Enlaces accesibilidad

Tierras raras, oro tecnológico

  • También hablaremos del papel de Colombia como uno de los principales destinos mundiales del "Turismo de cirugías".

  • El sábado 21 de mayo a las 21:30 horas por La 1 de TVE y el Canal 24 horas.

Por
 Coche eléctrico siendo recargado en un punto de carga
España necesita más puntos de carga para hacer frente a la penetración de coches eléctricos GETTYIMAGES

Europa trata de aplicar una de las lecciones que aprendió con la pandemia y que ahora se ha reforzado con la guerra en Ucrania: la necesidad de reducir su dependencia en energía y materias primas. Una de las medidas para hacerlo es la de impulsar la minería en su suelo. "En Europa no hay una industria minera ni de transformación ni de reciclaje, importamos prácticamente todas las materias primas", asegura Lucía Caudet, integrante del gabinete del comisario europeo de Industria. Y añade que, en algunos casos, como el de las llamadas tierras raras, imprescindibles para fabricar productos tecnológicos, la dependencia europea de China, está entre el 98 y el 99 por ciento.

Las tierras raras son en realidad 17 elementos de la tabla periódica, esenciales para que funcione nuestro mundo. Están en los teléfonos móviles, el coche eléctrico, la tele en color, en el contraste de una resonancia, el láser, los hornos pirolíticos…y en las energías renovables. "Se llaman las vitaminas de la industria que, en pequeñas cantidades, están en todo tipo de tecnología verde". Así es como las define Jorge Méndez, investigador en la Universidad de la Laguna.

El peligro de la elevadísima dependencia exterior es tan serio que la Comisión Europea ha promovido el lanzamiento de hasta 14 proyectos industriales de explotación de tierras raras en suelo europeo, donde ahora no hay una sola mina de este tipo. Ninguno de esos proyectos es español. Pero en nuestro suelo sí existen yacimientos de tierras raras. Un equipo de Informe Semanal ha visitado algunos de ellos. En Salvatierra está la única empresa que las extrae en España, Áridos do Mendo, cuya actividad principal es la obtención de arenas y gravas para la construcción. Cada año producen 20 toneladas de arenas negras, pero no han conseguido venderlas.

Para separar los elementos de las tierras raras hay que usar medios químicos. En el proceso se generan residuos y algunos contienen sustancias radiactivas. "Y eso te origina un problema medioambiental grave, solucionable, sí, pero para solucionarlo hace falta meter dinero", asegura Ricardo Prego, investigador del CSIC. El único proyecto de explotación de tierras raras presentado en España es el de Matamulas, en Ciudad Real. Pero nunca se ha llegado a poner en marcha. Vecinos y organizaciones ecologistas, autoridades y tribunales lo impidieron.

Turismo de cirugías

Colombia es uno de los principales destinos del conocido como turismo estético. Ocupa el tercer lugar del mundo, solo por detrás de México y Turquía. Cada año se practican en ese país cerca de medio millón de intervenciones de cirugía estética y se estima que un 20 por ciento de los pacientes son extranjeros que llegan de países vecinos, pero también de Estados Unidos y de Europa, atraídos por los bajos precios. "El cambio de la moneda hace que sea mucho más económica una cirugía de excelente calidad que en otro país: EEUU, Europa, España. Una cirugía de 25 mil euros en España, vale la cuarta parte en Colombia", asegura a Informe Semanal Carlos Alberto Ríos, un reputado cirujano.

Pero no todas las experiencias resultan positivas. Bajo investigación están las muertes de al menos cinco mujeres, una colombiana y cuatro extranjeras, registradas desde que empezó el año y cuyas familias atribuyen a malas prácticas quirúrgicas. En Colombia operan algunos de los mejores cirujanos estéticos del mundo, pero también se han extendido las llamadas clínicas garaje, de bajo coste, con escasas garantías y dudosos procedimientos. Uno de ellos son las inyecciones de biopolímeros, una peligrosa sustancia de relleno prohibida en muchos países porque puede causar graves complicaciones. El Parlamento colombiano debate desde hace meses una ley para que su uso sea delito.

Lina conoce bien las consecuencias de los biopolímeros. Le deformaron el rostro hace una década y lleva ya cuatro operaciones para arreglar los destrozos. "¿Qué he hecho yo metiendo la cara en una persona que no era experta? ¿En qué estaba pensando yo?, se pregunta aún.

En 2021 el turismo de salud generó en Colombia más de dieciséis millones de dólares, pero no hay datos sobre qué parte de estos ingresos proceden de la estética porque se trata de una industria que ha crecido en buena medida de espalda a las autoridades sanitarias. En ciudades como Cali, donde operan alrededor de 150 cirujanos plásticos, se calcula que el sector mueve unos cinco millones de dólares al año.