Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Pablo Casado ha pasado la jornada de reflexión en Navas del Marqués, Ávila. Allí ha jugado al fútbol con sus dos hijos y ha visitado junto a su mujer el lago Ciudad Ducal. Por su parte, Pedro Sánchez ha viajado hasta Anchuras, el pueblo de su padre en Ciudad Real, donde ha pasado la mañana paseando con su familia y saludando a los vecinos. Mientras, en el barrio madrileño de Lavapiés, Pablo Pasado ha pasado la mañana viendo un cortometraje y un documental sobre el cambio climático en la Sala Mirador. Por último, Albert Rivera ha decidido quedarse en Madrid, desde donde ha mandado un mensaje a todos sus seguidores a través de la red social Instagram.

Quedan dos días para las elecciones generales y esta noche termina la campaña electoral. Los candidatos a la Presidencia del Gobierno en las elecciones generales celebran sus actos de cierre, después de pasar dos semanas recorriendo el país para pedir el voto y convencer a los indecisos. Pedro Sánchez y Albert Rivera han decidido cerrar la campaña en Valencia allí también ha estado por la mañana el candidato del PP, Pablo Casado, una de sus plazas clave, y ha terminado la campaña en Madrid, al igual que Pablo Iglesias.

Los candidatos a la Presidencia del Gobierno en las elecciones generales están aprovechando el último día de campaña electoral para pedir el voto y la movilización de sus simpatizantes. La mayoría cerrará la campaña en Madrid (PSOE y Unidas Podemos) y Valencia (PP y Ciudadanos). Pablo Casado ha apelado al "voto unido" de centro derecha; Rivera afronta la recta final con "ilusión"; Sánchez ha pedido el voto por la "estabilidad y futuro" de España; mientras que Pablo Iglesias ha pedido el voto de izquierda. 

Elecciones 2019: Pablo Casado ha insistido en que su primer Consejo de Ministros si gobierna aprobará el 155 en Cataluña. Pedro Sánchez ha defendido que el voto al PSOE es una defensa de la cohesión social frente a la confrontación territorial que promueve la derecha. Unidas Podemos multiplica sus paradas este jueves y han defendido a los trabajadores de Navantia, mientras que Pablo Iglesias ha defendido que su partido es el único que puede parar a la derecha. Rivera, por su parte, ha afirmado que el PP tiene que hacer "autocrítica" por las marchas de sus dirigentes a otros partidos como Ciudadanos.

El presidente del Gobierno y candidato del PSOE en las elecciones generales, Pedro Sánchez, ha valorado a Unidas Podemos como la primera fuerza con la que tratará de entenderse después de conocer los resultados en las urnas. No obstante, ha avanzado que hablará con "todos" sin descartar a Ciudadanos en una entrevista en Los Desayunos de TVE. Sánchez no se cierra a hablar con Albert Rivera porque "son ellos los que ponen un cordón sanitario al PSOE y abrazan a la ultraderecha". El presidente ve a la derecha "desconcertada, desorientada y fragmentada, sin un proyecto político para el país" y opina que "España necesita estabilidad en su gobierno porque gobernar es algo muy serio".

El presidente del Gobierno y candidato socialista en las elecciones del 28APedro Sánchez, ha asegurado este miércoles en Gijón que "el lunes 29 de abril hablaremos de cómo vamos a gobernar este país, sin duda alguna desde las posiciones progresistas como ha defendido siempre el PSOE, pero primero hay que ganar las elecciones bien el 28 de abril".

El objetivo de Pedro Sánchez en la recta final de campaña es lanzarse a por el voto de centro, y en ese contexto ha comentado que Ciudadanos tiene más opiniones que días el año. Con ese objetivo, aprovecharse, según fuentes próximas la presidente, que las derechas se están despedazando. Las mismas fuentes dicen que el candidato socialista no se va a salir de su guion: el PSOE es el único partido solvente para gobernar, dicen.
 

El debate a cuatro entre Pedro Sánchez (PSOE), Pablo Casado (PP), Pablo Iglesias (Unidas Podemos) y Albert Rivera (Ciudadanos), tras el primero celebrado este lunes en RTVE, ha abierto aún más el abismo existente entre los bloques de izquierda y derecha que compiten en estas elecciones generales 2019, tras esta segunda vuelta en la que PP y Ciudadanos han mantenido una dura pugna por el voto de la derecha en un escenario en el que ya casi parece casi imposible que PSOE y Cs alcancen un pacto de Gobierno.