Presentado por: Concha Velasco

"Cine de Barrio" promociona el cine español presentando películas de nuestro cine con invitados relacionados con este medio que comentan la película que se emite ese día y hablan de su trayectoria profesional y personal. Asimismo, se comentan algunos acontecimientos del año de producción de la película que se presenta y se emiten pequeños reportajes relacionados con ella.

El programa comenzó el 10 de julio de 1995, en la entonces segunda cadena de TVE. A partir del 21 de octubre de 1995, cambió su emisión a la primera cadena, siendo dirigido y presentado por Jose Manuel Parada.

El 10 de enero de 2004 el programa pasó a estar presentado por Carmen Sevilla y Juan Carlos Cerezo. Este último fue sustituido, a partir de enero de 2010, por la periodista Inés Ballester. Desde enero de 2011, 'Cine de Barrio' inició una nueva etapa, con la actríz y presentadora Concha Velasco como conductora del programa.

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.9.0/js
3990504
Para todos los públicos Cine de barrio - Mi canción es para ti - ver ahora
Transcripción completa

(Música cabecera)

Hola, buenas tardes, amigos de "Cine de barrio", bienvenidos.

Estaba observando nuestro decorado, que ya estaba cuando comencé

a presentar el programa, en enero de 2011,

y se me ocurría, como decía Quevedo, eso de:

"Miré los módulos de este decorado mío,

si un tiempo fuertes, ya desmoronados,

de la carrera de la edad cansados".

Pues sí, vamos a cambiar este decorado,

a partir del próximo programa, hoy es el último día.

Vamos a cambiar de decorado, cabecera, y grafismo.

Y para el último programa en este viejo decorado, y parafraseando

en esta ocasión el título de la película que vamos a ver,

"Mi canción es para ti", vamos a ofrecerles esta tarde

muchas canciones para ustedes, ya verán.

Pero antes, vamos con el tráiler de la película de hoy,

protagonizada por Manolo Escobar.

Si me hicieras caso, nos largábamos de esta tierra,

y nos marcharíamos a otra, donde cantando tú,

nos haríamos ricos los dos. -Tú lo ves todo muy fácil.

Si está a mi vera, en su cara contemplo el cielo,

y en su boquita yo encuentro el consuelo de mi pesar.

Ay, ay, ay, no salgas niña a tu balcón.

Ay, ay, ay, que si te ve, se oculta el sol.

Yo me llamo Manolo. -Y a mí me dicen "Tumbaíto".

-No tengo habitación, pero aunque la tuviera,

en mi casa no admito más que a gente conocida.

-Yo he visitado a varios agentes artísticos, pero no me hacen ni caso.

¿Quién podría ayudarme? -Yo misma.

-¿Cómo?

-Señor Lucena, en este instante me comunican que acaba usted de llegar.

Son tus manos palomas de plata,

sobre el lienzo de fino blancor.

Pajaritos bordados le cantan

a tus dedos de nardos en flor.

-Quizá te convenga olvidarla.

-No, si la olvidara, no triunfaría jamás.

Canciones, canciones, mi canción es para ti.

"Mi canción es para ti" es la segunda película que rodó Manolo,

tras su debut en la película "Los guerrilleros".

Su director es Ramón Torrado, que volvería a dirigir

las dos siguientes películas de Manolo, "Un beso en el puerto",

y "El padre Manolo".

"Mi canción es para ti" se rodó en Madrid,

y también en la provincia de Murcia,

en concreto, en la localidad de Cabezo de Torres.

Unos años después, Manolo volvió a rodar otra película

en tierras murcianas, concretamente "En un lugar de La Manga",

que como su título indica, ocurría en La Manga del mar Menor,

la dirigió Mariano Ozores, y también trabajaba una servidora.

En "Mi canción es para ti", Manolo interpreta varias canciones,

entre ellas, la que da título a la película.

Todas ellas escritas por el poeta y letrista Ramón Perelló,

que también es el coguionista de la película, con Ramón Torrado,

y al que vamos a recordar en los próximos minutos,

nació en La Unión, Murcia,

y primero, en colaboración con el maestro Mostazo,

y más tarde con el maestro Monreal,

fue el creador de la letra de coplas

tan famosas y tan importantes como estas.

Bien "pagá",

si tú eres la bien "pagá",

porque tus besos compré...

Échale guindas al pavo,

échale guindas al pavo,

que yo le echaré a la pava, azúcar, canela y clavo,

que yo le echaré a la pava, azúcar, canela y clavo.

Gitana, que tú serás,

como la falsa "monea",

que de mano en mano va,

y ninguno se la "quea".

Mi jaca, galopa y corta el viento cuando pasa por el puerto,

camini... to de Jerez.

La quiero, lo mismito que al gitano

que me está dando tormentos,

por culpita del querer.

Sombrero, ay, mi sombrero,

eres de gracia un tesoro,

y tienes rumbo torero,

cuando te llevo a los toros.

Limonero, ay, limón, limonero.

A tu vera le dijo un mocito falso y embustero:

"Como a nadie en el mundo he querido, serrana, te quiero".

En nuestra película de hoy hay otra canción con letra de Ramón Perelló,

que tiene que ver con esa última que acabamos de ver,

se llama "Los limoneros",

y la canta el personaje que interpreta Manolo,

mientras recoge limones.

Pero el autor de la música de esta,

y de otras canciones con letra de Perelló,

que aparecen en la película, es el maestro Daniel Montorio.

Ese tándem, Perelló y Montorio, fueron los creadores, entre otras,

de muchas de las canciones que popularizó el gran Antonio Molina,

como "Soy minero", o "Adiós a España".

Soy minero,

y templé mi corazón con pico y barrena,

soy minero,

y con caña, vino y ron me quito las penas.

Soy barrenero porque a mí nada me espanta,

y solo quiero el sonido...

de una taranta.

Adiós, mi España preciosa, la tierra donde nací,

bonita, alegre y graciosa, como una rosa de abril.

Ay,

ay,

ay,

voy a morirme de pena viviendo tan lejos de ti.

En nuestro "Cine de barrio" de esta tarde,

que prometimos repleto de canciones para ustedes,

también tenemos un hueco para canciones de hoy,

para presentar a una artista actual,

lleva en su ADN una parte de la tradición flamenca de Utrera.

Desintégrate, y componte de nuevo.

Regenérate, y hazte más bueno.

Simplifícate, que corre tu tiempo,

y se escapan los sueños al despertar.

Colisionaré contigo en el mismo encuentro,

y renunciaré a decir que lo siento.

Me arrepentiré, y al final todo son cuentos,

también se van mis sueños, al despertar.

Ya solo queda cantar,

y vivir dos o tres vidas para volverme a equivo...

Nay, na.

Na...

Na, ra, ra, nay, nará.

Na, nay, na,

na...

Acaban ustedes de ver a María Luisa Ramírez, artísticamente Maui,

con la que vamos a charlar sobre su música,

y sobre un artista familiar suyo, Miguel Vargas, Bambino.

Ven aquí, Maui.

Hola, Concha.

Bienvenida a "Cine de barrio".

Siéntate, por favor.

¿Qué tal?

Pues muy emocionada de estar aquí contigo, en este mítico programa.

Lo primero que me tienes que decir,

es el porqué de este nombre artístico, Maui,

que es el nombre, creo, de una isla del Pacífico.

Efectivamente. ¿Y por qué, hija?

Pues mira, como tú sabes, Concha, en Andalucía economizamos el lenguaje

que es un gusto, entonces, yo, María Luisa, me quedaba muy grande,

yo era muy chiquitita, y empecé a comerme sílabas, Mauisa, Maui.

Posteriormente... Por eso, no es que pensaste

es la isla del Caribe, ni nada de eso.

La isla vino después, cuando ya me dediqué profesionalmente a la música,

que sí, que la primera maqueta que hicimos,

nos basamos en todo materiales y temática marítima,

sobre todo porque yo me sentía identificada

con esa isla de la que hablas, porque es muy pequeñita,

de arenas volcánicas, con un mar revoltoso...

La canción que acabas de interpretar, Maui,

está incluida en tu primer disco como solista, y ahí la cantas

con una de las grandes de la canción española, Martirio, nada menos.

Tengo una suerte tremenda, Concha, la vida ha puesto en mi camino

a esta dama de la canción, a esta mujer valiente,

que además es mi madrina artística, y esta es la primera canción

que hicimos juntas, pero después hemos hecho muchas más cositas,

y hemos creado una amistad maravillosa,

en la que yo siempre le pregunto, le pregunto consejos,

siempre le pido consejos, y estoy, imagínate, muy feliz,

de poderla tener a mi lado.

Tú mezclas el flamenco con otras músicas y estilos, ¿no?

Sí, Concha, mi vida es un contraste desde pequeñita,

porque mi padre es gitano, mi madre paya,

y me llevaban a un colegio de monjas, yo era la solista del coro,

pero cuando terminaba en el coro, me recogía mi madre,

me plantaba una flor en la cabeza, y nos íbamos a bodas, o bautizos,

que a veces duraban dos y tres días, en torno a una candela,

y escuchando Fernanda, Bernarda, Gaspar de Utrera, Tomás de Perrate...

Entonces, en mi disco duro, el flamenco es básico,

solo que como siempre he tenido mucha curiosidad

por aprender de otras músicas,

he ido mezclando de manera muy natural.

Eras una niña,

y ya querías cantar, según me has dicho.

¿Qué te decía entonces tu tío, Miguel Vargas, Bambino?

Mi tío tenía mucha guasa, Concha, entonces, me decía:

"Sobrina, come cabrilla, a ver si se te aflamenca la voz,

porque tienes una voz muy gachí".

"Come cabrilla", ¿qué quiere decir eso?

Esos caracoles grandes que ponen en Sevilla en un vasito,

que lleva un caldito que pica. Ah.

Pues eso quería él que yo tomara todos los días.

Para que se te pusiera la voz más ronca.

Más flamenca, ese era su... Más flamenca.

Esa era su...

(RÍE) Su objetivo, ¿no?

Pues aprovechando tu presencia en "Cine de barrio",

queremos esta tarde recordarle.

La película que vamos a emitir está protagonizada por Manolo Escobar,

al que todo el mundo conoce,

y tu tío, Miguel Vargas, Bambino,

tuvo una carrera casi paralela en el tiempo con Manolo Escobar,

pero más minoritaria, y centrada en la rumba flamenca, ¿no es así?

Así es, yo creo que mi tío era el underground de la época, ¿no?,

el underground flamenco de la época. A diferencia de Manolo,

mi tío tuvo una carrera bastante más corta,

porque él vivió con la misma pasión con la que cantaba,

con la misma intensidad, y mientras Manolo hablaba en sus canciones

de las conquistas a las mujeres, y de cosas bastante alegres,

mi tío se dedicaba un poco más a la tragedia envuelta en fiesta.

Él llevó a la rumba canciones de diferentes estilos,

como boleros, rancheras, baladas románticas...

Lo mejor es que veamos alguna de sus interpretaciones, ¿te parece?

Me parece ideal.

Ay, compasión.

Ay, es lo único que siento yo por ti.

¡Ole! Cómo me gusta.

Ay, pues quien ha de vivir sin un amor, se merece compasión.

Quiero vivir en paz, en paz.

Mira, ahí está mi padre, detrás, con la guitarra,

a la izquierda, a ver si barren... Ahí.

(RÍE)

Antes, lo sé, lo sé, lo sé,

yo era una llama viva y viva.

Qué chaqueta más maravillosa.

Ya no me tengo casi en pie, voy como un barco a la deriva.

Ahí está la pared, que separa tu vida y la mía,

ahí está la pared, que no deja que nos acerquemos.

Y esta maldita pared, yo la quiero...

Qué maravilla.

Ya lo verás, mi querer, tú volverás ese día.

Yo no te puedo comprender,

corazón loco,

yo no te puedo comprender,

y ellas tampoco.

Yo no me puedo explicar...

La expresión, no solo con la voz, con las manos, con el gesto...

Y yo no puedo comprender

cómo se pueden querer dos mujeres a la vez,

y no estar loco.

Procuro olvidarte,

siguiendo la ruta de un pájaro herido,

procuro alejarme,

de aquellos lugares donde nos quisimos.

Yo creo que ha sido único,

único, irrepetible, un extraterrestre, un innovador.

Un hombre que después de su muerte

se ha convertido en eso que llamamos un artista de culto,

y admirado por muchos artistas de nuestros días, ¿no es así, querida?

Desde luego. Yo...

tenía una ignorancia importante acerca de las dimensiones

del éxito de mi tío, y cuando empecé a viajar un poquito,

me di cuenta de que hay incluso sitios...

En Barcelona hay un sitio, en el barrio de Gràcia,

que es casi un santuario, está lleno de carteles, fotos,

algo de ropa incluso, siempre la música de mi tío,

y artista de artistas.

La verdad es que es la admiración por Bambino comenzó en los años 80,

Pedro Almodóvar tuvo mucho que ver, y sus canciones han ido apareciendo

en películas de los directores más recientes.

Voy

a mojarme los labios...

Ah, "Amantes de lo prohibido"...

Con agua bendita,

para borrar los besos que un día me diera...

Estate quieta.

Tu boca maldita.

Voy a ponerme en los ojos un hierro candente,

pues mil veces yo prefiero estar ciego,

que volver a verte.

Se me va,

este amor que he ido amasando con mis manos,

se me va.

No sabes lo emocionante que es para mí, Concha, escuchar esto.

Lo que tanto tiempo yo he querido tanto...

Y cómo me transporta a mi infancia, inmediatamente.

El último en utilizar una canción de Bambino ha sido Raúl Arévalo,

aunque la volvió a grabar nada más y nada menos que Miguel Poveda,

que es un gran admirador de tu tío, ¿verdad?

Verdad que sí. De hecho, coincidí con él en una radio,

y mi promotor le dijo: "Ella es sobrina de Bambino",

y directamente, se puso de rodillas delante mía, yo decía:

"Bueno, qué increíble, ¿no?". Miguel lo adora,

y tiene una manera de cantar tan personal él también,

que han hecho una versión preciosa.

Pero mira, quiero

beberme tu cariño apasionado...

Tu estilo es menos dramático, ¿no?, más fresco.

Con cierto humor, ¿verdad?

Yo soy una feria, entonces, cuando llevo a la escena las canciones,

me gusta envolverlas con teatro, con humor, hay altas dosis de humor.

Pero también es un momento para la lagrimita, es decir,

lo interesante es remover las emociones del espectador,

que no se vaya el espectador tal cual ha venido,

que salga del teatro con la espalda más recta, la mirada más brillante,

con el cutis más estirado... (RÍE)

O sea, que lo que tenemos que hacer, es ir a verte, Maui.

Eso es.

¿Qué me vas a cantar ahora, antes de despedirte?

Creo que una rumba, ¿no?

Vamos a hacer una rumba que se llama "La noche perfecta",

y que tiene un poco el sonido de mi tío.

Pues muy bien, cuando quieras, Maui.

Allá vamos.

(Guitarra)

Y aquella noche,

yo fui a tiro hecho,

y en el pecho me planté un gran broche.

Qué suerte la mía, ay, ay, ay,

ay, qué derroche.

Acabamos sin querer en mi lecho,

después de un tiempo en barbecho,

desechamos los reproches,

y aquel instante

en que dimos por hecho,

cada cual su derecho a perder el talante,

y estrellitas en el techo, nuestra rima consonante,

mueve el viento los helechos de mi balcón por un instante.

Y sonaron los violines, se mezclaron nuestros calcetines,

bailaron las flores de mis sábanas,

y cruzamos los confines de mi colchón,

y el suelo se volvió más blandito, más bonito y más "tó".

La, la, la, ra, la, la, la,

la, la, ra, la, la, la, la, ra...

Gracias, Maui, por tus canciones. Siéntate.

Dime el nombre del guitarrista, por favor, que te acompaña.

Me ha acompañado Yerai Cortés, un monstruo de los monstruos.

Pues estupendo.

Muchísimas gracias por traernos tus canciones,

y ayudarnos a recordar al gran artista que fue Bambino, tu tío.

Ha sido todo un placer, Concha.

Mañana, día 23 de abril, es una fecha muy importante,

porque en todo el mundo se celebra el Día del Libro.

La ciudad de Barcelona celebra con el habitual esplendor

las fiestas de su patrono.

Desde las balconadas ilustres de la Diputación,

el arzobispo doctor Modrego bendice rosas y claveles.

También los libros están asociados a las conmemoraciones de este día,

las gárgolas del palacio son testigos de estos festejos,

que se conservan a través del tiempo.

Hemos viajado al pasado, al año 65,

que es cuando se estrenó la película que vamos a ver esta tarde.

En "Mi canción es para ti", Manolo interpreta dos personajes:

Manolo de Lorca, y Curro Lucena,

y hay varias actrices jóvenes, como Alejandra Nilo,

o Ana María Spínola.

¡Madre mía! (RÍEN)

-¿Qué ha pasado? -¿Qué?

Que por un tanto así, no hemos entrado en Madrid

relinchando y al galope.

Manolo, en la película, tiene un fiel escudero, llamado "Tumbaíto",

interpretado por Ángel de Andrés.

También vamos a encontrarnos en el reparto de la película

actrices como María Isbert, y Rafaela Aparicio.

También están María Martín, como la americana, y José Orjas.

El guion de la película lo escribieron Ramón Perelló,

a quien hemos recordado en el programa de esta tarde,

como letrista de grandes temas de la canción española,

y el también director de la película, Ramón Torrado, y nada más.

Ay, les dejo ya con "Mi canción es para ti",

protagonizada por Manolo Escobar, y ya saben, si les hemos gustado,

volveremos con un decorado nuevo, el próximo sábado,

aquí, a "Cine de barrio".

Un beso para todos.

Cine de barrio - Mi canción es para ti

22 abr 2017

Los últimos 299 programas de Cine de barrio

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios