Buenas noticias TV La 2

Buenas noticias TV

Domingos a las 09.15 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4790578
Para todos los públicos Buenas noticias TV - Acoso sexual - ver ahora
Transcripción completa

Amigos y amigas de "Buenas noticias TV", bienvenidos.

Cada día,

hay mayor sensibilidad social frente al acoso sexual

que sufren muchas mujeres en su entorno.

Desde piropos inapropiados y ofertas vergonzosas,

hasta el despido por no aceptar ciertas proposiciones.

El abanico es tan amplio como inadmisible.

Nuestro programa hoy se une

a todos los movimientos de denuncia contra el acoso sexual

y ofrece una respuesta de apoyo a las víctimas, pero, sobre todo,

de prevención.

Queremos invitarte a compartir tu opinión en el Facebook

o Twitter de "Buenas noticias TV", respondiendo a esta pregunta:

¿qué está haciendo tu iglesia para ayudar

a las víctimas de acoso textual?

Cuéntanos también cómo este programa te ayuda.

Nos gustaría conocer esos pequeños detalles

de cómo Dios lo está usando en tu vida.

Cuéntanoslo por redes sociales o también del WhatsApp:

673 466 366.

Vamos allá con nuestro reportaje.

"Cada día, en España,

tienen lugar solicitudes de encuentros sexuales no deseados

en el ámbito laboral, docente y de prestación de servicios.

Una lacra que causa un ambiente intimidatorio,

degradante y ofensivo hacia las víctimas

con consecuencias de todo tipo."

Hay una inseguridad tremenda en las víctimas.

Hay un sentido de culpabilidad porque, muchas veces,

dudan incluso, quieren minimizar lo que están viviendo, no quieren,

incluso, lo niegan.

Hay una lucha interior muy fuerte.

Sobre todo,

un sentimiento de soledad profundo, un sentimiento de abandono

y un sentimiento, a veces, de que están locas,

de que nadie las va a creer.

La impotencia por poder abrir el conflicto,

el infierno que estás viviendo, esto crea incluso depresión, ansiedad.

A veces pensamos: "Si me acosa, ¿tiene posibilidad de violar

y entonces me tengo que callar no vaya a ser que vaya a ir a peor?".

Pues mira, dependerá de la persona. Pero generalmente,

mi experiencia me dice que cuando un hombre con poder

te está acosando,

lo único que quiere es eso: dejar claro su poder.

Y, en ocasiones, cuando plantas cara,

ya ese acoso rebaja y se va a por otra víctima

quizá que no haya sido educada en esta empoderación.

"A nivel legislativo, en 1995,

el Código Penal Español introduce el acoso sexual

como delito en los contextos anteriormente mencionados.

Y en 2007, se incluye en la Ley de Igualdad.

Por otra parte,

distintos organismos crean protocolos de actuación interna."

Se intentan crear protocolos de actuación, por ejemplo,

en los centros docentes cuando hay situaciones de acoso.

Creo que eso es algo importante,

de concienciación de la sociedad de que hay una realidad. Además,

se da la circunstancia de que si en un centro educativo hay

una situación de acoso sexual

y algún profesor o el profesorado es consciente y no se toman medidas,

incluso pueden llegar a ser responsables subsidiarios,

el centro como tal por no haber adoptado las medidas adecuadas.

Cuando el hombre y la mujer se apartaron de Dios

y decidieron seguir su camino y tomar sus propias decisiones,

hubo muchas consecuencias y Dios lo dijo.

Una de las consecuencias, la muerte, la enfermedad, el dolor,

pero una de ellas, le dijo a la mujer:

"El varón se enseñoreará de ti".

Ahí arranca la desigualdad y la enemistad entre hombre y mujer.

Por lo tanto, la desigualdad no es voluntad de Dios.

Por eso Jesús vino a recrear el primer orden,

a volver a establecer el orden primero que creo Dios,

al hombre y a la mujer, dijo Él: "A mi imagen los he creado".

"Actualmente,

diversas campañas institucionales contra la violencia sexual

denuncian ya este problema.

Un acoso sexual que puede ser no verbal, con gestos,

imágenes y notas para requerir esos encuentros.

Física al forzar rozamientos contra la víctima y verbal."

Ejemplos típicos de acoso podrían ser, por ejemplo, forma verbal:

chantajes sexuales,

chistes sexuales constantemente dirigidos a la misma persona,

petición de citas para quedar siempre

y tener un encuentro sexual con una persona.

Palabras insinuantes ofensivas que puedan referirse al aspecto físico

de esa persona con la que constantemente se pretende acosar

o tener una cita sexual.

Puede ser también el hecho de prometer

algún favor o algún ascenso

siempre y cuando se acceda a unas pretensiones sexuales.

A veces lo que hacemos es cuestionar la víctima:

"Bueno, quizás sonríes demasiado, quizá eres muy simpática,

qué llevabas puesto, igual estás exagerando".

Entonces, lo primero que hay que hacer es creerla.

A nivel social, es lo principal.

Y a nivel de una persona a la que quieres apoyar.

Luego, vendrá la parte legal que dependiendo de cada caso,

será diferente.

"Las penas, en el tipo general,

suponen de tres a cinco meses de cárcel,

con multa económica de seis a diez meses.

Las condenas se agravan para el agresor

cuando se trata de un superior

o su víctima es especialmente vulnerable,

sin superar el máximo legal de un año de prisión."

Teniendo en cuenta las consecuencias tan severas

que se pueden producir, y que, quizás,

con los estudios adecuados y pertinentes

en cuanto a la proporcionalidad de esta pena

para el daño que se causa,

quizá se debiera si fuera posible

plantearse algún tipo de revisión en cuanto a la pena.

Teniendo en cuenta que las penas siempre han de ir orientadas

a la reinserción del penado, pero también debe tener

tiene que tener un componente retributivo,

por el daño causado a la víctima.

El mensaje de Jesús es que Él

ha venido a sanar esas heridas profundas que solo él puede sanar.

¿Y sabes por qué solo Él puede sanarlas?

Porque solo el perfecto amor echa fuera el temor, la angustia,

el miedo y la desesperación.

Y solamente existe un perfecto amor.

Ni es el de un hombre ni el de unos hijos

ni el de una mujer, es el amor de Jesús.

"Desde el último lustro, Bélgica, Portugal o Francia

recogen el acoso sexual callejero en sus legislaciones.

Allí sancionan ya prácticas de connotación sexual

que llegan a alterar los recorridos,

horarios y vestimentas habituales de las víctimas.

España, por ahora, no."

A veces, el problema es que pensamos que el acoso no es un problema.

Y que es como la antesala de que a haber algo más.

Sin embargo,

ya deberíamos considerar un problema grave el acoso sexual.

Es como si, por ejemplo, me roban la cartera y te digo:

"Me han robado la cartera".

Y tú dices: "Pero no te ha matado". "Claro, gracias".

El problema de que me hayan robado la cartera

ya es un delito en sí y es un hecho grave, creo yo.

Aquí, todo lo que sean campañas publicitarias,

talleres de formación, conferencias, artículos, las redes de sociales,

todo esto es importantísimo porque de lo que se trata

es de que las mujeres rompan el silencio y denuncien.

Para esto, tenemos que publicitar y tenemos también que conseguir

que se sientan seguras y que se sientan escuchadas.

Y que, incluso muchas de ellas,

no saben ni que son víctimas de acoso sexual.

"Desde hace casi una década,

los condenados a prisión por delitos sexuales en España,

incluido el acoso,

se ven sometidos a libertad vigilada una vez cumplan su pena.

Una medida que durará entre uno y diez años,

en función de la gravedad de los hechos cometidos."

La medida de libertad vigilada implica que, en primer lugar,

habrá un control, una localización de la persona sometida a eso.

Y además,

se le puede imponer también la obligación de someterse a programas

que pueden ser educativos, terapéuticos, etc.

Es decir, de lo que se trata y a mi juicio es importante,

es intentar recuperar también al acosador.

Existe el mito de que las mujeres somos exageradas,

que no sabemos encajar un piropo como algo agradable

y que tampoco es para ponerse así.

Existe el mito que no es como para tener miedo,

que simplemente es una broma.

Existe el mito de que al final se está dando la vuelta

a todo y ahora sois y las mujeres las que estáis por encima y...

Como el mito horrible de que el machismo ya está superado.

Y no hay nada más grave que pensar eso.

Cuando piensas que una enfermedad está superada, dejas de medicarte.

Y entonces, vienen los problemas.

"Mientras, los medios de comunicación en España,

cada vez dan mayor visibilidad

a las campañas de concienciación nacionales e internacionales.

Una lucha contra el acoso sexual y sus consecuencias

que busca también la acción comprometida de los hombres."

No es cuestión solamente de decir, de denunciar,

sino de actuar como ejemplo.

Ejemplos como padres: cómo tratas a tu mujer, cómo tratas a tus hijas.

Como maestro: cómo tratas a tus alumnos.

Como pastor, los pastores de las iglesias,

cómo tratáis a las mujeres en las iglesias.

Es decir, esto, en las empresas, como jefe de empresa,

cómo tratas a sus empleadas, a tus compañeras de trabajo.

Esto es fundamental.

Es decir, posicionarse, ser colaboradores,

con nosotras.

Y sabemos que el silencio otorga y dice mucho.

El acoso sexual se puede decir

que es el paso previo a conductas delictivas más graves,

como pueden ser el abuso o la agresión sexual.

Esto no quiere decir que todos los abusadores

o todos los agresores sexuales

hayan tenido conductas previas de acoso sexual.

Pero sí es cierto que aquel que se inicie en un acoso sexual,

desde luego,

tiene papeletas más grandes para poder pasar

una frontera un poco más grave desde el punto de vista delictivo,

sancionada con penas más severas,

para el abuso sexual o para la agresión sexual.

Para superar este mito,

la mejor medicación es simplemente hablar con amigas

o si tú eres mujer, hacer reflexión.

Porque todas las mujeres tenemos alguna historia más o menos grave,

pero alguna historia de "me dijeron por la calle", "mi jefe me dijo",

"me tocaron en el metro".

Y cosas más graves que ya sabemos de lo que estamos hablando.

Entonces, invito a la gente simplemente a que se hable:

"Oye, ¿a ti alguna vez te ha pasado esto como chica?".

Y nos vamos a dar cuenta

de que efectivamente sí no todos los hombres,

pero sí a todas las mujeres de parte de hombres.

Lo cierto es que el acoso sexual es una realidad.

Una realidad que debe terminar cuanto antes. Debería terminar ya.

José Pablo, ¿qué enseña la Biblia acerca de este tema,

el acoso sexual?

Es un tema muy amplio,

así que tendré que darte un muy breve resumen.

De acuerdo.

Es curioso, pero la primera historia de acoso sexual

que aparece en la Biblia es de una mujer a un hombre.

La esposa de Potifar a José, en el capítulo 39 del Génesis.

Dice que cada día,

esta mujer estaba presionando a José para que se acostaste con ella,

hasta que José tuvo que huir desnudo porque ella le arrancó la ropa.

Como venganza,

la mujer acusa a José de haberse propasado con ella

y José terminó en la cárcel.

La enseñanza es clara:

el acoso sexual es una perversión de las relaciones personales, ¿no?

Y el señor Jesucristo también enseñó acerca de esta perversión

y dice en el Evangelio de Mateo: "Pero yo les digo,

cualquiera que mire a una mujer y desee acostarse con ella

comete adulterio en su corazón.

Así que si uno de tus ojos te hace pecar, sácatelo y échalo lejos.

Es mejor perder un miembro del cuerpo

y no que el cuerpo entero sea echado en el infierno".

El acoso nace en la mente del acosador.

Sus ideas, sus planes, sus pensamientos,

sus maquinaciones alimentan su conducta.

¿Cómo evitar el acoso?

Cortando esos pensamientos, renunciando a ellos,

reconociendo que algún día tendremos que dar cuenta delante de Dios.

Solo cuando vemos estos pensamientos como un pecado grave,

podremos luchar contra ellos y acabar con el acoso sexual.

Amigos, estamos a punto de terminar,

no sin antes animarte a leer la Biblia.

Puedes empezar por este Evangelio de San Juan,

una parte pequeña y sencilla de la Biblia.

Llámanos al teléfono 91 743 44 00

y te lo haremos llegar gratis.

Si todavía no lo has leído,

no has podido tener un Evangelio de San Juan, llámanos,

repito el teléfono: 91 743 44 00.

Gracias a las Iglesias Evangélicas.

Y si formas parte del Club de Amigos, en esta ocasión

queremos sortear este libro, "Una vida de gozo y paz",

del doctor Martyn Lloyd-Jones.

Y que nos llega gracias a la editorial Peregrino.

Necesitamos amigos que se unan

a nuestro club para seguir regalando la Biblia

y ofreciendo también ayuda espiritual

a nuestra audiencia y a todos los que nos la solicitan.

Podéis entrar en nuestra web para haceros amigos

o bien llamarnos o mandarnos un WhatsApp

y podemos explicaros cómo hacerlo.

Gracias por tu atención en esta mañana

y no lo olvides, tú vales mucho para Dios.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Acoso sexual

Buenas noticias TV - Acoso sexual

14 oct 2018

Desde piropos inapropiados y ofertas vergonzosas, hasta el despido por no aceptar ciertas proposiciones, el abanico es tan amplio como horrible.

ver más sobre "Buenas noticias TV - Acoso sexual" ver menos sobre "Buenas noticias TV - Acoso sexual"
Clips

Los últimos 559 programas de Buenas noticias TV

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios