Cómo nos reímos La 2

Cómo nos reímos

Miércoles a las 22.00 horas

Dirigido por: Daniel Villasante

'Cómo nos reímos' recopila del archivo de RTVE los mejores momentos de los humoristas que han crecido en Televisión Española. El mejor humor en dosis de 60 minutos que reúnen sketches, parodias, imitaciones y monólogos.

Temporada 1

En su primera temporada el programa recuperó los momentos más divertidos protagonizados por grandes homoristas como 'Martes y Trece', 'Faemino y Cansado', Gila, 'Los Morancos', Chiquito de la Calzada o 'Tip y Coll'. También pudimos ver especiales dedicados a la 'España cañí", al humor navideño o al mítico programa 'Un, dos tres'.

Temporada 2

Segundas entregas con nuevo material de algunos maestros del humor de nuestro país, como Eugenio, 'Cruz y Raya', 'Los Morancos', Chiquito de la Calzada o 'Tip y Coll'. Además, otros cinco capítulos de estreno para la nueva temporada: un capítulo de Muchachada Nui y otro de 'Las cómicas'; un especial dedicado a los mejores momentos de ‘Ni en vivo ni en directo’; ‘Dando la nota’, compuesto de canciones satíricas que forman parte de la memoria colectiva; y un monográfico de La Trinca.

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.0.0/js
3442377
Cómo nos reímos - Cómicas - ver ahora
Transcripción completa

Perdón, ¿quién es la última? Yo, señorita.

¡Pues corra, señora, que le están ganando todos!

No te gustará el programa, Honorato. Está dedicado a las mujeres...

Debe estar bien este programita, ¿verdad, Honorato?

Señores, señoras. El televisor primera cadena está servido.

El programa ya puede empezar.

Porque ella está a punto de llegar. Permanezcan atentos, que ya empieza.

¿Ya, ya podemos empezar? Ahora sí.

¿Sí? Ay, gracias, mil gracias.

¿Esto no era un ensayo? No, no. Un momento.

Hola, buenas noches. Buenas noches.

Pues nada, aquí, esperándoles a ustedes...

Para narraros un bello cuento, un cuento que empieza como todos.

Érase una vez una jovencita...

No me pongas cava, que con las burbujitas me pongo tontísima.

Venga, tonta, una noche es una noche.

Que no respondo, que después me entran unas ganas de cachondeo...

Pues por nosotros y por una noche especial.

Por ti, pillín.

Mucha gente, amigos, se pregunta...

A lo mejor no mucha gente, pero alguna gente se pregunta

por qué hay menos mujeres humoristas que hombres.

Mi opinión personal

es que las mujeres no tienen tiempo de hacernos reír

porque están muy ocupadas descojonándose de nosotros.

Yo creo que es porque nos encasillan,

y en las chicas no nos gustan que nos encasillen.

Mira, a mí me encasillan siempre de tía buena, de tía buena.

Por favor, señores directores,

no nos manden más papeles de tías buenas.

Tengo una pila de papeles de tía buena.

Tengo la pila de la ropa de la plancha

y la pila de papeles de tía buena.

Y si eres rubia ya solo puedes hacer de tonta.

Nosotras por bajo somos rubias. Por los bajos.

Nos hemos tenido que poner morenas para demostrar que tenemos cerebro.

Pero no se nos nota.

¿Informática?

Ya he cerrado todas las ventanas pero esto sigue colgado.

Si abusas del vino en llegando a viejo no serás patriarca,

que serás pendejo.

Mi tío se llama Juan y le llamamos Tío Pepe.

Le hicieron una vez un análisis de sangre y le salió JB positivo.

Cuando se murió le incineraron y estuvo siete días ardiendo.

Como bebe, en los bares no lo dejan que entre,

y llega un día y dice, Juan, una cervecita

y una tapa de ensaladilla, y apúntamela.

Dice, aquí no se apunta nada. ¡Ole la buena memoria!

Hoy estoy contenta y no sé muy bien por qué, Honorato.

Mi tío las coge canutas. Un día iba en el coche.

Y el guardia dice, uy, Manuel, mira la que trae este.

Alto ahí. Se para mi tío.

¿Usted no ha visto que se ha metido por dirección contraria?

¿Es que no ha visto la flecha?

Sí, no he visto los indios, voy a ver las flechas.

Le dice, anda, bájate el coche, voy a hacerte la prueba del alcohol.

¿Qué pasa, que todavía no se lo cree?

Bájate y sopla aquí,

y hace mi tío, con la tajada que tenía.

Dice el guardia, anda que no va cargado.

Ha dado 4,5. Pues enróllate y ponme un cinco.

Este sherry es una maravilla, Honorato.

# Andalucía mía, cuanto te quiero...#

Anda, vete a tu casa y duerme la mona en tu casa.

Se va para su casa, llama la puerta,

le abre la mujer y le dice, Pepe, hijo, ¿no te da vergüenza?

Las cinco de la mañana y otra vez borracho.

Dice, todo el día bebiendo para no verte y llego y te veo doble.

# La mujer española, con peineta y con mantilla,

# al compás de una guerrilla, una guitarrita...#

Yo a esta casa no vengo porque en esta casa hay fantasmas.

¿Quieres un poquito, Honorato? Deja, deja, ya te lo serviré yo.

Te lo voy a explicar.

Abro la puerta del cuarto de baño y se enciende la luz.

¿Otra vez? No se puede salir de juerga contigo, Honorato.

Cierro la puerta y se apaga la luz. En esta casa hay fantasmas.

Dice mi tía, ¿fantasmas?

Llevas tres días meándote en el frigorífico.

La manzanilla es más seca, ¿verdad, Honorato?

¿Has tomado las píldoras, Honorato, para los nervios?

Cariño, tengo una buena noticia. He dejado los tranquilizantes.

Qué bien, cielo. ¿Y cómo te encuentras?

Genial. ¡Ponle más mantequilla, gilipollas!

Acuérdate de ponerte el supositorio, Honorato.

He dejado definitivamente los tranquilizantes.

Qué bien. ¿Y qué tal te encuentras? Genial.

La tostada está buenísima.

Sírveme un poco de té, Honorato. No, primero el limón, Honorato.

¡Pero el café es una puta mierda!

Sírveme un poco de soda, Honorato.

Queridos amigos, voy a presentaros con mucho gusto...

Presentarles, sí, sí. De usted... Por favor.

Qué poca vergüenza tienes. ¡Por favor!

Pues verá, Sr. Mora, necesito de su asesoramiento profesional.

¿Sobre seguros?

Al menos sobre estabilidad y futuro, según reza la tarjetita.

Es que he estado en el médico. ¿Se encuentra enferma?

No, tengo ciertos trastornillos ya de, ya de...

Di buenas noches de momento. Hola, machos.

Daisy, por favor.

Eres más estrecha que el peñón. No digas bobadas.

Lo que una niña educada debe hacer. Es ligar.

Perdóneme, señorita, pero no la entiendo.

Pues a mí el explicárselo, me entra como un "esperrengue"

que para qué las prisas.

Dígame usted con entera confianza, que cuanto esté en mi mano...

Pues ahí precisamente no creo que esté.

# Una niña buena tiene que obedecer,

# y acostarse bien temprano. #

Según la terapéutica moderna

la mejor solución para mis trastornos

sería una metódica dosificación sexual...

Ay, por favor, no me miré por el rabillo del ojo,

que me atasco.

Las niñas cuentan cuentos. Cuando llegan a casa tarde.

Cómo ha cambiado la vida, ¿verdad, joven?

Hay que ver, calle, calle.

Lo que antes era pecado, ¿se acuerda?

Todo el mundo te decía, es pecado, es pecado.

Hijo, ahora te duele la cabeza y te dicen,

nada, dale al quiqui y se te pasa.

# Una buena niña no ha de discutir,

# a la cama has de ir.

# Yo se que tal vez el señor te quiere ligar. #

¿Dónde está ese hombre, que me lo como?

Yo estoy dispuesto a ser su farmacia, su mancebo.

No, señor Mora, no me confunda, por Dios.

# Moreno tiene que ser el hombre que me camele.

# Rendido siempre a mis pies, lo mismito que un pelele. #

Blancanieves, te estoy haciendo el piso para ti, morenazo.

Oíga, por favor.

¿Un marido, dice? Si le pudiera servir yo...

¿Usted, señor Mora, sería capaz? Soy soltero...

Anda...

¿Pero por qué, por qué me desnuda tan pronto?

Perdona, hola. ¿Me puedes ayudar a empujar?

Es que no me arranca. Sí, claro.

Gracias.

Venga, cuando quieras.

Tú siempre has sido muy mujeriego, Honorato.

Porque tú, en viendo una mujer, Honorato,

las manos se te van detrás.

Aunque sea una escoba con faldas, Honorato.

¿Necesita ayuda?

Ay, lindo, qué bien me vas a ir, no sé por qué se me paró el carro,

no tengo ni idea. ¿Me podrías empujar, por favor?

Sí, sí, por supuesto.

Hoy las estrellas están de mi parte, lindo.

Chiqui, hola, se me han caído todas las bolsas, tía.

Estoy en el súper, sí. Sí, me las está recogiendo un tío.

Sí, se me jodió el carro. No, me está ayudando un tipo,

lo tengo enganchado aquí al gordo. Es feo.

¿Te acuerdas del juego de Mr. Potato?

Sí, nariz pequeña,

y las orejas como se le hubiera olvidado la naturaleza pegarlas.

Sí, qué disgusto le tuvo que dar a su mamá cuando le dio de mamar.

Le dije el lindo y yo creo que se ilusionó,

pero yo le dice lindo porque soy argentina.

Tiene un culo... ¿Caspa? No, pero le pega, le pega.

Tiraron al niño y se quedaron con la placenta.

Es horrible, feo, feo, feo.

El pavo va con el mando a distancia de abrir el coche,

rollo de nuevo rico. Qué mala suerte tengo, tía.

Venga, que lo tengo enganchado.

Sí, sí, sí, da asco, da asco. Venga, guapa, te dejo.

Venga, sí. ¿Me llevás al colegio de los niños?

Guapo, mi coche está ahí. ¿Eres de por aquí?

No, de Alcorcón.

Alcorcón, qué bonito país.

Ha llegado usted un poco tarde, ha llegado tarde.

Porque he venido en coche.

¿Y por qué no ha cogido el metro?

El metro tiene la medida trastocada,

no sé quién coño lo ha medido, pero no cabemos.

Mujer, hay que empujar un poquito.

Porque no, si empujar ya empujo, pero empujan más los de detrás.

Mejor, así la meten.

Así me sacan. Dos veces que he cogido el bicho ese

me ha metido por una puerta y me han sacado por hora.

¡Sinvergüenza! La situación está ya que no existen,

y sí, señora, siguen existiendo, hombres como usted...

Digo hombre, usted no es un hombre ni es nada.

¡Sinvergüenza! ¿Cómo se atreve? Llevamos media hora de trayecto

y aún no se ha atrevido a ponerme la mano encima

o hacer una leve insinuación. ¿Pero qué se habrá creído?

Se están perdiendo las buenas costumbres.

Yo no sé dónde vamos a parar, no sé dónde vamos a parar.

Quite la mano, señorita, me bajo, no lo soporto más.

¡Sinvergüenza!

Siempre seré tuya. Te esperaré, mi vida, te esperaré siempre.

Vale, pero tráeme un perrito caliente para cuando vuelva.

# Hola, hola, hola, no vengas sola.

# Hola, hola, hola, ven con mi amor. #

Cantadme, cantadme, joven efebo,

cantadme para seguir viviendo este sueño de amor.

# No te lleves a mi amor, no te lo lleves.

# Con lo que me ha costado encontrarlo. #

(LLORANDO) Amor...

Ay, amor, pero siempre me pedís lo mismo.

Ya sabes que las hadas no podemos conseguir amor,

pero ahora que lo pienso, a lo mejor puedo hacer un chanchullo.

A ver si me lo puedes hacer, por favor, hada madrina.

A ver si tenemos en el horizonte algún candidato,

porque quieres un chico, ¿verdad? Sí, me vendría mejor.

Pues voy a ver, a ver, a ver.

Bea. Hola, no, soy yo, soy la Yoli.

Te llamo desde un móvil que me han dejado.

Sí, un chico, en la parada, que va a llegar tarde el autobús.

¿Qué va a estar bueno el chico?

El chico es una mierda pinchada en un palo, vamos,

y al lado hay otro, son el dúo dinámico, vamos,

está la parada del autobús para marcarse una fiesta.

Por Dios, mira que voy necesitada, nena,

debe ser buena persona por dentro, porque por fuera, bonito...

# ¡Bomba!

# Bomboncito de mujer, bombón. #

Adiós, mi amor, Juan Carlos, adiós.

Hay que ver qué novio tienes, menuda joya.

Ya podía tener yo uno así y no el cenutrio que me ha tocado.

La verdad es que sí.

Juan Carlos es lo mejor que me ha pasado en la vida.

Este domingo cumplimos un año, pero es que no sé qué regalarle.

Es tan especial... Flores.

No, flores, no. Es que Juan Carlos es alérgico.

Pues bombones. Diabético.

¿Y una botella de whisky caro? Exalcohólico.

Puros. Asmático.

Hipertenso, anémico, estreñido, celíaco.

¿Y un masaje? Artrítico, reumático, lumbálgico.

¿Y unos zapatos? Tiene gota.

Esto no falla. Te compras un conjunto de lencería

y pasais una noche de pasión y lujuria.

Ja, es impotente.

No sé, chica. Es complicado tu Juan Carlos.

¿Por qué no le das el dinero y que se compre lo que quiera?

Porque es ludópata.

# Estos chicos españoles, pero qué soletes son. #

¿Y no te has planteado cortar con Juan Carlos?

Oye, pues pensándolo bien... Ay, no, que es depresivo.

Mira, mejor no le regaló nada y ya está. Total, es amnésico.

# De bombones como tú cojo yo una indigestión. #

Venga, hasta luego. Sí, hombre. Tíratelo tú.

Muchas gracias, gracias.

¿Sí? ¿La chica con la que has hablado hace un momento?

Sí, está aquí. Si, una chica pelirroja,

así con pinta como de... una mujer muy suelta.

Hecha un adefesio la pobre, sí, sí.

Sí, con cara de boba, de atontada la pobre,

sí, de no comerse un rosco hace tres o cuatro años al menos.

Sí, le paso. Es para usted.

Gracias. No veas el gordo de Alcorcón cómo se ha picado, tía.

Este libro es muy interesante, Honorato.

Escucha, que falta te hace.

Comer poco y trabajar hacen al hombre medrar,

que de grandes cenas están las sepulturas llenas.

Lo siento. Ha muerto.

¡Vamos, venga, no me venga con tecnicismos! ¡Hábleme claro!

Va, mujer.

¿Has formulado un deseo? Sí.

¿Qué te pasa? De repente me encuentro muy mal.

¿De verdad? Sí, ardor en el estómago, pinchazos.

# Con mi pena de viuda y feliz subo y bajo de aquí para allá.

# No cometo jamás un desliz cuando al pasar algún galán

# con intención me quiere hablar. #

¿Viaje de negocios? ¿De placer, quizás?

Negocios.

¿Y dónde va? Déjeme adivinarlo. A París, ¿verdad?

No. Voy a Estocolmo.

Me encantan las mujeres con sentido del humor.

No, en serio, este avión va a Estocolmo.

La madre que me parió...

(VOZ OFF) En caso de secuestro por un comando terrorista

se abrirán automáticamente unos compartimentos de sus asientos

en los que encontrarán unos objetos de uso inmediato.

Contundente machete con filo dentado.

Utilísimo subfusil ametrallador con dos cargadores.

Debajo de sus asientos encontraran un necesario chaleco antibalas

de eficacia absolutamente comprobada.

Por último, y solo cuando su utilización

sea estrictamente necesaria, en los asientos de primera clase

encontrarán un socorrido maletín de piel auténtica

conteniendo 100.000 dólares en efectivo.

Recordamos que el empleo de este dispositivo

sea solo en casos de extrema necesidad.

Por favor, no se alarmen. El piloto está sufriendo un infarto.

¿Hay algún médico en el avión?

Yo soy médico. Tráiganlo aquí, rápido, túmbenlo en el suelo.

Lo podemos salvar. Voy a hacerle el boca a boca.

¡No me hagan el boca a boca aquí! ¡Que acabo de fregar el suelo!

Si hace el boca a boca, hágalo por allí, que está seco ya.

Aquí Boeing 507 llamando a torre de control, ¿me oye?

Aquí torre de control llamando al Boeing 507.

El piloto está en el suelo, que le ha dado un infarto.

¿Qué le ha dado un infarto al piloto?

¿Y el copiloto? El copiloto también, los dos tirados en el suelo.

¿Pero usted quién es? Soy la azafata, es mi primer vuelo.

Tranquilícese usted. Diga altura y posición.

¿Altura y posición? 1,75 y estoy de rodillas rezando.

Fina. ¿Qué? Voy. Perdona. Lo siento.

Mira, Fina, sé que es nueva, pero aunque en el billete ponga pasillo

no significa que a los pasajeros los tengas que sentar ahí.

Ay, Dios. ¿Qué pasa?

Que estoy pensando en los pobres que les ha tocado ventanilla.

Los americanos, que han hecho un avión de siete pisos,

y el día de la inauguración la azafata decía, señores pasajeros,

bienvenidos al avión prototipo de la compañía Iberia.

Tenéis el privilegio de viajar con él en el día de su inauguración.

En la primera planta encontraréis el salón del pasaje

con cabida para 800.000 pasajeros.

En la segunda planta verán la zona de gimnasio, sauna y peluquería.

En la tercera planta podréis disfrutar de esta zona recreativa,

con sala de juegos, casino y bingo.

En la cuarta planta nuestro magnífico hotel de cuatro estrellas.

En la quinta planta nuestro magnífico restaurante

de tres tenedores, pudiendo disfrutar de un magnífico sueño

y de la magnífica comida durante el vuelo.

En la sexta a planta veréis nuestro campo de golf,

campo de tenis y campo de fútbol.

Y en la séptima plata diariamente ofreceremos grandes conciertos

con las mejores agrupaciones y orquestas del mundo.

Señores pasajeros, abróchense los cinturones,

deseando que tengan un feliz vuelo,

y a ver quién tiene cojones de levantar esto.

Señores pasajeros, siguiendo normas de aviación civil...

¡Vamos a comer!

¿Y de postre, qué hay?

¡Y ahora, sangría!

Cada vez tengo menos apetito, Honorato. Te lo advierto.

Yo he sido siempre delgada, siempre.

Con decirte que el día mi madre me tuvo a mi no fue en el hospital,

me encontró un día haciendo la cama.

Qué me gustaría a mí estar gorda. Qué ilusión más buena.

Sí, de verdad, yo quiero estar gorda, pero gorda, gorda, gorda,

que cuando me muera me incineren dos veces.

Claro, porque con una iba a quedar cruda.

Qué alegría tener carne por todos lados.

Consumir preferentemente antes de ver tapa. ¡Ay, ya la he visto!

Suerte que mirando la TV, no me entero de lo que como, Honorato.

¡Ya la he vuelto a ver!

No, Honorato. Ya te has comido dos huevos duros al mediodía.

Qué asco, y encima lo he visto.

No creas, no te pierdas gran cosa, Honorato.

Unos taquitos de jamón de Montánchez.

José, hazme el favor. Ábreme esto.

Unas aceitunitas de Alcoy. Un traguito de Rioja.

¡Pero si no está abierto! ¡Era broma!

Un poquito... de manchego.

Buenas tardes, ¿cómo se encuentra, Sr. Martínez?

Di, bueno, afortunadamente ya mejor.

La diarrea se me ha pasado con el Fortasec.

El estómago ya se me va asentando. Sí.

Bueno, bueno, pero los dolores ya se le pasaron, ¿no?

Di, bueno, todavía duele un poco, y ahora tengo muchos gases,

no solo de los que hacen ruido sino que también huelen,

pero vamos, poco a poco. Sí.

Anda, que lo ha tenido que pasar muy mal.

Di, sí, anda que no le he dado guerra a mi mujer.

La pobre, que es una santa. Menudas noches que hemos pasado,

y yo, como soy un desastre, que no me cuido...

Pues hay que cuidarse, que ya no estamos en edad de hacer locuras.

Di, sí, sí, sobre todo yo. ¡He sido un flojo toda la vida!

Si yo abro la nevera y me constipo.

Además, dile, el único polvo que eché en la noche de bodas

fue el del Frenadol en un vaso, díselo.

Pues que se pase todo. A seguir bien. Buenas tardes.

Di, adiós, buenas tardes. Adiós.

Desde luego, qué soso eres con los vecinos. Anda, tira, tira.

Hacer hablar a un loro. ¿Es difícil hacer hablar a un loro?

Difícil es hacer hablar a un marido cuando llevas 30 años casado,

que le dices, Paco, ¿te preparo una tortillita para cenar? ¿Eehh?

¿Paco, has puesto el despertador? ¿Eehh?

Paco, mira el tanguita rojo que me he puesto para ti. ¿Eehh?

¿Tienes cine para adultos, sí o no? Sí. ¿Qué quería?

"Colegialas calientes 2". Tengo solamente una.

Me la quedo.

Son 9,85.

Eh, eso Yolanda Ramos. Además estoy caliente.

Pues nada, que te mejores.

Ya te voy diciendo, que esto no se sabe nunca.

Hasta luego.

# Son las mujeres de Babilonia

# las más ardientes que el amor creó. #

Deja de ver la tele, ¿no? Ven conmigo, cariño.

No te quiero rascar.

No quiero que me rasques, cariño. Quiero que vengas conmigo.

¿Qué te pasa? Luego lo ves, ¿vale?

# Ahí va, ahí va.

# Ay, Va-lentín, ay va, qué bueno está. #

¿Qué pasa? ¿Estás tontito o qué? ¿Estás tontito mi niño?

Mira lo que tengo aquí. ¿Qué voy a hacer?

¿Te has vuelto loca o qué?

Que no me dejas hacer nada. Que pasa, cariño, te deseo.

Te deseo felices fiestas.

¿Pero quién es esta mujercita mía, que me la han cambiado?

Ya verás. ¿Qué te crees? Que yo también sé ser muy mala.

Esto es una ladronada.

Sí, sí, sí. Te vas a enterar.

¿Ahora qué quieres, qué quiere mi niño ahora?

Que me lo des todo.

¿Sí? ¿Cómo te quieres sentir? Llenito, llenito de ti.

¿Llenito, llenito? Sí, sí.

Anda ya, déjame ver la tele.

Sí, sí.

Tendrás que esperar al huevo duro de mañana, Honorato.

Te veo cada día como más loca.

Estoy haciendo una exposición itinerante, que no me comprendes.

¿Y eso qué significa?

Que estoy exponiendo e itinero de aquí para allá.

¿Quieres qué veamos un reportaje sobre ellas?

Yo creo que deberías dejar de itinerar

a la par que vemos ese reportaje.

¿Y si sigo itinerando mientras vemos el reportaje?

No me vuelvas más loca, que ya suficiente estás tú.

¿Qué es el coito?

El coito, sí, es un emperador japonés.

¿Qué es el prepucio?

¡Hala! ¡Hala, qué pregunta!

Ánimo, Honorato, que es la penúltima.

Boquita abierta.

Mastica bien, que tiene frutitas cortaditas a daditos.

Traga, Honorato.

¿Una pastita?

Tú, no, Honorato. Esto es gula. Ya has tomado el yogur, Honorato.

El yogur es un cagarro.

¡Qué cagarro ni tanto cagarro!

Por favor, no alboroten.

Muy buenas noches, señores espectadores

del espacio "No le caben nada".

Esta noche presentamos a un artista de las noches locas de España.

Su nombre, Micaela Paradise. Micaela, buenas noches, bonita.

Hola, buenas noches.

¿Desde cuándo te dedicas al travestismo?

¿Al travestismo? Pues no, es que no es así.

Te lo acabo de explicar

y no te has enterado de lo que te he dicho.

Es que unas cosa es travestismo y otra cosa es transformismo.

¿Para usted qué diferencias hay entre travestismo y ahí mismo?

El transexual es otra cosa que no tiene nada que ver.

En el "transvestismo" no se entra,

uno se "transvieste" con el transformismo,

pero no es lo mismo el transformismo que el "transportismo",

igual que no es lo mismo coger el metro que el suburbano.

Sí que es verdad.

Siempre ha habido grandes espacios diferenciales

entre "paratrerísmo" e intelectualismo.

Es que me rio, señores,

porque verle la cara a Micaela Paradise

es como un orgullo para mí, porque empezamos juntos

en el teatro chino de Manolita Chen,

donde él hacía de angula de aguinaga, y por cierto,

que lo hacías muy bien,

salía con ese traje tan bonito de angula, te acuerdas,

¿con Paquita Flores?

"Angulas" veces lo hacía, no lo hacía siempre.

Me parece que es el momento, es tu turno,

te están ya reclamando para tu espectáculo.

Señores, para nosotros y para ustedes

esperamos que haya sido de su interés

esta entrevista con este hombre, este artista un poco marginal

pero siempre importante y digno de tener en cuenta.

Sigue con tu maquillaje y con tus cosas

para que el público pueda ver

cómo una persona se transforma en "transmotismo"...

# Llevan colgando los hombres un cilindrín, un cilindrín,

# que dicen que es para darnos gustirrinín, gustirrinín. #

Mira a la cámara. ¿Qué cámara?

La cámara. No la veo, Carmela.

Estoy cegata, estoy cegueras, no veo nada.

¿Pero qué te pasa, Rodolfo?

Vas a tener que usar lentes de contacto.

Uy, sí, me encanta el contacto, aunque sea en los ojos.

¡Rodolfo!

# Ay, qué tendrán, Dubidubidubi...

# Que no tengamos nosotras,

# que tendrán, oh, baby, qué tendrán... #

Yo soy macho.

Tú no sabes lo que yo era cuando nací,

que ya se veía venir lo mío.

Pues un pato. No, señora. Yo nací y era huevo.

Un huevo de narices, pedazo de huevo de dos yemas.

Que no soy el rey, Carmela, que no soy el rey.

Pues eres un león.

Aunque quisiera ser un león, la gente no me dejaría.

# Antes de entrar en materia, hijas mías, calibrad,

¿Tú te montarías en la noria? Hombre, si no hay más remedio...

Qué sexy estoy.

¿Pero sabes rugir? Claro que sé.

(RUGIDO AMANERADO) Para que veas.

Tú que eres tan castizo, ¿tú tocas el organillo?

Yo no le toco el organillo a nadie.

Si acaso que me lo toquen a mí, no te digo...

Pero vamos a ver, Nicol...

¿Por tocar la castañuela también? También.

¿Y el pandero, también se cobra por tocar el pandero, María?

# Que no tengamos nosotras,

# que tendrán, oh, baby, qué tendrán... #

Ya sabéis lo que os tengo dicho.

Cuando vengan los clientes, mucho sex-appeal, ¿de acuerdo?

¡Mary!

¡Ay, cuanto tiempo sin verte! Hola, Mary.

Me gustaría atenderos bien, me gustaría que no pasara

como el otro día, que vinieron cuatro señores

y yo no tenía más que tres pupilas, y claro,

a uno le tuve que dejar una muñeca de estas de goma hinchable.

A la mañana siguiente cuando los amigos le preguntaron,

¿qué tal la tuya? La mía estupenda. La mía fantástica.

La mía sensacional...

El pobre dijo, la mía estaba loca.

En cuanto llegue le di un mordisco aquí,

hizo así y salió por la ventana.

¿Pero el sexo y la risa cómo se puede mezclar?

El sexo y la risa se puede mezclar perfectamente,

porque no sabes la risa que da un momento determinado, es una cosa...

¿Pero qué haces? Si sabes que me pongo muy bruta con las burbujitas.

¿Sí? Venga, una noche es una noche. Te pones bruta, ¿eh?

Sí, sí, me pongo bruta, pero bruta, bruta, que no me conoces desbocada.

Bueno, pues por nosotros y por una noche especial y bruta, bruta.

Pillín.

¿Mi programa es violento?

¡Pero, Wenceslao, cómo puedes decir eso!

¡Por favor, no me pongas nerviosa!

Pitas, pitas. Venid aquí, bonita. Venid aquí. No tengáis miedo.

Y con las higadillos del pollo,

que es una pieza fundamental para nuestro plato,

una vez hemos cogido las higadillas

las colocamos en el centro de la masa.

Pitas, pitas, ¿quién os quiere a vosotros?

Pitas, pitas...

¡Toma, para que os volváis a cagar en mi colada!

A mi la Sardá me ha herido la sensibilidad 78 veces.

Ana María, ¿por qué abandonó Indasa?

No me sentía valorada profesionalmente.

La verdad es que aquella oficina estaba llena de envidiosos

y eran todos unos hijos de perra mal nacidos.

Pero no lo olvidarán, no, sobre todo González, el jefe de ventas.

Le clavé aquellas tijeras bien clavadas.

Cómo corría el muy cerdo, y cómo sangraba.

Salió corriendo del despacho, pero lo perseguí,

y lo cogí antes de llegar al ascensor

y no creo que le hayan quedado muchas ganas

de robar clips a otros compañeros. ¡Mis clips son míos, solo míos!

Ay, madre, qué risa.

Bueno, ¿y cuándo empiezo?

¡Llevo 10 años tragando con todo y estoy harta!

¡Estoy harta de tus infidelidades!

Cariño, relájate un poco, que están mis amigos en el salón.

¡Estoy harta de tus asquerosos amigos!

¡Harta de que me ningunees!

Soy una persona, ¿te enteras? ¡Una persona!

Perdona, sé que no deberíamos meternos...

No, no importa, no importa,

así ya sabéis que estoy casado con una histérica, ¿verdad, cariño?

¡Venga, rompe más cosas, rompe esto!

¡Muy bien!

Y ahora rompe esto, y lo otro, y tira esto si quieres.

¡Así, muy bien, fuera!

¡Perdonad!

¿Os importaría discutir en vuestra casa?

Loca. Dicen que estoy loca.

Loca.

¿Es usted la verdadera Sardá?

Loca...

No, pero nadie lo sabrá nunca.

# Locas, estamos locas, nos llaman locas,

# las locas del pedal.

# Locas, en bicicleta cruzamos metas para poder ganar. #

Mira, el día de mi puesta de largo, Honorato.

Parezco de porcelana. Cómo pasa el tiempo, Honorato.

Haciendo este programa he envejecido, sí, he envejecido.

Empecé siendo una niña.

¿Quieres que juguemos un ratito? Bueno. Pero según a lo que sea.

¿Pues a qué va a ser?

Que una ya no está para perder el tiempo.

¿Es un niño? Es un varón.

¿Y tiene todos los deditos? Por supuesto.

Usted me entiende. Todos, no se preocupe.

Se lo traigo en seguida. Es un chaval estupendo. ¡Voila!

Mamá. Me llamo Antonio y soy ingeniero agrónomo, mamá.

Esto es tener hijos, no con otras, que los tenéis así

y no sabéis ni cómo se llaman.

Tengo novia, se llama Puri, es pedicura.

Croquetas para todos, coman.

Cómo son las madres. Yo ahora creo que lo seré.

Todo va para los hijos, ¿verdad? Lo dan todo.

Mi madre fue al médico,

porque tenía la pobre fatiguita de no comer,

se lo daba todo a los hijos, llegó al médico y le dijo, doctor,

que se me juntan las letras.

Pues lo que tiene que hacer es pagarlas poco a poco.

Si a usted se le juntan las letras

es porque tiene una anemia muy grande porque usted está embarazada.

¿Qué dice, doctor? Que tengo 14 hijos... ¿Otro más?

¿Qué tiene 14 hijos y no ha puesto medios?

Doctor, cómo voy a poner medios,

si es lo único caliente que yo me meto en el cuerpo.

Traga, Honorato. Boquita limpia.

Esta tarde me dan el premio a la mejor hija del barrio.

Una madre es lo mejor del mundo y yo a la mía la tengo como una reina.

¿Usted a qué hora levanta a su madre?

¿A las 12? Yo levanto mi madre a las 7:00.

¡Para arriba! ¡Levántate ya!

Y después a la ducha, fría, por supuesto.

Esta por tu padre.

Que no hay nada mejor que una ducha de agua fría

para revitalizar la circulación.

Luego le doy una friega, y a hacer flexiones.

Traga, Honorato, traga, Honorato.

Y después saca al niño de una vecina nuestra

a darle un paseíto por el parque. Nos da 3000 pesetas diarias.

Yo lo hago porque ella no se sienta torpe.

Cuando vuelve le digo, mamá, hija, ¿quieres merendar?

Ella me dice, sí, hija, y yo le pongo de merendar,

pero antes dame las 3000 pesetas.

Esta por tu madre, Honorato.

Si hace falta le doy un pellizco en el brazo.

Autodisciplina. Después, por la noche, a hacer punto.

Si yo es para que se distraiga.

Después la dejo 10 minutos que vea la televisión,

la dejo que se siente conmigo 10 minutos, yo me siento con ella,

me pongo una caja de bombones a la vera...

Traga, Honorato.

Ahora, ella no puede comer ninguno, porque le puede salir un grano,

y si se infecta un grano con su edad...

No me pongas nerviosa.

También me da muchos caprichos.

Siempre me hace de comer lo que mí me gusta.

Hoy para desayunar me ha hecho natillas.

Boquita limpia.

Pues no me estoy poniendo...

Esto tiene que ser del esfuerzo de cuidar a mi madre.

Esta porque me da la gana.

El matarratas.

¡Mamá! ¿Así me agradeces lo que te he cuidado, mamá?

Me pones nerviosa, Honorato, traga.

Ay, que me muero.

Qué paciencia hay que tener, Honorato.

Bueno, ¿entonces regresas el domingo por la noche?

Sí. Va, Roberto, solo son dos días.

No seas bobo, Carlos, claro que pensaré en ti.

Rosa. Te quiero.

Hola, Rosa. Roberto, amor.

¡Carlos, qué alegría!

¿Qué le dijiste?

Lo mismo de siempre, que me iba a ver a mi madre.

¿Y tú, qué?

¿Sigues con lo de los congresos? Si da igual lo que les digas...

Mi mujer se fue a un congreso y yo no he perdido el tiempo.

Qué fin de semana, Carlos. Ni yo, Roberto.

La loca se ha ido a ver a su madre

y yo me he traído a una chiquilla al piso.

Oye, oye, qué bonitas las cortinas que has puesto en el dormitorio.

Yo estuve con una chavala estupenda.

Y el domingo regresa la mía, qué le vamos a hacer.

¿Sabes qué me dijo tu marido? Que si te enterabas, le matarías.

¿Eso te dijo?

Si no se enteran de nada...

Resulta que llega un hombre a su casa

y se encuentra encima del sofá un pantalón.

Dice, Carmen, ¿y este pantalón?

Uy, Paco, Paco, mira, 1500, tú sabes que yo lo registro todo,

y he ido a un mercadillo que hay al lado y mira qué ganga,

por 1500 este pantalón.

Tócalo, tócalo. Mira, bueno, bueno.

Carmen, pero este pantalón es de la talla 52 y yo tengo una 42.

No te preocupes. Mira, yo te pongo dos pinzas delante, dos detrás,

y te queda divino. ¿Y esta camisa? ¡Ay, la camisa!

¿No te ha hablado de la camisa?

Carmen, chiquilla, si esta camisa me queda grande.

Mira el cuello que tiene, que aquí entra la cabeza de Chaves.

Por 800 pesetas, ¿qué quieres?

Carmen, ¿y los zapatos? ¡Los zapatos, los zapatos!

Me han costado exactamente 2000 pesetas menos un duro.

Se va este hombre para el dormitorio a colgar la ropa al ropero,

y a esto que hay un tío agarrado a la barra del ropero,

y le dice, ¿y usted qué hace ahí?

Si usted se ha creído lo que le ha dicho su mujer

yo estoy esperando el autobús.

El pecado es útil, Honorato, ¿no crees?

Mira, un tocinillo de cielo.

# Yo soy un árbol sin fruto

# y llevo de luto la ropa interior,

# y no quiero sustituto

# que al minuto me consuele en mi dolor. #

¡Cielos, mi marido!

Es como una especie de selección, ¿no crees, Honorato?

El siguiente, por favor.

# Siempre vive en mi memoria.

# Él está en la gloria, lo mismo que yo. #

Usted nos prometió que nos iba a contar la continuación

de su viaje de novios. ¿De cuálo?

Del suyo. ¿Con cuálo?

Con su Ildefonso. Estuvo usted contando unas cosas...

¡Porque a su manera era un gañán de cine!

¡Era bien bonico, muy educado, muy majete!

¡Y muy buena persona y muy bueno conmigo!

Bueno, Doña Rogelia...

¡Y a mí nunca me levantó la voz, nunca me levantó la voz!

¡Ni la voz, ni la saya, no me levantaba nada!

Me la tenía que levantar yo...

Doña Rogelia... Que sí, bonico, que sí.

Que la llevó a Valencia de viaje de novios. ¿Allí la vio..?

Qué viaje me dio. Luego me dio más.

A ver qué se cree, ¿que en los pueblos somos tontos del pijo?

No, doña Rogelia.

Vería usted muchas cosas,

porque Valencia es una ciudad que tiene cosas muy bonitas para ver.

La primera semana, nada más que techo.

¿Y la segunda? Goteras.

En fin, su Ildefonso era un hombre parco...

Paco era el cuñado de él. El mío era Ildefonso...

No suelen decir muchas cosas, personas de pocas palabras.

No decía ninguna palabra.

Pero la llevó a ver el mar. La tuvo que decir, Rogelia...

¡Que no me decía nada, le estoy diciendo usted que no me hablaba!

Usted, que me decía... ¿No le digo que no me decía?

Si le digo que no me decía, pues no me decía.

Una persona que no habla es que no dice, ¿me ha entendido?

¿Y cómo se dio cuenta, si no hablaba,

de que la llevaba al mar?

Por los gestos...

Porque al no hablar, yo le observaba, para conocerle.

Como no hablaba, lo observaba, y cuando me hizo así tres veces...

Digo, me lleva. Me llevó.

Qué historia. Se quedó así, sabe usted, un rato...

Y de repente la miró y le dijo... No, mirar y hablar no podía.

Le explota la boina.

Pobrecito mío, ni yo se lo pedí nunca.

Se quedó así un rato.

¿Qué dijo, Doña Rogelia?

Mire usted, se quedó así y me dice, así de repente, Rogelia, el mar.

Escucha bien.

A las diez en la cama estés.

Si puede ser antes, mejor que después.

Y aún mejor que solo, esto tiene picardía, fíjate,

y aún mejor que solo si está tu mujer.

¿Sí?

¿Juan? Perdona que te llame a estas horas,

pero es que llevo todo el día dando vueltas a lo que me has dicho.

¿De verdad crees que estoy muy enganchada al móvil?

Hola, soy yo, amor.

Esperaba tu llamada.

Si ya lo sé, pero es que él ha tardado mucho en dormirse.

Prudencia. Es una locura, cariño.

Mujer, si no, si eso son cosas...

Duerme con la redecilla puesta, y con calcetines de lana,

y con un camisón...

Te pierdo, Juan, creo que estoy perdiendo cobertura.

Yo estoy desnuda para ti.

Mi amor, no me hables así ahora.

¿Qué dices? ¿Juan, Juan?

Un beso, dos.

¿Juan, Juan? No te oigo.

¡Que nooooooo!

Vale, pues ya me quedo más tranquila.

# Tápame, táparme, tápame, tápame, tápame,

# que tengo frío.

# Cómo quieres que te tape si yo no soy tu marido. #

Qué broma dice.

Mira, Manolo, así no podemos seguir.

Nos estamos dejando llevar por la rutina, Manolo.

Hombre, somos jóvenes aún, y todas las noches hacemos lo mismo.

Yo llego a casa tarde, tú ya estás leyendo, acostado,

yo me acuesto, leemos un rato y a dormir.

Necesito un poco más de emoción, Manolo, ilusiones, alegrías,

necesito que me des sorpresas, Manolo.

Vale.

Paco, mi vida, sal de debajo de la cama,

que le vamos a dar una sorpresa a mi mujer.

Un poco mordaces estos muchachos.

Claro, que a ti siempre te ha gustado lo picante, Honorato.

La fantasía siempre es la misma. Estoy tomando el sol en una playa.

Casi no hay nadie, así que me quito la parte de arriba del bikini.

Dejo que el sol caliente todo mi cuerpo.

Me siento bien. El calor es muy placentero.

Siga, siga, Aurora. ¿Qué ve? ¿Hay alguien más en la playa?

Sí, hay un muchacho joven, muy guapo.

Se acerca, me sonríe.

¿Se siente atraída por él? Sí...

Le invito a que se ponga a mi lado.

¿Y qué pasa? Me toca.

Planta sexta. El mejor servicio a nuestros clientes.

Perdón.

Cada día estás más buena.

En planta sexta...

¡Quietecito!

Nuestra mejor oferta de la temporada.

Te voy a pegar un muerdo... ...En planta sexta.

Por favor, joven, a la planta sexta.

Madre mía. Dios mío. Me va a ...

(SUENA MÓVIL) Bueno, pues es todo por hoy.

¿Ya? De verdad, cómo pasa el tiempo. ¿Qué le debo?

Cien, y le hago precio de cliente.

Normalmente por estos trabajos solemos cobrar el doble.

¿El martes a la misma hora? ¿El martes que viene?

No puedo, tengo una despedida de soltero.

Doctor Cifuentes, creo que debería consultar con un especialista.

Ya ves. Todo se despacha. ¿No sale La Bombi?

Este es un programa cultural, Honorato.

¿Tía, qué ha pasado? Tía, que dice que me falta léxico.

¿Y tú qué le has dicho, tía? Pues... Y entonces...

Nada, que nos tiene manía, tía.

A mí me suspendió porque no sabía que conjugar los verbos.

¿Qué te pareciera? Ya te he visto.

Así que usted quiere poquito de cultura para charlas.

Sí, cultura general.

Muy bien, no crea que es divulgación nada más, no.

Mire, las verdes es literatura universal.

Las blancas creo que es historia. Esto es calidad, ya verá.

Venezuela, capital... Caracas.

Sí, pero no da para mucho la pastilla esta.

Póngame un poquito más.

¿Un kilito? Un kilo.

Buenas. ¿Qué desea? Quisiera sinfonías de Beethoven.

¿Ha probado? Nuevo laboratorio, estupendas.

(SUENA QUINTA SINFÍNA BEETHOVEN) ¿Qué le parece?

En caja, por favor.

Sí, gracias.

Óigame, tanta pastilla no engordará, ¿no?

Señorita, no se preocupe. El saber no ocupa lugar.

Tía, que fuerte. ¿Este era tu abuelo?

Sí, tía. De pequeño estaba súper gordo, súper gordo,

pero un día llegó un médico buenísimo

y le hizo perder mogollón de kilos,

le sometió a un régimen súper estricto.

Yo quiero saber qué régimen es. ¿Por qué no se lo preguntas?

Venga, se lo voy a preguntar.

¡Abuelo, abuelo!

¿Cómo se llamaba el régimen que hiciste cuando eras joven?

El de Franco, niña, el de Franco.

Eso, tía, que se me había olvidado el nombre del endocrino.

Pues debería hacerlo, tía.

# Al marido después de la boda nada, nada se debe negar,

# pues con él en la alcoba entra toda, pero toda su autoridad.#

Bueno, pues aquí se la dejo. Ahí tiene. Muchas gracias.

# Cuídalo, mímalo, no le digas a nada que no... #

# Y aunque llanto, aunque llanto al principio te cueste

# que él te trate, que él te trate con mucha dureza,

# si le sabes seguir la corriente, pues al fin bajará la cabeza. #

Un suspirito de monja. ¡Eso es gula, Honorato!

# Sé hacendosa, primorosa, dale gusto, siempre cariñosa.

# Muévete para que lo que pida dispuesto ya esté.

-Cuídalo.

-Mímalo.

-No le digas a nada que no...

Ahora ya no me apetece.

-No.

-No.

Estúpido.

Honorato, déjalo.

Honorato, las perlas, que son de mamá.

Bueno, chicas, esto se acaba. Sí, algún día tenía que pasar.

De todas maneras para nosotros y para todo el equipo

ha sido una experiencia inolvidable.

Y esperamos que para todos ustedes también lo haya sido.

Por vosotras. Y por vosotros.

Por todos.

El ocio, las diversiones, son para gente que no tienen vida interior.

Solo la gente vacía necesita salir de casa para distraerse, Honorato.

¡Carmen! ¿Ana?

Carmen Sánchez. Ana Garcés.

Carmen Sánchez Pamplona. No, no, Carmen Sánchez Escribano.

Ah, perdona, me he equivocado de persona.

Porque tú y yo en casa, Honorato, estamos tan a gusto.

Honorato, ¿has tomado las píldoras? ¿Has destapado el periquito?

Frótate las manos.

Sírveme un poco de soda. Sírveme un poco de té.

O lees o ves televisión.

Por cierto, deberíamos ir pensando dónde pasaremos las vacaciones.

Este año, Honorato, deberías elegir tú.

Un sitio donde haya una farmacia cerca,

por si necesitas el jarabe, Honorato.

Lo digo porque después, ya sabes, pasa lo que pasa.

Que no estás a gusto. Que echas de menos tu casa, tu sofá.

Di algo, Honorato, di lo que te parece

y yo haré lo que tú quieras, Honorato.

Mierda.

Gorda.

Zorra.

¿Has dicho Andorra, Honorato?

Bueno, pues iremos a Andorra.

# Qué buen final. #

Cómo nos reímos - Cómicas

12 ene 2016

Los últimos 38 programas de Cómo nos reímos

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • Cómicas Completo 1:00:28 8% 12 ene 2016
    Cómicas 12 ene 2016 Desde Las Virtudes a Lina Morgan, pasando por Mary Santpere, Rosa María Sardá, Yolanda Ramos, Marujita Díaz, Las Hurtado y un largo etcétera son las protagonistas femeninas de nuestro ...
  • Martes y 13 (1) Completo 59:11 60% 05 ene 2016
    Martes y 13 (1) 05 ene 2016 Un viaje a través de sus diferentes programas ('A ver, a ver', 'Viéndonos', 'El retonno') y por supuesto los especiales de Navidad para TVE (¡Hola, hola 89!', '...
  • Chistes Completo 58:10 10% 29 dic 2015
    Chistes 29 dic 2015 A través del archivo de RTVE, Cómo nos reímos continúa acercando a los espectadores de La 2 nuevos capítulos con lo mejor del humor de siempre, tras los especiales de ...
  • Humor navideño Completo 59:20 14% 24 dic 2015
    Humor navideño 24 dic 2015 Martes y 13, Cruz y Raya, Tip y Coll, Los Morancos y largo etcétera. Los Especiales de Navidad de TVE son cita obligada y si volvemos la vista atrás y recuperamos el humor de estos programas cl&aacu...
  • Eugenio (2) Completo 59:56 8% 23 jul 2015
    Eugenio (2) 23 jul 2015 En este segundo capítulo dedicado al humorista Eugenio, hemos creado un muñeco en 3D para acompañar los tesoros que, en forma de archivo sonoro, hemos encontrado en los archivos de Radio Nacional de los momentos ...
  • Celebrities Completo 59:11 19% 30 dic 2014
    Celebrities 30 dic 2014 Si algo ha pasado a la historia del humor de Muchachada Nui son sus Celebrities. El cómico Joaquín Reyes "da vida" a través de unas caracterizaciones tronchantes a personajes que van desde Almodóvar a Bono, pasan...
  • Faemino y Cansado II Completo 1:00:47 15% 29 dic 2014
    Faemino y Cansado II 29 dic 2014 El universo de Faemino y Cansado es tan amplio que en "Cómo nos reímos" les hemos dedicado un segundo capítulo para hacer justicia al hilarante universo del dúo humirístico. En esta segunda entrega mand...
  • La Trinca Completo 1:00:25 31% 17 sep 2014
    La Trinca 17 sep 2014 Rescatamos del archivo de Televisión Española material del programa 'Tariro, Tariro', emitido por TVE en 1989 y conducido por el grupo musical La Trinca. Durante 60 minutos, recordamos los mejores momentos d...
  • Dando la nota Completo 59:23 38% 10 sep 2014
    Dando la nota 10 sep 2014 La música y el humor han tenido muchos romances. En este capítulo rescatamos de los archivos de TVE momentos irrepetibles llenos de melodías y humor.                  ...
  • ¡Cómo nos reímos! - Ni en vivo ni en directo Completo 58:09 33% 03 sep 2014
    ¡Cómo nos reímos! - Ni en vivo ni en directo 03 sep 2014  En su viaje por el archivo de Televisión Española en busca de los momentos más divertidos de los grandes humoristas de nuestro país, el programa recuerda 'Ni en vivo ni en directo', un espacio que se compon...
  • Muchachada Nui Completo 58:45 53% 20 ago 2014
    Muchachada Nui 20 ago 2014 El universo chanante creado por este grupo de humoristas de Albacete es ya un referente de imitaciones, palabros y personajes que son ya referencia obligada del humor nacional. En tan sólo 60 minutos, rescatamos ...
  • Tip y Coll (2) Completo 59:01 55% 13 ago 2014
    Tip y Coll (2) 13 ago 2014 La Chistera y el Bombín más famosos del humor atacan con un segundo capítulo. Los maestros, los pioneros, los fundamentales Tip y Coll siempre tendrán un lugar preferente en el Olimpo del humor. La combinación de...
  • Los Morancos II Completo 59:07 43% 06 ago 2014
    Los Morancos II 06 ago 2014 "Cómo nos reímos" continúa rescatando los mejores momentos de los hermanos Cadaval en TVE. Los Morancos atacan de nuevo en este segundo capítulo con sus sketches, canciones e imitaciones. Estos humoristas no...
  • Chiquito (2) Completo 57:52 43% 30 jul 2014
    Chiquito (2) 30 jul 2014 Como el talento de Chiquito de la Calzada es inabarcable, ha sido un lujo poder dedicarle un segundo capítulo a este humorista irrepetible. Los chistes, los bailes y, sobre todo, la forma de contar de Chiquito ha...
  • Cruz y Raya 2 Completo 1:00:12 41% 23 jul 2014
    Cruz y Raya 2 23 jul 2014 En el segundo capítulo de Cruz y Raya en "Cómo nos reímos", recuperamos de los archivos de TVE los mejores momentos del dúo. José y Juan, Juan y José son una fuente inagotable de imitaciones, sketches y gags...