Enlaces accesibilidad
arriba Ir arriba

La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha dicho que la polémica de la carne surtida tras las declaraciones del ministro de Consumo, Alberto Garzón, Garzón está “sacada de contexto” ya que el debate “es mucho más equilibrado”. “Estamos muy orgullosos de nuestro sector de la carne”, cuyos índices de calidad son “muy altos”, ha dicho. Ha añadido que hay que "protegerlo" por su importancia, entre otras cuestiones, en el mundo rural. Sin embargo, esto “no es incompatible” con saber “la importancia de la alimentación en la salud”. “Yo, de profesión, soy médica y siempre recomiendo que todos los productos se consuman con moderación”, ha defendido.

El presidente del Gobierno ha sido preguntado por la polémica generada por el ministro de Consumo, Alberto Garzón (IU), tras un vídeo en el que pide reducir el consumo de carne por motivos ecológicos y de salud. Un vídeo, que ha generado las críticas de la oposición y el malestar del sector ganadero. A este respecto, se ha limitado a contestar desde Lituania: “Donde me pongan un chuletón al punto, eso es imbatible”.

La OMS recomienda que se consuman 21 kilos de carne al año por persona. En España, según la FAO, ese consumo es de 90 kilos. Los médicos recuerdan que el abuso puede provocar problemas de salud cardiovascular, pero añaden que la carne es un alimento básico y necesario para llevar una dieta equilibrada. Según las organizaciones ecologistas, provoca el 14% de los gases de efecto invernadero que emitimos. Informa Ainoha Caballero.

El ministro de Consumo, Alberto Garzón, se ha referido a la polémica surgida a raíz de la recomendación de consumir menos carne, señalando que su objetivo no es que la gente deje de comer este producto, sino "cambiar los hábitos a unos más ecológicos y sostenibles", a la vez que se ajusta el consumo a las recomendaciones de la comunidad científica. Entrevistado en La Hora de la 1 de TVE, ha señalado a la ganadería intensiva, que a su juicio "no crea casi puestos de trabajo y tiene un efecto contaminante brutal".

Una de las demandas de los ganaderos y agricultores españoles es la falta de mano de obra cualificada para trabajar en el campo. Así lo ha señalado Rodrigo Carrillo, que dejó Madrid hace 8 años para cultivar lavanda y cereal, quien ha destacado que "nos están salvando el cuello" los temporeros inmigrantes. Por su parte, Rosana Pérez, que regresó a su pueblo en Albacete para trabajar y ahora tiene una granja con 1.600 gallinas, reclama que haya menos trámites burocráticos para todos aquellos que quieran emprender en el campo.

Foto: Getty Images

En Somiedo, en la montaña asturiana, llegó a haber unos 3.000 vecinos, hoy quedan apenas 200 y tienen muy claro que fueron las mujeres las primeras en abandonar la zona. Lucía, vaqueira trashumante, defiende que sin ellas no hay futuro. Es una de las pocas ganaderas que quedan en Asturias que practican la trashumancia. Además, narra su día a día en su cuenta de instagram: @lucia_velasco_rodriguez.

Foto: @lucia_velasco_rodriguez/Instagram

Alivio entre los hosteleros tras la ampliación de los horarios de cierre.

La incidencia acumulada sigue bajando aunque suben los ingresos en el Hospital Nuestra Señora de Sonsoles.

Sale a licitación las obras de la piscina cubierta de la zona sur de la capital.

Comienza la trashumancia que se retransmitirá por redes sociales.

El tenista Daniel Rincón cae en cuartos de final en el Roland Garros Junior.

La Plataforma en defensa de la gestión del lobo, que agrupa a más de 30 asociaciones agrarias y ganaderas, protesta ante el Ministerio de Transición Ecológica contra esta orden ministerial que considera incompatible con la supervivencia de la ganadería extensiva. Desde la concentración, Noemí Martínez habla con Merche Fernández, portavoz de la plataforma, y con Pedro Barato, presidente de ASAJA.

El tercer y último capítulo de la serie 'Hipervaquería de Noviercas y/o el futuro de Soria' nos preguntamos cómo afectara al modelo ganadero: al mercado laboral, a la alimentación de los animales, sus implicacaciones éticas, ambientales e, incluso, culturales. Quienes critican la explotación explican que "distorsiona el mercado a nivel nacional y casi europeo" y que, de salir adelante, tendría un efecto inmediato en las provincias limítrofes: cerrarían más de 400 explotaciones familiares y se perderían más de 700 empleos directos; por su parte quienes defienden la instalación remarcan la idea de autosuficiencia alimentaria. 

Un reportaje de Rafael Bermejo y Juan Morello.