www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4645379
No recomendado para menores de 7 años Centro médico - 25/06/18 (1) - ver ahora
Transcripción completa

Subtitulado por Accesibilidad TVE

Toni llega al hospital a su cita periódica con Enfermería

para la revisión de las secuelas producidas

por el síndrome de pie diabético que sufre.

¿Toni?

-Pepa, ¿qué tal?

-¿Qué tal? ¿Teníamos consulta, o qué?

-No. No, mira, he venido un poquito antes,

por todo esto que me está pasando,

a ver si me podéis hacer la ITV ahora, y así me quedo más tranquilo.

Si tienes un hueco, ¿eh?

-¿Pero qué pasa? ¿Te ha pasado algo o has empeorado, o qué?

-Es que no lo sé. Yo ya no sé si me pasan cosas, si no me pasan,

si me las estoy imaginando, si son cosas mías... No lo sé, Pepa.

Estoy... Estoy hecho un guiñapo, ¿eh?

Yo sufro el síndrome del pie de diabético.

Yo soy un desastre de persona, entré en el hospital con una infección,

y salí con un dedo amputado.

Y lo llevo fatal, ¿eh? Lo llevo fatal.

Y peor que lo voy a llevar como a mí me tengan que amputar otras cosas.

Bueno, otras...

Otras cosas del pie, me refiero, ¿eh? De los pies...

-Toni, tienes la tensión un poquito más alta que la última vez.

¿Por qué? ¿Te ha pasado algo?

-Pues no. Quitando dos o tres cositas, así puntuales,

que a mí me angustian, la verdad es que yo estoy bien, ¿eh?

-Te tengo que mirar el pie. ¿Te pasas a la camilla?

-Pepa, una cosita.

¿Te importa dejarme puesto el calcetín?

Es que no soporto verme el pie así, ¿sabes?

No lo soporto.

-Vale, te lo dejo puesto,

pero te aviso que hay un momento en el que te lo voy a tener que quitar.

¿Vale? -Vale, gracias.

-En la revisión del pie diabético

miramos los dedos por fuera y por dentro,

buscando un cambio de color

que nos pueda sugerir un problema circulatorio o una infección.

Pero también miramos la sensibilidad, los reflejos,

la temperatura del pie y el pulso.

Ángela ha venido a Centro Médico acompañada de su madre, Begoña,

porque lleva varios días estreñida.

Ángela, ¿hay... algún antecedente familiar de estreñimiento?

Bueno, yo no, ¿eh? Bueno, y mi difunto marido, la verdad, no lo sé.

Se murió tan pronto que... no me dio tiempo a saber esas cosas sobre él.

Pero vaya. Su abuelo tuvo cáncer de colon, el padre de él, ¿eh?

-A ver, mamá. Eso no creo que le interese al doctor.

Sí, sí. Sí. Son datos importantes.

A ver, es la primera vez que me pasa, ¿eh?

Vale. ¿Ha habido algún cambio importante?

En tu dieta, en el trabajo...

Ojalá. Si con el trabajo no para de moverse...

-Bueno, llevo con esto... varios días. No sé. Como una semana.

Desde que llegué a España.

-Sí, ahora dirás que son por mis comidas.

-No, mamá. No.

Verás, Ángela, la exploración es normal,

salvo que tienes una acumulación de gases importante.

Verás, el estreñimiento, usualmente, suele aparecer,

pues por una dieta pobre en fibra y en líquidos. ¿Eh?

También, en tu caso, puede estar condicionada por...

Bueno, el cambio de país, el cambio de horario,

que normalmente todo esto genera cierta ansiedad,

que afecta y altera el tracto intestinal.

¿Lo ves, nena? Que moverse tanto para arriba y para abajo no es bueno.

Hay que asentarse.

-Bueno, pues de pequeña bien que querías que fuese reportera.

-Es que el mundo ha cambiado mucho, Ángela.

Que ya no es el mismo de antes.

Ahora se puede ser periodista en cualquier lado.

Doctor, ¿usted es padre? Sí.

Bueno, pues me comprenderá. Vivo con el alma en un puño.

No sé si va a volver viva nunca.

Ahora se va a quedar unos meses por aquí.

-A ver, doctor, dígame qué tengo que hacer para solucionar esto.

Y me refiero a mi estreñimiento. No a mi madre.

Verás, te vamos a aplicar un microenema

antes de que te marches a casa,

y luego te daremos también unas recomendaciones alimenticias.

El estreñimiento afecta, aprox. al 20 % de la población,

particularmente a las mujeres, debido a la influencia hormonal.

Para combatirlo, hay que beber mucho líquido,

hacer algo de deporte y una dieta rica en fibras.

También, la fruta y la verdura son buenos aliados para combatirlo.

Vamos allá. -Venga.

Ay... Ay...

-Bueno. Es evidente que tienes buena sensibilidad, ¿eh?

-Sí, sí. ¿Sabes qué pasa también?

Que cuando me tocan ahí, siempre, me dan las cosquillas

y me entra la risa tonta.

-Toni, ahora ya sí que te voy a tener que quitar el calcetín.

-¿Me das un minutín, Pepa?

-Venga, vale. Vale.

Bueno, Toni. Pues está todo bien.

-El peso, la talla, la dieta la llevas bien...

-Mm... La dieta. Echo mucho de menos las madalenas, ¿eh? No te creas.

-Bueno, pero tú ya sabes que con la dieta

controlamos los índices de glucemia.

O sea que de magdalenas, nada. -Vale.

Tienes que tomarte el antibiótico hasta el final,

y por mi parte, la úlcera está curada.

O sea que... Lo único que me preocupa es la tensión,

que la tienes un poquito alta.

-Ya... Hija, no me extraña.

-¿Cómo que no me extraña? ¿Qué es lo que no me has contado?

-Mira, Pepa, además de lo de las pesadillas, que te he dicho antes...

¡Que me he enamorado!

-¿Que te has enamorado? -Sí.

-Oye, muy bien, enhorabuena, ¿no?

-Es una chica que conocí por Internet,

y nos llevamos viendo, pues unas dos semanas...

-Bueno, pues... ¡estupendo!

-No te creas. No es todo tan maravilloso.

Es que yo no le he dicho nada de... De lo mío. ¿Sabes?

De lo del pie, y yo no sé, esta chica,

cómo va a reaccionar cuando se entere que yo... Pues eso.

Que... me falta...

-Ya. Pero Toni. Eso... no es tan grave.

Además, se va a enterar tarde o temprano. Díselo.

-Ya, es que yo, fíjate que pienso que no es el mejor momento

ahora mismo, para ser honesto.

Yo estoy pensando que con esta chica

lo que tengo que hacer es crear un vínculo, ¿no?,

que me coja cariño, e igual a lo mejor,

para dejarme, pues le cuesta más, ¿no crees?

-Pues chico, yo... no sé. No estoy tan segura.

Además, se va a enterar tarde o temprano.

¿Y al final, sabes lo que va a pasar?

Que se va a enfadar contigo porque le has ocultado información.

-Ya. Vaya panorama. En fin.

-Anda, venga. Piénsatelo. -Vale. Chao, Pepa.

-Hasta luego. -Hasta luego.

-Perdón.

Tengo que cogerlo. Es importante.

Antón. Dime, sí, ¿se sabe algo?

¿Yemen?

¡Vale, vale, sí, sí, claro, claro, si es lo que quería! ¡Vale!

¿La semana que viene? Perfecto. Estaré allí.

Vale, gracias, gracias, gracias.

-¿Nena? ¡Que has dejado al doctor colgado!

-Ah... Vale, ya, ya voy. -Venga. ¿Quién era?

-Una amiga. Para ver si quedábamos.

-Pero si me has dicho que era importante...

La podías haber llamado luego. Anda. Entra y despídete del doctor.

-Vale, perfecto. Pues... Pues muchas gracias, ¿eh?

-De nada.

Toni, acompañado por su novia Julia,

regresa al hospital por unas molestias en el pie,

causadas por el síndrome del pie diabético que sufre.

Nada, que... Que muchísimas gracias por venir aquí conmigo, ¿vale?

A ver, yo sé que me he cargado lo de la fiesta,

pero es que prefería venir aquí y que me vieran,

y así, pues yo qué sé.

Nos quedamos más tranquilos, ¿no? -Claro.

Pero si a mí me encanta que hayas sido tan sincero y honesto

contándome lo que te pasa.

-¿La sinceridad yo? Lo que más.

Yo, la sinceridad, por bandera. Siempre. Sí.

-Y así me he enterado de lo que te pasa, ¿no?

De... Del síndrome ese de... De tener pánico a que te vean desnudo, no...

-Mm... Sí, que es un síndrome que es bastante conocido, que está ahí.

O sea... Pero igual lo mío... ¿Cómo te diría yo?

Más que un síndrome psicológico, es...

Un complejo.

-Ay... No te vayas a deprimir por eso, ¿eh?

A mí me pasó una cosa parecida hace unos años.

Empecé a engordar, cogí kilos, cogí kilos, y... me puse...

-Me daba una vergüenza que me vieran, desnuda...

Pero bueno, no sé. Una piensa que es cosa más de chicas, ¿no?

-Pues mira, justo, por eso, igual siempre me estás diciendo

lo de que yo tengo un lado como muy femenino y tal, ¿no?

-Ya, es que eres más rico...

Y más sensible y más intuitivo...

-Bueno. Oye, mira, Julia, yo...

Gracias por traerme y por venir conmigo, pero voy a entrar...

Voy a entrar solo al psicólogo. ¿Vale? Si te quieres ir a casa...

-Ah, no, no, claro, claro. Entra tú solo.

Mira, yo te espero aquí, y si a la salida está todo bien,

volvemos juntos a la fiesta, ¿no? ¿Vale?

-Vale.

-Bueno, y si vamos a ser pareja, además,

no quiero que haya secretos entre nosotros.

-Ah, ¿que vamos a ser pareja? -Ah, bueno, qué tonta...

A ver, como está todo muy bien y yo estoy tan a gusto,

no sé, tú, qué vergüenza...

No... -No, no, no, no, no, no, no, no, no.

Oye, oye, oye. Ch, eh... -No, no, no, no, no...

-No, Julia, Julia, Julia. Oye. Ch, escucha.

Que sí, que... Que yo también estoy muy contento y muy a gusto.

-¿Sí? ¿Seguro? -Que para delante.

-Vale. -Venga. Espérame ahí, ¿vale?

Pues sí. Así están las cosas.

¡Hola! Hola. Bueno, luego te cuento. ¿Eh?

Hasta ahora. Hasta luego.

¿Cómo va tu parte del artículo?

Eh... Ah... Bien, bien, bien. Me queda repasar y ya está.

Repasar, repasar... Ponte a hacerlo, ¿eh?

Que luego te duermes en los laureles, y ya sabemos lo que pasa.

Pero mujer. Que yo nunca he tardado en entregar un artículo. Tranquila.

¡A escribir!

Ángela, la paciente con estreñimiento,

ha tenido que volver al hospital, esta vez en ambulancia,

porque presenta un fuerte dolor abdominal.

Se ha levantado así de mal, pero...

a saber cuánto lleva así.

Si es que últimamente le ha dado por...

-Mamá, no es momento para eso, ¿no? Bueno. Llevadla a Boxes.

¿Puedo ir? Sí, sí. Vamos.

Las heces eran más pequeñas y... Bueno. Tienen sangre.

Ya, dime una cosa, Ángela,

¿tienes ganas continuas de defecar, incluso después de haberlo hecho?

-Sí. Oiga, me duele mucho la tripa.

-Verás, vamos a hacer una cosa, como te hemos puesto una vía,

te vamos a poner analgésicos para el dolor, ¿de acuerdo?

Y sería conveniente realizarte un tacto rectal.

Tras realizar el tacto rectal a la paciente,

he notado una tumoración de consistencia dura,

pegada a las paredes, con muchos bultos

y de fácil sangrado a la palpación.

Si tenemos en cuenta los antecedentes de su abuelo, de cáncer de colon,

me temo que estamos ante algo más serio que un simple estreñimiento.

Buenas. ¿Me puede decir su nombre, por favor?

-Sí. Pineda. Toni Pineda.

-No tiene consulta hoy, ¿no?

-No, la verdad es que la tengo en..., en dos días.

Lo que pasa es que, bueno.

Me ha surgido un imprevisto, y digo, me acerco, a ver si...

-¿Qué imprevisto?

-Nada, yo tengo pie diabético y tengo unas pequeñas molestias ahora...

-¿Qué tipo de molestias?

-Pues me duele bastante los dedos, al moverlos, entre ellos,

y el pie en sí, pues me molesta bastante, me duele.

-¿Hace cuánto?

-Pfff... ¿Dos horas?

-Ya. Verá, es que esto no es para que se lo vean aquí.

Usted tendría que ir a su centro de salud

y hablar con su médico de atención primaria.

Y si este lo cree conveniente, derivarle a un especialista.

Esto no es una urgencia.

-Ya. Pero es que a mí normalmente aquí me ven sin cita,

yo... tengo aquí una enfermera, que me ve siempre el tema del pie,

es la que me lo lleva desde el principio,

y yo vengo aquí sin cita y aquí me ven, sin problema.

-Ah, bueno, mira qué bien. ¿Y cómo se llama la enfermera?

-Pepa.

-¿Y cuándo fue la última vez que le vio?

-¿El martes pasado, quizá? Sí.

-Muy bien... Será atendido, pero ya le digo que tenga paciencia, ¿eh?

Tenemos el servicio un poco colapsado.

-Mm, muy bien... Gracias. -De nada.

-¡Hombre, Toni! ¿Qué haces aquí vestido de gala?

-La verdad, que he venido aquí a verte,

y me he encontrado con un médico que tenéis aquí, muy agradable,

así con el flequillo a lo loco,

y me ha dicho que lo ideal sería que yo me fuera a un centro de salud,

de viera allí mi médico de familia.

-Ya.

-Mira. He encontrado una máquina. Bueno, está del tiempo, ¿eh?

-Eh... -¿No te importa?

-No, no, gracias. -¿Qué tal?

-Hola. -¿Qué...?

-Eh... Julia, Pepa; Pepa, Julia. -Hola.

-Ah, un placer conocerte, claro. -Encantada.

-Tú debes ser su terapeuta. Bueno.

Quiero que sepas que estaré encantada de ayudar

en el tratamiento de Toni en todo lo que haga falta.

Espero fuera. -Sí, mejor.

Estamos..., cosas de médicos...

-¿Terapeuta? -Yo qué sé, Pepa.

Que igual no le he dicho la verdad del todo.

-¡Me parece increíble! -¿Y qué hago?

-A ver. ¿Qué te pasa? -Pues nada, el pie, como siempre.

Tengo un dolor muy fuerte, bueno... fuerte,

un dolor... moderado... un dolor...

Que me duele el pie, vamos.

Que... Que me molesta mucho.

Y digo: pues vengo, que me lo vean,

y así me quedo más tranquilo y se queda todo ok.

-Vale. Pues... a ver. Vamos a pasar a Triaje...

-Y busco un médico de guardia que te lo mire. ¿Vale?

-Vale, perfecto.

-Venga. ¿Puedes andar? -Sss... Sí.

-La doctora le ha hecho varias pruebas.

A Toni le sigue doliendo el pie,

así que ha solicitado una resonancia magnética.

-A ver, doctor.

Todo esto que dice suena a cáncer.

Y yo no puedo tener cáncer.

Ahora no. Estoy a punto de...

De realizar mi sueño. Tengo una oportunidad muy buena.

-Sabía que escondías algo. ¿Adónde vas ahora?

-A Yemen. -¿A Yemen?

Bueno. Veréis. Te explico una cosa.

Cuando me refiero a tumor,

estoy hablando de una masa anormal, ¿de acuerdo?

Todavía desconocemos si se trata de un tumor maligno o un tumor benigno.

Para eso tendremos que hacer todavía muchas pruebas. ¿Eh?

Así que vamos a hacer dos cosas.

Lo primero, te voy a derivar al doctor Blanco,

que es el oncólogo del hospital,

y segundo, vamos a hacer una rectoscopia.

Una rectoscopia es una endoscopia

para visualizar el interior del recto, y al final, del colon.

¿De acuerdo? En función a lo que vayamos encontrando,

iremos siguiendo los pasos.

Vale. Gracias.

Venga. Tranquila.

Hasta ahora. Gracias, doctor.

-Mamá, lo siento, sé que te lo tenía que haber dicho antes,

pero es que sabía que no te iba a hacer ninguna gracia.

No, es que no me hace ninguna gracia.

Pero bueno. No te preocupes, ¿eh? Ahora lo más importante es tu salud.

Seguro que va a ir todo bien, cariño.

¡Huy! Mira, voy a llamar a Susi. Que no vaya a limpiar hoy.

Que si no, se va a encontrar la puerta cerrada. ¿Eh?

Dejo esto aquí, ¿eh? Hasta luego.

¿Antón? Sí, hola. Hola, Antón. Mira. Soy la madre de... De Ángela.

Sí. Sí, Ángela. Ángela Soler. Sí, tu reportera. Sí.

Mira, te llamo de su parte. Que estamos en el hospital.

No, no, no, no. Espero que no sea nada grave, pero...

Pero bueno. No va a poder ir a Yemen, ¿eh? Sí, seguro. Sí.

Muchas gracias. Sí, se lo doy de tu parte. Venga. Gracias.

Gracias, Antón. Gracias.

Toni, el paciente con síndrome de pie diabético,

se ha sometido a una resonancia magnética

para determinar la causa de sus molestias repentinas.

Muy bien. Gracias. Me quedo con él.

-Pepa, esta mujer dirá lo que quiera.

Pero ha dicho que yo tengo un neuroma.

Y a mí neuroma me suena a cáncer, y del malo, ¿eh?

-Vamos a ver, Toni.

Eso es una inflamación, una inflamación del nervio.

-Vale.

-El neuroma de Morton

es un engrosamiento del tejido que rodea al nervio,

que está entre el tercer y el cuarto dedo.

¿Quién lo suele tener?

Mujeres que llevan tacones altos y zapatos muy estrechos,

personas obesas o personas que tienen los pies planos.

-No sé, Pepa. El médico dirá lo que quiera.

Pero a mí me tienen que operar.

-Vamos a recapitular lo que ha dicho esta doctora.

Primero, tratamiento conservador. ¿Eso qué significa?

Analgesia para el dolor; frío local;

los estiramientos y los ejercicios que te ha mandado; infiltraciones;

llevar calzado cómodo, no estrecho.

Y si eso no funciona, entonces vamos a operación.

Pero no antes, Toni.

-Ffff... Vamos a ver, Pepa.

Sinceramente, ¿esta operación es peligrosa?

-No. No.

¿Consecuencias de esta operación?

Que vas a tener que llevar un calzado posquirúrgico durante dos semanas.

Son esos zapatos más anchos que venden, o esas sandalias.

-Sí, sí, no. Si es que esto me lo veía venir yo,

esto está llegando en el peor momento del mundo.

Julia no sabe nada,

y a poco que me pase esto se va a enterar de lo del pie,

se va a enterar que estoy mutilado como un alien y me va a dejar.

-¿Pero cómo no le has dicho nada todavía? Vamos a ver.

Te falta un dedo. No es tan grave. Díselo.

-No, sí, sí es grave. Sí es grave, Pepa. Yo he estado...

con gente que he conocido por Internet, y... pues no sé.

En el fondo uno siempre juzga.

-Ah... Vale. Ya sé lo que te pasa.

No quieres que Julia haga contigo

lo que tú has hecho previamente con otras chicas, ¿no?

Juzgar por lo físico.

Toni te vas a tener que tomar esto como una lección, ¿eh? Mm... Venga.

-Pues vaya panorama. -¿Pero por qué panorama?

Pues Julia también tendrá sus cosas.

Igual que yo, igual que todo el mundo.

-No, qué va. Julia es... Es perfecta.

Es perfecta, es maravillosa, y encima está saliendo conmigo,

que soy un orco del desierto, y ni siquiera me ha visto el pie.

Que cuando me vea el pie, es que me va a mandar...

¡Madre mía, qué agobio! ¿Me puedo ir ya?

-No. Espérate, que te traigo el alta. ¿Vale?

-Vale, gracias. -Ahora vengo.

Ángela, la paciente con un tumor rectal,

es atendida ahora por el doctor Blanco,

que le está realizando una rectoscopia

para visualizar el recto y la parte final del colon.

La prueba ha mostrado un tumor que se sitúa al margen del ano.

Le hemos tomado una muestra para una biopsia,

que determinará si hay células cancerígenas, o no.

Por lo que Ángela tendrá que quedarse ingresada.

Mamá, estate quieta ya, que lo puedo hacer yo. No estoy inválida.

-Ángela, nena, solo quiero ayudarte. -Vale. Me pica la vía.

No sé, me molesta. Yo creo que se ha soltado.

-Tranquila, tranquila. Voy a por una enfermera.

-Vale.

¡Antón! Sí.

¿Mi madre?

No, no, no...

No, no, no, falsa alarma, falsa alarma. Si está todo bien.

Sí, sí, sí. Claro, claro.

Claro, voy a Yemen. Sí. Sí. Eso es. Está todo preparado.

Vale. Siento el lío, ¿eh, Antón? Vale.

Sí... Adiós, adiós.

-¡Hola!

A ver. ¿Qué ha pasado con esta vía?

-Es que, como se mueve tanto, ¿eh? Se le suelta.

-Bueno. No es nada, ¿eh? A ver...

-Ey, ch... Julia. -Ay...

¿Qué tal? ¿Qué te han dicho? -Nada, nada. Todo muy bien. Genial.

-¿Sí? ¿Todo...? -Sí.

-¿Se..., seguro? -Sí, sí, sí. Me han hecho pruebas,

han descartado otras cosas, o sea que... Que todo bien.

Yo me he quitado un peso de encima, en serio...

-A ver. Toni, no me estás diciendo la verdad. Dime la verdad.

-¿Cómo no te voy a estar diciendo la verdad?

Claro que te estoy diciendo la verdad.

Lo que pasa es que, bueno, ya sabes cómo son los médicos.

¿Sabes? Que te dicen cosas que, a veces, pues no...

No te enteras bien.

Me han hecho las pruebas, todo está bien, o sea que... tranquilitos...

-¿Seguro? -Sí. Nos vamos para casa, ¿vale?

-Vale. -Venga.

El doctor Blanco ya tiene los resultados de la biopsia

que le hizo a Ángela.

¿Cómo te encuentras, Ángela? Bien.

Bien. A ver.

La biopsia del tumor revela un adenocarcinoma

moderadamente diferenciado del recto.

Es decir, hay un cáncer en el recto.

¿Qué quiere decir moderadamente diferenciado del recto?

-¿Que es más grave, o...?

A ver. Se refiere a cómo son las células del cáncer.

De cuánto se parecen o se diferencian

de las células originales donde se encuentra el tumor.

Esto suele correlacionarse con la gravedad del cáncer.

Los casos bien diferenciados son menos agresivos.

Y los indiferenciados,

como sus células son más amorfas y tienen mutaciones más graves,

son más agresivos.

Ahora lo importante es saber

si se ha podido extender a otras partes del organismo.

Así que vamos a hacer una batería de pruebas,

tanto de imagen como analíticas.

¿Cuánto van a tardar esas pruebas? No mucho.

-Cojo un vuelo pasado mañana. -¿Qué dices? No va a ninguna parte.

Ya he hablado yo con su jefe.

-Sí. Pero es que yo también he hablado con el jefe.

Y sí, sí que me voy. Me voy a Yemen.

Mamá, tengo cáncer tanto aquí como allí.

Así que no voy a dejar escapar esa oportunidad.

Además, ¿tú qué te pensabas, que Antón no me iba a llamar?

-¡Que no te puedes ir! Doctor, dígale algo, ¡por favor!

Dele tiempo.

¡Es mi decisión! ¡Deja de meterte en mi vida!

-Piensa un poco, por favor.

-¡Mamá! -¡Es una locura!

-¡A ver cuándo te enteras de que yo no quiero la vida que tú quieres!

¡Yo no quiero casarme, ni tener hijos, ni nada de eso!

-Yo no quiero que seas como yo. Yo solo quiero que no te pase nada.

-Ah, ¿sí? Pues la vida te la está jugando.

Porque la guerra no me ha matado.

Pero a lo mejor sí que lo hace un cáncer. Déjame.

-Pepa. -Sí.

-Me ha parecido ver que estaba siendo atendido en Urgencias

un paciente que antes ha venido a la consulta preguntando por ti...

-Sí. Efectivamente.

-Ya, bueno, pues espero que tengas una buena razón

para haberlo llevado a Triaje

y hacer que un médico de urgencia desatendiera su trabajo

para atender a un paciente que solo tiene molestias.

-Bueno, el médico que lo ha atendido estaba libre.

No obstante...

Neuroma de Morton.

Tratamiento conservador, y si no mejora, cirugía.

-Muy bien...

En cualquier caso tú y yo tenemos una conversación pendiente

sobre los protocolos de este hospital.

Tras ser diagnosticada de cáncer de recto,

realizan a Ángela una radiografía de tórax

como parte del estudio de extensión,

para saber si hay más órganos afectados.

Les digo. El especialista me dice: hay dos tomógrafos en el hospital.

Uno está estropeado,

y el otro tiene una lista de espera que ni te imaginas.

Bueno, pues es que yo no sé a qué esperan para arreglarlo.

Porque es que es una cosa necesaria.

Ya, pero ¿y los recortes? Ya.

Pues ya te digo yo cómo vamos a terminar.

No. Te lo digo yo. Mal. Muy mal.

Y si precisamente era conocido este hospital por algo,

era por su rapidez y eficacia.

Y ahora, adiós reputación. Ya.

Perdonad un momento.

Mira. Casualmente. Mi paciente. Está de vuelta.

Le tuve que mandar a otro hospital para hacerse el TAC.

Os dejo. Venga.

Oye. Hablando de rapidez y de eficacia.

¿Cómo va nuestro trabajo? De verdad, Lucía, pareces mi madre.

Bueno, será porque tú pareces un adolescente,

que no haces las cosas cuando debes.

Lo bueno se hace esperar.

Y hablando de todo. Que te dejo. Que tengo pacientes.

Venga.

-Como ve, no puedo estarme quieta ni un minuto.

No hace falta que estés en la cama.

Tengo los resultados del estudio de extensión. Y otra cosa.

Siento de nuevo lo del TAC.

Ah, no, no se preocupe. Así he salido de estas cuatro paredes.

¿Quieres que esperemos a tu madre? No.

Bueno, pues... los resultados son todos negativos. No hay metástasis.

Entonces, dentro de lo que cabe, no está tan mal.

Bueno. Habrá que hacerte una intervención para explorarte.

¿Y en qué consiste la operación?

Bueno, pues en ver las condiciones del tumor,

si ha afectado los ganglios... Es que no puedo decirte más ahora.

Ser reportera es mi vida.

Seguro que surgen oportunidades en un futuro, ya verás.

No. Esto no funciona así. Las oportunidades hay que cogerlas.

¿O qué se cree?

¿Que Rosa María "Calaf" las dejó pasar? No.

Por eso es quien es, y yo quiero ser como ella.

¿Entiende?

¿Qué pasa si..., si me opero dentro de unos meses,

cuando vuelva de Yemen?

Pues que el tumor podría extenderse y, en tal caso...

Vale. En tal caso..., ya sé lo que ocurriría.

Ángela, perdona que me meta donde no me llaman, pero...

¿Crees que es más importante un trabajo que tu propia vida?

Tras haber fracasado el tratamiento conservador,

Toni va a ser sometido a una operación

para tratar el neuroma de Morton que sufre en el pie izquierdo.

Vamos a esperar aquí un poquito hasta que esté disponible el quirófano.

-Vale.

-¿Estás bien? Te veo un poco nervioso, Toni.

-Estoy muerto de miedo, Pepa. Estoy muerto de miedo.

-¿Pero por qué? -¿Y si me quedo?

¿Y si me quedo en la operación? ¿Y si me muero en la operación? ¿Eh?

O me entra una infección de esas víricas, brutales, necróticas,

que me suben ahí con gangrena hasta el cuello y me quedo seco en...

-Toni. ¡Toni! Eso no va a pasar. Por favor, tranquilo.

-No, no va a pasar, no va a pasar, no,

aquí no pasa nunca nada hasta que pasa.

Como lo del pie. ¿Eh?

Vale, yo he visto... documentales, que dicen que hay algunos quirófanos,

que tienen como..., como infección, como que están sucios.

Y con la mala suerte que tengo yo igual me toca y me quedo en...

-Tranquilízate, Toni.

-Vale. Mira, Pepa. Te cuento.

Yo he llamado a Julia antes, para contarle todo.

Ya sé que es tarde, pero la he llamado y no me lo ha cogido.

¿Me dejas, por favor, hacerle una llamada antes de entrar?

-Lo siento, imposible. Ya no puedes llamar por teléfono, a estas alturas.

-Una llamada de nada, Pepa, por favor, antes de...

-Lo siento. Toni, no se puede. -Vaya por Dios.

-Has tenido suerte. Mira quién ha venido a verte.

-¿Qué? -¡Julia! ¡Julia!

-¡Ay! ¡Toni! -Os dejo.

-Gracias por todo, Pepa. -Vale.

¿Qué...? -Julia, mira, yo...

te llamaba para contarte que...

Yo no he llevado bien lo de mi enfermedad, ¿vale? Yo...

tengo una cosa muy desagradable en el pie, y no te he dicho nada,

pues porque no sabía cómo ibas a reaccionar.

-¿Es contagiosa?

-No, no, no, no, tranquila, tranquila. No...

-¿Un bulto? -No, tampoco.

-¿Los dedos? -Sí. Es...

-¿Seis, siete?

-Qué va, qué va. Cuatro, y espérate cuando salga de aquí.

Mira. Yo... Yo tengo... Tengo pie de diabético.

Y tuve una infección, con una úlcera, y al final,

pues me han tenido que amputar el dedo.

Mal, ¿no?

Vale. Vale. Ya está. Vete. Vete. Si lo entiendo. Lo entiendo.

¿Quién quiere estar con un tullido? Nadie.

Es que es normal. Es...

-¡Que no! ¿Cómo me va a importar esa chorrada?

¡Toni, de verdad, por favor! ¡Si es una tontería!

-Yo qué sé... Que... -¿Qué?

-Que me he enamorado de ti mucho y...

-Ah, vale. Si es por decirme eso, como si te falta medio cuerpo.

Eres más tonto...

-Mm... Pues te voy a decir una cosa,

igual tienes suerte, porque creo que me falta medio cerebro.

-Qué tonto. -Bueno.

Voy para dentro.

-Nos vamos. -Vale. Que vaya bien, ¿eh?

-Tranquilo.

-Un momento. Un momento.

-Mamá, lo siento, lo siento.

Perdóname, no te tenía que haber dicho eso.

-No digas nada.

Después lo hablamos. ¿Eh? Te quiero. -Y yo a ti.

Perdón. Tiene que irse a quirófano.

No se preocupe. ¿Eh?

Yo le iré informando de todo.

Vaya si quiere a la sala de espera, ¿de acuerdo?

Vale. Venga. No se preocupe.

El equipo de cirugía oncológica

está operando a la paciente con cáncer de recto.

Estoy buscando a la madre de Ángela

para contarle cómo ha ido la operación.

A ver si está aquí.

Doctor, ¿cómo ha ido?

A ver. Le han extirpado el tumor y le han hecho una colostomía.

Es una apertura en la pared abdominal,

por donde evacuará las deposiciones, que se alojarán en una bolsa.

Ahora queda esperar a ver cómo evoluciona,

y el informe histopatológico

para ver el tipo de tratamiento que seguiremos.

Doctor, ¿esto significa que su vida de reportera ha acabado?

A ver, las condiciones en el campo de batalla

no son las más adecuadas para cambiarse la bolsa.

Pero seguro que puede ejercer el periodismo en cualquier otro sitio.

Ya. Gracias. Le voy a contar algo.

Tenemos aquí una compañera que fue cirujana en el..., de guerra,

la doctora Soto.

Ajá... Y le costó dejarlo.

Pero... se adaptó muy bien al hospital. Confíe en ello.

Gracias. Nada.

Perdona. Per... Perdona, ¿puedo hablar un momento con vosotros?

-¿Me has llamado? -Sí, pasa, por favor.

Siéntate.

Tú y yo tenemos una conversación pendiente.

-Ah, ¿sí? -Sí. No actuaste de manera correcta.

Tu deber como personal sanitario es atender las órdenes

que se dictan desde Dirección.

-En este caso la Subdirección, ¿no?

-Sí. Pero, al igual que han cambiado los protocolos,

los cargos también cambian.

Y no me parece una buena idea saltarse a la figura del subdirector,

de cara al futuro.

¿No te parece?

-¿Has acabado? -Sí.

¡Pepa!

No me gustó lo que hiciste.

Pero, a nivel humano, me encanta la gente con carácter.

-Pues ya tenemos algo en común.

A mí tampoco me gustó lo que hiciste.

Después de someterse a una colostomía,

el doctor Blanco se reúne con la paciente y su madre

para comunicarles los resultados del informe histopatológico.

¿Cómo estás? Bueno.

A ver, os cuento. Aunque el tumor era maligno, su estadío era III A.

Es decir, no estaba muy diseminado.

Vas a necesitar sesiones de quimioterapia

para completar el tratamiento, pero el pronóstico es bueno.

¿Lo ves, nena? Ya te dije que iría bien.

Ahora vamos a centrarnos en tu recuperación,

y en cómo será tu nueva vida, ¿de acuerdo?

Las personas con una colostomía deben llevar una dieta equilibrada,

y añadir poco a poco alimentos para ver cómo reacciona el intestino.

También es importante tener especial cuidado

con la piel alrededor del estoma y llevar una buena higiene diaria.

Ay, no, no, mamá. Mamá, ahora no. No agobies.

-Quiero contarte una cosa.

-Mamá, gracias por intentar distraerme,

pero mejor en otro momento.

-No. Es que te he conseguido una entrevista de..., de trabajo.

-¿Pero tú y yo qué hemos hablado?

Mamá, de verdad, ¿no te puedes estar quieta?

-No, ya lo sé, ya lo sé, ya lo sé. Me meto en tu vida.

Pero escúchame, por favor. Ha sido más fuerte mi miedo que tu sueño.

¿Eh? Cuando hablas de trabajo, es que se te ilumina la cara, niña.

A ver. ¿Qué es lo más parecido que hay a ser reportera de guerra, eh?

Venga. Dime. -No sé, no sé.

-¡Dime! -¡Yo qué sé!

-Pues ser reportera de televisión.

¿No? En un programa como el que hacen aquí, ¿no?

¡En Centro Médico! ¿Verdad?

Así, con... las historias clínicas, y carreras para arriba, para abajo,

y... bueno, sin tiros.

Bueno, no lo sé, igual sí que hay tiros...

Les he dado tu currículum. ¿Eh? Y quieren hablar contigo.

-Mamá, eres tremenda, ¿eh? Me va a encantar trabajar aquí. Ven aquí.

-Hasta luego. ¡Lucía!

Dime. Toma. El artículo.

¡Bienvenido al siglo XXI!

Oye, ¿no lo podías haber mandado por mail, o qué?

Bueno, mira tu correo.

Ah, vale. Si no llega a ser por mí no lo terminas, y lo sabes.

Bueno, esto es lo último que me faltaba a mí por escuchar.

De verdad, esto es como estar casado contigo,

pero sin lo bueno de estar casado contigo.

Ah... No te referirás al sexo, ¿no? Porque...

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Centro médico - 25/06/18 (1)

Centro médico - 25/06/18 (1)

25 jun 2018

Docuficción basada en un exitoso formato internacional que recrea cada día dos historias basadas en casos clínicos reales, curiosos y atractivos. A través de siete personajes fijos -cinco médicos y dos enfermeras- los espectadores irán conociendo los casos que llegarán a las consultas.

ver más sobre "Centro médico - 25/06/18 (1)" ver menos sobre "Centro médico - 25/06/18 (1)"
Programas completos (1092)

Los últimos 1.105 programas de Centro médico

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios