1. TV Clan
  2. Noticias
  3. Boro, Moro y Puromoro cumplen 15 años
Facebook Twitter
Menú de navegación Desplegable

Bienvenido a Clan.

Elige usuario

Noticia de Clan

Compartir
Cerrar

Boro, Moro y Puromoro cumplen 15 años

  • Los personajes de Toni Cabo hablan castellano por primera vez
  • “El cómic puede ser un recurso de aprendizaje lector”, asegura Cabo

Por
Boro, Moro y Puromoro cumplen 15 años
Boro, Moro y Puromoro cumplen 15 años Edicions de Ponent

Siempre nos quejamos de la escasez de cómics infantiles que formen a los futuros lectores de tebeos. Afortunadamente hay artistas que se preocupan por los niños y los tratan con inteligencia y respeto, como Toni Cabo, que publica cómics infantiles en catalán desde hace más de 25 años. Y que ahora celebra los quince años de sus personajes más populares con una edición en castellano, Boro, Moro y Puromoro, 15 años (Edicions de Ponent).

Boro, Moro y Puromoro –nos comenta Toni Cabo- son tres personajes de historieta pero sobre todo son unos amigos inseparables, que comparten un montón de vivencias y anécdotas. Boro, es el personaje principal, un niño entusiasta e imaginativo que junto con sus mascotas, el gato Puromoro y el perro Moro, nos sumergen en su universo cotidiano y familiar, lleno de giros inesperados impregnados de la imaginación, una cualidad, que sólo los niños saben combinar sin conflictos de una manera fluida y enriquecedora”.

Toni nos cuenta cómo nacieron estos simpáticos personajes: “Boro, Moro y Puromoro nacieron después de estar ya muchos años publicando cómic en revistas para niños. Me hacía falta retomar un nuevo rumbo, nuevos retos, crecer con otros personajes y además escritos por mi. Era un cambio necesario que sé iva a ser muy positivo. Así que me lancé con el Boro y sus amigos a una aventura que sin darme cuenta han llegado más lejos de lo que yo me hubiera imaginado”.

“Empecé a publicar el personaje en la revista infantil Camacuc –continúa Cabo- y con el paso del tiempo ya estaba publicándose en tres títulos distintos, el Camacuc, Era Garbera y la prestigiosa revista infantil Tretzeventsla más antigua publicada en catalán, editada por L'Abadia de Montserrat, una revista mítica que empezó sus andaduras allá por los años cincuenta”.

¡Feliz cumpleaños!

Celebrar quince años de publicación continuada es algo de los que muy pocos personajes españoles pueden presumir hoy en día. Unos años durante los que Boro, Moro y Puromoro han evolucionado: “La verdad es que creo que sobretodo han ganado en capacidad narrativa –comenta Cabo-, cierto que a nivel gráfico, el primer Boro, no tiene nada que ver con el salto que dio después en su diseño ahora actual. Los primeros eran mucho más «artesanales», por decirlo de alguna manera, realizados en acuarelas y un trazo mucho menos arriesgado”.

“Ahora el personaje es tal y como debe ser y se ha mantenido así durante los últimos tiempos. Su diseño es fresco, limpio de líneas depuradas, como dirían algunos críticos de «línea clara», tan identificativa de la escuela valenciana, de la cuál no reniego, es más, me reafirmo e identifico plenamente”.

En cuanto a qué les depara el futuro a los personajes: “Ójala tuviera una bola mágica para poder responderte –asegura Toni-, pero lo que sí puedo decirte, es lo que estamos preparando en vistas a los próximos meses, que es un montón de actividades, presentaciones y talleres, queremos acercar el personaje a los niños de 8 a 11 años, la edad lectora el cuál va dirigido el Boro”.

“Llegado el otoño, tendremos toda una programación de talleres y presentaciones de su álbum recopilatorio por librerías, bibliotecas y escuelas que les pueda interesar el personaje como herramienta lectora y de aprendizaje de algunos aspectos básicos de cómo hacer también una historieta. Y todo ello, si podemos celebrarlo también, con una exposición itinerante alrededor del personaje y de otros creados por mi, aprovechando éste 2014 los 15 años de publicación de la historieta de Boro, Moro y Puromoro”.

“Los cómics infantiles deberían estar en todas las librerías”

Ya sabemos que la crisis del cómic español es eterna y no parece que vaya a acabar nunca. Y el cómic infantil debería ser fundamental para formar a nuevos lectores, como nos comenta Toni: “El panorama del cómic infantil está necesitado de visibilidad, de ayuda de una clara apuesta editorial y comercial que haga que el cómic infantil llegue a la mayoría de los niños y por ende a los compradores que son los propios padres. No hay ninguna facilidad en estos aspectos. Los cómics infantiles o los compras en una librería especializada o es por subscripción o no llegan con facilidad a sus potenciales lectores que son los niños”.

“Para mi, los cómics para niños deberían estar en todas las librerías del mundo –continúa Toni-, junto con los libros ilustrados y de narrativa infantil lo digo ya no cómo dibujante de cómic, sino cómo ilustrador que también soy. Hay que situar el cómic infantil a la misma altura que los libros de lectura y/o los libros ilustrados. Es solo una cuestión cultural. Este país le queda mucho por recorrer en éste aspecto y ahí deben estar involucrados todo el sector del cómic, editores, distribuidores, libreros, áreas comerciales, etc…”

“Cualquier instrumento lector que ayude a un niño a querer leer y disfrutar de una lectura, es imprescindible sin excepción alguna –comenta Toni-. El cómic, la historieta, el tebeo, estoy convencido de ello, está desaprovechado tanto en el campo editorial como en el pedagógico y escolar. Para mi hacer cómic, aparte de que sirva como momento de diversión y esparcimiento, debe servir también como recurso lector infantil de primer orden. Pequeños primeros lectores aprendiendo a leer divirtiéndose con personajes dibujados es sin duda alguna, algo que a nadie se le escapa de sus entendederas”.

Por primera vez en castellano

Hasta esta edición del 15 aniversario, Boro, Moro y Puromoro sólo habían hablado en catalán. “Soy un autor valenciano de cómic vinculado desde sus inicios en editar toda su producción en una de las lenguas oficiales del Estado, en mi caso el catalán, y no ha sido por una cuestión de azar, todo lo contrario, por pura convicción y compromiso por lo que hablábamos anteriormente, el cómic también puede ser un recurso de aprendizaje lector” –afirma Toni Cabo-.

“Esta edición en castellano surgió sin proponérselo a priori –comenta Toni-. Mi intención, era poder contactar con un editor que apostara por el personaje, se comprometiera en querer editar un álbum recopilatorio de los 15 años de publicación ininterrumpida. Era un reto complicado porque estamos hablando de unas historietas que ya se habían publicado y de un volumen editable que por lo menos fuera merecedor de una celebración”.

“En el camino apareció Paco Camarasa, editor de Edicions de Ponent que le entusiasmó la idea, pues tenía intenciones de sacar algún material de cómic infantil y mi personaje le pareció excelente, eso si, desde un principio se barajó una edición en castellano y para todo el ámbito estatal. A mi, me pareció interesante y un nuevo reto el poder publicar por primera vez en castellano. Y así es como Edicions de Ponent se embarca en este proceso de publicación, apostando por un producto, el cuál cree necesario, que es el del lector infantil”.

Acercándose al público infantil

Toni es un gran comunicador porque sabe que a los niños no basta con darles un tebeo y esperar a que se lo lean, hay que motivarlos y hacerlos acercarse a la lectura como algo divertido. Por eso hace tiempo que participa en actividades para animar a los niños a leer: “Hubo un momento en mi trayectoria profesional en el que me di cuenta que pasaba demasiado tiempo metido en mi estudio inmerso continuamente en una auténtica borágine de encargos, produciendo centenares y centenares de dibujos. Ví que era necesario y mucho más enriquecedor diversificar mi trabajo de ilustrador y dibujante de cómics en actividades que amplificarán mi producción pero hacía afuera, hacia el público lector. Acercarme más al público infantil”.

“Es entonces cuando empecé a visitar algunas escuelas a contar alguna narración mientras les dibujaba a los niños y después eran los niños los que pintaban los personajes –continúa Toni-. Fue una experiencia muy gratificante, los niños lo impregnan todo de una vitalidad extraordinaria y cómo ya hacía años que hacía talleres de cómics, lo metí todo en una maleta y ahora visito o me invitan a escuelas y bibliotecas para contarles algún relato dibujarlos o, pintarlos. Con el cómic lo que realizo ahora es una aproximación del personaje a los niños. Leemos algunas historietas, montamos algunas viñetas, coloreamos los personajes, es decir, los hacemos más nuestros y los disfrutamos mucho más”.

“Aprendí a dibujar copiando a Mortadelo”

Dibujar para el público infantil no es fácil, Toni Cabo tiene un don para comunicarse con ellos. Un don que seguro que aprendió cuando era un chaval: “La verdad es que soy muy variopinto en mis influencias –confiesa- pero creo que las primeras me siguen imprimiendo el carácter desde siempre. Recuerdo que aprendí copiando a Mortadelo y Filemón¿quién no admira a Ibáñez?, todo el mundo. Reconozco que Quino (Mafalda) me influyó bastante, por su dibujo y también por el discurso de sus personajes, yo quería hacer personajes con ésa profundidad”.

“Después vas descubriendo otros autores; Kratzy Kat me fascinaba, y la elegancia y complejidad de las viñetas de Litte Nemo, etc. Para mí un Mique Beltran, brillante dibujante abanderado valenciano y un francés como Chaland son iconos de la historieta gráfica de la modernidad. Tengo gran admiración por Picanyol dibujante catalán que me gustaría mucho poder conocer algún día, creador del brujo Ot el Bruixot. La lista sería larga y siempre hay nuevos descubrimientos del cuál poder aprender y disfrutar”.

Por último, el dibujante nos comenta sus proyectos: “Uf! no sabría por dónde empezar a contarte, tengo el estudio lleno de proyectos y de encargos que pronto saldrán al mercado. Estoy preparando una pequeña trilogía dirigida al público adulto. Será una pequeña aportación alrededor del mundo íntimo de los afectos, que espero guste y que saldrá en inglés, catalán y castellano”.

“Aparte, cómo ilustrador, en septiembre publicaré un libro infantil Ai, quina Gràcia! escrito por Maria Torres Palau y editado por Edicions Bromera. Pero bueno, sin duda, uno de los principales trabajos, particularmente importante para mí es el de Boro, el cómic”.

“En este 2014 que celebramos los 15 años de publicación –comenta Toni-. Creo, modestamente, que no hay ningún personaje en los últimos tiempos de cómic infantil que haya estado produciéndose ininterrumpidamente durante tantos años de manera sólida y constante cómo las historietas de Boro, Moro y Puromoro y éso sin duda, merece celebrarse. Y cómo siempre después, otras cosas van surgiendo por el camino y te sorprende embarcado en un proyecto que ni te imaginabas y allá que te lanzas. Estoy seguro que el año próximo estará lleno de sorpresas”.