1. TV Clan
  2. Series
  3. Poder canijo
  4. Poder canijo - Poder canijo - 23/10/16
Facebook Twitter
Menú de navegación Desplegable

Bienvenido a Clan.

Elige usuario

  • Aprendemos en Clan
  • #TeVeo
  • Noddy, Toyland detective
  • Noddy, detective en el País de los Juguetes
  • Hey Duggee
  • 10
    Seguir viendo Poder canijo
    No te pierdas los nuevos episodios. Domingos a las 22.30 horas en clan
    Hey Duggee
  • Hey Duggee en inglés
  • Let's go Pocoyó
Para todos los públicos Poder canijo - 23/10/16 - ver ahora
Transcripción completa

Todos lo podemos tener en casa, con algunas cosas recicladas,

para transformar los desechos de los peces en alimentos para las plantas.

-Ese día, los que habían pasado por ese ambiente, le dijeron:

"No veas qué chuli el ambiente en el que he estado".

Y al día siguiente, en ese ambiente, había cola para entrar.

-Lo que he intentado es llevar al aula de Matemáticas

aquellas cosas que tienen los juegos que enganchan.

-Aquí tenemos 12 cartas, que son las 12 notas que existen.

Cada uno vais a sacar una nota distinta.

Y yo voy a improvisar con ella. -Esa cámara la tiene mi tío.

Claro, es que hoy en día las cámaras...

Esta es la de tu tío, tu tío está como loco buscándola.

(RÍE) Claro.

Esto es la Tierra. ¿Dónde?

Prácticamente en proporción. Muy bien, Juan.

Es que soy un solete.

Me he preguntado, ¿por qué huelen las flores?

Vaya.

-Esto a lo mejor no lo puede contestar Elena Furiase.

Pones los dedos dentro y, mira. Y ahí aparece el casco.

(CANTAN) "Déjame escribirte una carta de amor

para aprender los signos de puntuación".

(Música cabecera)

(Aplausos)

Madre mía, qué programa más chulo nos va a quedar hoy.

-Guau.

-Madre mía, qué guapos están estos niños.

Ha conseguido emocionarme...

Por ese aplauso tan espontáneo. Sí, sí.

Y que nadie ha dicho nada.

Bien, ¿qué pasa? Nunca le puedes dar la espalda al público.

"Never".

Te está viendo a través de la cámara.

Fer, Claudia, Lola, Adrián,

nuestros poderosos canijos junto con Tikis y Mikis,

estos extraterrestres realmente feos.

Qué guapos estamos todos.

Bueno, ¿estáis bien, chicos? ¿Sí?

Ocupad vuestros asientos, venga, tenemos que empezar,

que el público por lo visto ha quedado.

(Risas)

El primer profesor de hoy utiliza los ordenadores y los videojuegos

para que sus alumnos aprendan.

Antes de conocerle a él en persona me gustaría agradecer

a los más de 1000 docentes que se pusieron en contacto

con nosotros para compartir sus innovaciones.

Y gracias, evidentemente, a la ayuda prestada

por el Comité Educativo de la Fundación Telefónica.

Hemos podido seleccionar a los que vendrán a plató

como una muestra de los muchos que hay,

pero nuestro primer profesor tiene que ver mucho con estas imágenes.

Dentro vídeo.

-¿Sí?

Hola, soy Marc Estruch, trabajo en el colegio Montserrat de Barcelona.

Soy el coordinador tecnológico del centro,

profesor de Informática y Formación en Primaria

y profesor de Matemáticas en Secundaria.

Buscamos que el alumno sea autónomo, que vaya a su ritmo.

Para que se motiven y trabajen ellos individualmente hemos gamificado

las Matemáticas, en este caso, de Segundo de la E.S.O.

Lo que hemos generado son unos paisajes de aprendizaje

donde haces click en diferentes partes de esta imagen

y te llevan a diferentes contenidos y diferentes interacciones.

Hoy, ¿qué tocaría?

Entrar ahí, en "similarity temple".

En el "geometrical temple".

En este templo encuentran desde mapas mentales

a tests online que pueden repetir.

Tienen el poder para repetir un examen.

No le llamamos examen, le hemos cambiado el nombre para motivar.

Son batallas.

En el "geometrical", que es la última batalla que hemos hecho,

hay que repasar bastante.

No se lo esperan, que en Matemáticas se pueda hacer como una especie

de juego, donde pueden coger un rol de un guerrero, de un mago

o de un bardo, y que, además, estos personajes tengan poderes.

-Cada vez que vas superando un templo, te van dando experiencia

y puntos de acción. Entonces, la experiencia es básicamente la nota

y los puntos de acción se utilizan para tirar poderes.

-Poder tener 15 minutos más en un examen o, incluso,

poder conseguir una pregunta el día anterior del examen.

Ellos mismos se marcan unos objetivos para conseguir puntos

para poder hacer cosas, con lo cual sin darse cuenta, van aprendiendo.

La gamificación lo que nos ha servido es para motivar al alumno

y que entiendan las matemáticas como un juego, algo divertido,

algo que puede hacerlo y que puede hacerlo muy bien.

(Aplausos)

Bueno, profesor Marc Estruch. Hola, ¿qué tal?

De Barcelona, bienvenido. Gracias.

A ver, juego en inglés es "game", y el proceso de enseñanza

de las matemáticas en este caso es a través de la gamificación.

Correcto.

Vamos a explicar, es utilizar los juegos,

en este caso los videojuegos, para enseñar la asignatura.

Si lo consiguen tienen unos puntos, si no, no,

pero ¿de dónde viene, de dónde te nace esta necesidad...?

Esto no es una idea mía, no he inventado nada.

Yo he cogido un poco de aquí y un poco de allá.

Es un movimiento que ahora está presente en muchos centros

y en mucho profesorado de todo el mundo.

Lo que he intentado ha sido llevar al aula de Matemáticas

aquellas cosas que tienen los juegos que enganchan,

ya sean juegos de mesa, juegos en la calle, de ordenador.

¿Qué tienen los juegos que enganchan?

-Yo tengo una pregunta.

Si me permites, vamos a ver, que me quede claro.

Me estás contando que tus alumnos en el cole juegan a videojuegos, ¿no?

Entonces, en su casa, ¿qué hacen? ¿Ecuaciones? Pero ¿esto qué es?

¿Estamos jugando a ser dioses? ¿Cómo va esto?

Explícamelo bien porque no sé.

Un poco sí es. Sí, es así.

Bueno, ¿podemos hacer algo con ellos que tenga que ver con esta...?

Sí, les puedo explicar un símil de más o menos

lo que representa la gamificación, que es un poco lo que hacemos.

Dinos en qué consiste.

Mira, tengo aquí...

Qué detalle, no sé por qué te has molestado.

Ah, que no es para mí.

Es para Lola, Claudia, Adrián y Fer.

¿Tienen que abrirlo ya o no?

Dos paquetes, primero, a simple vista, ¿cuál os gusta más?

-Este. -Este.

Llama más la atención, ¿no? Claro.

Eso es lo que intento. -Pero en este...

En este también puede haber cosas bonitas,

aunque la caja sea fea. -Tú sí que eres bonita.

-Puede haber lo mismo. En las clases lo que hago yo es esto.

Matemáticas, los dos llevan caramelos,

podemos decir que son las matemáticas, las dos cajas,

pero una llama más la atención, y eso es lo que yo busco

haciendo esto de los juegos, que tengan poderes,

que puedas repetir exámenes, que puedas jugar o moverte de mesa,

o salir de la clase en algún momento avanzando un poder.

Eso es lo que busco, que los alumnos, vosotros, digáis:

"Qué guay, yo quiero hacer estas matemáticas".

Pero lo que hay dentro, lo que explicamos,

son las matemáticas de verdad.

Ahora podéis abrir.

-Con lo bien que queda...

-Las cajas son lo mismo, hay caramelos en las dos.

-¡Yo quiero!

-La caja que tiene Claudia. ¿Sí?

Todos los caramelos son iguales, ¿verdad?

-Sí.

-Eso es lo que pasa en una clase tradicional,

que todos los alumnos van al mismo ritmo,

las matemáticas son las mismas para todos,

te vayan mejor o te vayan peor. Te vaya mejor o te vaya peor...

Está el profesor delante en la pizarra y va a un ritmo.

-En cambio, aquí tenemos caramelos de diferentes colores,

diferentes gustos, pues es lo que buscamos,

la autonomía en el alumno, que vaya cada uno a su ritmo.

Yo en el aula no estoy pendiente de dar la clase,

sino que somos tres profesores que nos repartimos.

Lo tienen todo en la nube, en Internet,

y tienen ahí los conceptos, vídeos para aprender, para practicar,

y nosotros estamos en el aula como un entrenador.

Como en un equipo de fútbol, el entrenador le va diciendo...

Muy bien. ¡Un aplauso para Marc Estruch!

(Aplausos)

Muchas gracias. Gracias a vosotros.

-Qué ganas de estudiar matemáticas.

Ha llegado el momento de que haga acto de presencia

aquí una mujer que nos trae artefactos

y nos recrea situaciones que ya en nuestro día a día

va a ser difícil que nos encontremos con ellos o con ellas.

Por favor, Elena. ¿Eres tan amable de decir a Elena Furiase que entre?

Vale, hoy no va a entrar Elena Furiase

porque esta muy tonta. Madre mía.

(Aplausos)

Porque a mí me gusta hacer mis entradas triunfales.

Con lo bien alimentada que está, que se ha comido mis bollitos.

¿Qué quieres decir con lo de "con lo bien alimentada que estoy"?

¿Qué pasa? Porque te has comido mis bollos,

los que traía. Me he comido uno.

¡Pero eran dos! Eran tres.

¿Quién se ha comido el otro? Ah, tú sabrás.

Bueno, no lo sé. Tu medio.

(RÍE) Se lo ha comido tu medio. Tu medio dice, qué bueno.

Bueno, Elena, cuéntame, ¿qué es lo que vas a mostrar hoy?

¿De qué vas a hablar hoy?

Pues, mira, venía yo pensando en la cantidad de aparatos

que tenemos en el mundo hoy en día para hacer fotos.

¿Cuántos aparatos conocéis que hagan fotos?

Una cámara. -El móvil.

-Muchos. Por ejemplo, decidme.

-Ipad, tablet, móvil, cámara... -La Guardia Civil.

(RÍEN) Por ejemplo.

¿Queréis ver cómo los niños fliparon con el nuevo objeto que os traigo?

Sí, vamos a verlo. ¿Queréis verlo?

Claro, claro. Vamos a verlo.

(Música)

¿Qué es?

-Yo creo que esto es una impresora...

-Qué misterioso, por favor.

-Aquí pone "autophocus".

-Estoy viendo libros. Por aquí.

A ver, déjame. -Ay, me veo a mí misma.

-Ah, una cámara de fotos.

-Ha salido algo blanco. -No.

No, espera.

(GRITA)

¿Y cómo ha sacado la foto?

-Y estará por detrás la foto. ¿Se puede abrir?

-Pero, Martina, qué misterio, en serio.

-Soy la que más busca, ¿o qué?

-¿Tienes algunas tijeras o algo para abrir esto?

-A lo mejor hay que hacer esto con el dedo.

-No, como el rasca para ganar 80 000 euros, ¿no?

-Es que no se ve nada.

-Mira, mira. -Deja, deja.

-Si es que eres muy listo. -Espera.

-Ya te la has cargado.

-Menuda foto, que no, que te la has cargado.

-Madre mía. -Me sonaba este chaval.

Me ha recordado a los indios comanches

cuando fueron y les enseñaron por primera vez un espejo,

que todos entraron por él. A ver qué había dentro.

Hijo, con la foto te has ensañado, pero bien.

No, no sabía que se tenía que secar,

y entonces pensaba que la foto, cuando se imprimió,

creía que había que abrirla porque estaba como...

Como en un sobre. Eso, como en las cartas.

Como Fernando ya sabe de qué va, ven conmigo si quieres

y explica qué es esto.

Que ya la has visto y ya sabes de qué va.

Esto es una cámara de fotos antigua,

pero no es una cámara de fotos normal, es una instantánea.

Instantánea, ¿por qué? Porque hacías la foto y salía en el momento

en eso que se acaba de cargar nuestro amigo.

Elena. Dime.

Esa cámara la tiene mi tío.

Claro, es que hoy en día, las cámaras...

Esa es la de tu tío, tu tío está como loco buscándola.

Claro...

(Aplausos)

Es que han vuelto otra vez al día de hoy.

Y ahora yo digo, si hacéis una foto y veis que sale mal,

¿qué haríais hoy en día? Borrarla y hacer otra.

Claro, pues antiguamente no se podía,

porque en cámaras mucho más antiguas que estas,

había una cosita que se llamaba el rollo, que era el carrete,

que tú tenías que ir a una tienda, que era la tienda de revelado,

y, entonces, en un cuarto oscuro y con líquidos especiales

revelaban la foto. ¿Y qué era revelar?

Pues ponerla en papel.

Y la auténtica revelación era cuando veías las caras de tus padres,

tuya, de tus abuelos, que imaginaos cómo salían,

porque uno no podía ver la foto.

Lo veía en el visor, veía el encuadre y decía: "Venga, pum".

Y como salga, salió.

Esto era muy triste cuando tú vivías un momento único

y creías que tenías las fotografías hechas, ¿verdad?

Y llegabas a la tienda con toda la ilusión, dejabas los carretes,

y más de una vez te decían:

"Nos tiene usted que perdonar, pero se nos ha velado el carrete".

Velado era...

Velado era que le había dado la luz, había quedado expuesto,

y se habían quemado todas las fotos.

Ibas a una excursión y, de pronto, yo recuerdo, es que, claro...

Es que tú tienes ya una edad. Esta sección me viene fatal

porque cada objeto que saco, lo he usado.

(RÍE) Entonces, es horrible. Quedas muy mal.

Qué mayor. Eres como la joven del grupo.

Total. Imagínate cómo serán los demás.

(RÍE) ¡Toma ahí! ¡Muy bien, una aplauso para Elena Furiase!

¡Te la acaba de meter por la escuadra!

(Aplausos)

Pues yo iba a las excursiones...

Espera, espera, de Control. ¿Sí?

¿Quién? ¿Ella, Elena? ¿Finiquito?

(RÍEN)

Que torea Finiquito de Córdoba. Oye, que me estaba asustando ya,

me lo estaba tomando muy en serio. (RÍEN)

Pero, bueno, y la gente se las llevaba a la playa,

al campo y a un montón de sitios.

Y ahora yo os digo, cámaras mucho más antiguas

que las instantáneas estas.

¿Queréis ver qué tipos de fotos hacían?

Claro. ¿Sí?

Corre, vete a tu sitio que lo vas a ver mejor.

¡Anda! Pero ¿esto qué es? Estas cosas pasaban.

¿Veis la cara del de la derecha? ¿Veis?

Este tipo de cosas pasaban cuando no podías repetir la foto.

Bueno, no sabemos también si tenía la cara así,

por muchas fotos que le hicieran... Le había dado un aire.

Extra de una película de Tim Burton.

-¿Eso qué es? Paragüismo.

Oye, qué bonita foto. Paragüismo.

Qué bonita foto, te lo digo en serio.

A ver, son señoras. No, paragüismo, son paraguas.

(A LA VEZ) Paragüismo. ¿No me habéis entendido nadie?

Muy bueno. Eso que me acaba de salir.

(Aplausos)

¡Oye!

¡Muy bueno! ¡Madre mía!

Elena, yo te lo he entendido. Tú lo has entendido, ¿no?

Yo sí.

Bueno, Elena Furiase, ¿te vas a quedar mucho más tiempo

o te vas a ir ya?

¡Venga, pues hasta la semana que viene!

¡Gracias, Elena Furiase! Qué lástima.

(Música)

(Aplausos)

Alguien que me diga de qué color es la alegría.

No tiene color. -Amarillo, se supone.

Amarillo, se supone, eso te acabas de tirar un rollo del 14.

Cuando tú piensas en la alegría, se supone que es amarillo.

Yo, como te pongas amarillo, el médico no piensa

que estás alegre, el médico piensa que te ha pasado algo.

¿Y de qué color...?

¿De qué color son las Matemáticas? Venga.

Azul. -Azul.

-Azules. ¿Azules son las Matemáticas?

Sí.

-No tiene color, que es asignatura.

No digo la portada del libro.

La palabra que tú dices se supone que tiene un color.

Lola me ha dicho la portada de su libro, que es azul.

Claro. Claro.

Pues si pregunto esto es porque en el siguiente colegio

tienen un color para las Matemáticas.

Pero también para Manualidades, para Lengua, para Ciencias.

Qué locura. Vamos a verlo.

¡Guau, cómo suena! ¿Quieres probar tú?

Hola, me llamo Celes Monreal, trabajo en el CIEP María Zambrano

de Mijas Costa.

(Niños)

La metodología, digamos, que es un trabajo por ambientes.

Y tenemos ocho ambientes, interiores, las clases,

y luego tenemos un gran ambiente exterior.

Y dentro de los ambientes, trabajamos varias cosas,

como el trabajo colaborativo, el ayudarse mutuamente,

que puedan expresarse oralmente libremente en cualquier momento.

-Se aprende a través del juego, se divierten, manipulan,

experimentan, y se ilusionan con cada aprendizaje.

Una escuela creada por y para ellos.

-No todas las personas aprendemos de la misma manera,

ni al mismo tiempo, ni de la misma forma.

Entonces, hay niños que observan más, que aprenden por imitación,

y hay otros, sin embargo, que tienen más iniciativa,

que necesitan construir solos.

Entonces, el hecho de trabajar así lo que nos llevaba era

a que cada niño pudiera tener libertad en su forma

y modelo de aprendizaje.

-Nuestros niños merecen otra escuela que se adapte a la realidad.

Y es la escuela el que tiene que adaptarse al niño, y no al revés.

-El cambio es abismal, solo hay que mirarles a la cara,

ver cómo sonríen.

Cuando teníamos otro tipo de trabajo en el aula,

los niños estaban sentados, estaban aburridos, quizá.

Entonces, ahora vemos una explosión de aprendizaje diferente,

no solo los tradicionales, sino que abre el campo

a otro aprendizaje que se provoca por otros sitios,

y no solamente sentados rellenando en un papel.

(Aplausos)

Pues ella es Celes Monreal. Hola.

Bienvenida. De Mijas Costa, Málaga. Hola.

Bienvenida.

A ver, ocho ambientes distintos.

¿Qué pretendes con esta diferencia que realmente es...?

De colores, cognitiva, visual. ¿Qué se pretende con eso?

Bueno, lo primero es que no soy yo sola, somos todo el equipo

de Infantil, o sea, todas las maestras que trabajamos al unísono.

Por lo menos ocho, una por aula. Y una más, nueve.

Por el espacio exterior que tenemos fuera, ¿no?

Lo que pretendemos es que los niños vayan aprendiendo

con los distintos materiales.

Por eso, cada clase tiene un color.

Tenéis en total ocho, y yo me pregunto,

si a mí me gusta mucho estar en el aula del color verde

y es donde mejor me lo paso y es lo que mejor se me da,

entiendo que no debe ser bueno que un alumno esté solo en un ambiente.

¿Cómo conseguís que no repita todas las veces que él quiere

y se interese por los demás?

Bueno, es genial que un niño pueda elegir libremente

las necesidades que tienen.

Hemos observado que los niños cuando estáis haciendo algo

y estáis entusiasmados y motivados, seguís la actividad, si no, no.

Entonces, en principio dejamos que vosotros los niños

sigan haciendo esa actividad, pero luego siempre,

al terminar la jornada escolar, a última hora tenemos una asamblea

donde los niños, las niñas, se cuentan todo lo que han hecho.

Entonces, un día en el ambiente de manualidades hicieron nieve.

Hicieron espuma y, entonces, ese día los que habían pasado

por ese ambiente dijeron a los demás: "No veas qué chuli el ambiente

en el que he estado. Hemos hecho nieve y es fría,

y hemos hecho muñecos".

Entonces, los demás, se quedaron así.

Y al día siguiente en ese ambiente había cola para entrar,

y niños que no van, al escuchar a otros compañeros,

se motivan para ir.

O sea, que se pueden potenciar cualidades individuales

haciendo un trabajo colectivo. Efectivamente.

Hay niños que trabajan, como habéis visto en el vídeo,

de forma individual, y otros que se ponen en equipo,

a construir torres, hacer edificios...

"Vamos a hacer un castillo", y se ponen en equipo.

Otros necesitan su momento de aprendizaje

y necesitan hacerlo solos.

O sea, cada niño se autogestiona y dirige su actividad.

Nosotros estamos para guiarle y ayudarle,

pero no para hacer por ellos. Vale.

Tikis, Mikis, me parece estupendo vivir un colegio por colores.

Sí, a mí eso me parece impresionante, pero tengo una duda.

Oye, Celes, ¿a ti cuál es el ambiente que más te gusta? Dínoslo.

-Quizá el que más me guste es el matemático.

Porque tenemos unos materiales tan diversos,

tenemos Torre Rosa de Montessori, tenemos muchos juegos

de madera de colores, y ves a los niños involucrados en el proceso

y la verdad que es maravilloso.

Pero también es maravilloso cuando los veo haciendo barro,

maravilloso cuando están componiendo las letras de su nombre

y otro niño mayor le ayuda: "No, que te falta la 'S',

tú te llamas Samuel, la 'S' primero".

En todos los ambientes se respira un proceso de aprendizaje,

es maravilloso, y las maestras cuando lo ponemos en común

qué hemos observado ese día en el ambiente,

la verdad que nos enriquecemos y nos enseñan otras perspectivas...

¿Os motiva a vosotros? Claro. A nosotros se nos abre...

Vamos, las carnes... Se nos ponen los pelos de punta

de ver tanta emoción en las aulas. Se nota que lo vives.

Celes, muchas gracias por haber estado con nosotros.

Muchas gracias a vosotros.

(Música)

(Aplausos)

Bueno, pues cuidadito, llega el momento de las demostraciones

que tienen que ver con la ciencia, con el profesor Roberto

y su ayudante, Mario Picazo.

¡Mario, Pikachu! -¡Mario!

(Música)

Hola, amigo, profesor.

Don Mario. Juan.

Profesor Roberto, aquí yo, su ayudante.

¿Qué traerán hoy, madre mía, qué traerán hoy?

¿Qué tenemos preparado para hoy, profesor Roberto?

Hoy tenemos preparado un experimento. Guay.

Los mapas y los planetas. -Ostras.

O sea, hoy vamos a hablar de los planetas.

Lo que queremos hacer aquí hoy,

y el profesor ha diseñado esto para que lo entendamos mejor,

es enseñaros proporciones y tamaños tal y como son.

El sistema solar, por ejemplo, ¿no, profesor?

Sí.

Pues vamos a poner el sistema solar aquí arriba

en nuestra pantalla gigante.

Aquí tenemos el sistema solar. Fíjate, qué bonito.

Yo creo que la mayoría de vosotros conocéis el sistema solar.

Profesor, ¿dónde estamos nosotros? Espera, un momento,

¿el mundo es redondo, la Tierra es redonda?

-Sí.

-Bueno, estamos en la Tierra, en el tercer planeta.

Es el tercer planeta.

Si os fijáis en este diagrama del sistema solar, si yo lo miro,

la Tierra comparada, por ejemplo, con Júpiter

parece más pequeña, pero realmente esa no es la proporción.

Y para demostrar esto,

es precisamente para lo que el profesor ha diseñado

unas cosas muy sencillas que vamos a utilizar

para hacer esa comparación.

Por ejemplo, Juan, ¿qué es esto?

Una aceituna. ¿Qué estás haciendo, Juan?

-¡No te lo comas! -Pero no te la comas.

Se acaba de comer la Tierra. Te has comido la Tierra.

Geófago.

Bueno, el hueso no me sirve de nada.

Bueno, es el interior de la Tierra. (RÍEN)

El núcleo de la tierra.

Bueno, menos mal que yo sé que a Juan le gustan las aceitunas.

Como a Juan le gustan, yo me he traído más de una Tierra.

Pero bueno, lo que vamos a hacer es utilizar esta aceituna,

es la Tierra. ¿De acuerdo?

¿Me estás diciendo que estamos todos ahí dentro metidos?

Estamos todos aquí metidos, sí. En proporción, sí.

Bueno, pues en proporción a esta Tierra que me he traído,

he traído también la Luna, que son esas bolitas de pimienta.

Esta sería la Luna en proporción a la Tierra en realidad.

Esto mediría 0,5 y esto 1,6. O sea, una tercera parte.

Sí. Pero bueno, profesor, ¿qué nos falta aquí

si vamos a hablar del sistema solar? Nos falta Júpiter.

-¡Júpiter!

Júpiter y Júpiter es, ¿qué planeta? El más grande del sistema solar.

El más grande. También me he traído a Júpiter, ¿eh?

Lo tengo aquí abajo. Gracias, Juan.

Esto representa Júpiter. Venga ya, hombre.

Venga que sí, luego os doy un poquito de melón luego,

¿eh, Tikis y Mikis? Sí, sí.

No lo acerques mucho porque entonces ya hay tres melones.

(RÍEN)

Aquí tenéis Júpiter, en proporción a la Tierra,

Júpiter sería este tamaño, ¿vale? Tiene un diámetro de unos 18 cm.

Y de hecho cabrían unas 1300 Tierras dentro de Júpiter.

Pero, profesor, ¿tenemos un sol que vaya en proporción a esto?

Claro. ¿Dónde está?

Tráigamelo, por favor.

Bueno, y que traigan crema solar.

(Aplausos)

¿Y lo va a traer Roberto el sol?

¡Madre mía! Pero ¿qué es?

(Aplausos)

-Aquí traigo el sol. ¿Este es el sol?

¿Dónde está Roberto?

Este es el sol respecto a esta aceituna que sería la Tierra.

Claro. Este que veis aquí es el sol proporcional al tamaño de la Tierra

que he traído, que es una aceituna.

Imagínate que traigo la Tierra del tamaño de este melón,

es que el sol no habría cabido dentro del estudio.

No lo saques, no lo saques, échalo para allá.

¡Que no se vaya el sol, espera! ¡Que el sol no se vaya!

¡No es hora de que se vaya el sol! ¡Cuidado, cuidado! Vamos a morir.

(Risas)

Vamos a ver, esto, quietos.

Esto es la Tierra prácticamente en proporción.

Muy bien, Juan.

Es que soy un solete, mira. Esto es una gran demostración.

Fíjate tú.

(Aplausos)

Pobre Tierra.

Bueno, pues este es el tamaño... Me voy a comer la aceituna ahora.

¡No!

-Aquí todos tenemos hambre, ¿eh? Mira, tío, soy Cíclope.

¡Ay, ay! ¿Qué haces? Oh.

(Aplausos)

El aplauso para el sol.

Vamos a hablar de otra cosa porque si esto os parece impresionante,

¿qué pasa con los mapas que miramos a diario?

¿Esos mapas mundi que durante tantas clases hemos visto y estudiado?

¿Qué pasa con ellos? ¿Que no son correctos?

Que no son correctos, tampoco.

Os voy a hacer una pequeña demostración.

Por ejemplo, fijaros en este mapa.

Este país tan grande que veis aquí arriba, esa es Rusia.

Mirad qué tamaño tiene Rusia respecto a muchos otros países

de Europa, es enorme.

¿Qué creéis que es más grande? Rusia, que parece enorme,

y mirad África.

Voy a ponerlo un poco más centrado, para que podáis ver el continente

de África.

África es ese continente que aparece aquí abajo.

Tal y como está, Rusia sería más grande que África,

según esta representación.

Esto es Rusia y este es el continente africano,

que me falta la punta. ¿Qué creéis que es más grande?

¿Rusia o África? A ver, así...

-A mí me parece igual. -En la imagen parece más Rusia.

Mira, cogemos Rusia y lo vamos a trasladar sobre África.

Fijaros en el tamaño real.

Pero, bueno... Ese es el tamaño de Rusia.

¿En serio? ¿Qué me estás contando?

Ostras, que aplauso se va a llevar Rusia.

Efectivamente, os fijáis que esta proporción engaña.

Vamos a trabajar con España un momento.

Cogemos España, que es nuestro país, que lo conocemos...

Me gustaría que quedaran conceptos claros, que España es nuestro país.

Mirad que pequeño se ve ahí España.

Para que os hagáis una idea, voy a llevar a España hacia el norte,

por ejemplo, un sitio que siempre me ha aparecido en los mapas

es Groenlandia, aquí arriba. Totalmente.

Fijaros qué pasa cuando cojo España y lo llevo hacia el hemisferio norte

donde Rusia antes era enorme, fijaros.

Cojo España, lo subo y mirad cómo crece España.

Enorme.

Es que España es enorme, un aplauso para España.

Enorme.

Pero Mario, ¿todo eso es verdad o es la web?

Es verdad.

Estas predicciones de mapas, tipo Mercator, distorsionan.

Entonces, todos los países que están cerca del polo norte o el polo sur,

es decir, hacia latitudes altas, tienden a ser más grandes

de lo que realmente son.

Y todos los países que están más cerca del Ecuador,

en zonas tropicales, suelen ser... Se representan más pequeñitos.

Más pequeñitos o de su tamaño casi real, prácticamente.

Entonces, cuando coges un país que está cerca del Ecuador

y lo llevas al norte, se hace grande.

Y cuando traes un país del norte, como Rusia,

y lo llevas hacia el Ecuador se vuelve a su posición casi normal.

Si es que Mario Picazo mola mazo. Un gran aplauso para Mario Picazo.

Bueno, muchísimas gracias. Profesor y ayudante, Roberto.

Vamos a ir desplazando esto que se lo van a llevar los compañeros,

para continuar nosotros, preguntando un poco, ¿vale?

No sé si todo el mundo tiene claro cómo se alimentan las plantas.

¿Cómo se alimentan las plantas?

Es algo muy sencillo cuando os lo diga, pero a priori,

no tanto si vemos estas imágenes, atención.

Hoy vamos a poner en práctica conocimientos que hemos aprendido

acerca de los ecosistemas.

Soy Ricard Antoni Soler.

Vengo del colegio Salesianos San Juan Bosco de Valencia.

Doy clase de biología y geología para los alumnos de primero de la ESO.

Mi novación para impartir las clases de biología

consiste en utilizar elementos muy prácticos, muy físicos,

que los alumnos pueden tocar y pueden experimentar fuera del aula.

El agua circula con restos de comida y con las cacas de los peces

al siguiente depósito, ahí hay plantas flotando...

La acuaponia es una técnica bastante innovadora que se utiliza

en algunos países para juntar la acuicultura, el cultivo de peces,

y la agricultura o hidroponia, el cultivo de plantas.

Lo que hacemos es, en un depósito, tenemos un buen número de peces,

que alimentamos y los desechos y excrementos, en definitiva,

las cacas de los peces, acabarán pasando por un filtro

que lo transformará en un abono, un fertilizante,

un alimento para las plantas que queremos cultivar.

Los alumnos se motivan mucho más con este tipo de proyectos.

¿Por qué? Porque les acerca al mundo en el que viven.

Ahí le tienen, Ricard Antoni Soler. Muy buenas, ¿qué tal?

Nos llega de Valencia.

Hemos visto que muestras, enseñas biología,

pero con un planteamiento eminentemente práctico.

Claro, yo creo que es imprescindible.

Hoy en día estamos muy desconectados del medio rural, del campo,

de la montaña, y tenemos que ver las cosas

para que sea un aprendizaje para siempre.

-Un aplausaco, por favor, hombre.

A ver, tienen una pregunta los extraterrestres.

Dime, dime.

Con los desechos de los peces hacéis crecer las plantas, ¿no?

¿Y tan importante es reutilizar lo que ya no nos sirve?

¿Yo podría reutilizar el correo, por ejemplo, el correo spam?

-No lo sé, todo es ponerse, pero muy bien, estás acertando.

Lo más importante es que los animales tienen desechos

que nosotros podemos recuperar y alimentar a las plantas

de una forma especial.

¿Imaginabais que pudiera ser el abono que viniera de los animales

para que las plantas estuvieran nutridas?

No. ¿No?

¿El mundo está cambiando o no, público?

Madre mía.

¿Podemos hacer algo con ellos? Yo creo que sí.

¿Algún tipo de actividad para que se enteren mejor?

¿Con una clase práctica de cómo funciona esto?

Eso es. Adelante, Juanjo.

Un aplauso para Juanjo.

-Nuestro robot particular, si señor, parece humano pero es un androide.

¿Necesitas algún ayudante?

Sí, por ejemplo, Claudia y Adrián. Podéis venir.

-Un aplauso para ellos dos.

-Hacedlo con ganas y con brío.

-Esto es un sistema de acuaponia casero.

Nosotros en el cole tenemos una instalación más grande

para que veamos las cosas pasar mucho más deprisa.

Todos lo podemos hacer en casa, con algunas cosas recicladas.

Una pequeña garrafa que he cortado por la mitad,

una bombita de acuario que podemos encontrar en un centro comercial

y luego ya, piedrecitas o este tipo de piedra de arcilla,

pero cualquier piedrecita valdría.

Se trata de ponerlo de una forma ordenada

y que el agua recircule por las piedras para que unas bacterias

consigan hacer lo que hablábamos.

Transformar los desechos de los peces en alimentos para las plantas.

-Qué chulada, queremos verlo ya. -Necesito que me ayudéis.

Lo primero que pondremos es el agua, ¿me puedes ayudar, Claudia?

Pones el agua aquí. Yo te ayudo.

Échalo ahí, ven hacia aquí para que te veamos echar el agua.

-Sonreír un poco chavales, que estáis mustios.

¿Cuanta agua? Toda, toda.

Echa toda el agua. Sin miedo ahí.

(CANTA) -"Toa, toa, toa, te necesito toa".

-Y ahora, una labor importante, poner estos peces con cuidado.

(CANTA) -"Pero mira como pone...". Madre mía.

-Momento de tensión.

Sin miedo ahí, sin miedo. Estupendo. Se mueven como peces en el agua.

Muy bien, ¿ahora, qué necesitamos? Necesitamos una bombita

que haga circular el agua a través del sistema

porque el agua si se estancase se corrompe.

La ponemos aquí, muy bien.

-Eso, lo que hace, es simular un poco como estaría la naturaleza.

-Eso es, simular el flujo como de un río.

La bomba hará caer el agua y al romper la superficie,

que haga movimientos de las típicas burbujitas, les dará el oxígeno.

-¿Que la caca de los peces es la comida de las plantas se puede decir?

-Se puede decir que...

No, se puede decir no, es la comida de los peces.

Las cacas y el pipí de los peces, lo vamos a convertir en alimento

para las plantas.

Ahora, me hace falta, que por aquí, Claudia, me pongas las piedrecitas.

¿Así, no?

Tú nos dices cuánta. Toda, creo que toda.

-¡Tierra a la vista!

Ahí está bien.

-Son piedras de piñón.

-Le vamos a añadir unas plantas, en este caso, son plantas hortícolas,

que son dos escarolas.

Pero podría ser una planta decorativa o lo que quisiéramos.

Yo te hago un hueco y tú la pones aquí, ¿vale?

-Estamos plantando.

-Muy bien, ahí, ahí. -Estamos ayudando al medio ambiente.

Queríamos haber plantado un pino... Estamos ayudando al ambiente entero.

-Vamos a plantar una escarola. Estupendo.

-¿La planta está muerta, no? (A LA VEZ) No, no está muerta.

Es que ella se hace la distraída. -Estaba tomando cañas.

-Pero, si no estaba ni con raíces.

-Tiene lo que llamamos, cepellón, es el conjunto de raíces

y un poco de tierra. Puede aguantar mucho tiempo de esa forma.

Ya está bombeando el agua. Ahora ya, está bombeando.

-Menuda acuaponia hemos hecho. -¡Cataponia!

¿Cuál es el proceso?

¿El agua que tenemos aquí abajo está siendo bombeada arriba?

Exacto. Y arriba, hay unos bichitos,

unas bacterias, que van creciendo en las piedras,

y transforman esas cacas y pis, en alimento para las plantas.

Eso es. Qué bueno.

Hemos dejado espacio para que la caída del agua oxigene la superficie.

La superficie del agua y se produzca el intercambio...

De gases.

-¿Pero no se va a llenar al cabo de un rato todo de agua?

-No, porque siempre es la misma agua. Es la misma agua.

Como hemos metido esta cantidad, sube arriba y baja.

Nunca habrá más de esa cantidad,

puede haber menos por evaporación, pero más no.

Hay que tener en cuenta que hay que ir reponiendo para mantenerlo.

Un aplauso para este profesor que nos ha traído acuaponia aquí.

Muchas gracias. Muchas gracias.

Un placer. Un placer.

Hasta siempre. Sentaos, chicos.

Qué bien lo han hecho los chavales.

Tenemos que recibir cariñosamente, como ella se merece a una mujer

que no para de preguntarse cosas y esto hace que su vida

sea muy interesante, y nos lo traslada a nosotros.

Berta Collado. Venga usted para acá.

Ríete, que te falta oxígeno. ¿Qué tal? ¿Bien?

Se te ve reír como si te faltara oxígeno.

(CANTAN) -"Berta Collado, madre mía que guapa que está.

Berta Collado cada día me gustas más".

-Es que estás estupenda, hija. -Qué majos sois, de verdad.

A ver, Berta, que te pasas el día preguntándote cosas.

¿Qué has hecho esta vez?

Soy muy pesada, venía pensando, yo que soy muy de fruta,

Si a la naranja la llamamos naranja porque es de color naranja,

¿por qué a la rosa le llamamos...?

(A LA VEZ) Rosa.

Si la rosa es roja, o blanca. -O blanca, claro.

O amarilla. O amarilla.

-O azul. -O, incluso, azul.

Bueno, pues hablando de las naranjas y de las rosas me he preguntado,

¿por qué huelen las flores?

Esto igual nos lo puede contestar Elena Furiase, pero también...

Me ha gustado, ¡buena caña a la compañera!

Muy bien, pero también quiero que me lo digan ellos.

(RÍEN)

¿Tú has hecho alguna pregunta a alguien o algo

y te has documentado lo propio? Yo siempre.

He ido a ver a los niños de diferentes coles y les he preguntado.

Y luego, he leído un poco. Ah, vale. Vamos a verlo.

Vamos a ver a los chicos, a ver qué dicen.

-¿Por qué huelen bien las flores? -Por el polen.

-Porque el polen que tienen es... Tienen un...

(SUSURRA) -Tiene aroma.

-Tiene aroma y eso es lo que hace oler bien.

(SUSURRA) -Huelen bien.

-Porque se fabrican de las máquinas. -No.

-A lo mejor le echan perfume.

-Si no que tú las siembras.

-El jardinero les echa perfume a las flores.

-Cuando nacen, las floristerías las echan perfumes

para que huelan bien.

-No pueden estar todo el día echando perfume a las flores.

-Porque si no se deshacen.

-Cuando nos echamos colonias,

las flores lo respiran.

-Al final, se va acumulando todo el olor y acaban oliendo bien.

-Porque el polen huele fenomenal. (RÍEN)

-El polen huele fenomenal.

¿Por qué huelen las flores?

Las flores huelen porque tienen unas sustancias aromáticas

que se volatilizan, las expulsan.

Precisamente, para atraer a los insectos que son los que comienzan

la polinización, y por eso es lo del aroma de las flores.

Aunque no os lo creáis, hay flores que huelen mal.

Que huelen a cerrado, esto ya es lo último, Juan y Medio.

Esto es como si un cuñado no te hablase, ¿no?

O como si el "tipp-ex", en lugar de blanco, fuese negro.

O como si hubiese una gomina que te despeinase.

O como si tú no tuvieras bigote.

Se está acabando el mundo.

Sería contra natura, sería un sin vivir.

Sería un horror, sería todo tremendo.

¿Os imagináis un perfume de la planta que huele mal?

Yo si que me lo imagino porque creo que hay gente

que se lo echa algunas mañanas. ¿Verdad?

-Sí, y luego cogen el metro. -Ahí está.

-El autobús, también, ¿verdad?

Hay gente que piensas, si no está muerto está corrompido.

¿Verdad?

A lo mejor...

¿Cómo cabéis en el metro?

Si que quepo, yo me encojo en el metro y quepo.

Tú cabes en metro... y medio. (RÍEN)

Es que no lo podía creer...

Qué ingenioso.

¿Cómo sería un perfume de plantas que huelen mal?

¿Cómo sería el anuncio de un perfume de plantas que huelen mal?

No lo sé.

Seguro que saldría una mosca dentro del metro,

porque huele a humanidad, y una voz de fondo diciendo:

"si se te pasará mosca no te comes ni una rosca".

(RÍEN)

-Me parto.

Es muy bonito.

Es un pareado bonito, fácil. Está bien.

Tikis, Mikis, ¿qué pasa?

En nuestro planeta hay, también, de esa colonia que huele mal,

se llama, "oh de sobaco" (RÍE)

Hay flores que no huelen bien en este planeta, que lo sepas.

Sí, pero luego está la flor que mejor huele del mundo

y se llama Berta Collado.

-Oh, qué bonito.

-¿Quién lo ha dicho?

-Me vuelvo loco.

Tienes tu beso ahí.

Esta es la primera cuestión que nos ha traído.

Están locos ya.

Berta, ¿hay más cosas que podemos saber?

Más preguntas. ¿Qué te has preguntado?

Venía para acá en taxi y de repente me han empezado a rugir las tripas.

Nuestro cuerpo tiene más sonidos que un concierto de David Guetta.

No sabía que fuera tan llamativo. Sí, sí que hay muchos sonidos.

Sí, hay muchos. Yo me he montado en el taxi y me ha echado, directamente,

porque me ha dicho que no podía ir con perros sueltos.

Al que le sonaban las tripas no era a mi perro, era a mí.

Luego, al final me ha pedido un autógrafo.

Ha intentado equilibrar.

Se ha pensado que era "Simba", la protagonista de "El rey león".

En Gran Vía estoy ahora, haciendo de "cover".

¿Eras tú? Sí, era yo.

Vale, por eso vienes tan cansada.

El caso es que me ha hecho que me haga otra pregunta del día.

¿Por qué nos suenan las tripas?

-Porque tenemos hambre. -Porque tenemos hambre y entonces...

-Tenemos hambre. Vosotros decís, que hambre.

Hay más motivos.

A ver que nos han dicho los niños de los coles que he visitado.

¿Por qué suenan las tripas?

-¿Por qué me suenan las tripas cuando tengo hambre?

-Eh, porque es así.

-Hoy cuando íbamos a comer, me ha entrado hambre

y me han sonado las tripas, por ejemplo, porque yo tenía hambre.

-Cuando nuestras madres no nos dejan comer suenan las tripas.

-Porque tienes mucha hambre y no te aguantas más.

-O porque tienes que ir al baño.

Por si quieres hacer algo privado.

(RÍEN)

-A mí nunca me ha pasado.

Que yo sepa.

Que me suenen las tripas cuando voy al baño, a mí nunca.

Que yo sepa.

-Pues mira, te van a sonar, ya te lo digo yo.

Y luego me dirás que he tenido razón.

-Muy bien, muy bien.

Eso es lo que han dicho de ellos.

Pero, ¿cuál es la respuesta correcta a por qué suenan las tripas?

Mirad, el sonido de tripas tiene un nombre muy raro,

se llama borborigmos.

Tienen nombre como de enanito de jardín o de duende.

No es tan raro el nombre.

Toda la vida se ha dicho: "pinto, pinto, borborigmo".

(RÍEN)

Qué malo.

-No había caído en eso, Juan. ¿Estos sonidos por qué se hacen?

Porque nosotros en el estómago tenemos líquido, tenemos sólido,

y entonces el estómago empieza a trabajar.

Hace una mezcla como si el estómago fuese una batidora,

y a veces, se mete aire... Se provocan gases.

Burbujas de gases que se dan en las paredes del estómago

y que hacen ruido y por eso nos suenan las tripas. ¿Qué os parece?

Pero, nunca se os ha hecho en una reunión en silencio y de repente...

¿Esto no os ha pasado?

Sí, es incómodo.

En una primera cita con una chica o al revés, ¿es un poco violento o no?

Sí, sí. -Más violento es un pedo.

-Ahí le doy la razón. Le doy toda la razón. De hecho, te lo iba a decir.

En qué momento le dejé esto a huevo a Tikis, Mikis,

¡en qué momento de mi vida!

Nos vemos la semana que viene. Adiós. Muchas gracias, Berta.

Adiós, Berta.

Atención, porque con las cartas y con los juegos también,

podemos ser muy didácticos.

Esto que puede ser un poco contradictorio, no lo es.

Vamos a verlo.

Hola, soy Agustín Lozano, trabajo actualmente

en el conservatorio superior de música de Castilla-La Mancha,

impartiendo inglés aplicado, improvisación y "big band".

Este juego es como una batalla, porque aquí no hay turnos.

Aquí, se tiran las cartas lo más rápido posible, ¿vale?

La innovación que aporto consiste en enseñar la teoría musical

por medio de juegos de cartas.

"Juego de tronos", en realidad es un montón de juegos,

todos estos juegos que yo ideé, pero, digamos que el hilo conductor,

son unas cartas, que son básicamente, como una baraja española o francesa,

y funcionan muy bien porque los chavales y las chavalas,

sin darse cuenta, están aprendiendo cómo van los tonos

y semitonos, cómo se forma un acorde, cómo se forman los compases...

-Me parece mucho mejor porque hay cosas

que no te salen en lenguaje musical.

En el conservatorio, hacen que aunque estés jugando, lo aprendas mejor.

-La metodología que ha creado Agustín, me parece muy interesante

porque se integran una serie de conocimientos

que los alumnos deben tener, pero ellos están aprendiendo

sin darse cuenta que están aprendiendo, porque ellos,

realmente en lo que se están enfocando es en jugar.

-¿Puedes tirar algo de lo que tienes ahí?

Hay compañeros míos, profesores que usan el "juego de tronos" también,

y lo usan como premio para sus alumnos.

Si se portan bien, al final de la clase

juegan un rato a "juego de tronos".

Se ponen a jugar, se les acaba la clase y siguen queriendo jugar.

Muy bien, él es Agustín Lozano, viene de Albacete, ¿qué tal?

Muy bien.

Ahí hemos visto jugar... La gente pensara...

Siempre se decía: juegos de manos, juegos de villanos.

Las cartas y los niños no pegan, ¿qué ocurre con las cartas

y la música?

La verdad es que con las cartas y la música

sucede que sí funciona muy bien, porque no son juegos de villanos,

no son juegos de apostar, son juegos como los típicos que se juegan:

"la siete y media", "el mentiroso"...

De entretenimiento, solo que le añades ese componente de enseñanza.

Sí, hay un juego que jugamos que es como "el mentiroso",

que tú juegas una nota, un do, y el siguiente puede jugar

una nota por encima, con ciertas reglas.

Si no la tienes, puedes mentir, y si te pillan mintiendo te dicen:

"playback".

Porque cuando haces "playback", estás mintiendo en la música.

No estás cantando en directo. Es una mentira.

-Impresionante. Yo tengo una pregunta para nuestro profe.

Porque si para enseñar música necesitas una baraja de cartas,

para enseñar a jugar al mus, entonces, ¿qué utilizas?

¿Unas maracas? (RÍEN)

-Un "mus de limón". Son los graciosos oficiales.

Claro.

Mikis, tu experiencia con la música,

¿has tenido alguna relación con la música?

Una vez, un amigo me presentó a su hija, "la menor",

y ¿sabes a quien le presenté yo?

A mi primo "fa sostenido". (RÍEN)

Está claro, hija "la menor"...

Es buenísimo.

Este es la monda.

¿Alguno de los chicos que está aquí en "Poder canijo" sabe solfeo?

¿Sabe qué? -¿Qué es eso?

(RÍEN)

¡Qué gañanes!

¿Sabes leer música? Evidentemente, no.

Iba a preguntar si alguno sabía tocar algún instrumento.

Sí, pero no.

-Sí, pero no. Interesante concepto.

-Llegué a tocar guitarra en primero de primaria, pero...

Sí, te subiste a la silla porque la guitarra estaba arriba del armario.

Claro, hiciste contacto con ella.

-Como me hacía tanto daño en los dedos, lo dejé.

Salía con los dedos rojos.

¿Lola?

Yo el piano pero porque mi hermana me ha enseñado alguna canción.

Pero no lo suele tocar. Algo es.

¿Podemos hacer alguna actividad para demostrar cómo funciona

algo parecido a lo que sería un rato de enseñanza?

Sí, hemos visto en el vídeo los juegos se cartas propiamente dicho.

Pero con ellos, podemos hacer un juego que es lo que hacemos

con alumnos que llevan más tiempo.

Yo también de clases de improvisación.

Tenemos 12 cartas, que son las 12 notas que existen.

En clase de improvisación utilizo esta baraja aleatoriamente.

Cada uno vais a sacar una nota distinta y voy a improvisar con ella.

-¿Cuántas? ¿Una o dos? -Una cada uno.

No acapares. Quédate con una.

Do sostenido, re, mi, y mi bemol. Nos han salido todas seguidas.

-¿Si no sabemos solfeo, cómo sabemos que no nos estas haciendo trampas?

Hay que confiar en la honestidad del maestro.

De por sí, maestro y honestidad suele ir unido.

Vas a cantar nuestras notas.

-Y nos han salido, además, todas seguidas.

Todo semitonos, con lo cual, es una melodía muy rara.

Yo al verlas, digo esto son semitonos.

Claro. Do sostenido, re, re sostenido y mi.

Do sostenido, re, mi y mi bemol, serían...

TOCA LA GUITARRA)

Como veis, todas juntas.

-Como una peli de espías.

(CANTA)

-Unas palmas o algo, ¿no?

(Palmas)

Muy bien. Si señor, qué cosa tan chula.

Muchísimas gracias, Agustín Lozano. A vosotros.

Un verdadero placer, suerte. Envidia mucha gente a esos alumnos.

Un aplauso.

La sección con las innovaciones tecnológicas más punteras

y en la que no tengo nada que ver, porque de perro que soy,

no hago nada, y lo hace todo él, Flipy. Vente para acá.

Hola.

Flipy dame un abrazo fraternal. ¿Cómo estás?

Muy bien, encantado de verte.

Tengo una duda, vamos a arrancar lanzando una pregunta.

Fer, Lola, Claudia, Adrián.

Vosotros, cuando queréis inventar algo, ¿en qué os inspiráis?

¿En qué os fijáis?

En los productos de limpieza o...

¿A ti los productos de limpieza te inspiran?

No, no exactamente.

¿En que convertirías una fregona? Me fijo en cosas

que también tengo por casa, pues me pongo a mezclar cosas,

que es lo que me sale. Vale, vale.

¿Y Lucas? Se le va la pinza.

-Yo, como nunca he inventado nada, no me inspiro en ningún sitio.

Muy bien, muy bien, pero no hace falta,

no hace falta inventar algo para... ¿A ti no te inspira algo?

Por ejemplo, cuando quieres dibujar, pensar, componer una canción.

Es que nunca he hecho ninguna de esas.

¿No has hecho nada de eso?

Bueno, he dibujado en arte, he dibujado en arte.

Pero lo de dibujar arte, yo no tengo, así que...

Eso me ha gustado. Pues realmente, como vemos,

salvo Fer, que no se fija en nada,

pero todos los demás, el 99% de la población mundial,

sí que coge referencias y hay gente

que se fijan al comportamiento de los animales y de las plantas

para acusar esos comportamientos o la forma física que tienen

para hacer innovaciones tecnológicas, y eso es

de lo que vamos a hablar hoy, que es la biomímesis.

Por ejemplo, fíjate, lo que hemos traído hoy,

hemos sabido primero a un ser humano, ¿sabes?

Antes que nada, que se llama Rafael Aparicio,

que es un experto en biomímesis.

Rafael Aparicio. -Rafael Aparicio.

A ver, he dicho un ser humano,

porque como nos fijamos en las plantas y animales,

por eso, para que quede claro que no íbamos a pasar a otra cosa,

que no a ti. Tú eres un experto en biomímesis.

Eso dicen. ¿A qué te dedicas? ¿Cuál es tu...?

Soluciono problemas buscando la solución en la naturaleza.

El velcro fue un invento de un señor que fue a pasear

y se le pegaron estas semillas tan molestas que se pegan

en los calcetines, y cuando llegó a casa, dijo:

"Voy a ver cómo funciona".

Cogió una lupa y vio que eran unos ganchitos y el pelo,

se llama "velours crouchet" que es velcro.

-Un aplauso para el velcro.

Esto, realmente lo que demuestra

es que de cualquier cosa nimia

puedes acabar desarrollando algo que realmente

produzca un cambio. Por ejemplo, la flor de loto,

que tiene propiedades hidrófugas, ¿no? Y que realmente

lo que hace es que repele el agua, pues también tiene aplicaciones

curiosas como la que hemos traído. Venid aquí.

Ahí tenemos un muro. Vosotros, a ver,

me tenéis que responder que no, ¿vale? ¿eh?

¿Os meáis en la calle? No.

-Sí. -No.

No hay que mear por las ciudades, no hay que mear en las paredes,

en las puertas de los portales, no hay que hacer nada de eso.

De hecho, es de lo que voy a hablar ahora. Poneos ahí.

Coged cada uno una pistola, coge tú una, Juan,

coge otra tú, Rafa, ponte ahí. Un duelo a muerte o algo.

Entonces, tenemos un muro cualquiera de la calle

y una parte la hemos rociado con un espray

de esta flor de loto que tiene propiedades hidrófugas

que lo que va a hacer es que la pared que tiene

propiedades hidrófugas, rebotará, y la que no la hemos aplicado

el espray, lo que hará es que se quedará impregnado el líquido

como cuando alguien orina por la calle.

Cuesta mucho limpiarlo y huele peor. Efectivamente, todo.

Vamos a ver cuál, lo vamos a ver muy claro en pantalla.

A ver si os vais a mojar los pantalones.

¿Has visto, Juan? La parte de la izquierda

es la que no hemos rociado de espray, con lo cual,

el líquido se queda adherido a la superficie,

y en cambio, donde está disparando Rafa

es donde hemos aplicado el espray extraído de la flor de loto

y como puedes ver, el agua rebota.

Esto es de la empresa Nanotecnología Stain Out.

Efectivamente. Bueno, pues hay que dar las gracias

a Nanotecnología Stain Out.

Y ahora voy a disparar yo también

a la otra pared. Mirad que con el mismo líquido, ¿lo veis?

Confieso que nunca creí que me iban a pagar

por hacer pis en una pared en televisión, pero bueno.

Ahí está. Esto tiene más propiedades, ¿eh?

Ahora por ejemplo, hay mucha gente que está utilizando

las bicis para moverse por la ciudad, pero en cambio,

no se ponen casco, lo cual es un peligro, y desde aquí

queremos decir que cuando uséis la bici, ya sea en ciudad

o en el monte, o donde sea... Es una imprudencia brutal,

porque hasta el golpe más pequeño, si no te mata,

te puede dejar secuelas de por vida. Entonces, lo que han desarrollado

ha sido ahora, basado en el caparazón de las tortugas.

Una empresa valenciana lo que hizo fue buscar

la resistencia del caparazón de la tortuga

de ahí el nombre, se llama closca, justamente caparazón,

tiene más resistencia que un casco usual

y además tiene una propiedad muy interesante,

y es que tiene el gran diseño que tiene y además, es plegable.

Lo tenemos ahí abajo, sácalo, Juan.

Uno por aquí...

Mi casco es muy raro. La cabeza no cabe.

Parece una rodilla. Pones los dedos dentro

y mira, aquí aparece el casco. ¿Has visto?

¡Madre mía! Joé, macho.

Sigue sin caberte eso en la cabeza, Juan.

Os voy a decir una cosa, a mí me mandaban

a por 22 arrobas de patatas con mi boina.

Esto es una indirecta, una cabeza grande, tal vez.

Ya no voy hablar de eso en televisión.

O sea que, esto, en una mochila,

en una bolsa o en una alforja de la bicicleta

cabe perfectamente. De hecho, en una mochila cualquiera

lo podemos meter. Vamos a hacer una demostración.

Imaginaros que esto es la cabeza de cualquiera de nosotros.

Una cabeza que tiene un peso medio de unos cuatro kilos.

Vamos a ver lo que sufre una cabeza cuando impacta contra el suelo.

Tírala con fuerza. Mira.

Ahí, justo. Con una mala leche yo

para tirar los cráneos. Mira, aquí tiene 2.

Fíjate la que se ha hecho, y aquí tiene la otra.

¿Ahí, lo ven? Eso sí que es una herida grande.

Hay doble fractura, vamos a hacer lo que se pueda, pero...

Todo esto se evitaría si la gente llevara casco,

entonces vamos a ver la diferencia. Vamos a ponérselo

para distinguir, porque, que no se confunda el siguiente

golpe con él, ¿sabes lo que te digo? Vale, perfecto.

A ver quién pone el casco más rápido.

Ahora. Ahora lo tiras tú.

Ahora. Vale.

Es para tener uno de cada color. Pues mira, ven aquí,

vamos a hacer la prueba. Lo puedes tirar un poco más fuerte.

No solo con el peso de la gravedad. Lo voy a tirar fuerte, ¿eh?

Para que se vea que, incluso, con más impulso...

Lo tiro fuerte, ¿no? (NIÑOS) ¡Más fuerte!

Ha roto hasta las piedras. -¡Madre mía!

Bueno, el casco apenas presenta daños.

De hecho, nada, se ha manchado. El típico...

Vamos a ver la cabeza por dentro. Vamos a ver la cabeza. ¿El público

cree que la cabeza estará afectada? ¿Qué creéis?

Perdón, no he hecho bien la pregunta.

No digo la de él, digo la de Flipy.

Como hace esta sección, lo noto últimamente raro.

A ver. Vamos a ver.

Y aquí está la cabeza perfectamente.

No tiene nada la cabeza, vamos a dejarla quieta, ahí está.

(Aplausos)

Muy bien, Flipy.

Muchísimas gracias. Vamos a ver a una gente realmente creativa,

a una gente que se inspira en la vida, concretamente

en nuestro programa, de cada día, en cada tema, se les dice:

"Por favor, ¿nos hacéis una canción fantástica

para que el público sepa que puede ser motivo de inspiración?"

Ellos no tienen ningún problema, son muy buenos,

yo diría que lo mejor que hay en España en estos momentos,

son los Antílopez.

(Aplausos)

Hoy presentamos los signos de puntuación.

¿Sabes que esta semana he podido hacer una escapadita,

me he ido al norte, sabes? -¿Ah, sí?

-Sí, es un sitio que hablan un poco raro, con un acento

que se me ha pegado y todo el acento. -¿Y como es, tío?

(ACENTO GALLEGO) Decían: "oye, ¿tú no eres ese del "Poder canijo"?

-(RÍE) Pareces un duendecillo.

-Oye, siguen sin venir a por nosotros, tío.

¿Te has dado cuenta lo grande que es el plató?

-Sí, es más grande que Asia. -Arriba hay un montón de cosas.

-Arriba están los focos porque abajo están las focas.

(RÍEN)

-Que me parto. -Sí, qué risa.

Producción, por favor, sáquenme de aquí,

no aguanto a este tío. Ay, ay.

Poder canijo

6 Episodios

  • Poder canijo - 04/12/16

    Poder canijo - 04/12/16

    Poder canijo55 min, 31 sec

  • Poder canijo - 20/11/16

    Poder canijo - 20/11/16

    Poder canijo55 min, 53 sec

  • Poder canijo - 23/10/16

    Poder canijo - 23/10/16

    Poder canijo55 min, 49 sec

  • Poder canijo - 16/10/16

    Poder canijo - 16/10/16

    Poder canijo55 min, 48 sec

  • Poder canijo - 09/10/16

    Poder canijo - 09/10/16

    Poder canijo55 min, 50 sec

  • Poder Canijo - 02/10/16

    Poder Canijo - 02/10/16

    Poder canijo53 min, 58 sec

Poder canijo - Poder canijo - 23/10/16

Infantil

Edad Recomendada:

Dentro de una misma calificación moral, “Todos los Públicos” por ejemplo, puede haber contenidos diseñados para niños de 4 años y otros para niños de 8. De la misma manera que todos los niños van a un mismo colegio, pero no tienen que entender las mismas asignaturas.

Con esta calificación buscamos agrupar contenidos de audiencias afines.

Según estos criterios, los contenidos de las plataformas digitales del canal Clan se clasifican en:

  • Preescolar: Programas especialmente adecuados para niños de 0 a 3 años
  • Infantil: Programas especialmente adecuados para niños de 4 a 6 años
  • Junior: Programas especialmente adecuados para niños mayores de 7 años
  • Calificación Moral:

    Clasificación del contenido audiovisual efectuada siguiendo la normativa vigente y el Código de Autorregulación sobre Contenidos Televisivos e Infancia.

    Según estos criterios, los contenidos del canal Clan y sus plataformas digitales se califican en las siguientes categorías:

    • ERI: Programas especialmente recomendados para la infancia
    • TP: Programas para todos los públicos
    • +7 Programas no recomendados para menores de 7 años (NR7)
  • Calificación Moral:

    Clasificación del contenido audiovisual efectuada siguiendo la normativa vigente y el Código de Autorregulación sobre Contenidos Televisivos e Infancia.

    Según estos criterios, los contenidos del canal Clan y sus plataformas digitales se califican en las siguientes categorías:

    • ERI: Programas especialmente recomendados para la infancia
    • TP: Programas para todos los públicos
    • +7 Programas no recomendados para menores de 7 años (NR7)
  • Calificación Moral:

    Clasificación del contenido audiovisual efectuada siguiendo la normativa vigente y el Código de Autorregulación sobre Contenidos Televisivos e Infancia.

    Según estos criterios, los contenidos del canal Clan y sus plataformas digitales se califican en las siguientes categorías:

    • ERI: Programas especialmente recomendados para la infancia
    • TP: Programas para todos los públicos
    • +7 Programas no recomendados para menores de 7 años (NR7)

Sobre Poder canijo

Poder canijo

Poder canijo

Un espacio para toda la familia que quiere mostrar a los profesores que despiertan la inquietud de sus alumnos con métodos innovadores, un formato para toda la familia que quiere reconocer el talento de los docentes y servir de escaparate de los metodos de enseñanza más innovadores para acercarlos a los padres. Un total de 32 profesores contarán cómo despiertan cada día la inquietud de sus alumnos en las diferentes materias.

Presentado por Juan y Medio y con cuatro colaboradores encargados de aportar una perspectiva divertida sobre ciencia y tecnología: Berta Collado, Mario Picazo, Elena Furiase y Flipy.

En Clan TV Domingos a las 22.30 horas.