Enlaces accesibilidad

La CE alerta a España de los recortes en educación y de retos "agravados" por la crisis

       
  • Señala que la formación no se adapta a las necesidades del mercado
  •    
  • Considera que las medidas de la LOMCE "parecen adecuadas"

Por
Alumnos en un colegio durante la jornada de huelga educativa
Alumnos en un colegio durante la huelga educativa del pasado 24 de octubre. EFE EFE/Paco Campos

La Comisión Europea (CE) ha advertido a España de los efectos que los recortes podrían tener en la educación y de los retos "agravados por la crisis" a los que tendrá que hacer frente, en un estudio presentado este miércoles.

Bruselas señala los retos a los que debe hacer frente para luchar contra el abandono escolar y mejorar el acceso de los alumnos al mercado laboral. "La consolidación de las finanzas públicas y el desempleo juvenil desafían los sistemas de educación y formación europeos", asegura el Ejecutivo comunitario.

En relación al caso español, el estudio recalca que los "grandes retos" que afronta el sistema educativo del país son la transición desde las escuelas al mercado laboral y la "persistente y elevada tasa de abandono escolar temprano, con grandes diferencias entre las regiones".

"Estos desafíos se ven agravados por la situación económica de España, que exige importantes esfuerzos de consolidación fiscal, con (la aplicación de) recortes presupuestarios en la educación desde 2011 a nivel nacional y regional", recalca la Comisión en el estudio sobre los sistemas educativos y de formación de todos los Estados de la Unión Europea.

La formación no se adapta a las necesidades del mercado

En relación al abandono escolar, Bruselas señala que el abandono escolar en España se situó en el 24,9% en 2012, lo que supone una mejoría con respecto al 32,1% registrado en 2009. Sin embargo, esta tasa se mantiene por debajo de la media del 12,7% registrada en los Veintiocho y lejos del 10% fijado como objetivo comunitario para 2020.

Además, afirma que la formación y las destrezas que adquieren los españoles "no están lo suficientemente actualizadas y adaptadas a las necesidades del mercado, especialmente en aquellos sectores con mejores perspectivas de desarrollo económico". Pese a ello, la CE reconoce "los progresos en ambos campos", tanto en el abandono como en el acceso al mercado laboral.

El Ejecutivo europeo recomienda a España que aumente la importancia que se da al mercado de trabajo durante el proceso de formación para reducir el abandono escolar en las etapas iniciales y para impulsar el aprendizaje a lo largo de toda la vida.

En esta línea, destaca la importancia de fomentar la formación dual, que combina estudios con prácticas profesionales, especialmente en los niveles educativos más altos.

La CE considera que las medidas a este respecto incluidas en la reciente reforma de la ley educativa (LOMCE) "parecen adecuadas" y recomienda ir más allá de los actuales proyectos piloto. No obstante, reconoce que "en la actual situación económica y del mercado de trabajo, su completa implementación sigue siendo un reto".

Uno de los seis países que reducen sus fondos

El informe recuerda que España ha reducido los fondos dedicados a educación como parte de su proceso de consolidación fiscal: destinó un 4,7% del PIB en 2012, por debajo del 5,1% que gastó en 2009, y también inferior al 5,3% de media en la Unión Europea.

España es uno de los seis países europeos que redujo los fondos en todos los niveles educativos -salvo preescolar- entre 2008 y 2010, junto con Bulgaria, Hungría, Italia, Lituania y Rumanía. No obstante, la situación española está en consonancia con la de los miembros de la Unión Europea en general.

El informe muestra que dieciséis de los Veintiocho redujeron sus partidas presupuestarias para educación entre 2008 y 2011 y que la tasa de empleo de las personas con formación superior a la secundaria cayó del 82% al 75,7% en ese periodo para toda la UE.

La CE pone también de relieve la falta de competencias en algunos sectores de la población europea -sólo entre un 20% y un 24% supera el nivel básico en literatura o matemáticas- y el desfase que existe entre las habilidades que se adquieren y las que se requieren para el mercado de trabajo.

Noticias

anterior siguiente