arriba
  • Se suceden las protestas por la aspiración del presidente a un tercer mandato
  • Nkurunziza, en el poder desde 2005, ha sufrido también una intentona golpista
  • Su deriva autoritaria genera un creciente rechazo dentro y fuera del país
  • Desde abril han muerto decenas de personas y más de 120.000 han huido
Ver más contenido destacado