www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3244281
Para todos los públicos Insuperables - 10/08/15 - ver ahora
Transcripción completa

Muy buenas noches y bienvenidos a "Insuperables",

el gran espectáculo de TVE.

Nuestro objetivo es encontrar al artista que supere

el más difícil todavía.

Nada establecido.

Estamos a las puertas de las semifinales

y el nivel cada vez es más increíble.

No vale con ser bueno hay que ser un artista muy bueno

con una ejecución perfecta para hacerse

con el gran premio de 30.000.

(Aplausos)

De los 10 concursantes sólo los tres mejores

conseguirán 1000 y un pase directo a la semifinal.

Hay mucho talento, pero sólo serán insuperables

aquellos que se expongan a nuestro jurado

y al látigo de sus votaciones.

Con nosotros, muy buenas noches, Santiago Segura, Ana Milán

y Pitingo.

Estamos en semifinales y estáis más exigentes que nunca.

Además os habéis arrancado con el interruptor.

¿Dejaréis pasar a alguna?

Dejaremos pasar, las que sean pasables.

No dejaremos pasar, los que no sean pasables.

Eso es cierto.

Lo del interruptor me agobia.

Yo soy más de encender que de apagar.

Pitingo, le habéis cogido el gusto.

Es por no levantarme.

Recordar que el jurado puede pedir ayuda al público

en cualquier momento.

Ir calentando motores porque el destino de algunos estará

también en vuestras manos.

Un aplauso para vosotros.

Un aplauso para el público.

Sólo nos queda presentar al abogado defensor

de los concursantes.

Contamos con una madrina que sabe lo que es picar piedra.

Damos la bienvenida a Ruth Lorenzo.

(Aplausos)

Es entrar y ya les tengo miedo.

Tienes una labor un poco difícil.

El nivel cada vez es más exigente.

El jurado es implacable.

Tienes que evitar que enciendan el interruptor

¿Tienes algún truco?

Son impresionantes todos.

Lo que vamos a ver esta noche.

Ponen el vello de punta.

Todo el público conmigo.

Ya puedes ir a tu asiento y empezamos a disfrutar de la noche.

Está todo listo.

Jueces en sus puestos, madrina preparada

y un público que está concentrado y ansioso

por lo que se le viene encima.

¡Que comience el espectáculo!

Hemos creado una fusión insuperable.

Hemos fusionado "el breakedance" con el ballet.

Somos hermanos, mellizos y nos llevamos bien.

¿No? -Sí.

-No me mires así.

Si nos enfadamos no nos vamos a pelear.

Bailamos y nos desahogamos así. Mucho mejor.

-Somos hermanos y no nos vamos a pegar cada día.

-Enfocamos nuestras coreografías como batallas.

En el escenario le miro perdonándole la vida.

Hacemos una fusión entre "el breakdance"

y la elegancia del ballet.

Es insuperable.

(Música)

(Aplausos)

(Aplausos)

(Aplausos)

Este número lo hacemos muy a menudo.

Siempre la gente reacciona positivamente.

Siempre se levanta.

No veníamos confiados, pero sabíamos

que íbamos a tener la fuerza del público.

Arrancáis con toda la fuerza del plató.

El jurado en pie.

El público en pie.

Vuestras novias también son bailarinas, en casa tenéis

que montar unos espectáculos tremendos.

Tremendos.

Con mi novia bailarina y mi pequeñita.

Tengo una niña de nueve meses que ya está empezando.

Bien.

Tempranito.

Para el siguiente "Insuperables" os venís todos.

A ver lo que opina el jurado. Santiago.

Me ha hecho gracia porque he leído

que vuestro peor enemigo sois vosotros mismos

que en alguna coreografía os empezáis a reír.

Os hace gracia alguna postura y os ponéis a reír.

Si pasa algo fuera del escenario, nos miramos,

nos reímos y ya la hemos liado.

Y nos tenemos que enfrentar.

He visto perfecta sincronía, mucha energía,

mucha fuerza y todo lo que hacéis con el cuerpo sin artificios

me impresiona mucho.

Me ha encantado.

(Aplausos)

Buena valoración de Santiago. Ana.

Es delicioso veros bailar porque sois uno.

Frente a toda la dureza de vuestros movimientos

que lo exige.

Tenéis una dulzura que a mí me ha hecho

estar relajada todo el tiempo mientras os veía.

Rozaba el ballet. Enhorabuena.

(Aplausos)

Muy bien.

Estamos empezando con un buen clima.

Pitingo.

Me ha encantado, la verdad.

Quería hacer una pregunta.

¿Sois autodidactas?

Somos autodidactas siempre bailando "breakdance"

a los nueve años vimos a unos muchachos bailar

en el paseo marítimo de mi pueblo, que es Torre del Mar.

Me flipó.

Les vi dando vueltas de cabeza y fui a por él que estaba

en la playa.

A raíz de ahí.

Es un ejemplo de esfuerzo y de superación.

Me llama mucho la atención que tenéis movimientos de clásico.

Me ha parecido muy original.

Vais clavados.

Es increíble.

Muchas gracias.

-Yo quiero pedir algo.

Yo soy un amante de las acrobacias.

Quiero que me enseñéis a hacer algo.

Me quito los zapatos porque es peligroso.

¿Qué podéis hacerme?

Es una pregunta complicada.

¡Madre mía!

Vale.

No pasa nada.

Si es por una acrobacia. Tampoco.

(Grita)

(Aplausos)

¡Toma ya!

-En un momento la hemos subido y ahí estaba como una tabla.

Estaba bastante bien colocada.

¡Qué bien! Ya nos hemos estrenado.

Ha estado bien, pero yo creía

que la ibais a soltar como ha hecho él contigo.

Conmigo no lo intentéis.

No, gracias.

Nunca colaboras con los artistas.

Con otro modelito a lo mejor.

Somos mucho de probar las cosas.

Yo mientras no me toquen el culo.

Vamos con las votaciones, Santiago.

Sí.

Hemos empezado con un sí y necesitamos otro sí.

para poder acceder a uno de los palcos.

No va a ser el mío.

Sólo quería ver vuestra cara.

Claro que sí.

Nos ha hecho sufrir un poco.

Pitingo.

Sí, completamente.

Con este pleno de síes podéis acceder al primer palco

de "Insuperables".

(Aplausos)

Bien. No nos podemos relajar.

Hay que estar atentos a todo lo que va saliendo.

Si nos enfrentamos a un reto lo haremos

con la misma fuerza o más.

Ojalá que se queden ahí.

Tenemos todo el programa por delante.

Carolina, luego dice la gente que Ana es cruel.

Han sido sólo tres segundos.

Una sádica. Lo que yo decía.

A ver si no le dais sustos a nuestro siguiente artista.

Es "bailaor" flamenco.

Acumula tantos premios que sus padres no saben

donde ponerlos.

El taconeo puede molestar a los vecinos,

pero su arte le ha llevado a varios países.

Es Alberto "El Romero".

Mi primer contacto con el baile fue con tres años,

empecé en la academia de mi pueblo.

Pasaba por la academia de baile y me quería meter.

Porque no sabía hablar.

Entré, probé y la profesora le dijo a mi madre que me trajera.

Había un problema.

Tenía que aprender a contar hasta 10 de derecha a izquierda.

Mi hermano cogió un lazo azul en la derecha

y rojo a la izquierda. Así aprendí la derecha

y la izquierda.

Con juegos.

En una semana pude entrar a las clases de baile.

Soy muy supersticioso.

Siempre llevo mis amuletos conmigo.

Éste zapato de mi sobrina.

Esta estampa de mi hermana.

La Macarena también la llevo.

Y la Virgen del Rocío.

Esté alegre, triste, enfadado siempre bailo.

Es mi forma de vida.

#40 kilos de tela le he comprado mi velero.

#Y con lo que me ha sobrado me he hecho un traje de marinero.

#Deja la vela, niña.

#Deja la vela.

#Y que me llame por donde quiera.

#Y que el mar nos lleve mar adentro.

Vamos allá.

#Con la luz del cigarro.

#Yo y el molino se me perdió el cigarro y perdí el camino.

#Perdí el camino, hermana.

#Perdí el camino.

#Que con la luz del cigarro, yo vi el molino.

Flamenco.

Eso es.

Olé.

Vamos allá.

(Guitarra y palmas)

(Cante, guitarra y palmas)

(Aplausos)

Me he sentido muy a gusto en la actuación.

Antes de salir estaba súper nervioso,

pero cuando he salido al escenario he desconectado

y ha sido una cosa muy rara. Me he sentido muy a gusto.

Segunda actuación de la noche.

Volvemos a tener al público en pie y al jurado de pie.

Algo está pasando.

Creo que tienes especial interés por la valoración de Pitingo.

Te voy a hacer esperar un poco. Ana.

Alberto, eres todo lo sexy que puede llegar a ser el flamenco.

Da gusto verte y lo sabes. Mírame cuando te estoy hablando.

No mires a Carolina.

Me ha dicho que coja el micro y la estaba mirando a ella.

Vale, vale, ¿me entiendes? ¿Perdona?

Bueno, no me escucha nadie hoy.

A mí me parece que este muchacho baila fenomenal.

No sé qué te habrá parecido a ti, pero a mí me parece sexy

y se mueve fenomenal.

Junto a la voz de Juan Sanjuán y el maestro a la guitarra,

esto ha sido un placer para los sentidos.

Te voy a dar un voto que no por no mirarme.

(Aplausos)

Déjale, me estaba mirando a mí.

Cada una un rato.

Un rato para Ruth, un rato para ti y un rato para mí.

Santiago.

Puedes mirar para donde quieras. Yo soy más difícil de ver.

Lo que veo es que no has traído cajón,

el cual enmascara al bailaor.

No hay lugar a que alguien enmascare los fallos.

Eso te lo digo por estar tanto tiempo con Pitingo.

Me ha gustado mucho tu actuación, Alberto.

Muchas gracias. Te he hecho esperar un poco,

pero vamos ahora con esa valoración que tanto te importa, Pitingo.

Enhorabuena.

El formato que llevas es maravilloso.

Llevas mucha calidad detrás porque el guitarrista es genial

y Juan es un cantaor que tenerlo detrás

es importantísimo. Me ha gustado todo.

Has mezclado lo tradicional con movimientos actuales.

Los veo y me entran ganas de salir y ponerme a bailar.

Venga.

(Aplausos)

Ven.

Me tiene que cantar Juan, que lo recomiendo a todos.

Es maravilloso. Lo quiero mucho. Por bulerías, venga.

Toma ya.

Las palmas las metemos en los bolsillos.

(Guitarra y palmas)

(CANTA POR BULERÍAS)

(CANTA POR BULERÍAS)

(CANTA POR BULERÍAS)

(CANTA POR BULERÍAS)

(CANTA POR BULERÍAS)

(Aplausos)

La pareja Pitingo y Alberto no está mal del todo.

Lo digo por si surge algo.

Alberto ha tenido un detalle muy bonito

al ponerse a la altura de Pitingo. Eso hay que valorarlo.

Nos faltan las dos vertientes del jurado.

Hemos visto a Pitingo.

A mí me gustaría ver a Santiago haciendo un taconeo.

(Aplausos)

Vamos a tocarle las palmas.

(Palmas)

(Público) ¡Olé!

(Risas)

(Aplausos y vítores)

Todo esto es por culpa de Pitingo. Me está enviciando.

Santiago, cuando tenga cucarachas en casa,

te llamaré y me las exterminarás a todas.

Las mato bien muertas.

Vamos a lo importante que son las votaciones. Ana.

Una pregunta, ¿te has besado el anillo antes de empezar?

Sí. ¿De quién es ese anillo?

Yo he estado en China de gira hace tres meses

y tenía un amuleto

que era un pañuelo muy parecido a este y lo perdí.

Ese mismo día me regalaron este anillo.

Como es el regalo de una persona muy especial,

pues aquí está.

A mí me lo cuentas todo. Lo queremos saber.

Este anillo era de La Chunga,

de ella ha pasado a Pilar La Tremenda

y ella me lo ha dado a mí.

Muy bonito. Tengo otro cotilleo, ¿qué llevas en el bolsillo?

Te lo voy a enseñar.

Yo me entero de todo porque soy más larga que un día sin pan.

Es un patuco.

¿De quién es?

De mi primera sobrina, la única niña que hay en casa,

que se llama Nicole y vive muy lejos de mí.

Hace mucho tiempo que no la veo y siempre llevo el patuco conmigo.

(Aplausos)

Después de todas estas preguntas no le vas a dar un no.

No, te voy a decir que para La Tremenda,

para La Chunga, para tu amuleto, para China,

para el pañuelo que se te perdió, para Nicole, un sí.

Tenemos el primer sí. Santiago.

Como habéis visto que de zapateo entiendo tanto...

Bromas aparte, me ha gustado mucho.

Me gustaría que, ya que has estado en China,

me pidas el sí en chino.

Me lo sabía, pero ya no.

Invéntatelo, dile cualquier cosa, él no sabe chino.

Ya estamos.

"Chame un chí". "Chame un chí" para ti.

Ya tenemos dos, Pitingo, por favor.

Lo que te voy a decir no es porque seas flamenco y yo sea flamenco.

Si lo hubieses hecho mal, también te lo habría dicho

y habría votado un no, pero en este caso es un sí.

Muchas gracias.

Dos actuaciones, dos palcos llenos.

Sube al palco de "Insuperables", enhorabuena.

El sí de Pitingo y las palabras que me ha dicho para darme el sí,

eso lo valoro. Si me hubiera dicho un sí solo,

es del gremio, el chico baila...

Pero cuando me ha dicho que es porque le ha gustado la actuación...

Ha sido lo más grande. Día redondo.

Atención porque llega un mago vasco.

No hace volar piedras ni cocina los pinchos

atravesando sus asistentes, pero de casta le viene al galgo.

Aguanten la respiración

porque hoy va a poner su vida en riesgo.

Con nosotros el mago Sun.

Yo desde pequeño ya sentía misterio por lo desconocido, por la magia.

La primera vez que vi un juego de magia

fue a un mago que hizo desaparecer a una persona.

Eso me cautivó. Me emocionó tanto que dije,

voy a trabajar duro porque yo también quiero hacer eso.

Desde entonces he puesto toda la energía

y todo el trabajo para conocer los secretos

y poder llegar a hacerlo igual que lo hizo él.

Lo que busco con mi magia siempre es sorprender

y aumentar el ritmo de las pulsaciones

de los espectadores.

Intento transmitir una emoción, ya sea de trama, miedo, riesgo...

En cierta ocasión alguien me dijo que para hacer lo que desees

hay que mojarse y yo espero salpicaros con mi magia.

(Aplausos)

Voy a realizar un número de escape.

Concretamente uno de los más difíciles.

Voy a estar atado y encerrado con esta tapa sólida.

Ruth.

En el interior de este tanque

que contiene aproximadamente unos 500 l de agua.

Si en menos de tres minutos no logro evadirme,

este reto puede convertirse en una trampa mortal.

(Aplausos y vítores)

(Aplausos)

Creo que es uno de los números más difíciles y más peligrosos

que tenemos y he quedado muy satisfecho

porque he intentado transmitir esa emoción de drama y de tensión.

Creo que lo hemos conseguido. Ponte el albornoz.

Acabo de flipar.

Tengo que decir que a mí no me gustan los trucos de magia.

Brutal es poco. El drama... -Muchas gracias.

Aquí solo están los mejores. Ana, dime tu valoración.

Hola, Iñaki.

Yo te voy a decir lo que más me ha gustado.

Cuando lo tenías todo hecho,

que era meterte en una urna con 500 l de agua

y salir de ella, estando atado.

Resulta que le das una vuelta más. Sales tú y entra esta muchacha.

No se sabe cómo entra ni cómo sale luego.

Y nos vuelves a dejar boquiabiertos.

Es muy admirable que cuando uno tiene algo grande,

le quiera dar más éxito.

Lo has conseguido porque me ha parecido maravilloso,

enhorabuena.

Efectivamente, eso es lo que hemos hecho.

Déjame, mira ella que bien se ha puesto el albornoz.

Ahora sí. Pitingo. Iñaki de mi corazón,

¿a ti no te podría dar por las palomitas, los conejos

y todas esas cosas? Tengo el corazón en la boca.

He pasado mucha fatiga.

Pero... he flipado en colores.

Es genial. Tengo una duda y es que después de esto,

¿con qué nos puedes sorprender?

Si le eliminas te quedas sin saberlo.

Necesito pensar un poco.

Me encantan los retos y la magia potente.

Seguro que os seguiríamos sorprendiendo.

Ya te veo.

Me encanta porque viene dispuesto a conquistaros y a irse con un sí.

Santiago, ¿te ha sorprendido o no?

Un número que tiene chicas, humedad... Para mí es maravilloso.

Me encanta mi trabajo, ya ves qué bien acompañado estoy.

Hombre, tonto no te veo, Iñaki.

No sé si por el agua,

pero por las chicas no te importaría haber probado.

Yo me iría de gira con este número.

Aunque sea, metería el pelo y haría así.

Aquí las cosas no se pueden soltar,

no se puede tirar la piedra y esconder la mano,

¿quieres probarlo? No, gracias.

Un poquito. La punta del pelo.

Yo me metería ahí contigo, Carolina.

Santiago, creo que lo vamos a dejar para otro día.

A lo mejor, si me meto contigo te ahogo.

Aprovecho la oportunidad.

(Aplausos)

Vamos con las votaciones. Ana.

Absurdo sería que yo diera un no, ¿no te parece?

Pues sí. Pues eso, pues sí.

Gracias.

(Aplausos)

Pitingo, tenías dudas, ¿qué hacemos?

Tengo dudas al respecto.

Por esas dudas, porque creo que es un fenómeno,

¿me prometes que vas a hacer otro numerazo de estos?

Te lo prometo, seguro.

Te doy un sí, amigo. Ya tienes dos. Santiago.

Bromas aparte, me ha parecido un muy buen número.

La magia de grandes ilusiones es lo que tiene.

Tienes que hacer grandes ilusiones.

Es muy complicado que te quede un número así tan cuadrado.

Le tengo que dar un sí.

Te vas con pleno a completar ese palco. Subid.

Me siento muy animado y estamos preparados

en caso de que hubiese duelo para volver a sorprender

con un efecto muy rápido.

A continuación estrenamos disciplina

que hasta ahora no habíamos visto en "Insuperables".

Él es monologuista y a pesar de su juventud

le pone mucho morro al asunto. Adelante con Gestadella.

Me dedico al mundo del humor y, de momento, vamos tirando.

Mi humor se basa en que el público se sienta parte del espectáculo.

Y que diga, esto me ha pasado.

No es humor inteligente, no es humor negro, es humor.

Me gusta mucho hablar de mí. No es que sea egocéntrico,

sino porque me pasan muchas cosas malas,

sobre todo, con las mujeres. Soy un "pagafantas level expert".

Por suerte a mi abuela le encanta.

Cuando la gente me dice que no le hace gracia,

soy de esos que dice que por pesado a mí no me va a ganar nadie

y estoy seguro de que esa gente tarde o temprano

acabará sumisa como Christian Grey

y acabará entre las redes de mi humor.

(Aplausos)

¿Alguien de aquí practica turismo rural?

¿Sabéis lo que es el turismo rural?

Os suena de toda la vida ¿no? Es ir al pueblo.

Para hacer turismo rural

es muy importante que vayamos a un pueblo con encanto

y vosotros me diréis: "¿qué es un pueblo con encanto?".

(TODOS) ¿Qué es un pueblo con encanto?

Un pueblo con encanto es un pueblo que tiene carreteras con encantos.

Y ahora vosotros diréis: "Guillem, ¿qué es un pueblo con carreteras

con encanto?"

(TODOS) ¿Qué es un pueblo con carreteras con encanto?

Pues son esas carreteras que cuando llegas estas encantado de bajarte.

Es malo, lo sé, pero os lo regalo para vosotros.

En fin, mi madre me propuso hacer las tareas del campo,

ordeñar cabritas, vacas, etcétera.

Yo le dije que sí, tenía siete años.

En ese edad tenía la mentalidad un poco...

...perturbada, mal, ahora también. Y dije: "Vamos a ordeñar cabras".

Y me fui a las cinco de la mañana al establo.

Me acerqué a la vaca y le dije:

"papá, ¿a ti te gustaría que un extraño

a las cinco de la mañana viniera a sacarte leche?"

Oye, y me dijo: "ojalá, hijo, ojalá".

Claro, yo tenía 12 años, en esa época y no lo captaba.

Luego fue pasando el tiempo y ya entendí el asunto.

Pero bueno, yo creo que esto es culpa del amor, os explico por qué.

Hoy en día el amor está en las redes sociales,

en internet y esto no puede ser.

¿Dónde queda el amor a primera vista y no el amor a primera visita?

¿Cuánta gente de aquí está casada?

Allí hay casados. ¿Qué tal? ¿Mejor solteros, no?

¡claro que sí, olé!

En fin, yo me replanteo las conversaciones de aquí a 15 años

y me imagino a un padre, un hijo y el hijo le pregunta al padre:

-¿Papá, cómo conociste a mamá?

-Hijo, la conocí en facebook.

-Papá, ¿y cómo surgió el amor?

-Hijo, le di un toque.

Esto no puede ser, por favor,

yo desde aquí os voy a lanzar un mensaje con el cual

yo ya me despido y es que salgáis, dejéis las flamencas del WhatsApp,

levantad las cabezas de lo que viene siendo la pantalla,

salid y buscad el amor.

Y antes de terminar quiero acabar con un chiste.

Para que os vayáis tranquilos.

¿Qué hacen dos vascos en las nubes?

Os lo pregunto a vosotros.

"Chu- bascos".

Es malo, ¿eh? ¡Muchas gracias!

(Aplausos)

Bien, yo lo he visto bien. Lo he visto bien.

Me ha faltado una abuela arriba dándolo todo

pero no me puedo quejar del público, ha estado muy bien.

Es malo, he de decir que este chiste me lo contó mi hermana de siete años

y me dijo: "Tete, sácalo." Yo lo he sacado por ella.

Uy qué susto. Hola.

¡Qué alta y qué guapa! Bueno, gracias.

Bueno, primero va mi madre. En guapa y eso.

Pues mira, haces muy bien. Muchas gracias.

Pero también te digo una cosa, puestos a echar piropos,

échaselos al jurado que son los que te tienen que valorar.

Guapos. Vaya tipazo tenéis. Pitingo, ¿qué dices?

Guillem, personalmente creo que tienes muchas aptitudes

para hacer lo que estás haciendo, monólogos

pero el texto me ha fallado en este caso.

A lo mejor es mi humor, también, ¿no?

El humor no es universal.

A lo mejor no le gusto a nadie y en mi casa lo están flipando.

No, no, no. Yo creo que no es esa la palabra,

que no le gustes a nadie,

yo creo que es que no está bien elegido quizás el texto

donde has querido dirigirte

pero también te digo que eres muy bueno

y que puedes llegar a ser un gran monologuista.

También eres muy joven, tienes 18 años.

18, sí.

Y tienes más barba que yo. Sí.

Eres un fenómeno.

(Aplausos)

Bueno, ha sido una primera valoración, todavía nos quedan.

Santiago.

(TOS NERVIOSA)

No te mueras, por favor.

El humor efectivamente es muy... O sea, ¿de qué nos reímos?

¿Por qué nos reímos? ¿Qué hace gracia? ¿Qué no?

Yo, Guillem, yo, por ejemplo, hago películas,

hay gente a la que les parecen graciosísimas y otros que las odian.

Entonces lo que creo que hay que hacer es buscar tu público.

Yo creo que no estoy dentro de tu público todavía,

con este monólogo, quizá algún día lo esté.

Pero yo creo, estoy seguro, que está ahí tu público

y tienes que encontrarlo y ganártelo.

Pues no sé cuál es mi público, la gente que le guste reír

y que le guste, básicamente es eso,

gente a la que le guste es mi público.

Ana.

(Aplausos)

Mira, Guillem, yo he hecho muchos monólogos.

El primero que hice,

ya hubiera querido yo parecerme a ti en los tobillos nada más.

Muchas gracias.

Yo estaba mucho, mucho, mucho más abajo.

Fui creciendo porque fui viendo a gente muy grande

como Eva Hache, como Pilar Bardem, como Carmen Machi

que decías: "Halá, esto es hacer un monólogo".

Ahora, te lo digo yo a ti.

Te falta tiempo y te sobran prisas y te sobran...

Has metido en dos minutos el turismo rural, el amor,

las redes sociales, tu madre, el padre, el padre preguntando al niño,

el niño contestando al padre, lo has escenificado...

No te ha dado tiempo a profundizar en nada

y ¿sabes lo que pasa con el género de los monólogos?

Que está inventado.

Yo te diría que lo revises, no tengas prisas.

Sí, el monólogo este son tres monólogos míos.

Y los has mezclado. Claro, lo he mezclado todo.

Te voy a matar a mano.

¿Para qué mezclas tú lo que no tienes que mezclar?

Porque quería enseñaros todo. Claro.

No, porque entonces no da tiempo a engancharte a un tema.

¿Tú me entiendes? Sí, sí.

Pues revísalo, que a lo mejor no lo tienes ni que revisar

porque ya sabiendo que es una mezcla, te digo: mal.

Si tú me hubieras llamado a mí antes de ayer,

pero como no tienes mi teléfono no me has podido llamar.

No tenía tu WhatsApp, no. Lo siento.

(Aplausos)

Bueno, yo creo que Ruth te va a dar ahora mismo

un subidón de autoestima porque le ha gustado.

A mí me ha encantado. El chiste malo me ha encantado.

-Nunca fallan. A mí el chiste malo también.

-Yo propongo, Anita. ¿Qué, mi amor?

Tú le revisas el monólogo como pacto...

¿Y él te revisa qué? Y yo le busco el bolo.

Mira, tú le buscas el bolo, ella le revisa el monólogo...

¡Y tú lo metes en tu próxima película!

No, no. Sí, sí.

-¡Yo lo veo!

Ni harto de whisky, vamos. Tú lo ves y encantado, además.

Como ves, aquí el jurado es muy crítico pero también da opciones.

Sí, sí. Se plantean opciones.

Y dicho esto... ¿Puedo acabar mi propuesta?

Que me habéis dejado,...

Es que Ana ha sido muy constructiva. Pero yo también soy constructivo.

Yo siempre que no tenga que ir a verle

le tuiteo a dónde va de bolo para que lo vean mis "followers".

Qué mala persona.

-Santiago caerá. Ya lo he dicho yo que soy muy pesado y caerá.

A ver si me busca el bolo Ruth Lorenzo y caerá.

Vamos a las votaciones. Piti.

Si te dijese sí, sería mal para ti y mal por mí.

No, si te digo una cosa, con estar aquí ya lo he flipado en tulipanes.

Para mí esto es el premio.

(Aplausos)

¡Qué buena actitud! Muy bien, claro que sí.

Es más, hice el casting, me apunté y no iba a ir.

Al final fui y esto para mí ya es un premio.

Esa es la actitud. A mí me han echado de...

Yo creo que he tenido más "noes" que sí.

Bueno, a ver si tenemos un sí.

Pero bueno, hoy yo creo que tienes que trabajar un poquito más.

Te tengo que dar uno. Lo siento. No pasa nada.

Muchas gracias. Bueno, todavía...

¡Gracias!

Todavía nos quedan dos valoraciones. Santiago.

Yo lo que ha dicho es verdad, es durísimo.

Yo he ido a cientos de casting y nunca me han cogido en un casting.

De hecho, iba a casting que buscaban tío feo, calvo, con melena y barba,

había 100 más feos, más calvos, todo mejor siempre.

Nunca me han cogido en un casting. Es terrible.

Por lo menos, te han cogido en un casting aquí.

Entonces, yo te quiero dar un sí

pero es que no he oído a la gente reírse potentemente.

Si cuentas un chiste corto y lo revientas, yo te doy el sí.

Es que yo de chistes no soy pero... Te doy uno y ya está, no pasa nada.

No, espérate. Voy, sí.

Esto es una pareja que está a punto de hacer sus cosas

y el marido le dice a la mujer:

-oye, cariño, ¿cuántos condones nos quedan?

-Uno. -Dímelo en inglés.

# -It s the final condon #.

(Aplausos)

Además ha cantado también.

No solamente ha cantado, se ha reído Ana Milán,

oye, yo no entiendo nada pero te doy un sí.

(Aplausos)

¡Bueno! Hemos arañado ese sí, entonces, Ana, tu votación.

Bueno, Guillem, yo te voy a decir tres cosas.

Lo primero, para que no te asustes, te voy a dar un no.

Y ahora te voy a decir: estoy absolutamente segura

de que te voy a ver en el circuito de los monologistas.

Date tu tiempo, mira, mira mucho hínchate a mirar a los buenos.

Y no me vuelvas a mezclar nada. Vale, vale, vale.

Quédate con el consejo de este jurado

y también con este aplauso y muchísimas gracias.

Muchas gracias.

(Aplausos)

No tengo prisa. Lo que tenga que venir, vendrá.

La vida es esto, son montañas rusas, hoy has estado en "Insuperables"

y mañana estarás en cualquier bar, no pasa nada.

A pesar de ser muy jovencitas,

bailan y crean sus propias coreografías.

Eso sí, sus papás las apoyan pero con una condición,

que no dejen de lado los estudios

y ellas han respondido con muy buenas notas

y trabajando duro. Adelante con No Brakes.

Nos llamamos No Brakes porque en español significa "Sin frenos"

y la gente nos dice que estamos como muy aceleradas,

somos muy activas y que hay que frenar más.

Nosotros nos dedicamos al baile urbano.

Nos gusta más el hip hop que Danza clásica

porque la danza clásica es como todo mucho más lento

y nosotras somos muy activas

y nos gusta más el hip hop que es más rápido.

Nosotras montamos las "coreos" y el remix también.

Las dos empezamos a bailar con cinco años pero en escuelas diferentes.

Decidimos apuntarnos a la escuela y nos metieron en el mismo grupo.

Entonces nos hicimos amigas todas y en especial con ella.

Nosotras somos insuperables porque nuestra forma de bailar

es insuperable.

(Aplausos)

(Música)

(Aplausos)

Antes de salir el nervio no se te va

pero cuando ya estás en la posición para comenzar,

y cuando suena la música,

te relajas y ya no tienes el nervio aquí en la barriga.

(Aplausos)

Marta y Claudia, qué bien lo habéis hecho.

Qué ritmo, qué energía.

¿Qué coméis para tener tanta energía?

¡Madre mía!

A ver qué piensa nuestro jurado. Ana.

Bueno, es tan delicioso teneros delante bailando,

por el amor de Dios. Sois preciosas. ¿No sois hermanas?

No.

Pero, claro, lo parecéis y todo el mundo os lo dice, me imagino.

¿De qué os conocéis?

Íbamos a una escuela de baile y siempre bailamos juntas

cuando hacemos clase y cuando tenemos competición.

Es absolutamente delicioso veros bailar.

(Aplausos)

Gracias.

Me encantan vuestras caras, vuestro sentido del espectáculo.

De hecho me parece que hay más sentido del espectáculo que técnica.

Nos habéis engañado un poco porque repetíais patrones de baile

con distintas músicas pero, sin embargo, seguía siendo nuevo

porque es muy delicioso veros en todo momento.

Enhorabuena, chicas. Gracias.

¡Qué bueno! Sobre todo porque a Ana

mientras os decía esto ha estado con una sonrisa.

Eso significa que le ha gustado mucho. Pitingo.

¿Quién es Marta y quién es Claudia?

Ella Claudia. Y yo Marta.

Vale.

Mira, transmitís muy buen rollo, de verdad.

Una felicidad y una alegría... Gracias.

(Aplausos)

Coincido con Ana en que es verdad que la parte...

Sois muy jóvenes, tenéis 11 y 13 años, o sea,

que ya es para darse con un canto los dientes.

Y tanto. Es alucinante.

A mí me falta un poco de técnica pero eso con los años

lo vais a tener, sois muy chiquititas.

Lo más importante que hay que tener,

porque la técnica se puede adquirir con el tiempo

pero lo que no se puede adquirir es la aptitud y vosotras la tenéis,

desde luego. Total.

(Aplausos)

Es muy bonito lo que os ha dicho. Santiago.

Da alegría verlas bailar.

Son animadoras natas.

Estamos disfrutando a tope.

El baile exige...

Era una supernova de energía.

Me lo he pasado muy bien.

Os quiero felicitar.

Me habéis hecho muy feliz.

Gracias.

Vuestra madrina se lo ha pasado seguro, muy bien.

Es especial poder entrar en un sitio e iluminar.

Vosotras hacéis eso.

Os propongo algo.

Si yo vuelvo a Eurovisión, vosotras os venís a bailar.

No es una proposición.

Es una amenaza.

Vamos a improvisar algo.

Sí.

Yo canto y vosotras bailáis.

¿Hay alguna posibilidad de que vuelvasa Eurovisión?

Si la gente me vota...

Con estos dos bellezones.

Vuestra elección de canción ha sido brutal.

Yo siempre he querido hacer esto en la tele.

Música.

(CANTA EN INGLÉS)

(Aplausos)

Nos hemos sentido muy bien con ella.

Porque ha cantado y nosotras hemos bailado.

Me ha gustado mucho.

Vaya madrina tenéis.

Olé por ella.

He disfrutado un montón.

El jurado no está disfrutando tanto porque tiene un papelón.

La galería de los insuperables está llena.

Me tenéis que dar un voto.

Ana, como me está mirando con cara de circunstancias...

Yo no estoy sufriendo nada porque tengo un "sí" para ellas.

Un "sí".

Nos falta otro.

Para complicar las cosas.

Pitingo.

Me flipan.

Pero lo que hay en la galería tiene mucho nivel.

Mucho.

Son pequeñas.

Tengo que ser muy exigente.

Me gustaría que hubiera otro sofá más.

No puedo hacerlo.

Por el nivel de allí arriba.

Por desgracia, os tengo que dar un "no".

No pasa nada.

Lo siento mucho.

Bueno, Santiago, está en tus manos.

Yo le entiendo.

Ahí arriba hay tres números muy potentes.

A nivel técnico, no está mal, pero el nivel es muy alto.

Me daría pena echar a una de esas personas.

Cuando digo no a algo me sale urticaria.

Me gusta decir sí.

¿Cuál es tu voto?

Me estáis presionando entre Ana y tú.

Eres muy escurridizo.

Tienes que emitir un voto.

¿Os gustaría actuar de nuevo en un duelo?

Y si perdéis el duelo no pasa nada.

Sí.

Si os digo no os vais tristes.

No quiero ver vuestra tristeza así que os doy un "sí".

Podéis acceder a la galería, pero tenemos un problema.

Si os batís en duelo con los mellizos fantásticos,

veremos dos grandes actuaciones.

Y decide el público.

Las tenemos en la galería de los insuperables.

Tenemos un duelo con "Impact Brothers",

por favor, bajad.

Hemos pensado que era bueno porque vamos a bailar más.

Tenemos un poco de nervios porque son muy buenos.

Habéis subido los primeros y nada es definitivo.

Tenéis un minuto para dar lo mejor y conquistar al público

que vota.

Que empiece el duelo.

No estoy en la cabeza del público, pero en el duelo puede salir

cualquiera de los dos.

-Estábamos muy nerviosas.

-Son dos chicas muy buenas. Transmiten mucha energía.

-Se arriesgan mucho en las acrobacias.

Son espectaculares.

-Vamos a hacer que el público se ponga de pie.

-Lo vamos a hacer a tope, con muchas ganas y actitud.

(Música)

(Aplausos)

(Aplausos)

Olé.

¡Bravo!

Casi se me ponen los vellos de punta.

La gente no paraba de aplaudir.

Estábamos eufóricos.

Me he sentido genial, muy contento.

(Música)

(Aplausos)

He visto que la gente disfrutaba y con eso me quedo.

La gente se ha puesto alegre y lo ha disfrutado.

Ha llegado el momento del público.

Atención.

Si queréis que la actuación que se quede como insuperable

de este duelo sean los "Impact Brothers", botón rojo.

Si queréis que sean las "No Brakes", botón azul.

Podéis votar.

El público ha votado.

La actuación que debe quedarse con esa plaza en el palco

de los insuperables es...

"Impact Brothers"

Enhorabuena, 186 votos frente a 46.

Ha sido una experiencia inolvidable y la hemos disfrutado mucho.

Seguiremos.

Hasta otra.

Os lleváis este fuerte aplauso.

Muchas gracias por habernos acompañado.

Y a vosotros, recuperar ese puesto.

Enhorabuena.

Seguís siendo insuperables. De momento.

Espero que podamos llegar a semifinal porque tenemos

ya algo preparado diferente.

Muy de buen rollo.

La copla nunca pasa de moda.

El siguiente aspirante es malagueño

y su chico le ha animado a probar suerte.

La elegancia y la tradición llegan a nuestro escenario de la mano

de José Ortiz.

Me he aficionado a la copla gracias a un programa autonómico.

No salía y movió eso en mí por la copla.

Me presenté al casting y me dijeron que sí.

Yo empecé a tomarme esto más en serio.

La copla es mi medio de vida. Es mi vida.

Sin copla no soy nadie.

Cuenta historias como puede contar una canción pop.

Cuenta amor, desamor, celos, rabia.

Quiero demostrar que la copla está más moderna que nunca.

Me gusta ir elegante a mis actuaciones.

Soy como Isabel Pantoja, pero más pequeño.

Soy el insuperable de la copla.

#Yo andaba navegando por los treinta

#sin el amor que tanto deseaba,

#y entre mis labios, triste y macilenta,

#una rosa sin tallo se quemaba.

#Con desesperación buscaba un dueño

#y soñaba la cárcel de unos brazos,

#pero me despertaba de mi sueño

#con el alma sin voz hecha pedazos.

#Y de pronto, en el último minuto,

#a punto de vestir de negro luto,

#te vi llegar, feliz, un mediodía,

#Y el otoño sin rosas de mi espera

#se convirtió en florida primavera

#cuando se unió tu boca con la mía.

#Tu boca con la mía.

#Tu boca con la mía.

(Aplausos)

Muchísimas gracias.

Qué arte, enhorabuena. Muchísimas gracias.

Tengo entendido, que te apasiona Isabel Pantoja.

Me encanta Isabel Pantoja.

Te sabes todos sus temas y todas sus canciones.

Por lo menos lo intento.

Bueno, a mí me ha encantado.

Pero a quién le ha tenido que gustar,

ha sido a nuestro jurado, Ana.

José, buenas noches. Muy buenas noches, Ana.

Es que, a ver cómo te lo explico

por qué no te quiero hacer daño de ninguna de las maneras.

Yo sé que tienes una voz bonita,

yo sé que lo que has cantado en el estilo,

yo no soy muy coplera, pero puedo entender

que lo has cantado bien, pero no me ha llegado.

Pero no me ha llegado, porque me parece que has elegido,

no sé si es el tema que mejor te iba al programa,

insisto, yo no sé mucho, lo técnico

se lo voy a dejar a Pitingo, que es un maestro.

Pero creo que lo tienes todo

y que te has equivocado en la elección.

Bueno.

(Aplausos)

Vamos a dejar, a Pitingo que se lo piense,

que piense su valoración. Santiago, ¿qué crees tú?

Yo he oído José,

que tú quieres llegarle a la gente joven

con la copla, porque es una tradición

y además desde el enfoque clásico, no pretendes modernizar la copla

ni nada, sino que le siga llegando al mundo.

A mí me ha dejado un poco, no sé si sí o si no,

porque tienes buena voz y lo cantas bonito.

Pero me ha faltado, debo reflexionar un poco,

que hable Pitingo.

Santiago, reflexiona.

(Aplausos)

Yo creo que le va a hacer caso un poco a lo que diga Pitingo,

ya siguiendo su mecánica, por favor Pitingo,

¿qué tienes que decir?

Mira José Luís.

Yo creo que tienes muchas actitudes para poder cantar copla.

Tienes planta, eso es muy importante también en el escenario.

Quizás los movimientos los veo un poco forzados,

muy pensados, hay que ser un poco natural en ese sentido.

Dejarte llevar un poquito, si te pones feo así,

no pasa absolutamente nada y más por el estilo

de música que estás cantando.

Tienes el metal de voz muy bonito.

Ahora, yo te he visto cantar y veo lo que lleva

haciendo la gente 30 o 40 años.

Porque intuía tu final, yo sabía que el final iba a ser...

(Canta)

Si tú tienes otras facultades,

utilízalas en la copla que no pasa nada.

Si la crítica te dice, eso no está bien,

es que algo estás haciendo bien seguro.

Ese es mi consejo. Vale, muchas gracias.

(Aplausos)

Un final de copla tiene que ser como el que he hecho,

no se puede innovar tanto en la copla.

Los clásicos de la copla tiene que estar aunque

sea un poco moderno, se tiene que estar.

Vamos a ver, qué opina Ruth.

-Bueno, a mí me cuesta mucho, porque para mí es personal

porque has cantado.

Cuando uno canta, conecta con su alma.

Tienes una voz maravillosa, con un timbre espectacular

y te lo digo de verdad.

Encuentra quién eres, siento que eres como un cisne,

que te quedas pajarito.

Pienso que tienes que encontrar quién eres,

mírate al espejo y canta desde ti

porque tienes una voz que necesito un abrazo.

Eres fantástico. -Muchas gracias.

(Aplausos)

-Eres maravilloso.

-Me ha venido muy bien el abrazo, ha sido un abrazo de verdad

porque he notado esa energía entre ella y yo,

ha sido un abrazo muy bonito y lo necesitaba.

Un poquito emocionado.

Sí, esas palabras que vienen de una artista como Ruth.

Hombre, es que es muy bonito que te digan que eres como un cisne

que se ha quedado pajarito. Bueno, eso no.

Es la primera vez que lo he oído, es maravilloso.

Pero bueno, me sirve para aprender y seguir.

Claro que sí, son críticas constructivas.

Que tienes que cogerlas y si te valen,

las puedes utilizar, seguro que te van a ir fenomenal,

te van a ir muy bien.

No sé cómo van a ir las votaciones.

Con las caritas que ahora mismo estoy viendo

por parte de el jurado, Ana.

No puedo estar más de acuerdo con Ruth,

cuando ha dicho encuéntrate a ti mismo.

Yo, me uno a ella y ojalá este no,

sea el impulso que faltaba. Gracias.

Un no, no pasa nada.

Santiago.

Hay una canción de la Pantoja, que creo que todo el mundo

la sabe a la perfección y la han oído muchas veces.

Tú eres fan de la Pantoja, hace un par de estrofas

a capela por favor, antes de que tome mi decisión.

La de, hoy quiero confesar, ¿te la sabes?

Si no quieres, te doy el no directamente y ya está.

Como tú prefieras.

Si me permites te puedo cantar, una que hace poco se interprete

en un espectáculo que presenté en Málaga.

Bueno, entonces tendrás el no directamente

porque yo te he pedido, hoy te quiero confesarte...

Es así de simple, es como, un chiste.

Yo no sé mucho de chistes.

-¡Canta lo que te dé la gana!

Exactamente. Deberías decantar la que él te pide.

Sinceramente, no me la sé. Pues mira, no.

¿No te la sabes? Pero eres un fan de la Pantoja.

# Hoy quiero confesar # que estoy enamorado

# para matar aquellos rumores # de aquella esquina

# que me gusta el perfume # de claveles

#Y que tengo en el alma # Andalucía

# Hoy quiero confesarte

# que he llorado mil veces #

Hasta ahí más o menos. ¡Ya está!

(Aplausos)

¡Qué, cómo te quedas! Me quedo, con el sí.

Muchas gracias.

Ha agradado al público y ahora tiene un sí.

Bien, tenemos un no, y un sí.

Pitingo, en tus manos está el destino de José.

Yo te tengo que decir, que mantengo lo de antes.

Como dicen ellas, que rebusques y te encuentres.

Que tengas personalidad, la vas a encontrar porque

lo que hay que hacer es eso, despojarse de todo

lo que pueda hacerte parecerte a...

Y llegarás a ser lo que quieras ser.

De momento hoy, te tengo que dar un no.

Lo siento mucho.

Lo siento en el alma, no ha podido ser.

Muchísimas gracias.

José, muchísimas gracias por estar aquí

y acompañarnos, gracias.

Seguiremos cantando copla aunque intente indagar

en otros estilos musicales, pero seguiré cantando copla,

que gracias a la copla estoy aquí hoy,

tendré muchas oportunidades y gracias a la copla

he empezado a cantar,

que la copla va a estar siempre en mi vida.

Qué pena.

Claro, tú haces carita de pena,

pero tú nunca dices, ni que no, ni que sí, ni nada.

Es que no es mi papel.

Tienen que llevar unos tacones de 15 cm.

Eso tiene mérito. Claro, es que no es mi papel.

Yo entiendo que de ahí es muestra dificultad,

pero para eso tenemos al superjurado, ¿no?

Sí, señor.

Y yo para ponerte caritas. Sí, señorita.

Nuestro próximo concursante

decidió dar la vuelta al mundo solo.

En Nueva Zelanda descubrió el circo

y ahora dedica su arte a fines sociales

y a los niños desfavorecidos.

Turno de un artista solidario. Edu.

Yo empecé con la rueda cyr, en Nueva Zelanda.

Me junté con una gente que llevaba un circo allí,

fui para una semana y me quede en seis meses.

Cuando llegué a Valencia, busqué a un herrero

y conseguí hacer esta rueda cyr y a partir de ahí,

han aprendido básicamente por mi cuenta.

Y lo hago cada vez que puedo hacer un intensivo

a alguna parte de Europa aprovechó.

Me gusta participar en proyectos de circo social,

ayudar a pequeños grupos en riesgo y tratar

de cambiar la vida del individuo.

Con la rueda cyr, es un elemento muy armonioso.

Tiene mucha paz en algunos momentos

y luego es un elemento muy fuerte cuando giras sobre él.

La sensación al principio

es sobre todo es como si te levantaras de una resaca terrible.

Estar atentos,

porque voy a hacer algo que va a dejar a todos...

De resaca.

(Aplausos)

(Música)

(Aplausos)

(Aplausos)

Bueno, pues estoy bien.

Contento con la parte que ha salido bien

y un poco triste por la que no.

Me ha dado pena y ya está, como ya había cometido el fallo.

Grande o pequeño, el resto lo he tirado sin ningún problema.

Edu, te han podido los nervios al principio un poquito.

Sí. Ven aquí conmigo.

Vamos a ver, qué piensa Santiago.

Pues pienso, qué pena que te haya fallado eso,

pero bueno.

Yo lo que he visto me ha gustado muchísimo,

me parece muy hipnótico.

Tiene una cierta poesía, es muy estético

y luego tu historia me gusta mucho.

Una persona que se raya, se va a dar la vuelta al mundo

y en Nueva Zelanda dice:

"Pues esto del arco lo puedo hacer yo".

Estás seis meses haciéndolo.

Luego has estado en India, Birmania, Malasia.

Pues parece una novela de Emilio Salgari.

Me da envidia, lo que pasa es que yo

sin agua caliente no puedo vivir.

Al final te acostumbras.

Soy una persona acomodada.

(Aplausos)

Ana.

Es verdad y es una pena que haya sucedido eso,

pero a mí me gustado especialmente Edu.

Porque has hecho algo de artista y de mente amueblada.

Que es, paro.

Veo en dos segundos, qué está pasando,

lo respiro y continuó. -Sí

¿Me equivoco?, ¿es lo que has hecho?

Me ha parecido tan...

...no encuentro la palabra,

pero me ha parecido maravilloso. ¡Olé tú!

Gracias.

(Aplausos)

Bueno, por último, vamos a ver qué opina Pitingo.

Pero ya está con esa sonrisa que le caracteriza.

A mí me ha encantado la verdad.

Lo que ha pasado, bueno, son cosas que pasan,

pero claro eso hace quedarme un poco en la interrogación

porque yo tengo que valorar lo que he visto.

No sé qué pensar,

me ha encantado y es lo que dice Santiago,

es hipnótico, la historia.

Pero, me quedo un poquito...

Mientras te lo piensas.

Vamos a ver qué opina Ruth.

Igual puede ayudarte un poco al decidir.

-Por favor.

-Rosa, ven con una fregona por aquí

porque se me ha caído toda la baba de verte.

-Gracias.

Es que, tienes una conexión con no sé qué,

de hecho me ha encantado que te fuese mal al principio

porque has conectado con algo en tu interior

que nos hemos quedado locos, ¿verdad?

(Público) ¡Sí!

Porfavor.

(Aplausos)

Y eso te lo prometo.

Orgásmico,

verte es impresionante.

No puedo mirarte, perdona.

Para que se decida Pitingo.

Inténtalo Pitingo, yo te ayudo.

-Te echo una mano.

Me parece buena idea.

Hay que experimentar un poco.

Yo me subí a la rueda alemana.

Ya, pero era más gorda.

Yo soy más gordo y tú más chiquito.

¡Venga Pitingo!

¡Venga ánimo!

Muy bien, Santiago.

Yo para ayudar a Pitingo.

Pero, ¿cómo me pongo?

Súbete.

Aquí las manos, una y otra, los pies separados.

Ahora le damos vuelta. Santiago, no me...

¡Cuidado con las manos!

Pitingo, derecha o izquierda.

No, estate quieto, donde te diga él.

(Grita)

Pero, se va a pillar las manos.

¡Ay, ay, ay, ay!

Te está mirando con cara de circunstancia.

(Aplausos)

Me está mirando con cara de "para esto como puedas".

¿Quieres probar? Venga. Pero que llevamos falda.

(Público) ¡Ana! ¡Ana! ¡Ana!

¡Ana! ¡Ana! ¡Ana!

¡Quítate el tacón! Yo no me quito los tacones.

Venga, ¿cuántas vueltas quieres dar?

Tú tira a un lado, que nosotros tiramos de aquí.

No pasa nada.

¿Queréis quitar la música de circo, por el amor de Dios?

Ponte firme. ¿Ponte firme?

Venga, vamos. Dale, dale.

(Gritos)

Ya, ya, vaya a ser que al final Ana se nos lesione.

¡Yo quiero! Ten cuidado.

(Gritos)

(Aplausos)

Nuestra madrina, quien mejor lo ha hecho.

Un aplauso para Ruth.

Es muy guay que salgan al escenario conmigo y compartan el momento.

Y a Ruth, al final, le he podido dar unas pocas vueltas

y creo que lo ha disfrutado.

Si tuvieras que valorar, te quedas con Ruth.

Ha sido la que mejor lo ha hecho con mucha diferencia.

(Aplausos)

Vamos a dejar eso.

Entonces, Santiago y su cara de circunstancias opinan ...

Es que me da pena Edu, la poca picardía que tiene la criatura,

porque se ha subido Pitingo, que es jurado, se ha subido Ana,

que es jurado, se ha subido Ruth, que es la defensora,

que no pinta nada y le ha dicho que es la mejor.

Dímelo a la cara.

Te lo digo a la cara, que ni pinchas ni cortas, que no tienes voto,

que no tienes voto, criatura.

Te voy a quitar el sitio porque total, dices que sí a todo el mundo.

Yo me voy de defensor.

(Aplausos)

Ala, vete a defender. Ala, tira.

(Aplausos)

Estoy sin zapatos.

Este es el mejor sitio, el tuyo y este.

¡Ay, qué viene la bruja! ¡La bruja del norte!

Ya te hubiera gustado a ti encontrarte con una bruja como yo.

¿Esto qué es?

Que está mi niña sin zapatos, hombre.

¡Qué grande eres! ¡Cómo te quiero!

¡Hombre! ¡Vas a estar tú descalza!

Pórtate bien. ¿Qué hacemos? ¿Sí o no?

Mira, como este programa es original,

me parece que está bien esta nueva norma que, de vez en cuando,

el defensor se ponga en lugar del jurado y sepa lo difícil que es.

Así que, con este concursante, voy a dejar que Ruth decida por mí.

Entonces, ¿qué hacemos? ¿Sí o no?

Tienes que hacerlo con la voz de Santiago.

Vale, yo no te voy a hacer sufrir más, Edu, quiero ver más,

quiero volver a verte.

(Gritos)

Perdonad un momento, casi... No, vamos a ver.

Lo de los teléfonos va aparte.

(Risas) A Ruth le gusta.

(Risas)

Me ha encantado, me ha encantado... ¡Todo!

¡Tía! ¡Ayúdame!

Sí, yo te ayudo: déjame el teléfono apuntado y yo se lo pasó a Ruth.

(Aplausos)

Pero el hecho de que hayas tenido esa equivocación al principio

y que lo hayas corregido de la manera que lo has hecho,

cómo has vuelto a entrar en ti ... yo digo que sí.

-Muchas gracias.

(Aplausos)

Creo que has salido ganando con el cambio. Pitingo.

Pues mira.

Me parece bestial lo que haces,

pero el hecho de que te hayas confundido aquí,

que hayas fallado, es lo que tiene.

Te tengo que decir que no, lo siento mucho.

(Público) ¡Oh!

Bueno. No te preocupes.

Yo a Ana la he visto sonreír, la he visto contesta

y me parece que ella tiene...

Carolina, no hagas eso.

Yo te he visto sonreír, te he visto disfrutar.

He disfrutado mucho.

A ver: a mí me encantaría decirte que sí.

Me encanta por lo que haces, me encantas tú...

Nada sexual, ¿eh? que yo estoy super enamorada.

No, no, yo ya voy a dar explicaciones,

porque si va a ser mi cuñado... a ver si me entiendes,

tendré que llevarme bien y eso. ¿Pero sabes lo que pasa?

Que no es un programa de segundas oportunidades.

Y sería muy injusto.

Porque a veces, el talento también tiene que ver

con superar los propios miedos, el propio nerviosismo

y lo que nos hace hacer.

A ti te ha pasado esto porque no está superado.

Entonces no te puedo dar un sí, porque sería injusto frente a gente

que se la juega igual que tú. ¿Me entiendes?

Sí.

Ahora, que da gusto verte ... da gusto verte.

(Aplausos)

¡Oh!

Edu, lo siento muchísimo, no ha podido ser.

Espero que hayas disfrutado de estar con nosotros y, sobre todo,

te vas con este fortísimo aplauso. Gracias.

Muchas gracias.

(Aplausos)

Por supuesto, me hubiera gustado tener una segunda oportunidad

y haberlo clavado en esa segunda.

Pero entiendo que es un programa que se llama "Insuperables"

y para no poder superarse tienes que ser el mejor.

Su idioma es la percusión y no lo practican

con instrumentos habituales.

La sincronía y el deporte hacen de estos artistas

una inyección de ritmo en el cuerpo. Déjense llevar por Toom- Pak.

Toom-Pak es una compañía de percusión pero muy especial,

porque lo que hacemos es utilizar todo tipo de objetos,

que en principio no son para tocar, y nosotros los utilizamos

para hacer la percusión.

Hacemos una labor de concienciación ecológica.

Mostramos que las cosas que se tiran, muchas veces,

con un poco de ingenio, pueden servir

para algo muy divertido.

Trabajamos con materiales que rescatamos muchas veces

de la basura, que están abandonados, y les dotamos de una nueva vida.

-La premisa es que todo vale.

Lo más raro que hemos tocado ha sido fabricar una guitarra

con una taza de váter ... totalmente limpia.

-Vais a ver lo que somos capaces de hacer con cosas tan simples

como estas.

(Aplausos)

(Música percusión)

(Aplausos)

(Música percusión)

(Aplausos)

(Música percusión)

(Aplausos)

Muy cómodos, la verdad, muy arropados por todo el público.

Estaba eufórico y cómodo, la verdad, muy bien.

(Aplausos)

Bueno, ¡qué increíble, eh! Enhorabuena.

Muchas gracias. Me ha encantado.

Oye, vaya ojos, ¿no? Sí, gracias, gracias.

¿A ver?

Ana, Ana, los vivancos del balón.

Últimamente están viniendo concursantes muy guapos,

¿o me lo parece a mí? Yo también quiero ver, ¿a ver?

(Risas)

Estamos con los ojos de este muchacho.

Oye, pero vamos a decirle algo a él. Sí, por favor, decirle algo.

-Repartir un poquito las cosas. ¿Qué pasa?

Que él entra y después tú te aprovechas y ya vas ligando

con las amigas de la que él ha entrado.

Se nos nota, se nos nota a la legua. ¡Que si se os nota! ¡A la legua!

No me fiaba yo de vosotros ni atada, vamos.

Muy buen casting en este programa. Muy buen casting.

(Aplausos)

Muchas gracias.

Ahora, esto me parece un poco... esto está bordeando el acoso.

Viene bien un halago, además tres chicas tan guapas,

que se fijen en nosotros, la verdad es que...

-No, no, en él, en él. (Risas)

Pitingo, pon un poquito de orden, que estás ahí muy callado, venga.

Sácanos de aquí.

Luego pasáis por una obra, os dicen "guapa"... y acoso.

Perdona, a mí me dicen "guapa" y digo "gracias".

Es más, si no me lo dice un albañil, vuelvo a pasar por delante.

Y le pega, y le pega. Va al albañil y le tira una piedra o un ladrillo.

(Aplausos)

A ver, Pitingo.

Yo, si no os importa, voy a hablar de percusión, ¿vale?

¡Guapo! ¡Qué ojos tienes, Pitingo!

Pues bien guapo que es. Muy guapo.

Tenéis dos pelotas, la verdad.

(Risas)

Eso es tal cual.

Seguimos por el mismo camino, ¿o cómo va esto?

Te voy a decir una cosa. Es que además es alto.

Si, yo lo veo desde aquí.

Pero cuando paso por las obras, se ponen a trabajar los albañiles.

No sé qué pasa, a mí me pasa al revés.

Me ha parecido muy original.

Difícil, porque yo conozco todo el tema de percusiones

y los ritmos que habéis hecho.

Quizás, a veces, alguna vez estabais un poco despegados.

No voy a decir descoordinados, porque no lo habéis estado,

pero sí despegados, sobre todo en los contras.

Es que las pelotas están vivas.

O sea, vamos a ver. Ruth, a ver...

Estoy defendiendo aquí cómo puedo.

¿Las pelotas están vivas? ¿Cuáles? Hombre, claro.

Las pelotas están funcionando con la gravedad.

Tocar las pelotas es complicado.

-Y lo hacemos genial. (Risas)

-Sí, bueno, tocar las pelotas es complicado

y en nuestro caso lo hacemos bastante bien.

Inténtalo, Ruth. Vamos a ver, una pelota ...

Está viva.

(CANTAN)

Es complicado, porque depende de la fuerza con la que le des.

Ha sido un homenaje a la tonta del bote.

¡Oye!

Tú y yo, tú y yo. Parecía Lina Morgan.

¿Pero qué dices? ¡Pero bueno!

Es bonito, te lo digo con cariño.

Esto ha sido por lo de los ojos bonitos.

Qué poca vergüenza que tienes.

Es por lo de los ojos bonitos, eso han hecho pupa.

¿Vosotros sabéis hacer bulerías? -Sí, claro.

-Ven para acá. ¿Bulerías con la pelota?

De verdad, Pitingo, yo no he visto a nadie

que se gane más el sueldo que tú. Venga, tira.

(Aplausos)

¿Pero cómo voy a hacer bulerías con eso?

(Música persusión)

¡Olé!

(Aplausos)

Ese momento de poder tocar con Pitingo ha sido magnífico.

Que haya querido subir y tocar una bulería con nosotros,

con todo el respeto para los flamencos

y para los gitanos, porque sin ser gitanos nos hemos atrevido,

hemos hecho lo que hemos podido. -¡Qué grande, Pitingo!

-Pero sí, hemos disfrutado mucho, la verdad. Gracias, Pitingo.

-No va con doble sentido, ¿eh?

Habéis demostrado que Pitingo está vivo, como las pelotas.

(Risas)

A ver, vamos a seguir con las valoraciones.

Santiago, por favor.

Yo, chicos, no sabéis cómo me solidarizo con vosotros

después de este acoso que habéis recibido

porque es verdad que en los hombres guapos,

el talento está como en un segundo plano,

porque nos ven como un cuerpo bien hecho y ya está.

Pero yo sí he observado vuestro talento y es bastante,

o sea, que me ha gustado mucho.

Luego, además, se que trabajáis con objetos reciclados, o sea,

que podría trabajar con vosotros incluso. Eso es bonito.

Tenéis un programa que se llama "Reciclar".

Sí, un espectáculo que se llama "Reciclar"

y un proyecto educativo también para niños.

En eso me he fijado yo, no en vuestros ojos y tal,

como estas tías frívolas y vacías. Gracias, gracias.

Así que yo, os veo bien.

Ana, por favor.

Bueno, a mí, lo que más me ha gustado de vosotros,

aparte de que me lo he pasado fenomenal y que si hubiera pagado

23 euros para veros actuar no sentiría que me habéis engañado,

que esto es estupendo, es que hay tanto, tanto, tanto...

¿me vas a interrumpir? Probablemente.

En cuanto digas una memez, te interrumpo.

¿Una memez? ¿Una memez, tesoro? ¡Ay qué bofetón!

(Risas)

Yo así no puedo evaluar a nadie. No, así no puedo yo tampoco.

No hay manera. Es que estoy todo el día riñendo,

¡que os calléis! Ponte aquí.

Siéntate, gordita, haz barrera. Oye, ¿me has llamado gordita?

Espera, que me voy a sentar con Santiago.

Hay tanto trabajo detrás de inventar algo, detrás de innovar algo,

que es lo que más me ha gustado. Tenéis mucho trabajo detrás,

le habéis dado muchas vueltas a la cabeza.

Habéis tocado 3000 objetos para ver cómo suenan hasta llegar a esto.

Y eso hace que yo me quite el sombrero.

(Aplausos)

Desde aquí tienes unas vistas...

Me voy a venir aquí con vosotros porque ya vamos a ponernos serios.

Tenemos que votar. Por favor, Pitingo.

A mí me ha gustado, me parece muy innovador y, sobre todo,

lo que han hecho de ritmo es muy difícil.

Lo de las bulerías todavía hay que trabajarlo un poquito,

pero la otra parte estaba muy bien, la verdad, así que yo voto que sí.

(Aplausos)

Bueno, enhorabuena, hemos arrancado con un sí.

Santiago.

Los que tenemos en la galería son espectaculares,

son insuperables pero hemos visto que a través de los duelos,

esto es la ley de los más talentosos,

el que más gusta, así que yo os doy el pase para que os batáis,

o os votéis, o como sea. Sí.

Vale, entonces tenemos dos "sí ".

Ana, necesito tu votación y que me des una solución,

porque tienes ahora un marrón. ¿Qué hacemos? La galería está llena.

Primero tu voto, por favor. Sí.

(Aplausos)

No se lo ha tenido que pensar.

Nos vamos de momento con un pleno de "sí".

Y ahora tenemos que bajar a alguien.

Cuesta, Carolina.

Cuesta porque tenemos cada vez el listón más alto.

Hay un duelo que quiero ver.

Tanto de ellos como de la persona que voy a decir ahora,

quiero ver más. Es Alberto.

(Aplausos)

Bueno, pues Alberto, por favor, baja conmigo.

Muy nervioso, estoy muy nervioso ahora mismo.

Y, bueno, vamos a intentar defender el banquito, a ver si somos capaces.

Sabéis lo que supone un duelo, será el público el que decida

quién de vosotros se convierte en el insuperable

para volver a acceder a la galería.

Tenéis un minuto para hacer vuestra mejor actuación.

Que empiece el duelo.

(Aplausos)

Vamos a disfrutar de este rato.

-Yo creo que va a ser un duelo divertido, ¿no?

Dos personas con compás, a ver qué sacamos de ahí.

-Que gane el que decida el público, el jurado, el que más transmita.

Para nosotros ya hemos ganado. -Yo optimista no soy, nunca.

Pero bueno, vamos a intentarlo.

-Tenemos posibilidades, vamos a ganar, tenemos muchísima energía.

-Llevo un patuco, llevo un anillo, llevo mis estampitas,

lo llevo todo y ahora mismo es cuando me tienen que ayudar.

(Aplausos)

(Guitarra)

(CANTA FLAMENCO)

(Aplausos)

Cuando he terminado, he vuelto a ver a los miembros del jurado

y al público en pie y ahí he dicho yo

"no está mal, habré estado bien".

(Música percusión)

(Aplausos)

Yo creo que no hemos subido que era la estrategia que teníamos

que haber seguido.

Pero muy bien.

Cuando tocamos somos felices.

Un duelo muy complicado.

El público tiene que decidir qué actuación debe continuar.

Si queréis que la actuación que siga sea Alberto "El Romero",

pulsar el botón rojo.

Si queréis que sea "Toom-pak", botón azul.

Podéis votar.

El público ha votado.

Ya tenemos el resultado.

La actuación que debe continuar y que debe seguir en ese palco

es...

Momento de tensión.

Alberto "El Romero".

Enhorabuena.

Hemos venido con un formato más pequeño de lo que solemos hacer.

También nos hemos puesto a prueba.

-Te has llevado algún piropo.

-Yo estoy muy contento

Subid al palco de los insuperables.

Muchas gracias.

Yo no lo creía.

No me creía que había ganado el duelo.

Cuando Carolina dijo mi nombre fue insuperable.

Es el turno de dos mujeres que crecieron entre bambalinas

de los mejores teatros.

Comparten el baile, la picardía y el buen rollo.

Abran paso a las "Geese Burlesque Girls"

Cuando empezamos a actuar juntas empezamos a decir

gansa que eres una gansa.

En castellano no quedaba bien.

En inglés tiene más glamour.

-Vengo de la danza del vientre.

El mundo del "striptease" siempre me ha gustado.

Hice una coreografía y tuvo tanto éxito,

que sólo me dedico al burlesque.

Viene de la palabra burlesco del italiano y significa

reírse de uno mismo.

Siempre, por favor, con pezoneras.

Que pueden girar o no.

Si escuchas la música te lo pasas bien y disfrutes.

(Música)

(Aplausos)

(Aplausos)

Ha habido un pequeño fallo.

No se ha desaprovechado el sujetador.

-Ha sido un duende.

Nos da la risa.

-Pero no hemos parado.

Chicos, mirad lo que me he encontrado.

¿Queréis hacer una clase con Santiago y Pitingo

con las plumas?

A ver, Santiago.

Pitingo.

Esto es como: "Cariño, ¿qué quieres desayunar?"

¿Te levantas así por la mañana?

Nos pega.

Yo voy así a comprar el pan.

Y me lo dan.

Esto es insuperable.

¿Necesitáis algo de música?

No.

Para una clase de seducción es importante

la colocación física.

La energía arriba.

Crecemos.

Buscamos altura con relax para que no se vea tensos.

Estupendo.

Tú lo tienes de base.

Mira mi truco.

Uno para abajo y otro para arriba.

Haremos movimientos sexis.

A una mujer le encanta que un hombre le baile.

Primero las caderas.

De un lado a otro.

Clas clas.

(Aplausos)

Vale.

Dos.

Movimientos de hombros.

Delante, atrás.

Los brazos los vamos a poner así.

Sin esquiar.

Un, dos.

Ahí.

Vamos a darlo por bueno.

Vamos a una discoteca con estos movimientos y nos apalean.

Tercer movimiento.

Vamos a darle al meneo.

Meneíto.

¿Me pongo a bailar así?

Ese.

Pitingo estaba un poco acongojado.

-Luego se ha ido soltando.

Los movimientos de cadera eran sexis.

-Sí.

No me lo creo.

Pitingo, corre ahora que puedes.

(Silban)

Esta imagen, por favor.

Las tienes que hacer girar.

Un poco de música, por favor.

(Música)

¿Así?

Ahí, ahí.

Dale la vuelta.

Vamos a empezar con las caderas.

Arriba.

(CANTAN EN INGLÉS)

Vamos con los hombros.

Meneíto.

Ahora manos arriba y saltamos.

Salta.

No puedo darle la vuelta.

Dale así.

Sois muy grandes.

No puedo.

Me quedo con las ganas.

Saltar.

Saltar.

No puedo.

Por mucho que lo intento.

Siento romper el momento.

Lo has conseguido.

Sí.

Me encanta.

Siento romper este gran momento.

La magia.

Tenemos que valorar.

Lo que más me ha gustado ha sido cuando Santiago se los ha puesto

en la oreja.

Un ridículo insuperable.

Es muy torero.

Muy flamenco.

Yo me imagino a Camarón con eso.

¡Ay, ay, ay!

Con un chaleco.

(Risas)

#Que te calles, que te calles.

Hemos conseguido perder la poca credibilidad que teníamos.

Ya da igual lo que digamos.

Pitingo.

Acariciándome.

Deja de tocarte y dame una valoración.

Valoración.

Por favor.

Yo me he divertido más en el escenario que con el número.

Creo que habéis cometido un error.

A estas alturas perdonar un error es complicado.

El público se va a reír una semana entera.

¿Cómo se llama esto?

Pezoneras.

En inglés es más fino.

Coge la guitarra y las pezoneras.

(Aplausos)

A partir de ahora tienes que cantar por bulerías

y por pezoneras.

(Risas)

(Aplausos)

Santiago, ¿te ha gustado?

Me ha gustado mucho.

Unas chicas en el escenario enseñando los pechos es

un poco desfasado.

Pero le han dado un toque.

Lo han hecho con mucho humor y mucha picardía.

Me ha entusiasmado.

Me ha gustado mucho.

Ana.

Es imposible no pasarlo bien con vosotras.

Combináis una inocencia absoluta con “desvergonzonería”,

que diría mi madre, de aúpa.

Sois unas sinvergüenzas, pero sois muy felices.

Se nota.

Lo he sentido.

Me gusta vuestra historia.

Me gusta saber que una era dependienta

y dijo ahí se queda el mundo amargo

y que se mueran los feos.

No va por ti. Gracias.

(Aplausos)

Es importante la puntualización. Yo quiero que estés bien.

Yo me lo he pasado muy bien. Sois maravillosas, de verdad.

Muchas gracias.

(Aplausos)

Y ahora ya, un poquito más serios,

porque es un momento importante.

La galería está llena, estamos casi, casi llegando al final.

Tenemos que ver qué hacemos. Por favor, tu votación, Pitingo.

Espérate, me voy a quitar esto. Déjamelas.

Es que cualquiera que ponga el canal ahora mismo va a decir

"¡quillo, Pitingo! El que no sepa de qué va la cosa...

Conmigo no se van a extrañar, o sea que me las dejo.

(Risas)

Os lo he dicho antes.

Me lo he pasado muy bien, sinceramente, me lo he pasado bien,

se lo ha pasado bien todo el mundo pero a estas alturas

no puedo deciros que sí. Os tengo que decir que no, lo siento.

(Público) ¡Oh!

(Aplausos)

Me lo voy a tomar con deportividad.

Santiago, por favor, tu votación.

Debería ser consecuente, porque un hombre

que ha estado haciendo un número con un aro complicadísimo,

ha tenido un pequeño error, un desliz, y se lo han cargado,

vosotras que no desabrochabais eso, que eso lo hago bien hasta yo...

Es verdad que lleva mucha práctica y hay que hacerlo pero,

en todo caso, como yo no he echado al hombre del aro,

yo estaba allí de defensor, puedo dar un sí alegremente.

(Aplausos)

Ana, vuelve a estar en tu mano la decisión de si continuamos

o tenemos que despedirlas.

Chicas, con la mano en el corazón, yo no puedo bajar a nadie de ahí.

Por supuesto.

¿A qué me entendéis? Por supuesto, Ana.

Pero también quiero deciros una cosa.

Lleváis la felicidad en la cara,

la valentía del que se atreve a ser valiente y a hacer lo que quiera,

y cuando yo esté cerca de donde esteis vosotras, iré a veros.

(Aplausos)

Muchas gracias. -Gracias.

Muchísimas gracias por hacernos pasar este rato tan divertido.

Finalmente no puede ser, ha sido un no.

Ha sido un placer estar aquí. Nos lo hemos pasado muy bien.

-Igualmente.

Me alegro mucho y, además, os vais con este fortísimo aplauso

del público. Muchas gracias.

(Aplausos)

Y el jurado, un encanto.

-Un encanto, sí, sí.

Era lógico que no pasáramos, ya no por el problema...

-Por el nivel.

-Pero bueno, hemos aportado nuestra nota de humor.

Estamos muy contentas.

¡Que se mueran los feos!, pero yo no.

No, no, tú no.

La risa es salud. Mucha.

¡Cómo me he reído!

Viajamos a los años 50 y 60 con el siguiente conjunto musical.

Lo suyo es el rock and roll y la música americana.

La banda está formada únicamente por chicas y muy cañeras.

Ellas son The Ladies.

Al principio fue difícil porque todo el mundo decía:

"estás loca, seis chicas que tocan rock and roll

y además quieres que vayan del rollo pin up,

quieres muchas cosas". Lo difícil, hay que ir a por ello.

El estilo pin up, sobre todo, es porque además de la música,

yo quería que la gente se transportara a una época.

Quería atrapar esa esencia y trasladarla al escenario

para que la gente dijera

"guau, ¿dónde estoy? ¿Estoy en los 50?".

-Pese a lo que la gente pueda pensar de un grupo de seis chicas,

al final todo es llevadero.

-Creo que nos hemos juntado seis chicas

que sabemos tratar los problemas y resolverlos

de la mejor manera posible.

-Hemos venido a demostrar que el rock and roll

no es solo cosa de hombres.

(Cantan en inglés)

(Cantan en inglés)

(Aplausos)

Gracias.

-Teníamos un poco ese miedo por ser las últimas,

que ya no quedara energía.

Incluso por nosotras, ¡Dios mío, es que llevamos toda la tarde aquí!

Pero nos hemos venido arriba y el público igual.

Increíble, vaya grupo de chicas.

Increíble. Increíble. ¡Qué bien lo habéis hecho!

Enhorabuena. Muchas gracias.

Yo creo además, que vosotras teníais muy claro

que nada más llegar ibáis a hacer una petición

a un miembro del jurado.

¿A quién es? A Santiago.

¿Y qué petición es esa?

Yo sé que es un rockandrollero.

¿Qué me vais a pedir?

A ver, Santiago, ven aquí con nosotras.

No te has visto en otra igual, ven con nosotras.

(Aplausos)

Y digo con nosotras, como si yo fuera a hacer algo.

Además con el look ...

Sí, la verdad es que tengo un look así ...

Ruth, corre, vente para acá.

¿Qué queréis que hagamos?

¿Tú te sabes la de las grandes bolas de fuego?

Hoy es un programa de muchas bolas.

(Risas)

¿De Jerry Lee Lewis? Sí.

Venga, vale.

(Cantan en inglés)

(Aplausos)

Bravo, bravo.

Yo creo que me van a quitar el puesto y van a poner a Santiago.

-Una lady más.

-Además lo ha hecho muy bien, muy cuadrado todo.

-No es fácil cantar con una banda con la que nunca ha estado.

Mira qué caras. Es que estoy emocionado,

he conseguido estropear un número de las Ladies.

Vamos a empezar por ti, Santiago.

Estas chicas, esa alegría de los años 50,

las hamburguesas, el batido de vainilla,

los chevrolet, el cine al aire libre,

esa cosa tan bonita, ya habíamos ganado la Segunda Guerra Mundial.

Bueno, nosotros estábamos en el franquismo,

pero me refiero a Estados Unidos, estaban muy contentos

y como nosotros no lo vivimos, me gusta que lo estemos viviendo.

Después, están todas perfectamente vestidas de pin up,

tienen además a Bettie Page tocando la batería.

¿Qué más se puede pedir?

Yo voy a llorar de un momento a otro, estoy en el cielo.

(Aplausos)

Ana, lo hemos pasado muy bien.

Tú estabas muy bailonga además.

Yo me lo he pasado realmente muy bien.

Sois preciosas, sois divertidas.

Yo llevo un pinganillo aquí y os puedo asegurar

que toda la redacción ha encontrado en vosotras la madre

de sus futuros hijos.

Están todos que les va a dar un ataque.

"Mira esta, mira la morena, mira la del pelo largo,

la del pelo corto, la pelirroja", como además hay para elegir, claro,

sois como una especie de harén soñado. Aparte, ...

Siempre estás con el físico, Ana, ¡qué obsesión!

Espera, espera.

Piensa en el arte.

Carol. Dime.

¿Le puedo pegar? Lo que quieras.

O sea, que me das permiso.

Sí, pero en el culito.

Pero si no tienes culo, Santiago.

Me he clavado un hueso rarísimo que no se lo había tocado nunca a nadie.

Me he quedado muy escurrido, ¿verdad?

Y tanto que sí, hijo mío. ¿Sabéis qué sois?

Sois la viva imagen de perseguir un sueño.

¡Qué guay!

(Aplausos)

Pitingo ¿te ha gustado?

Me ha encantado, lo primero, la puesta en escena.

Me encanta la felicidad que transmiten,

que eso es importantísimo.

El que recuperen canciones de los 50 y del rock al roll

y las lleven a esta época. Me parece maravilloso.

Muchas veces dar un paso atrás es dar 20 hacia adelante

en cuanto a la música y al arte.

A mí me habéis encantado

y me habéis transmitido alegría y buen rollo.

Aparte, pedazo de músicos.

El contrabajo, la batería, guitarra...

(Aplausos)

Ruth, ¿cómo las has visto?

-Me encanta, me encanta porque no tengo que defenderos,

lo habéis defendido vosotras solas.

Iría a cualquier función vuestra, me hago fan de todos.

Yo también.

Yo quiero ser "grupi".

Yo corista. Y corista, corista de un tema.

(Aplausos)

Llegado este momento te tengo que pedir, por favor, Ruth...

Sí, vuelvo a mi sitio. Ya está.

Me parece, intuyo que quizá se nos está complicando el final.

Estamos en la última actuación.

La galería de los Insuperables está llena y, Santiago...

¿Qué? ¿Cuál es tu votación?

¡Ah, mi votación! Sí, sí, sí, claro.

Me ha encantado.

(Aplausos)

¡Qué difícil!

Muy difícil, cada vez es más difícil.

¿Quieres mi votación, mi vida? Sí.

Un sí todo el rato.

(Aplausos)

Esto yo lo intuía. Se veía venir.

Siento deciros que llegados a ese punto, las actuaciones,

a los artistas que estáis en las galerías de los Insuperables

hay que preocuparse un poco porque no hay sitio

para cuatro actuaciones.

Estamos en la última actuación de la noche

y las cosas tienen que cambiar.

Pitingo, por favor, tu voto y luego dime si hacemos un duelo,

un cambio directo, dame una solución.

Mi voto es sí, por supuesto.

(Aplausos)

Enhorabuena.

Veo cara de felicidad aquí abajo.

Cara de preocupación arriba en la galería.

¿Hacemos un cambio o hacemos un duelo?

Creo que le voy a dejar ese marrón al público.

(Aplausos)

Entonces, Pitingo...

Estás planteando un duelo y que decida el público.

Sí, planteo un duelo

mago Sun contra Ladies.

Pues por favor, el mago Sun que nos acompañe.

-La cosa se ha puesto muy interesante.

Además, para este efecto tengo preparada una ilusión muy rápida.

Así que no os la podéis perder.

Estabais ya casi convencidos de que pasabais a la semifinal

pero, como veis, aquí no hay nada decidido hasta el último momento.

Tenéis un minuto para hacer una actuación extra

y convencer al público que es quien os va a votar.

Que comience el duelo.

-Son dos modalidades superdiferentes

y creo que eso tienen también que valorarlo

porque yo no sé nada de magia.

-En este duelo mi punto fuerte creo que va a ser la velocidad

y el impacto visual.

-Esta canción es la que solemos hacer

para el final de los conciertos

y la gente simple se queda con ganas de más

y yo creo que eso es un punto a favor.

-Haremos algo insuperable.

-Sinceramente, tenemos ganas de ir a por todas.

(Aplausos)

Pitingo, va por ti, maestro. Muchas gracias.

(Música)

(Aplausos)

(Aplausos)

-Lo nuestro, realmente, no tiene truco.

El truco es ensayar y ensayar.

Lo suyo es... "Pero cómo haces eso".

(Aplausos)

(Cantan)

(Aplausos)

-Yo creo que nos ha salido con toda la energía

que solemos poner en un directo.

No nos han importado las cámaras, los focos ni toda la tensión

que se supone que hay en una televisión.

Hemos sido nosotras mismas.

Tercer y último duelo de la noche.

Ha llegado el momento de decidir qué actuación debe continuar

en el concurso.

Es el público el que debe decidir

si queréis que siga el mago Sun, botón rojo,

si, por el contrario, queréis que siga The Ladies, botón azul.

Podéis votar.

(Música suspense)

Tenemos el resultado.

Atención porque con tan solo cuatro votos de diferencia,

el artista, la actuación que debe ocupar el palco

en la galería de los Insuperables

y tener así un pase a la semifinal es...

El mago Sun.

(Aplausos)

Enhorabuena, 118.

Ha estado muy reñido.

Una decisión complicada.

Eran dos grandes actuaciones, un gran duelo, muy difícil.

Por favor, volved a subir a la galería.

The Ladies un millón de gracias.

Ha sido muy difícil, solo cuatro votos de diferencia.

Un placer teneros aquí y este gran aplauso del público, por favor.

(Aplausos)

-Es como cuando suspendes con un 4,9.

Te quedas ahí y prefieres haber suspendido con un dos

porque te quedas como en las puertas.

¡Venga, por una décima! ¿Por cuatro personas?

Se podían haber quedado en su casa.

-Estamos pensando también en un nuevo reto para presentar

en el próximo programa.

Es un secreto que desvelaremos en la próxima.

Y ahora sí, los tres artistas Insuperables de esta noche son:

Brothers,Alberto el Romero y el mago Sun,

por favor, acompañadme en el escenario.

Enhorabuena, Ruth Lorenzo os hace entrega de esos 1000 euros

de premio a cada uno.

(Aplausos)

Muchísimas gracias, Ruth, por haber defendido a los concursantes

de la manera en que lo has hecho.

Muchísimas gracias a todos por acompañarnos.

Y a ustedes, les vemos aquí, en TVE, no nos fallen. Muchas gracias.

(Aplausos)

Es de las pocas veces que yo me he quedado sin palabras, de verdad.

(Aplausos)

(Música)

¡Qué bonito!

Pitingo, pareces un árbol de Navidad.

Yo siempre he dicho que tú tienes un par.

Los tengo, los tengo.

Voy a pedir al programa un plus de peligrosidad.

Está muy alto esto.

-Para Pitingo esto es un tercer piso.

Bueno, barra fija, de toda la vida,

ni que tú hubieras tenido una en tu casa.

Yo voy a otra barra, la del bar.

Que me mato, que me mato.

Me he quedado con las ganas

y a mí me gusta que me dejen con las ganas de vez en cuando.

Que te dejen con las ganas de vez en cuando, dice.

(Risas)

Parece el sueño de un cuñado.

Eso y un gintonic, y enloquecen todos los cuñados de España

y se vuelven locos.

En la vida vas a ver tú a un gitano cogiendo peso.

¡Pero bueno, qué maravilla!

Yo el disco no lo cojo pero puedo mover el rabo.

Debo ser un poco perro pero me lo he pasado bomba.

(Aplausos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Insuperables - 10/08/15

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

Insuperables - 10/08/15

10 ago 2015

Ruth Lorenzo, la cantante y compositora que representó a España en el Festival de Eurovisión 2014 será la defensora del concursante en la sexta gala de ‘Insuperables’. Ana Milán, Pitingo y Santiago Segura juzgarán las actuaciones de diez artistas que desplegarán su talento para ser uno de los tres concursantes que se haga con un pase para la semifinal.

 

ver más sobre "Insuperables - 10/08/15" ver menos sobre "Insuperables - 10/08/15"
Programas completos (10)
Clips

Los últimos 152 programas de Insuperables

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios