo no se iba a quedar, por mucho que mi padre la armara).

(Aunque una de las cosas que recuerdo con más alegría...)

(..de aquel fin de semana fue que, por fin,...)

(..don Eugenio nos pagó las 5 pesetas y el milhojas prometido,...)

(..después de asegurarnos que los piojos sí podían matarse).

(Pero lo mejor de aquellos días, sin duda,...)

(..fue lo que nos contó mi padre que le sucedió a Franco en la cacería,-)

(..que aunque no le estalló la escopeta...)

(..sí tuvo que salir por pies para echarse vinagre en la cabeza,...)

(..y eso que estaba medio calvo).

(Y es que hay cosas que los historiadores nunca llegan a saber,)

(..por eso lo cuento yo aquí, por si alguna vez, a alguien,...)

(..le interesa saber lo que sucedió en aquella cacería del otoño del 69)

Subtitulación realizada por Fco. Javier González.

Cuéntame cómo pasó - T2 - Los caudillos también se rascan - Capítulo 39

31 oct 2002

Carlos queda impresionado cuando el cura Eugenio le conciencia sobre el respeto a los animales. Son seres vivos y no se deben matar. El menor de los Alcántara lleva al extremo su reciente condición de defensor de los animales y deja de cazar bichos, uno de sus hobbies preferidos. Los problemas aparecerán cuando oculte a su familia que tiene piojos. Y es que aunque le pique la cabeza, los piojos son seres vivos que merecen vivir.

Pasada ya la ceremonia de iniciación que supuso para Antonio su visita al palco del Bernabéu, Don Pablo se lo lleva a un cacería con lo más granado de la sociedad madrileña de la época. Incluso se rumorea que puede asistir el Caudillo. Allí Antonio conoce por fin al socio de su jefe, y se topa con un reencuentro inesperado: Don Luis Altamira.

Pero en casa no le van tan bien las cosas. Las dos abuelas se están peleando constantemente y Antonio se encuentra en medio de alguna de sus riñas. Por su parte, Mercedes espera ilusionada la decisión del juez sobre la custodia de la niña, pero sigue sin decir nada a su marido.

Los ensayos de la obra teatral "Llama un inspector" siguen adelante. Los actores siguen con sus envidias, para desesperación del director, Diego Barrios. Éste percibe en Inés aptitudes para la interpretación, y la anima para que estudie Arte Dramático.

Toni sigue haciendo la instrucción de la mili en el cuartel. Mientras el sargento intenta aplicar su disciplina, Toni irá conociendo cada vez más a sus nuevos compañeros, con los que tendrá que hacer su primera imaginaria.

ver más sobre "Cuéntame cómo pasó - T2 - Los caudillos también se rascan - Capítulo 39" ver menos sobre "Cuéntame cómo pasó - T2 - Los caudillos también se rascan - Capítulo 39"
Programas completos (357)
Clips

Los últimos 2.592 programas de Cuéntame cómo pasó

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos