arriba Ir arriba

Siete de cada diez juicios por violencia de género acabaron con condenas a los maltratadores, según los últimos datos del Poder Judicial, que destacan un aumento en un 14% de las denuncias por violencia de género y de un 3% de las órdenes de protección respecto al mismo periodo de 2015. La estadística del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) del tercer trimestre de 2016 registra 36.000 víctimas de violencia machista, un 11% más, de las que 11.105 eran extranjeras (el 30,8 %) en un total de 38.402 denuncias presentadas en los órganos judiciales.

Una técnica que ya se había aplicado antes con éxito en mujeres adultas. Y que abre una puerta a una futura maternidad a miles de pacientes oncológicas infantiles. Es un bebé único en el mundo. Ha nacido quince años después de que Mooza, su madre, congelase su ovario derecho. Cuando tenía nueve años. Es como un milagro que tenga a mi hijo. Llevábamos tanto tiempo esperando por algo tan bonito como él. Se lo extrajeron antes de que le dieran quimioterapia para combatir una enfermedad en la sangre. Entonces, aún no había menstruado. El año pasado, se lo volvieron a trasplantar. Uno de los óvulos que generó fue fecundado in vitro. Es una ayuda fantástica para un montón de niñas que pasan por algún tratamiento para el cáncer u otras enfermedades, dice esta médico.

"Conseguí escapar, y antes de llegar a un lugar seguro mi amiga pisó una mina y pude oir sus gritos de dolor mientras fallecía. Fue lo peor que he oído en todo mi vida". Así relata su fuga de las garras del Dáesh la refugiada yazidí Lamiya Aji Bashar ante el Parlamento Europeo (PE). Sus palabras resuenan en la ceremonia de entrega este martes del premio Sájarov 2016 a la Libertad de Conciencia, que este año Lamiya comparte con Nadia Murad, otra refugiada yazidí.

"cuando el Dáesh llegó mataron a todos los hombres. Yo tenía 15 años, nos separaron de las mujeres mayores y las mataron. Me compraron y vendieron cuatro veces. El último fue un médico iraquí (...) Nos torturaba todos los días. Violaba a niñas de nueve años, y a mí también", explica la joven de 19 años y algunos asistentes no pueden contener las lágrimas. Nadia, de 23 años, añade cómo su madre fue asesinada por ser "demasiado mayor para ser vendida, sin valor en el comercio de mujeres".

Lamiya huyó junto a una compañera de cautiverio a través de un campo minado. Un mal paso acabó con la vida de su amiga, como ha relatado, y la dejó ciega. Pero también abrió una puerta que ha convertido su voz "en la voz de todos los yazidíes ante el mundo". En Alemania pudo ser intervenida para recuperar la visión de un ojo y emprender el activismo, junto a Nadia, para "ser la voz de los que no tienen voz".

La Coordinadora Feminista Estatal ha convocado en más de 50 ciudades diversas movilizaciones, con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, para exigir un cambio en las políticas y un compromiso de toda la sociedad para acabar con todas las violencias machistas.

La violencia de género se ha cobrado la vida de 866 mujeres en los últimos trece años en España, que este viernes conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

El último caso ocurrió este jueves, 24 de noviembre, en la localidad madrileña de Fuenlabrada, donde una mujer de 26 años fue degollada presuntamente por su novio, que fue detenido por la Policía.