Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Hablamos con dos españoles que van a pasar la Nochevieja trabajando lejos de España. Francisco González, Teniente Coronel Jefe del Grupo Táctico Ligero en la misión Libre Hidalgo de UNIFIL en Líbano, nos cuenta que cenará con parte de su equipo que trabaja en la zona más cerca a Israel, la más sensible. Además, nos explica las medidas de seguridad con las que trabajan para protegerse de la COVID-19. Y desde Mozambique, Neus Peracaula, coordinadora de Médicos del Mundo, nos habla del impacto de la pandemia en el país africano, que tiene solo 30 médicos especializados para 30 millones de habitantes. Además, nos dice que recibirá el Año Nuevo con un pequeño brindis con amigos a media tarde.

Irene Fernández Molina, profesora del departamento de Políticas de la Universidad de Exeter (Reino Unido), especializada en relaciones internacionales de Oriente Medio y el norte de África, ha señalado en el informativo 24 horas de RNE que el respaldo estadounidense a la soberanía marroquí del Sáhara ha sido “una sorpresa de la diplomacia de Trump”: “No creo que ninguna de las promesas estén confirmadas porque Trump está saliendo y Marruecos no habla de poner una embajada en Israel", ha indicado. También ha señalado que el Sáhara Occidental es el “objetivo primordial” de Marruecos en la política exterior. Sobre la reclamación marroquí de Ceuta y Melilla, Fernández ha sostenido que el tema se ha “sobredimensionado”: “No creo que haya cambio en la posición marroquí, dependerá del grado de importancia que le de Mohamed VI, que nunca ha mostrado mucho interés".

El 20 de diciembre de 1975, la legión española arría su bandera de El Aaiún: casi toda la comunidad española deja el Sáhara, desde militares a funcionarios y civiles; casi un siglo después de su desembarco, España se dispone a abandonar su provincia número 53, las Naciones Unidas exigen su descolonización, Marruecos ambiciona su anexión y el frente polisario hostiga a los españoles. Recopilamos los testimonios directos de aquellos que vivieron un proceso comenzado hace casi medio siglo y que todavía no ha terminado. Un reportaje de Antonio Delgado y Javier Monterde.

En Gambia, en el África Occidental, muchos jóvenes se lanzan al mar buscando un futuro imposible en su país. En su capital, Banjul, está nuestra enviada especial María Gámez, y ha hablado con algunos de ellos.

El 40% de los jóvenes no tiene trabajo. Batubocoordinador de la ONG española Playing, explica que en su país no hay oportunidades y por eso muchos deciden jugársela en el mar. Además, Gambia necesita medios para vigilar sus costas. España va a donar 400.000 euros para ayudarles a comprar material. Y desde el día 3 la Guardia Civil trabaja con una lancha de apoyo. En ella está el sargento Salinero. "La gente sale y no tiene ni idea del peligro al que se enfrentan. Y lo que hacemos evitando que salgan realmente es salvar vidas", explica.

Junto a él trabaja el agente Madrid. "Cuando llegan, si es que llegan, se encuentran con que todo lo que les han contado es mentira", añade. También escuchamos a Jacob, que ha compuesto una canción contando su historia. En un centro de detención de Libia terminó su sueño de llegar a Europa. Ahora, repatriado, trabaja con la Organización Mundial de las Migraciones contando su historia a otros jóvenes, para convencerles de que la vía irregular no es el camino, porque a veces se paga con la vida.

Cristina Gallach, Secretaria de Estado de Asuntos Exteriores, está en Gambia para colaborar con el país en la prevención de la inmigración ilegal. En directo en Las mañanas de RNE ha dicho que van a ayudar en muchos ámbitos. "Les ayudamos para que la gestión costera sea más eficaz. Las patrullas de la Guarcia Civil la hacen con marinos locales, así aprenden y ven cómo se puede utilizar un material, la lancha, mucho mejor que la que ellos tienen. Por eso vamos a hacer una donación de material", explica.

Pero la ayuda también será en el ámbito económico. "No han tenido una pandemia médica, de salud, es un país de gente muy joven y no ha habido prácticamente muertos por el COVID. La pandemia ha sido económica, porque los turistas no vienen", y añade que también colaboran a nivel político.

Sobre el nuevo Pacto Europeo sobre migración y asilo, explica que los procesos europeos siempre son lentos. "Somos muchos y tenemos intereses estratégicos distintos."

¿Cómo están las cosas en un momento extremadamente delicado para el continente, que está a punto de alcanzar el medio millón de muertes en esta pandemia? También, un vistazo a la vecina África, tras haber conocido cifras de esta segunda ola que sacude a todo el planeta. Con los corresponsales en Bruselas, María Carou, en Londres, Sara Alonso, en Berlín, Gabriel Herrero, en Roma, Jordi Barcia, y París, Paco Forjas.

Aquí empezó todo”, explica la corresponsal de RTVE, Ana Jiménez, desde Túnez. Hace diez años el joven Mohamed Bouazizi, vendedor ambulante, se prendió fuego delante del ayuntamiento de su pueblo. Estaba harto y humillado por sobornar, cada día, a la policía para poder vender un poco de fruta. Bouazizi murió, días más tardes, sin saber que había encendido la mecha de la rabia y la indignación de otros cientos de miles de jóvenes. La llamaron la Revolución de los Jazmines por sus manifestaciones pacíficas. Una ola de solidaridad y protestas recorrió el país. Lo que calló la prensa nacional, lo contaron los jóvenes en las redes sociales. Pero Bouazizi murió sin saber que acabaría con 20 años de dictadura de Ben Ali y que se convertiría en mártir.

En el epicentro donde comenzaron las primaveras árabes no han cambiado algunas cosas: sigue habiendo mucho paro entre los jóvenes y graves desigualdades. Pero Túnez ha sido el único en lograr una democracia y en tener una nueva constitución". Bouazizi murió, sin saber, que hizo soñar a millones de jóvenes de otros países como Libia y Egipto. También Yemen y Siria, que siguen en guerra.