Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Hacienda publica hoy los datos de ejecución presupuestaria de las comunidades autónomas y lo hará en medio del debate sobre el reparto del objetivo de déficit, en el que ha insistido Cataluña, que pide una mayor rebaja, y algunos barones del PP, contrarios a cualquier "discriminación". El presidente madrileño, Ignacio González -en línea con lo defendido por Extremadura, Aragón, Valencia o Galicia- ha insistido en que no se pueden establecer discriminaciones por razón del objetivo de déficit entre las comunidades autónomas que están haciendo un esfuerzo por cumplirlo y las que no.

La posibilidad de que el Gobierno de a Cataluña más margen para reducir el déficit público ha provocado un nuevo cruce de declaraciones y críticas entre algunos presidentes autonómicos del Partido Popular. De momento, la Generalitat ha prorrogado sus presupuestos pero dice que es inasumible para Cataluña la media del 1,2% de déficit.

El presidente de ERC, Oriol Junqueras, dice que mantiene su apoyo al Govern de Cataluña aunque no está garantizado que lo haga durante toda la legislatura. A la espera de de una propuesta definitiva de Hacienda sobre el objetivo final de déficit para Cataluña, el político independentista asegura que a quien menos interesa la quiebra de Cataluña es al Estado español. "El default de las administraciones catalanas implica necesariamente el default de de las administraciones españolas y, por tanto, el ministro Montoro tiene que como máxima prioridad también evitar esta concatenación de hechos que si se produjese se produciría porque él la ha provocado", explica (13/05/13).

El presidente de la Junta de Extremadura, José Antonio Monago, pide un esfuerzo a las comunidades autónomas para cumplir con sus objetivos de déficit. Pone como ejemplo el trabajo realizado por su región para pasar de ser una de las más deficitarias a alcanzar superavit presupuestario. Además, reitera su postura sobre la financiación autonómica y el déficit a la carta. "No participo de esa euforia de lo que puede aportar un nuevo modelo de financiación, sobre todo en un momento de especial dificultad económica, de recesión, entre otras cosas porque la mejora de uno es el perjuicio del resto, y al final son las batallas parciales. Y en cuanto al déficit a la carta, yo me voy a seguir oponiendo; insisto porque esto lo entiende cualquier ciudadano: no puede tener el mismo resultado cumplir que no cumplir" (23/04/13).

En 'Los Desayunos de Televisión Española', el presidente de la Comunidad Valenciana, Alberto Fabra, ha defendido que haya un reparto del déficit asimétrico, es decir diferente según la comunidad autónoma. Ha explicado que el actual sistema de financiación no permite cubrir los servicios mínimos porque no tiene en cuenta la situación de cada comunidad.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Alberto Fabra, ha defendido el sistema de financiación asimétrica para su comunidad que establecería diferentes techos de déficit, ya que considera que la mala financiación actual "perjudica a comunidades como la nuestra", ha dicho en Los Desayunos de TVE.

Fabra ha defendido el "esfuerzo" realizado por su gobierno para reducir el déficit con un ajuste de "más de 2.000 millones", el mayor de todas las regiones, ha afirmado para subrayar que la obligación del Estado es reconocer el esfuerzo de las autonomías.

En esta línea, el jefe del Ejecutivo valenciano se ha quejado del agravio comparativo que, a su juicio, sufre Valencia: "nuestra situación es difícil porque durante diez años nuestra financiación ha sido inferior a la media" y ha hecho un símil con otras comunidades: "si hubieramos tenido la financiación de Cantabria tendríamos superávit".

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que no vio "cesión ninguna ni posiblidad de llegar a ningún entendimiento" sobre el modelo de financiación autonómica, en la reunión mantenida en secreto con el presidente de Cataluña Artur Mas, hace dos semanas.

Así lo ha asegurado en respuesta a una pregunta del senador en la sesión de control al Gobierno en el Senado celebrada este martes, en la que ha asegurado que ha accedido a reunirse con Mas "siempre" que se lo ha demandado.

La posibilidad de que el Consejo de Política Fiscal y Financiera relaje las exigencias de déficit para Cataluña, como pide los nacionalistas catalanes, ha suscitado las críticas de varios presidentes autonómicos, que exigen que la financiación autonómica no se negocie bilateralmente.

En la comparecencia del presidente de la generalitat de Cataluña, Artur Mas, ha insistido en que no renuncia a la consulta soberanista y tampoco al pacto fiscal. En una rueda de prensa para hacer balance de los primeros 100 días de la nueva legislatura, Más ha reiterado su oferta de abrir el gobierno a ERC y PSC.

El portavoz del Govern catalán, Francesc Homs, ha asegurado que mantienen la propuesta de una consulta soberanista, después de que el ministro de Asuntos Exteriores García-Margallo haya planteado la posibilidad de que las autonomías recauden el IRPF. "Aquello que podamos decidir por nosotros mismos, mejor que estar pendientes de propuestas de Gobiernos españoles que luego no se cumplen", ha explicado Homs.

El Ministerio de Hacienda asegura que no suprimirá de forma automática las ayudas para trasplantes a aquellas comunidades que incumplan el objetivo del déficit. El PSOE dice que sería una auténtica "barbaridad" y un ataque a uno de los mejores sistemas del mundo. La Organización Nacional de Trasplantes apela a la "sensibilidad" de Hacienda para encontrar una solución. Las subvenciones, que ascienden a dos millones de euros, se destinan a formar a los equipos médicos que realizan los trasplantes.