www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.11.0/js
3952419
No recomendado para menores de 7 años Comando Actualidad - Casas de pueblo - ver ahora
Transcripción completa

Acabas de comprar una casa en este pueblo.

Sí.

Tiene mucha parcela, mucho terreno.

Una casa de pueblo sin corral, para eso...

(RESOPLA)

¿Tenéis casa en el pueblo también? No, no, no.

-Nos juntamos en casa de las abuelas un montón.

Una de cada tres familias españolas tiene casa en el pueblo.

¿La busca usted?

Tenemos masías desde 35 000 euros, hasta seis millones.

¿Cuándo piensa lama venir aquí a vivir?

En un mes.

-Cuando llegas nuevo a un pueblo, la gente mira de arriba a abajo:

"¿Y este quién es?".

-Cuando lo vimos en septiembre, no estaban.

Está bien de precio, son 20 000 euros, pero...

Dice Cecilio, el albañil que va a hacer esto:

"Aquí, para gastarte lo que quieras".

-No lo veo como una inversión, es para alguien

que le apetezca salir de lo que hay en Madrid.

Las hay para cambiar de vida, como segunda residencia,

o para frenar la despoblación.

La gente se va yendo, se va yendo... Sí, eso sí.

Y hay que traer... Esa es la pena gorda que hay.

-Esta casa es del Ayuntamiento, y a cambio de arreglarla,

nos dejan el alquiler un poco más barato.

Una casa por 70 euros...

Para nosotros era prioritario hacer un alquiler a personas jóvenes.

¿Os vendréis aquí a vivir?, no es para el fin de semana.

No, no. Estáis pensando en mudaros.

Dejar Barcelona, la pescadería y... -Te quedarías todo el día mirando.

-Los estereotipos de que puedes vivir con unas gallinas y un huerto,

eso no existe.

"Casas de pueblo", hoy en "Comando actualidad".

¿Hay que ser un valiente para venirse aquí a vivir?

Sí, hay que ser un todoterreno.

Una de cada tres familias españolas tiene segunda residencia.

Estamos hablando de seis millones de viviendas vacacionales,

y la mayoría escoge como destino un pueblo.

¿Qué te queda, Esteban?

-¡Mamá, pobre cerdito!

-Échale arriba.

Está quemando el pelo ahora del cerdo, ¿no?

Sí, están quemando el pelo del cerdo,

y la suciedad que tiene, se quema todo,

para luego poderlo comer tranquilamente.

En todos los pueblos. -Antes se mataba en toda las casas,

era el sustento de todas las viviendas,

pero ahora, lo de las matanzas ha caído en declive.

Es usted el alcalde del pueblo, Esteban.

Soy el alcalde del pueblo. Veo muchos niños.

Son gente que viene de Madrid, que tiene todavía el gusto de acudir,

de disfrutar de estos momentos del pueblo,

y los más jóvenes, ven la tradición de antiguamente,

cómo se hacía, qué sistema llevaba.

¿Le acaba de quitar usted la pezuña?

Ahora mismo, está quemando. Yo de chico he hecho esto.

Esto. Usted, de chico, ¿así?

Es como corteza. ¿Sí?

Como las cortezas de los aperitivos. (RÍEN)

Javier, ¿estás ayudando en la matanza de tu pueblo?

Estoy aprendiendo. ¿Aprendiendo?

Aprendiendo de Juan Ángel, que es el maestro.

-Toma, del maestro.

(RÍE)

Está buenísimo. Javier, acabas de comprar una casa

en este pueblo. Sí.

¿De dónde eres?

Yo nací aquí, en Segovia, luego estuvimos por Fuenteovejuna, Córdoba,

y ya terminamos en Madrid, y ahora, como estábamos cerca, venimos mucho.

Estamos en Villoslada, a unos 130 km de Madrid.

A hora y cuarto, sí. ¿Cuántos habitantes tiene el pueblo?

Ahora mismo, 30.

Los fines de semana, como hoy... ¡Bueno!

-Los fines de semana, más. -Uy, el fin de semana.

Vienen más. Más todavía.

¿Hay mucho movimiento de nuevas familias en el pueblo?

Gente que viene de Madrid... ¿Sabes lo que ha pasado?

Hijos del pueblo han comprado... Sus padres tenían casa,

han arreglado, han puesto calefacción, y cosas de estas,

hay muchas comodidades en la casa, y vienen a su casa.

-Quieto, quieto. -Uno, primero, luego otro.

-A ver.

-Esto es lo que más le gusta a los niños.

Echar el agua, y raspar el...

¿Esto lo hacen los chavales?

¿Y con chapas lo han hecho ustedes?

Es para quitarle bien el pelo, ¿no?, al animal.

Sí, para limpiarle bien, luego ya le pasamos la cuchilla.

-Dale ahí. ¿Estos son tus hijos, Javier?

Uno de ellos.

¿Cómo te llamas? Javier.

¿Cuántos años tienes? Ocho.

¿Es la primera vez que estás de matanza?

¿No? ¿Todos los años vienes?

Ya vale, ya.

-Ahí, a la vaca, dale recorrido.

En el colegio, cuando cuentas que haces matanza,

¿cómo se quedan tus compañeros? No, no lo cuento.

-Mira cómo sale la mierda. -Dale por aquí.

Sin que se raje la piel.

Tienes una vinculación emocional con el pueblo, ¿no?

Mi madre, y toda mi familia es de aquí.

-Es prima mía. -Es primo de ella.

¿Sí? Es mi tío.

Aquí son todos primos. Aquí son todos primos.

La tía Felisa, que es una persona del pueblo, falleció...

Falleció, no tenía hijos, y entonces, han heredado

los 26 o 27 sobrinos.

-Ella era tía mía, porque era hermana de mi madre,

pero él era sobrino de mi padre. Ya.

¿Entiendes? ¿Me has entendido?

-Por dos lados. Sí, sí.

La casa de la tía Felisa se queda en manos de esos 27 sobrinos, o...

Sí, entonces... Y se la han vendido ustedes...

Se ha quedado este con ella. -Así, bien.

Venga, raspa por aquí.

Agua ahí, donde Juan Ángel. ¿Es usted de aquí, del pueblo?

Sí, sí, somos de aquí, del pueblo. Ajá. Pero, ¿dónde vive?

Vivimos en Madrid, pero venimos muy a menudo,

porque tenemos aquí a la familia, la madre, los hermanos, demás y...

¿Se echa de menos el contacto con el pueblo?

No se echa de menos, es nuestra casa.

¿Para vosotros es importante que la familia conozca cómo se vivía

en los pueblos, que se recuperen un poco las tradiciones...?

Sí, yo no sé si... ¿Que los niños la vivan?

Yo no sé si lo agradecerán cuando sean más mayores, o no,

o se reirán de ello, no lo sabemos, pero lo hacemos, y mira, aquí están.

¿Sí? Aquí están todos, disfrutando.

¿A qué os dedicáis en Madrid? ¿Tú qué haces?

Yo trabajo en artes gráficas, por ejemplo.

En artes gráficas. ¿Y Javier? Soy informático.

Informático. Sí.

¿Cuántos hermanos sois? Somos cinco hermanos.

Ahora, cinco hermanos, con los hijos, todos tenemos uno, dos, tres...

Ya no cabéis en casa de tu madre. Ya no cabemos.

Bueno, cabemos, pero... Claro.

En fechas señaladas, que venimos todos,

estamos un poco apretados. ¿Habrá casas para todos?

Si cada uno la va comprando... Casas abandonadas, hay unas pocas.

¿Sí? Sí, hay unas cuantas.

¿Podrían adquirirse? Bueno, pero están un poco mal.

Están mal. Están muy dejadas, y eso.

¿Sí? La cebolla está muy buena.

Es la sangre del cerdo, pero, ¿de ahora?

De ahora, ahora. ¿De hoy mismo, que la han cuajado?

Está cuajada, y cocinada.

-Ha estado cociendo la sangre. -Con cebolla y aceitunas

es como está buena. Sabe a hígado, ¿no?

Sí, que sí. -¡No, sabe a sangre!

-Hombre, no digas nada. -Un poquito, solo.

Voy a comer aceituna. Para quitarte el sabor,

¿quieres un bollo? -Ten cuidado, que tiene hueso.

-Esto es el alma. El alma. ¿Por qué le llaman el alma

del cerdo a esto? Hija, yo lo he visto siempre,

no sé por qué. -Porque como abren el cerdo

por primera vez el cuerpo, sale el aire que hay dentro,

el alma exhala y sale del organismo.

-Hay que comer esto, ¿no? -Sí, ahora, ahora.

-Ese es el corazón. -Primero esto.

¿Desde pequeños lo habéis visto en el pueblo?

Desde pequeño lo ha hecho. Ahora le tienen que sacar la vejiga, y eso,

y entonces, es lo delicado.

-Poned ahí un cubo, que se va a caer la sangre.

-¡No miréis, pero no miréis! -Se cruza por aquí con una paja

de centeno, se inflaba, y era como un globo.

-Esto es el hígado. El hígado.

Y eso de arriba, son los jamones, esos que comemos, tan ricos.

-Aquí había muchos árboles, mucha mierda,

ya vamos a quitar todo.

¿Javi, esta es la casa que habéis comprado?

Es la casa que hemos comprado. Tiene mucha parcela, mucho terreno.

Una casa de pueblo sin corral, para eso...

(RESOPLA) (RÍE)

¿Estos son amigos, vecinos del pueblo...?

Son amigos, primos, hermanos...

Aprovechando la matanza, les he liado. Esa es la jefa.

Gema, ¿eres la mujer de Javier? Eso es.

¿Ilusionados con la compra? Mucho, la verdad que sí.

Nos encanta venir aquí, nos encanta además recibir gente,

entonces, ¿qué mejor que tengamos nuestro espacio para hacerlo?

Esta es una inversión para toda la pandilla, entonces, casi.

Sí, sobre todo para nuestra minipandilla de tres enanos,

que les quede para ellos. ¿A qué te dedicas, Gema?

Yo trabajo en comunicación. Ajá.

Doy clases en la Universidad, y hago también trabajos de consultoría.

¿No tienes ninguna vinculación con Villoslada, con este pueblo?

Salvo... Todo te viene por Javier.

Efectivamente. La familia política, ¿no?

Eso es, ese pequeño detalle. ¿Qué tiene un pueblo,

o el tener una casa de pueblo que no pueda tener uno en la ciudad?

Quizá es una cierta independencia, ¿no?, y un aislamiento que buscamos

cuando llevas una vida tan estresada, el poder estar...

Cuando esto esté bien, salir aquí, y tomarte un cafetito,

y no escuchar nada, para mí es uno de los mayores placeres

que puedo tener.

Javier, cómo les has liado a los amigos.

¡Anda!

Pero me cuesta el alpiste, que lo tengo ahí.

¿Sí?

¿Les has traído recompensa? Sí, luego habrá que sacarles

algo de comer, y eso, hay que hacer un mingaco.

(RÍE)

¿Cuántos días habéis estado aquí, adecentando el corral?

Esto, tres fines de semana, o cuatro.

Los fines de semana... Lo más duro es esto.

Vienes a trabajar, no vienes a descansar.

Es descanso también. ¿Sí?

Esto te quita de la cabeza el estrés del trabajo, y las preocupaciones.

Mientras trabajas, no piensas.

Este es uno de los cinco hermanos. De los cinco hermanos.

¿Vosotros tenéis casa en el pueblo también, como él?

No. Vais a casa de la madre, entonces.

Todos con la abuela. Con la abuela.

También acabarán con ella,

aunque hayan pillado la casa. -¡Hombre!

-Es familiar también, y entonces, la casa...

-Los niños dicen que... -Que se quedan con la abuela.

¿Sí? Que venir aquí a jugar, sí,

pero se van donde la abuela a dormir.

No me digas, tiene más comodidades la de la abuela.

No, pero...

Cuando eres pequeño, te gusta estar debajo de...

Los primos, ¿no? Todos los primos juntos.

Si son muchos, les gusta el jaleo.

(Llanto bebé)

¡Vale, vale, vale!

¿Este, quién es? Este es Dani.

¿Sí? Es el último miembro de la familia,

de Sergio y Nereida, son primos de Javier.

-Sí, sí, sí. -Mi sobrinillo.

(RÍE)

Sois los únicos de la familia, me decía un hermano de Javier,

que tienen casa, que vienen todos a casa de la abuela.

Sí, sí, sí. -Nos juntamos en casa de las abuelas

un montón de gente. ¿Cuántos podéis ser?

Bueno, en casa de mi madre, estamos como cuatro familias.

Las casas son grandes, tienen corrales grandes,

pero al final, se quedan pequeñas. Claro.

¿No se cansa uno de venir los fines de semana, o está deseando?

Es que al final, no vienes todos los fines de semana,

la vida te lleva a que tienes que hacer cosas donde vivimos, claro,

los niños compiten en deporte...

Sí lo cogemos con muchísimas más ganas.

Lo bueno, de nuestra casa es hora y media, justo, puerta a puerta.

-Aquí las casas son muy largas, y van de una a calle otra,

entonces, yo vivo ahí, y mis amigas viven allí,

mucho tiempo he utilizado esta casa, la de la tía Felisa,

entraba por aquella puerta: "Adiós, tía Felisa",

y me iba por allí...

Cruzabas, y te ahorrabas dar la vuelta a la manzana.

Yo, mi madre... Medio pueblo.

¿Cuánto habéis pagado por esta casa? Fue una especie de subasta a ciegas,

todos los que estuvieran interesados...

Los 28 sobrinos. 28, la descendencia de los 28.

Medio pueblo, medio pueblo que tiene...

Había una...

Salieron varios interesados, entonces dijeron:

"Para San Nicolás, un sobrecillo con lo que oferta cada uno,

y el que más oferte, se la lleva".

Pensábamos que tenía que ser más de 20,

y entonces, pusimos que la tía Felisa era de 1915,

y cumplía 97 años, entonces le pusimos 20 197 con... O sea, 15,97.

Y por eso nos lo llevamos. Ah.

¿Habéis calculado más o menos cuánto puede ser en reforma,

o lo que os vaya pidiendo? (RESOPLA)

Lo que vaya surgiendo, no lo vamos a hacer todo de golpe.

(AMBOS) Vamos a ir poco a poco.

Poco a poco. Exacto.

Esta es la cocina vieja, la casa tiene dos cocinas.

-De "Cuéntame". -Exactamente.

Este es el baño. Sí, con bañera, baño completo.

La casa es del año 61, nos lo dijo el otro día la persona que la hizo.

¿La idea es conservar estas contraventanas originales...?

Sí, todo lo que esté... Esta en concreto,

que parece que no tiene problema, todo lo que esté en buen estado,

sí, la idea es eso, conservarlo, y que dé sabor a la casa.

Ah, esta es la cocina nueva, ¿no? Sí, exactamente.

¿Y estas fotos? (RÍE)

Esta es la famosa tía Felisa... Efectivamente.

Y el tío Ignacio, su marido.

El tío Ignacio, en la boda.

¿Este es tu hijo mayor? El mayor, Unai se llama.

Unai, ¿cuántos años tienes? 13.

¿Contento de que tus padres hayan comprado esta casa?

Sí.

Claro, que no tenéis hora, no tenéis fin.

No. En las calles del pueblo,

eso es lo que os gusta? Sí.

-Este es el salón. ¡Ah!

Y esa es la otra calle, me estabais contando, ¿no?

Eso es. Marisol decía que ella cruza...

Ella cruzaba por aquí. Claro.

Y esta es la otra puerta. Claro, hay mucha distancia, sí.

Y esta es la otra calle. Esta es la fachada,

la vivienda es bastante... ¿Cuántos metros tiene?

65, o 70.

Por planta, y son dos plantas. Sí.

Toda esta humedad que tiene la casa, ¿de qué será?

Antes las calles eran de tierra.

Cuando las han asfaltado, el agua se queda en superficie,

y sale por las paredes de las casas.

Hay que cortar y hacer ahí...

Es difícil, no se puede quitar, nunca se quitaron del todo.

(ASIENTE)

Está todo muy destrozado.

Cuando lo vimos en septiembre, no estaban, todas estas goteras.

Claro, serán de las últimas lluvias...

Sí, han aparecido esa, esa otra... No todo el mundo se atreve

a meterse en una casa así, ¿no? A priori dices:

"Está bien de precio, son 20 000 euros,

es una casa grande, antigua, tiene muchas cosas de valor...".

Y mucho trabajo.

Yo veo aquí muchísimo trabajo. Sí.

-Como dice Cecilio, el albañil que va a hacer esto:

"Aquí tienes para gastarte todo lo que quieras".

(RÍEN)

¿Esto para que lo usaba tía Felisa? ¿Era como el trastero?

El "sobrao", lo llaman.

-Hace ilusión que la casa se la haya quedado alguien de la familia,

y no la haya comprado cualquiera de Madrid, o de cualquier sitio.

Al final, se ha quedado con alguien de la familia, mola mucho.

¿Te hubiera gustado a ti quedártela? No, prefiero que la tengan ellos,

y luego yo vengo... (RÍEN)

Esto tiene mucho curro. (RÍE) Sí.

Venga.

Vámonos a firmar.

¿A firmar el qué? Perdón.

¿A firmar la casa? A firmar la casa,

a firmar el precontrato.

Esta es mi madre,

y ese es el tío Benjamín. Pilar, y el tío Benjamín,

que son ustedes, nos decía Javi, los apoderados.

Sí, de todos los...

Somos 17 por parte de la tía Felisa.

Luego, por parte del tío Ignacio, su esposo, son siete.

-Aquí, al lado de Santamaría.

Villoslada estaría aquí. No, aquí.

Veo que hay pueblos de la provincia que aparecen en el mapa, en el hule.

Son más grandes. Cuéllar, Sepúlveda, Riaza,

las propiedades en estos pueblos, sí están representados,

¿serán más caras? Sí, sí, sin duda alguna.

Mucho más caras, mucho más caras. ¿Sí?

Sin duda, sin duda.

(LEE) "Contrato de compraventa.

Finca sita en calle San García número 7, Villoslada, Segovia".

-Bueno, pues hecho.

¿Se mueven muchas casas en el pueblo?

Nada. -Si no eres de aquí, cuesta...

Hay poco mercado, entonces, para estas casas.

Ninguno. No, estas casas, y en estos pueblos,

no hay mercado, punto. ¿No hay mercado?

Nada, nada, en absoluto. ¿No?

No, no. Hay casas ahora mismo aquí, en venta,

está recién reformada, una casa muy buena, con un patio precioso,

todo lo que te diga es poco, y no la vende ni queriendo.

-¿Lo meto para adentro? -No, todavía no.

Óscar, estás cortando leña, pero... Aquí, liado.

Haces de todo. Esta casa la habéis levantado entre los dos.

Entre los dos, con la ayuda de mi padre.

Nada que ver con Villoslada. Nada que ver.

Nada que ver. ¿De dónde sois?

(AMBOS) De Segovia.

-Un amigo mío, a través de hacer la mili juntos,

me dijo que su tío vendía una casa, se la hemos comprado.

¿Hace poquito?

12 años. -12 años.

¿Cuánto costó esta casa?

Cuatro millones de pesetas. ¿Teníais idea de comprar una casa

en un pueblo, como segunda residencia...?

Él, sí. -Yo, sí.

Buscábamos un poquito espacio también,

estar en casa, en un piso como el nuestro,

60 metros cuadrados, encerrados... -72.

(RÍE A CARCAJADAS)

Esta casa, ¿cuántos metros tiene?

En mi escritura tiene 100 metros de casa, 200 de patio.

¿Os habéis adaptado rápido a la vida del pueblo?

Sí. -Bah...

Cuando llegas nuevo a un pueblo, la gente mira de arriba a abajo:

"¿Y este quién es, de dónde viene?". No te conoce.

Nos tomábamos algo en el bar del pueblo de al lado,

no veníamos aquí, al bar de aquí, porque nos daba...

Estabais como asustaditos. Sí.

-Nos daba vergüenza entrar en el bar, pero luego ya... Al fin y al cabo...

Poco a poco, fuimos entrando, entrando, y ahora, encantados.

Estas vigas son originales. De la casa.

No, adaptadas a ese espacio, no estaban ahí.

Pero es la madera original, ¿no? Sí.

¿Qué antigüedad tiene esta vivienda?

Me ha hablado gente de ciento y pico años, que ha vivido aquí.

¿Tienes algún conocimiento de construcción, albañilería?

Mi padre ha sido ebanista, y yo, no es que me dedique a ello,

pero me gusta manejarme en esos ambientes y...

¿A qué te dedicas? Muebles de cocina.

¿Vienen del pueblo también a ayudarte,

como hemos visto en casa de Javier? Sí, sí.

-Igual. Hace un rato, en el corral.

La misma cuadrilla, el mismo remolque...

-Todo el mundo. -Sí, hombre.

Y la casa, todavía seguimos sin acabar...

Esto estaba en ruinas, estaba que se caía.

Echamos mucho dinero, pero...

Os compensa, ¿no? Es una inversión, ¿no?

-Sí, compensa.

-Por lo menos sabes adónde va el dinero que te gastas, se viene aquí.

¿No os asustó en un principio venir aquí, ver la casa...?

Un poco. -Hemos dormido...

Hemos dormido en una caseta de 30 m² sin baño, sin agua caliente...

Todo esto, en caseta de obra, porque estabais con la casa desmantelada.

Hemos estado en una caseta de obra viviendo.

-En el patio.

Decían que hay muchas casas vacías, la población del pueblo

está envejecida, va falleciendo, y esas casas, cuesta mucho venderlas.

Es la pena. Yo se lo recomiendo a todo el mundo,

es un esfuerzo el fabricarla, la inversión de dinero que haces,

pero luego, tiene una recompensa buenísima.

Alquileres a 70 euros, es lo que ofrecen algunos pueblos

como antídoto contra la despoblación,

una amenaza para la mitad de los pueblos en España.

Espera, tía, que te ayudo.

Natalia ¿dónde te vas?

A la casa que me ha alquilado el Ayuntamiento,

y estoy haciendo la mudanza.

Vives ahora en casa de tu madre, ¿no?

Así es. Veo que tienes ayuda.

Esa es mi hermana, Sonsoles, y esa es mi tía.

¿Siempre has vivido aquí, en casa de tu madre, o no?

No. Estuve 11 años fuera, y llevo seis años aquí otra vez con mi madre,

aguantando a mi hermana, ya me echan. (RÍEN)

-Se le ha aguantado, y al nido, y al nido.

Y usted, aguantando a las dos. Y yo, aguantando a las dos,

no crea usted que no aguantar a las dos...

Ahora una se le independiza ya. Qué a gusto me va a dejar.

No lo sabe usted muy bien. -Madre, por Dios,

no le digas esas cosas. -Estoy muy hartita.

Va a echar de menos a Natalia, ¿o no?

Sí.

Luego, cuando me parezca, me voy a ver si está en casa:

"Me vengo un poco contigo". No se va muy lejos,

se queda en el pueblo, ¿no? Sí, me quedo en el pueblo.

-Pero luego va a venir a comer aquí. Pregunta si va a lavar ella.

-Sí, claro, lavar sí, pero lo de cocinar, no.

¿Trabajas aquí, o no? No, yo trabajo en Ávila.

¿De qué trabajas tú? De pescadera.

Pescadera. Trabajo en un supermercado.

Antes yo tenía mi propia empresa, era autónoma.

También pescadera. Pescadera, por los pueblos,

vendiendo por los pueblos. ¿Repartías con esa furgoneta?

Eso es. Ya ha visto la casa, ¿no?

La he visto, sí. ¿Qué le parece?

Fenomenal. Una casa, por 70 euros...

Con la rehabilitación que han hecho, está genial la casa, una gozada.

Sonsoles, no te planteas independizarte, ¿o qué?

Yo, sí, pero no puedo. ¿No?

Cuando mi hijo acabe de estudiar, a lo mejor...

Está estudiando... ¿En qué trabajas

Repartiendo pan.

¿Qué es más difícil de encontrar, una casa en alquiler,

o una casa en venta?

Piden mucho dinero, tanto para alquilar, como para vender.

¿Cuánto pueden pedir aquí por un alquiler, en Crespos?

Unos 200 euros, a partir de ahí, yo creo que más o menos andan.

Natalia, ¿esta es tu nueva casa? Esta es mi casa.

(RÍEN)

Son estas dos plantas, ¿no? Sí.

¿Es desde aquí, o es todo esto? El tabique, hasta el canalón.

Muy bien. Son estas cuatro ventanas.

Son todas del Ayuntamiento y... Esta es la única que reformada.

Sí, esta es la que se ha reformado, y ha tocado.

Huele a nuevo, además, ¿eh? Así es.

A pintura. ¿Esto es la estufa? Es una estufa de pellets.

No hay calefacción en la casa, hay estufa de esto, ¿o cómo va?

Es esta, pero va con radiadores. Vale, vale.

Han puesto... El radiador, muy bien.

Esto es el salón. Muy bonito.

Los dormitorios están arriba, y tenemos aquí otro dormitorio.

Muy bonito. ¿Qué dimensiones tiene la casa?

100 m, me parece. No está nada mal.

Te han instalado la nevera, también. También tengo ya la nevera.

Cuando ya te ves aquí, ¿qué?

Será una gozada. (RÍE)

Venir, descansar, de momento eso, y sentirte en tu casa.

Esto es el baño grande. Muy bien.

Tiene mucha amplitud.

Poquito a poco, iremos...

Veo que te ya te has instalado. Sí.

(RÍE)

Toma, esta pesa poco.

-Yo soy de las mayores, con cositas pequeñas.

-Vamos a bajar la mesilla del dormitorio.

¿Esta va a ser para tu habitación? ¿Esta mesilla?

Bueno, de momento sí.

Tienes una buena terraza.

Esto también lo han dejado rehabilitado.

¿Esta era la casa que soñabas o no? Sí, es una buena casa.

Tiene mucha amplitud, mucha luz...

¿Cuántas habitaciones hay aquí? Aquí arriba hay tres.

Tres habitaciones, ¿y abajo? Y abajo hay otra.

Todo esto por solo... 70 E todos los meses.

Una maravilla.

Tú no has tenido rival. No, por suerte no he tenido.

Eres la única que ha optado a esta casa.

El problema está en que al haber poco trabajo

mucha gente no vive el pueblo. Entonces, no tiene el quedarse.

Y este es el patio. Qué bien.

Tienes un buen patio. Esto va a ser también el garaje.

Sí, claro. Esta casa tiene unos 100 m²,

¿esta misma casa, de las mismas dimensiones, en Ávila?

En Ávila no he mirado los alquileres pero me imagino que en un piso normal

he oído que están a 300 E pues...

Vamos a bajar el sofá. ¿Podéis las dos o no?

Sí. ¿Sí? Espera, os ayudo.

Hola, buenos días. -Hola, buenos días.

-¿Qué tal va la mudanza? -Uy, cuidado, cuidado.

Jesús, tú eres el alcalde, ¿no? Eso es, yo soy el alcalde.

Entramos de lado, mira. Así y ahora giramos.

Eso es, ya entró.

-Bueno, ya tenemos el sofá dentro de la casa.

¿Quién puede optar a esta vivienda? Nuestra idea primordial

es fijar población en el municipio y esta es una prueba de ello.

Optamos a una subvención que concedía la Junta de Castilla y León

del programa "Rehabitare", el cual consistía en arreglar

las viviendas o locales del ayuntamiento, de propiedad municipal,

que estuviesen en malas condiciones para, posteriormente, albergar

una vivienda digna. La rehabilitación de esta casa acostado en torno

a unos 43 000 E. A mí lo que me llama la atención

es que solo se haya presentado Natalia como candidata.

Así es.

Había que reunir una serie de requisitos para poder optar

a este tipo de viviendas. ¿Y puede optar todo el mundo

a una casa así? Familias con escasos

recursos económicos, familias en riesgo de exclusión social...

¿Hay que ser del mismo pueblo o puede venir cualquiera?

No, no, podía venir de otro municipio.

¿Tu trabajo aquí en el pueblo no tienes?

Ahora mismo, no. Es el principal problema

que nos encontramos desde el consistorio,

que podemos ofrecer todo tipo de servicios, viviendas y demás

pero no podemos, lamentablemente, ofrecer trabajo.

(Música)

Castilla y León es la comunidad que más habitantes ha perdido

en los últimos años.

Además de alquileres baratos, algunos ayuntamientos ofrecen

antiguas casas de pueblo a cambio de reformarlas.

(Música)

Sergio, Sonia, vosotros os estáis arreglando lo que será

vuestra nueva casa, ¿no? Exactamente.

¿De quién es esta casa? Esta casa es del ayuntamiento.

Antes vivía el maestro y ahora la hemos alquilado nosotros

y la estamos arreglando. A cambio de arreglarla

nos dejan el alquiler un poco más barato.

¿Cuánto os piden? 90 E, 100 E al mes.

¿Cuánto lleváis ya así? Un año.

Un año y ya reformando la casa. Un año, a ratos,

porque yo trabajo y ella trabaja. ¿En qué trabajáis vosotros?

Yo trabajo para el ayuntamiento.

Estamos haciendo un museo así que en eso estamos.

¿Y tú? Yo en un pueblo de aquí al lado,

en un malecón de obra. Que os hacéis vosotros la reforma,

claro. Sí.

Es una forma, también, de ahorrar. Sí.

Tenemos un amigo que es albañil y nos viene a echar una mano,

nos va explicando y nosotros lo vamos haciendo.

Me han dicho que os vais a casar, ¿no?

Sí, nos casamos en julio. En julio.

Estamos en marzo, ¿llegaremos a tiempo o no?

(RÍE) No tengo ni idea.

-Esperamos que sí. -Esperemos que sí.

¿Y esta habitación que va a ser? Esto va a ser la cocina.

¿Sois de aquí, Sonia y Sergio? ¿Sois del pueblo los dos?

Yo soy de Madrid. ¿Te viniste aquí?

Sí, me vine aquí pero he venido aquí porque mis abuelos son de aquí.

-Hola, buenas tardes. Muy buenas, Juanjo.

Hola, Juanjo. -¿Qué tal?

Tú eres el alcalde. Soy el alcalde de Solana, sí.

¿Has venido aquí a inspeccionar un poco cómo van las cosas o qué?

El jefe de obra está.

Para nosotros era prioritario hacer un alquiler a personas jóvenes.

Y de cara a eso, a asentar más población...

¿Cuántos habitantes tiene el pueblo ahora?

165 censados. Es muy poco.

Es un pueblo que está claramente amenazado por la despoblación.

Aquí ofrecéis alquileres baratos, sin embargo,

el problema es que, sí, puede venir gente a vivir pero no hay trabajo

en general, ese es el problema, ¿no? A nosotros se nos ha solicitado

casas de fuera, del extranjero. De gente de fuera.

De Barcelona, de Valencia, pero ellos pensaban que nosotros

podríamos ofrecerles trabajo, también,

y el ayuntamiento de Solana no puede ofrecer trabajo

porque tenemos un presupuesto muy bajo.

Esta es la última casa que habéis rehabilitado, ¿no?

La última que tenéis en alquiler.

Recién terminada, o sea falta el inquilino.

Recién terminada, ahora nos falta eso,

llenarla de gente que nos traiga vida y alegría al pueblo.

Esta casa se ha rehabilitado, ¿con qué dinero?

Con el dinero que ha aportado la Junta mediante un programa,

"Rehabitare". ¿Quién puede acceder a esta casa?

Gente joven, gente con posibilidad de asentarse en el pueblo,

y tener trabajo, tener niños...

Gente, un poco, que lo necesite,

no gente que, simplemente, lo tenga como segunda vivienda.

¿Por cuánto vais a alquilar esta casa, Juanjo?

Entre los 120 E o 130 E, más o menos.

Esta va a ser la cocina, ¿no? Esta es la cocina.

Antes, solamente, como dije, era una chimenea antigua

que se ha dejado, se ha mantenido. ¿Hay candidatos para esta casa?

Sí, tenemos tres candidatos del pueblo.

La planta de arriba, y ¿aquí hay otra habitación?

Otra habitación que sería un... Podría ser un dormitorio, también.

Esta es más grande que la de abajo. Esta es más amplia.

Qué vistas, ¿eh? Y desde aquí se ve la iglesia.

¿Cuánto ha costado la rehabilitación de esta casa?

Exactamente unos 60.000 E todo.

(Música)

Cataluña tiene 947 municipios, de los que casi la mitad

están a punto de desaparecer, unos 500 pueblos

de esta comunidad autónoma tienen menos de 1000 habitantes,

así que la esperanza está en los nuevos moradores.

(Música)

Hola. -¿Qué tal, Nuria? ¿Cómo estas?

¿Qué tal? Muy bien. ¿Todo bien?

Muy bien, muy bien. ¿Habéis venido bien?

Sí, súper bien. Lo habéis encontrado a la primera.

Sí.

Jordi y Nuria, habéis venido a ver esta casa, está vacía,

que estáis pensando en comprarla. Sí.

¿Dónde vivís vosotros? En Barcelona.

¿A cuánto estamos de Barcelona ahora?

Una hora.

Y nos decía él, que has venido a enseñarles esta casa.

¿Se vive bien de vender casas de pueblo? ¿Se puede vivir?

Se vive mejor de vender pisos, pero es mucho más agradecido esto,

sin duda.

¿Os vendríais a vivir aquí con los niños?

No es para el fin de semana, estáis pensando en mudaros.

Sí. -Hacer vida aquí.

-Sería hacer un cambio de vida... Radical.

Sí. Dejar Barcelona, dejar la pescadería y...

¿Sois pescaderos? (LOS DOS) Sí.

Con vuestro permiso, me voy adelantando para abrir la puerta.

Toda esta zona, o mejor dicho, esta casa queda dentro del parque natural.

Adelante.

¿Estamos en la cocina? Esta es la cocina.

Qué curioso el techo, ¿no? Sí, esto es "volta catalana".

Se reformó hace quizá 30 ó 35 años, hay que hacer cocina,

hay que hacer cerramientos... Hay que invertir un dinerito.

¿Cuántos metros tiene? Unos 160.

Y luego tiene una parte anexada que se podría ampliar.

-Aquí tiene un horno de leña para hacer pan, también.

-La mayoría de masías tenían su propio horno

porque son construcciones que quedan muy aisladas,

Y la manera de ser autosuficientes es que pudieran hacer,

ellos mismos, el pan.

Esta masía es, aproximadamente, del año 1725.

Los municipios lo que hacen es catalogarlas.

Explican un poco la historia, hacen una descripción

de la arquitectura de la masía, la fechan de la primera construcción,

y se le dan usos, por ejemplo, esta, por el volumen,

no podría ser un turismo rural. Estáis emocionados,

estáis contentos, ¿eh? Sí, a mí me gusta,

me gusta mucho el sitio porque la energía que se nota aquí,

la tranquilidad... Es encantador.

Tienen sitio para aprender, para escalar,

para estar un poco libres y un poco, así, asalvajados.

¿Es lo que estáis buscando? Sí.

-Es un sueño, es hacer realidad una cosa que hace muchos años

que tenemos en mente. ¿Y tan estresado está uno

con las pescaderías, a lo mejor? Sí, bastante estresados.

¿Sí?

Hombre, levántate a las 3 de la mañana, vete al Mercabarna,

que si entra pescado, que si no entra...

Ganaremos en salud, en calidad de vida, también.

Un poco, las comodidades de la ciudad, de bajar a la frutería,

coger el tomate, poder ir al súper y coger...

Pues aquí bajarás al huerto y lo cogerás.

Está todo pensado. También.

Más o menos, el 40% de las masías en Cataluña,

que están por rehabilitar, no tienen luz.

Esta casa tiene luz.

Si no la tuviera sería un problema económico grave

porque las compañías eléctricas, por traer la luz,

te pueden pedir cantidades bastante importantes.

Nosotros, de hecho, hemos tenido hasta presupuestos de 70 000 E

por electrificar... ¿Por llevar la luz?

Sí, una masía es un elemento vivo que tiene muchos factores

que un piso no tiene. Concretamente, esta masía, si no recuerdo mal,

son casi 4 ha, si quieres puedes hacer un plan de explotación forestal

para poder cortar madera.

Comprar un piso o comprar una masía, no tiene, absolutamente,

nada que ver, nada que ver.

¿Cuántos años tienes, Noe?

¿Dos años? Tres.

Tres.

¿Y cuántos años por aquí? Siete.

-Diez. -Catorce.

Van a tener que cambiar de cole. Hombre, por ellos no puedes evitarlo.

Improvisar, claro. Tienes que mirar colegios,

tienes que mirar que tengan al alcance los servicios básicos.

Garantizados.

¿Se cansa Noe?

Un lavabo y tres habitaciones dobles.

La cubierta, quizá, poner algún tipo de aislamiento térmico por debajo.

¿Aquí qué vais a hacer? ¿Qué plan tenéis?

La mayor ya empieza a querer tener habitación propia

y los pequeños que duerman juntos... -No.

-O los cuatro juntos... -No, mamá.

-En esos hay discusiones.

¿Ya estáis eligiendo habitación vosotros?

Sí. Yo quiero esta. ¿Está a quién le gusta?

A mí.

No hay mucha luz, ¿no? Me contabais que las ventanas son pequeñas

por una cuestión térmica, aislamiento.

Claro, y el problema es que al estar catalogadas,

las fachadas exteriores no te las dejan tocar.

¿Qué os dicen los compañeros de colegio cuando les decís

que os vais a vivir a un pueblo? ¿Dónde?

-Que es broma. A lo mejor es para valientes,

pensarán algunos.

Bueno, te tiene que gustar.

Nos estamos formando, también, no es decir: dejamos Barcelona,

dejamos la pescadería y vivimos de... Del aire.

Del aire que es sano en el campo. Sí, claro.

Estáis pensando en opciones de negocio.

Sí.

Bueno, trabajar en casa, hacer un poco...

-De artesanía, un poquito de medicina natural

o cosas artesanas.

Pero, sí, lo máximo que podamos, ser autosuficientes.

Y enseñarles a ellos, también, a eso.

¿En qué momento estáis ahora de la compra?

¿Ya habéis señalizado la masía? Estamos pendientes del banco,

a ver si nos conceden la hipoteca. ¿Cuál es el coste de la masía?

Esta masía entorno a 200 000 E.

Tenemos masías desde 35 000 E hasta 6 millones de euros.

-Aquí se metían a dormir, abrían la puerta,

y cogías el huevo que lo deja aquí la gallina.

-Hay una zona que parece que está quemada,

que es la zona más alta, es un hayedo muy importante,

que es el hayedo de Santa Fé.

En primavera y en otoño es un festival de colores absoluto.

Lo conoces muy bien porque tú has vivido allí.

Si, tres años, a 1200 m de altitud en una casa en medio del bosque,

mi mujer, yo y un gato.

El entorno rural, si te llevas mal... En la ciudad uno puede decir:

"me cabreo contigo, me voy al bar, me tomo una cerveza

o me voy a comprar". Aquí, no. Aquí te pasas muchas horas.

Y las horas en el campo tienen 120 minutos.

¿Cuántas casas tienes en venta a través de tu inmobiliaria?

400 y pico, 500.

¿Y de media, cada año, cuántas vendes?

Las suficientes para vivir y menos de las que me gustaría vender.

Quizás, vendemos 30 ó 40 casas al año.

Tampoco se venden más.

Tenemos dos portales, uno que es "buscomasia.com",

que está especializado en compraventa de masías,

y luego tenemos un segundo portal que es "casasdepueblo.net",

especializado en vender casas de pueblo.

Y además montas esto en plena crisis,

justo cuando la gente deja de comprar viviendas rurales,

tú dices: "bueno, pues yo me voy a dedicar a esto".

Vi que había un nicho de mercado con este tipo de propiedades,

los amigos me decían: "estás loco, pero tú no ves la tele,

no ves que no se vende nada".

Yo pensaba, voy a vender poco, pero la crisis me va a servir

para dar a conocer mi marca, para captar

y cuando vengan tiempos mejores, si tengo propiedades,

algunas venderemos. Y por suerte, pues así ha sido.

Esto se han perdido. Los mayores ya...

Los habéis perdido.

Un porcentaje muy alto del agua embotellada que se consume

en Cataluña y en parte de España viene de estas montañas.

¿Sale de aquí? Sí, sí.

Una masía sin agua... No hay nada que hacer.

-Papi, te hemos cogido palos para hacer leña.

-Te quedarías todo el día mirando.

(Música)

El camino está sin asfaltar, o sea que es bastante inaccesible.

Claro, ahora estamos en invierno, ha llovido bastante,

y la verdad es que sí, y aún podemos decir que este camino está bien.

¿Hay que ser un valiente para venirse aquí a vivir?

Sí, hay que ser un todoterreno.

(Música)

Os voy a presentar a unos buenos amigos

que regentan la casa de turismo rural.

-¿Qué tal? -Jordi. Encantado.

-Hola. -Noemí, seréis casi vecinas.

Bueno, casi vecinas, pero están a un rato.

De pista forestal en coche, ¿cuánto ha sido?

¿Pista forestal? Casi la vecindad está a media hora.

Sí.

-Trabajábamos en Barcelona. -Yo en una empresa familiar,

y lo dejamos todo. ¿En qué trabajabais?

En la empresa de mi padre, era una empresa pequeñita.

¿Y qué fue? Que llegasteis al sitio y...

Sí.

-Hicimos cuatro números, y en dos meses desmontamos el piso

y vinimos para acá. ¿Así?

Sí. Y esto es una casa rural.

Una casa rural, sí. -Que ya funcionaba.

O sea que habéis heredado el negocio.

Exacto, sí. -Exacto.

¿Sois de alquiler o la habéis comprado?

Sí, de alquiler. -De alquiler.

¿Ninguna gana de volver a la ciudad?

(LOS DOS) No.

Yo solo voy una vez al año.

(LADRA)

Este es catalán, la madre es de Cantabria y el hijo es charnego,

como yo. (RÍE)

-Guapo.

-Tenemos gente los fines de semana y durante todo el año trabajamos,

cerramos en enero por vacaciones.

Sí, no volveríamos a cambiar. -Si tuviera que marchar de aquí,

buscaríamos otra cosa igual. -Buscaríamos algo parecido.

Qué balcón, ¿eh? Yo siempre digo el balcón de casa.

¿El balcón de casa?

Como habíamos comentado, os he traído el presupuesto que me pedisteis,

que ha hecho la empresa de reformas con la que trabajamos,

podéis escoger entre gasoil o biomasa, eso ya es cosa vuestra,

tenéis la escalera de acceso, el forrado que también comentasteis,

y al final el presupuesto sube, que supongo que es

lo que más os interesa, sube 65 000 E.

Lógicamente, si vosotros queréis pedir un presupuesto

por vuestra cuenta, ya es cosa vuestra.

¿Dónde vamos ahora? Ahora cambiamos de parque,

ahora estamos en el Montseny y nos vamos al Montnegre

a ver una propiedad que probablemente se va a quedar una comunidad budista.

(REZAN)

Lama, ¿esa es la idea que tienen ustedes?

¿Mudarse aquí a vivir, a esta masía?

Pues sí, unos cuantos, sí.

Unas 20 ó 25 personas podrán estar al mismo tiempo que la comunidad.

Tenemos centros en la ciudad y, de vez en cuando, a las personas

que les apetezca, podrán venir aquí a pasar unos días con nosotros.

¿Cuál es tu nombre? Lama.

Lama. ¿Y el nombre de toda la vida? Ahora ya casi nadie me llama

con el nombre que me puso mi madre hace mucho tiempo.

Pero mi nombre actual es "lama Nahuan Dorse Drondo".

¿Quiénes se mudan aquí? De los que tenemos, ¿ninguno?

¿Ninguno viene aquí? Han venido solo a conocer la casa, a trastear.

Vendremos a menudo.

-Tienes ahí a una persona que sí que vendrá, Miriam.

-Siento que es el momento, así que estoy con muchas ganas.

¿Cuándo piensa, lama, venir aquí a vivir?

En un mes. En un mes, ya.

Mañana me voy a India y estaré en India un tiempo,

y le voy a presentar el proyecto a mi maestro,

a mi maestro espiritual, y si cerramos bien el trato,

en junio va venir a consagrar el lugar.

¿Es usted el propietario?

Yo soy Sara, de "Comando actualidad".

¿Está usted contento con la llegada de los monjes?

Encantadísimo. ¿En qué ha trabajado usted?

Era de estos que hicimos dinero con la construcción.

¿Sí? Sin estafar a nadie.

(RÍEN)

Bueno, pues ya le dio el dinero, porque esta masía me parece

muy grande. Sí.

¿Cuántos metros tiene? Hay casi 4000 m de techo.

Aparte que la finca es tremenda, 140 ha.

Un pulmón verde como este y cerquita del mar como está, no hay.

-Bueno, aquí hay dos salones, que nos va a permitir hacer nuestros actos,

nuestras reuniones... Lo que no hay es mucha luz.

-Esta puerta es muy baja. Esto todo es un poco imaginar,

un poco de imaginación mía para reproducir obras

del famoso arquitecto catalán, de Gaudí.

¿Cómo se queda usted cuando le llama el lama

y le dice que se quiere quedar con su masía, con su casa de pueblo?

Tengo 90 años,

ya no puedo más.

Ya ha llegado el límite que tengo que descargar.

Y la única preocupación que tengo me parece que la dejo en buenas manos

con ellos. ¿Sí?

Que la finca vaya a más.

-Si el se quiere quedar, será un residente más.

Él conoce al dedillo toda la casa, así que si está por aquí

nos ahorrará muchísimo trabajo aunque esté sentado.

¿Han llegado a un acuerdo sobre el precio del alquiler

de esta propiedad? Sí. Está todo atado.

¿Y cuánto será el alquiler? ¿Eh?

¿Cuánto será? Poco, un regalo.

Si tuviera que cobrar yo lo que vale esta finca, no es fácil de digerir.

Ellos que recen mucho, a lo mejor algún día se la pueden encontrar...

Sin cargas y libre, ¿no tiene usted hijos?

Qué indirecta les ha lanzado. Cuidado.

Esto se dice que es del arquitecto catalán, Puig i Cadafalch.

Esta escalinata llega hasta el "terricón" de arriba.

Y después los estucados, porque cuando construyeron esa casa,

esto era últimos del 800. -Fase uno.

-Limpiar, ¿no? -Fase uno, limpiar.

-¿Cuánto tiempo vamos a estar limpiando?

-Un par de meses. (RÍEN)

Y la idea es hacerlo vosotros mismos, con vuestras manos,

limpieza, remodelación, de todo esto...

Claro, claro, todo, todo.

¿Tendrá clientes muy peculiares? Sí.

Vendiendo propiedades tan diferentes como esta masía.

Gente que quiere hacer proyectos empresariales, como producir

queso artesano o miel ecológica, etc.

Actualmente, en el campo tienes una calidad de ADSL,

unas infraestructuras de carreteras muy buenas.

Pero, claro, el mercado es reducido.

Si produces queso, realmente, el queso que te pueden comprar

12 vecinos es muy limitado.

¿Qué tiene usted aquí? ¿Caballos? 40.

Sí.

Pero ahora, yo, antes de que vinieran ellos,

que viniera esta gente aquí, yo los iba sacando,

y he regalado 30.

Lo habitual en estas propiedades, ¿siempre es el alquiler?

No, es muy raro. Es muy raro.

Sí, encontrar propiedades rurales en alquiler, la demanda

supera con mucho a la oferta. ¿Qué precio puede tener

una propiedad como esta si estuviera a la venta?

Esta propiedad, probablemente, pasaría el millón y medio de euros.

Es una casa con personalidad, es una casa indiana,

y luego la finca, que es una finca de 140 ha a 40 minutos de Barcelona

y en la costa del Maresme, y eso aquí es muy...

Y en parque natural. Y en parque natural.

Si la pone a la venta se la quitan de las manos, esta casa.

Millón y medio de euros, la acaban de tasar.

No me hace falta el dinero.

Ya se la venderán mis hijos que no esperan otra cosa.

De momento, yo se la dejo por 15 años.

¿Hay que ver la vida de manera distinta

para irse a vivir a un pueblo? ¿Para dejar la ciudad?

Yo tengo una casa dentro de Mataró, una torre, independiente, dentro.

Una torre, toda suya. ¿Eh?

Una torre, toda suya. Sí.

¿Y usted prefiere estar aquí con los ponis?

Hombre, y tanto. Sí.

¿Tira mucho el pueblo ahora? Sí.

¿Tiran los pueblos ahora más que antes?

Sí.

-De estar encerrado en una residencia a estar en el paraíso varía mucho.

-Yo entiendo que haya gente que sea muy urbanita,

pero creo que los rurales cada vez se dan más.

-¿Qué os parece este sitio para hacer meditaciones?

Todo esto es agua de manantial.

(Música)

La casa en el pueblo siempre ha sido la salvación para escapar

de la gran ciudad, incluso para los que hace muy poquito han escapado

de la crisis. ¿Qué trabajos ofrecen los pueblos?

(Música)

Buenos días.

Toñi, Juanjo, ¿cuánto tiempo lleváis con esta tienda de ultramarinos?

En principio vamos a hacer dos años, ahora.

¿Dónde vivíais antes? En Madrid.

Y os vinisteis de Madrid a Arbancón, un pueblo, ¿de cuántos habitantes?

Yo creo que ahora mismo tendrá, en invierno, 68.

88. ¿88 dice usted?

Ustedes dicen que son 88 habitantes pero la gente se va yendo

y hay que atraer. Esa es la pena,

es la pena gorda que hay. ¿Y vosotros que hacíais en Madrid?

Nosotros teníamos una de empresas, nos dio la oportunidad el pueblo

y el alcalde en poner una tiendecita, vamos consiguiendo

un poco de algo de dinero, también, y bueno, con las mismas,

luego nos vamos a casa, comemos, nos echamos nuestra siesta,

la cual no nos echábamos antes... ¿Tenéis familia?

¿Niños, niñas, hijos? Sí, tenemos dos niñas.

-Dos hijas. -Dos hijas, tenemos.

¿Viven aquí con vosotros? No.

-No, viven en Guadalajara. -Hasta luego.

Alcalde. Soy Mónica, de "Comando actualidad". ¿Cómo estamos?

Bien. Como los pueblos se van despoblando,

los alcaldes se buscan la vida para ofrecer no solo casas,

sino casa y trabajo, como en este caso.

Sí, es que nos volvemos locos casi para, sobre todo, que los pueblos,

no vayan para abajo y por lo menos intentar frenar, en la medida

de lo posible, la despoblación. La verdad es que el resultado

nos desbordó porque se interesaron... ¿Recibís muchas solicitudes?

Fueron más de 800 solicitudes.

Incluso gente que había emigrado fuera, te escribían correos

y te decían: "joe, esto no es como lo pintaban,

nos queremos volver a España". Y lo que pasa es que luego, a ver,

hubo que seleccionar un poco porque también había mucha gente

en riesgo de exclusión social, y al final, digamos que si no tenían

para llenar la nevera de su casa, cómo iban a llenar la nevera

del pueblo que, al final, es la tienda.

Habrá gente que venga a buscar casa, solo.

Ofrecer una vivienda como tal sin un método de vida...

Claro. Es que los estereotipos

de que puedes vivir con unas gallinas y con un huerto, eso no existe.

Ya. Eso está desmitificado. Eso es irreal.

Eso es irreal. Venga gracias, Toñi, te vemos ahora.

Nada, muchísimas gracias a vosotros. Hasta luego.

Hasta luego. -Hasta luego, Gonzalo.

-Ahora también tenemos otra idea parecida, es este bar

que tenemos aquí.

Ahora mismo está cerrado y lo queremos volver a reabrir,

y luego, también, tenemos reservada otra vivienda para al final unir.

O sea veis que la casa sin trabajo no tiene sentido

y el trabajo sin casa, tampoco. No tiene sentido.

Para repoblar un pueblo.

Como te decía, la gente tiene que venir con un planteamiento de vida.

Está muy nuevo, ¿no? Es un bar que reformamos

hará un par de años. Me llama la atención

que se abre una tienda de ultramarinos, se abre un bar,

pero viven 88 personas. ¿Esto luego cómo se rentabiliza?

Hay que darle vida los fines de semana, estamos muy bien situados,

el turismo es una cosa que empieza a funcionar bastante bien,

al final, los que tienen alojamientos rurales atraen a unos clientes

pero luego procuran que compren en la tienda, que vengan al bar...

Y esta gente que cojan el bar, ¿dónde van a vivir?

¿Qué casa les ofrecéis? La vivienda es del obispado.

Antes, el cura de la parroquia de aquí residía en esta casa

pero ahora el cura viene de otro pueblo, reside en otro pueblo,

y la vivienda está vacía.

¿Cuántos metros tiene esta casa? Unos 90 m².

La tenéis reformada bastante habitable.

Sí. ¿Cuántas habitaciones tiene?

Creo que tiene tres habitaciones. Mira, tiene su salón, chimenea...

¿Por cuánto se va a alquilar esta casa?

Esta casa se alquila por 240, 250 E al mes.

¿Ya habéis echado el ojo a alguien o no?

Tenemos ya algunos, ya más o menos mirados.

¿Una familia? Es un matrimonio joven.

Esta es la cocina, la tenéis también con vitrocerámica,

reformada, los muebles recién puestos, bueno,

está muy mona esta casa para 240 E. Mira, y aquí se sale a un patio.

Luego, también tiene garaje. Tiene su jardín.

¿Cuántos años tienes? Tengo 31.

31, serás de los alcaldes más jóvenes de España.

Llevo ya 10 años y en su momento sí que fui el más joven de España.

¿Vives aquí? Sí, yo tengo mi empleo

en Guadalajara y luego tengo aquí, también, casas rurales,

y voy y vengo todos los días pero yo sí que vivo aquí.

Estamos muy bien ubicados. ¿Cuántas casas de turismo rural hay?

Para dormir hay unas 70 plazas hoteleras.

70 plazas, casi las mismas plazas que habitantes en invierno.

Hay fines de semana que hay más gente de las casas rurales

que de los que somos en el pueblo, pero eso, al final también,

genera vida y genera movimiento. Aquí estamos viendo otra casa,

allí vemos una que se vende. Este es el solar que se vende.

Se vende el solar para construir. ¿Cuánto puede costar un solar aquí?

Este creo que valía 32 000 E. 32 000 E, solo el solar.

Aquí tenemos unos chalets, que hay uno que está en venta,

mira, aquella de allí, esa se vende, que lleva poco tiempo vendiéndose.

¿Esta de piedra clarita? Sí, es bastante grande, la verdad,

y tiene un jardín y esa creo que piden unos 300 000 E.

300 000 E. La verdad es que es grande

y te la venden totalmente amueblada.

Este le vende Elena.

Elena. Hola.

Hola.

¿Por qué la vendes?

Yo la compré cuando mi pequeña tenía, la más mayor ahora, seis meses

y quería que se criaran en el campo, pero la verdad es que como

ese proyecto familiar se rompió pues ahora como que venir aquí me cuesta.

¿De dónde eres tú? ¿De dónde vienes? De Madrid.

Si no está muy ordenada no me echéis la culpa.

¿Por cuánto te la compraste? 120 000 E. Todavía me duelen.

Ya estaba construida. Estaba construida

y era en el momento más alto del mercado inmobiliario.

¿Por cuánto la vendes ahora? Ahora, 85 000 E.

85 000 E, sales perdiendo dinero. Mucho.

Tiene una cocina pequeñita pero con todas las cosas que...

Tienes tu vitrocerámica... ¿Cuántos metros tiene la casa?

En total tiene 45 m. Con su jardín que hemos visto.

La parcela tiene 300 m. ¿Cuántas habitaciones tienes?

Tiene dos habitaciones.

Pero la acondicionamos para que vinieran muchos primos.

Hay camas por todos los sitios. ¿A qué te dedicas?

Yo soy contable.

Yo no la veo como una inversión, es para alguien que realmente

le apetezca salir de lo que hay en Madrid.

¿Qué estamos viendo? Por ejemplo, en esta plazoleta,

una casa disponible, esta casa, ¿por cuánto se vende?

Esta creo que eran unos 70 000 E, yo creo.

Bueno, ahora vamos a ver a Ana, es la mujer que se ha venido a vivir

a Arbancón. ¿Esta es la casa de sus padres?

Sí, la casa de sus padres es la planta de abajo

y ella tiene la vivienda suya en la parte de arriba.

¿Qué tal? Mónica, de "Comando actualidad".

Encantada, yo soy Ana. ¿Cuántos metros tiene la zona tuya?

Puede ser que tenga unos 45, 50 m². ¿Vives tu sola aquí?

Sí. ¿Dónde vivías antes?

En Madrid. ¿Y te has venido aquí a gestionar

una casa rural? Sí. (RÍE)

¿Has tenido que hacer mucha inversión para reformar

este apartamento? Porque esto es un apartamento.

No, es como si fuera un estudio.

Mira, esta es la vitro, aquí está el fregadero,

aquí tengo mi pequeño frigorífico y aquí la basura.

¿Hace cuánto que has venido a vivir aquí?

Un año, el invierno dicen que es duro en el pueblo pero en Madrid

también es duro, aquí te levantas por la mañana a las siete

y simplemente ves todo esto, el amanecer, y como diría mi abuela Ana,

no hay dinero con lo que se pague.

14:00 de la tarde, cerráis la tienda, a casa a comer, ¿no?

Ahora, a casa a comer.

-Aquí es donde vivimos. ¿Comprado o alquilado?

Alquilado.

Hola, Pepín. (SILVA)

¿Quién es Pepín? El pájaro este.

-Mi pajarito.

¿Esta casa cuántos metros tiene? En principio,

creo que son unos ciento y pico. ¿Por cuánto la habéis alquilado?

La tenemos alquilada por 300. ¿Esta casa qué pasa?

¿Que estaba vacía o qué?

Esta casa la verdad es que la tenía el dueño de alquiler.

La quería vender y la quiere vender. ¿Por cuánto la vende?

Me parece que sale por unos 159.000 E.

-Se quiere venir conmigo.

Le he dado yo la papilla todos los días con una jeringuilla.

(Música créditos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Casas de pueblo

Comando Actualidad - Casas de pueblo

22 mar 2017

Una de cada tres familias españolas tiene casa en el pueblo. La segunda residencia la forman seis millones de viviendas en zonas rurales. Este año en nuestro país cambiarán de dueño medio millón de casas. ¿Cuántas de ellas están en un pueblo? ¿A qué precio se venden? En España hay 1200 municipios con menos de cien habitantes que ofrecen casas baratas en venta o en alquiler para no desaparecer. Las hay que se alquilan por 70 euros, que se venden por 30.000 o por seis millones de euros. Las antiguas casas del médico, del maestro o del cura se arriendan ahora a cambio de reforma o salen al mercado para quienes quieran cambiar de vida y de trabajo.

ver más sobre "Comando Actualidad - Casas de pueblo" ver menos sobre "Comando Actualidad - Casas de pueblo"
Programas completos (409)
Clips

Los últimos 2.435 programas de Comando Actualidad

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos