www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
2945194
No recomendado para menores de 7 años Cuéntame cómo pasó - T16 - Capítulo 273: Poco a poco - Ver ahora
Transcripción completa

(Música)

Cuéntame

tú que has vivido

el despertar de un tiempo que nos cambió.

Volverás

a ser un niño,

a recordar las largas tarde de sol.

Háblame de lo que has encontrado

en tu largo caminar.

Cuéntame cómo te ha ido,

si has conocido la felicidad.

(Música)

"Después de los duros momentos que mi familia pasó

a finales del invierno de 1983, la primavera llegó a San Genaro.

Nuestro barrio había ido cambiando y, con él, todos nosotros.

Nuestra joven democracia, cada vez más asentada,

no cejaba en su empeño de transformar el país

de arriba a abajo.

A pesar de todo, el día a día de los españoles

no resultaba un camino de rosas.

Con una inseguridad ciudadana que se adueñó de nuestras calles.

Tirones, atracos, persecuciones...

La delincuencia se convirtió en el pan nuestro de cada día.

Fue un tiempo en que no había un día sin un atentado,

sin una bomba, sin un asesinato, sin un secuestro.

Como el que sufrió en aquellos días Diego Prado y Colón de Carvajal".

(Música)

"Mientras todo eso pasaba, los jóvenes,

metidos en lo que comenzaba a llamarse "la Movida",

dábamos rienda suelta a nuestro ansia por disfrutar

de aquella libertad que se abría paso a zancadas.

De la búsqueda de nuevas formas de expresarse,

de crear, de divertirnos, de amar.

Para nosotros, el pasado era una película en blanco y negro

y el futuro una nebulosa lejana".

Fiesta de lo maniquíes.

No lo toques, por favor.

"Parecía que solo contaba el presente,

también para la gente a la que "la Movida" le cogía a trasmano.

Como mi abuela, que genio y figura, a sus 84 años,

y a pesar de llevar una escayola en la muñeca por un esguince,

seguía empeñada en valerse por sí misma y mirar la vida de frente".

(Música)

Es aquí donde quiero estar, pon la radio, vamos a bailar.

Hay una fiesta en mi salón.

Abre el frigo, voy a descorchar, rompe el hielo.

Hay una fiesta en mi salón.

Hay una fiesta en mi salón.

Y mañana no quiero despertar,

hay botellas por donde quiera que vas.

Y tal vez nos volveremos a besar.

Hay una fiesta en tu salón.

(Canción de fondo)

Hay una fiesta en mi salón.

Amanece que no puedo más...

Hay una fiesta en tu sillón.

Hay una fiesta en tu sillón.

Hay una fiesta en tu sillón.

Hay una fiesta en tu sillón.

(Aplausos y vítores)

"Mis padres, mientras tanto,

dedicaban su tiempo a una complicada tarea,

la de volver a recomponer su vida.

Y lo hacían con pies de plomo, sin precipitarse.

Aunque vivían separados, salían a diario.

Al cine, a cenar...

Y más de una noche, algún vecino trasnochador

les sorprendió despidiéndose en el portal

como una pareja de novios de los de toda la vida".

Te has dormido media película. No, he cerrado un poco los ojos

porque me picaban un momento y he hecho así un rato.

Ya... (RÍE)

A mí me ha encantado.

No me extraña que la elijan para los Oscar.

Igual lo gana. No creo que gane, pero no por nada,

solo porque es española, Merche.

El hombre que hace Chanquete, ¿cómo se llama?

Antonio Ferrandis. Está estupendo.

Me recuerda a Alberto Closas.

Estos actores que, cuando actúan, parece que no, que son ellos.

¿Y ella? Encarna Paso.

Me recuerda la voz de mi madre. Es verdad.

(LA IMITA) "Antonio, por Dios". Grave.

"No te metas en tonterías". ¿Sabes lo que más me ha gustado?

Que vuelva a España después de 30 años y vaya a buscarla.

Yo también iría a buscarte, aunque pasaran 3 días.

Pero eso no hace un película, pero yo hubiera ido.

Qué tonto.

En serio. Todo de boquilla.

¿Dónde vas, garza? A casa.

(Pitido)

Pita más fuerte para despertar a todo el barrio.

-¿Cierras ya? -¿Quieres tomar la última o qué?

-Sí, ¿has oído la noticia? -No.

-Parece que la Policía tiene pistas de dónde tienen los de la ETA

encerrado al Colón de Carvajal ese. -Pues me alegro.

A ver si los detienen de una vez que no hay quien viva aquí.

-¡Qué gentuza! Solo saben asesinar, poner bombas y matar a la gente.

Antes no pasaba y eso que...

tus colegas los socialistas iban a terminar con el terrorismo.

-Mira, una cosa,

los socialistas no son mis colegas y lo segundo,

¿en tiempo de Franco no tiraban bombas o qué?

-Apenas, de uvas a peras. -De uvas a peras...

¿Y lo de Carrero Blanco qué fue?

-La CIA. -¿Qué CIA?

-La americana.

-La TIA de Mortadelo y Filemón conoces tú.

-¿Sabes?

Que la última me la tomo en mi casa. -Vete a beber solo como un perro,

con tal de no gastarte un duro eres capaz de todo, ¡desgraciado!

¿Qué le pasa a este? Lo de siempre.

Es que... ¿Qué tal la película? Muy buena.

Sí, buenísima. Te has dormido la mitad.

Que no, que he cerrado un momento los ojos porque me picaban.

(SE CARCAJEA) ¿Cierras ya?

Qué remedio. Con la crisis no vendo un botellín

y me ha salido una gotera en el techo.

¿Del piso de Nieves? Sí, sí.

¿Has hablado con ella? No la localizo, está siempre de gira.

Si lo tiene alquilado. Los inquilinos no aparecen,

se habrán ido y han dejado un grifo abierto, yo qué sé.

Se me va a caer el techo, de verdad. Vaya por Dios.

Anda, pues buenas noches. Buenas noches.

Cierro y te acompaño. No, no, no.

Vete yendo que ya voy yo. Que no me importa,

cierro y te acompaño. ¡Que no!

Que me quedo.

¡Merche!

Entonces, ¿qué? ¿Hoy tampoco?

Antonio... Merche, por favor.

Te dije que poco a poco. Estamos pelando la pava en el portal

y tenemos 4 hijos.

Ten paciencia. ¿Más paciencia?

Somos la comidilla del barrio.

Al final nos meteremos mano en la última fila del cine

como con 20 años. (RÍE)

Cuando éramos novios no me metías mano en el cine.

¡Nos ha fastidiado! Porque no te dejaban

en el cine ni en la era, contigo no se podía, mujer.

Solo quiero subir, dormir y mañana desayunar juntos.

No, todavía no. Hola, buenas noches.

(AMBOS) Buenas noches.

Entonces, ¿nada?

No.

¿Un besito?

(Música)

No, Nieves, no, la reparación después.

Hay que cortar la llave del agua

porque es una catarata lo que cae por la pared.

Está dentro de tu casa, no fuera, por eso hay que entrar.

¡Yo qué sé!

Los inquilinos habrán dejado abierto un grifo o reventado una cañería.

Sin entrar no te puedo decir.

No es reparar, primero hay que cortar el agua.

Vale, pero no tardes más de un día porque... Vale.

Vale, gracias, Nieves. Hasta luego.

¡Joder con la Nieves de los cojones!

Vaya estropicio que tienes, tendrás que tirar de llana.

Me da miedo entrar en la cocina, se me va a caer encima.

Si no, lo tendrás que tirar y poner todo nuevo.

En fin...

¿Tú qué?

Nada.

¿Nada? Nada.

Ya no sé qué hacer. No entiendo nada, coño.

Hemos estado en el cine haciendo hasta manitas.

¿Qué me dices? Como si fuéramos novios.

Cuando creo que puedo subir, me dice que espere.

Que todavía no.

Que esperes. Pues sí.

Pues a esperar.

Otro día que te vas con la cabeza caliente y los pies fríos.

La cabeza caliente no porque me lo esperaba.

¿Apago la tele? Espera, espera, espera.

"Se encuentra en nuestro estudio el señor Rodríguez Colorado,

gobernador civil de Madrid.

¿Se confirma esta noticia? -Sí, efectivamente se confirma

y hace unas 48 horas se detuvo

a uno de los autores del secuestro del señor Colón de Carvajal.

-El diario "Pueblo" titula en una edición especial

que Diego Prado se encontraba en el barrio del Pilar.

-No tenemos la absoluta certeza de que esté allí.

Sí tenemos indicios de que pueda estar en ese barrio,

en uno de estos pisos preparados con un zulo,

oculto y secuestrado, pero no tenemos datos exactos todavía".

-Al final va a tener razón el facha de Ramón.

Entre tanto atentado y secuestro se va a formar la de Dios es Cristo.

No es forma de vivir.

Salir de casa pensando si te secuestran o no...

Anda, cierra que nos vamos.

"Muchas gracias por darnos estas informaciones en directo.

-A ustedes".

¡Ay, madre!

Hija, de verdad que no os entiendo.

Os vais al cine, no hay día que no paseéis,

luego volvéis y os ponéis en el portal

a cuchichear como dos novios.

¿Se puede saber por qué no le dices que suba?

Porque no. ¿Por qué no?

Porque no, madre, ya está.

Mira, me voy a la cama.

Cada vez os comprendo menos.

¡Ay, señor, señor!

(Música suave)

(Música animada)

Se la tira, fijo que se la tira. -Dirás ella a él.

-¿Y qué diferencia hay?

(Música)

¿Lo ves? Que se lo tira.

Me marcho, cerráis vosotros.

Tiene pinta de ser una fiera...

Por cierto, ¿tú y yo cuándo...?

-Ni lo sueñes.

-Oye, oye.

¿Por qué no te la llevas a un crucero de estos que le gustaban a Paquita?

Pues no lo sé.

En Ibiza no le hizo mucha gracia lo del barco, se movía mucho.

¿Y a Cuba? La perla del Caribe.

87 900 pesetas todo incluido.

Cuba, la perla del Caribe.

¡Joder, qué playa! Sí.

(Música animada)

¿Cómo te llamas? Nuca.

(RÍE)

(RONCA)

(Música cubana)

Me voy con la vuvuzela,

me voy por la cañavera,

me voy contigo a mi vera

y que me siga quien quiera.

(Continua la música)

(Moto)

(SUSPIRA)

Antoñito. ¡Hombre!

¿Sabes la hora que es?

Perfectamente, De Gaulle, perfectamente.

¿Te has duchado?

Deja de decir bobadas, ¿qué me voy a duchar?

¿Qué te pasa? Vamos a ver...

Le estoy dando vueltas, ¿crees que el viaje funcionará?

Un cambio de escenario ayuda, pero no lo sé con seguridad.

Antonio, yo qué sé.

Es que no entiendo nada. Esta semana hemos estado perfectamente,

hemos salido, hemos hablado, nos hemos reído,

hasta nos hemos besado un poco.

¿Cómo se besa uno un poco? ¿Eh?

Pues acercándose y besándose un poquito, a ver si me entiendes.

Unas migajas, ¿no? Será para ti,

para mí es muy importante, a ver si me entiendes.

Antonio, tienes que tener paciencia. Tienes que aferrarte a lo que tienes.

¿Unas migajas? Pues aférrate, ya está.

Vete a la cama que yo madrugo. Espérate, la cama ni nada.

Tú que la conoces... Por favor, ¡vete a dormir!

Que mañana tienes cita con Maurín.

¡Oh, de verdad! Qué práctico eres, joder, macho.

¿No fumas? Me da muermo.

Pues de muermo nada.

(Música)

Te voy a hacer un regalito.

¿Qué haces?

No te muevas.

(Música suave)

Menudo chapucero, ¿no?

¿Quién? El médico que te operó.

Eh... No fue una operación.

Fue un navajazo.

¿Un navajazo?

No te apetece hablar de eso, ¿no?

Mejor otro día.

¿Cómo sabes que habrá otro día?

Todos tenemos heridas, aunque no se vean.

(Continua la música)

¿Esto se me quitará?

¿No quieres tener un recuerdo mío?

(RÍE)

(RADIO) "Felipe González afronta en Marruecos

una de las misiones más complicadas desde su llegada al Gobierno".

-¡Qué bien te lo vas a pasar!

¿Con quién?

Bueno, bueno, bueno...

Vaya plan.

Me alegro, claro que sí, mi amor. Luego vienes y me lo cuentas.

Vale, vale, un besito a Carlos.

Y a la hermanita también, dos, y para ti tres.

Madre mía, hasta mañana.

"Parece confirmarse que la familia ha recibido una oferta de liberación

a cambio de 1600 millones de pesetas.

El portavoz de la familia de Diego Prado ha preferido..."

-No le matarán, ¿no? -No, no, qué va.

Estarán discutiendo la cantidad a pagar, un tira y afloja.

-1600 millones de pesetas, ¡qué barbaridad!

¿Quién tiene tanto dinero? -Pues nadie,

pero ETA hará una rebaja, siempre es así.

-Oye, por cierto,

este mes no voy a poder pagar el alquiler.

Mi parte... ¿Tú podrías ponerlo todo?

Es que no me pagan los de la película.

Ya van 7 meses, no nos han pagado a ninguno.

-No pasa nada, te lo adelanto. -Bien.

Gracias. -¿Quieres que te deje algo más?

-No quiero tener más deudas. -Para un vez que puedo...

¿Seguro? -Sí.

Qué difícil es vivir del teatro y del cine.

Cuando estaba sola, bien, pero ahora con un niño.

Echo de menos un sueldo fijo, aunque sea poca cosa.

-No te preocupes, son rachas. -Ya.

Oye, he quedado con mamá.

Vamos a comprarle ropita a Oriol, que no para de crecer.

Como en el barrio, ¿vienes? -No lo sé,

no sé qué me encontraré en la agencia con lo del secuestro.

Si puedo, voy.

¿Te dejo alguna?

-No, no, no. -¿Seguro?

-Seguro, que sino me las como todas.

(Música suave)

No sé, me dijo María que quería venir conmigo al supermercado.

Pero no sé dónde se ha metido. Yo tampoco.

¿Vas a tardar mucho? No, no vamos a tardar.

¿A dónde vas? Ya te lo he dicho, madre,

de compras al centro.

¿Para cuántos hago la paella? ¿Con el brazo así?

¡Pues claro! Soy capaz de hacer la paella para vosotros

y para un regimiento, si hace falta.

Mira que eres cabezona. Mira dónde están.

¡Anda, mira! ¿Qué hacéis ahí? Hablando de nuestras cosas.

Más os vale repasar las tablas de multiplicar.

Hola. Hola.

Hola, Clara. ¿Cómo está usted?

¿Qué tal el brazo?

Vamos tirando, gracias. Hasta luego.

Que se mejore. Está que no para, ya la conoces.

¿Desi no ha vuelto? No me hables que me tiene contenta.

Me llama ayer y me dice que se queda unos días más en el pueblo.

Ya sabes que las herencias son muy liosas.

Y Josete que tampoco me ayuda. Ya...

De verdad, yo lo entiendo, que es joven, que hace su vida,

pero es que estoy cansada y muerta.

Muerta que cualquier día si te he visto, no me acuerdo.

Ya somos dos. Pues muy bien.

¡Ay, Dios mío! -¡Hola!

-¡No me lo puedo creer! ¿Qué haces aquí?

-Pues ya ves, chica.

-¿No estabas actuando por ahí? -¿Qué tal?

¡Qué alegría más grande!

Si es que he tenido que venir deprisa y corriendo,

ha explotado una cañería del piso. La última vez que lo alquilo.

Cobro poco, tarde y mal, y solo pago facturas de arreglos.

Menos mal que tu cuñado me ha llamado, sino, no sé.

-Os dejo que tengo un cliente, luego os veo.

-Bueno, vale.

Bueno...

Estás estupenda. Y tú estás fantástica.

Bueno, ya me han contado, nena.

¿Cómo llevas esto de Antonio? Ahí vamos.

Despacio.

Bueno, más rápido de lo que yo quisiera.

¿No estáis todavía...? Qué vamos a estar...

(SUSURRA) Yo estoy todavía como que no me encuentro.

Se me ocurre una cosa.

Estoy trabajando en un balneario, ¿por qué no te haces una escapadita?

Es fantástico para relajarte.

Vienes, charlamos, cotilleamos y nos ponemos de lodos hasta arriba.

Es buenísimo, pero no sabes los líos que tengo.

Mi madre el brazo roto, la niña de exámenes...

Lo que te digo, necesitas un relax y salir del barrio.

¿Hasta cuándo te quedas? Termino lo del piso y me voy.

Actúo en el balneario esta noche. Pues otra vez será.

Piénsatelo.

Ni me despido de ti, piénsatelo. Sí que te sientan bien los lodos...

Viene un helicóptero. -¡Qué chulo!

(GRITAN LAS TRES) ¡Adiós! ¡Adiós! ¡Adiós, helicóptero, adiós!

-¡Qué chulo!

-Entonces, ¿tus padres se han arreglado o no?

-Todavía no, solo son novios. Salen y eso.

-¿Tus padres son novios otra vez? Imposible.

-Nos están mirando. -¿Quién?

-No miréis, un chico en la esquina. ¡No miréis!

-¡Ahí va! -¿Quién es?

-Pepón, mi novio del pueblo.

Ven, ven.

-¿Ese que te daba besos?

-Pues no es tan guapo. -A mí sí me gusta.

-¿Qué haces aquí? -Me he escapado de casa.

-¿Por qué? -Estoy harto de estar en Madrid

y me vuelvo al pueblo, que al menos ahí hay gallinas y conejos.

¿Tienes dinero para el autobús?

-32 pesetas. -No llega, ¿y vosotras?

-Bueno, no te preocupes, conseguiré las pelas,

pero tienes que esconderte. -¿Dónde?

-No sé, no sé...

Ya lo tengo, seguidme.

-Por cierto, yo soy Gala y esta es Fanfan.

-¿Eres china? -Sí, bastante.

-¿Es verdad que os habéis dado besos? -Sí.

-¡Joe!

-Si queréis que os bese a vosotras también, os beso.

-No sé, es que nos acabamos de conocer.

-Bueno, ya vale, ¿no? Venga, vamos.

(Música suspense)

Es por aquí.

-Me parece muy mona, es muy fotogénica.

-A ver...

¡Ah! Pues es mona, sí.

Además de dejarte como un cuadro,

¿habéis hecho algo más?

-¿No te has podido quitar el dibujo en la ducha?

Que no, que no sale. Con el tiempo, supongo.

Te quedan chulos los colorines asomando por el cuello.

Joe, menudo cante. Bueno, ¿y cómo es?

Pues es muy maja, yo qué sé.

Muy interesante. ¿Sabes cómo se llama, al menos?

Nuca. Como los dibujos.

Los osos Jackie y Nuca.

(CANTA) "Jackie, Jackie, vagabundo".

Bueno, ¿es una fiera en la cama o no? -Josete, siempre estás igual.

Pues... La cosa es que...

Que se ha puesto a... ¿Se ha puesto a qué?

A llorar.

¿Antes, después o en el medio?

-Había oído que una chica que sale mucho en el "Hola"

se desmayaba cuando lo hacía, ¿pero llorar?

Es la primera vez que lo oigo, tío.

Lo has hecho de pena, macho. Que no, que no es por eso.

Se ha puesto a llorar...

Porque llora, yo qué sé, coño. Porque es muy sensible.

Karina, ¿tú has llorado alguna vez? -¿Yo?

Pues no.

Oye, a ver qué hay aquí...

(LEE) "Los espíritus heridos siempre se encuentran con el ángel caído".

-¿Qué es eso?

¿Qué significa? A ver si le va el rollo satánico.

-Igual se refiere al monumento del Retiro.

Me marcho, luego os cuento.

¡Madre mía!

-Oye, Karina, ¿no te has pensado lo nuestro?

-¡Josete, por Dios! (RÍE)

(Música)

-¿Para qué te has comprado tantas cosas?

-No las he comprado, las he robado del supermercado.

-Joer, qué tío. -Es que yo mango muy bien.

-¿También los has mangado? -No, me los echaron los Reyes Magos.

¿A que son molones? -¡Joe!

Eres un ladrón. -Ya lo sé.

Toma, si pasa algo, me llamas. -Pero esto...

¿Cómo funciona? -Dame, que yo sé.

Atención, atención, hablando con Pepón, cambio.

-Aquí Pepón, ¿me oyes? Cambio. -Sí, cambio.

-Vale, cambio. -A ver, trae.

¿Qué haces? Cambio. -Nada, aquí, cambio.

-Yo también estoy aquí, cambio. -¿Vamos a estar así todo el día?

-Nosotras no vamos, tú quédate aquí.

Cualquier cosa por el walkie y no hagas ruido.

-Vale.

Fiesta de los maniquíes.

Fiesta de los maniquíes.

Fiesta de los maniquíes.

"En aquella España de "la Movida"

se asistió al nacimiento de nuevas formas de expresión.

También en la moda,

donde se empezó a hablar de diseño y creatividad.

La industria experimentó un boom con jóvenes diseñadores,

certámenes de moda y nuevas firmas".

Fiesta de los maniquíes.

No los toques, por favor.

Fiesta de los maniquíes.

No los toques, por favor.

Gracias. -¿Sigues con lo de Bretón?

-Sí, ahí sigo.

-Ten cuidado. Está en Madrid y te estará vigilando.

-Ya lo sé, me da igual.

No pararé hasta meterle en la cárcel a ese hijo de puta.

-Solo te digo que vayas con ojo. -Que ya.

-Confirmado.

(LEE) "La Policía, después de obtener la autorización,

entrará en los pisos donde puedan tener a Colón de Carvajal".

-¿Se sabe el barrio? -No es oficial,

pero parece que peinarán La Vaguada y el barrio del Pilar.

No descartan alguna zona más.

-Joder... -Coge un taxi y sal pitando.

En cuanto llegues, entrevistas a la gente.

Esperas a ver qué pasa y, en cuanto tengas algo, para acá.

O mejor, en un bar escribes la crónica y se la dictas por teléfono.

-Hazme caso, cuidado con ese cabrón. -Que sí.

Estate pendiente, te llamo.

Mitos,

mujeres,

galgos sin ciudades.

"Mientras tanto yo, inasequible al desaliento

y convencido de que, si no encontraba a Nuca,

mi vida no tendría sentido,

me dediqué a buscarla con una ansiedad y una desesperación

que hacía mucho que no sentía".

¿No se llamará usted Carlos, por un casual?

Sí, ¿por qué? Una rubia que estaba haciendo fotos

me ha dicho que te diga una cosa. ¿Qué cosa?

Si quieres que te la diga, tienes que probar la suerte.

A 10 duros la tirada siempre toca.

Ya...

Aquí tiene, ¿qué le ha dicho? Venga, juega.

Un 2.

Pues me ha dicho que no la busques, que ya te encontrará.

Que hizo a Warhol

esposo de su cassette.

Sintes,

hoteles,

hormigas y serpientes,

indios,

muñecas,

películas y vídeos.

Comics,

revistas,

literas de los trenes.

Electrodomésticos

y cajas de ritmo.

Tienen ese algo..." Perdonad, ¿la puedo ver?

¿Quién os la ha hecho?

Una chica. Tenía pinta un poco de pirada, pero me ha dado buen rollo.

¿Por dónde se ha ido? Por ahí.

Gracias.

Que hizo a Warhol

esposo de su cassette.

(Música)

¡Nuca!

¡Nuca!

¡Nuca! ¡Espera! ¡Espera un momento!

¡Espera! ¡Nuca! ¡No, no, no, no!

¡La cámara no! Llévate el bolso si quieres.

No, no, no, perdóname. Te he confundido con una amiga.

Lo siento si te he asustado, perdona.

(Música)

(TOSE)

Hola, buenos días. -Hola, ¿dónde vamos?

-Al barrio del Pilar, por favor. -Muy bien.

-¿Qué coño pasa? -Policía, salga fuera.

-El dinero en la guatera, no llevo nada.

-¡Que somos policías, coño! Salga fuera, ahora le avisamos.

-Alcántara, que somos de los buenos.

-¿Qué coño pasa? Pienso poner una denuncia.

-Haga lo que quiera, pero escúcheme. -¡Escúchenme a mí!

Díganle a Bretón que terminaré con él.

Llegaré hasta donde haga falta.

-Mire, comprendemos su indignación, pero si quiere acabar con Bretón,

tiene que hacerlo bien. -No va a ser fácil,

pero lo vamos a conseguir.

(Música tensión)

¿Qué quieren de mí?

-Que no se precipite.

Y que deje de mover el agua sucia.

Sabe que estamos detrás y está prevenido.

No hay nada más peligroso que una fiera herida.

-Se ha llevado por delante a muchísima gente.

-No es el único que le tiene ganas, pero déjenos actuar a nosotros.

En cuanto tengamos pruebas, será el primero en saberlo

y, entonces, publique lo que quiera.

-Alcántara, no nos espante la presa.

-Qué susto.

-No arranque, por favor, me quedo aquí. ¿Cuánto le debo?

-Nada, hombre, nada. -¿Cómo que nada?

-Nada, da igual. Tire, tire.

-Gracias, y perdone. -Nada, hombre.

-¡Me cago en la puta! El susto que me han dado esos dos cabrones.

(Música tensión)

(Sirenas de Policía)

(Música tensión)

Vamos a ver todas estas casas de aquí hacia allá.

Y atrás cerramos al tráfico.

-A sus órdenes. ¡Ya habéis oído! ¡Vamos! ¡Venga, vamos!

(Música tensión)

¿Pero qué pasa? Están buscando a uno de la ETA.

¿De la ETA en San Genaro?

Ay, Señor, Señor, me voy corriendo a casa.

(Música tensión)

(Sirenas)

La que se ha liado. -Puede que me busquen por mangar.

-Jopé, no metas miedo. -Pues si lo cogen a él,

a lo mejor a nosotras también. -Pero porqué, si no hemos hecho nada.

-Sí, somos cómplices.

-A que ahora me la lía.

-Estoy oyendo sirenas de la poli, ¿qué pasa?

-Nada, que la Policía está buscando a alguien, corto y cambio.

-A lo mejor me están buscando a mí, corto y cambio.

-Bueno, quédate ahí, no salgas ni hagas ruido,

voy a ver si encuentro las pelas para el autobús, corto.

Chicas, ayudadme con las bolsas. ¿No veis cómo vengo?

Ay, Señor, Señor, la que hay liada en la calle.

¿Qué pasa, abuela? Me parece que están buscando

a uno de la ETA.

(SUSURRA) ¿No será de la ETA? -Eres tonta, cómo va a ser de la ETA

si es de Albacete.

(Sirenas)

(Música tensión)

Están aquí, os lo digo yo, está el barrio lleno de terroristas.

Esto es una sucesión de sucesos que suceden sucesivamente.

-Tú eres tonto. Anda, deja el coñac y coge el taxi

y vete a dar por ahí una vuelta a ver si te aireas.

-Cómo está el barrio, si lo sé, me quedo en el balneario.

-La llave del agua ya está cerrada. Tenga, el presupuesto.

-¡Jesús! ¿Usted piensa hacer la obra del Escorial?

-Hay que cambiar 3 metros de tubería que está picada,

limpiar, sanear, sustituir el bote "sinfónico", hay mucho tajo.

-Esto es una barbaridad. -Usted verá.

-Ya le llamo yo, ¿eh? -¿Cómo que ya le llamo yo?

¿Y de lo mío qué hay? Por favor, tengo que picar, sustituir tuberías,

cambiar el bote sifónico y pintar.

-Pues llamas al seguro y Santas Pascuas.

-¡Que yo no tengo seguro! -¿Entonces qué?

¿Me meto en faena o no? -Espere, espere, tengo que pedir

más presupuestos. -Que lo barato sale caro.

-Ya, porque lo diga usted. Que ya le llamo yo, le digo.

-Buenos días. (TODOS) Buenos días.

-Documentación, por favor.

(Música)

¿Nos podemos sentar aquí?

¿Nos trae dos cafés con leche, por favor?

¡Madre mía! Esto de ir de compras cansa muchísimo.

Tan bonito el color. Te favorece mucho.

Y todo lo que hemos comprado a Oriol.

Mira qué camisa más bonita. Estará muy guapo.

Va a parecer un hombre. Es que ya lo es.

Es verdad. Gracias, mamá, por pagarlo todo,

te lo devuelvo cuando pueda. No te preocupes, lo importante es

que arregles tus cosas.

Siempre parece que se va a arreglar, la última es

que han embargado la película. Eso del cine es un desastre.

Pues sí, es un desastre.

¿Y tú no has pensado, no sé... Me paso el día pensando, mamá,

y más con un niño pequeño. ¿O tú te crees que me gusta pediros dinero?

Pero no es por el dinero, por eso no te preocupes.

Ya sé que no es por el dinero...

Muchas gracias.

¿Y tú qué tal? ¿Yo?

Vigilad que no venga mi abuela. -¿Y si se da cuenta

que ha desaparecido el dinero? -Seguro que ni se entera.

(Música tensión)

(SUSURRA) Que viene, que viene.

¿Qué hacéis? Nada, vamos a la calle.

¿Con el jaleo que hay? Al cuarto a jugar.

Jugar en mi cuarto es un rollo. ¿Pero tú sabes los policías que hay?

Vamos, al cuarto. ¿Podemos ir al balcón a mirar?

Bueno, sí, pero con mucho cuidado, ¿eh?

(Tráfico)

Me saca como si fuésemos novios, al cine, me hace reír.

Pero... ¿Pero?

Hija, que es muy difícil olvidar.

Y mira que lo intento, de verdad.

¿Sabes que a veces hablo con papá? (ASIENTE)

Pues él no lo está pasando bien tampoco.

Ya, ya lo sé.

¿Tú la conociste a ella, verdad?

¿A Paz? Sí.

Oye mamá.

¿Sabes que cuando se murió Eugenio me fui a Cádiz?

Iba sola y me vino muy bien.

Me sirvió de mucho, volví a recordar quién era.

¿Te fuiste sola? Sola, sola.

A ti te vendría muy bien hacer lo mismo.

¿Irme sola? Claro.

Sin tu padre. Sin mi padre y sin nadie.

¿Cómo voy a ir sola? ¿Sabes la cantidad de cosas que tengo?

No sabes lo útil que es.

Tienes que tener un tiempo para ti, siempre pensando en los demás.

Unos días, ¿qué te parece?

¿Y dónde me voy sola?

Si es que El Retiro es muy grande. -¿No te ha dado una dirección,

un número, nada? No.

Tranquilo, ya aparecerá por el Fly. O no.

Que sí, hombre, seguro que estará deseando verte.

A lo mejor pasa de mí. Pues si pasa de ti...

Joder, Karina, vaya ayuda. Estás colgadísimo de esa tía.

Sí, ¿y qué? Que hay muchas chicas y mejores,

en el Fly, por ejemplo. ¿Y qué?

Hay más altas que tú, más altas. Hay más puras que tú, más puras.

Pero tú eres la reina.

Pablo Neruda.

-Neruda, ese juega en el Betis, ¿no?

(Teléfono)

¿Diga?

"¿Carlos?" Nuka.

Nuka, ¿dónde estás? "No quiero que me busques".

¿Por qué? "Porque prefiero encontrarte yo".

Nuka, Nuka...

Era ella.

Dice que no la busque, que ella ya me encontrará.

Pues nada, tranquilo, ya te encontrará.

(Radio, tragaperras)

Adiós, buenos días. -Buenos días.

-Y cómo están, todo músculos.

Este te hace un caché a fondo y te deja como nueva.

-Están entrando en todos los pisos. -Claro, están peinando el barrio.

-¡Virgen Santísima! Si tengo la casa patas arriba.

No me ha dado tiempo ni de hacer la cama.

Desde luego, podían haber avisado que venían.

En fin, me iba a tomar un café, pero me voy corriendo,

a ver si paso la mopa. Hasta luego. -Hasta luego, Josefina.

Aprovecha, Ramón, sube al piso y recoge un poco,

a ver si va a entrar la Policía y te pilla todo el material.

Una colección de revistas de tías en bolas...

(Teléfono)

¿París-Nalón, dígame?

¡Paquita!

-¿Es Paquita? Dale recuerdos míos. -Paquita.

Sí, es que te oigo fatal.

No, mujer, cómo me va a importar.

¿Pero vienes con las niñas?

Ya, Paquita, te quería decir que... ¡Paquita!

Ha colgado.

-No la has dado recuerdos. -Qué recuerdos ni recuerdos, Nieves.

Llama al fontanero, que mira cómo tengo el techo,

me da miedo coger el teléfono por si me quedo sepultado.

(Música)

No es robar, es para ayudar a Pepón.

Cuando tenga el dinero, se lo devuelvo a mi abuela.

-¿Y por qué no te fugas con él? Sería muy romántico.

-¿Sagrillas es romántico? -No, a Sagrillas no.

Podéis ir a otro sitio, a Caños de Meca.

-¿Eso qué es? -Una playa, voy en verano

con mis padres y mola mucho. Todos se bañan en pelotas.

-¿En pelotas?

-A mí no me apetece nada bañarme en pelotas con Pepón.

¿Qué hacéis aquí agachadas, hijas? Con el follón que hay en la calle.

¿Vosotras habéis hecho ese ruido tan grande?

Qué ruido. -No hemos oído ningún ruido.

-No he oído nada.

(Timbre)

Voy.

Buenos días, doña Herminia. Buenos días.

El recibito de La Esperanza. Lo tengo preparado,

voy a por el monedero, ¿eh? Tranquila, no hay prisa.

¿Pasa algo? No, que lo tenía aquí,

preparado, pero...

¿Lo ha perdido? No, creo que me lo han robado.

¿Se lo han robado? No sé, mire usted, yo...

he ido a la compra y a lo mejor...

Vaya por Dios, qué disgusto.

Me da mucho apuro por usted. Por mí no se preocupe,

ya vendré otro día.

Pero oiga, si me muero hoy,

¿me quedo sin entierro? No, mujer, búsquelo con calma,

que lo que no se llevan los ladrones, aparece por los rincones.

Voy a estar por el barrio, luego paso otra vez.

Muchas gracias. Nada, mujer.

(Música)

¿Qué pasa abuela? Nada, hija, no pasa nada.

Vaya movida, vamos a tener que tirarlo todo.

¿Pero qué dices? Cómo vamos a tirar la bola que he subido de Marruecos,

con lo que me ha costado.

Pues ya sabes lo que toca.

Lo siento, pero te la tienes que meter otra vez.

-Mira, es que ni loco. -¡Gustavo!

-¡Joder!

(Música tensión)

Joder, la que hay liada. Y tanto. ¿Que le doy?

95. Gracias.

¡Caballero!

Documentación, por favor.

¿Vive usted aquí? De momento no, pero vive mi mujer

y mis hijos, en esa plazoleta. Pone la dirección en el carné.

¿Qué es lo que pasa, agente? Nada, control rutinario.

Venga, circule. No se preocupe, que ya circulo,

si estoy en mi barrio.

(Música militar)

Muy buenas. Buenas.

Buenas por decir algo, vaya follón que están montando.

A mí me han entrado hasta 4 veces ya.

Pero bueno, qué mejor momento para irse unos días de vacaciones.

Pues sí. ¿En qué puedo ayudarle?

Quiero pasar unos días de vacaciones en una playa de arena blanca

con cocoteros y mucha tranquilidad. Si lo que busca es tranquilidad,

tenemos un crucero romántico por el Mediterráneo, precioso...

No quiero cruceros, quiero una playa con cocoteros,

igual que esa del cartel. ¿Eso dónde es?

Cuba. Cuba, pues eso mismo, Cuba.

Otro destino muy romántico es Viena. Maravilloso, esa ópera, los valses,

esos palacios... ¿En Viena hay cocoteros?

No hay cocoteros pero incluye un concierto de valses vieneses.

Quiero cocoteros, señorita, no, prefiero Cuba.

Total, Cuba es como español, hablan español, y románticos,

acuérdese de Machín. Bueno, pues Cuba entonces. Cuba.

Cuba, la perla del Caribe. Esto mismo quiero yo.

Tenga, señora. Ay, muchas gracias.

Menos mal que han venido ustedes, porque vamos, este barrio ya....

Ya no es lo que era.

Con decirle que me han robado 200 pesetas del monedero.

¿Cuánto tiempo llevan en el barrio? Más de 25 años.

Cuando nosotros vinimos aquí estaban las ovejas ahí detrás.

Luego ha venido mucha gente nueva que no conocemos,

algunos no sabemos de dónde vienen. ¿Han visto alguien extraño,

un vecino nuevo? Estos de ahí enfrente.

Son nuevo, pero son una pareja muy simpática, un poco hippies,

buena gente, su hija es amiga de mi nieta.

Yo creo que el padre de ella es militar.

Buenos días. Bueno, ¿van a buscar ustedes

quién me ha robado las 200 pesetas o no?

Porque mire usted, era para pagar los muertos.

Si me pasa algo hoy... Mujer, no creo, sería mala suerte.

Buenos días.

"Aquel día de abril, la Policía tomó varios barrios de Madrid,

en busca del piso en que pudiera estar secuestrado

Diego Prado y Colón de Carvajal.

Los agentes fueron de puerta en puerta interrogando a los vecinos

y en total fueron unas 250 000 personas afectadas

por los atascos y registros en la ciudad.

Algunos vecinos colaboraron de buena gana, otros, no tanto".

Buenas, estamos haciendo un control rutinario, documentación, por favor.

-Sí, un momento. -¿Está sola en la casa?

-No, estoy con mi marido. ¡Gustavo!

-Buenos días. -Buenos días.

Aquí dice que es usted artesano.

-Artesano, sí. Hago bolsos de piel.

-¿Se encuentra bien? -¿Eh?

-Que si se encuentra bien. -Sí, he debido de comer algo

que me ha sentado mal.

-Buenos días. -Buenos días.

-"Pepón, ¿estás ahí? Cambio". -Sí, cambio.

-"HA venido la Policía, cambio, ten cuidado, cambio".

(Música tensión)

Dile que está todo lleno de lecheras. -¿De qué?

-De lecheras. -¿Eso qué es?

-Los coches de Policía se llaman así. -Ah, vale.

-Que está todo el barrio lleno de lecheras.

-Inspector, inspector.

-¿Qué pasa? -Escuche.

-"No te asomes a la ventana, cambio". -"Entendido, corto y cierro".

-¿Qué hacemos? -Mover el culo.

-Jo, qué suerte tener un novio ladrón y prófugo.

-¿Eso qué es? -Pues eso, uno que se ha escapado

y le persigue la Policía, y encima, da unos besos de miedo.

Desde luego, yo me fugaría con él. -Que no, que ya me he fugado con él

y es un rollo. -¿En serio, te has fugado con él?

-Sí, pero casi nada, un par de veces y muy poco.

-¿Estáis ahí? Cambio. -¿Qué pasa? Cambio.

-Que me aburro, cambio. -No puedes salir

hasta que se vaya la Policía. -Pues qué rollo.

¿Por qué no subís y jugamos a algo? -Sí, vamos.

-Bueno, vale, pero solo un ratito. A algo que no haga ruido, corto.

Coged el "Simón" y la baraja y nos vamos.

(Música tensión)

Buenos días, documentación, por favor.

Sí, claro, ¿ha pasado algo? Es un control rutinario.

Nosotras vivimos en el barrio,

justo ahí, en la plaza... Por favor, documentación.

Espera un momento,

me parece que me he dejado la documentación en casa.

¿Sabe lo que pasa? Me he cambiado de bolso

para ir de compras con mi hija... ¿No tiene carnet de conducir?

Ya le digo que me he cambiado de bolso y pensaba que...

¿Y usted? -Sí, claro, yo...

-¿Usted también vive aquí? -No, en la calle Huertas,

pero he vivido aquí muchos años.

Si me acompaña, ahí en la travesía de Tito Fernández,

en el número 3 vivo... Esperen aquí.

Nos ha tocado el simpático. Pues sí.

(Pitidos)

Has perdido.

-Este juego es un rollo. -Lo dices porque siempre pierdes.

-¿Y si jugamos a la botella?

¿Tienes una botella? -Creo que hay alguna en la cocina.

-Sí, sí, en la cocina seguro que hay.

-Inés Alcántara, salga del coche.

Me tiene que acompañar. -¿Dónde?

-Ahí mismo, al furgón. ¿Pero qué pasa?

Para una comprobación. -Si es por los antecedentes,

eso ya está zanjado hace años. Pero por Dios...

Señora, espere, la documentación. No la llevo, le dije a su compañero

que no la llevaba pero soy del barrio de toda la vida.

Vivo a la vuelta. ¡Antonio! Ven aquí que detienen a Inés.

Es mi marido. Muy buenas. Soy Antonio Alcántara,

esa es mi señora y esta es mi hija, ¿qué es lo que pasa?

¿Quién es usted? Me ha pedido la documentación antes,

Antonio Alcántara Barbadillo. Haga el favor de retirarse 2 pasos.

¿Así piden colaboración ciudadana? Por favor, un poco de cabeza.

Si quieren buscar terroristas, se van ustedes al País Vasco,

o Francia o Rusia que está plagado. Pero no aquí y con mi familia.

Deme su documentación.

Anda, otra vez. ¿Está sordo? ¡Documentación!

Dale la documentación y dile que soy tu mujer.

Que me he dejado la documentación en casa.

Aquí la tiene, que se la va a aprender de memoria.

Le voy a decir una cosa, voy a hacer una protesta,

y voy a ir contra usted, que lo sepa, brigada.

Muy bien, puede irse.

Y usted me acompaña. ¿Pero cómo que le acompaña?

Si le he enseñado la documentación, mi domicilio es ahí

y esta es mi mujer y esta mi hija. ¿En qué quedamos?

Esta señora va sin identificar y esta señorita tiene antecedentes.

-Sí, que son ilegales.

Mi hija está amnistiada. No tuvo nada que ver con eso tan horrible,

es una madre de familia, ¿no la ve? Muy bien, vámonos.

¡Que no me toque! ¡No me toque! No la toque, ya, ya está bien.

Usted se viene también. ¿Por qué?

Obstrucción a la acción policial y agresión a la autoridad.

¿Pero qué agresión? Pero si ni le ha tocado.

Y usted también se viene. ¡Hala!

Buenos días, ¿pasa algo? -Buenos días, padre, no pasa nada.

¿Cuál es el problema? Padre, avise a mi suegra,

que llame a mi hijo Tony, el abogado y que venga mi hermano.

Esta familia es de mi parroquia y les conozco desde hace años.

Que les da lo mismo, no hay delincuente, ni drogadicto

ni terroristas suficientes por ahí y vienen a jodernos a nosotros.

Bueno, tranquilo Antonio. ¿Puedo hacer algo?

-Deme su documentación. ¡Hala!

¡Que me de la documentación! -Está bien, no se ponga nervioso.

Mire, mi DNI.

El señor cura. Muy bien.

Puede marcharse y ustedes al furgón. Avise a mi suegra, por Dios.

(HABLAN A LA VEZ)

(Ruidos)

-Te señala a ti.

-Que no, que no señala a nadie.

-¿Verdad o acción?

-Acción.

-Puede ser en cualquier sitio. Atento por si vuelven a llamar.

¡Socorro, Policía! ¿Qué pasa, señora?

Estoy oyendo unos ruidos. ¿Qué clase de ruidos?

Hay ruidos muy raros. Hay alguien arriba, aquí, en este piso.

Miguel, en tu casa hay alguien. Herminia, si lleva cerrada meses.

¡Los estoy oyendo! ¿Si son los de la ETA y tienen a ese señor?

Tranquila, ahora subo. No, no subas.

Bajo yo, aquí no me quedo. ¡Herminia, Herminia!

Gracias a Dios que está aquí, baje el DNI de su hija.

¿Qué DNI? ¿De mi hija? Sí.

Lo tendrá ella. No, lo pide la Policía.

Bueno, voy por María ahora mismo. Hasta a la Iglesia

le piden documentación. ¿Dónde se ha visto eso?

-Hay que desalojar todas las casas de la plaza.

¡Atención, Central!

(Música)

No creo que estemos aquí mucho tiempo y cuando venga la autoridad

y ponga orden, les voy a meter una demanda.

Por no llevar la documentación, si hubiese llevado la documentación

no estaríamos aquí. La culpa no es tuya,

en todo caso mía, que soy un bocazas y me pongo nervioso,

¿pero tengo razón o no? La culpa no es vuestra, es de ese tío

como un policía de los de antes. Hija, por Dios.

Ay, Dios.

Va a tener razón la niña, Merche, me cago en la leche,

esto de la Policía, o hacen una depuración, o esto no cambia.

Me había parecido volver a esos sótanos.

Que tengamos que vernos como delincuentes, como si esto

fuera Tánger o Rusia, y nadie hace caso, ¡coño!

(HABLAN A LA VEZ)

Que no me da la gana relajarme, Merche.

Que no puedo veros aquí como si fuerais delincuentes, joder.

¡Ostia!

Ahí los tiene, la señorita puede salir.

-¿Y ellos? -Ellos no.

-¿Cómo? -Él por resistencia a la autoridad

y la señora por indocumentada. No fastidie, hombre.

Eso no es así, tengo la documentación de mi cuñada.

-Tendré que hacer comprobaciones, y con este jaleo

la central estará colapsada.

-De aquí no me voy. ¿Cómo que no te vas?

Si tú ya te has ido, quédate ahí, no vaya a cambiar de opinión,

y llame a la centralita, por Dios.

¿Por qué hace esto? Muy fácil, porque puedo

y porque me sale de los cojones. Las quejas al ministro socialista,

que para eso les han votado. -Oiga usted, esto no va a quedar así.

Tengo mis contactos y mi hermano ni le cuento.

-Me parece muy bien.

(HABLAN A LA VEZ)

Desde luego, lo que no nos pase a nosotros, Merche...

(MEGÁFONO) "Atención, les habla la Policía.

Hay que desalojar las viviendas, repito,

hay que desalojar las viviendas".

¿Has visto a las niñas, a María? ¿No está en casa?

No, dijo que se iba a casa de Gala y no están allí.

Tranquilos, no pasa nada, estarán enredando por ahí,

comprando algo, ¿habéis mirado en el chino?

No, pero está aquí la madre de Fan Fan y no están allí,

están las tres juntas.

Ya está, ya la he echado.

Ya está la bola fuera.

-Bueno, pues ya está.

-De verdad que no entiendo

cómo hay gente que baja al moro cada 15 días

y pasa por esto cada vez.

¿Y Gala? Está con los vecinos. -Sí, habrá que llamarla para comer.

Debe ser ella. -"Policía, abran".

-¿Qué hacemos? -¿Cómo que qué hacemos?

No. -No hay más remedio, date prisa.

(SUSURRA) Que no, te he dicho que no.

-Perdonen pero tienen que desalojar la casa inmediatamente.

-Es que mi marido no se encuentra bien, está en el servicio.

-Pues que espabile, ¿me oye?

(Sirenas)

Teniente, 2 A, portal 3. -N 3, ¡vamos, vamos, vamos!

(Música acción)

-Como "Los hombres de Harrelson".

(Música tensión)

(MEGÁFONO) "Apártense de las ventanas".

-¿Pero qué están diciendo? -Nada. ¿Estamos a lo que estamos?

-Que de eso nada, tú no la das ningún beso.

-Pero si la botella le ha tocado a ella,

y ella dice que quiere. -Pues no, y si se lo das,

ya no eres mi novio. -Jolín, María, no seas carca,

¿no decías que querías ser del amor libre?

-¿No seas qué?

¿Estás bien? Sí, preocupada por mi madre.

No te preocupes, Inés lo habrá contado.

De todas formas, no puede tenernos mucho tiempo porque no tiene razón.

Parece mentira, uno no puede sentirse seguro

ni en su casa, ni en su barrio ni en ningún sitio.

Así están las cosas, milano.

Da igual que haya democracia o gente socialista en el Gobierno,

como te encuentres a uno así que te amarga la vida, vas dado.

¿Entiendes?

Por eso no es bueno estar solo ante el peligro, milano.

Es mejor tener a alguien al lado dispuesto a pegarse por ti

con quien sea, ¿entiendes?

¿Y quién crees que es ese "Guerrero del antifaz"?

La duda ofende, Ana María. ¿Ana María?

Ana María, ¿no se llamaba así la novia del "Guerrero del antifaz"?

Que era así como tú, garza pero morena.

Me gustaría creerte.

No me has perdonado, ¿verdad? Claro que te he perdonado.

Lo difícil no es perdonar,

lo difícil es recuperar la confianza.

¿Y va a durar mucho? Tampoco lo sé.

Yo sí.

Hasta que una mañana te des cuenta que no quieres separarte de mí,

que me quieres a tu lado.

Hace muchos días que me pasa. ¿Y entonces?

Me imagino que hasta que me de cuenta

que en sueños, estoy buscándote.

Ah.

¿Para ese día falta mucho? Pues espero que no.

Necesito tiempo para pensar.

¿Qué te parece un viajecito?

¿Un viaje? Sí, un viajecito.

¿De verdad? Sí.

Tu hija me ha propuesto que me vaya de viaje,

que me va a sentar muy bien. Quería hablarlo contigo.

Qué casualidad, Nieves me ha propuesto un viaje.

¿Un viaje con Nieves? Sí.

¿A dónde? Al balneario de Archena.

Coño, ¿y eso dónde está? En la provincia de Murcia.

¿Qué pintas en la provincia de Murcia?

Pues no sé, pensar y aclararme,

y estar un poco conmigo misma.

Solo te pido que te ocupes de mi madre, que con el brazo roto,

y de la niña y que estés atento, nada más.

Claro, mujer, claro.

Gracias.

En Murcia no habrá cocos, ¿verdad? ¿Cocos?

No la encuentro por ninguna parte. Busco a mi familia.

En casa de María. Pero María dice que en casa de Gala.

Estarán por ahí haciendo el tonto, de verdad.

-Pero es que Gala nunca se va de casa sin avisar.

¿Qué pasa? A tu hermana no se le encuentra.

Además, están los de la ETA y la Policía les está buscando.

¿Están aquí los de la ETA? Iros vosotros a buscarlas.

-Venga, vamos.

-Vamos a entrar.

-Van a entrar. -¡En mi casa!

(Música tensión)

Nada, no las han visto. Estarán en el parque.

¿Te encuentras bien?

No estoy bien de la tripa.

"¡Policía, abran!"

¡Abran!

(Música tensión)

¡Abran a la Policía!

¡Abran a la Policía!

(Música acción)

Solo estábamos jugando a la botella.

-Joder.

(Música pop)

Venga, ya pueden salir.

Mamá, ¿de dónde salís?

Este hombre la ha tomado con nosotros, nos ha tenido ahí...

¡Ya han aparecido! Ya era hora.

Ya han aparecido ¿quién? Las niñas, mamá.

¿Dónde están? Ahora te cuento, es larguísimo.

¿Y las llaves del coche dónde están?

Van a tener que cambiar mucho porque si no, lo pasarán mal.

Hay que joderse.

¡Venga, vámonos! ¡Aquí ya no pintamos nada!

¡Pero qué ocurrencia, Pepón! ¡A quién se le ocurre!

Me tenías preocupadísima y vaya susto que se va a llevar tu madre.

Quería volver a Sagrillas. Ya, sí, pensaba que erais los de ETA

que estaban en el piso de arriba.

Abuela. Dime.

Tengo que decirte una cosa. ¿Qué es, hija?

Pues que a ver, el dinero... -Lo tengo yo, lo cogí del monedero.

Lo necesitaba para el autobús pero lo iba a devolver, palabra.

Demonio de criatura, por poco me dejas sin entierro.

Verás cuando se lo diga a tu madre.

-Gala, cariño, ¿dónde estabas? -Solidarizándome con un prófugo.

-¿Prófugo?

Cariño, tengo que ir al baño.

Oye hermano, ya que estás aquí, ¿por qué no disfrutas de esto,

que no voy a poder? ¿No os vais de viaje?

Se va ella sola. ¿A Cuba?

A Murcia. ¿Murcia?

Sí, a un balneario.

"Los habitantes de San Genaro nunca olvidaron esa mañana

de la primavera del 83 en la que nadie podía imaginar

que aún quedaban un par de meses

para que Diego Prado y Colón de Carvajal fuera liberado.

Mientras, en mi familia nos preguntábamos si llegaría

el momento en que mis padres encontrarían el camino

que les llevase definitivamente a estar juntos".

Qué mal me siento

cuando te vas.

Me aburro.

Me aburro.

Me aburro.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • T16 - Capítulo 273: Poco a poco

Cuéntame cómo pasó - T16 - Capítulo 273: Poco a poco

07 ene 2015

Primeros de abril de 1983. En una España que se debate entre la ilusión de cambio y el temor a un paro que alcanza ya los dos millones de parados. Y también ante el terrorismo de ETA, que vive sus años más sangrientos, los que se llamaron "los años de plomo". Precisamente, estos días, la policía intenta localizar a los secuestradores de Colon de Carvajal, que se sospecha que están en el barrio del Pilar. Han montado un dispositivo especial que afecta también a los vecinos de San Genaro que de golpe y porrazo ven alterada su rutina diaria.

ver más sobre "Cuéntame cómo pasó - T16 - Capítulo 273: Poco a poco" ver menos sobre "Cuéntame cómo pasó - T16 - Capítulo 273: Poco a poco"
Programas completos (357)
Clips

Los últimos 2.592 programas de Cuéntame cómo pasó

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

Añadir comentario ↓

  1. Natalia

    EEUU no ha comprado esta serie. Así de fácil es la explicación. Derechos de autor. Os suena?

    10 mar 2018
  2. Yazmin Escorcia

    Yo inclusive pague por poder ver la serie y me devolvieron el dinero. Desafortunadamente me dijeron q son legalidades en EU q no les permiten el streaming aqui.... Lo mismo me sucede con antena 3. la serie se puede ver por cable yo tengo dish latino y en el canal TVEI pasan la programacion the rtve pero en los horarios de España asi q solo trato d ponerlos a grabar en el el dvr.

    24 ago 2015
  3. Jr11

    Yo también resido en USA , Y TAMPOCO PUEDO VER LA NUEVA TEMPORADA , realmente se ha bloqueado para Usa¿ o es otro tipo de problema. Lo van a solucionar? Gracias

    06 feb 2015
  4. Ester Boloix-Chapman

    a 29 de enero del 2015, sigo sin poder ver cuentame desde california. es que a rtve no le importa los españoles que vivimos fuera y hemos seguido la serie todo este tiempo? es una verguenza, si han bloqueado le emision en EEUU. puedo ver todas las otras series, Isabel, Aguila Roja, etc. pero esta no. a ver si rtve TV internacional se interesa un poquito mas por nosotros, no?

    30 ene 2015
  5. maria ondina

    Me parece que por lo menos nos pueden dar una explicación sobre la restricción de la serie en le EU.

    28 ene 2015
  6. AEG

    Porfavor podria alguien de RTVE.es responder porque no se puede ver Cuentame en Estados Unidos? Mi esposo y yo tenemos muchos años de sentarnos a ver esta serie juntos.

    27 ene 2015
  7. Elizabeth Calvera

    Tampoco he podido ver yo el Cap. 273, o sea el primero de esta nueva temporada. ¿Qué pasa? Con la serie de Isabel nunca tuve ningún problema para ver cualquier capítulo.

    21 ene 2015
  8. Arturo

    Me pasa lo mismo que a Mercedes y vivo en California. Parece que TVE ha bloqueado la emisión fuera de España (por lo menos en Estados Unidos) de esta serie. Una lástima! A quién hay que quejarse?

    21 ene 2015
  9. Mercedes Godoy

    Desde que comenzo la temporada 16, no he podido ver ni un solo capitulo; cosa que no ocurria anteriormente. A la fecha de hoy, 20 de Enero del 2015, me he perdido un total de dos capitulos; # 273 y # 274. He sido ferviente seguidora de esta serie desde sus primeros pinitos y no creo justo que ahora, de buenas a primeras, nos dejen en la estacada. Para vuestra informacion, resido en EEUU, en el Sur de La Florida, concretamente y nunca habia experimentado esta clase de problemas. Todas las demas series de TVE; ei: Isabel, Aguila Roja, etc.... nunca ha habido problema alguno. Por favor, traten de arregar esta situacion lo mas pronto posible Gracias a todos y feliz 2015 !!!!!

    20 ene 2015
  10. Luis

    He aquí a la familia Alcántara de vuelta y con uno de sus tantos seguidores alrededor del mundo (en este caso, Argentina). El inicio tuvo unos pequeños anticipos de escenas que sucederán en ésta temporada. Antonio y Merche: aún no vuelven, pero éste hecho en el barrio los mantuvo unidos. Ciertamente, me hizo acordar a aquella noche agitada del 23/02/1981. Tony: ojalá haga caer de una buena vez y para siempre al mal parido de Bretón (no me fío de lo que le hicieron los policías: tal vez era para sacarlo del medio); Inés: ¿pero es que nunca va a despegar como actriz? Y la madre teniendo que pagarle cosas para el hijo; Carlos: ¿hasta cuándo con esas chicas tan raras e insoportables? Pareciera que después de Karina, no pudo encontrar una chica como la gente; María: es cierto, la verdad que hizo una travesura que no tuvo nada que envidiarle a las que hizo su hermano Carlos en la niñez. Volvió Nieves: ¿se la verá seguido como antes? Lo disfruté mucho y aquí estaré esperando cada capítulo. Saludos y hasta la próxima.

    17 ene 2015