www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.11.0/js
2537268
No recomendado para menores de 7 años Comando Actualidad - Locos por la cocina - Ver ahora
Transcripción completa

Voy a hacer shaomai con pasta de wantán.

-Es una mayonesa de ceniza de haya, sardina, como hemos explicado antes.

-Si no sabe como lo hacía mi abuela, he fallado.

-Son aceitunas rellenas con dry martini.

-Un chuletón de Ávila.

¿Se considera usted un fenómeno de los fogones?

Han venido hasta de la NASA a comer tortilla.

-Soy el capitán de la selección de pizzeros.

-Yo soy cocinillas, más que cocinero.

-Hacemos hasta programas de televisión.

Cocina tradicional, de diseño, oriental.

Todos queremos aprender.

¿Qué les enseñas? Todos los del mundo.

¿Has hecho más cursos? Sí, otro de sushi.

-Somos frikis.

Una que le gusta mucho a la gente es la pizza con el chorizo,

tomate, tocino ibérico.

¿Disfrutas más cocinando o comiéndolo?

Cocinando. ¿Sí, en serio?

"Locos por la cocina", en "Comando actualidad".

¡A ver, señores, los pimientos!

-¡Bravo!

-¡Bravo!

Está en su punto de coger, de buena calidad.

Hola, Castañón. Es festivo, pero el champiñón no para.

No, hay que cogerlo todos los días.

Esto tiene un crecimiento soberbio.

Es más conocida como shitaki. Va a Francia, a España.

Vamos a ver un cultivo de "Pleurotus ostreatus".

¿Qué es?

Esto es "Pleurotus ostreatus".

Este está para coger, en su punto.

Podemos hacer escabeches de setas,

podemos combinarlas con pescados.

Tú eres un empresario setero, pero tienes un hobby que te gusta más.

Sí. Que es...

La cocina. ¿Sí?

Soy muy enamorado de la cocina. Me pierde.

Aquí envasáis las setas.

Esta es la zona de envase.

¿Cuánta gente trabaja aquí?

En esta zona de aquí, 28.

¿Y en total?

56.

Rosi, mi mujer.

Buenas, soy Juan Carlos.

-Encantada.

Dice tu marido que este es su trabajo y su afición es la cocina.

Sí, es una cruz.

¿Por qué?

Porque le encanta la cocina y hace lo que sea.

Es exagerado, vamos. ¿Qué es lo que sea?

Te puede traer anguila

de Holanda.

Caviar de Polonia hemos traído.

Es un sibarita.

¿Has terminado el trabajo? Sí.

Por hoy, se ha acabado. Y ahora, vamos a cocinar.

¿Cuánto llevas con esta cena?

Hacer la compra

y prepararla, pues dos días.

¿Qué es para ti cocinar para tus amigos?

Me gusta.

Disfrutas, vamos.

Disfruto con ellos viéndoles comer.

¡Qué bien preparada la tienes!

Se hace lo que se puede.

¿Esta la has hecho tú? Sí, la hice yo.

Y ahora, pasamos a la cocina.

¿Esta es tu cocina? Esta es.

Podría ser la cocina de un restaurante.

Aquí paso mis ratos libres.

Tú seleccionas mucho cada alimento que vas a cocinar.

Bastante.

Estuve un día entero por Santoña buscando las mejores anchoas.

¿En serio? En serio.

¿Fuiste solo a eso? A eso.

¿Cuál es la mayor locura que has hecho?

Me he ido a por angulas o lamprea a Francia.

Tuvimos un vivero de anguilas.

¿Tuviste un vivero? Aquí en Autol, sí.

Hacíamos anguilas, pero solo comíamos angulas.

Anguilas no tuvimos, pero angulas comimos muchas.

Esto es una buena anchoa.

Un filete extraordinario.

-Castañón. -Buenas tardes, Pedro.

-¿Qué hacemos, te ayudo?

-Sí, contigo, es buena mano la que me ayuda.

Oye, cocinando para 27, la ayuda siempre viene bien.

Sí, es importante. Colaboran todos muy bien.

-Ya las hemos limpiado.

¿No sería mejor ir a un restaurante a cenar?

(AMBOS) ¡No!

-Vamos a restaurantes y salimos enfadados.

-Hemos llegado a un punto en que, como comemos tan bien,

en un restaurante pones pegas a todo.

¿Esta máquina para qué es?

Es un horno de convección vapor.

¿Y esto de aquí?

Eso es un "ronner". ¿Para qué sirve?

Cocción de baja temperatura y para mantener los platos,

que no se enfríen.

¿Cuánto dinero te has dejado aquí? No lo sé, porque no lo cuento.

Si lo contara, igual no lo hacía.

-Para servir un plato, igual necesita un plato especial.

No es el típico plato.

-22 litros de olla exprés.

¿Ya habéis venido?

¿Ya estamos todos? -Estamos preparados.

¿Necesitáis ayuda? -Sí.

¿Sabéis lo que vais a cenar?

-Pues no, yo no.

¿Sorpresa? Sorpresa total.

Veo pimientos, que me encantan. Pimientos caramelizados.

Tampoco puedo dejarlos mucho.

Se me pasan.

¿Azúcar? Sí.

Haces un caramelizado. Sí.

¿De dónde sacas las ideas?

Algunas, en restaurantes, que veo lo que he comido.

Otras pregunto.

Otras, de libros.

Y otras, como puedo.

A ver, esta no me vale.

Eso está roto.

Si llenamos esto, es una chapuza.

Aceituna perfecta.

A ver.

¿Eso qué es?

Xantana. ¿Y qué es la xantana?

Espesante de algas.

¿Qué te dicen cuando vas a una tienda especializada de cocina

sin dedicarte a esto?

"¿Qué restaurante es?".

Digo: "No, es para una bodega. Yo me dedico a las setas".

Se quedan locos.

Esta es la lima perlada,

como si fuera caviar.

Anda del orden de los cien euros el kilo.

-Esto son aceitunas

que las hemos rellenado con dry martini.

Y en un rato, solidifica.

-Y así, cada sábado.

Cuesta creer que cada sábado os lo curréis tanto.

¿Esto qué es?

-Una emulsión de tomate con ginebra y pimienta.

-Pero ¿qué quieres? -Color oscuro, brócoli.

Según va avanzando, te estresas más. Porque van haciendo chapuzas.

Lo que hay que hacer es servir en bandejas como se sirve.

¿Qué estáis haciendo?

Estamos emplatando unas setas escabechadas con mejillones.

Se han cocido en su jugo con agua.

Y cuando abren, se sacan,

para que no pierdan textura ni grosor.

Esto vamos a cenar esta noche.

Seis aperitivos, cuatro platos principales y dos postres.

En esta cena,

esta de aquí,

hubo 22 platos.

Se comieron 3000 euros en comida.

Se comieron 3000 euros.

Los entrantes, preparados. Vamos para allá.

Espera, te abro. Gracias.

Adelante. Vamos allá.

¡A ver, señores! ¡Los pimientos!

-¡Bravo, chef!

¡Bravo!

-¡Bravo!

-Crema de espárragos.

Pimientos cristal con anchoas y un escabeche de setas y mejillones.

Son los entrantes solo. Los entrantes.

¿Y cómo os quedáis?

(TODOS) ¡Bueno!

-Mucho colesterol.

-La verdad es que estamos acostumbrados.

Nos parece que es poco.

-¡Lo que te estás perdiendo, Suso!

¿Disfrutas más cocinando o comiendo?

Cocinando. ¿En serio?

Una pregunta. ¿Esto quién lo paga?

Lo pagamos entre todos. -A escote.

-Está buenísimo.

La gastronomía española

atrajo el año pasado a siete millones de turistas.

Somos el quinto país en estrellas Michelin.

Uno de los cocineros estrella tiene su restaurante en Illescas.

Además, es jurado del programa "Master Chef".

Canción en inglés

Muy buenos días, Pepe.

Bienvenida. Muchas gracias.

El "boom" de la gastronomía que hay en nuestro país

tú lo ves en tu restaurante y también en "Master Chef".

Me toca por partida doble.

Yo lo he visto toda la vida.

Me crié en un mesón en la carretera Madrid-Toledo.

El "boom" de la gastronomía, para mí, siempre ha existido.

En los últimos 25 años, los cocineros parecemos estrellas de rock,

hacemos hasta programas de televisión.

Estamos sobredimensionados.

Mi madre y mi abuela cocinaban en una cocina donde el único reconocimiento

era el del cliente:

"¡Qué rica tu sopa de ajo!".

Y a nosotros nos miman con exceso.

Tienes muchos premios.

Este restaurante fue galardonado con una estrella Michelin.

¿Cuánta gente trabaja para ti?

En cocina, estamos como quince personas.

Y en sala, ocho o nueve.

Para atender a 40 personas.

Estamos hartos de escuchar decir a cocineros con estrella Michelin

que sus restaurantes no son rentables.

Eso es una chorrada. Tú ganas dinero.

Esto es como cualquier negocio.

Necesitas mucho personal.

Hay negocios en los que con menos personal facturas más.

¿En un restaurante con estrellas Michelin se gana?

Por supuesto, si llenas.

¿Por qué decidiste ser cocinero, has heredado la profesión?

Estoy obligado. ¿Por qué?

Ni me gustaba ni me interesaba.

Mi madre cae enferma, metemos cocineros.

Mi hermano y yo dejamos de estudiar y nos metemos los dos de camareros

Mi madre me decía: "Esta es la receta de los callos, del cordero".

Aprendí esa pequeña base, pero yo decía: "No, me falta algo".

Me fui a trabajar con Ignacio Muguruza a Benalmádena y me decía:

"El diccionario empieza por la B de Berasategui".

"Berasategui, ¿quién es ese tío?". Me sonaba a chino.

Vámonos, Teresa.

Esta es la pescadería de mi pueblo. Tiene un género extraordinario.

Tremendo, ¿eh?

Mira, gamba roja, langostino, gamba blanca,

merluza, bogavantes, cigalas.

¿Esta es la lubina? -Sí, señor.

Lo tenían preparado. Gracias.

Qué pasa. -Te vi bailar el otro día.

-¡Cómo se me da! -Eres un artista.

-Buenos días. -Hola.

-Buenos días, Pepe.

-Quería un kilo de nabos, ¿es posible?

Hasta luego.

-Para el señor Pepe, lo que haga falta.

Desde que está en la tele, ¿las vecinas cocinan...?

Estamos todos locos con Pepe.

¿Sí? Además, promociona el pueblo.

-Apúntamelo. -Sin problema.

-Esto es lo bueno. -Que te vaya bien.

Haces la compra sin dinero. Yo eso sí que lo hago aquí.

Vámonos a cocinar, que...

Que nos pilla el toro. Efectivamente.

Hasta luego.

Pescado, por aquí.

Los nabos, por aquí.

¿Qué haces tú aquí?

¿Tú qué quieres?

¿Qué quieres?

Dame un beso primero.

¿No me das un beso?

Son tímidos. Tres hijos y tu mujer, al fondo.

¿Cómo estás viviendo el "boom" de tu marido y de la cocina en España?

"Master Chef".

-Estamos muy contentos.

Le vemos a él feliz y estamos felices.

Pero sí, le echamos de menos.

-De la radio. -Una entrevista, sí.

Adelante. ¿No os importa?

No, por supuesto. Dígame.

Alba, no me acordaba de ti.

Está liado todo el rato. -Todo el rato liado.

La verdad es que sí.

Mesa 29, dos degustación.

-Oído.

-Mesa 26, dos huevos, ¿oído?

Dos más.

¿No le das un poco más de calor?

Los macarrones de queso manchego.

Unas lentejas con butifarra.

Y dentro está el caldo de las lentejas.

Si tu abuela, la primera cocinera, viera las lentejas que haces hoy,

¿qué pensaría?

Me daría dos tortas y diría: "¿Para esto?".

Las lentejas de mi abuela estaban muy buenas.

Y yo cojo esa esencia y lo convierto en un "snack".

Si no sabe como las de mi abuela, he fallado.

Mesa 13, dos fideos.

-Oído.

-Y cuatro de la mesa 21.

Dos primaveras, mesa 28.

¿Vale?

-Si los flanes se vienen abajo, la cagamos.

Son las 9:00.

Pepe llega a los Estudios Buñuel, donde se graba "Master Chef".

No puede salir del taxi porque los concursantes están ahí

y no se pueden mezclar en ningún momento.

Hola, buenos días. Soy Teresa, de "Comando actualidad".

¿Qué tal?

Hola, ¿qué tal? 9000 inscritos.

Y 15 fuisteis los elegidos.

¿Cómo están siendo las primeras galas?

Intensas, fuertes y difíciles.

-Estamos aislados del mundo.

¿Es vuestra sensación? Totalmente.

-Pensamos cocina, cenamos cocina.

Tenemos una cocina en la cabeza.

-Bueno, vamos al lío.

Bienvenida. Buenos días.

¿Siempre mantienes la pose con los concursantes?

El jurado intentamos no relacionarnos con ellos para no empatizar.

De lunes a viernes, grabas.

Y el fin de semana, al restaurante. A tope.

Del plató a la cocina y de la cocina al plató.

Corriendo a maquillaje, vestuario, peluquería.

Esto es maquillaje. Hola, ¿qué tal?

Esto es un momento único.

Jordi Cruz, momento pelo.

No os lo podéis perder.

Desde las seis de la mañana para poder dejarle así.

Tú vienes a las 9:00, él antes. En 10 minutos, estoy.

El gran logro que se os atribuye es popularizar la alta cocina.

De repente,

en la final de "Master Chef", hablaban en casa de tartar de fresas

con tempura de pétalos de rosa.

Si algo bueno tiene el programa, ha sido justo eso.

Normalizar el rollo alta cocina, que parecía para una clase elitista.

Y con "Master Chef Junior", ni te cuento:

"Mi hijo quiere cocinar, cómo me pone la cocina".

Ya estás vestido de jurado. ¿Has visto?

¿Las escuelas de cocina os hacen la ola?

Porque claro... No creo, tampoco.

Pero sí ha aumentado entre un 30 y un 40 % el número de alumnos.

Antes de "Master Chef", ya había una oleada,

gracias al posicionamiento de la alta cocina.

Ahora, con los programas, se ha desbordado.

¿Ellos son culinarios? Ellos son, sí.

Hola, soy Teresa, de "Comando actualidad".

Sois los cocineros que están en bambalinas.

Estamos detrás.

Hacéis todo para que esté para la prueba.

Todo lo preparamos. Mira la batería de neveras que hay.

¿Habéis terminado la reunión? Por favor.

¿Esto qué es? Las zapatillas de andar por casa.

Esto es fatal, ¿eh?

Ya habéis terminado la reunión. Sí. Ahora, a grabar.

Nos dice Pepe que no llegamos.

¿Pepe es el que manda? Es nuestro jefe.

Es nuestro "boss". No me había dado cuenta yo.

-Dice la regidora que me ponga el micrófono de ellos, no el vuestro.

Vale. Vamos a empezar.

Tras la reunión, os ponen el micro.

-Me pongo el tacón.

-¡Terminamos los retoques!

A un lado, Ana, por favor.

Prevenidos.

Música

La panadería de Javier Marca es la última

ecológica y artesana que ha abierto en Madrid.

Hacen 300 panes diarios y siguen subiendo.

También suben en toda España los cursos de pan,

que se han convertido en un fenómeno de masas.

Javier, buenos días. Buenos días.

Quedan muy poquitos minutos

para que venga la gente al curso de pan, ¿verdad?

Tienes, por un lado, panadería.

Por otro lado, preparación. Cursos.

Eso es.

Estos panes son artesanos, ecológicos.

Sí. Hechos uno a uno.

Sí. Bien hechos. Hechos despacio, nada más.

Y sin ningún mérito.

Es como los hacían hace dos generaciones las abuelas de España.

Acaban de llegar los alumnos. Buenos días.

-Muy buenas.

-¿Quién hace pan?

¿Alguien hace pan?

-Alguna vez. -Ahora, todos.

-Yo he visto hacer pan en mi casa hace años.

-¿Recuerdas cómo lo hacían? -Sí.

-¿Usaban masa madre? -Sí.

Allí les llamaban reciento. -Reciento, sí.

Bueno, 200 gramos de masa madre, las harinas aquí...

300 de esta.

De esto son siete.

Vamos allá.

Ahora estoy mezclando

para que la harina se ponga en contacto con el agua.

No debe haber grumos.

¿Qué tipo de pan aprenden a hacer?

Todos los del mundo.

¿Todos ellos, cuando lleguen a casa,

con sus neveras y sus hornos podrán hacer pan?

Podrán hacer pan.

¿Les va a salir bien?

Entre tú y yo, no lo creo. No sabemos.

Lo que hace falta es práctica. ¿En qué momento estamos?

¿La masa madre? -La masa madre.

Es la base para empezar a hacer pan, ¿verdad?

-Es la levadura.

¿Lo harán luego en casa? -Sí.

¿Sí? Si somos capaces.

-Si conseguimos que salga bueno,

es mejor que el que compras en la panadería.

¿Por qué tienen tanto éxito los cursos para hacer pan en casa?

-Porque estamos recuperando una cosa

sencilla

y que tiene mucha recompensa con muy poco esfuerzo.

¿Tú notas que cada vez

se apunta más gente a los cursos?

¿Se incrementan los alumnos? Sí.

Le está poniendo muchísimo empeño, ¿no?

-Muchísimo.

¿Es la primera vez? No.

Lo he hecho en casa.

Autodidacta, sola.

¿Cuánto tiempo se amasa?

Hasta que se una.

¿Y no pierde mucho tiempo?

¿Da pereza hacer pan en casa?

O sea... Eh...

Es divertido.

Una tarde de domingo, dices: "Voy a hacer pan".

-¡Vaya lío estás armando aquí!

-Luego te lo limpio.

Este es el último paso.

Cortarlo.

¿Qué tal?

Muy bien. ¿Sí?

¿Cuánto cuesta el curso? 50 euros.

-Vamos a hornear. -Finalmente.

-Ahora, mirad.

-¡Qué bueno!

Está reciente. -Lo parece.

La capa es...

-La capita de avena.

-De avena.

¿Hacéis pan en casa? Siempre.

-Hacemos pan en casa todas las semanas.

Pero este pan es muy especial.

Y este es el único pan no hecho por mí que entra en mi casa.

-3,60, por favor.

Gracias, chicos.

Nos vemos. -Nos vemos.

Hice un pedido grande.

¿Conocéis a muchos como vosotros, que hacen pan?

Nosotros estamos en Facebook en "Los amigos del pan casero".

El año pasado, en julio...

Yo empecé allí en mayo.

En julio, éramos mil. Ahora somos cerca de siete mil haciendo pan.

-En un año.

Esto es una fiebre. -Sí.

-Está muy orientada a conseguir un pan de calidad.

Porque lo que te dan en las panaderías y en los supermercados

no satisface.

Esta es tu casa. Bienvenidos.

Aquí recibes gente, como a Chabe hoy.

Os juntáis para hacer pan. -Sí.

Tan amigos del pan casero sois que veo que tienes aquí harinas.

-Son harinas.

Yo tengo ahora mismo en casa 15 tipos de harinas.

Ahí tengo más harinas.

¡Madre mía!

De fuerza...

Una, dos, tres, cuatro, cinco, seis...

Este es un pan que me ha propuesto Chabe.

Es un pan especial, de muchas harinas.

Tenemos harina panadera, harina de fuerza, espelta integral,

centeno y semolina. Semolina.

Pues empezamos con la autolisis,

que es mezclar las harinas y el agua.

200 de fuerza.

Eres una experta. -Sí, ¿no?

Chabe, y haciendo el pan en casa, ¿no se pierde mucho tiempo?

Depende de lo que cada uno considere productivo.

A mí me encanta hacer pan y comer buen pan.

Metemos una,

metemos la otra y ponemos el agua para el vapor.

Eso es muy importante. Me tengo que proteger la mano.

Meto agua hirviendo en la parte de abajo,

que son las piedras volcánicas.

-Una sonda mide su temperatura interior.

La metes dentro y, cuando da la temperatura, ya está.

¿Cuánto tiempo se han horneado?

-Primero han estado 15 minutos con vapor, con las piedras de debajo.

Y otros 15 o 20 minutos más sin las piedras.

Este es un pan de calidad.

Semana del Pincho de Navarra.

75 bares presentan auténticas joyas culinarias en miniatura.

Para algunos de ellos, estos días son muy importantes.

¿Has traído las nueces que te encargué para adornar?

Necesito también manojos de cebollas.

Dame cuatro.

Cuatro manojicos.

Buenos días. Hola.

¿Qué estás comprando?

Estoy comprando material para terminar lo del pincho de este año.

En vuestro bar. Sí.

¿Qué es esto?

Es brote de rábano sango.

¿Semana de ajetreo? Sí.

Porque lo tienes que sacar todo perfecto.

A la gente le gusta salir de poteo.

Y sacan fotos al pincho.

La gente saca fotos para mostrarlas a los compañeros, a los amigos.

Joaquín, hasta mañana, como siempre.

-Suerte. -Gracias.

Hasta luego. -Gracias.

Estamos en la calle Estafeta. Sí.

Muy conocida en Pamplona. Vuestro bar está cerca.

En la travesía Espoz y Mina.

Os voy a presentar al personal.

Hola. Mira.

Este es mi cuñado. Sí.

Mi cuñado está conmigo en la cocina.

-Preparando el pincho de La Semana del Pincho.

Estás con las manos en la masa. Sí.

Empieza el jaleo.

Un esturión de Navarra.

Para que nos cuadre en las tostadas del pincho,

vamos a cortar el esturión a la medida.

Nos saldría

lo que vamos a poner sobre la tostada.

Lo vamos montando así.

¿Cuánto tiempo planeáis vuestro pincho

cada año?

Desde que pasa La Semana del Pincho, ya estamos pensando.

¿El pincho del año siguiente? Coges ideas de diferentes sitios.

Esto ahora lleva una picada de encurtidos.

Esto le aporta frescura en la boca.

Esto es rábano.

Y lo naranja es caléndula.

¿Cuántos pinchos se pueden llegar a poner en una semana como esta?

Entre el viernes y el sábado, 700 u 800 mediodía y tarde.

Es el escaparate de tu año.

Tienes que hacerlo muy bien.

¿Es la semana más importante del año?

Sí, sí. ¿Más que Sanfermines?

Sí. Sanfermines es diferente.

Sanfermines es bebida.

-Tres degustaciones.

Quiero bandejas de pinchos, que comen muy bien.

¿Cuántos trabajáis aquí?

-En La Semana del Pincho, tenemos dos personas extras.

Estamos 16.

Para un bar pequeño, 14 es mucho meneo.

Tenemos que darle mucho. ¿14 para un bar?

Sí. Mucha gente.

El pincho bueno y elaborado lleva mucha gente en la cocina.

-Bacalao, ¿no? -Sí.

¿Qué tal va? ¿Va saliendo? -Bastante bien.

Está gustando mucho. -Vale.

¿Es tu mujer?

Mi mujer, Pruden. ¿Qué tal?

De "Comando actualidad".

Hermano de... -Somos cuñados.

-Ellas son hermanas. -Las chicas.

¿Vienen buscando ese pincho? Sí, sí, sí.

-Te juzga todo el mundo.

En Navarra, el cliente es exigente. Sí, sí.

Hay mucho gourmet.

Venís de una sociedad gastronómica y de la Universidad de Navarra.

Sois jurado de La Semana del Pincho.

Somos el primer jurado.

El jurado que hace la preselección.

-Aquí están los pinchos.

-Muy bien. -Mira.

-La presentación es bonita, ¿verdad?

-Muy bonita. -Y el color es muy bonito.

-El aroma es muy bueno.

-También.

El sabor está muy equilibrado.

¿Qué tiene un pincho para ser el mejor de Navarra?

-Lo que se busca es el sabor, la sensación en boca,

pero con unos complementos,

como la innovación,

que sea novedoso.

Siguiente bar, ¿no?

Sí.

¿Son muy diferentes los pinchos de hace 16 años y los de ahora?

Totalmente. ¿En qué sentido?

Hace 16 años,

el pincho que había en Pamplona era el típico pincho.

Pan,

un poco de queso y un palillo, ¿no?

-Hace 16 años, íbamos de pinchos a ciudades cercanas.

Por ejemplo, a Donosti.

Tenían mejores barras que aquí. Ahora no.

Es absolutamente impensable.

¿En este os toca? Sí, nos toca.

Ya lo miraré. -Hola.

Os traigo la degustación para que probéis.

-Muchas gracias.

-A ver si os gusta.

Ahora traigo más.

Este año, nos hemos inspirado en el menú de la sidrería.

Esta es nuestra tortilla de bacalao y el bacalao frito con pimientos.

En este caso, hemos hecho una torrija.

La hemos mezclado con el bacalao.

¿Qué precio tienen?

El pack de dos sería 4,20.

Y, si pide uno de los dos, que pueden, sería 2,40.

La bebida se paga aparte.

Siempre, sí.

Esta semana, en vez de comer o cenar en restaurantes,

comen o cenan de pinchos.

Eligen sus rutas, sus establecimientos y van saliendo.

Ahorran dinero para gastarlo en este evento.

¿Está bueno?

-Tú prueba y nos lo dices.

-Comparamos nuestro parecer y el tuyo.

Y así contratamos un poco opiniones.

¿Qué te parece?

Buenísimo.

¿Cuántos pinchos probáis?

-No probamos menos de 80 pinchos.

Vanos a probar el mejor pincho del año pasado.

Está en este bar y este año también participan.

Buenas. ¿Está Jesús?

En la cocina. Pasa.

Vale, gracias.

Este pincho ganó el año pasado. Son migas de pastor.

Están hechas con manteca.

Llevan tocino

y llevan un poco de pimentón y la miga remojada.

Luego le metemos esta especie de picadillo de chorizo, que no lo es.

Es una birica, que algo típico de Navarra.

¿Qué supone ganar La Semana del Pincho?

Mucho.

Te da trabajo para todo el año.

Los primeros meses son duros porque todos quieren probarlo.

Y también nos aporta que la gente sepa que tenemos restaurante.

Nos da clientela para el restaurante.

Para el pincho, cogemos el soporte.

Ponemos un punto para fijarlo y que no se mueva.

El pan que tenemos es un pan ya desmigado.

Lleva mayonesa de ceniza de haya.

Compramos madera y la quemamos.

Y, cuando el carboncillo está quemado e incandescente,

lo metemos en ollas, añadimos aceite y tapamos.

Eso empieza a hervir

y lo dejamos infusionar durante unas seis horas.

El humo que suelta se impregna en el aceite y queda aceite a la parrilla.

Queremos que la sardina parezca hecha a la parrilla.

Esto es una oblea de arroz.

Es una oblea de arroz inflado con alga nori.

Colocamos una sardina.

Es sardina fresca hecha a la plancha. Hemos limpiado 1500 sardinas.

¿Una a una? Una a una.

Sin escamas, cabeza ni espinas.

Cuando está puesto el lomo, ponemos un poco de sifón de salmorejo.

Lo cerramos

y le ponemos un poco de aceite de albahaca.

¿Vale

Y lo tostamos para que el pan cruja.

Y, por último, lo adornamos con el algodón de azúcar.

Y esto es ceniza de sardina.

La espina no la tiramos, la utilizamos.

La secamos al horno.

La secamos al horno a 140 grados 40 minutos.

Esto está más cerca de la alta cocina que de pan con chistorra.

Estos pinchos podrían meterse en un menú de degustación

de un restaurante de alta cocina.

¿Has trabajado siempre en cocina?

En Arzak, en Akelarre,

estuve una temporada con Ferrán Adriá y en el extranjero.

EE. UU., Chile y Argentina.

Bueno, este es sardina de roca, ¿vale?

Y lo de arriba, algodón de azúcar.

Comedlo de bocado.

Venga, que aproveche.

-Muy bueno.

¿Sí? Muy rico.

Lo de arriba es una nube de azúcar.

-Algodón. -Arriba, algodón de azúcar.

Cae la noche y los bares se llenan de gente buscando los pinchos.

Muy buenas. Hola.

¡Que aproveche! Gracias.

Os lo montáis bien. -Sí.

¿Qué os habéis pedido?

Un arroz con bogavante y este es una patata del reino.

Patata del reino. Sí.

Al final, el tener el mejor pincho

da una categoría que luego rentabilizan el resto del año.

La gente está pendiente de qué bar gana para probar el pincho.

-Mucha gente lo sabe, sí.

-Y mucha gente ve quién ha ganado

y va a ese bar a probar el pincho.

-¿Vamos a otro bar? -Vamos.

Cantan en inglés

Vamos a empezar, ¿vale?

Venga, vamos a elegir.

Te veo muerta de frío.

Estás haciendo una sesión de fotos porque estás promocionando

tu última película: Amor en su punto.

Una película en la que la gastronomía tiene importancia.

¿Hasta qué punto la comida influye en la pareja que interpretas?

Os dejo.

-El director te habla de la comida doméstica,

no de la alta cocina ni de restaurantes con estrellas Michelín,

de la cocina que tenemos todos en casa

y de la convivencia y de quién compra la leche,

y cómo te gusta a ti la carne.

Vamos a ver un poco de la película.

"Ahora el ingrediente crucial: una cucharada de harina".

"Recuerden: la cocina es como el sexo,

aunque se te ve fatal, disfrutas igual".

"¿Te parece gracioso?".

-(RIENDO) "¡Sí!".

-Yo nunca había hecho una pelea de harina.

¿Y qué tal? En la realidad creo que nadie

hace una pelea de comidas. Pero lo fantaseamos.

Son cosas de películas. Es divertido hacerlo

cuando sabes que no va a tener que limpiar tú la cocina.

Te da igual si te va a salir la mancha o no.

¿Qué está pasando ahora con la gastronomía que inunda

la televisión, películas? Yo creo que es normal.

Me extraña que no se haya hecho antes porque comemos tres veces al día.

¿Tú eres más de tofu como tu personaje

o de tortilla de patatas y chuletón? Yo soy más de chuletón de Ávila.

Que no pasen dos años.

¡Muchas gracias!

-¡Hasta luego! -Menudo marrón te dejamos.

Ya hemos terminado que para una foto lo que hay que montar.

Y voy a aprovechar que en este barrio hay unas tiendas preciosas.

Una de ellas, es una tienda de comida ecológica,

comida muy rica.

¡Hola!

¿Vienes para el curso? -Sí y para comer.

-He puesto todos los ingredientes de lo que utilizaremos.

Nos has traído a esta tienda ecológica que es escuela de cocina,

Vemos que los productos ecológicos son más caros,

pero que proliferan estas tiendas.

Somos cada vez más conscientes de la necesidad de cuidarnos.

¿Vuestros cursos de cocina se llenan?

Afortunadamente, sí. Sobre todo los de pan.

No hay mucho restaurante español por el mundo

comparado con los italianos, pero tú que viajas,

¿es lo que más vende de nuestro país?

Y Penélope Cruz y Javier Bardem.

Eso es lo que más te preguntan, ¿no? Y Pedro Almodóvar.

Sí, lo de la gastronomía es brutal.

Los niños ya no mastican. ¿Ah, no?

Comen pan Bimbo y bollos, y cosas.

Nosotros todos comíamos bocatas.

¡Claro! Bocatas que te dejabas los dientes.

Y como ya no lo hacemos, tengo una amiga dentista

que dice que hay problemas porque no se mueven los dientes de leche.

Comemos todo blandito. Vuestros cursos, ¿qué valen?

-Cuestan 50 euros 50 euros.

con lo que cocina la comida o cena incluido.

El curso es por la mañana. ¿Son de un día?

Tres horas, y luego, lo que se preste la conversación que no se sabe.

¿Tenéis lista de espera? Los de pan se llenan.

Los de cocina vegana también.

La alta cocina, las tiendas gourmets y ecológicas venden,

pero ¿qué pasa con los restaurantes especializados?

¿La paella o la tortilla de patata?

¿Vale? Una de ellas sin cebolla y que esté un poco más cuajada.

-¿Para ya o...? -¡Para ya!

Alfredo, estamos en uno de los templos de la tortilla de patata.

¿Hoy en día vendéis más o menos tortillas que hace unos años?

Más que nunca.

¿Vuestras tortillas cuánto valen?

12,90 para llevar.

Y 19,90 para comer aquí.

No son baratas.

Es que es lo que vale.

La materia prima es muy cara y se cobra.

La calidad es la que prima.

Vosotros hacéis la tortilla del norte que es

Jugosita. La tortilla babosina como dicen los asturianos, muy cremosa.

Mira, ¿ves?

Esto.

Esto es lo que más, lo que más gusta. Mira.

Ese juguito.

Esta tortilla mañana está igual.

¡Aros de cebolla, Mercedes!

¿Quién te ha enseñado a hacer esta tortilla de patatas

que ha convertido tu local en un templo de tortilla?

Mi madre. Han venido hasta de la NASA.

No me digas. Es cierto.

Los astronautas vienen.

Cuántos huevos lleva, cuántas patatas y cuántas cebollas.

Seis huevos, una cebolla gordita

y un kilo y medio de patatas.

Eso son cinco o seis patatas. Sí.

Se han acabado las patatas y hay que seguir pelando.

¿Cuántos kilos de patatas consumes cada día en tu bar?

100, 120, 140, depende de la demanda.

Poniendo patatas a pelar.

¿Qué tipo de patata es buena?

Para mí, monalisa. Monalisa.

Es la más cara. La más cara del mercado.

Seis meses me las siembro yo

o mi hermana. ¿Tienes huerto?

Sí. ¿Y aceite?

Aceite es éste.

Aceite de oliva virgen extra.

Aquí no peláis las patatas a mano.

Tenéis esta máquina que por fricción se pelan.

Con un poquito de agua.

Lleva una lija ahí.

¿Ves cómo queda? Luego, estas cositas se quitan con un cuchillo.

¡Las tenemos dominadas!

Viene gente comparando una tortilla con otra.

Hay gente que se recorre toda España.

Yendo de templo a templo de tortillas y comparando.

¿Tienes familia? ¿Tienes hijos? Uno.

¿Quiere seguir en el negocio familiar?

Mi hijo se va a dedicar a domar caballos.

¡No me digas! "Digotelo".

¿Y quién va a heredar este negocio? Pues aquí muere.

¡Una tortillita con cebolla, Mercedes!

¿Y para beber?

¿Ponemos algo?

Aquí las tortillas de patata vuelan. Vuelan.

No llegan a enfriarse.

¿Vienen a menudo a comer tortilla? Con frecuencia.

Mire la cara de satisfacción por la tortilla.

¿Es difícil encontrar una buena tortilla?

Sí, que lo es.

Porque los que no tenemos madre es más difícil encontrarla.

Si le ponen una tortilla congelada de supermercado...

Pues salgo corriendo.

-Buenísimo.

¿Desde cuándo vienen? -30 años.

Hablemos de la tortilla de patatas. ¿Qué os gusta?

Aquí todo: el rabo de toro, las croquetas,

los callos.

Todos los platos que me dice: los callos, el rabo de toro,

las torrijas que las dais todo el año,

son platos típicos de nuestra gastronomía.

¿Apuestas por los clásicos? Apuesto por la buena cocina.

-¡Dos chupitos con limón, un chupito con casera y dos chupitos normales!

-¡Oído periscopio! ¡Marche comanda!

¡Mesa 5, siete cocidos!

Alfredo, está llena la barra, lleno el restaurante...

Esto es lo que hay.

Ahora hay como un boom de la gastronomía

y la gente viene en plan competitivo a comer cositas

de un sitio, de otro.

¡Hola, buenos días! Le cojo unas guindillas, ¿vale?

Buenos días, Álex. Aunque estamos en el centro de Madrid,

hay un mercado que parece chino, asiático, latinoamericano

y estás comprando verduras. ¿Por qué?

Porque encuentras verduras frescas exóticas y tropicales.

Hay jengibre, berenjenas asiáticas...

Estos son brotes de loto.

¿Brotes de loto?

Pero, Álex, ¿esto es para cocinar también?

Sí, se cocina.

Se cocina con las semillas de loto y con brotes.

¿Por qué sabes tanto? Me dedico a esto.

He viajado por Asia. He dado clases de cocina.

Me voy a llevar de estos pequeñitos. Que se me van.

¿Qué te debo? -70 céntimos.

Qué poquito. Poquito dinero.

Yo soy guía de trekking. Es mi trabajo principal.

También escribo sobre cocina asiática y viajo a países asiáticos.

Paso tres meses, me paso el tiempo comiendo y escribiendo, y vuelvo.

¿Desde cuándo llevas viajando por el mundo?

No tanto.Siempre me ha encantado viajar, pero desde el año 2003

no he parado realmente.

¿Y cómo es que te dio por ir a vivir a Ankara?

Por un asunto de desamor o amor que es lo mismo.

Me fui para allá y me enamoré de la isla tanto que me quedé a vivir.

Me quedé año y medio más o menos, y probé la cocina de allí

y empecé a viajar, a trabajar de guía para quedarme allí.

Canturrea

Una cosa importante.

Cuando se vaya a comprar salsa de soja tiene que poner:

destilado naturalmente.

Significa que no tiene conservantes ni colorantes

ni ninguna guarrería. Solo agua, sal, habas de soja y harina.

Lo que estamos comprando es para el curso.

Es para el curso de esta tarde.

Cebollino chino.

Voy a coger las obleas, el papel congelado.

Pero como te digo, en mis cursos no hay tiempo.

Esto es para hacer rollos de primavera.

Voy a cocinar con este tipo de pasta.

Luego haré guiozas. Guiozas que son las empanadillas.

Empanadillas a la plancha.

¿Hay cada vez más pasión por la comida asiática?

Cada vez hay más gente que sabe.

Y preguntas incisivas y técnicas, y que me cuesta responder.

Chalota frita.

Setas secas aquí tenemos.

Y necesito otro producto

que se llaman orejas de madera.

¿Y esto? ¿A ver?

Orejas de madera. Es un hongo.

En otoño, ese hongo está unido a los árboles y es gelatinoso.

Se llama orejas de madera.

Tengo el curso de "yun shun".

Habla en chino

Que tenga buen día. Hasta luego. Muchas gracias.

-De nada. Hasta luego.

Ya llegamos a casita.

Vamos, Mónica.

¿Qué pasa, cómo estás? -Hola.

Te enseño unas fotos mías.

Aquí estoy yo comiendo

un plato típico de Sri Lanka.

Esta foto me gusta más.

Estoy cocinando con la gente de un pueblo en Camboya.

Yo no busco tendencia.

Hago cocina casera

y lo que llaman los ingleses "confort food".

Comiendo ranas en Hanoi, Vietnam.

¡Ranas! Y están fritas.

Están a la parrilla. Están muy buenas.

Es una carne más tierna que la del pollo y muy sabrosa.

Aquí tengo cacharrillos. Me gusta en mis viajes

traerme cosas un poco raras. ¿Esto qué es?

Esto es una fiambrera, nada más y nada menos.

¿De dónde? Malaya.

Creo que la compré en Malaca.

Las mujeres llevaban un montón de comida.

¿Y esto?

Es una de mis cosas favoritas. La traje de Laos.

En uno de mis primeros viajes.

Es una tartera para que un niño lleve arroz.

Los niños van al cole y el arroz lo llevan aquí.

Y se van al cole tan felices.

Se lo toman en el recreo.

Este es mi laboratorio.

Tú vives de ganar dinero como guía y de los cursos.

Sí. ¿Y qué tal se vive así?

Yo viajo y vivo con bastante poco.

Yo vivo muy bien. Vivo demasiado bien.

Como dicen en Costa Rica.

No necesito más.

Soy tremendamente feliz con lo que hago y tengo más de lo que necesito.

Hola. Hola, chicas.

Ya me han colocado algunas cosillas.

Vamos a hacer tres salsas hoy como acompañamiento.

Puede ser desde un plato dulce hasta unas patitas de pollo al vapor.

En esta clase, lo que hacemos son dumplings.

Bien picado, por favor, que quede bien finito.

Echa uno poquito más.

Echas el aceite de sésamo, ¿no?

¿Por qué os habéis apuntado al curso?

-Porque me gusta mucho la cocina asiática.

Están muy bien los cursos que se dan aquí.

Ya lo conocíamos.

Y es una experiencia que para aprender está muy bien.

¿Y pensáis cocinarlo en casa? Sí.

¿Habéis hecho más cursos? Sí, de sushi.

Hace un mes, más o menos. Lo tenemos reciente.

¿Porque os gusta ir a restaurantes japoneses?

Esto hay que echarlo.

-¡No!

Risas

-No te lo bebas.

-Yo.

-Esto se mezcla a mano.

Pero no lo vamos a mezclar a mano. -¿Por qué?

-Dale candela.

Nos fiamos de tus manos, pero... -Pero.

-Dale, dale, vamos.

Lo ponéis

mirando hacia vosotros, con una parte recta.

Ponéis un poco de Maizena.

Mirando hacia mí.

Hacéis esto, lo cerráis de esta manera.

Esto se llama gorro de monja.

Quiero que le juntéis el culito y se lo dobléis.

¿Qué tal lo llevas?

-Bueno... ¿Está quedando bien?

¿Qué más cursos has hecho?

He hecho de tapas.

Me apunté a catas de cervezas y quesos.

¿Primera vez que lo haces?

Bueno, muy bien.

¿Sabéis cómo se llama lo que estamos cocinando?

-No, para nada.

Yo estoy viendo esto monísimo. Los estáis haciendo fenomenal.

¿Cuánto se paga por estos cursos? -25.

-Es una salsa que acompaña

a estos dumplings.

Te has traído hasta la cámara para hacer fotos.

De los dumplings, del relleno y de todo.

Es uno de los defectos de los blogueros gastronómicos.

Eres bloguera.

Somos "freakies" de la comida.

Nos gusta comer.

Disfrutamos de la gastronomía.

-En el caso de que estén sosos,

un poco de salsa de soja.

Esto son como empanadillas rellenas.

Es un tipo de dumpling.

Son dos de los más tradicionales dumplings.

-Está muy sabroso.

Muy rico.

Me he quedado sorprendida de lo rico que estaba.

Pensé que haciéndolo nosotros no estaría tan rico.

Y está muy rico.

De este mercado de Barcelona salen las ideas

de uno de los blogueros gastronómicos más influyentes.

Quería unas aceitunas picantes verdes.

Un poquito.

Buenos días.

Hola, buenos días.

Para quien no lo sepa, eres "comidista", tienss un blog.

Sí.

Es un poco el periodista de comida, es el juego de palabras.

Yo soy cocinero aficionado.

Soy cocinillas, más que cocinero.

Quería unas sardinas.

-¿Cuántas? -Media docena.

¿De dónde sacáis las ideas?

Muchas veces, de cosas que leo en otras webs.

En libros de cocina.

Cosas que veo en restaurantes que me gustan.

Comida fácil y barata, es de lo que hablas.

Totalmente, sí, sí.

Intento que mis recetas sean lo más accesibles a todo el mundo.

Y que no tengan grandes dificultades técnicas.

Primero, porque yo no sería capaz de hacerlas.

Y segundo, porque pienso que ahí hay un gran público,

sobre todo, joven o medio joven,

me refiero a menores de 40 años,

que no saben cocinar.

Vamos a por las verduras.

¿Cuánta gente está pendiente de ti?

En Facebook, por ejemplo, me siguen 40 000 personas.

En la página del comidista.

Y en Twitter, tengo como 140 000 seguidores.

Yo intento ponerle humor a todo lo que hago.

Y ese ha sido un poco el secreto

de que el blog funcione tan bien.

Buenas. ¿Qué tal? -¿Qué haces aquí?

-Hoy vengo con la tele.

Quería un poco de tomate.

¿Cuál me recomiendas?

Es para rallar, para hacer un aliño para unas sardinas.

-Este tiene más agua y aquel tiene menos.

-No, pues ponme... ¿O este?

Venga, pues este.

-Ya está.

-Gracias.

Que vaya bien, buenos días. Venga, "adeu".

Los platos que saco en el blog los hago en casa.

¿De dónde te viene esta pasión? La mayor responsable es mi madre.

En mi casa, siempre

se le prestó mucha atención a comer bien.

Había grandes discusiones con la comida.

Eso venía de casa. Claro.

Si la ensaladilla debía llevar pimiento rojo o no.

Si las anchoas se hacían...

¿Siempre has querido ser periodista culinario?

No, para nada.

La mayor parte de mi carrera he sido periodista musical.

Esta es una receta

inspirada,

que es lo que dices cuando copias algo y no lo quieres reconocer,

en una del nuevo libro de cocina

de Joan Roca.

Me llamó la atención la forma que tiene de marinar las sardinas.

Las pone primero en salmuera, en agua con mucha sal.

Y luego, pasándolas al vinagre para que se cuezan.

Cuando escribas sobre ella, ¿qué nivel de dificultad pondrás?

Bueno, esta, para gente muy básica.

¿Por qué crees que hay tantos programas sobre comida

y películas sobre gastronomía?

Lo raro es que no hubiera programas de esos,

como los que hay ahora.

Es un fenómeno que se estaba dando en todo el mundo.

Pero en España, nadie sabe muy bien por qué,

las televisiones no arriesgaban

a la hora de ponerlo en horario de máxima audiencia.

Este es el tomate, con sal, pimienta y tomillo.

Y ahí va la sardina.

¿Cómo llamas a este plato?

Sardinas marinadas con tomate y aceituna, supongo que le llamaré.

Para rematar, un poco de cebollino.

Y lo que haces después de cocinar es fotografiar tus platos.

Exactamente.

¿Qué dice la gente del blog cuando lee tus críticas o tus recetas?

De todo.

De todo. La gente es muy crítica.

Fíjate que parece un tema que no puede generar polémica.

Pues la genera y mucha.

Cuando te sales de lo que la gente ha comido siempre en su casa

o del plato, tal como lo hace su abuela,

se monta el cisco.

Y tú vives solo de esto.

Tengo la suerte de que me da

para vivir bastante bien.

Muchos te conocen como El Comidista,

eres López Iturriaga, eres hermano

del famoso exjugador, Juanma López Iturriaga.

¿Te conocen por ser hermano de o por El Comidista?

Hay gente que en el momento que trata conmigo,

enseguida dice: "Eres el hermano de Juanma".

Pero también a él le está empezando a pasar

que le dicen: "Eres el hermano de El Comidista".

Lo cual le cortocircuita un poco

porque siempre ha sido el famoso de la familia.

Y hay gente que nos confunde y que piensa que somos la misma persona.

Esos son los más divertidos.

Este es tu blog. Sí.

Es una de las últimas recetas. Mejillones rápidos al curry rojo.

Esta receta la haces en un cuarto de hora, 20 minutos.

En este blog, recomiendas restaurantes

con buena relación calidad-precio.

Nunca suelen pasar de los 30 euros.

Suelen ser entre 20, 25, por ahí.

Uno de los locales que recomiendas es al que vamos. ¿Por qué?

Pues porque es un tipo de local que a mí me gusta mucho.

Una de estas antiguas bodegas de Barcelona.

Es una antigua bodega que la han restaurado y ahora dan comidas.

Era el típico bar que pasabas por delante y decías:

"Jamás entraré aquí".

Estaban los cuatro yayos del barrio

y la clientela de siempre, pero no invitaba para nada.

¿Qué tal? -Muy bien.

Aquí tenéis un brazo de pulpo.

Una manera diferente de montar el pulpo.

La ración de anchoas son seis filetes del Cantábrico.

Las limpiamos nosotros.

Y esto es un tomate pera confitado.

Es un plato típico catalán, una "esqueixada".

¿Por cuánto se puede comer aquí?

Entre 10 y 15 euros,

puedes pedir muchas cosas.

El vaso de vermú, a 1,30.

-Una ciudad con tanto turismo,

en el momento en el que hay mucha afluencia turística,

los precios se disparan y la calidad no.

Va con dos cocciones, como os he dicho.

Lo hacemos con la corteza.

Esto es muy importante.

¿Veis lo que os decía, que huele como a donuts?

¿A que sí?

No tiene colesterol.

Tiene una fusión de cuatro.

Asesoras en este restaurante.

Entre otras cosas, eres cuatro veces campeón del mundo de pizza.

Exactamente. Por encima de los italianos.

Por encima de los mejores.

Ellos estuvieron buscando a pizzeros.

Me encontraron a mí en Tomelloso.

¿Por qué y en qué les estás instruyendo?

Yo siempre asesoro todas las pizzas y la forma de las cocciones.

Vale. Les creo la carta.

Gusta mucho la pizza de la venta.

Un huevo, con chorizo, tomate, un poco de tocino ibérico.

Va con dos cocciones.

Primero, cocinamos la mozzarella con la crema de melocotón.

Salimos del horno.

Echamos la menta, echamos la fresa

y el aceite de vainilla por arriba.

¿Vale?

Metemos al horno.

Esta pizza montadla vosotros.

¿Vale?

¿Qué supone para vosotros

que os esté enseñando, dando instrucciones

el campeón del mundo?

Qué le voy a decir.

Es un orgullo, vienes a trabajar contento.

Estás conj un grande.

Esto lo pondréis en el currículo.

Es importante.

Buen servicio y hasta la semana que viene.

Me preparáis lo del queso.

Hasta luego.

Ahora te vas a Tomelloso. Vamos a Tomelloso.

En Ciudad Real, de donde tú eres.

De Tomelloso, sí.

Tienes tu restaurante. Y la escuela.

Bueno.

Está mi mujer por aquí.

-¡Hola!

Soy Mónica, de "Comando actualidad". Mucho gusto.

-Mi hijo ha venido de Valencia para ayudarnos al curso.

Y profesor también de acrobacia.

Profesor de acrobacia. Sí.

Él también... Vale, vale.

Aquí estás en el número uno del podio.

Aquí fue la de campeón del mundo

en individual de las selecciones.

¿Cómo puede ser que gane a todos los italianos?

La cocina, como yo digo, se aprende.

Y se les puede ganar.

-Pónmela rellena y te la horneo. -Vale.

-No le pongas mucho.

Y aquí tenemos a la madre y a la hija,

Emi y Rocío, en acción.

También vais a campeonatos. Sí.

Yo me voy a presentar. Todos vais a campeonatos.

-Va su hermano mayor, ella y su padre.

¿Y tú, Emi? Yo me tengo que quedar aquí.

Es el negocio que nos ha dado de comer, que ha pagado carreras.

Vivimos.

¿Habéis notado que desde que tiene el título del mundo

viene más gente? Sí.

¿Qué pizza estáis haciendo?

Es una pizza Dulcinea. Ganó el campeonato

de España y del mundo en 1999.

Lleva una base de crema de calabaza, perdiz escabechada,

queso semicurado de Tomelloso,

mozzarella, tomillo y romero.

¿A quién se le ha ocurrido? A Jesús.

Le gustan los productos manchegos. La perdiz, de La mancha.

El queso, de La Mancha. La calabaza.

Aquí tenemos la carta del mejor pizzero del mundo.

Aquí tenemos la pizza gourmet, la fantasía de la granja,

campeona del mundo.

Tomate, beicon, chorizo, pan crujiente, huevo de codorniz,

tocino ibérico, rúcula, espuma de pan.

¿Esta cuánto nos cuesta? Esta son 23.

Es para cuatro personas.

¿Te quieres dedicar a esto? -Me gusta la cocina.

Pero también me gustaría tener el título de pizzera.

Te lo da tu padre. Claro.

-Le va a exigir más que a otros. -La verdad es que sí.

¿Viene gente preguntando por Jesús, por el mejor pizzero del mundo?

-Todo el mundo.

Todo el mundo que viene de fuera...

Nosotros estamos acostumbradas a estar con él.

Le piden autógrafos, fotos.

Madre mía, yo me quedo...

Todos lo quieren conocer.

Ya te has cambiado.

Sí. ¿De qué te has vestido?

Me he vestido porque soy el capitán

de la selección española de pizzeros.

Hay una selección de la Roja de cocina.

Y nosotros somos una sección.

Está la sección de cocina, la de sumiller,

la de barman, la de cortadores de jamón y la de pizzeros.

¡Hola, chicos! Hola.

Mónica, de "Comando actualidad". ¿Qué tal?

Te presento, estos son mis alumnos.

Entre ellos, hay italianos.

La pizza es un producto de alta calidad.

"Fast food" no es.

Cualquier plato se puede llevar a la pizza.

Y se puede hacer un buen plato.

Hace falta mucha teoría.

Sí.

Yo insisto mucho en la teoría.

Cuanto más teórica, mucho más vamos a apreciar la práctica.

¿Cuánto pagáis por el curso?

-1200. 1200 euros.

¿Y cuántas horas de clase o cuántos días?

-Es una semana. Tenéis muchos apuntes.

-Hay que estudiar mucho.

-Vamos para allá.

Vamos a empezar a hacer las prácticas.

Os acordáis que decíamos

dejando un poco de borde.

Juntamos los codos.

¿Ves?

¿Cuánto tiempo se tarda en aprender a hacer esto?

  • Locos por la cocina

Comando Actualidad - Locos por la cocina

29 abr 2014

Dicen que todos tenemos dentro un entrenador de fútbol, y quizá también un cocinero, porque la fiebre por los fogones es algo incuestionable. Estrenos de cine, programas de televisión, cursos a rebosar, la gastronomía causa furor y quien más y quien menos se considera un especialista en algún plato. Nos gusta comer, pero también ver a los demás disfrutar con lo que hemos cocinado

ver más sobre "Comando Actualidad - Locos por la cocina" ver menos sobre "Comando Actualidad - Locos por la cocina"
Programas completos (413)
Clips

Los últimos 2.457 programas de Comando Actualidad

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios