Enlaces accesibilidad

Las células que pueden acumular grasas se mantienen fijas en número desde la adolescencia

  • El estudio ha comparado el número de células en pacientes con obesidad extrema
  • Los pacientes tenían el mismo número de células antes y después de operarse
  • Las conclusiones podrían explicar por qué es tan difícil perder peso

Por

La dieta ni quita ni pone células adiposas, puesto que el número de este tipo de células se mantiene constante a partir de la adolescencia de los individuos y no se altera en función del tipo de dieta, según publica la revista británica Nature.

Los científicos del Instituto Karolinska han examinado a varios centenares de niños, jóvenes y adultos de distintas edades y han descubierto que el número de células adiposas aumenta durante la niñez, pero, a partir del momento en que el individuo llega a la edad adulta, ya no varía.

Muchos de los individuos estudiados son pacientes con obesidad extrema, que se disponían a sufrir una intervención quirúrgica de reducción de estómago. Las muestras fueron tomadas antes de la cirugía y cuando ya habían perdido mucho peso.

Tras la segunda prueba, el número de células adiposas era el mismo que antes de la cirugía. "Esta es la razón por la que es tan difícil perder peso y mantenerlo bajo" según Kirsty Spalding, directora del equipo de investigaciones.

Sin embargo, el profesor de la Universidad de Cambridge, Stephen O'Rahilly, ha añadido en la BBC que no cree que en la adolescencia se fijen de por vida el número de células que conforman el tejido adiposo, y ha calificado de prematuras las conclusiones del estudio, porque "hay muchas células adiposas que no contienen grasa, pero que pueden acumularla de pronto si se dan las condiciones nutricionales".

 

Noticias

anterior siguiente