Enlaces accesibilidad

Café Zimmermann Logotipo de 'Café Zimmermann' Todos los lunes a viernes de 16.00 horas a 17.00 horas en Radio Clásica

La célebre Cafetería Zimmermann, regentada por Gottfried Zimmermann en Leipzig, fue testigo de varios estrenos de Johann Sebastian Bach y sede del Collegium Musicum de Georg Philipp Telemann en las primeras décadas del siglo XVIII. Actualizamos el ambiente cálido, cosmopolita y artístico de aquel espacio para ofreceros historias musicales que nos hagan viajar desde la prensa diaria hasta los lugares más recónditos del mundo. En nuestro café habitan preciosos cuadros y maquetas, la vitrina de los instrumentos singulares, el cinematógrafo nostálgico, la mesa de los personajes olvidados y un rincón para la Historia. Además, nuestro piano Steinway recibe cada semana la visita de intérpretes que comparten con nosotros su música en directo y su conversación al olor de un buen café.

Añadir a favoritos

La mano izquierda de Bach

06.05.2021

Nuestro titular de cabecera hoy en Café Zimmermann es el siguiente: "La mano izquierda de Bach". Se trata de un interesante artículo escrito por Pablo L. Rodríguez para la revista Scherzo publicado el pasado 23 de marzo, que nos habla entre otras cosas, de la
fisonomía del gran compositor nacido en Eisenach. Lo ilustramos con el "Contrapunctus 9 alla duodécima BWV 1080" de Bach. A continuación, nos referimos a Alexander Scriabin que a causa de una lesión desarrolló durante un tiempo la técnica de la mano izquierda, algo que se refleja en muchas de sus composiciones como el "Nocturno" de las "Dos piezas para la mano izquierda, Op.9". También recordamos las manos más grandes de la historia de la música, las de Rachmaninov y escuchamos un fragmento de su "Concierto para piano y orquesta núm. 4, Op. 40". Después nos referimos a Paul Wittgenstein y escuchamos un fragmento del "Concierto para la mano izquierda" de Maurice Ravel. Robert Schumann aspiró en un momento dado de su vida a ser uno de los mejores pianistas del momento y llegó a utilizar distintos artilugios para hacer crecer sus manos, pero la frustración de su carrera como instrumentista le llevó a centrarse en la composición y escribir obras como su "Sinfonía Primavera" de la que escuchamos un movimiento. Por último, nos vamos a la Iglesia de Santo Tomás de Leipzig y escuchamos "Liebster Jesu, wir sind hier BWV 731" de Bach en las manos de Alicia de Larrocha.