www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5732291
Para todos los públicos Para todos La 2 - 05/12/20 - ver ahora
Transcripción completa

(Música)

¿Qué tal está este sábado para todos?

Ya se lo cuento, en aproximadamente media hora

habremos visto y oído la Radio Vital,

la radio que crearon en una residencia de ancianos

para salvarles del aislamiento y de la soledad.

Después también iremos al médico.

Mejor dicho, un médico nos visitará

para darnos su opinión sobre la sanidad en general.

Con el filósofo Miquel Seguró

nos preguntaremos para qué sirve la cultura en la humanidad.

Y ahora empezamos hablando de unos incendios colosales.

Los llamados incendios de sexta generación.

Australia, California, Chile, Portugal,

han sufrido en los últimos tiempos incendios que se conocen ya

como de sexta generación.

Son tan dantescos como difíciles de prever y de apagar.

Pero lo que sí se sabe a ciencia cierta,

ahora lo vamos a ver,

es que el cuidado de los bosques

con rebaños de animales resulta una gran vacuna preventiva.

"Los incendios forestales son cada vez más frecuentes y dañinos.

Los últimos en entrar en escena son los de sexta generación,

descritos por primera vez en 2017

y en un contexto de cambio climático son más devastadores,

más imprevisibles, más incontrolables."

-Son incendios y generan gran carga energética.

Liberan mucha energía y que estamos viendo

y constatando que por más medios que pongamos,

esos incendios hay ciertos momentos que no se pueden apagar.

Generan columnas convectivas, columnas de humo,

que suben a mucha altitud en la atmósfera,

se hielan o no se condensan

y llega un momento en que estas columnas desploman

y aquí donde hay el gran riesgo para la población

y para los bomberos

porque no hay conocimiento o no tenemos suficientes datos,

no hay suficiente experiencia para poder prever esto.

-"Jordi Vendreli, como responsable de proyectos internacionales

de la Fundación Pau Costa, viaja constantemente.

El año pasado estaba en Australia

cuando el país se enfrentó a estos incendios."

-Afectaron desde Queensland, al norte,

pasando por New South Wales hasta el estado de Victoria.

Es decir, todo un ecosistema entero

se vio de punta a punta,

afectado por grandes incendios forestales

que quemaron durante meses enormes cantidades de terreno.

Yo estaba residiendo, por ejemplo, en Melbourne,

que estaba cerca de...

400 kilómetros del incendio más cercano aproximadamente,

y cada día había una capa de humo increíble

que no dejaba ni respirar.

-"12 millones de hectáreas calcinadas,

34 fallecidos por el fuego y 417 por inhalación de humo.

Millones de animales muertos.

Pérdidas económicas astronómicas.

Estos incendios de sexta generación

no solo han ocurrido en tierras lejanas,

en nuestra vecina, Portugal,

cegaron la vida de 62 personas en 2017.

Se ha constatado que no se producen en zonas áridas,

sino en aquellas que cada año acumulan mucha biomasa."

-El primer tipo de ecosistema más árido

sabido puede tener muchas condiciones,

digamos anuales, de tener un gran incendio por temperatura,

por falta de humedad, pero como hay poca biomasa,

no se genera energía.

En el otro extremo, tenemos un ecosistema

que genera anualmente mucha cantidad de biomasa.

Pero, en cambio, debido al cambio climático,

estos ecosistemas están viendo incrementados

sus días de riesgo de gran incendio forestal.

Cuando queman es cuando generan el gran incendio forestal,

y, en este caso, vamos viendo esos incendios de sexta generación,

pues en esas zonas de Portugal, de California,

del sureste de Australia, en Chile, etcétera.

-"¿Y cómo luchar contra ello?

Pues aquí un ejemplo:

donde ahora mismo pacen estas ovejas,

en Agullana, Girona, ocurrió un incendio muy grave en 2012."

-El fuego empezó aquí en La Junquera

y abrasó con todo, arrasó.

Era un día de mucha tramontana, viento del norte muy fuerte,

entonces el fuego corría por todos lados.

Arrasó con todo, el bosque se quedó calcinado

y mucha gente tuvo que evacuar.

Los bomberos no daban abasto.

Bueno, fue un poco, bastante un drama.

-"A raíz de ello, Borja García y su socio, David Coll,

decidieron retomar la tradición familiar

y convertir el Mas Puigarniscla

en una explotación de ganadería extensiva.

Tienen ovejas de raza Lacaune y canaria

y se dedican a la producción ecológica

de leche y carne."

-Después del incendio había mucho estrato arbustivo.

Previamente se ha hecho un trabajo mecánico

de laboreo, de desglose.

Y después los animales son los que, como vemos ahora,

mantienen el bosque a raya,

se alimentan de aquí, aquí ahora hay pasto.

Y como pasamos a menudo, pues así está y este es el objetivo,

que la explotación y el bosque

se mantenga como está aquí ahora mismo.

-"Esta explotación forma parte del joven proyecto Ramats de Foc,

Rebaños de Fuego, que coordina la Fundación Pau Costa.

Participan 22 ganaderos y pastores de Girona,

así como una treintena de restaurantes

y carnicerías que les compran sus productos.

Los bomberos identifican zonas de riesgo de incendios

y los pastores llevan allí a su rebaño.

Incluso han creado la marca Ramats de Foc para sus productos."

-El proyecto surge a raíz del encuentro

de diferentes personas, de diferentes ámbitos,

pero todos relacionados con el mundo de la ganadería

y de la gestión de incendios.

Desde bomberos, el gremio de carniceros a pastores,

gente que se encontraba con un...

identificaba un elemento común, que es el abandono de los bosques

y que en cada ámbito esto perjudicaba de una manera.

Y, en concreto, para la gestión de los incendios forestales

tener bosques abandonados significaba un mayor riesgo

de que se desarrollen grandes incendios forestales.

-Y le damos ese valor añadido a que, además de hacer una carne

o una leche ecológica,

la gente que consuma este tipo de carnes o de productos lácteos

está contribuyendo a la prevención de incendios

y al mantenimiento del paisaje.

-Sí, al final es recuperar un modelo de gestión

que lo perdimos con la intensificación

y la centralización de la producción cárnica.

Pero es un modelo de gestión del territorio

que es el que había funcionado

en las décadas y en los siglos anteriores.

Entonces es recuperar un poco

esta gestión de micro proyectos,

de muchos micro proyectos en el territorio

que permitan no solo generar este producto

que nosotros necesitamos para alimentarnos,

sino que al mismo tiempo,

generen valor añadido en los paisajes

y, especialmente, en este caso en el proyecto Ramats de Foc

para la gestión de incendios forestales.

-"No es una cuestión de tener más hidroaviones

para atajar estas tormentas de fuego,

afirman los expertos,

sino de comprender cómo funcionan para que los cuerpos de extinción

puedan tener una estrategia proactiva

y no solo defensiva,

y, muy importante, no poner fronteras al conocimiento."

No podemos como población, como sociedad,

y, específicamente, como comunidad que trabaja en incendios forestales,

permitirnos perder las lecciones aprendidas

que están aprendiendo y adquiriendo

los países que están sufriendo estos incendios.

Es decir, aquí por ejemplo,

en la península lo han vivido los portugueses.

Es posible que lo vivamos los españoles,

pero lo que no podemos permitirnos

es que las lecciones que han aprendido los portugueses,

nosotros tengamos que vivir otra vez

otro incendio como ellos para aprender lo mismo.

Tenemos que asegurarnos que las lecciones aprendidas viajen

y sean compartidas por todos.

Y será así. Estamos trabajando para que sea así.

-"Científicos y bomberos

tras los pasos de estos graves incendios

que dañan aún más a nuestro maltrecho planeta.

La inversión que se necesita para estudiarlos

y así atajarlos no debería escatimarse."

Nuestro siguiente invitado es un médico

que nos recomienda no acudir tanto a las consultas.

El catedrático de Cirugía, Antonio Sitges-Serra,

considera que estamos derrochando

tanto en la sanidad pública como en la sanidad privada

y se está dando un exceso de uso de la tecnología.

Ahora le vamos a preguntar por esta sorprendente afirmación.

¿Qué tal? Bienvenido al programa, doctor.

Muchas gracias, Marta.

Doctor, Sitges-Serra, según lo que usted comenta,

lo que escribe en este libro,

"no acuda si puede al médico".

¿Dependemos demasiado de la tecnología

también en la medicina?

También.

Y, de hecho, hay lo que se llama exceso de celo preventivo.

Todos tenemos mucho miedo a enfermar

y eso nos impulsa a ir al médico aun estando sanos

y hacernos chequeos y pruebas.

Y esto es un mal asunto.

Y no estamos hablando aquí de economía,

no estamos hablando solo de economía,

hablamos también de la carga psicológica

que representa para una persona esperar una prueba,

de la ansiedad que comporta,

de dos días de trabajo que pierdes,

en la insatisfacción con las listas de espera.

Es decir, hay todo un cortejo de problemas

relacionados con la hiperfrecuentación.

España es uno de los países con mayor hiperfrecuentación médica.

Hiperfrecuentación,

estamos hablando de que ¿cuánto vamos al médico?

Entre cuatro y siete veces al año

de media. ¿Y cuánto tendríamos que ir?

Estamos bastante por encima de la media

de la mayor parte de los países de OCDE.

Y en gran parte esto ocurre porque, por ejemplo,

las empresas en España tradicionalmente hacen pruebas

cada año a muchos de sus empleados

y cuando sale una flechita en el análisis que no cuela,

este individuo que está sano

es derivado a su médico de cabecera, es un ejemplo de las muchas fuentes

de las cuales se nutre la hiperfrecuentación médica.

Aparte de hipocondría social, claro.

Qué cree usted que genera eso genera hipocondría.

Claro, y la hipocondría genera visitas.

Es una especie de círculo vicioso

en el cual estamos todos metidos

muy preocupados porque la salud se ha convertido

en uno de los temas centrales de la cultura del siglo XXI,

tanto por nuestro interés como por el interés industrial.

La medicina hoy es una industria,

como puede ser la automovilística o la turística.

Hay que poner un poco en su lugar estas afirmaciones,

teniendo en cuenta el contexto en el que vivimos,

el año que nos ha pasado

y la pandemia todo lo que ha afectado.

O sea, estamos hablando de personas sanas.

Estamos hablando de que si usted está sano...

Evidentemente. ¿Preocúpese por su salud,

de una forma preventiva o cómo?

Entonces, si yo no voy al médico

o procuro no ir al médico...

El mensaje del libro es: "tú preocúpate de tu salud,

que el médico se preocupará si enfermas".

No hay que cruzar las cosas.

Tú no te has de convertir en un enfermo,

ni el médico ha de convertir en una persona sana en un enfermo.

No hay que crear enfermedades imaginarias.

Molière en este sentido fue un auténtico profeta.

Es decir, que lo que se trata realmente

es de que tú seas responsable de tu propia salud.

Lo que pasa es que uno de los talones de Aquiles

del Estado de Bienestar es: "No te preocupes por tu salud,

que el Estado ya se preocupa por ella".

No, tú te has de preocupar por tu salud.

Este es un mensaje fundamental.

De aquí la responsabilidad personal en los hábitos de vida,

en los estilos, en las adicciones, en la forma en que conduces,

en la forma en que te conviertes en un adicto a las pantallas.

Todo esto es la propia responsabilidad,

no la del Estado.

Entonces, también hay que interpretar

qué se entiende por preocupación,

porque la preocupación, como decía antes, la hipocondría...

"Que no me pase nada, que no enferme.

No voy a hacer esto, no voy a tomar esto, no voy..."

Para las personas la enfermedad está....

forma parte de la vida también.

Naturalmente.

Pero podemos hacer mucho, de hecho, fíjate una cosa.

Uno de los puntos de partida del libro

es que la esperanza de vida actual es la más alta de la historia.

Está bien que nos preocupemos por la salud,

pero es que estamos viviendo más que nunca.

Y, a veces, el exceso de preocuparnos por la salud

a lo mejor nos acorta la vida.

Es decir, que llega un punto en el cual hemos de saber

cuánta salud más queremos

y a qué costa:

económica, psicológica y familiar.

Porque a base de alargar la vida

también generamos nuevas enfermedades crónicas

en pacientes muy mayores

que da una dependencia del sistema enorme.

Hablando del sistema,

usted también critica el exceso de politización

del sistema sanitario,

de la salud o de cómo se conduce a una persona que acude

a un centro de asistencia primaria

o qué quiere saber cómo está de salud.

Bueno, la medicina pública

es un servicio fundamentado en un estado de bienestar,

pero tiene sus servidumbres.

Las servidumbre fundamental es que está gestionada políticamente,

sobre todo en algunos países,

en otros, la distancia entre la política

y el servicio civil o la sociedad civil es más amplia.

En nuestro país la política

está muy cercana a la gestión sanitaria

y entonces esto implica electoralismo,

implica promociones innobles,

provoca prioridades que a lo mejor no tienen nada que ver con la salud,

tiene que ver más con la promoción política.

Es el talón de Aquiles más importante

que tiene la salud pública,

la medicina como el servicio público.

La medicina privada, evidentemente, tiene otras muchas,

evidentemente, el talón de Aquiles,

relacionado fundamentalmente con su misión lucrativa

y, por tanto, ahí también hay otra serie de problemas

derivados de cómo la medicina privada

ejerce para ser rentable.

A veces no somos conscientes de en qué manos nos ponemos,

me refiero al sistema. no a los médicos.

Cuando uno entra en esa rueda de consultas,

de diagnóstico, de opiniones...

Una persona, llega un momento

en que no sabes si está haciendo bien

o si está haciendo mal o simplemente no se lo cuestiona

porque lo único que quiere es sanar.

Por descontado, si uno se siente mal,

si uno tiene una enfermedad,

buscar la mejor opción que tiene disponible.

Ahí es donde, una vez más,

la medicina pública y la privada tienen un debate importante,

porque para dar medicina pública cualquier centro sanitario

puede cubrir tu problema con solvencia,

mientras que en la medicina privada uno va a buscar al especialista

que más se ajusta a su problema.

Yo creo que habría que hacer un esfuerzo

dentro de la medicina pública para crear centros de excelencia

y de referencia y que las personas pudiesen saber

a qué sitio deben acudir en determinadas patologías.

El funcionamiento que usted denuncia

de la sanidad pública como de la sanidad privada,

visto lo que ha ocurrido en este último año

con el coronavirus,

con la pandemia, que se ha tenido que resituar todo.

¿Usted cree que eso ha sido positivo?

¿Esa esa sacudida para todos ha sido positiva

para mejorar el sistema?

Hombre, sin duda. Pero, claro, una pandemia

es como un terremoto o como una guerra.

Quiero decir, es una situación insospechada,

sorpresiva, donde a todos nos coge con el susto en el cuerpo.

Por lo tanto... Pero la trinchera es...

Entonces se hace lo que se puede realmente,

se hace lo que se puede y se ha hecho probablemente

lo mejor que se podía hacer.

Pero no se puede estructurar un sistema sanitario

en función de las pandemias,

porque entonces tendríamos que tener el triple de hospitales

y el triple de recursos.

Las pandemias vendrán y seguirán viniendo,

si es que vienen. y seguirán sorprendiéndonos

y dándonos sustos. Otra cosa es que tengamos...

Aprendamos de las lecciones de la pandemia,

y estemos mejor preparados.

Pero toda situación que te toma por sorpresa

es una situación difícil de solucionar,

sobre todo, con sorpresa y con celeridad

porque la primera ola fue arrasando, dijéramos.

Va evolucionando, como decíamos,

y también le quería preguntar,

doctor Sitges-Serra, por las vacunas,

por esta nueva expectativa que hay con las vacunas,

hay que vehicularlas,

hay que hacerlas llegar a la población

porque lo están esperando, el mundo las está esperando.

Eso también es mucha presión.

¿Qué opina usted?

Bueno, siempre que en medicina se trabaja bajo presión,

presión sanitaria y presión financiera,

en este caso también,

está siempre el riesgo de: "ojalá todo salga bien",

pero no hay que ir demasiado deprisa.

Comentábamos precisamente el problema

que tienen las vacunas basadas en ácidos ribonucleicos

o desoxirribonucleico, es decir,

la primera vez que se van a utilizar de forma masiva

en millones de personas

vacunas cuyo mecanismo de acción es muy diferente

de los que hemos tenido hasta ahora.

Y entonces, para mí,

que soy un gran defensor del principio de precaución,

creo que hay que mirárselo con precaución, precisamente,

porque te inyectan ácido ribonucleico

que va a las células para fabricar el antígeno

que va a provocar la respuesta inmune,

pero ¿Dónde? ¿Qué células van a ser?

¿Cuánto tiempo se va a quedar dentro de las células?

¿Solo va a ser esta proteína o puede hacer algo más?

Las vacunas basadas en los ácidos nucleicos

tienen una serie de interrogantes

y además no se han utilizado nunca previamente.

Por lo tanto, aquí siempre conjugamos la necesidad

con el principio de precaución,

que esto en medicina es fundamental para mí, vaya.

Doctor Antonio Sitges-Serra,

¿pronosticamos una segunda edición de este libro?

Llevo siete ya. Otra nueva,

otra nueva versión actualizada. Muy bien.

Gracias por acudir a la consulta de "Para todos".

Muy bien. Muchas gracias a vosotros.

(Música)

"Los niños y niñas que viven en el campo de refugiados,

Zaatari, de Jordania,

han recibido más de 35.000 juguetes

a través de la campaña 'Un juguete, una ilusión',

una campaña solidaria

de la Fundación Crecer Jugando, Radio Nacional

y la colaboración de la Liga y la Fundación La Liga.

Los juguetes se han entregado a 12.000 familias

que viven en una situación de vulnerabilidad.

El fútbol es una pasión

entre los niños y las niñas del campo de Zaatari

y así ha quedado demostrado

a la hora de escoger los regalos.

El balón era uno de los preferidos.

Ya hace unos años que en el campo de Zaatari se utiliza el fútbol

como herramienta educativa.

Un par de días a la semana, cuando acaban las clases,

van a entrenar y juegan partidos y competiciones internas.

La Liga española también organiza algunos torneos en el campo.

La campaña anual 'Un juguete, una ilusión',

pone de relieve que el juego no solo es un derecho,

sino que cumple un papel fundamental en la educación

y, por tanto, en el futuro de estos menores sirios

que viven en un campo de refugiados.

Ubicado en el norte de Jordania,

el campo de Zaatari acoge actualmente

80.000 personas refugiadas sirias

que se han visto obligadas a huir de la guerra en su país.

Más de la mitad de los habitantes de este campo son menores de edad.

Con estos juguetes solidarios, su día a día es un poco menos duro."

Durante la primera ola de la pandemia,

las residencias de ancianos fueron las que más sufrieron

la soledad y el aislamiento.

Pues bien, hubo quien se las ingenió

para traspasar los muros y salir al exterior.

¿Cómo? con una radio muy vital.

"Fueron los más vulnerables y los más fuertes a la vez.

Estos ancianos de una residencia de Alpedrete, en Madrid,

crearon un programa de radio donde contaban

cómo estaban viviendo el confinamiento,

cuáles eran sus preocupaciones,

sus reivindicaciones y sus esperanzas.

Son solo unos pocos,

pero representan a toda una generación

y eso les ha hecho ganar el premio Ondas

a la mejor idea radiofónica."

-Arrancamos nuestro primer programa,

hoy con nuestros amigos de la Televisión Española.

Nuestro primer programa tras el Ondas.

Un aplauso para nosotros, no?

-Empezaron a darme la enhorabuena y las felicidades,

y qué estupendo y yo como tonta.

"¿Pero de qué habláis? ¿Qué decís?

-Pues esto, que nos han dado el Premio Ondas."

Para la dirección de un centro

pues es una recompensa a este trabajo

que hacemos en las residencias, de acompañar a los mayores,

de mantenerles activos, de mantenerles motivados.

-La radio de la que ellos han sido oyentes

y los grandes oyentes adaptada a su medida.

Y ellos se han convertido en reporteros,

en narradores.

Teníamos que conseguir que ellos también hablaran para sus familias,

hablaran también para otras residencias de mayores,

que vieran que no estaban solos.

Ellos mismos, cuando tienen su propio tiempo libre,

debatían las ideas, debatían los conceptos

que se podían poner en cuestión.

¿Cómo podíamos hacerlo?

Proponían también las canciones,

proponían los temas a hablar en las siguientes semanas,

según iba avanzando la pandemia.

Entonces les ocupaba gran parte de su vida.

Creo que eso, en un periodo de confinamiento,

como nos ha pasado a todos, era primordial.

-Llega elotoño, tiempo de setas,

hablamos de cómo se cocina con ellas, de si nos gustan o no,

y, por supuesto, si tenemos alguna receta al respecto.

-Hace ya años que participamos

en un documental de Juan Vicente Córdoba,

que luego también ganó el Goya

y aquí te tuvimos el Goya,

nos lo trajeron e hicimos aquí una ceremonia de entrega del Goya.

Fue una gran alegría.

Pero este premio de ahora en Ondas es más nuestro.

-Al ser los grandes damnificados, veían las carencias que había.

Veían que ellos eran los grandes atacados

por este virus, por un virus

que prácticamente no se conocía absolutamente nada.

Y bueno, pues ellos pedían, evidentemente, más medios,

más ayuda desde fuera.

-"Me hubiese gustado que hubiese reconocido

que han empezado un poco tarde con las medidas."

-Eran conscientes de lo que les podía tocar.

-Lo he pasado muy mal porque estuvimos un mes en la habitación.

No llevaban todo, todas muy bien atendidas,

estábamos encantadas,

pero con la puerta abierta y cerrada, abierta y cerrada.

Pero bueno, ya se pasó.

Muchos compañeros no lo han visto,

pero gracias a Dios nosotros estamos aquí.

-Han fallecido dos de las personas, dos de los presentadores.

Yo creo que no es casual que el premio Ondas

sea un caballo con alas.

El caballo que representa ese ímpetu

y las alas que es lo que nos da la posibilidad de volar,

de subir hacia el cielo este premio,

pues tanto para Carmen como para Paco,

las dos personas que se nos han ido y, por supuesto,

para compartirlo con el resto de personas fallecidas,

no solo en la residencia, sino en toda esta pandemia.

-"Un grupo de ancianos que hacen bueno

aquello de que la experiencia es la madre de la ciencia,

y de eso de luchar con fuerza

esta generación tiene mucho que enseñarnos.

Poesía vital en estado puro."

-"Estalló la luz,

llegó el premio Ondas,

todo llega.

Alegría, lo que has soñado

que estaba lejos,

que no llegaba,

y yo lo que noto

es que he resucitado en un día.

Y todo me huele a rosas."

(Música)

¿Qué es la cultura?

¿Cómo la podemos definir y cómo nos define?

Son los interrogantes que plantea esta semana

el filósofo Miquel Seguró, y ahí van sus respuestas.

(Música)

Bueno, yo tengo la sensación

de que hay dos grandes percepciones coloquiales o generalizadas

alrededor de lo que sería cultura.

Por un lado, la cultura objetiva,

que sería este conjunto de conocimientos, saberes, apren...

Todo esto que aprendemos,

todos estos conocimientos que vamos integrando e incorporando

y que, de algún modo,

también vehiculan nuestra relación social.

Al ser también seres sociales,

necesitamos la cultura como modo de compartir códigos.

Y después habría la otra parte,

que sería esta dimensión más bien subjetiva.

Este capacidad, esta capacidad o esta actitud

de desarrollar las potencialidades que tenemos

como sujetos: leer, estudiar, aprender, viajar,

de integrar otras experiencias para abrirnos a más experiencias

en el mundo con los otros y para conocernos mejor.

Es verdad que alrededor de la cultura

puede haber un cierto recelo.

Hay quien dice que la cultura no es más que un elitismo

y que es una manera también de poner diferencias

entre gente culta y gente inculta.

Y, de algún modo, yo creo que si esto pasa es porque, claro,

la palabra cultura incorpora también una relación

con la con la noción de culto

y la cuestión sería

¿qué es lo que ponemos en el centro de ese culto?

Si el saber y la posibilidad de aprender o a nosotros mismos

en tanto en cuanto estamos aprendiendo

y entonces nos culturizarse y nos sentimos un poco el centro

y nos rendimos culto a nosotros mismos.

Desde mi punto de vista, claro, cultura tiene que ver

con todo lo que está alejado de esta dimensión ególatra.

Alrededor de esta cuestión hay diversos puntos de vista

y, como siempre, en Filosofía,

las cuestiones casi siempre permanecen abiertas.

Mi posición personal es que la cultura

ni ayuda ni deja de ayudar,

porque la historia está repleta de contraejemplos

de personas con conocimientos

y con refinados gustos culturales,

con comportamientos infames y execrables.

Así que la cuestión yo creo que se tiene que enfocar

desde este punto de vista.

Claro, me podrías contrapreguntar:

¿y entonces por qué culturizarse?

Pues yo te respondería porque forma parte de la realidad humana.

Es este circuito simbólico a partir del cual

nosotros habitamos el mundo

y nos comportamos con nosotros mismos

y con el resto de personas.

Y, además, porque también la palabra cultura,

si la aplicamos, por ejemplo, la agricultura,

es porque remite a la noción de remover,

de remover la tierra, en este caso.

Como somos seres removidos, seres inquietos,

Agustín de Hipona nos define como corazones inquietos.

Como somos, como te digo, seres inquietos,

pues la cultura forma parte de nuestra manera de ser,

con lo cual hay que desarrollarla,

con lo cual cualquier manera de vivir

en el mundo es ya, de algún modo,

una expresión cultural.

Lo que pasa es que después tenemos que ver

y analizar de qué tipo de cultura estamos hablando.

Por supuesto.

Pues una vez más, dependerá del tipo de noción de cultura

que manejemos.

Por ejemplo, en la antigüedad había la idea o la percepción

de que el mal se asociaba a una suerte de ignorancia,

con lo cual las personas malas eran porque eran ignorantes,

de algún modo, por reducir.

Claro, en el siglo XX,

tenemos un libro, por ejemplo, de Sigmund Freud,

que es "El malestar en la cultura",

donde lo que afronta es cómo en la cultura

se pueden vehicular toda una serie de energías

y de situaciones que, bueno,

pues no nos ayudan a nivel subjetivo,

a nivel de vivencia emocional, a nivel de vivencia personal.

Desde este punto de vista o desde esta proyección genérica,

yo creo que una buena estrategia

que podemos tener para afrontar la cuestión de la cultura

y para pensar la cultura es de qué modo se relaciona

con la naturaleza humana, con la realidad humana.

La realidad humana es vulnerable, codependientes, abierta,

necesitada, recíproca.

Entonces, una cultura humana. desde mi punto de vista,

tiene que expresar esta situación existencial.

Y entonces es a partir de este prisma

que tendremos que afrontar todos los debates

que tenemos que desarrollar alrededor de la cultura.

Pues sea cual sea su cultura, allí donde estén,

aquí estamos para todos.

Como siempre, nos vemos en la 2.

Feliz semana.

(Música)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Para todos La 2 - 05/12/20

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

Para todos La 2 - 05/12/20

05 dic 2020

Medio Ambiente
Australia, California, Chile, Portugal...han sufrido en los últimos tiempos lo que ya se conoce como "incendios de sexta generación". Son dantescos, colosales y tan difíciles de prever, como de apagar. Pero lo que sí se sabe a ciencia cierta es que mantener los bosques cuidados con rebaños de animales es una gran vacuna preventiva. Reportaje 

Salud
Entrevista con el catedrático de cirugía Antonio Sitges-Serra, que recomienda no acudir tanto a las consultas médicas. Considera que derrochamos en nuestra sanidad pública y también en la privada. A su juicio, estamos en un sistema excesivamente medicalizado. Lo cuenta en su libro “Si puede, no vaya al médico”. 

Solidaridad
35.000 juguetes se entregaron a los niños y niñas del campo de refugiados de Zaatari, en Jordania, gracias a la colaboración de la Fundación Crecer Jugando, RTVE, LaLiga y la Fundación LaLiga . La Campaña ‘Un Juguete, Una Ilusión’ entregó juguetes a unas 12.000 familias.

Radio Vital
Nuestros mayores fueron quienes más sufrieron la primera ola del Covid 19, y quienes más sufrieron el confinamiento. Pero como la necesidad agudiza el ingenio hubo quien se las apañó para salir al exterior sin traspasar físicamente los muros de las residencias de ancianos. Conocemos la iniciativa de Radio Vital.

Filosofía
¿Qué es la cultura? ¿Cómo la podemos definir y cómo nos define? Son los interrogantes que plantea el filósofo Miquel Seguró en su sección "La vida se piensa".

ver más sobre "Para todos La 2 - 05/12/20 " ver menos sobre "Para todos La 2 - 05/12/20 "
Programas completos (1321)

Los últimos 8.228 programas de Para todos La 2

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios