www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
385940
No recomendado para menores de 7 años
Transcripción completa

Cuéntame...

..tú que has vivido...

..el despertar de un tiempo que nos cambió.

Volverás...

..a ser un niño,...

..al recordar las largas tardes de sol.

Háblame de lo que has encontrado en tu largo caminar...

..cuéntame cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

Cuéntame, cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

Sentirás...

..el dulce abrazo...

..de aquellos padres que dieron todo por ti.

El sabor...

..del primer beso,...

..todos los sueños que tú querías cumplir.

Háblame de lo que has encontrado en tu largo caminar...

..cuéntame cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

25 de diciembre, fun, fun fun.

25 de diciembre, fun, fun, fun.

Un niñito muy bonito ha nacido en un portal.

Con su carita de rosa parece una flor hermosa. Fun, fun, fun.

Un niñito muy bonito ha nacido en un portal.

Con su carita de rosa parece una flor hermosa. Fun, fun, fun.

Venid, venid, pastorcillos. Fun, fun, fun.

Venid, venid, pastorcillos. Fun, fun, fun.

Venid con la pandereta y castañuelas al compás...

..a adorar al rey del cielo que ha aparecido en el suelo.

Fun, fun, fun.

(Queridos telespectadores, cuando mi recital para TVE...)

(..está tocando a su fin, siento que no debe faltar la canción...)

(..con la que ustedes y yo empezamos a ser amigos).

(# El camino que lleva a Belén...#)

(# ..baja hasta el valle que la nieve cubrió. #)

(# Los pastorcillos quieren ver a su Rey. #)Suena la zambomba.

Carlitos, me estás volviendo loca con la zambomba.Estoy aprendiendo.

(# ...ropopompón, ropopompón. #)

El rapapamplán ese no se acaba nunca.

(# Ha nacido en un portal de Belén... #)

Mañana no vengo a comer. ¿Y eso?

Marta y yo vamos a repartir cestas de Navidad.

Vamos a sacar más de 500 pelas de propinas.¿Puedo ir?

Sí, lo que faltaba.

¡Carlos, para con la zambomba! Callaos, que no oigo.

¡No me lo pongas ahí, que no veo!

Para ver al tamborilero ese.

¿Qué le pasa al tamborilero? Buen cantante que es.

No como los que te gustan a ti, que solo berrean.Y que lo digas.

Canta con un sentimiento...

A mí me ponen la piel de gallina, sobre todo con el "yo soy aquel".

A mí me pone la cabeza como un bombo. Podían traer a los Rolling.

¿Esos quiénes son?Es que a tu hija le gusta lo extranjero.

No es eso, es que el tamborcito... A la juventud de ahora...

..solo le gusta lo extranjero.A mí me encantan los cantantes españoles.

Pero Paco Ibáñez y a Serrat están censurados.¿Esos quiénes son?

Qué manía con que lo censuran todo.

¿Cuándo has visto a Paco Ibáñez o a Serrat en la tele?Será que no valen.

¿Cómo que no valen?

(A finales de los 60 no había Navidad sin Raphael,...)

(..y no había Raphael sin bronca).

(Cuando salía en televisión, mis padres y mi abuela suspiraban,...)

(..y mis hermanos se rebelaban).

(Debo confesar que de pequeño me encantaba Raphael,...)

(..y no concebía unas Navidades sin "El tamborilero").

¿Otra vez estás con esa postal?

Pobre Miguel, nos echa mucho de menos.

Normal. En estas fechas y tan lejos. Pero Francia no es el fin del mundo.

Como si lo fuera.

Estar en el extranjero no es lo mismo que estar en casa.

Pero allí también se celebran las Navidades.

Está con su mujer, con su hija. Pero mi hermano quiere estar aquí.

¿Lo ves? Todo no se puede tener. Es verdad.

El Papá Noel está por todas partes.

Ayer estuve en Sepu y estaba todo lleno de arbolitos de Navidad.

Antes solo veíamos a los Reyes Magos.

Los americanos, que quieren vendernos sus manías.

Vamos a llenar las casas de pinos y a mandarnos postales en inglés.

Qué exagerado.

Ya verás, un pino en cada casa y Papá Noel hasta en la sopa.

¿No estás cansada?

Antonio, que te has dejado los calcetines.¿Eh?

Que estás con calcetines. Espera que me los quito.

Mira que dejarte los calcetines.

Media docena. ¿Las queréis calentitas?

Don Severiano dice que son inventos de los protestantes.

¿Papá Noel y los árboles de Navidad? Y los trineos y los ciervos.

No son ciervos, son renos. Pues los renos.

A mí me gusta Papá Noel porque también trae regalos.

Mentira. Los únicos que traen regalos son los reyes de oriente.

Si son de oriente, ¿por qué no son chinos?¿Qué dices, macho?

Mi madre dice que todos los de oriente son chinos.

Sí. ¿Por qué no hay ningún Rey Mago chino?Es que son de otro oriente

¿De cuál? De uno que no me acuerdo.

¿Y el rey negro?Era de un oriente muchísimo más lejos.

¿Cuántos orientes hay? 100 ó 200.

¿Por qué no pedimos juguetes a Papá Noel?

Así nos traerán los 2 juguetes. Eso no puede ser.

¿Por qué? Porque Papá Noel es protestante.

¿Y qué?Es que los protestantes son muy roñosos.

Me voy a comprar el vestido rojo, el negro escotado y zapatos.

Me hacen falta por lo menos dos pares.

¿Y no te vas a comprar un abrigo de pieles?

Ya me gustaría tener un abrigo largo de piel de zorro.

De zorro, nada menos. Anda, que por gastar no quede.

¿Y tú no vas a comprarte nada?

Para comprar estoy. Menudo futuro se me viene.

Tranquila, ya verás como no es para tanto.

¿Que no? Quédate embarazada y me cuentas.

-Si pensarais más, no os pasaría lo que os pasa.-¿Y qué nos pasa?

Que hacéis todo sin pensar. Y esta está como está.

-No me lo repitas. -Y la otra igual.

Yo ni de 2 ni de 1.

Pero sin novio, que no sé qué es peor. Como lo hacéis todo a lo loco.

¡Que yo no he hecho nada!

Pero si no eres la única. Ahora solo pensáis en cantar, bailar y comprar.

Y como estamos en Navidad, a gastaros el dinero que no tenéis.

¿Qué mosca te ha picado hoy?

Cuando yo tenía vuestra edad, no necesitábamos eso que hacéis ahora.

¿Y qué hacíais?

Conformarnos con lo que teníamos. Ni vestidos nuevos, ni discotecas.

-Qué aburrimiento. -Lo pasábamos mejor que ahora.

En Nochevieja nos juntábamos con los vecinos y nos corríamos una juerga.

Y todos juntos, la juventud y los mayores. No como ahora

Que los jóvenes de parranda por ahí y los mayores delante del televisor.

Ya nada es como antes, Valentina. ¿Qué me va a contar?

Mi nuera no piensa más que en gastar y en salir. Y yo cuidando a los críos

Que los pobres no deben saber ya ni que tienen padres.No se queje usted.

¡Ah, se me olvidaba! Le he traído chorizos de la matanza. Y morcillas.

Ahora sube a casa y se lo lleva. Gracias. Mi hijo sí se lo agradecerá.

Póngame mi pedido.

No le he contado. Estoy emocionadísima.

¿Y eso? Estoy leyendo un libro divino.

Mire, mire. ¿De Corín Tellado?

No, qué va, este es mejor. Es una historia de amor que parte el corazón

Me va a perdonar, pero a usted todo le parte el corazón.

No sabe usted lo que es este libro. Voy por la mitad y no paro de llorar.

En cuanto termine se lo dejo. No se moleste. A mí, esas cosas...

Es que usted no sabe quién es el autor.

Ahí lo pone, un tal Rodolfo... no sé qué.

Rodolfo Campoamor. Pero eso es un pseudónimo.

¿Eso qué es?Que ese no es el verdadero nombre del escritor.

¿Y quién lo ha escrito? Cuando se lo diga no lo va a creer.

Perdonen. Estoy buscando un señor que vive por aquí.

¿Un señor?Sí, de mi edad. Se llama Eladio Contreras.

¿Contreras? Yo no conozco a ninguno. ¿Y usted?

No, no me suena. ¿Sabe a qué se dedica?

Estará jubilado. Bueno, antes era poeta.¿De los que escriben poesía?

-Sí, señora. -Poeta, qué bonito.

Pues en este barrio, no creo. No, aquí no hay sensibilidad.

Perdonen la molestia. Voy a seguir preguntando.

Poeta, Valentina. A buen sitio ha ido a parar.Eso digo yo.

Vamos por los chorizos. Sí, los chorizos.

-Toma. Y acuérdate de sonreír. -Es que no me sale.

Haz un esfuerzo, que no hemos sacado ni 200 pts.

-Si no dan, no dan. -Hazme caso.

Por más que sonrío no me dan un duro.

En cuanto abran sueltas tu mejor sonrisa y dices: ¡Felices fiestas!

-Pero con amabilidad. -Si tendré la culpa.

-Y no te vayas sin la propina. -Me cierran la puerta en las narices.

-Porque no sonríes. -¡Pues sonrío! ¿Así?

-Mejor. -¡Felices fiestas!

Pásame agua.

Por... Favor.

Croquetas. ¿Otra vez croquetas? "Joé".

Están muy ricas. Además, mañana habrá cena de lujo.

¿Qué vamos a comer, mamá?El pollo más grande que encuentre la abuela.

Verdad, uno bien hermoso. Habrá champán, ¿verdad?

Champán y angulas. No te digo.

Tanto como angulas, pero un extra sí podíamos hacer.

Ningún extra, que no estamos para lujos.Una botella de champán.

Bueno. Puerta.

Mira, a que empieza el jubileo. Carlos, mira quién es.

Carlitos, felices Pascuas. ¡Papá, es el sereno!

Toma, da esta tarjeta a tu padre.

Quien vela por su seguridad en noches de frío y calor,...

..les desea con fervor una feliz Navidad. El sereno.

¿Te gusta? Muy bonita. ¿La has escrito tú?

No, no. La escribió un amigo mío poeta. Corre, llévala para allá.

Mira, papá.Ya lo sé. Joder con el aguinaldo. ¿Quién me da a mí uno?

Papá, que te va a oír. ¡Pues que me oiga!

Papá, dale mucho que es una poesía muy bonita.

Mucha poesía, pero le llamas y tarda media hora porque está de vinos.

Te pones a dar palmas y no viene nunca.Venga, dale esto.

No te preocupes, si esto no ha hecho nada más que empezar.Anímate.

Si estoy animado. Pero en Navidades o tiras la casa por la ventana,...

..o nadie está feliz.Las Navidades antes eran más bonitas, en familia..

Tampoco está tan mal comprar.

No digo eso. En Navidad todos quieren sacar tajada.

Puerta.

Voy yo.

Pues a mí no me hace gracia.

-Hola. Feliz Navidad. -Buenos días, señorita.

Pasa, que está la bombona ahí.

Esta es mejor. "Las bombonas más pesadas acarreo a sus hogares".

"Sin butano no tendrían las felices Navidades".

Sí, reídle la gracia a este, que le das la mano y se coge el brazo.

¿Le das algo? Algo habrá que darle.

7 pesetas.Sí, y va que chuta. Si te dice algo, que hable conmigo.

Papá.

Parece que se ponen de acuerdo. No vamos a poder ni comer.

Se presentan a cualquier hora.

El próximo se va por donde ha venido.

A mí no me hace gracia. A que viene a pedir el aguinaldo. Este es capaz.

¿Qué hay, padre?

Buenas tardes.

Que acabo la faena y me he dicho, ¿por qué no te acercas a saludar?

Que aproveche.

A que no has comido.No, pero ahora me voy a picar cualquier cosa...

¿Gusta? Tenemos puré y croquetas.

¡Bueno! Pero por no hacer un feo. Entra, que hace frío.

¿Me puedo asear? Pase, pase.

Menudo negocio. El que más nos ha dado ha sido 5 duros.

Así no sacamos 500 pelas ni locos.

Llevas una cesta con un jamón y sueltan 2 duros. Qué gentuza.

No me extraña que tengan tanto dinero, si no se lo gastan.

Vamos a seguir. A lo mejor con el próximo hay más suerte.

Ya me extraña.

Ahora la Navidad es la fiesta del consumo.Eso decía yo.Y yo.

Hala, a gastar a lo loco.

Deberíamos convertirla en la fiesta de la solidaridad.¿Eso qué es?

Solidaridad es pensar en los demás. ¿Pensar en los pobres?

Ahí. Sobre todo debería ser la fiesta de los pobres.

Espera, que te veo venir. ¿No pretenderás pedir más dinero?

Eres peor que don Venancio.No, si he venido a felicitaros las Pascuas.

Pero no estaría de más que contribuyeseis...

..al fondo que hemos creado. ¿Otra contribución?

Es la primera vez que pido. Es que han venido muchos.

¿De la parroquia? No.

De la parroquia no, pero otros sí. Solo quiero recordaros...

..que hay mucha gente más necesitada que vosotros.¿Más que nosotros?

Hay gente que no tiene ni para comer. Me van a sentar mal las croquetas.

Espera, ahora vengo.

Solo quiero que hagáis lo que os dicte vuestra conciencia.

Si no queréis dar, no pasa nada. No es por no dar.

Pero una cosa es la conciencia y otra el bolsillo.

Toma. Me iba a comprar un vestido, pero...

-¡No sabes cuánto te lo agradezco! -Que no tiene importancia.

¿Cómo que no? ¡Si son 100 duros! La colecta es más importante que...

¡Muchísimo más! Tú te callas.Si no digo nada.

-Inés, 500. -Además, te la debía.

¿Y tú, Antonio?

(Para irritación de mi padre,...)

(..el aguinaldo era una tradición que se resistía a morir).

(Lo peor es que a los aguinaldos se sumaba una iglesia concienciada).

(Y eso sin contar los gastos extraordinarios de esos días).

(Mis padres, cuando llegaba Nochebuena,...)

(..ya se ponían a pensar en la cuesta de enero).

Carlitos, 1'5. ¿Ves, Antonio, qué a gusto se queda uno?

Mira, qué hermosos. A mí me gustan más los vivos.

Pero estos son extraordinarios.

Anda, pues estos tampoco están mal. A mí me gustan más los vivos.

Qué precios. ¡Anda, allí hay vivos, vamos!

Han subido bastante. ¡Oye, no te pierdas!

Carlitos, hijo. No te escapes.

Mira. ¿Por qué no compramos un pavo? En eso pensaba yo.

Es que son muy bonitos. ¡No los toques!

¿Cuánto cuestan? 120 duros.

¿Cuánto son 120 duros? 600 pesetas. Vámonos.

¡Cómprame ese!¿Cómo voy a comprar un pavo?, y vivo.

¡Es que me está mirando! Como si te canta un pasodoble.

Que el otro día me dijo mamá que comprásemos uno.¿Qué te va a decir?

Abuela.Es que un pavo es carísimo. Mamá dijo que compráramos un pollo.

Abuela, por favor. Qué pesadito te pones.

Venga, abuela. Ese, ese, mira.

(Campanitas verdes, hojas de limón.)

(Toca que ha nacido el niño de Dios).

(En el cielo se han alquilado balcones para un casamiento...)

(..que se va a hacer).

(Que se va a hacer. Que se va a hacer).

(Que se casa la Virgen María con el patriarca...).

¿Qué me habéis traído?Hija, se empeñó y no ha habido más remedio.

Mira, mamá, se llama Moisés. Ya me conoce. Moisés, esta es mi madre.

Anda, pasa a la cocina. Mira que comprar un pavo.

¿Cuánto te ha costado? 120 duros.

¿600 pesetas? Saca ese pavo de mi cocina. Mételo en la terraza.

Vamos, Moisés.

Te dije un pollo grande, que no cuesta más que 400.

Y vas y te gastas 600, y me traes un pavo vivito y coleando. ¡Átalo ahí!

Es que al niño le gustaba muchísimo, y lo vi tan hermoso que pensé:...

Seguro que a Merce le hace ilusión.

También me hace ilusión tener coche.

Si me hubiese tocado la lotería compraría 2 pavos y un besugo.

¿Ahora qué hacemos? Si quieres lo devuelvo.

A buenas horas. Y tú, da de comer a ese pavo, que engorde un poco.

Está muy gordito. ¿Me lo puedo llevar a correr?

Déjalo en la terraza tranquilo. Si es por las 200 pts., te las doy.

Deja de decir tonterías de una vez y ayúdame con los pantalones.

Hola, Moisés. Come, ya verás como te gusta.

Ahora chorizo.

Moisés, come.

Antonio, que tienes una visita. ¿Quién es?

No lo sé. Un señor que está en la puerta.Dile que entre.

No, que quiere esperarte fuera.

Antonio.

Miguel.

Teléfono.

Dígame. ¿Quién es? La mujer de Miguel.

¿Cómo no iba a acordarme? Mari Chantal, ¿cómo estás?

Es la mujer de Miguel.

Sí.

Sí.

¿Que Miguel no está?

Hace 3 días que se fue. ¿Y no sabéis nada de él?

Ay, Dios mío.

¿Cómo que has venido solo? ¿Y Mari Chantal y la niña?

Parece que no te alegras de verme. ¿Cómo no me voy a alegrar?

Pero apareces de repente, y me he quedado helado.

¿Has pasado por mi casa? No, no. Antes quería hablar contigo.

¿Qué pasa?

Que ya estoy harto de todo. Estoy harto de mi jefe, de mis compañeros,-

..de mis amigos, hasta de mi mujer.

Estoy harto de que me traten como un don nadie.

¿Cómo crees que me tratan a mí? Pero me aguanto.

Pero no es lo mismo aquí que en Francia.

Ya, pero no será como para largarse. ¿Tu mujer y la niña qué dicen?

¿Qué quieres que digan? ¿Pasa algo más?

¿Qué quieres que pase?No sé. Es que me parece todo tan raro.

La verdad es que he tenido una bronca con mi mujer.Joder.

¿Nunca has tenido bronca con tu mujer?

Muchas, pero no la he dejado plantada, y menos en Nochebuena.

No he dejado plantado a nadie. Me he venido a mi país.

Dejando a tu mujer y a tu hija en Francia.Antonio.

Mari Chantal y yo nos vamos a separar.

¿Que os vais a qué? ¡Un coñac, por favor!

¡Dos! ¡Y dobles!

Es altísimo y tiene muchas plumas. Todos lo pavos tienen plumas.

Mi madre dice que la carne de pavo está durísima.

¿A mí qué?, no me lo voy a comer. ¿Y por qué no te compran un perro?

Es mejor un pavo, chaval.

Cervan, ¿ha llegado "Hazañas bélicas"?

Sí, y esta semana ganan los alemanes. Ya era hora.

Y a mí uno del Jabato.

¿Y tú? ¿No tienes de animales?

¿De animales?, los que quieras. Mira, el pato Donald.

El ratón Mickey.

Y el conejo de los dientes pa' fuera. No, digo de pavos.

No, de pavos no, pero tengo uno del Pájaro Loco.

¿Para qué quieres un tebeo de pavos? Es que tengo uno en casa.

¿Un tebeo? No, un pavo. Se llama Moisés.

Y se lo van a comer mañana. ¡Que no me lo voy a comer!

Ojalá comiera pavo en Nochebuena, me conformaré con un bocadillo de queso.

-¿La vas a pasar solo? -Mejor solo que mal acompañado.

Hay que ver las mujeres qué pesadas son en Nochebuena.Que sí, hombre.

Adiós, Cervan.

¿Dónde vais? Ya veréis lo que es bueno cuando os caséis.

Toma, Moisés, un poco de mazapán.

¿Cómo le pones de nombre Moisés? Es que por ahí tiene barba. Mira.

Toma, que está muy rico el mazapán. ¡Que no le gusta el mazapán!

¿Y qué le gusta, listillo? Las sardinas en aceite, el chorizo..

¿El chorizo? ¿Cómo le va a gustar el chorizo?Ya se ha tomado 3 rajas.

¿Y os lo vais a comer? ¿Cómo me lo voy a comer? Es mi amigo

-Igual que comes la carne de vaca. -Y de cerdo.

Pero los cerdos y las vacas que como no son amigos míos.

Yo creo que tu familia se lo quiere comer.

Ya sabes cómo son los mayores.

(Josete tenía razón. Los mayores eran capaces de todo,...)

(..hasta de comerse a un amigo. Pero no se iban a salir con la suya)

(Había decidido defender a Moisés con mi vida).

(No es que fuese vegetariano, todo lo contrario, era por principios).

¿Cómo te vas a divorciar? ¿No te ibas a separar?

Primero nos separamos y después nos divorciamos.Lo dices de una manera..

En Francia la gente se separa y después se divorcia.

Que te estás cargando tu familia. Antonio, que pareces un cura.

Mi matrimonio ha sido un fracaso.

Mari Chantal y yo nunca nos entendemos. ¿Qué quieres que haga?

Qué quieres que haga, dice. Pues seguir probando.

20 años llevo probando, 20 años. Y nada.¿A madre se lo has contado?

No, no, no. De eso ya habrá tiempo. ¿Y qué vas a hacer con la niña?

Ya no es una niña. Y siempre he sido un buen padre, y seguiré siéndolo

Bueno, te divorcias. ¿Y luego?

Había pensado volver a España. Establecerme por mi cuenta.

Montar un pequeño negocio. Un tallercito, no sé, ya veremos.

Menos mal que me das una buena noticia.

Hola, buenas tardes.

Buenas tardes.

¿Lavar y marcar?

No, no. Perdone que la moleste. Es que busco a un señor del barrio.

-Se llama Eladio Contreras. -¿Eladio Contreras? No me suena.

¡Niñas! ¿Conocéis a un señor que se llama Eladio Contreras?

Había un taxista que se llamaba Contreras con un hijo guapísimo...

Que no, que era Joaquín Roca.

Total, que no tenéis ni idea. ¿Y cómo es este señor?

Pues... Bastante calvo, y como de setenta y tantos años.

Pues no caigo,... Pero yo llevo poco en el barrio.

Mire, en el edificio de enfrente, en el 4 B, vive una señora...

..que lleva aquí toda la vida. Igual lo conoce.

-Muchas gracias. -Muy bien.

Madre. ¿Qué hago? ¿Llamo y se lo digo o espero a que vuelva?

¿A Antonio? No, espera un poco. Lo vas a preocupar.

Es que es su hermano. Hace 3 días que nadie sabe nada de él.

Se habrá ido de parranda. Con ese adefesio de mujer que tiene.

Estará deseando salir de casa. Un adefesio tampoco es.

Ya has olvidado cómo vino en verano, con esos pantaloncitos.

A sus años. Cada vez que me acuerdo.

Un poco exagerada sí que venía. ¿Un poco?

No tiene nada que ver. La he encontrado como muy preocupada.

¿Esa preocupada? Anda, mujer, si es más rara...

Voy a subir a ver a doña Valentina, que está que no hay quien la aguante

¿Qué le pasa a doña Valentina? Que está embobada con una novela...

..que dice que ha escrito el Cervan. ¿Que ha escrito una novela?

De amores y desengaños. Lo que no pase en este barrio.

Ya te contaré, hasta luego.

Yo estaba loca por él. ¡Loca! Y sólo pensaba en casarme.

Habíamos arreglado todo Eladio y yo. La iglesia, el cura, todo...

Pero cuando se lo dije a mi padre... -¿Por qué se lo dijo?

Debería haber huido con su gran amor. -Ya ve, eran otros tiempos.

Y la hija de un notario no se casaba así, a escondidas.

Total, mi padre me encerró en casa y yo, llorando como una magdalena.

Y mi pobre Eladio que me estaba esperando en la iglesia.Natural.

Hay que ver el disgusto que se llevaría el pobre chico.Imagínese.

Ese mismo día mi padre me llevó a Zamora con unas tías suyas.

¡Y nunca más volví a verle! -¿Nunca más?

Años después me dijeron que se metió en la Legión. No sé si es verdad.

¿Puedo ver otra vez la fotografía?

Sé que es una locura tratar de dar con él después de tantos años...

..pero, me gustaría verlo por última vez.

Explicarle por qué no me presenté en la iglesia.

A lo mejor, el pobre, ya ni vive.

A mí estas historias de amor...

¿Está usted segura que está en el barrio?Segura, no.

Fui a la casa donde vivió y me dijeron que se había trasladado aquí.

Pero tampoco estaban seguros. Imagínense, desde 1927 que no lo veo.

Hace 41 años, casi nada. -¡41 años amando un recuerdo!

Por favor, no llore usted más, que se me va a soltar a mí el muelle...

..y esto va a aparecer un velatorio. Bueno, seguiré preguntando por ahí.

Si no les importa les dejo un teléfono y si saben algo me llaman.

Es el de mi hermana, he venido a pasar las Navidades con ella.

Pero pasado mañana me vuelvo otra vez a Zamora.

Tenga, muchísimas gracias. -De nada, que lo encuentre.

No se moleste, Valentina, yo la acompaño.Gracias.

¡Qué locura, Miguel! Qué pasa, ¿mi casa te parece poco?

No es eso, Antonio.¿Cómo que no?, si te vas a un hostal.

Antonio, por favor, no me atosigues. Si no te atosigo, es que,...

..de tanto estar allí, ¡pareces francés!

Entiéndelo, Antonio, yo no me voy a presentar en tu casa así como así.

Pues te presentas, porque eres mi hermano.¿Ah, sí?

¿Qué les digo a Merche y a Herminia? ¿Que me voy a divorciar? ¡Hala!

No, se lo cuentas como me lo has contado a mí.

No te digo que al principio no sea difícil, pero se pasa,...

No puede ser, entiéndelo de una vez.

No, si a lo mejor tienes razón. Es que además hay otro motivo.

¿Cómo que otro motivo? Sí, no he venido solo.

¿Cómo que no has venido solo?No. He venido con...

..con mi novia. Pero, ¿tú tienes novia?Sí.

Se llama Esperanza y nos vamos a casar.¡Anda la leche!

¿Cuántas veces te quieres tú casar? ¡Las que me salgan de los cojones!

Pues en nuestra familia nos casamos una vez, y basta.

Pues tienes delante una excepción. ¡Mira, tú!

Y ahora, ¿cómo se lo cuento yo a Mercedes? ¡Anda mi madre!

(Los turrones y golosinas endulzarán la mesa que cuenta con la novedad...

..de los comestibles refrigerados en su transparente envase).

(Como es tradición, el vino regará los manjares).

El pavo con pasas y almendras va a estar para chuparse los dedos.

A mí me gustaría ese picadillo que haces...Mujer, ¡no es lo mismo!

Al pavo hay que tratarle con respeto Si le respetarías no le comeríais.

Qué pesado te pones con el pavo. Allá con vuestras conciencias.

¿Cómo que vuestras conciencias? ¿Dónde lo has aprendido?

Lo dice don Venancio siempre. Don Venancio siempre tiene razón.

¿A que don Venancio no dice que comer pavo es pecado?No.

Pues, a comer pavo. Que mañana es Nochebuena y pasado Navidad.

(Pero yo ya había empezado a comprender...

..que con los mayores vale más las acciones que las palabras).

(No valía la pena seguir discutiendo).

(Para los padres, los niños no contábamos).

(Por eso comprendí que había llegado la hora de actuar).

Pero, ¿y esto?Se va a llevar un disgusto cuando matemos al pavo.

¡Ya se le pasará cuando lo pruebe! Por cierto,...

..¿quién va a matar el pavo? ¡Nosotras!¡Nosotras!

¡Ah!

Vamos, Moisés,...

..venga, que no te va a comer nadie. Te lo juro.

(Al ver a Moisés tan desvalido, tan frágil, esa noche comprendí...

..que puede existir una amistad entre el hombre y los animales).

(Moisés y yo nos habíamos hecho inseparables).

Antonio, ¿estás dormido?

No, hombre, ¿cómo voy a estar dormido? ¿Y tú?

Hombre, si te llamo, es que no estoy dormida.

Mira, no te enfades, ¿eh? Pero no te lo he dicho antes...pues,...

¿Qué pasa? Es que,..¡ay, Antonio!

No te enfades, ¿eh?Vamos a ver, ¿me tengo que enfadar, o no?

Tu cuñada ha llamado de Francia. ¿Y?

Que tu hermano ha cogido el portante y se ha ido.

¡Está desaparecido! Hace 3 días que no sabe nada de él.

Bueno, ¿es sólo eso? Ah, ¿que te parece poco?

Que tu hermano está por ahí, Dios sabe dónde.

Y tú te fumas un cigarro como si... ¡hala, como si tal cosa! Antonio...

Miguel está en Madrid. Le he visto esta tarde.

Me dejas como una piedra. ¿Tu hermano está aquí?

¿Y cómo no me has dicho nada? No te enfades, ¿eh?...

¡Con una novia? Perdona, pero eso es una querida...

(No sabía lo que quería decir divorcio, ni entendía por qué...

..el tío había venido de Francia sin mi prima Françoise,...

..que por cierto era guapísima).

(Y se había traído a una novia a la que mi madre parecía conocer...

..porque no dejaba de llamarla querida).

¡Eso sí que no! Pero si es su novia.

Que eso se llama querida. Que no,...

Como si fuera doña Carmen Polo, ¡que a mi casa no viene esa!

No me da la gana, ¡vamos, lo que faltaba!

Sí, Esperanza viene a cenar mañana. Y no hables de ella en ese tono.

¿Qué le vas a decir a mi madre? Habrá que decirle algo, digo yo.

¿Qué tengo que decirle? ¿Y a tus hijos? ¡Menudo ejemplo!

Que tu hermano venga con esa... vamos, con esa que está...

¡Menudo listo es tu hermano! Se viene a España...

..y encima con una francesa. No es francesa.

Se llama Esperanza es española, tiene 40 años, y es viuda.

Así que apea el tratamiento de querida para tu cuñada.

Yo tengo una cuñada, y vive en Francia.

Sí, cuñada, me ha dicho que se casa con ella.

¿Cuántas veces se va a casar? Las que se le pongan en los cojones.

Así que, se acabó. Mañana mi hermano viene con su novia.

Tu hermano viene aquí cuando quiera, pero, con esa no.

¿Por qué no se ha ido a otro sitio? ¡Que es mi hermano, Merche!

Y encima me la quieres traer a casa. Sí, porque es mi hermano.

Y si no viene él, me voy yo. ¡Vaya ejemplo para tus hijos!

Nada, no te preocupes, que no viene mi hermano, pero tampoco estoy yo.

¡No, la que se va a ir soy yo! Ya sabes dónde tienes el portante.

Vamos, ni me lo digas dos, ¡vamos!

¿Café?

Ya se lo has contado a tu madre. Sí.

¿Y qué le parece? ¿Qué me va a parecer, hijo?

Casarse ha sido siempre una cosa para toda la vida.Eso era antes.

¡Antes, ahora y siempre! No entendéis el matrimonio.

Yo lo que no sé es lo que es el divorcio.¡No digas tonterías!

Mamá, si hay divorcio en todas partes.

Sí, en casi todos los países. Ah, sí, pues aquí, no.¡Y que dure!

¿Qué? Ya se lo has contado a todo el mundo.

¿Cómo no íbamos a oíros, papá? Con las voces que dabais.

Pero, ¿qué hay que oír, qué?

Yo me voy.¿Dónde vas? Por ahí.

Pero si hoy no trabajas. ¿Y qué más da? No quiero discutir.

Alguien me va a contar lo que pasa.

Esto va a ser como lo de los calcetines.¿A qué viene eso?

Sí, como los calcetines, las medias, todo.

¿Cuando te casas te dan calcetines, camisas...?¿Quieres comer?

Vivimos en un mundo de quita y pon. Cuando se rompen no se remiendan.

Se tiran a la basura y se compran otras nuevas.

Lo mismo pasa con el matrimonio. Se cansan de la mujer que tienen...

..la tiran, y se buscan otra nueva. No exageres, tampoco es para tanto.

No te creas, hija.Vamos a acabar con esas americanas.¿Quiénes?

Esas de las películas, todo el día en el bar, pintarrajeadas,...

..bebiendo y se van con el primero que pasa.¿Qué dices, abuela?

En cuanto se muera Franco, casadas, como Dios manda, vamos a quedar 4.

Sí, está aquí abajo, en recepción.

Dice que ahora mismo baja. Gracias.

Antonio... ¡Qué sorpresa!

Hola, que he salido de casa y he dicho, voy a saludar a mi hermano.

Y aquí estoy. Bueno,...

..mi hermano, Antonio, y ella es Esperanza.

Hola. Miguel me ha hablado mucho de ti.Hola, y a mí de ti.

Bueno, pues vamos a celebrarlo. Venga.

Perdone, ¿podríamos tomar aquí algo? -Sí, lo que quieran.

¿Coñac? Pero si son las doce. Bueno.

¿Quieres tomar algo, Esperanza? -Sí, un café.

Pues, dos copas de coñac y una cerveza, por favor.

Bueno...

..¿así que tú eres la famosa Esperanza?Pues, sí.

Hay que ver cómo pasa el tiempo.

Estamos ya en Navidades.Sí, es que el tiempo corre una barbaridad.

-Vuela, vamos, que vuela.

Pero hoy, como si no hubiera pasado el tiempo, ¿eh?

Estamos en Nochebuena y os venís a cenar a casa.

Antonio, queríamos hablarte de eso. -Es mejor que no vayamos.

No, ni hablar, os venís a cenar. No, si nos encantaría...

..pero, es que es mejor que no vayamos, lo digo por tu familia.

Pero si ya se lo he contado, y están todos con una ilusión.

¿Estás hablando en serio? Que sí.

¿Se lo has contado todo? Sí, todo.

Pues no me digas que Herminia y Merche están con ilusión...

Bueno, se han llevado una sorpresa, por qué voy a negarlo.

Pero luego se les pasa, ya sabes cómo es esto.

Escúchame, vamos a hablar claro, que para eso eres mi hermano.

He dejado a mi familia, me quiero venir a España,...

..me quiero casar con Esperaza, y tú lo aceptas porque eres mi hermano.

Pero si vamos a tu casa, ni Herminia, ni Mercedes iban a estar a gusto.

Eso no es verdad. Además, a mí no me importa,...

..eres mi hermano, y os venís a cenar.¿Puedo hablar?

Nosotros no queremos causarte ningún problema.

No te preocupes, si mis hijas tampoco lo entienden.

¿Tienes hijas?Dos. Y a pesar de vivir en Francia...

..no entienden que esté con Miguel. -Mejor dejamos las cosas como están..

..y no te preocupes, antes de marcharnos pasamos por tu casa.

Que no, hombre, después del lío que he montado,...

..¿cómo va a estar mi hermano sólo en Nochebuena?

Antonio, solo, solo...Esperanza, ya sabes lo que quiero decir.

Tú eres mi hermano, y vienes a cenar a casa con tu...Novia.

Eso es, a cenar a casa con tu novia. Os espero a las 10. Por favor.

Bueno.

Y ahora me voy que tengo muchas cosas que hacer.

No te voy a dar la mano, Esperanza, si vamos a ser cuñados.

Encantado de conocerte. Encantada.

Muy guapa, ¿eh?

A las 10 en punto. Que sí.

Yo estoy aquí, y vosotros aquí, aquí Luis, y aquí Josete.

¿Y tú nos das la señal? Sí, yo haré el búho.

¿No va a ser un poco peligroso? ¡Qué va, si no nos va a ver nadie!

¿Y cómo la vamos a llamar? -¿A quién? -¡A la operación!

Es verdad, en todas las películas le ponen un nombre.

Podemos llamarlo, operación Pacífico. Operación Trueno.

-Objetivo Birmania.No, le vamos a llamar operación libertad.

Los metemos en tu cuarto, y mañana los saco.

¿No te importa?No, no me importa, pero va a aparecer una leonera.

No vamos a cenar con los pantalones por medio.Siempre pagando el pato..

..como soy la más vieja. No empecemos, ¿eh?

Ya sé quién es, Herminia. ¡Sé quién es!

¿Qué le pasa, doña Valentina? Sucede algo.

Ya sé quién es Eladio Contreras. ¿Quién?

El señor por el que preguntaba ayer aquella señora, ¿se acuerda?

¿Quién es?No se lo van a creer. Nunca acertarían.

A ver, diga algún nombre. No empecemos, doña Valentina.

Es que es como de novela. Nos lo va a contar, ¿o no?

¡El Cervan! ¡El Cervan?

Sí, como lo oye, el Cervan. ¿De verdad?

¿Cómo no me había dado cuenta antes? Si está todo en su libro.

El novio esperando en el altar, la novia que no aparece...

¡Estaba todo aquí! Siéntese, siéntese...

Voy a rescatarte, Moisés.

Hola, vengo a rescatarte.

Buenos días, Valentina.

Le tengo guardado una exclusiva de Onassis y Jacqueline en el yate.

Tome, muchas gracias. Es preciosa.

¿De verdad que le ha gustado? -Muchísimo.

Pero, tengo que decirle algo. -Sí.

Eladio.

-¡Eladio!

¡Con cuidado, macho!

Despacito, venga.

No te escapes, Moisés.

¿La ha visto? -Sí.

¿Cómo está? -Pues, bien,...

..pero, claro, ha pasado el tiempo. -Mucho tiempo, Valentina. ¡Mucho!

Fue en el 27. Veintisiete más 10, 37....

Bueno, ¿qué más da? Son muchos años. -Demasiados, Valentina.

Lo que no sé es por qué me busca ahora después de tanto tiempo.

Porque mire que la que me hizo, me dejó plantado en el altar.

-¡Que se dice pronto! -Eso se lo pregunta usted a Amparo.

-¿Y si no me reconoce? -Pero, ¿cómo le va a olvidar, Eladio?

El amor nunca olvida. -Ya, pero como dicen que es ciego.

Perdone que me meta, pero la he llamado por teléfono.

Me ha dicho que le espera esta noche en la bodega. -¿En la bodega?

A las 10 en punto. -¿A las 10 de hoy?

No viene antes porque está cuidando a una hermana.

¿Por qué no la lleva a cenar por ahí? -A lo mejor,...

..a lo mejor me desmayo cuando la vea.

Eladio...

¿Dónde está ese bicho? Yo qué sé.

Pues ha desaparecido. Se habrá soltado.

Hola. Hola.

Acabo de estar con mi hermano y con Esperanza. Vaya mujer.

Mira, si quieres que venga, me aguanto, y que vengan.

Pero no me hace ninguna gracia. Vamos a tener la fiesta en paz.

Oye, ¿dónde estará ese pavo? ¿Qué le pasa?Que ha desaparecido.

¿Cómo va a desaparecer? Creo que le ha escondido el niño.

Escúchame una cosa, y no la digo más, ¿eh?

¡Esta noche viene a cenar mi hermano con Esperanza porque lo digo yo!

Y no se hable más, Merche.

Tú, tranquilo, ya verás. Aquí no vas a pasar frío.

Venga, dame la comida.

Te dije que no le gusta el mazapán, le gusta el chorizo.

No había chorizo en la nevera. -Yo traigo turrón de frutas.

Luego yo, si puedo, te traeré chorizo y pan.

Adiós, macho. Felices Pascuas, Moisés.

Toma, por si tienes hambre.

Qué, ¿cómo ha ido?

Pues, mira, este no me ha dado ni 5 duros, ni 10, ni 20. -¿Cuánto?

Nada, ¡ni una peseta! -¿Nada? ¿En serio?

Eso sí, el hombre muy educado, me ha dado las gracias,...

..y me ha cerrado la puerta en las narices.

¿Qué haces? -¿Que qué hago? ¡Mira lo que hago!

Marta, que no podemos robar nada. -No robo, estoy requisando. Toma.

Hijo, ¿qué dónde está el pavo? Se habrá ido volando.

A lo mejor tiene razón el crío. ¡Cómo va a irse un pavo volando!

Volando, volando, no, pero revolotean y dan saltitos.

Herminia, ¡pavos que vuelan! A ver, te lo pregunto por última vez

¿Dónde está el pavo?Carlos, como no nos lo digas, te quedas sin reyes

Tendréis que torturarme. ¡Ay, es para matarte!

¿Dónde lo has escondido? ¿Tú eres tonto, o qué?

Es Nochebuena, no tenemos cena y las tiendas están cerradas.

A que se lo ha llevado al camión. ¡Como esté allí, te la cargas!

No está en el camión. ¡Que me muera ahora mismo si está allí!

Sois peores que los protestantes. Hala, ponte el abrigo.

No tardéis.

Y ahora, ¿qué hacemos? ¿Y qué voy a hacer yo?

¡Pues darle un azote en el culo!

No nos va a dar tiempo, ¿eh? Madre, no me pongas más nerviosa.

De verdad, yo me voy. Hala, pues nada.

¿Cómo se le ocurre dejar un pavo ahí, Herminia?

¿En dónde le íbamos a poner? En el otro lado, y atado, hija...

..que este es mucho más pequeño. Sí, y que lo vieran los vecinos.

¡Para una vez que tenemos un pavo! Los pavos se tienen en los lavaderos

No quiero discutir, pero, hombre, me parece de niños.

Este niño nos va a freír la sangre.

No hay derecho. Tiene razón Tony, estás loco.

Si fueras un pavo, ¿te gustaría que te comiese? ¿A que no?

Pues, no, pero no lo soy. ¿Dónde está?Ahí.

Carlos, me estoy hartando, ¿eh? Pero si está aquí.

Jo, te juro que estaba aquí. ¡Te lo juro de verdad!

Oye, ¿seguro que los pavos no vuelan?No te hagas el listo.

Se habrá ido de paseo. Bájate, ¡que me tienes....!

(Mucho antes de que los ecologistas se preocuparan por nuestra fauna...

..yo ya estaba jugándome la vida en defensa de los animales).

(Esta vez había conseguido derrotar la gula de mis mayores).

(Estaba seguro de que Moisés estaría oculto entre los matorrales).

Pues hacemos unas tortillas, y ya está.

¡Vaya cena de Nochebuena! Mamá, algo es algo.

Y Antonio, ¿dónde se ha metido? Buscando algo de comida.

Si ahora está todo cerrado. Mujer, a lo mejor encuentra algo.

A ese crío, yo lo mato. La culpa la tienes tú por comprar el pavo.

Ahora no la tomes conmigo, mujer. ¡Una tortilla! ¡Qué vergüenza!

Peores cenas he tenido yo en Nochebuena. Y tú, también.

No empecemos con la época del hambre, ¿eh?

Vaya impresión que le vamos a dar a esa. ¿Qué va a pensar?

Nada, que se marche. Menudo ejemplo para los chicos...

..un divorciado y una fulana. ¡Vaya Nochebuena!

Abuela, primero no está divorciado. y segundo, no la llames fulana.

Pues trigo limpio no es. Pero, ¡cómo sois, de verdad!

Cuando la gente es como tiene que ser, no anda por ahí divorciándose.

Venga, quese nos echa el tiempo encima.

Vendréis a la misa del gallo. -Yo...esta noche...

-¡Sin excusas! ¿No vengo yo aquí todos los días?

La liturgia de la misa del gallo es preciosa. -Yo, igual sí...

Pues yo no puedo... -¡Claro que puedes!

Os espero a todos a las 12.

-¡Qué barbaridad! -Cervan, ¿cómo vas así vestido?

-¿Y a qué hueles? -A Varón Dandy.

Pero, Cervan....

¿Qué pasa? ¿Uno no puede ponerse un traje ni en Nochebuena?

Estás para darte un par de besos. -Menos cachondeo.

Lo que pasa es que uno es elegante y tiene su palmito.

¡Ponme un carajillo!

Voy a cerrar, ¿no pensarás estarte aquí toda la noche?

Que no. Ponme un carajillo.

¿Con quién sales, Cervan? -Con una mujer. -¡Con quién?

Con una mujer. Tengo reservada mesa en el Palace.

-¿En el hotel Palace? -¡"Naturaca"!

Esta gente no tiene corazón. Me dan asco. ¡Porquería de capitalistas!

¿Qué tendrá que ver el capitalismo con las propinas? -Todo, Tony,...

La burguesía saca plusvalías hasta de los que repartimos cestas.

Si llevamos dos días trabajando y no hemos sacado ni 300 pesetas.

¿Qué has dicho que nos saca la burguesía? -¡Plusvalía, chaval!

Toma, tu parte del botín. -No, Marta, yo no quiero.

No seas tonto, llevamos dos días trabajando gratis.

Verás la que se va a organizar cuando vean que faltan cosas.

-Pues que hubieran dado propina.

Anda, so tonto, dame un beso.

Si quieres, acércate mañana por mi estudio. -Bueno.

Que pases buena noche.

Que te dejas la trenca. -Ah, gracias.

Bueno, felices fiestas. -¡Felices fiestas!

A que me echo a llorar.

Buenas noches. (Todos: Buenas noches).

¡Eladio! -¡Amparo!

Eladio...

Tinín, por favor.... Ssssssh.

¿Qué pasa?

Joder.

¿Quién es? No lo sé.

Pero ha dicho que la va a llevar al hotel... -Al Palace.

Tinín, ¿no tendrás comida por ahí? Se me ha escapado el pavo...

¿Qué pasa con el cachondeo, hombre? ¿Como no quieras unos berberechos?

No, Tinín, te estoy hablando de comida en serio,...

..viene mi hermano, y no tengo nada. Joder, siempre a última hora.

Tengo algo, pero, ¿me lo vas a devolver en dos días?Sí, hombre.

(Buenas noches, señoras y señores. -Buenas noches).

(Éste es el último programa de 1968 de "Galas del Sábado",...

..en plenas fiestas de Navidad...).

Aquí no aparece ni el tío Miguel, ni papá...

Yo creo que ya esos ni se presentan. Estoy por bajar a buscarles.

Y yo, pero ¿adónde?Mamá, ¿cómo es la novia de Cervan?Y yo qué sé.

Y toda la noche sin abrir la boca. ¡Que lo del pavo no se me olvida!

No he hecho nada, ha huido. Sí, en bicicleta, ¿no?

Abuela, ¿cómo es la novia de Cervan? Mayor.

¿Más que tú?¿Te quieres callar? Más o menos.¡Será viejísima!

¡Que te calles!Hay que ver, después de 40 años se presenta.

Es como si viera a un fantasma. ¿Se van a casar?

¡Cómo se van a casar! -A ver si vienen, tengo un hambre.

Ya. ¡Esto es lo que he encontrado!

¿Qué has traído?Y menos mal, me las ha vendido Tinín.

¿Cómo vamos a hacer ahora dos liebres?Pues al ajillo.

Pues en pepitoria. En pepitoria se hace la gallina.

Pues como queráis, que me muero de hambre.

¡Ya están aquí! Uy, y hay que despellejarlos.

Hola.Hola. -¡Feliz Navidad a todos!

Dame un beso, Toni.

Bueno, Esperanza, mis sobrinos. Toni, Inés y Carlitos.-Hola.

¿Es tu novia? ¡Cállate!

"Joé", es mucho más guapa que la otra.

Venga, vamos pasando que tengo el "Freixenet" en la nevera.

Miguel, dejadme los abrigos que los dejo fuera.

Qué bonito ha quedado todo, ¿eh? Los adornos, las bolas...

Merche, hija, que ya están aquí.

Felices Pascuas, Mercedes. Te encuentro más guapa que nunca.

Hola, hijo. Hola, Herminia.

Esperanza, te voy a presentar. Es mi cuñada,...

..y Herminia su madre. ¿Qué tal? ¿Cómo está usted?

Toni, hijo, saca las botellas.

Mira, tío, esas son las botellas que ha comprado papá.

Tú no eres más vieja que la otra mujer.¿Te quieres callar?

Es que a mí me gustas tú mucho más. Jo, tío, qué mujer tan guapa.

Niño, cállate.

Cuidado con el corcho que esto sale a toda velocidad.

¿Ya? Sí, sí, abre.

¡Alegría!

A ti sólo un poquito. Sí, para mojarte los labios.

(Todos:) ¡Feliz Navidad! ¡Felices Pascuas a todos!

Ya sabes cómo era papá. Dijo que no, y fue que no.

Tu padre, que en paz descanse, bien que nos fastidió la vida.

Te advierto que si lo pensamos bien, a lo mejor si nos hubiéramos casado

..ya nos habríamos separado. -¡No, hubiéramos sido felices!

Te he echado tanto de menos, Amparo. -Y yo a ti.

Y eso que fui muy feliz con mi marido.

Pero lo nuestro no lo olvidé nunca. Eras tan...

-Tan calvo. -Y tan cariñoso, y tan bueno.

Lo que más me ha atormentado estos años...

..ha sido pensar en el daño que te hice. -No fue culpa tuya.

Además, a lo hecho pecho. -¡Bueno, Cervan!...

Ibas a llevar a la señora a un restaurante, ¿no? -Ya voy...

Van a cerrar. -He reservado mesa en el Hotel Palace. -¡Eladio!

Cervan, tengo que cerrar.

¿No ves que estoy hablando con la señora?

¡Madre mía, con la edad que tiene, y pelando la pava!

¿Hace muchos que os conocéis? Pues, unos 2 años.

Miguel, cuéntale cómo le conociste. No, hombre, que no tiene importancia.

¿Cómo que no...? Claro que la tiene.Ya lo creo.

Pues, un día entraste en el restaurante en el que yo trabajaba...

Bueno, sí, un restaurante español. -Yo estaba poniendo las mesas...

..y él va se me acerca y me dice: "mademoiselle, ici paella".¡Hala!

Que si daban paella. -Así mismo me lo dijo.

Y yo que ya había visto que era español, le digo:...

..¡Sí, hombre, sí, toda la paella que tú quieras!.

-La mejor paella que he comido en mi vida. -¡Qué exagerado!

-No, de verdad, la mejor. Y ya, ¿a partir de ahí...?

Pues, a partir de ahí nos quedamos charlando..., ¿verdad, Miguel?

Sí, no sé cuántas horas, y luego nos fuimos a bailar pasodobles.

Es que es muy bailongo. ¡Pasodobles?

Me acuerdo mucho...

Ay, se me olvidaba, os hemos traído.. -Hombre, sí, los regalos.

Es una salsa de castañas, para el pavo.

Y esto. Dáselo tú, Miguel. -Antonio, coñac francés.

Miguelete, no tenías que haberte molestado.

Gracias. Pero pavo, lo que se dice pavo, no tenemos.

Es que tenemos liebre, Miguel.

Tendrás que disculpar a Tinín, es buen chico, pero tiene mala educación

Es que caballero como tú, ya no quedan, Eladio.

Ni señoras como tú, Amparo.

¡Oh, Eladio!

Veréis qué guiso de liebre va a preparar Esperanza.

¿Me puede picar perejil? Sí, claro.

Haría falta machacar ajo. -Los pico yo.

Y yo, ¿qué hago? Podrías picar cebollas.

¿No tendrás salchichas? ¿Una salchicha?Sí, por favor.

Esto se está empezando a poner doradito...

Lo vamos a separar... Las salchichas.

Luego vamos a hacer un sofrito Sí, ya le puse sal, hombre.

Va a estar riquísimo, Esperanza.

Que se va a casar las veces que le dé la gana...

Nada, me han echado.¿Quién? Pues todas.Eso es buena señal.

¡Ya salen!¿Quién, hijo? El Cervan.

Jo, con caballos y todo.

Si ahora va a resultar que Cervan es todo un caballero.Vaya poderío.

Feliz Nochebuena.

Felices Pascuas. Felicidades.Felicidades.

¡Joder con el Cervan!

Vamos para dentro que nos vamos a helar.

Y ahora, un chorrito de coñac para alegrar el guiso.

Y ya se puedo cerrar la olla.

Y cuando lo retiremos, ya veréis mi secreto.

Dos cucharaditas de puré de castañas, ¡ya veréis!

Qué mano tienes, hija. ¡Lo que se puede hacer con una liebre!

Vamos a coger una cogorza con el coñac.

Si es que en Francia cocinan muy bien.Uy, de Francia, nada,...

..esto es receta de mi abuela. Eso, como las cosas de casa, ninguna

Bueno, pues vamos a brindar ahora nosotras, ¿no?¿Nosotras?

Pero muy poquito.No bebas mucho, a ver si te sienta mal.

Bueno, pues, por vosotras. Pues, "chin-chin".

"En el portal de Belén hay estrella, sol y luna...

..la Virgen y san José y el niño que está en la cuna.

Ande, ande, ande, la marimorena,...

...ande, ande, ande, que es la Nochebuena".

¿Que os ha parecido el guiso?

Estaba de miedo, Miguel.

No sé por qué te empeñas en poner un taller, yo pondría un restaurante

¿Verdad que sí? Vamos, yo clienta número uno.

Y yo. Y eso que no me gustan los restaurantes.

Bueno, pues no se hable más. Espe, montamos un restaurante, ¿eh?

-Si tú lavas los platos.

No te molestes, mujer. Pero si no es molestia.

Jesús, lo mismo que Mari Chantal, como la noche al día.

¿Qué dice, Herminia? Nada, nada.

Espe, el próximo día les tienes que preparar una paella de las tuyas.

A este, ni caso, pero cuando queráis.

-¿Esto qué es? -No sé, "Marrón glasé" me lo ha dado Marta.

¡Carlos! Voy.

¿Cómo está el turrón? ¡Eh! A mí es el que más me gusta.

Carlos, hijo, cierra la puerta que se escapa el gato.

Es Luis, que ya van para la misa del gato, digo del pavo.

¡Es del gallo, hijo, es del gallo!

Vámonos, que no llegamos. Pero, ¿qué hora es?

¡Uy, menos diez! Uy, he quedado con Pili. Me voy.

A vosotros, ¿os importa?

Desde que salí de Francia, lo que más me apetece...

..es ir a la misa del gallo.

Vamos, Herminia.

Antonio, coge las llaves.

A partir de ese día, Esperanza se convirtió en uno más de la familia.

Y en casa no se volvió a discutir del divorcio.

Recuerdo perfectamente esa Navidad de 1968,...

..porque nunca había visto tan felices a mi tío y a mi padre.

A mi madre y a mi abuela también se les pasó el mal humor.

Y el Cervan, a partir de esa noche fue menos cascarrabias.

Lo único que me dolió de esas fiestas fue perder a Moisés.

Nunca conseguí averiguar lo que había sido de él.

# La Virgen se está peinando...

..entre cortina y cortina. #

# Los cabellos son de oro, y el peine de plata fina. #

# Pero mira cómo beben los peces en el río. #

# Pero mira cómo beben por ver a Dios nacido. #

# Beben y beben, y vuelven a beber,...

..los peces en el río por ver a Dios nacer. #

# La Virgen va caminando...

..por entre aquellas palmeras. #

# El niño mira en sus ojos el color de la vereda. #

# Pero mira cómo beben los peces en el río. #

# Pero mira cómo beben por ver a Dios nacido. #

# Beben y beben, y vuelven a beber,...

..los peces en el río por ver a Dios nacer. #

# La Virgen está lavando y tendiendo en el romero,...

..los pajarillos cantando y el romero floreciendo. #

Realizado por: Javier González y Purificación Arranz.

Cuéntame cómo pasó - T1 - Una Nochebuena con esperanza - Capítulo 13

20 dic 2001

Los Alcántara, como tantas otras familias españolas, se afanan en estas fechas en los preparativos de las fiestas de Navidad. Herminia es la encargada de comprar la cena de Nochebuena, un buen pollo, pero tentada por su nieto Carlos, acaba por comprar un pavo... vivo. El animal en cuestión, Moisés como enseguida le bautiza el niño, se convierte en su mejor amigo. Carlos se encapricha del pavo hasta tal punto que no permitirá que nadie le ponga la mano encima para matarlo. Para ello ideará un plan, "operación libertad", con el fin de salvar la vida del "plumífero".

Antonio anda atareado cerrando los últimos encargos de la imprenta antes de fiestas cuando recibe una visita inesperada: Su hermano Miguel. Su situación en Francia se había vuelto insostenible. No aguanta más a su esposa francesa y ha decidido cerrar una etapa de su vida y empezar otra en España. Antonio quiere que reflexione, una separación es un asunto muy serio, en su familia nunca ha ocurrido y en España sólo mentar la palabra divorcio es causa de controversia y discusión. Pero Miguel lo tiene muy claro, más si cabe cuando confiesa a su hermano que no está solo. El hombre ha comenzado una nueva relación con Esperanza, una española, emigrante como él en Francia, con la que quiere iniciar una nueva vida. Antonio no acaba de creer lo que oye. Aunque no es él hombre que se escandalice fácilmente, el hecho de que su hermano tenga ya una "querida", como él la califica, le desconcierta. Pese a todo, se impone la amistad y el cariño a su hermano y decide invitar a Miguel y a su "novia" a cenar esa Nochebuena en casa. Pero Antonio no ha contado con la opinión de su esposa Mercedes y su suegra. Ninguna de las dos acepta de buen grado la situación y Antonio tendrá que hacer uso de su papel de jefe de familia para imponer su criterio esa noche...

ver más sobre "Cuéntame cómo pasó - T1 - Una Nochebuena con esperanza - Capítulo 13" ver menos sobre "Cuéntame cómo pasó - T1 - Una Nochebuena con esperanza - Capítulo 13"
Programas completos (363)
Clips

Los últimos 2.626 programas de Cuéntame cómo pasó

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos