Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz ha ordenado la detención e ingreso en prisión provisional del socio de M&A José Antonio Díaz Villanueva, que auditó las cuentas de Gowex, al no haber pagado la fianza de 200.000 euros que le había impuesto para eludir la cárcel. Pedraz le acusa de haber dado, como auditor, "cobertura necesaria" a la comisión de delitos de falseamiento de cuentas y de información económica y financiera de la empresa de redes wifi.

Florencia Maté, que ha declarado como imputada en la Audiencia Nacional, ha admitido que no sabía ni que existiera una cuenta en Luxemburgo a su nombre como administradora única ni que fuera de cinco millones de euros. Se enteró,  ha asegurado, después de que se conociera el escándalo Gowex. Ante el juez Pedraz ha confesado no saber tampoco nada del falseamiento de cuentas de la empresa admitido por Jenaro García. Tras declarar, el magistrado ha dejado a Florencia Maté en libertad sin medidas cautelares.

La esposa de Jenaro García contrató a Guadalupe Esmeralda Almeida como asistenta y el director financiero de Gowex, Martínez Marugán, le presentó diversos documentos para firmar a cambio de 300 euros. Otro supuesto testaferro de Jenaro García, Antonio Salmerón, montó con Martínez Marugán dos empresas de informática que dejaron de tener actividad hace años.

El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz ha ordenado la busca y captura del auditor de Gowex, José Antonio Díaz Villanueva, de M&A Auditores, tras no poder localizarle. Pedraz ha pedido a las autoridades de Luxemburgo que embarguen la cuenta del expresidente de la compañía con un saldo superior a tres millones de euros. El juez ha tomado declaración como imputado al director financiero y consejero de la empresa Francisco Manuel Martínez Marugán al que ha dejado en libertad condicional con una fianza de 50.000 euros que deberá depositar en un plazo de 15 días. Martínez Marugan ha declarado que se limitaba a cumplir las órdenes de Jenaro García y que el expresidente de Gowex "tenía una personalidad muy fuerte". El magistrado ha aplazado al 28 de julio la declaración como imputada de la mujer de García, Florencia Maté Garabito, que está en Costa Rica.

Los agentes de la Unidad Central de Delincuencias Económica y Fiscal (UDEF), que han registrado durante más de 14 horas la sede central de Gowex, se han incautado de varias cajas con documentación que podría acreditar el falseamiento de las cuentas desde 2004, tal y como reconoció el expresidente de la empresa, Jenaro García.

El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz -encargado de investigar los presuntos delitos societarios relacionados con el falseamiento de cuentas de Gowex- ordenó el registro de la oficina central de la compañía con este objetivo

La UDEF también ha registrado también un despacho alquilado por Gowex a la empresa de oficinas Regus, donde también se guarda documentación, según han informado fuentes jurídicas a Europa Press, con el mismo objeto.

Entre los nuevos imputados por el juez Pedraz están la mujer del expresidente, el director financiero de la compañía y cuatro testaferros que administraban siete empresas que servían para simular facturas. Empezarán a declarar el jueves. Antes, se realizará el volcado del contenido del teléfono móvil y el ordenador de Jenaro García, el fundador de la empresa, que él mismo entregó al juez el día de su declaración cuando reconoció que llevaba una década falseando las cuentas. También aseguró que tiene tres millones de euros en un banco en Luxemburgo. A través de una comisión rogatoria, el juez ha solicitado a esa entidad que le facilite todos los detalles sobre la actividad financiera del empresario.

El fundador y expresidente de Gowex, Jenaro García, ha comenzado a declarar como imputado ante el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz, tras haber sido convocado para aclarar el falseamiento de las cuentas de la compañía de redes Wifi durante, al menos los últimos cuatro años. El magistrado ha requerido a García que lleve consigo el ordenador personal y el teléfono móvil, que el imputado intentó poner a disposición de su Juzgado la pasada semana, tras haber admitido que las cuentas de Gowex desde su salida a bolsa no respondían a su realidad contable 14/07/14).