arriba Ir arriba

El papa Francisco instó a la Iglesia a abrir sus puertas y a ser "abierta y tierna" con los más débiles, en una homilía dedicada a los religiosos y religiosas en el santuario de san Juan Pablo II en Cracovia. En su cuarta jornada de viaje en Polonia para participar en la XXXI Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), Francisco dedicó la mañana a visitar algunos de los lugares vinculados a la historia y pontificado de san Juan Pablo II.

"Señor, perdona tanta crueldad": es lo que ha dejado escrito el papa Francisco en el libro de honor del csampo de exterminio. En silencio, caminando y solo, ha cruzado la puerta del campo de concentración de Auschwitz, por debajo del letrero nazi que reza:"El trabajo os hará libres", que también cruzaron más de un millón de personas camino del exterminio entre 1940 y 1945. El pontífice, además, ha saludado a varios supervivientes y a cristianos que ayudaron a los judíos perseguidos.

El papa Francisco ha advertido de que "el mundo está en guerra porque ha perdido la paz" pero ha aclarado que no se trata "de una guerra de religiones" al referirse a los recientes casos de violencia y a los atentados terroristas como el que costó la vida a un cura en una iglesia en Francia. "No tenemos miedo de decir esto: el mundo está en guerra porque ha perdido la paz", ha aseverado ante los 75 representantes de medios de comunicación, entre ellos Efe, que le acompañaban en el avión a Cracovia para participar en la Jornada Mundial de la Juventud 2016.

Ha sido traslada a Europa después de que en Estados Unidos este grupo haya sido declarado banda criminal. Policías de varios países, incluido España, han vigilado de cerca el evento. A la reunión de Polonia han asistido unos mil quinientos Ángeles del Infierno de toda Europa. Desde España se ha desplazado una treintena. En nuestro país hay doce capítulos o grupos, con un máximo de 150 miembros en total. La policía les investiga por sus conexiones con el crimen organizado.

La Comisión Europea (CE) ha decidido este miécoles iniciar un proceso para evaluar si Polonia respeta las normas del Estado de derecho tras las polémicas reformas adoptadas por el nuevo Gobierno del partido ultraconservador y nacionalista Ley y Justicia, en particular la del Tribunal Constitucional y el intento de estrechar el control sobre los medios de comuniciación públicos.

Partidos políticos europeos mayoritarios y la organización Amnistía Internacional han recibido bien la decisión de la Comisión Europea (CE). La Alianza de Demócratas y Liberales Europeos (ALDE) del Parlamento Europeo (PE) han calificado de "paso histórico" el paso de Bruselas, puesto que se trata de la primera vez que se activa el llamado marco para salvaguardar el Estado de derecho, creado en marzo de 2014.