www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
879753
No recomendado para menores de 7 años Cuéntame cómo pasó - Cap.93 - Polvorones bajo palios
Transcripción completa

Cuéntame,...

...tú que has vivido...

...el despertar...

...de un tiempo que nos cambió.

Volverás...

...a ser un niño....

...al recordar...

...las largas tardes de sol.

Háblame de lo que has encontrado...

...en tu largo caminar.

Cuéntame...

...cómo te ha ido,...

...si has conocido la felicidad.

Cuéntame cómo te ha ido,...

...si has conocido la felicidad.

Sentirás...

...el dulce abrazo...

...de aquellos padres...

...que dieron todo por ti.

El sabor...

...del primer beso,...

...todos los sueños...

...que tú querías cumplir.

Hijo, Carlitos, qué tomates. ¿Qué haces con los calcetines?

Rápido, abuela, que ya sale.

Voy.

Hala.

Qué guapa está Marisol.

Tengo una ventana en mi corazón.

Y juntos podremos...

...mirar nacer el sol.

No te asomes mucho.

No vaya a escaparse todo tu calor.

Ven, mi niño , ven.

Y dame tu amor.

La, la, la, la, la...

"Que lleváramos una semana sin tele..."

"...me dolía más que cuando Maica me había dejado por Luis".

"Nadie en mi casa tenía intención de comprar un nuevo aparato".

"Las Navidades de 1972, viendo a Marisol..."

"...por la tele de un vecino,..."

"eran una vuelta al pasado, cuando aún no teníamos tele".

"Mi vida estaba vacía de 'El fugitivo',..."

"...del 'Un, dos, tres'..."

La situación con que nos encontramos...

...es que, después de hablar con la dirección...

...sobre los despidos, hemos recibido la negativa...

...ante cualquier salida negociable.

Tampoco se hacen cargo...

...de las multas impuestas a compañeros...

...y se niegan a discutir el tema de los salarios mínimos...

...para los aprendices.

Así que no nos ha quedado otra salida que levantarnos...

...de la mesa negociadora.

Jacinto.

Con un encierro las cosas se pueden poner peor.

Peor de lo que están, imposible.

Claro que sí. Vendrá la policía repartiendo leña y ya verás.

¡Yo no vuelvo al trabajo con el rabo entre las piernas!

No nos peleemos entre nosotros.

Hay que hacer lo que diga la mayoría.

A votar.

Escuchadme.

¿Dónde vas? A llamar por teléfono.

Vamos a votar.

Ahora voy a llamar.

Ya sabemos lo que nos espera.

Congelación de sueldos con el argumento de o lo tomas o lo dejas.

Compañeros...

No sé por qué nos hemos apuntado. Cállate.

Pero mira qué ambiente. Por Dios.

No sé qué hacemos aquí con la frutera, con la pescadera...

Que te van a oír. Hola.

Buenas tardes. -La que faltaba.

No ha venido el profe. -Aún no.

Hola, Mercedes. No sabía que venías.

Pues sí.

¿Tú no tienes el bachillerato? Pues no, ¿y tú?

Yo tampoco. Pero porque no quise.

Ella sabe gramática para parar un tren.

¿Cómo dices? -La que se pica ajos come.

Ni caso.

No sé qué hacemos aquí.

Éstas no saben hacer ni la o con un canuto.

Le digo que don Pablo no está.

Llamaba por si por casualidad había vuelto.

¿No sabe dónde está?

"Sí, pero no puedo decírselo".

Es que es un caso de vida o muerte.

Soy Antonio Alcántara, he trabajado muchos años con don Pablo.

¿Tiene algo que ver con el fallecido?

Pero ¿qué fallecido?

Un amigo del señor, don Pedro Cejas.

Ah.

¡Claro! ¡Don Pedro! Si yo llamaba por eso.

Pobre don Pedro.

¿Sabe dónde es la dirección? No la encuentro.

Sí. En la calle Castelló, 22.

Voy a salir para allá para dar el pésame a la familia.

Muchas gracias. Adiós.

¿No me podría hacer un precio especial?

Con un autocar normalito nos apañamos.

Va a ser ir y volver el mismo día.

Le he hecho el mejor precio, y eso porque conduce usted.

Esto es una excursión de jubilados.

Entre la comida y el autocar me sale por un pico.

Pues no les pague la comida.

Está bien. Arrieros somos y en el camino nos encontraremos.

Usted me trae el autocar a las nueve de la mañana del día 31...

...y yo se lo devuelvo antes de las siete.

Hola. Ya estoy aquí. ¿Han llegado todos?

Sí, un momento.

Habíamos quedado que 500 ahora...

Habíamos quedado en 1000.

Tengo aquí 700.

Le voy haciendo el recibo.

Yo no tengo un duro.

¿Tienes prisa? -Pero si no tengo nada que hacer.

Será porque tú no quieres. -Será porque me quedo solterona.

Yo creía que le gustaba a Quique. -Claro que sí.

Sí, pero se pasa todo el día con Paquita.

No le gusto. -Insiste.

Cuando yo era como tú y me gustaba un chico,...

...no me rendía nunca.

¿Vamos a ver el belén? -Vamos.

Agárrese.

Pili.

Hola, Quique. -Hola.

¿Ya has acabado? -Sí.

¿Dónde van? -A la parroquia a ver el belén.

Pues yo también. -Qué bien.

Valentina, que descanse. Hasta mañana.

¿No decías que íbamos...?

Pues nada, hasta mañana.

Adiós.

Me gustan mucho los belenes y más me gusta ir a bailar.

Como el otro día.

¿A ti te gustaba mucho bailar? -Bastante.

Yo soy muy bailona.

¡Quique! ¡Pili!

Hola, Paquita.

¿Adónde vais?

Al... A la parroquia a ver el nacimiento.

Pues yo también voy.

Nadie.

Votos a favor.

Arriba las manos. ¡Con decisión!

Herminia, soy Antonio.

Hace media hora que intento hablar y estáis comunicando.

5, 6, 7, 8, 9, 10...

No llego a cenar, tengo una reunión.

Aprobado el encierro.

A tomar por saco. Total...

No es con usted, es una cosa de aquí.

Dígale eso a Merche.

Joder.

¿Qué voy a aprender aquí?

Si no fuera por "Un, dos, tres", no estaba aquí.

Buenas tardes.

TODAS: "Hola".

Os presento a vuestro profesor, José Miguel.

Hola.

TODAS: "Hola".

Os dará clases para obtener el graduado.

Algunas me conocéis del colegio donde van vuestros hijos.

Eugenio me propuso dar clases para adultos...

...que querían tener el graduado y me pareció estupendo.

Espero que no seáis trastos.

No está nada mal. ¿Está casado?

Os daré el programa.

Tomad nota de los libros que necesitaremos.

Os dejo. Si necesitas algo...

Gracias.

Os diré una librería donde hay libros usados...

...de estas asignaturas.

Matemáticas elementales.

Geografía e historia.

Mira cómo me he puesto. ¡Ah!

Es precioso, ¿verdad? -Sí.

¿Y ahora qué hacemos?

Podemos ir a tomar unos vinos. -Sí, a mí me encanta.

Sí, vamos.

¿A ti te dejan ir? -¿Por qué no me van a dejar?

Padre, le estamos esperando. ¿Va a confesar o no?

Sí, ahora mismo voy.

¿Dónde está el lavabo? Mire.

Aquí hay uno.

Teléfono

¡Padre, la luz! -¡Sí!

Parroquia de San Roque.

¡Ay, menos mal! Ven corriendo a mi casa.

No puedo. ¿Qué te pasa?

Se me ha reventado una cañería.

Por favor, ven. No sé qué hacer.

Es que tengo que ir a confesar.

De verdad que no puedo.

Eugenio, por favor, no hay ningún fontanero libre.

¿Vas a venir o no?

Inés, tranquila.

¡Claro que me importa!

¿Cómo dices eso?

Voy arriba, recojo las cosas...

...y enseguida estoy ahí.

Hasta ahora.

La Unión Soviética es el Estado más extenso...

...con 22.000.000 millones de km cuadrados.

Es la extensión de España multiplicada por 40 veces.

Tiene 6000 km de norte a sur...

...y 10 000 km de este a oeste.

Si no entendéis alguna cosa, me lo decís,...

...porque a mí no me importa repetirlo.

¿Sí?

¿Qué te pasa? Nada.

Unión de Repúblicas Socialistas...

Si parece que has visto un fantasma.

¿Qué va a pasar?

Se llaman los Urales y su capital es Moscú.

Ay, ay, ay...

Mira. -A ver.

"Apartamento Chueca.

Dos dormitorios, salón, cocina. 3000 pesetas".

¿En Chueca? ¿Chueca no está por Hortaleza?

Hay muchos viejos.

Qué cabezona eres, este piso está muy bien.

Sí, hombre. -Que sí.

Imagínate los dos aquí metidos.

¿Y el laboratorio? -¿Qué?

Llevamos la cama allí y utilizamos esto de salón.

No. -¿Por qué?

El laboratorio lo necesito yo. Y no cabe ni la cama.

Qué cabezona eres.

A ver, trae.

Mira, Atocha.

"Apartamento dos dormitorios,...

...2700".

Está bien. -Sí, ¿no?

Pues me paso yo mañana a ver si me lo enseñan.

¿No?

Esto ya casi está acabado.

Menos mal que has venido, si no llega a ser por ti...

¿Qué te pasa? ¡Pero si estás tiritando!

Déjalo. Acércate a la estufa. -Estoy helada.

¿Funcionará el agua caliente?

Sí, ya se puede usar.

¿Ya no me necesitas?

No, esto lo acabo solo.

Me voy a duchar a ver si entro en calor.

Sí.

Dúchate, dúchate, no te vayas constipar.

"La policía ha desalojado...

...a los trabajadores de Construcciones Aeronáuticas..."

Ay, Dios.

"Permanecían en paro".

Y estos encima hablando de huelgas.

"Se habían mantenido unidos".

Así nos va.

Ocuparse de la casa y estudiar es muy difícil.

Pero si queréis, conseguiréis el título...

...de graduado escolar.

Hasta el martes.

TODOS: "Gracias".

Me voy, que no llego.

¿No me esperas? ¿Adónde vas?

A planchar, tengo mucha ropa.

¿A planchar a estas horas? ¿Qué te pasa?

Te lo cuento.

Igual son imaginaciones mías, pero con lo que se dice...

¿Con lo que se dice?

¿No sabes nada? No.

Me voy.

¿Qué es lo que pasa que yo no sé? Di.

El cura y tu hija.

Que si se ven más de la cuenta, que si son más que amigos...

¿Eugenio y mi hija?

Si vamos a hacer caso de los chismes...

Yo pensaba igual que tú.

Pero estaba en el baño, ha sonado el teléfono...

...y era tu hija.

Inés. Sí.

Por cosas de la parroquia.

Eugenio empezó a decirle que era muy importante para él.

Que iba a verla, que tranquila...

Igual son figuraciones, pero es que...

...lo decía con un tono que era más que amigo.

¿Eugenio iba a su casa? Sí.

No vayas a hacer un mundo de donde no hay nada.

Digo yo.

Me voy.

Adiós. Adiós.

¿El velatorio de don Pedro?

Sí. ¿Es del ayuntamiento?

Sí. ¿Usted es familiar?

Su hermana. Pase.

No se quede ahí. La acompaño en el sentimiento.

Gracias.

Gracias por venir.

Gracias.

Metropolitana está abriendo nuevos caminos.

Buenas tardes.

Un tipo estupendo, Perico.

Qué le vamos a hacer, ninguno somos inmortales.

No sé quién va a sustituirle.

El Caudillo no está muy bien y hacer negocio es difícil.

El que venga ahora hará lo que ha hecho Perico:

poner el cazo y abrir caminos.

Tienes razón.

Don Pablo, le estaba buscando.

Antoñito. ¡Qué alegría verle!

Pero ¿qué haces tú en el entierro de Cejas?

Yo a este sólo le conocía por lo del maletín.Calla.

Calla. Valiente hijo de puta.

Acuérdate, cada licencia que nos daba,...

...había que untarlo. ¿Cómo me has encontrado?

Me ha dicho su criada que estaba aquí.

Desde ayer estoy desesperado y usted sin aparecer.

¿Qué te ha pasado? ¡Ha pasado lo peor!

No grites, que hay un muerto.

Necesito hablar con usted.

Has elegido un mal momento.

No, gracias.

Sí, gracias.

Bueno.

¿No podríamos hablar? Lo necesito.

Acabo de llegar, no puedo irme.

Entiéndelo.

Bueno.

Charlemos ahí. Gracias.

¿Qué tal está tu mujer? Muy bien.

La niña estará muy mayor.

Tiene 18 meses, es igual que su madre.

La ganas que tenía de verte. Y yo.

Y te encuentro en el velatorio. Un cabrón menos.

Chocolate.

La golosina que te gusta.

Porque contiene cacao.

En la iglesia no hay nadie.

Carlitos, hijo, entra, que me va a dar algo de frío.

Aún queda por salir Karina.

¡Carlitos!

No veas más la televisión del vecino y entra ya.

Cierra la puerta.

Este año no vamos a poder ver las campanadas.

Ya las veremos el año que viene. Ya compraremos otra tele.

¿Cuándo?

Pues...

No sé, cuando sea.

Cuando se pueda.

Ya.

¿Aquí no viene nadie a cenar?

¿Te sabes tú el teléfono de Inés?

Sí.

2-5-4...

...15-30.

Teléfono

Eugenio, ¿puedes coger el teléfono?

Voy.

Dígame.

¿Qué pasa? Era una voz de hombre.

¿Estás seguro de que te lo sabes? Claro.

Estoy tonta. Habré marcado mal. Dímelo otra vez.

2-5-4-15-30.

Un momento.

Hola. Pasa, Mercedes.

Hola, Eugenio.

¿Cómo ha ido la clase?

Bien.

Teléfono

Cógelo tú, que yo no puedo.

Sí, voy.

Dígame.

Oiga.

Inés.

Mercedes, creo que es tu madre.

¿Sí?

Hola, madre.

Sí, soy yo.

De casualidad.

No se puede poner.

¡No me pasa nada! Ahora voy para casa.

Adiós.

Estos grifos son nuevos, pero fíjate, enseguida...

...se estropean.

Hola, mamá. ¡Hola, hija!

¿Quién era? -Tu abuela.

Voy a acabar de arreglar esto.

Me estaba duchando. ¡Esto es demasiado!

¿Qué pasa?

¿Te parece normal ducharte con Eugenio en casa?

No me hagas hablar.

Se me ha roto la cañería y me he calado. ¿Qué iba a hacer?

Vete a vestir. No saques las cosas de quicio.

¿De quicio?

¿Tenéis por ahí un trapo viejo?

Pues ahora te lo doy yo.

No sabes dónde están. Vístete.

Ya voy. Están debajo del fregadero.

Muchas gracias.

Gracias.

Gracias, no.

¿Qué te pasa?

Que me han puesto un juicio.

¿Por qué?

Eso digo yo.

Creí que lo de Construcciones Nueva York se había pasado, y no.

Usted sabe que yo pagué esos dos millones a tocateja.

No grites, que hay un difunto.

Explícame lo del juicio.

Es por la constructora.

Me llaman del juzgado, voy pensando que no pasaba nada y sí pasaba.

Van preguntando que si tengo, si no tengo, si hago o no hago.

Sabe que yo no tuve nada que ver con esa quiebra.

Sí. No levantes la voz.

Me pueden meter en la cárcel.

No, para algo estoy yo.

¿Y por qué me ponen un juicio?

Desde que he recibido la carta, no duermo.

Estoy pasando las peores Navidades de mi vida.

La acompaño en el sentimiento.

Gracias.

Lo peor es que mi mujer no lo sabe.

A ver cómo se lo explico a Merche.

Hombre, Pablo.

¿Cómo estás? -Muy bien.

Manolo Salamanca, teniente. Mucho gusto.

Antonio Alcántara.

¿Has oído ya lo del Caudillo? -¿Qué ha pasado?

No se encuentra bien. Quizá no pueda hablar en televisión.

Ya tiene más de 80, pero se repone siempre.

No sé, ya veremos.

Menos mal que está Carrero ahí.

¿Has visto el discurso que ha leído en el Consejo?

Sí. No se habla de otra cosa, ¿verdad?

Sí, menos mal que está Carrero Blanco.

¿Tú sabías algo?

Había oído por ahí algo, pero no le había dado importancia.

A ver si van a tener razón los malpensados del barrio.

¿No estaba allí porque se había roto una cañería?

Sí, eso es verdad. ¡Pues entonces!

Normal que estuviera empapada.

¿Y lo de la ducha? Pero ¿en qué estaría pensando?

¿Te parece normal que se duche estando Eugenio?

No me parece normal.

Y habiendo tantos días para bañarse.

¿Has visto a algún fontanero en camiseta?

Que no puede ser, madre.

No te preocupes, no creo que haya nada de nada.

Eso espero.

Tengo un comecome que no me tengo en pie.

¿Quieres una tila? No.

Imagínate que se presenta su padre.

Se hubiera liado una bien gorda.

Antonio no se queda callado.

Yo me he quedado callada. ¿Y qué ibas a hacer?

Es que no sé qué decirle.

Si no sé si es verdad.

A ver si voy a parecer una tonta con tanta sospecha.

¿Por qué nadie me ha dicho nada?

No hay nada que decir.

No vamos a hacer caso a todas las víboras del barrio.

¿Qué vamos a hacer con el qué dirán?Pues nada.

Inés es una chica muy sensata...

...y esto queda en agua de borrajas.

Pues Dios te oiga.

Vamos a recoger.

Antonio debe de estar a punto de llegar.

Hay que ver los curas de ahora.

Hacen huelga, se meten a albañiles, a fontaneros,...

...y luego pasa lo que pasa.

A mí me gustaban muchísimo más los curas de antes.

¿Qué se comenta en el ministerio?

Que Franco le va a nombrar presidente ya.

Lo he oído. -Del mal, el menos.

Perdone, ¿podemos seguir con lo nuestro?

Esto es muy importante.

El que sea, lo primero que tiene que hacer es...

...acabar con las huelgas.

Si no, se envalentonan y...

Y así no.

Exactamente, eso digo yo.

Manolo, ¿cómo estás?

A mí lo de Carrero no me importa nada.

No tengo ni abogado.

Voy a tener que hablar con mi familia.

Si le digo a mi hijo Toni...

A tu familia no le digas nada. No los preocupes.

De los abogados me encargo yo.

¿Usted?

Bueno. ¿Podemos hablar de esto en otro sitio?

No, he quedado con Susana, mi mujer.

Toma.

Mañana a las doce, vente a mi club.

Bueno. Y hablamos.

Sí.

Vamos a ver a la viuda. No la conozco.

Se llama Cristina.

Cristina.

No llores más, mujer.

Tan bueno que era...

Mira.

Mira la de gente que ha venido a verle.

Toni.

¿Qué quieres? ¿Te has duchado con alguna chica?

¿Y tú? No, yo no.

¿Por qué lo quieres saber? Por si es pecado y esas cosas.

Pregúntaselo a Eugenio.

Sí, a él.

¿Por qué?

Por nada.

Cuando tenga novia, me voy a duchar siempre con ella.

¿Todavía estás despierta? No tenía sueño.

¡Chist!

¿Por qué has llegado tan tarde?

Hemos tenido que terminar un trabajo.

Luego se han quedado comentando el discurso de Carrero.

Le van a hacer presidente.

¿Y Franco?

Franco, detrás, vigilando, que para eso es Caudillo.

¿Te han pagado la extraordinaria? Todavía no.

Ah. ¿Por?

Mañana es Nochebuena.

No pasa nada, sacaré dinero del banco.

Ya he pagado la extraordinaria en la tienda.

Andamos un poco justos.

Tose

Tienes que dejar de fumar: te va a dar algo.

Tienes razón.

Me cago en la leche. ¿Qué te pasa?

Nada.

¿Por qué?

Por nada.

Antonio.

¿Qué?

Que si vas a hacer más horas extras.

Pues no lo sé, Merche. Las que nos manden.

Nunca se sabe.

Es que no te veo el pelo.

Pues a ver si me lo vas a ver demasiado.

Bueno, bueno.

Buenas noches.

Buenas noches.

Antonio.

No me dejes así, por Dios.

¿Qué te pasa?

¿Eh?

Me cago en la leche, Merche.

¿Qué?

No quería contártelo para no preocuparte, mujer.

Pero te terminarás enterando y es peor.

¿De qué?

¿Qué? ¿Qué?

Que llevamos...

...una temporada en la imprenta con un tomate...

¿En la imprenta?

Sí. Y quieren hacer un encierro, ¿entiendes?

Encerrarse en la imprenta para protestar.¿Cómo?

Es Navidad. ¿Cómo van a hacer un encierro?

¿Qué pasa, Antonio?

Que llevamos dos semanas de huelga, Merche.

Por eso no he cobrado las horas extras y no sé si cobraré.

¿Dos semanas en huelga? Dos semanas.

¿No has ido a trabajar?

¿Y no me has dicho nada?

¿Qué has estado haciendo?

Pues el paripé.

Iba a la imprenta, a las reuniones para ver si se arreglaba...

Cada día está peor. No creo que tenga solución.

¿Tú no irás al encierro?

¿Yo, al encierro? No se me ha perdido nada allí.

Yo lo que quiero es trabajar.

Y estamos en Navidad.

Les he dicho: "Pensáoslo bien".

Están empecinados.

A ver si te van a echar.

Ya.

No creo, pero bueno.

No te preocupes por el dinero. Vamos, hombre.

¡Será posible! No vayas al encierro.

Que ya te he dicho que no voy.

¿Tú tampoco te fías de mí?

Sí, claro que me fío. ¿Entonces?

¿Cómo no me voy a fiar?

Como casi siempre.

Es que las desgracias nunca vienen solas.

¿Y tú qué dices, Merche? ¿Qué desgracias?

¿Más desgracias? No.

Nada.

Nada, Antonio, no te preocupes.

Oye, estaba yo pensando...

...que nos podemos ir las tres a comer al restaurante.

Sí. Un día es un día.

Por mí, encantada.

Quiero probar las croquetas de Paquita.

Están buenísimas. Aunque yo las he probado mejores.

Son la bomba.

Lo que está bien es el arroz con leche de Quique.

Lo que hace Quique va a misa.

Es mano de santo.

Buenos días.

Buenos días.

¿Tenéis algo elegante, pero elegante?

Ven, te enseño.

Elegante y baratísimo.

Uno así llevaba Ava Gardner el día que Luis Miguel se enamoró de ella.

¿Sí? -Sí.

Con un vestido así, nos volvemos arrebatadoras.

¡Ay, me lo pruebo! -Ya te busco la talla.

Dice que quiere ver a don Pablo.

Sí, a don Pablo Ramírez.

Me dijo que viniera.

Ha quedado aquí con don Pablo.

¿Me dice su nombre?

Antonio Alcántara. Fui su empleado.

Alcántara.

Antonio Alcántara.

Enseguida viene.

¿Tardará?

No creo. Si quiere mirar unas revistas.

Prefiero esperar, gracias. Nada.

¿Don Antonio Alcántara? Soy yo.

El señor Ramírez le espera. Bien.

¿Me acompaña? Sí, cómo no.

Arriba le darán la toalla. ¿Qué toalla?

Su toalla.

En cuanto termine, me voy a hablar con ella.

Y tú cierras la tienda y le das de comer a la niña.

No olvides macerar el cordero.

¿Qué hablarás con Inés? Hablar. Así me quedo más tranquila.

No he pegado ojo en toda la noche. Ya.

Yo creo que no es nada, ¿eh, hija?

Conozco a mi nieta.

Y el padre Eugenio la conoce desde que era una cría.

No tanto.

Cuando llegó, Inés era una mujer.

Además, si Antonio llega a saber esto...

No quiero ni pensarlo. ¡Está para fiestas!

¿Le pasa algo?

No lo digas. Harán un encierro en la imprenta.

¿Un encierro? ¿Con toros?

¿Qué toros? Un encierro los obreros.

¿Y Antonio por qué lo hace?

Son sus compañeros.

Normal que no le digas lo de Inés.

Por eso te lo digo.

Bueno, hija,...

...pues habla con ella.

Así salgo de dudas.

Y si Antonio se entera de esto...

Tose

Qué tos tiene.

¡Mecachis!

Dale un poco de jarabe.

Balbucea

¡El circo por fin llega a Madrid!

Tigres de bengala, leones,...

...elefantes de la India, jirafas de la sabana...

...caballos de Mesopotamia,...

...serpientes venenosas del desierto del Sahara.

¿Y éste qué dice? -"Buenos días", ¿no?

Cualquiera lo diría.

Qué simpático. ¿Van a actuar aquí cerca?

Pero ¿qué quiere? -Yo qué sé, averigua.

¿Quiere limpiar los cristales? -Quiere que salgamos.

¿Para qué? -Con este frío.

Señor payaso, fuera no.

Ya lo sé.

Pregunta por los niños. -Payaso,...

...esto es tienda de ropa.

Esto, boutique. -¡El cartel!

Que si puedo ponerlo en el escaparate.

¡Ah! ¿Qué pasa ahí?

Quiere poner el cartel en el escaparate.

El cartel del circo. -Y les regalo unas entradas.

¿Quieres ir al circo? Ve tú con Antonio y los niños.

Y la cena, ¿qué? La hacemos Paquita y yo.

¿Segura? A ver si animo a Antonio.

Yo sí voy a querer. Entradas para la señora.

Y yo. Me chiflan los trapecistas.

A mí el circo ni fu ni fa. ¿Y Vd., Valentina?

¿Tienen camellos? -Muchísimos.

Entonces no. Veo un camello y, no sé por qué,...

...me aparece la cara de mi difunto José Luis.

Y me entra una congoja.

Valentina, Vd. siempre igual.

LEE: "Gran concurso de disfraces. Premio al disfraz más original.

¡Un televisor último modelo!" Yo me pienso apuntar.

Estoy harto de no ver la tele. ¿Tienes algún disfraz?

Me lo puedo hacer.

Josete, ¿tu abuelo no fue militar?

Sí. Se me ocurre algo genial.

La fastidiamos. ¿El qué?

Vosotros me ayudáis.

Cuidado, que nos vamos. -¿Qué ganamos si te ayudamos?

Pues... Un mes entero de futbolines gratis.

Júralo. Lo juro.

¿Qué idea? Venid a la parroquia, ya veréis.

¿Para qué? Vosotros venid.

Nos ha vuelto a liar.

¡Chist!

Don Pablo.

Ya estoy aquí. Te estaba esperando.

¿Cómo me cita en un sitio así? Esto es algo serio.

¿Has venido alguna vez? ¿Yo? La primera vez en mi vida.

Repetirás. Hay que rendir culto al cuerpo.

Los que rondamos los 50 lo sabemos bien.

Pero... No hay peros que valgan.

Siéntate a mi lado. Y cuéntame qué pasa.

Son de confianza. ¿Sí?

Sí.

Que creía que lo de Construcciones Nueva York estaba zanjado.

Pero resulta que no. Está zanjado.

¿Tú no pagaste dos millones de pesetas de multa?

Pues ya está. No, porque me han dicho que soy...

Qué calor. Que soy el representante de Construcciones Nueva York.

Métetelo en la cabeza. No hay nada contra ti.

Absolutamente nada. Si soy el representante,...

...tendré que pagarlo todo.

Eso es pura burocracia.

Como siga la burocracia, se enterarán todos.

Y si sigues gritando, más.

Esto no es el bar de tu barrio.

Mira, Antonio,...

...yo te entiendo.

No tienes experiencia en estas cosas,...

...pero yo, ¿qué te voy a contar?

Todo se olvidará.

¿Qué te pueden hacer, reclamarte 50 millones?

¿De dónde los vas a sacar?

Como no los tengo, voy a la cárcel.

No se va así como así.

Así como así no, se va por firmar cosas.

Cosas que usted me mandó.

"Antoñito, firma esto, firma lo otro".

Buenas.

Hola, Jesús. Hola.

Tranquilízate. Yo tengo experiencia.

Todo esto va a quedar...

...como papel mojado.

No, don Pablo. Me han metido un juicio.

Si encerraron a Vilá Patas, a mí me meten cadena perpetua.

Vilá Reyes. ¿Quién?

Vilá Reyes. Ese.

El de MATESA.

Pero es un asunto político, que no te enteras.

Daos prisa, que va a venir. Que ya vamos.

Esto es un pecado. Que no.

Sí que lo es.

En cuanto ganemos el premio del circo,...

...lo devolvemos y ni se da cuenta.

Daos prisa o me voy.

No me pongas nervioso.

Vámonos.

Que no nos vea.

Ten cuidado con la puerta.

¿Está usted seguro de que esto es bueno?

Lo mejor, Antoñito. Pues me estoy poniendo malo.

¿Por qué no te tranquilizas? Así no se disfruta de nada.

Qué fácil es decir eso,...

...como a usted no le han metido un juicio.

Meterme un juicio a mí,...

...que lo único que he hecho es vender pisos.

Y engañado como el que más.

Le voy a decir una cosa.

Yo no soy ningún mártir.

Como esto se tuerza, yo solo no voy a la cárcel.

Qué va. ¿Qué quieres decirme?

Lo que oye. Yo era el director, pero el que mandaba era usted.

Era usted.

Te lo voy a decir por última vez.

Habla más flojo.

Es que estoy indignado.

¿No lo ve?

Ya sé que usted no es el culpable, pero yo tampoco.

Si tuviera el dinero guardado, no estaría haciendo horas extras.

Haremos una cosa: dame un par de días...

...y te buscaré el mejor abogado. Yo corro con los gastos.

¿No puede ser antes?

¿Quieres un abogado en Nochebuena? Un par de días.

Pero no me llame a casa: no quiero que se entere Merche.

Me localizas tú a mí. Pasado mañana sin falta.

Joder.

Disfruta de la Navidad, te va a sentar mal el turrón.

¿Quiere que me tome esto a cachondeo?

Parece mentira el poco mundo que tienes...

...y la poca experiencia.

Anda, ven conmigo.

Me estoy mareando, don Pablo.

Eso es del calor, la tensión.

La masajista te va a dejar nuevo.

Lo que me faltaba.

Aquí a la derecha.

Hola, buenos días. Buenas.

Hola, mamá. No te esperaba.

Hola, hija. ¿Estás sola?

Pues sí.

Pili no está.

Anda, pasa.

"Salvador Allende les cantó las cuarenta...

Acusando a la ITT de querer provocar en Chile una guerra civil".

Normal.

"Su revolución está lejos de ser marxista.

Es una democraticación económica".

Las cosas se le están poniendo cuesta arriba a Allende.

Las multinacionales no se van a cruzar de brazos.

Esto no me huele nada bien.

Cierto. Chile no es una república, es una democracia consolidada.

No creo que los militares echen al Gobierno.

Seis Dedos.

¿Cómo que el Real Madrid no va a ganar la Liga?

Lo ha dicho Luis.

Pero qué sabrá ése. -Si lo ha dicho ése, gana fijo.

¿Seis Dedos?

Del dedo meñique le sale un pequeño dedo.

Dice que fue guardaespaldas de José Antonio.

¿Qué?

¡Es verdad! -Me marcho.

¿Me acompañas?

¿Le importa que la acompañe?

Ve. -Luego tenemos comida.

La dejo y voy para allá.

Felices fiestas, Mila. -Sí.

Igualmente. -Adiós.

Pero si siempre me haces lo mismo.

Si supieras las cosas que dicen de vosotros...

Que digan lo que quieran y que piensen en sus cosas.

La abuela no es la primera vez que escucha cosas de vosotros.

Y yo, la verdad, no sé qué pensar.

Pues no pienses nada. ¿Que no piense nada?

Y el día 31 os vais de excursión. ¿A qué?

Vamos a llevar a los ancianos a Alcalá de Henares.

¿Y os tenéis que ir el día 31?

Que es Nochevieja, por Dios.

No es para ir de excursión a ningún sitio.

Por eso, el autobús nos sale más barato.

Encima te encuentro en la ducha y a Eugenio en camiseta.

Ya te he explicado eso.

Intenta entenderme. Yo intento entenderte.

En Ibiza todo vale, pero aquí...

Aquí la gente murmura. Mamá, que murmuren.

No me importa lo que piensen.

Estoy harta. Me niego a vivir así.

Si no llega a venir Eugenio, se me inunda el piso.

No me parece normal que te duches mientras Eugenio está en casa.

Haberte esperado a que se fuera.

La próxima vez esperaré.

Gracias que llegué yo. Si llega a ser tu padre,...

...salimos en "El Caso".

¿Cómo se te ocurre? Es que es impensable.

Además, que te imagines tú esto...

Bueno, tampoco te pongas así.

Me voy. Tu padre estará a punto de llegar.

¿Estás haciéndola tú, hija? Sí.

Qué bonita.

Gracias. Está quedando muy bien.

No llegues tarde.

Que no.

Te voy a hacer sopa de almendras. Vale.

Anda, dame un beso.

Y alegra esa cara, tontina. No te quiero ver así.

Aprovecha para ver algún piso.

Es Nochebuena. No me enseñarán.

Si no tienes más que hacer...

Bueno. Luego llamo. Llámame cuando llegues.

Claro.

Me da pereza irme.

Pero debo estar con mis padres.

A ver si puedo volver pasado mañana. -Estás llegando tarde a la comida.

Te quiero.

Y yo.

¡Ponte una venda en el tobillo! -Sí.

Buen viaje.

Espera, que te ayudo. -Gracias.

¡Marta!

¡Toni!

No llego al tren. -Sí.

Sí.

Espera.

No llegamos. -Es que me he torcido el tobillo.

Vamos, vamos.

Es aquí.

Si no llega a ser por ti... -Voy a pasar.

Sí.

Me alegro mucho de verte, Toni.

Pero el tren está a punto de salir. -¿Adónde vas?

A Badajoz. Me esperan mis padres por las fiestas.

Bueno, me voy a tener que ir. Esto va a salir.

Un beso. Me alegro de verte. -Yo también.

¿Sigues en casa de tus padres? -Sí.

Perdone. Tengo que salir. ¡Eh!

¡Que yo no viajo en este tren! -No puede apearse: está en marcha.

Pero...

Antes de la guerra, yo trabajé en un circo.

¿En un circo? ¿En cuál?

¿Qué más da, Antonio? Y fui funambulista.

¿Cómo ibas a serlo?

Sí.

Además tenía un número de cante, de baile...

¿Tú?

Yo. El que viste y calza.

Vamos, si queréis...

Cuidado. El éxito era enorme.

Era un cubano. Quita de aquí.

La música hacía "¡tachachán!". Y yo decía...

Toma banana. Toma banana.

Dos vueltas.

Dos vueltas. Toma banana y verás la delicia.

Verás la delicia... Cuatro.

¡Cuatro vueltas!

Toma banana. Toma la vuelta.

Toma la vuelta. Quita, quita.

No, hombre, no. Toma el bastón, que te caes.

Es del número. Que está muy bien el número.

Las mujeres se entusiasmaban conmigo.

Se iban corriendo.

Lo mismo que en la plaza de toros.

Iba envuelto en mi capote de torero.

Salía el miura y lo recibía a porta gayola.

Que también ha sido torero. El Bombero Torero.

Tarará.

De Bombero Torero, nada. El Niño de Chamberí.

Tomé la alternativa en la plaza... -¡Cervan!

En... ¿Qué?

Déjame hablar un momentito.

Las entradas para el circo. ¿Ramón?

Para el circo estoy yo.

Padre. ¿Cuántas? -Debo preparar la misa del gallo.

La misa...

...es a las doce y el circo, a las seis.

Yo tampoco puedo.

Padre, son al 50 por 100.

Acabáramos. Venga, dame una.

Vamos a hacer algo.

Vende estas entradas y te regalo una.

Hecho. -¿Vale? Las he contado.

Venga, trae para acá.

A mí lo que más me gusta son los tragafuegos.

¿Por qué?

Me ponen la piel de gallina.

Si es capaz de tragar fuego, ¿de qué será capaz?

A mí me gustan los domadores.

Con esos musculazos...

Sí, pero donde estén los tragafuegos y tragasables...

Ve, verás como te diviertes.

Es que a mí ni me va ni me viene.

A ver si os gustan. Estas son de jamón.

Las otras, de gamba. -A ver.

Muy rica. Riquísima.

Se deshacen en la boca. Qué buenas.

Esto es como un milagro.

Ya le ha besado. Si no se lo da, revienta.

Qué manos te ha dado Dios para las croquetas.

Gracias, pero las hizo Paquita.

Bueno.

¿Qué haces esta tarde? -Vamos al circo. Con ella.

Nosotras también. Pili no. A Pili no le gusta.

Te he dicho antes que me encanta.

Lo que más.

Me encanta. Me voy con Paquita y contigo.

Si no lo veo, no lo creo.

Si no te importa, claro. -No.

Será lagarta.

Madre, ya. Ya he hablado con Inés.

Que nada de nada.

Claro, mujer.

¿En qué cabeza cabe?

Enamorarse de un cura... Con la de chicos que hay.

Ya me he quedado más tranquila.

Trae. Toma.

Oye, oye... ¿Qué es eso? ¿Qué llevas ahí?

Un disfraz. ¿Tienes una fiesta?

En el circo van a hacer un concurso de disfraces...

...y el que gane se lleva una tele. ¿Podemos ir?

No lo sé, pero tengo entradas. Preguntémoselo a tu padre.

¿De qué te disfrazarías? Es un secreto.

¡Lávate las manos!

Cuando lleguemos, se baja y coja el primer tren.

Gracias.

Ha sido por mi culpa, Toni.

Lo siento mucho.

Tranquila.

Tenía una comida con los compañeros. Ya iré a otra.

Te invito a comer.

¿Qué tal todo?

Pensaba que seguías en EE. UU.

He vuelto hace unas semanas.

He querido llamarte muchas veces, pero me ha dado no sé qué.

¿Qué miras?

A ti. Estás muy guapo.

No digas tonterías.

Que te queda bien el pelo. Antes estaba distinto.

No sé. Como...

¿Qué haces?

¡Marta!

Así. Ahora te queda mejor.

Parezco mi padre. Todo el día con la corbata y el traje.

Te queda muy bien.

¿A que sí?

¿A que está guapo? -Sí. Tienes un novio muy guapo.

RADIO: "Leones, elefantes de la India...

...jirafas de la sabana". Mira, salen elefantes y todo.

¿Por qué no vamos nosotros también?

No tengo ganas, Merche.

Van Nieves y Tinín. Como han repartido entradas,...

...va medio barrio. Anímate.

No estoy para circos.

Por eso. Para que te animes.

Yo me quedo con la niña. ¿No quieres venir, madre?

No, hija, por Dios.

No se me ha perdido nada allí.

El niño se va a disfrazar también. Cuéntaselo a tu padre.

Que hay un concurso de disfraces. Al más original le regalan una tele.

¿De qué te vas a disfrazar?

Es un secreto.

Ya.

Ganaremos: tenemos un disfraz buenísimo.

Habrá que ir entonces.

A mí me apetece. Así nos distraemos un rato.

Me voy a casa de Josete.

Quieto. Vuelve antes de las cinco.

¡Vamos todos!

Y no tardes.

Gracias. Adiós.

Échate un rato.

Así descansas.

Me está sentando...

Merche, guárdame esto por ahí.

Estoy de los cigarros hasta las narices.

No paras de fumar.

Voy a echarme un rato.

¡No hace tiempo que no voy al circo!

Al final me va a prestar y todo.

Los primeros días lo pasé mal.

Allí no entendía nada de inglés.

No entendí nada, Toni. Te echaba muchísimo de menos.

¿Qué tal tus padres?

Bien.

Mi padre ya no está en el ministerio.

Se prepara para lo que pase cuando Franco no esté.

¿Y la finca de Badajoz?

Es la vuestra.

No, la de unos amigos.

De los padres de mi novio.

Ah.

Tu novio.

Tú seguro que también tienes novia.

Sí.

Bueno, no es mi novia. Es una compañera.

Estudiamos y trabajamos juntos. Estoy trabajando en "Pueblo".

¿En serio? -Sí.

¿Y el derecho? -Intento compaginar ambas cosas.

¿Le has hablado de mí?

¿A Mila?

No.

Alejandro tampoco sabe nada de ti. -Tampoco tienen por qué saberlo.

Creo yo. -Disculpe. Estamos llegando.

Parada de tres minutos. -Gracias.

Bueno, Marta.

Me marcho.

Quédate.

¿Cómo? -Que te quedes.

Sólo hasta la próxima parada.

Tenemos de qué hablar.

Ya.

Me encantaría quedarme, pero no puedo.

Me esperan en casa.

No voy a poder.

Tienes razón. No me hagas caso.

Feliz Navidad, Toni.

Feliz Navidad, Marta.

No. Me quedaré por aquí y prepararé la misa del gallo.

Un momento. -¡Hola!

Estoy hablando con mi madre.

Sí. No, "res".

De acuerdo.

"Donale un peto al Joan y a la Mercé.

Bon Nadal.

Adeu.

Adeu".

Toma, anda. Tu regalo.

¿Un regalo?

Sí. -¿Por qué te has molestado?

Bueno. -¿Qué es?

Ábrelo.

Muy bonita. ¿La has hecho tú?

Sí.

Me has pillado. No tengo nada para ti.

No importa.

Lo importante es que te haya gustado.

¿Qué haces hoy?

Nada. ¿Por qué?

¿Vienes al circo?

Tengo dos entradas que me ha dado Tinín.

No sé, Eugenio.

Ya.

Bueno.

Venga, sí que voy.

Hace mucho que no voy.

Puede estar bien.

Vale.

Bernabé.

Soy Antonio Alcántara.

¿Cómo va todo por ahí?

Ya.

Ya, ya.

No creo que sean fechas para organizar ese follón.

Estamos en Nochebuena. Si nos retrasamos, le das la cena.

Tranquilos y disfrutad.

Conmigo no contéis. Creí que estaba claro.

Preparo la cena y, si quieres, le doy un paseíto.

No vas a convencerme ahora, Bernabé.

Antonio.

Ya lo sé. Ni tú a mí ni yo a ti.

Podríamos estar así toda la tarde.

Es igual.

Sí. Oye, adiós.

No sé si te importa, pero felices Pascuas.

Y mucho ojito y mucho cuidado.

Adiós. Mucho cuidado, por Dios.

Dije que no iría, no que no llamaría.

No he dicho nada. Pues eso.

Mira que un encierro... Vaya desgracias.

Se lo has contado. Es mi madre. ¡Carlos!

¡Se nos hace tarde!

¡Ya voy, mamá!

¡Venga!

Mira éste. Corre.

Que me pongo nervioso. Ya.

Venga, venga. El interesado eres tú.Hijo.

Nunca he estado en Badajoz.

Ay...

¿Ves a los niños?

Pues no, Merche. Deben de tenerlos esperando detrás.

Qué peligro. Cuando veo esto, prefiero no mirar.

¿El qué? El león. Mira su cabeza.

Que se la traga.

Esto no tiene mérito, están amaestrados.

Si ves la rata que salió de la bodega...

Como un carnero, oye. -Qué gracioso es. Qué divertido.

Dios mío.

No es un chiste. Es verdad.

¿Qué te pasa?

No me pasa nada.

No te pasa nada.

Me pasa, Merche, me pasa. Claro que me pasa.

Tenía que haber ido.

Estás loco, de verdad. No entiendes.

Hay que estar siempre con los compañeros.

Claro, y que os echen a todos a la calle.

Aplausos

Esto no va con nosotros. ¿Quieres estar?

Ya te he dicho que no. No tiene nada que ver.

Claro que sí. Tus compañeros se tiran a un pozo y tú también.

No me trates como a Carlitos. No te comportes como él.

Me lo has prometido. Que sí, pesada.

Mira los caballos. ¿No te gustan tanto?

Cómo mola. -Es mejor que "Bonanza".

¡Vamos! ¡Nos tenemos que disfrazar!

Espérate, macho.

¡Va a empezar el concurso! Aún no ha salido Charlie.

¡Vamos!

No me quiero quedar sin tele.

Feliz Navidad. Gracias. Igualmente.

Mira, María. Mira qué televisión.

Mamá.

Qué grande. ¡Ma!

¿Qué piensas decir en tu casa?

Que me han mandado a cubrir una información.

Es lo bueno de trabajar en un periódico.

¿Qué piensas?

Eres un mentiroso de primera.

No sé si fiarme de ti.

¿Y yo?

¿Me puedo fiar yo de ti?

Depende.

¿De qué depende?

De lo que quieras de mí.

¿Y tu novio?

¿Qué?

¿Vas en serio con él?

Me caso en marzo.

Empiezo a tener frío.

¡Luis, más cerca!

¡Y tú, Josete! La mirada alta, que vas con el Caudillo.

Jo, cómo manda.

"Apenas llevaba dos horas disfrazado de Franco...

...y ya tenía ganas de mandar, de tener una escolta mora,...

...de inaugurar pantanos.

Esos instantes que viví antes de salir a la pista...

...me convencieron de que lo más embriagador es el poder".

La silla. -La silla.

¿Qué pasó con la silla?

Llora

Aúlla

¿Has hablado con tu madre?

Ha venido a casa esta mañana.

¿Qué le has dicho?

Que entre nosotros no hay nada y que son habladurías de la gente.

¿Eso le has dicho?

Claro, la verdad.

¿Quieres que hable con ella? -Olvídate de eso ahora.

Igual se queda más tranquila.

No te preocupes, se ha quedado tranquilísima.

Además, no es tan grave.

Merche.

No, que veo bien. Gracias.

Mira allí.

Allí.

Habrán venido como nosotros a ver la función.

Y ahora, señoras y señores,...

...niños y niñas...

Ahí están los niños.

¿Dónde están?

Damos paso... -Mira.

Ahí están. ¿Quién?

Nuestro concurso de disfraces.

¡Qué vergüenza! Tu hijo, disfrazado de Franco.

¡No me fastidies que es Franco!

Me cago en la cuna que los arrulló.

¿De qué va disfrazado? ¡Pues de Franco!

Al final nos meten en la cárcel.

Es culpa de su hermano. Es el colmo.

Qué originales disfraces.

Nuestro jurado lo va a tener muy difícil.

¿Ése es Carlitos? -Sí.

¿Va de Franco? -Sí.

¡Pero si es la ropa de misa!

¿De qué vas disfrazado?

¿Ése es tu primo?

Sí. Cuando se enteren mis tíos, se la va a cargar.

En tu familia tenéis unas cosas...

Tú también eres muy divertida. -Anda ya. Qué cosas dices.

En serio, me haces mucha gracia.

Sobre todo cuando...

...te manchas la naricita de harina.

Oye, pues me sé un chiste...

Quique, me voy.

¡Idos a la porra!

¡Fuera! ¿Qué os habéis creído, desgraciados?

¡Eh, eh, eh!

¡A estos ni los toque! ¡A Franquito tampoco, que es mío!

Pero ¿a quién se le ocurre? ¡Estás tonto!

Por aquí.

Luis, con lo grande que eres. Me cago en la leche.

Ya hemos llegado.

Llega a su hora.

¿Por qué vamos en un tren que llega a su hora?

Marta.

¿Sí?

Me he acordado mucho de ti.

Hasta que no estuve en América,...

...no supe lo importante que eras para mí.

Te parecerá una tontería.

Pero el tiempo pasa, los trenes llegan a su hora...

Tenemos que separarnos.

Ahí está Alejandro.

¿Te vas a quedar aquí mucho?

Un par de días. Luego me vuelvo a Madrid.

Si quieres, a la vuelta te llamo y quedamos... Si quieres.

Sí, sí, sí.

Alejandro.

Feliz Navidad, Toni.

Feliz Navidad, Marta.

¿A quién se le ha ocurrido?

A mí no. -Ha sido Carlos.

¡Chivato!

Yo no le llevo la ropa a Eugenio, se la das tú.

De eso, nada. ¡Liante!

¡Callaos la boca ya, pesados!

¡Que nos hubiesen puesto una multa!

Mamá, regalaban una televisión.

Y dale. Me tienes la cabeza como un bombo.

¡No vamos a comprar televisión! ¡Que no te enteras!

Todo el mundo tiene televisión en Nochebuena.

¡Que te calles ya de una vez! Dale, hombre.

¿Y tú, chivato?

Merche.

¡Chist!

Estamos cerca de la imprenta.

Ya lo hemos hablado.

Si es sólo un momento.

Les felicito las fiestas y nos vamos.

Sólo un momento. Es que es Nochebuena.

Mi madre está esperando.

Un momento.

Me ha encantado ir.

Me lo he pasado muy bien.

No iba al circo desde que era niña.

Pues yo no iba...

Yo no iba desde pequeño.

De pequeño me gustaba mucho ir.

Me colaba todas las Navidades en el circo de mi pueblo.

Me encantaban los acróbatas.

¿Te colabas?

¿Te crees que los curas no hemos sido niños?

No lo digo por eso.

Es que no te imagino haciendo travesuras.

Me pareces una persona muy seria y formal.

Ése es mi problema.

¿Por qué?

Nada, cosas mías.

Cuidado.

¿Por qué vas tan rápido?

Tengo que preparar la misa del gallo.

¿Vas a cenar solo?

Como siempre.

Vente a casa de mis padres.

No, gracias.

¿Seguro?

Seguro. ¿Vais a venir a la misa del gallo?

Yo sí.

¡Abre la puerta! ¡Vamos!

¡Fuera!

Está la policía.

Están esperando, Merche. ¡Vete! ¡Vete!

¿Cómo me voy a ir?

No se te ocurra parar, ¡por Dios!

¡No bajes! Merche.

No vayas. ¡Los niños!

¡Antonio, que no!

¡Antonio!

Merche, métete en el coche. ¡Ven aquí!

¡Somos obreros, no delincuentes!

¡Asesinos!

Vamos.

Aquí no se puede estar.

Me he perdido. ¿Ese coche es suyo?

Sí, no se preocupe.

¡Muévalo!

Vámonos.

"No era la primera vez que vi disolverse una concentración así.

Como siempre, la patronal acabó saliéndose con la suya.

Y es que cualquier protesta era considerada delito".

¿Pili estará enfadada por algo?

¿Pili? No sé.

¿Por qué?

Por ti y por mí. Por nosotros.

¿Qué hemos hecho para enfadarla?

Pues...

¿Te estás riendo de mí?

Mira que eres bobo.

Para algunas cosas muy lanzado, pero para otras...

No me extraña que Pili se enfade. -¿Cómo?

Otro.

Vete. Mis tíos.

Paquita, que me gustas muchísimo.

Hola, tíos.

Hola.

¿Pasa algo? Pues tú dirás.

Yo si te empiezo a contar, no paro. Anda, sal.

Nunca más te haré caso. Nos tienes que pagar las partidas.

Yo dije que las iba a pagar si ganábamos el televisor.

A la parroquia a devolver esa ropa.

El último favor. ¡Para la parroquia!

Para arriba. Será posible...

Esta noche, menudo rollo.

Después de la cena te vas a acostar.

Podríais comprar una chiquitita. ¿Otra vez con lo mismo?

Tengo las llaves aquí.

¡Qué mal lo he pasado cuando he visto a mis compañeros detenidos!

Yo me voy a aburrir.

Tengo un dolor de cabeza...

Tú y yo tenemos que hablar.

¡Trae mi abrigo!

Anda.

Merche.

Ave María Purísima.

Qué pedazo de tele. ¿Y esto?

Qué bonita.

¡Herminia!

¿De dónde ha salido esto?

Pues... ¿De dónde va a salir? De mis puntos.

Espero vivir lo suficiente para pagar todas las letras.

A otra que ha engañado Desi.

¡Que la manchas!

Nos descuidamos y nos endosa la tele.

Hay que fastidiarse.

Menuda has montado en el circo. No sabía que estabais.

Yo sí te he visto. Deja de tocar.

¿Cómo se te ocurre?

¿Te gusta tu tele nueva?

Sí, es muy grande.

¿Sí?

Espera. ¿Y Toni?

¡Que se me había olvidado! Está en Badajoz.

¿Y qué hace en Badajoz?

Lo ha mandado el periódico a hacer algo.

Espera, Mila. ¿Está en Badajoz y Mila no lo sabe?

Eso ha dicho, ¿no?

¿Qué le digo?

No sé, dile la verdad, papá.

¿Cuándo viene Toni? Yo qué sé.

Te habrá dicho si viene a cenar.

Casi no lo oía.

Es que era una conferencia.

Está en Badajoz por un asunto de trabajo.

Nosotros tampoco.

Le han llamado y se ha ido. ¡Pero si es Nochebuena!

¿Qué hace en Badajoz si mañana no hay periódico?

Perdona. ¿O qué? Pues eso.

Cuando llame, le diré que has llamado.

¿Seguro?

Llegará, tranquila. Felices fiestas.

¿Aquí no podemos tener la Nochebuena tranquila?

¿Cuánto ha costado esto? ¡Me cago en la mar!

No te lo voy a decir.

A quien Dios se la dé, san Pedro se la bendiga.

Esto es lo más grande que hay.

"Un televisor como un barco de grande.

Una marca de la que nadie se acuerda,...

...pero que en 1972 era el no va más.

Era un armatoste brillante: dos canales, 28 pulgadas...

...y un montón de botones que no servirían para nada.

Era el regalo más maravilloso de mi vida.

No existían ni el DVD ni los teléfonos móviles...

...ni los juegos electrónicos.

Aquel televisor era más de lo que podía desear un ser humano.

Lo que hizo de aquel televisor algo único fue...

...que lo había comprado mi abuela.

Comprado peseta a peseta con aquella raquítica pensión...

....que entonces se llamaba 'los puntos'".

¿Conoces a Toni?

No.

Hola.

La universidad es libre, democrática e independiente del poder...

...o no es nada.

¡Marta!

Ésta es Marta. -Buenas tardes.

¿Marta, tu amiga de la universidad?

Ya se ha ido el pesado del sereno.

¿Crees en Dios? -No.

Eso ha sido un terremoto, ¿verdad? -Parece.

La primera vez que lo hago y hay un terremoto.

¿En qué ministerio trabaja tu padre? Agricultura.

¡Anda! Como yo.

Toni.

¿Qué?

Estoy embarazada.

Tendrás el niño.

Sí. Pero sola, sin vivir contigo.

¿No estarás manchando? Sí.

¿Desde cuándo? Desde anoche, pero no será nada.

Toni, hijo.

¿Qué pasa? Ha perdido el niño.

Eres lo mejor que me ha pasado.

Sí, pero te vas.

Cuéntame cómo pasó - T6 - Polvorones bajo palio - Capítulo 93

23 dic 2004

Entre preocupaciones, payasos y alguna que otra inundación, la Nochebuena de 1972 llega a la casa de los Alcántara.

En la imprenta de Antonio, el espíritu navideño ha sido sustituido por la tensión de un encierro convocado por los trabajadores. Esta situación le plantea un dilema al cabeza de familia de los Alcántara, que le hará debatirse entre la solidaridad y la justicia con sus compañeros por un lado, o una posición segura al margen de la huelga para tranquilidad de Merche, por otro. Encontrar a Don Pablo para hablar del posible juicio de Construcciones Nueva York es otra de las preocupaciones que atormentan a Antonio en estos días.

Mercedes por fin empieza las clases para sacarse el graduado escolar, pero no puede dejar de pensar  en Inés y en su posible relación con Eugenio. Sobre todo, después de encontrarlos en una situación un tanto comprometida en casa de su propia hija. 

Mila y Toni no pasarán juntos esta Nochebuena. Toni la acompaña a la estación para que coja el tren para ir a Córdoba a ver a sus padres. Allí  tendrá un encuentro inesperado que le removerá grandes sentimientos y emociones que vienen de un pasado no muy lejano.

Carlitos no aguanta más sin televisión. Y es que desde que sufrieron el timo de la antena su vida ha quedado vacía de lo que más le gusta, es decir el "Un, dos tres", "El fugitivo" y "Los chiripitifláuticos". Ante la negativa de sus padres a comprar un nuevo televisor, Carlos ve la luz con la llegada al barrio del circo, que organiza un concurso de disfraces cuyo premio es un televisor último modelo.

ver más sobre "Cuéntame cómo pasó - T6 - Polvorones bajo palio - Capítulo 93" ver menos sobre "Cuéntame cómo pasó - T6 - Polvorones bajo palio - Capítulo 93"
Programas completos (371)
Clips

Los últimos 2.714 programas de Cuéntame cómo pasó

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos