arriba Ir arriba

La Guardia Civil ha rescatado el cuerpo sin vida de un hombre de 63 años que desapareció este martes en Tapia de Casariego, en Asturias, donde hay alerta naranja por olas de hasta 13 metros. Mientras, en Galicia, una joven herida tras caerle un árbol encima cuando se encontraba en una playa de Ortigueira. En otras ciudades del norte como San Sebastián, ha habido cuantiosos daños materiales.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé para este martes vientos fuertes o con intervalos de muy fuerte y con posibilidad de chubascos fuertes en Canarias, lluvias débiles en Galicia, Cantábrico y Pirineos, y tiempo estable en el resto de la península.

Cielos muy nubosos o cubiertos en amplias zonas de Canarias con probabilidad de chubascos, sin descartarse que puntualmente tengan cierta intensidad en el norte y este del archipiélago.

En Galicia, Cantábrico oriental y Pirineos occidentales, el cielo estará muy nuboso o cubierto con lluvias débiles, sin descartar las precipitaciones en el Cantábrico occidental. Cielos nubosos en la Meseta norte, Sistemas Ibérico y Central, y Alto Ebro, sin descartar alguna precipitación en el oeste del Sistema Central.

El tiempo será estable en el resto de la Península y Baleares, con posibilidad de brumas, bancos de niebla y nubes bajas en la Meseta norte y Extremadura.

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha recomendado consultar el estado de las carreteras si se va a transitar por Castilla y León ante la previsión de nevadas en todas las provincias de la comunidad. La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) prevé nevadas para el sábado que pueden afectar a las carreteras de la mitad norte e interior de la península con importante riesgo en las provincias de León y Palencia. También hay riesgo de nevadas en la Sierra de Madrid, así como en la montaña de Ourense y a la zona de Valdeorras (Ourense).

Un nuevo frente ha provocado el desplome generalizado de las temperaturas en toda la Península. En Sigüenza, por ejemplo, los termómetros no han superado el 1 grado. En buena parte del interior también ha habido temperaturas negativas, también en la capital. Esta próxima madrugada suben las temperaturas nocturnas en toda España. La alerta por nieve y lluvias se mantiene este miércoles en Galicia, Cantabria, Castilla y León y el suroeste de Andalucía.

Casi 14.000 alumnos no han podido asistir a clase este lunes a causa del temporal de nieve en Castilla y León, sobre todo en Segovia. La Agencia Estatal de Meteorología asegura que esta ha sido la mayor nevada en una década en Ávila capital. Mientras en Soria, a causa de las caídas, una treintena de personas han sido atendidas en urgencias. Este martes se anuncian mínimas de nueve bajo cero y alerta amarilla en varias provincias de Castilla y León.

El temporal de nieve que este domingo dejó a miles de viajeros atrapados en la autopista AP-6 ha provocado un cruce de reproches entre las principales fuerzas políticas y el Gobierno.

El mismo domingo, los principales líderes políticos de la oposición denunciaron falta de previsión, y el ministro de Fomento, Iñigo Gómez de la Serna, anunció la apertura de un expediente informativo. Este lunes, PSOE, Ciudadanos y Podemos han insistido en exigir responsabilidades a las administraciones implicadas (DGT, Interior y Fomento) mientras el PP ha pedido perdón.

Podemos y Ciudadanos coinciden también en exigir responsabilidades y en pedir la comparecencia de los ministros de Fomento e Interior.

El director de la Dirección General de Tráfico (DGT), Gregorio Serrano, ha asegurado que la imprudencia de los conductores no fue la única causa del colapso circulatorio en la AP-6 durante el temporal de nieve del pasado fin de semana.

"No voy a culpar a los conductores de lo que pasó, porque es una situación a compartir entre muchas circunstancias", ha explicado Serrano en declaraciones en el programa Los desayunos de TVE. "Una es que muchos conductores no planificaron con suficiente antelación, se pusieron a circular por esa zona antes de caer la noche (...) pero no hay una responsabilidad exclusiva, entre todos debemos ver qué fallo y poner los medios para que no vuelva a ocurrir", ha añadido.

Este lunes, Serrano ha salido al paso, con declaraciones en varios medios, de las críticas por sus declaraciones del fin de semana, en las que reprochó a los conductores por ponerse en carretera pese a los anuncios que alertaban del temporal. El responsable de Tráfico ha insistido en que las circunstancias adversas habían sido suficientemente publicitadas.

"Desde el viernes por la mañana, día y medio antes de la nevada, se pusieron más de 6.000 mensajes en los paneles de información variable en las autovías de esa zona; más de 500 boletines de radio; una nota de prensa recogida por todos los medios; la AEMET [Agencia Estatal de Meteorología] dio parte de aviso naranja en esa zona y hubo suficiente información. Otra cosa es que la meteorología cambiara y nevara en una zona de manera más intensa de lo que se había anunciado", ha relatado Serrano en TVE.

La madrugada del lunes ha sido más tranquila en las carreteras tras la angustia del domingo, cuando miles de personas quedaron atrapadas en las carreteras del centro peninsular.

En la AP-6, donde miles de automovilistas quedaron atrapados, se circula con normalidad. La nieve ha dado paso al hielo y por eso la DGT recomienda el uso de neumáticos de invierno o cadenas.

Durante toda una jornada han estado trabajando las quitanieves. Durante la noche del domingo se cerraron aún tramos de la AP-6, la AP-51 y la AP-66 hasta que remitieron las condiciones meteorológicas. Aún así, quedan coches abandonados en mitad de la autopista y en gasolineras y zonas de servicio a la espera de ser remolcados.

Los afectados se quejan de la poca previsión y relatan horas de angustia encerrados en sus coches, sin víveres ni información.

Ya en la mañana del lunes se circulaba con dificultad en Castilla y León, según informaba la DGT. Había 129 carreteras afectadas, 26 de ellas intransitables, 7 de las cuales eran puertos de montaña, sobre todo en Ávila y Salamanca. En otras 30 vías de Asturias, Cantabria y Castilla y León eran necesarias las cadenas.

En Madrid lo peor se registraba en los puertos de Navacerrada y Cotos.

La DGT recomienda precaución al circular por la AP-6, la N-6 y la A-1.

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha decidido reabrir la AP-51, la AP-61 y la AP-6, autopistas que enlazan Madrid con Castilla y León y con el noroeste peninsular, al mejorar la previsión meteorológica, según ha anunciado en Twitter el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido.

Las tres autopistas han estado cortadas entre Segovia y Ávila durante algo más de una hora debido al incremento de intensidad de la nevada, y se ha decidido reabrirlas al completo, en ambas direcciones, al remitir el temporal.

Andrea lleva atrapada en la AP-6 desde la tarde del sábado, y asegura que la guardia civil la desvió a esta carretera porque estaba abierta, aunque con "tráfico lento y con precaución". "Llamamos a Tráfico y nos dijeron que se podía pasar", asegura en el Canal 24 Horas. "No nos han dicho nada de cuándo podremos abandonar la zona", añade. Andrea se encuentra en el bar las chimeneas, donde la UME ha llevado biberones y pañales para los más pequeños.

Entre 300 y 400 personas se encuentran en el bar Las Chimeneas, según ha asegurado Jesús Pescador, encargado del local, al Canal 24 de TVE. Entre ellas hay bebés, gente mayor y personas enfermas, como diabéticos a los que les hacía falta insulina. "La gente está cabreada por cómo estaba la carretera, por no llevar cadenas... y por pagar por un servicio (la AP-6 es una autovía de peaje) y no tenerlo", ha dicho. "La carretera se ha bloqueado y le hemos dado comida, bebida, caldos...", ha dicho Jesús, quien también ha habilitado el restaurante "para que la gente descanse". El encargado del bar del área de servicio, situado en la localidad segoviana de Villacastín, ha señalado que han tenido una avería de luz y que tuvieron que paliarla con un generador. "Hemos llegado justos (a que volviera la luz)", ha asegurado Pescador. Añade que a media mañana nadie les ha dicho nada sobre cuándo remitirá la situación.

Colapso circulatorio en varias carreteras españolas por la nieve caída en las últimas horas. Centenares de conductores se encuentran atrapados en la AP-6, donde casi 250 efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) trabajan "a destajo" para liberar a los vehículos atrapados desde la tarde de este sábado en varios tramos de la autovía. Según la subdelegación del Gobierno en Segovia, informa RNE, es imposible saber cuánta gente se encuentra atrapada, si bien otras fuentes hablan de unos 2.000 coches atrapados.

Los problemas no solo han afectado a la AP-6. Cerca de 1.400 personas han pasado la noche en el polideportivo, el albergue y el frontón de Alsasua debido al corte de la A-1 en Gipuzkoa, ha informado la Guardia Civil y como recoge Efe. Hacia las 1:35 horas fueron sido evacuadas más de 1.100 personas, alojadas en el polideportivo y albergue de Alsasua. El número de evacuados aumentó hasta los 1.400, momento en el que se habilitó el frontón de la localidad. Todos han sido atendidos por voluntarios, personal de la DYA y Guardia Civil. A las 4:15 horas se ha restablecido la circulación en la parte navarra de esta vía.

Colapso circulatorio en varias carreteras españolas por la nieve caída en las últimas horas. Centenares de conductores se encuentran atrapados en la AP-6, donde casi 170 efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) trabajan "a destajo" para liberar a los vehículos atrapados desde la tarde de este sábado en varios tramos de la autovía.

Según la subdelegación del Gobierno en Segovia, informa RNE, es imposible saber cuánta gente se encuentra atrapada, si bien otras fuentes hablan de unos 2.000 coches atrapados. La AP-6 sigue bloqueada entre los kilómetros 71 y 79 y la Guardia Civil ha pedido que no se circule por las zonas más afectadas.

Algunos de los atrapados en la carretera han sido trasladados a albergues, como el de San Rafael (Segovia), donde se ha organizado desde las 03:00 horas un albergue atendido por Cruz Roja, Protección Civil y la UME y que a las 08:00 horas estaba atendiendo a unas 80 personas, según ha informado el 112 de Castilla y León en Twitter.

Es el caso de Jorge, que ha pasado la noche en el pabellón de la localidad de Villacastín. "Aquí hay unas 60 o 70 personas, aunque los vecinos han acogido a gente en sus casas. Hemos pasado la noche malamente, durmiendo en el suelo y en sillas", ha afirmado a RNE, antes de mostrar su preocupación porque en el exterior hay unos 30 centímentros de nieve y no sabe cómo saldrán de allí.