www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5596611
Lab24 - Investigación camBio + Proyecto Prometeo - ver ahora
Transcripción completa

Cambio climático, sequías,

acción negligente de la conducta humana,

explotación e interés son múltiples las razones

por las que, año tras año,

los incendios forestales se incrementan

en número y superficie.

Desde California o la Amazonia hasta Australia, Canarias,

o la propia península ibérica,

las llamas acaban con miles de hectáreas de vegetación.

Los cuerpos de bomberos son los encargados de protegernos,

pero, ¿quién protege a los bomberos

para que su labor sea más segura y más eficiente?

En el programa de hoy explicaremos lo último

en tecnología al servicio de estos profesionales

y también estaremos en Canarias para conocer un proyecto

sobre los efectos del cambio climático

en la acidificación de los océanos.

Bienvenidos a "Lab 24".

"Conocer a fondo cómo el cambio climático

y la contaminación atmosférica afectan a la vida de los océanos

es lo que se propone el proyecto CanBIO,

financiado por el Gobierno de Canarias

y la Fundación Loro Parque,

con la implicación de las universidades de Las Palmas

y La Laguna.

Es un ambicioso estudio sobre cómo el océano

absorbe el exceso de CO2 en el aire

y da lugar a un proceso de acidificación de las aguas

que acaba afectando a todas las especies marinas.

Prometeo es un proyecto español basado en la inteligencia artificial

pensado para monitorear y actuar sobre la salud

y la seguridad de los bomberos en tiempo real,

que les alerta, por ejemplo,

de cuándo deben retirarse de la primera línea de fuego.

Ha sido desarrollado

por un equipo español multidisciplinar

que ha ganado el desafío global Call for Code de IBM,

en el que concurrían más de 5.000 propuestas científicas

de todo el mundo."

El cambio climático

y el exceso de dióxido de carbono en la atmósfera

tienen consecuencias directas en el océano.

En aguas de Canarias,

se desarrolla el proyecto de investigación CanBIO

para conocer a fondo el proceso de acidificación de los mares

y cómo afecta también a los cetáceos.

Es un reportaje de Joan Marcet.

"En aguas de Canarias,

aquí empezó hace un año un ambicioso proyecto científico

para hacer frente a los problemas

que el cambio climático provoca en el océano.

El proyecto CanBIO se extiende por la costa

y el mar de Canarias y el territorio atlántico

de la llamada Macaronesia:

Azores, Madeira, Cabo Verde e Islas Salvajes.

Los cinco archipiélagos próximos, en mayor o menor grado,

al continente africano."

El objetivo fundamental de CanBIO es establecer una red de seguimiento

que nos pueda realmente dar datos para poder saber,

con mucha mayor precisión,

cómo va a afectar el cambio climático a Canarias

y a la Macaronesia en el mar.

"Especialistas de larga trayectoria

de las universidades de Las Palmas, en Gran Canaria,

y de La Laguna, en Tenerife,

fueron reclamados por la Fundación Loro Parque

para sumarse a un proyecto diseñado a cuatro años vista."

Componer un puzle en el cual los mayores expertos

de cada una de las universidades en campos muy específicos

se integraran en un proyecto como CanBIO,

que es algo más global y más holístico.

"Uno de los que acumula más experiencia

es el catedrático de Química Marina de la Universidad de Las Palmas,

Melchor González Dávila.

Estudia la evolución de estas aguas desde hace más de 25 años.

Es una autoridad internacional

sobre la acidificación del agua del mar

por efecto de las emisiones de CO2 en la atmósfera."

Entra ese dióxido de carbono, se disuelve en el agua,

y una vez que se disuelve en el agua,

produce como subproducto, acidez,

y eso es lo que está afectando de forma grave a los océanos.

La transferencia de CO2 desde la atmósfera

hasta el océano, es un proceso químico

que no depende en absoluto de si estamos en unas condiciones

u otras, simplemente de que haya un exceso

de dióxido de carbono en la atmósfera

y ese dióxido de carbono pasa al océano,

se disuelve y pasa al interior del océano.

"El problema que inició con la revolución industrial

se aceleró en el último cuarto de siglo.

El agua del mar aquí es ya un 30% más ácida

desde el auge de la industria pesada a partir del carbón.

Tiene consecuencias en todo el medio marino natural."

El aumento de la acidez en el océano,

lo que hace es, principalmente,

afectar al equilibrio de los carbonatos,

la mayor parte de animales

que construyen esqueletos de carbonato cálcico,

y estamos hablando, por ejemplo, de corales que van a enfrentarse,

además de un agua más cálida,

a un agua más ácida que va a hacer mucho más difícil

la construcción de esqueletos de carbonato cálcico.

Eso va a ser un impacto fundamental en los ecosistemas tropicales,

pero va a ser un impacto en el nivel del fitoplancton

en aquellos organismos de fitoplancton

que construyen también sus caparazones

con carbonato cálcico, con aragonito,

y eso va a hacer que realmente pueda haber cambios

en el ecosistema que, al final,

van a afectar a toda la pirámide trófica

y van a acabar afectando a los animales

de los que nos alimentamos los humanos

o los animales de los que se alimentan también

los cetáceos o grandes invertebrados marinos,

como los tiburones o las tortugas marinas.

-Si a eso se le une que eso va acompañado de un aumento

de la temperatura de las aguas

por el calentamiento que supone este dióxido de carbono

que tenemos en la atmósfera.

Y por otro lado,

ese calentamiento está produciendo también

una disminución en el contenido de oxígeno disuelto

que hay en el agua, son tres estresores,

tres factores que están afectando de forma importante

la vida de los ecosistemas marinos.

"La alerta ante la acidificación oceánica

estuvo también sobre la mesa

en el Primer Congreso Mundial de Mamíferos Marinos

celebrado en Barcelona,

junto con la contaminación acústica y química

y la sobrepesca industrial.

Los expertos señalan la acidificación del mar

como una de las amenazas

que acechan a los grandes mamíferos marinos,

sobre todo por su efecto

en las especies de las que se alimentan."

Es un impacto sobre la presa,

por lo tanto sobre la capacidad que tiene el cetáceo, por ejemplo,

en acceder a esa presa que por un tema de acidificación

puede ser que le afecte, a lo mejor,

y cambie a la localización, puede ser que mueran.

"Los cambios en el ecosistema marino obliga a las especies a adaptarse,

pero no todas lo consiguen."

Las condiciones que tenemos de acidez en Canarias,

en el océano, en global,

han cambiado completamente de las que existían hace 25 años.

Por lo tanto, la vida de esos organismos superiores

se está viendo afectada de una forma importante.

Quizás para los organismos inferiores

como ellos se están reproduciendo mucho más rápido,

se pueden adaptar a esos cambios,

pero los organismos superiores

sí se pueden ver afectados fuertemente

porque los cambios son muy rápidos.

"De ahí la urgencia.

Trabajo primordial del primer año de CanBIO,

poner a punto los instrumentos de medición.

Hasta el Instituto de Oceanografía y Cambio Global,

en el Parque Científico Tecnológico de Taliarte, en Gran Canaria,

acaban de llegar los componentes de una de las tres boyas

destinadas al proyecto de observación

de acidificación oceánica.

Es el ilusionante momento de verificar todos los sensores."

Esta es la estación meteorológica

para poder tener datos de velocidad de viento,

temperatura atmosférica,

aquí mediremos la temperatura y la salinidad.

Con este mediremos el contenido de fluorescencia

medida de la clorofila,

con este mediremos el CO2, el oxígeno disuelto,

y nuestro sensor más específico,

que es el que nos mide el contenido de CO2 disuelto en el agua.

Y luego también mediremos el contenido de CO2

que hay en la atmósfera para estudiar exactamente

qué cantidad de CO2

es tomado por el océano o que se esté desprendiendo

y de esta manera poder estudiar cuál es el papel

que tiene el océano en la captación de dióxido de carbono.

"La base de la bóveda integra también sensores acústicos.

Es una parte importante del proyecto CanBIO,

ya que determinados elementos químicos

juegan un papel esencial en cómo se transmite el sonido.

En el laboratorio del Centro Oceanográfico,

de Liarte,

la investigadora Magdalena Santana dirige aquí un pequeño equipo

volcado en la medición de metales traza en el océano.

En cámara limpia,

trabajan en concentraciones muy bajas de metal

para evitar la más mínima contaminación externa

y homologar así sus resultados

según los más estrictos protocolos internacionales."

La acidificación oceánica no solo afecta a los organismos,

sino también al equilibrio de las especies químicas

que teníamos en el medio marino

y cómo luego ellas pueden afectar a la cadena trófica,

pudiendo ser más asimilables o tóxicas.

Nosotros, en concreto,

estudiamos el efecto del pH

en lo que es el comportamiento químico

de especies como son el hierro y el cobre,

que son dos elementos esenciales

para el crecimiento de los organismos.

Si el pH cambia,

cambia el modo de vibración de los pares bórico borato

y eso afecta a la velocidad del sonido.

Eso afectará, pues, a todos aquellos organismos

que a su vez necesiten sonidos

a la hora de detectar cualquier entorno

o incluso a nivel de la navegación.

"Los datos recopilados por las tres boyas de observación

emplazadas en la bahía de Gando, en Gran Canaria,

en la isla del Hierro

y en el sur de la isla de La Graciosa,

al noroeste de Lanzarote,

se complementan con los datos recogidos

con los instrumentos de medición instalados en lo que denominan

plataformas de oportunidad.

Barcos voluntarios cuya navegación continua

en rutas comerciales permite acumular datos

con gran continuidad temporal,

cerrando, al igual que las boyas fijas,

todos los ciclos estacionales.

Solo así conseguirán establecer tendencias

precisas y fiables.

Sus resultados, además,

se incorporarán a una red integral europea de observación

del dióxido de carbono."

¿Qué cantidad hay en la atmósfera?

¿Qué cantidad está siendo tomada por los ecosistemas?

¿Y qué cantidad se queda en el océano?

Podremos saber, sin lugar a dudas, hacia dónde vamos

y poder indicarle a todos los factores

que tienen que tomar medidas,

porque nosotros, como científicos, informaremos

y serán los políticos que estén en todos los órganos de gestión

los que tienen que tomar las medidas que nosotros propongamos,

los que podremos dar un cambio al planeta.

"La idea es reunir y sistematizar datos

y hacerlo con un coste asumible."

Y a partir de ahí, trabajaremos un poco más en hacer,

utilizando plataformas de bajo coste como son los gliders,

estos vehículos autónomos que permiten hacer grandes campañas

muestreando toda la Macaronesia, desde Azores hasta Cabo Verde,

prácticamente,

con un bajo coste y obteniendo un montón de información

que será también muy útil para estos modelos climáticos.

"Esta parte, también en fase de instrumentación y pruebas,

la lidera este doctor en informática y experto en robótica marina,

convencido de las posibilidades inéditas

que la robótica en el mar abre para la investigación

en un medio siempre difícil y a menudo hostil."

La robótica está revolucionando esta forma de ir al mar

a obtener datos con unos costes menores y,

sobre todo, con una intensidad de muestreo

tanto en el espacio como en el tiempo,

muy superior a la que ha habido hasta ahora.

Nosotros ahora mismo estamos más en la línea de integrar sensores,

desarrollar capacidades de navegación con nuestros vehículos

y a partir del tercer año, aproximadamente,

es cuando ya entramos en la fase más operacional,

es decir, cuando empezamos a salir al mar

a obtener datos de una forma más intensa.

Primero mediante misiones más cortas

y ya, posteriormente, con misiones de más largo recorrido

y de mayor alcance.

"Además de los planeadores submarinos,

el profesor Jorge Cabrera es experto en extraer el máximo rendimiento

de estos veleros autónomos equipados con paneles fotovoltaicos

que les dan una gran autonomía, siempre localizados vía satélite."

El objetivo,

tanto del velero autónomo como de los planeadores,

es, en principio, similar que detectar animales marcados

con este tipo de marcas acústicas

y en el caso concreto de los glider,

la detección de niveles de ruido acústico submarino,

así como la presencia de cetáceos en ciertas zonas del archipiélago.

Ambos vehículos van luego a emitir la información

que recojan vía satélite para poder acceder a ella

en tiempo real.

"Las marcas acústicas

van en este pequeño componente plástico

que los biólogos implantan en ejemplares

de la veintena de especies que siguen.

En Canarias preocupan de forma especial

las poblaciones del tiburón ángel, que aquí conocen como angelote,

y la mantarraya mariposa o mantelina.

Son especies cuya actividad se puede observar sin dificultad

en diversas épocas del año,

pero que hasta ahora se hacía imposible seguir

en sus desplazamientos lejos de la costa."

Se inserta y dependiendo de la frecuencia

de la identidad de la marca, puede durar hasta tres años.

Es interesante porque permite cerrar

varios ciclos biológicos de la especie,

algo que a los biólogos les interesa mucho.

"También será la base que permitirá establecer áreas de reserva

con mayor protección para cetáceos."

Para los muy vulnerables mamíferos marinos,

así como cuando se traza una carretera

en un paraje protegido, si hay una especie emblemática,

la carretera se desvía, pues a lo mejor, en el mar,

eso no ha ocurrido hasta ahora.

pero a lo mejor hay que empezar a pensar en medidas similares.

"Se podría hablar de una nueva era en la oceanografía,

aunque los científicos advierten que llegamos a ella

en una feroz lucha contra el tiempo."

Ciertas campañas que normalmente requerirían la presencia

de un barco durante todo un año en una zona,

por ejemplo, que económicamente es inviable

por el coste que eso conlleva,

pues mediante sistemas no tripulados

se va a ir convirtiendo poquito a poco

en una cuestión, más o menos, rutinaria.

Al mismo tiempo, los vehículos ganarán en capacidades,

ganarán en resiliencia, ganarán en autonomía,

también en autonomía energética,

y, bueno, empezaremos a ver algo parecido

a lo que ya estamos viendo, asistiendo,

cuando hablamos de exploración espacial.

-Tenemos que caminar juntos y tenemos que caminar ya.

Y toda la ciencia debe ir, según mi opinión,

enfocada a poder recuperar

y poder plantear una sostenibilidad y unas poblaciones en recuperación

a la conservación también, la ciudadanía también...

Estas tres patas, ciudadanos, políticos e investigadores,

tienen que caminar juntos desde antes de ayer.

-Un año que pasa, no es un año que se pierda,

son más años que se pierden

porque hay que desarrollar mucha tecnología

que intente pasar de una economía basada en el petróleo

a una economía que no esté basada en petróleo

y eso ya necesita mucho desarrollo tecnológico.

Las situaciones que afrontan los bomberos

para combatir los incendios forestales

son cada vez más extremas y preocupa su seguridad.

Un equipo español formado por científicos,

sanitarios, informáticos y bomberos desarrolla un sistema

que monitoriza y extrae datos en tiempo real

durante las tareas de extinción.

Se denomina Proyecto Prometeo

y está en fase de desarrollo y experimentación,

y les ha valido el premio internacional

Call for Code.

Es un reportaje de Francesc Cruanyes.

"Enero de 2020, Australia.

11,7 millones de hectáreas consumidas por el fuego.

Decenas de miles de animales salvajes sin vida.

2.500 hogares destruidos.

Más de 30 fallecidos.

Muchos, bomberos.

California, Estados Unidos.

Seis años de incendios consecutivos en invierno y en verano,

alimentados por la sequía y los fuertes vientos.

Solo en 2018 el número de víctimas se acercó al centenar.

En ambos casos, niveles de partículas contaminantes

20 veces por encima de los máximos permitidos.

El humo también mata-

Los miembros de los servicios de extinción

no lo rehúyen, se adentran en la nube gris

hasta el límite para neutralizar la combustión.

Los bomberos nos protegen de las llamas, del aire impuro,

pero, ¿quién protege a los bomberos?

Prometeo es un proyecto español

a cargo de un equipo multidisciplinar

en el que participan programadores, informáticos, técnicos,

ingenieros, sanitarios y efectivos de cuerpos de élite

de los Bomberos de la Generalitat de Catalunya.

Se trata de servirse de la inteligencia artificial

y de los avances tecnológicos para asegurar en tiempo real

la labor y la seguridad de los profesionales

en la extinción de incendios."

La tecnología ha permitido que podamos monitorizar

en todo momento a los bomberos.

Antes, los antecedentes de nuestro proyecto

eran tomar medidas del bombero antes, durante

y después de una quema o de un incendio forestal.

Esto te daba solo tres valores.

Gracias a Prometeo y a la tecnología,

podemos estar monitorizando en tiempo real

durante todo el desempeño de un bombero

y eso nos permite tener muchos datos.

Con muchos datos podremos tener evidencia científica

en un par de años de cuál es el efecto real

de este humo y sustancias tóxicas

en la salud y el bienestar del bombero.

"Todo surge a partir de la experiencia

de un miembro del GRAF,

el grupo de refuerzo de actuaciones forestales.

Joan Herrera ha sufrido en propia carne

los efectos nocivos de la combustión

y durante su ejercicio profesional

incluso ha perdido a más de un compañero."

A mí se me han muerto,

se han muerto en mis brazos compañeros míos.

Posiblemente el papel mío en este proyecto es el, digamos,

que fui el ideólogo de este proyecto

en el cual estaba viendo,

debido a mi experiencia en incendios y en servicios,

lo que estaba viendo es que teníamos un serio problema

a nivel de intoxicación,

de tóxicos que están presentes

en la combustión de los productos forestales.

-Hoy en día, debido al cambio climático,

a los cambios medioambientales, al calentamiento global,

tenemos grandes fuegos que duran muchos días,

que son difíciles de apagar y eso está afectando,

no solamente a los bomberos que su día a día inhalan humo,

sino a la población civil que está inhalando humo

y sustancias tóxicas durante un periodo de tiempo

mientras dura el fuego.

Esto lo hemos vivido en los incendios

que prácticamente han tenido lugar en Australia.

La población civil se ha visto afectada

por inhalar humos de sustancias tóxicas

y no sabemos el efecto que esto tendrá en su salud,

por lo cual Prometeo hoy está enfocado

en testarlo en bomberos, pero para conocer las consecuencias

y de alguna forma, proteger a la población civil.

"Olivella, pequeño núcleo lindante al parque del Garraf,

provincia de Barcelona.

Hoy es un día importante para el equipo de investigadores

del Proyecto Prometeo.

Cada año, un grupo forestal de los Bomberos de la Generalitat

realizan ejercicios de quema controlada,

una práctica muy útil para sanear el bosque

y para estudiar las dinámicas del fuego.

Son auténticos especialistas que comparten experiencias

con muchos parques de la península

y que expanden sus conocimientos enseñando a cuerpos de bomberos

de todo el mundo."

Acabamos de sensorizar y conectar todos los dispositivos

de los diez dispositivos que llevaréis...

"Durante la quema,

hoy podrán testar los aparatos que cada miembro

llevará adherido al uniforme.

Terminales con sensores de la medida de un móvil.

El briefing previo coordina los equipos

y garantiza el éxito de los resultados

que se pretende obtener."

Prometeo monitoriza todas las variables medioambientales

que rodean a cada bombero.

Actualmente está monitorizando temperatura, humedad

y cantidad de monóxido de carbono.

Trabajamos en el rol del producto para incrementar esas variables,

pero con esas tres variables,

lo que estamos haciendo es medir el entorno medioambiental

de cada bombero mientras está realizando su trabajo.

Porque el humo que inhala cada bombero es diferente,

depende de su rol en la quema, de cómo vaya el viento.

Esto nos permite registrar esas tres variables para cada uno

de los miembros del equipo de bomberos.

"Todos los datos se recepcionan

en la carpa instalada a modo de control central.

Hasta aquí se ha desplazado, procedente de Nueva York,

uno de los máximos responsables de IBM,

organizadores del desafío global Call for Code

que el equipo español se ha adjudicado

entre más de 5.000 proyectos presentados en todo el mundo,

algo que no sorprendió

en la central norteamericana de la compañía."

No, en absoluto.

Ya en 2018 participaron 156 países y en 2019, 165.

De los cinco continentes, la competición fue excitante.

También comprobar los conocimientos

en la extinción de grandes incendios,

en este caso, en Cataluña, así como en California,

Australia o la Amazonia.

"Empieza la quema controlada.

Se trata de una quema selectiva, básicamente de sotobosque,

que no afecta ni al tronco ni a la copa de los grandes árboles.

No hay peligro, pero las unidades de los GRAF

nos indican hasta dónde podemos acercarnos.

Los bomberos actúan y los sensores envían los datos en tiempo real.

Los monitores discriminan por colores,

las afectaciones y los distintos grados de peligro."

La respuesta fisiológica

principalmente aparece en forma de mareo,

dolor de cabeza,

parte de esto es por la emanación de gases

y aparte está el efecto térmico

y la actividad física que realizan,

se potencia el tema de fatiga que, con el acumulo de los humos

y el esfuerzo físico,

que decimos nosotros que claudican,

y es cuando pueden estar en situación de exposición aguda.

Lo más fácil es, cuando detecta esa situación,

apartarlos y retirarlos un poco.

"El estudio precisará ser validado

por las autoridades competentes de sanidad y de emergencias.

Los protocolos son exigentes

y aún falta para poder implantarlo sobre el terreno.

Sin duda será un gran avance para la seguridad

de los profesionales de la extinción."

Estamos testando el producto

y en un futuro podremos decidir si eso...

¡Qué más quisiera yo que poder tener un sensor

en el cual nos diga...!

Y es mi objetivo final.

Pero hay que seguir unos pasos

y hay que seguir unos pasos muy serios, muy serios,

porque podemos poner en riesgo personas

o podemos poner, por dejar de actuar,

podemos poner en riesgo otras cosas.

Por lo tanto, la línea, que está muy clara.

La idea está muy clara y nosotros los bomberos,

por ejemplo, la Ley de Prevención de Riesgos Laborales,

cuando estamos en servicio, no nos cubre,

con lo cual, ya hay una reglamentación clara.

Es decir, tú eres bombero,

te tienes que dedicar a hacer según qué actuaciones

o según esto...

Con lo cual, la línea, es decir,

yo pongo en riesgo mi vida por algo que valga la pena.

Lo que no voy a hacer es poner en riesgo mi vida

por algo que no valga la pena.

Si a mí se me quema el bosque,

no es lo mismo que yo tenga que subir a un edificio en llamas,

que haya gente atrapada,

a que se me queme una hectárea o diez o 1.000 hectáreas de bosque

y yo pueda tener un peligro.

Por lo tanto, hay unos niveles

en los cuales sí que podríamos trabajar con sensores,

pero en otros niveles, no requieren sensores,

requiere sensibilidad.

FOTCIENCIA, el concurso que premia las mejores imágenes científicas

con el objetivo de acercar la investigación a la sociedad,

ha llegado a su XVII Edición.

Es una iniciativa del CSIC

y de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología

abierta a todo el mundo.

Un jurado de expertos en microscopía,

divulgación científica y comunicación

seleccionan las mejores imágenes.

Como esta que capta al detalle el hocico o la cola

que hacen únicos a los caballitos de mar.

Las vistosas antenas de las luciérnagas macho

o la sorprendente composición de los ojos de los mosquitos

que recuerdan a un puñado de caramelos.

Las mejores fotografías

forman parte de una exposición itinerante

y se publican en un catálogo.

Si les gusta la ciencia y la tecnología,

ya saben, les esperamos en un nuevo "Lab 24".

Gracias por seguirnos.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Investigación camBio + Proyecto Prometeo

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter
Programas completos (111)

Los últimos 412 programas de Lab24

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos