Enlaces accesibilidad

El Tribunal de Cuentas precisa que aún no va a imputar a partidos por las cuentas de 2012

  • El País publica que hallaron indicios de delito en las finanzas de varios partidos
  • La Fiscalía del Tribunal considera que la noticia publicada es "prematura"
  • Aclara que es un documento interno de trabajo con  "carácter preliminar"
  • Los partidos implicados niegan cualquier irregularidad contable

Por

La Fiscalía del Tribunal de Cuentas aún no ha decidido si imputará o no responsabilidades al PP, el PSOE y otros partidos -CDC, Uniò, PNV, EA- por las deficiencias detectadas en el informe de fiscalización de las formaciones políticas en el ejercicio 2012.

Así lo ha señalado la institución en un comunicado en el que se refiere a una información publicada por el diario El País, según la cual el fiscal jefe del Tribunal de Cuentas, Olayo González Soler, ha expuesto en un informe la posibilidad de que haya indicios de delito en la contabilidad de varios partidos políticos en el año 2012.

Según señala la Fiscalía, se trata de un documento interno derivado del informe de fiscalización que realizó en su día el Tribunal de Cuentas y que su presidente, Ramón Alvarez de Miranda, ya presentó ante el Parlamento.

Tiene que opinar el autor de la auditoría

En ese sentido, subraya que, cuando la Fiscalía del Tribunal de Cuentas advierte la existencia de hechos de los que, en su opinión, se pudieran derivar responsabilidades de cualquier clase, "los pone en conocimiento del Departamento o Unidad fiscalizadora correspondiente, iniciándose así un procedimiento interno que culmina adoptando la decisión que resulte procedente en cada caso con sujeción, en todo caso, a los principios que informan la actuación del Ministerio Fiscal, que son los de legalidad e imparcialidad".

"En no pocas ocasiones", añade, el referido escrito da lugar a que, por parte de ese Departamento o Unidad, se realicen aclaraciones o se completen las actuaciones fiscalizadoras".

Sus resultados son comunicados a la Fiscalía, que debe adoptar la decisión que considere adecuada "obrando siempre de conformidad" con los principios que gobiernan la actuación del Ministerio Fiscal.

Esa actuación es la que se ha llevado a cabo en el Informe de Fiscalización de los estados contables de los Partidos Políticos, ejercicio 2012, de la que se hace eco la información publicada "pese a que todavía no se ha adoptado decisión definitiva alguna", asegura.

Por tanto, considera que la noticia publicada es "prematura" e implica la "divulgación del contenido de un documento interno de la Fiscalía del Tribunal de Cuentas, que da lugar a entender que se ha adoptado ya una decisión definitiva, cuando previamente debe valorarse la respuesta emitida por la Unidad fiscalizadora correspondiente, en la que se amplía la información contenida en el Informe de Fiscalización y se proporcionan explicaciones complementarias sobre la licitud de los hechos que la Fiscalía consideró, con carácter preliminar, que podían tener relevancia penal".

Los partidos niegan cualquier irregularidad

Por de pronto, ante la publicación de esta información, los partidos políticos señalados en el escrito preliminar del Tribunal de Cuentas han garantizado que no tienen ninguna irregularidad contable en sus finanzas.

El PP ha negado "con toda rotundidad" la comisión de delitos y dice que "siempre ha dado cumplida respuesta, explicando punto por punto la improcedencia" de las acusaciones y "justificando con documentos la contabilidad rendida".

La dirección del PSOE ha pedido al Tribunal de Cuentas que "aclare" las supuestas irregularidades atribuidas a casi todos los partidos por su fiscal jefe y ha recalcado que, en el caso de los socialistas, es "absolutamente falso" que hayan existido.

IU afirma que los tres expedientes sancionadores abiertos por el Tribunal de Cuentas a la formación respecto a los ejercicios de 2009, 2010 y 2011 ya fueron alegados y cerrados.

El PNV ha negado la comisión de delitos de financiación ilegal "o de otra naturaleza" y ha asegurado que el pasado mayo "alegó y aclaró" al Tribunal de Cuentas las tres cuestiones que cita como delictivas el fiscal jefe de ese tribunal.

El secretario general de Eusko Alkartasuna, Pello Urizar, ha negado rotundamente que la formación haya cometido un posible delito de "fraude fiscal" y ha considerado que es una "ligereza" que se la incluya "en el mundo de la corrupción política".

Noticias

anterior siguiente