www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4804239
Para todos los públicos Clásicos y reverentes - T2 - Programa 3 - ver ahora
Transcripción completa

En el programa anterior

tuvimos ocasión de disfrutar de tres artistazos.

Borja Camps, en la percusión.

Pero si es que has triunfado; tienes 18 años.

¿Has visto al público?

José Manuel Brazo, al saxo.

A mí me ha parecido que lo has hecho superbonito.

Y Fabiola Saglimbeni con su violín.

Has dado delicatessen que podrían hacerte pasar a semifinales.

Y el semifinalista del programa de hoy es...

¡Borja!

(Aplausos y vítores)

En la sala más caliente esperan los aspirantes de hoy,

que no saben quién es el invitado sorpresa.

Toca el saxo, el clarinete, la flauta...

Lo vais a saber dentro de muy poquito.

Estimados y temidos señores del jurado,

¿podríais darnos alguna pista sobre nuestro invitado sorpresa?

Pues mira,

es un músico de tal categoría, que pienso asistir a su actuación

en modo Monica Lewinsky, de rodillas.

Él es... un artista libre, brillante,

sin prejuicios; él es la transgresión.

Fue, es y será la leyenda del tiempo.

Y yo me he puesto un vestido de lentejuelas para recibirle.

Es instrumentista

y el instrumento que toca lo podemos ver aquí en el programa.

Nada menos que un premio nacional de las músicas actuales.

Uf, qué tensión, quiero saberlo ya.

Bueno, para relajarnos, maestro, ¿cómo se encuentra hoy?

¡Un "allegro"!

Esto significa que me vas a dejar por primera vez tocar el piano

y vamos a poder interpretar nuestro invitado sorpresa y yo

una música que les va a encantar.

En mi paso por el programa

realmente lo que espero es sobre todo pasarlo bien.

-Conocer gente nueva.

-Conocer mucha gente.

-Y que seamos felices haciendo lo que nos gusta de verdad.

"Clásicos y reverentes" empieza con un músico peculiar:

José Ángel Santo Tomás.

Con este nombre solo puede hacer música celestial, ¿o no?

Por lo menos.

José Ángel, cuéntanos, ¿qué vas a tocar?

Pues voy a tocar una obra de caja

de Mitch Markovich llamada "Tornado".

Soy José Ángel, percusionista leonés

que lleva toda una vida haciendo ruido.

Quiero que me acompañéis en mi reencuentro

con mi vida en León a ritmo de baqueta.

Me he pasado la vida haciendo ruido, desde pequeño.

-Lo primero que aprendió a hacer fue a tocar.

-Gateaba y ya cogía las cajas de zapatos.

-Pum, pum, pum, pum. -Y tocaba.

-Desde los dos años,

que me regalaron mi primer tambor de juguete.

Mi padre es aficionado a la música y ahí empezó todo

porque él ensayaba en su banqueta.

-Con este taburete ensayaba yo y él cuando lo escuchaba...

-Me acercaba y ya: "Papá, otra vez".

Bueno, a mis padres les gustaba

que estuviera todo el día de aquí para allá.

Yo me hacía mis propios palos, incluso con papel y cartón...

Fue en la escuela de Primaria donde empezó mi carrera musical,

en la clase de mates.

-José Ángel, ya basta, que esto no es Música.

-Una vida haciendo... más ruido.

-En realidad soy Ángela, la madre de José Ángel.

Casa de Botines, de Gaudí. Y ahora, reencuentro con mi novia.

-Cuando llegan las vacaciones, que él viene, verano o Navidad,

mi ritmo empieza...

-Y esta es Marta, mi novia.

-Nos conocimos a través de la música,

en una banda de Semana Santa.

-Mi novia entiende mi vocación como la entiendo yo.

-La música ha traído cosas buenas y malas;

hace dos años se fue a Salamanca.

-Se le echa de menos.

-Sabes que vas a abandonar tu sitio natal

y piensas: "Uf, qué recuerdos".

-Se pasa mal, pero es lo que le gusta y le hace feliz.

-Lo vive con tal pasión que me hace muy feliz.

-Y ahora me reencontraré con dos grandes monumentos.

La catedral y mi hermana.

-Soy la hermana mayor de José Ángel

y he vivido con él todo desde que nació.

-Una vida haciendo... mucho más ruido.

Estamos en el Musac de León, donde se unen mis dos pasiones:

la pintura y la música.

Y aquí tengo a mis compañeros de conservatorio.

Que estamos en un museo. Chis, callados.

(TODOS) ¡Ese José Ángel!

Este es el barrio Húmedo,

donde estoy con mis amigos cuando dejamos de lado la música.

-José Ángel, antes te llamaba "nini",

pero ahora sé que eres un triunfador.

(Aplausos)

José Ángel, me ha encantado.

Me lo he pasado superbién viéndote porque se ve que lo has disfrutado.

Y la verdad es que yo me lo he pasado estos minutitos

escandalosamente bien.

Me parece, además de que lo trasmites,

que tienes una técnica muy buena,

los redobles superhomogéneos,

los "strokes" me han encantado, tío...

Y enhorabuena.

Me estaba acordando de tus inicios,

en la Semana Santa leonesa, con el tambor destemplado,

y digo: "Joder, menudo cambio".

Es una imagen que me ha venido a la cabeza.

Muchas gracias.

Muy bien, José Ángel.

La verdad es que las dinámicas eran muy claras.

Igualas muy la mano izquierda con la derecha; todo clarísimo.

Muy expresivo, a nivel de tocar y con tu cara, tu pose

y tu forma de estar en el escenario;

eso también transmite muchísimo

al jurado, al público, a la audiencia;

y nada más, bravo.

José Ángel,

como te comentaban mis compañeros, pues la dinámica,

que la hemos notado desde aquí, la hemos percibido perfectamente,

lo controlas muy bien; esos pianos con esos fuertes.

Y me ha llamado la atención cuando tocas con la parte de abajo

de las baquetas, ¿eso cómo se llama?

No tiene ningún nombre en concreto;

simplemente es una interpretación de la partitura

que te mandan a hacer así

y requiere su estudio y su técnica, claro.

Y tu instrumento preferido de percusión, ¿cuál es?

Este.

La caja; o sea, justo has elegido el que más te gusta.

Sin duda.

Pues mi enhorabuena. Muchas gracias.

-Muy bien;

una demostración de poderío y de tronío,

querido amigo.

No ha sido una actuación, ha sido un espectáculo.

-Muchas gracias.

(Aplausos)

Y ahora, José Ángel, tal como tú dices

que te has pasado la vida haciendo ruido,

tienes una segunda oportunidad en esta obra obligada

de "hacer ruido" con esta maestría con el cuarto movimiento

de las "Cinco piezas breves" de Delécluse.

Ven con nosotros; felicidades, campeón.

Muchas gracias. Bueno, hemos visto,

que tú cobrabas ya cuando tenías cinco años.

Esto no lo consigue cualquiera, ni con 30 ni 40 años muchas veces.

¿Estás tranquilo con lo que ha dicho el jurado?

Sí, contento, muy tranquilo.

¿Bien? Sí.

¿Quién ha sido más fuerte, el tornado o tú?

Yo creo que yo. Toma ya.

¿Le damos un consejo a tu compañera?

Que esté tranquila, que lo hará muy bien porque puede.

-Gracias. Esa es la actitud;

podéis hacerlo. Se van a quedar alucinados.

¿Le preguntamos qué va a tocar?

¿Qué vas a tocar? La sonata de Glinka.

La música requiere mucho esfuerzo, pero compensa.

Soy Nuria González García, toco la viola y soy de Dos Torres,

uno de los pueblos más bonitos de Córdoba.

1,30.

Es muy difícil vivir de la música; por eso estoy ayudando a mi padre.

Gracias a mi padre estoy en el mundo de la música.

Cuando era pequeña iba con él a verlo a la banda

y desde ahí empecé con el bombo;

pero como era muy grande no podía y empecé con los platillos.

-Yo soy el padre de Nuria.

Ella tiene mucha dedicación con su música, es muy trabajadora

y una chica muy cariñosa con nosotros.

Estamos contentos con ella.

-A raíz de ahí fue cuando empecé en el conservatorio.

Tenía que elegir el instrumento; no sabía muy bien cuál coger

y quería el chelo,

pero como era tan grande no podía y cogí la viola.

Ella es Consuelo, una de mis mejores amigas.

Toca la flauta también en la banda y nos conocimos allí.

-Después de los ensayos nos íbamos a dar un paseo

y así, poco a poco, nos fuimos conociendo.

Y nada, le deseo lo mejor que tenga mucha suerte

y seguro que le va a ir fenomenal en todo lo que haga,

porque es una máquina.

-Soy la madre de Nuria, ¿y qué voy a decir de ella?

Que es la mejor hija, que es muy trabajadora,

que siempre está dispuesta a ayudarnos

y que es muy constante en sus estudios,

y que le deseo lo mejor.

-Por cierto, antes de tocar tengo una manía

y es crujirme los dedos.

(TODOS) ¡Te queremos, Nuria, a por todas!

(Aplausos)

Nuria, a mí me gustaría decirte un par de cosas;

no nos da tiempo a mucho; pero lo que he podido captar

en estos poquitos minutos de tu escucha,

lo primero que me llama la atención es el movimiento con la viola;

estás marcando más el ritmo al que tienes que tocar,

porque vas tipo metrónomo moviéndote,

que el movimiento que harías sintiendo la música por dentro,

porque si tú la sientes, sería el movimiento de fraseo,

no el movimiento de ir de un lado para otro.

Míratelo luego cuando te grabes

y vas a entender quizá un poco más lo que te estoy diciendo.

Las dinámicas las has intentado hacer todas, todas,

y nada, chica, que sigas con la música,

que sé que es tu vida, y que te queda mucho por delante

para seguir estudiando y avanzando.

Gracias.

-Hola, Nuria; más tocado que interpretado.

Te pongo un ejemplo; ¿conoces los conciertos

de música para jóvenes de Leonard Bernstein?

¿Los has visto?

Cuando analiza la melodía, dice que el 80% de las melodías

están construidas con la técnica de "preparados, listos, ya".

(TARAREA)

Pues eso no se ha notado.

No puedes tocar las tres células del tema inicial de la misma forma.

Es: "Preparados, ¿listos? ¡Ya!".

Y te ha faltado vibrato.

Nuria, has estado un poco canija en todos los sentidos.

Te has dado poco, los fraseos cortos, los rompías;

no había culminación total,

faltaban dinámicas mucho más expresivas...

Y yo creo que has estado muy canija.

Nuria, un poco en la línea de mis compañeros,

estaba la intención, porque se te notaba;

pero sí que faltaba más seguridad,

algunos aspectos de afinación, de dinámicas,

de tipos, de pasada de arco...

O sea, faltaba todavía trabajo y estudio.

Ahora tienes una segunda oportunidad

con la "Romanza para viola" de Bruch, para demostrarnos

que realmente debes pasar a la semifinal.

(Aplausos)

Cuando toco me siento muy a gusto

y no me importa lo que tengo alrededor,

sino el sentirme bien, hacer música y disfrutar de ese momento.

Nuestro tercer participante se llama Omar Hamido y es de Jaén.

¿Estás nervioso?

No, creo que puedo hacerlo bien y estoy tranquilo.

Vas a hacerlo muy bien. ¿Qué obra vas a interpretar?

Pues voy a interpretar la primera rapsodia

para clarinete y piano de Debussy.

Y vamos a contar al público qué peculiaridades tiene esta obra.

Bueno, esta obra la peculiaridad más importante que tiene

es que es muy sutil; es una obra en la que realmente

yo con el clarinete y junto al pianista

tenemos que crear una atmósfera

para trasladar a los espectadores o a los oyentes

a otro mundo.

Que aproveche el público para dejarse llevar.

¿Vale?

¿Vemos qué pasa con tu vida?

Claro.

Aquí en Jaén hace mucho calor. -Madre mía.

-Y mucho frío. Mirad lo que le pasa a los bancos.

Soy Omar, toco el clarinete

y esta es mi maravillosa ciudad: Jaén.

Os quiero llevar a un sitio que os va a encantar. Acompañadme.

Son los baños árabes de Jaén

y, como podéis ver, aquí hace una temperatura ideal.

La cultura que tienen mis abuelos...

Ellos son de Ceuta.

Esta es mi abuela Loli y mi abuelo Tomás.

Venir aquí me trae un poquito de mi familia aquí a Jaén.

-¿Qué voy a decir?

Que es un buen muchacho, un buen nieto, un buen hijo.

-Soy la madre de Omar. -Y toca muy bien.

-Empezó desde que estaba en mi barriga, era muy inquieto.

-Le llamo y me dice: "Hola, abuela".

-La forma que tenía de relajarlo... -Y me pongo más ancha que larga.

-Le ponía música clásica, de dibujos animados...

-Cómo pasa el tiempo.

-Yo creo que ahí empezó su afán y su afición por la música.

-¿Qué pasa? Os veo muy bien aquí.

-La puntualidad no es tu fuerte, lo sabemos.

-Compañero de risas. -Es casi mi hermano.

-Yo soy su hermano. -Los dos tocamos el clarinete.

-¿Qué os cuento? Hay que aguantarlo a diario.

-Nos conocimos porque él también escribe poesía

y terminamos haciendo entre los dos y con algunos compañeros más

una iniciativa muy bonita

de animación a la lectura y escritura.

-Una experiencia muy chula.

-Por los artistas y por la puntualidad.

-Siempre les hemos dicho que hagan lo que más les gusta,

porque es lo que realmente les hace vivir.

Se levantan con música y se acuestan con música.

-Una de las experiencias

que más me ha marcado musicalmente y como persona

fue el Erasmus que hice en Helsinki, en Finlandia.

Podíamos hacer de todo; monté un grupo

y metíamos la música clásica dentro de la música disco.

Nos poníamos a tocar a Mozart y la gente se ponía a bailarlo.

Fue muy divertido,

una experiencia que repetiría y que me marcó mucho.

-Ya sabes que papá no ha podido estar aquí,

pero está contigo y te apoya en todo.

-Una gran persona y un gran músico.

-Es genial como músico.

-Primero que lo pases genial, que lo disfrutes,

y segundo que para nosotros ya eres el ganador.

-Lo da todo y es muy creativo.

-Esperamos que toda España te vea también como ganador.

-Creo que lo va a dar todo.

-Que tenga suerte. -Lo va a bordar.

-Y ya está. -Y ya está.

-Eres un primor.

-Quiero que todo el mundo disfrute de la música.

Música de todos y para todos.

-A ganar.

(Aplausos)

Omar, enhorabuena por esta interpretación.

Me ha gustado mucho tu transmisión

a la hora de moverte, estar en el escenario

Creo que es una obra que tienes entendida.

Remarcarte que me hubiera gustado

que hubieras marcado más las dinámicas.

Tienes dos pes aquí al inicio,

en el compás siete, seis, en las semicorcheas;

que estuvieran un poco más marcadas;

algunos crescendos...

Y cuidado con las notas agudas,

que a veces te sale ese pito, y hay que cuidarlas más.

A mí es que esta pareja de amantes que son el piano y el clarinete

me parece maravillosa.

Sobre estos claroscuros de Debussy,

despegándose el clarinete como lo has hecho,

a mí me ha gustado muchísimo.

Yo te doy la enhorabuena. Omar,

normalmente los intérpretes

que en directo cierran los ojos y se aíslan

no me terminan de convencer;

pero veo que en la partitura Debussy pone "rêvessement lente",

o sea, 'ensoñadoramente lento'; estás entre vapores.

Has entrado bien en el clima de Debussy,

pero estoy con mi compañero Albert en que los agudos

hay que mejorarlos.

He leído de ti que dices que el camino es lo importante

y es muy importante la frase que dices,

porque hay muchos músicos

que quieren llegar a la meta cuanto antes,

y la meta no es lo fundamental;

sino que hay que disfrutar paso a paso,

del momento en el que estamos, lo que sabemos, donde estamos,

saber que luego se va a aprender

porque la música es muy, muy a largo plazo,

y veo que tú sabes estar

y disfrutar del momento en el que estás,

lo que me parece fantástico,

y te reto desde aquí a ver si alguna vez escucho de ti

una mezcla de música electrónica, que te gusta tanto, con clarinete.

Yo me apunto con Judith a apoyarte en la música actual

porque creo que es importantísimo

que un músico viva su realidad y su tiempo,

aparte de beber de las fuentes.

Omar, que aparte de músico eres poeta,

sabes que tienes ahora una segunda oportunidad

en la obra obligada,

el concierto en la mayor de Mozart para clarinete.

Muchas gracias.

(Aplausos)

Ya has pasado la primera prueba, para la siguiente, por favor,

cuida los agudos, ¿vale? Los tengo que cuidar.

Pasa. Te lo han dicho dos miembros del jurado;

esta vez te va a salir bien. Mientras estamos con tus compañeros

y con un referente de la música clásica

en todo el mundo. Para mí es un honor tenerle aquí.

Vamos a recordar las pistas.

Toca el saxo, el clarinete, la flauta;

en sus tiempos mozos ha comentado que tocaba la guitarra...

Claro, para ligar, ¿no? Seguro.

Ha sido premio nacional de músicas actuales.

Es un ejemplo vivo de clásicos irreverentes.

Pues sí. ¿Decimos quién es?

Sí. -Claro.

¿Un redoble? Vamos allá.

Atención, con todos ustedes, ¡Jorge Pardo!

(RÍE) ¡Oh!

Uf, qué gozada tenerle aquí, maestro.

Estoy muy emocionado e imagino que vosotros también.

¿Le pedimos algún consejo al maestro?

Sí, por favor.

-Pues el mejor consejo es un "desconsejo";

es precisamente no hacer caso a nadie,

hacerse caso a uno mismo.

No hacer caso a los consejos.

Sí, seguir la intuición de cada uno;

cada uno llevamos ahí dentro, pero hay que buscar bien dentro,

el que llevas ahí dentro que te ha traído hasta aquí,

ese es el que tienes que seguir llevándote adonde sea.

Bueno, eso y un poquito de paciencia.

Paciencia, horas de estudio; casi nada.

Un poquito de sal y pimienta.

Vamos a decirle al público que dentro de muy poquito

Jorge y yo vamos a hacer una actuación estelar;

un ejemplo de clásicos irreverentes.

Espero sobre todo disfrutar, que es lo más importante.

-Si consigo emocionar a algún espectador

que me esté viendo desde casa,

sería ya lo ideal, lo mejor para mí.

-El lugar la verdad es que es perfecto

porque estamos en mitad de la naturaleza

y podemos salir fuera, despejarnos...

-Tres y...

-Esto es muy complicado.

La clase con Raúl me ha ido muy bien.

Me ha aconsejado bastantes cosas en cuanto a la interpretación

y la medida, y yo creo que me ayudará a mejorar

de cara a la actuación en plató.

-Muy importante en este tipo de obras,

música de cámara.

-En algunos momentos de la obra yo estaba por encima del pianista

y Raúl me dijo que lo controlara porque es música de cámara.

-Hay una regla de oro en las dinámicas:

si no escuchas al compañero, estás tocando muy fuerte.

-Raúl es una persona que te intenta enseñar a través de sus baquetas.

Cree que es la mejor posibilidad de que pueda entender

lo que me quiere explicar, y se agradece.

-Es un "swing".

-Es complicado.

-Tienes que estar...

-Uf, es muy complicado.

(TARAREA)

-Sí, muy complicado.

-Desde el inicio,

y ahora necesito un poco más de chispa.

-Raúl me ha pedido un poco de chispa

en algunos momentos

porque era una de mis carencias a la hora de interpretar.

-El movimiento no va de:

"Jo, el otro día se me cayó el techo de casa y no veas"...

No, esto va de... (TARAREA LA MELODÍA)

-El cuerpo en los percusionistas es lo más importante.

Cada gesto expresa una cosa

y hay que saber utilizarlo en cada momento.

(Aplausos)

José Ángel, antes de nada decir que no has tenido

dos minutos y medio como tus compañeros,

no porque no queramos dejarte tocar este tiempo,

sino porque este movimiento dura lo que dura

y cuando llega la doble barra pues se termina.

Aclarado esto,

¿te lo has pasado bien? Mucho.

Se te notaba y al final, si el músico se lo pasa bien

y lo interpreta a la perfección como has hecho,

una obra tan complicada, de multipercusión,

poquita cosa que decir; la técnica está impecable,

está todo muy bien tocado, muy bien dicho; enhorabuena.

Muchas gracias.

Pues... hasta el infinito y mucho más, Santo Tomás.

Yo creo que...

hay que abrazar siempre al "swing" y al "groove";

es fundamental.

Y eso que hemos visto en el vídeo que te parece complicado,

yo creo que eso lo haces tú con la gorra, ¿sabes?

O sea, que confianza a tope y hasta el fin.

Gracias. -Enhorabuena, José Ángel.

Creo que ya la percusión no tiene secretos para ti

y que ahora debes hacer como Delécluse

que era un musicazo de tal calibre que era capaz de tocar los tímpanos

en "La consagración de la primavera"

y el piano en "Petrushka".

O sea, ahora ponte al piano, esto ya lo dominas. Enhorabuena.

-Muchas gracias.

Como comentaban mis compañeros y sobre todo Ana sobre el "groove",

creo que todos los músicos deberíamos estar

estudiando e investigando sobre otros estilos musicales

y no encasillarnos solo en uno,

porque muchas veces hace falta saber de otros estilos

para tener ese "groove" y ese "swing"

a la hora de tocar el estilo de música

que no entra dentro de ese;

pero la riqueza de varios estilos es lo que hace la grandeza musical.

Por supuesto. Y yo te invito a que nos digas

cuál es tu opinión sobre las cosas que te hemos dicho.

¿Qué voy a decir? Estoy encantado; me ha ido bien

y os ha gustado, que es lo más importante,

así que es lo que me llevo.

Gracias.

(Aplausos)

-Me ha gustado la clase con Yulia; me ha transmitido mucha confianza.

-Diminuendo; quédate ahí.

Bien.

-Me han gustado mucho sus consejos.

-Cuidado con la afinación;

muy bonito, pero la afinación a veces se queda baja,

porque falta sacar un poco esta parte.

Sigue en el tempo que te ha dado el pianista

y, si no te gusta, le pides otro.

Vale.

Primera nota. -Al empezar...

-Prepara el arco, ¿no?

-Me ha hecho hincapié en que el arco esté a la cuerda.

-Prepara.

Recoges el peso del arco.

-Y en el vibrato que es superimportante.

(TARAREA)

-Sobre todo a la hora de pasar el arco muy legato

y todo muy medido.

-Segunda frase más.

Vamos a ver la segunda frase. Hay que llegar a fa.

-Lo estaba haciendo con el cuarto dedo...

-Veo que tocas con cuarto dedo.

-No es muy factible a la hora de hacer vibratos

porque es más sensible.

-¿Le darías medalla de oro de vibrato a tu cuarto dedo?

-Y cuesta un poco más,

y por eso he cambiado la digitación para darle más fraseo.

-Tienes dedos más fuertes, pues lo pones...

El estilo de esta música te lo permite, disfrútala.

Un, dos, tres. Ahí está. Cambia un poco, ¿verdad?

-Siempre se me nota mucho

cuando hago lo que realmente me están pidiendo

y lo pongo en práctica, me da mucha alegría.

-Bien.

Gracias.

Nuria, yo te he visto muchísimo mejor en esta pieza

que en la primera.

De todas maneras, como hemos visto en el vídeo,

cuando estabas con Yulia en tu clase,

lo importante que es tener un buen profesor, ¿verdad?

Como tú bien decías:

"Qué gusto me da cuando me dicen algo y lo hago".

Nuria, se ha notado el toque Yulia;

he sentido que estaba todo más armado,

la afinación un poco mejor que antes;

pero sigo teniendo la impresión de que para ti cada compás

es como una caja estanca

y el motivo que hay en esa caja no tiene relación con la siguiente;

es decir, es como si no consiguiera

trasladar la sensación de que toda la música

está interconectada.

Y eso me ha pesado a la hora de la escucha.

Sí, Nuria, a mí también me ha gustado ahora más,

pero, claro, era una obra muy adecuada

para lucir ese sonido aterciopelado y oscuro de la viola,

y a mí me faltado que me tocases la fibra.

Nuria, lo mismo, en la línea de mis compañeros,

está claro que ha habido una evolución

de la primera ronda a esta segunda.

Sí que es verdad que sacas buen sonido, lo quieres cuidar;

pero hay temas de fraseo, de afinación, que todavía faltan,

y un aspecto que creo que no te ayuda,

continuando con lo que decía Max de que cada compás es una caja,

es que tocas muy en vertical.

En vez de mirar el fraseo en horizontal,

como hay que mirarlo,

incluso cómo te mueves, te mueves muy vertical,

y esto impide que puedas, creo, hacer un buen fraseo

y una buena interpretación de cualquier obra.

Nada, y ahora es tu momento para decirnos lo que quieras

en tu momento del alegato.

Pues aquí me he sentido mucho más a gusto

y sí que con el fraseo me he sentido bien

y he intentado enlazar unos compases con otros,

porque iba haciendo el fraseo de ir hacia un punto

y luego retroceder a menos,

y sí que le he dado ese sonido aterciopelado,

como decías,

sí que me siento reconocida con mi instrumento por ese sonido

porque realmente me identifico mucho con él.

Muy bien; pues nada, muchas gracias.

Bravo, campeona.

Les tendrías que haber dado más caña al jurado.

Pero has hecho muy bien en decírselo, sí.

Si tú crees que lo has hecho bien, pues lo has hecho bien;

así que guay. Tranquila.

-Mi clase con Raúl ha sido muy diferente a lo que esperaba.

Me ha instado a sacar todo lo que llevo dentro.

(TARAREA)

-Es una obra muy tocada ya y tengo que dar un plus.

-Para mí es muy importante

que cada músico se defina ante una obra.

-Un plus que diga: "Aquí está Omar".

-Si no, vas a ser uno más que va a tocar este movimiento.

No queremos oír eso, queremos oír a un músico

y ese músico se llama Omar.

-Cuando Raúl me ha dicho de cantar los primeros pasajes de la obra,

ahí ha salido el poeta, desde luego.

(CANTA) -Hoy vengo solo a cantar...

-Eso hace que realmente te sientas más cerca de la idea que tienes.

-Está un pelín tímido.

-Cuando me lo ha dicho, he pensado: "Cambia el chip".

-¿Puedes ser más extrovertido? ¿Puedes ser "bum"?

-El concepto de claroscuro en las obras del Clasicismo...

-Claroscuro.

-Tiene una fuerza muy operística.

(TARAREA)

(TARAREA)

-De estar cantando algo trágico a cantar algo muy dulce.

(TARAREA)

Intento pensar que soy un tenor en un teatro

y que estoy intentando cantar hacia la persona que está

al final del teatro, en el peor sitio.

-¡Vamos!

-Y quiero llegarle y realmente que le emocione lo que toco.

(Aplausos)

-Omar, me daba la impresión de que ibas por detrás de las notas.

Por ejemplo, los pasajes rápidos de semicorcheas

no tenían igualdad; eso debe ser "taca, taca, taca",

como una máquina de escribir;

luego ya te recreas en las síncopas en los pasajes más melódicos;

pero las semicorcheas no podían ir así.

Bueno, pues... me ha gustado más tu Debussy.

Pues, Omar, a mí me parece que tienes muy pillado

el carácter de este concierto.

A mí me parece que es tranquilo, lírico, intenso

y que respira victoria por todas partes,

y yo creo que lo tienes pillado. A mí sí que me ha gustado.

Muchas gracias. Omar, yo estoy con Max

en que me ha gustado más tu primera interpretación.

Sí es verdad que entiendes este concierto de Mozart,

aunque Mozart nunca se llega a entender;

pero lo tienes bien entendido.

Pero en algunos momentos corrías, te enganchabas a alguna nota...

Tienes que disfrutar más de los silencios,

que no sé si Raúl te lo ha dicho en la clase,

porque es algo que Raúl siempre remarca mucho.

Y algún pito, alguna cosita de afinación,

que también ha habido.

Pues, Omar, yo estoy con mi compañera Ana;

a mí me ha gustado cómo lo has hecho.

Creo que lo entiendes bien, los fraseos están muy bonitos...

Lo único que he echado de menos han sido las dinámicas;

esos pianos pianísimos y esos fuertes fortísimos.

Pero es tu momento para decirnos qué es lo que opinas tú.

Bueno, ante todo muchas gracias por vuestros comentarios.

Y quería hablar un poco de lo que he venido a hacer aquí,

que es ante todo arriesgarme.

He venido a dar lo que creo que puedo aportar a cada obra

y quizá muchas veces me he pasado de rosca, he derrapado un poco,

y he cometido ciertos fallos,

que tenéis mucha razón con vuestros comentarios;

pero eso, deciros que si en muchos momentos

he cometido fallos que a lo mejor no he cometido en los ensayos,

ha sido porque he intentado exprimir al máximo las dos obras

y quizá todavía no tengo el nivel para hacerlo superpulido,

pero lo he intentado al menos.

Se nota que lo has intentado, que te has tirado al barro.

(Aplausos)

Las cartas están echadas. El jurado se ha ido a deliberar.

Llega un momento muy, muy especial;

una de las actuaciones estelares más importantes de la temporada.

Esta actuación está dedicada a la gente que disfruta la música,

a la gente de mente abierta.

Para esto cuento con un maestro de maestro

de los saxofones:

el queridísimo Jorge Pardo.

(Aplausos)

Maestro, el público no sabe qué vamos a tocar.

Y nosotros casi casi que tampoco.

Y nosotros casi tampoco. El tono sí.

El tono sí. Sabemos que es en do menor.

En do menor. Vale.

Muy atentos porque vamos a empezar con la "Canción del fuego fatuo"

de Manuel de Falla y luego... no sabemos.

Rumbo a lo desconocido. Venga, adelante.

(Aplausos y vítores)

El jurado ya ha cumplido su misión.

Ellos ya saben quién va a pasar a semifinales

y yo lo quiero saber;

por eso llamo a Omar, Nuria y José Ángel.

¡Un aplauso para ellos!

¡Un aplauso!

Escuchamos al jurado.

José Ángel, voy a empezar por ti.

Vamos a ver, nos ha encantado tu soltura en el escenario,

tu musicalidad, eres un artista;

pero has oído a Raúl, ¿verdad? Te falta el "swing".

Un, dos, tres, cuatro.

(LOS CUATRO TARAREAN)

Y eso podría ser un lastre tremendo a la hora de clasificarte.

Nuria, ha sido un salto muy grande

de la primera actuación a la segunda;

se ha notado el toque ruso, el toque Yulia Iglinova;

pero ¿sabes lo que puede malograr tu pase a la semifinal?

Tu comprensión de la música, que nos ha parecido algo escasa,

y también algunos problemas de afinación.

Omar, todos hemos destacado tu sensibilidad,

tu comprensión musical; pero a veces la técnica te puede.

En ese duelo a muerte entre lo dionisíaco y lo apolíneo,

puede lo dionisíaco, y eso podría ser un lastre.

Y el semifinalista del programa de hoy es...

¡José Ángel!

(Aplausos y vítores)

Ya tenemos a nuestro semifinalista, José Ángel.

Felicidades.

Nos vemos la semana que viene.

Recordad que los mejores músicos

siempre han sido clásicos e irreverentes.

Mi paso por el programa ha sido espectacular.

-La verdad es que he vivido unos momentos bonitos.

-Hemos estado muy unidos los días que hemos estado en la academia.

-Hemos compartido muchas ideas y muchos momentos bonitos.

-He conocido a gente bellísima.

-He podido conocer a Jorge Pardo, estar con él.

-Todo lo que me han enseñado

y lo que yo he podido transmitir con mi música.

-Tanto Omar como José Ángel sé que van a llegar muy lejos.

-Lo he pasado genial, que era lo más importante para mí.

-Ha sido una experiencia única.

-Y lo que me llevo para mi casa es una bonita experiencia.

(Aplausos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • T2 - Programa 3

Clásicos y reverentes - T2 - Programa 3

21 oct 2018

Programa concurso que trata de encontrar a jóvenes intérpretes que sean capaces de formar parte una Orquesta Sinfónica. Los elegidos formarán parte, como artistas invitados, de la Orquesta y Coro de Radiotelevisión Española en un concierto especial que será la Gala Final del programa.

ver más sobre "Clásicos y reverentes - T2 - Programa 3" ver menos sobre "Clásicos y reverentes - T2 - Programa 3"
Programas completos (27)

Los últimos 27 programas de Clásicos y Reverentes

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios