arriba Ir arriba

Bajada generalizada de temperaturas, excepto en Canarias y en el Estrecho y Melilla, precipitaciones en Baleares y sureste peninsular y bajada de la cota de nieve a los 300/600 metros en el norte peninsular. Cielo nuboso o cubierto en el área cantábrica, alto Ebro, Navarra, norte del Sistema Ibérico y Pirineos, con tendencia a remitir y abrirse claros durante el día. Chubascos en Baleares, que se extenderán al litoral sureste peninsular y a Melilla, y en el norte de las islas Canarias de mayor relieve, probabilidad de precipitaciones. En el resto del país, predominio de poco nuboso o con intervalos nubosos. La cota de nieve estará al principio en torno a los 1.600/1.800 metros en los sistemas montañosos de la mitad norte peninsular, e irá bajando a los 300/600 metros al final del día. En el sureste estará en torno a los 1.400/1.800 metros e irá bajando a los 600/1.200 metros, y en Baleares, irá bajando hasta los 800/900 metros al final del día. Las temperaturas registrarán un descenso generalizado, excepto en Canarias donde apenas cambian, y el área del Estrecho y Melilla donde suben. Habrá heladas en el interior de la mitad norte y del tercio este peninsular, débiles en general, aunque más intensas en zonas de montaña. Predominio de viento de componente norte en casi todo el país, con intervalos de fuerte en el cuadrante nordeste peninsular y Baleares, con tendencia a amainar por la tarde.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé para este martes temperaturas en aumento en el área mediterránea y con pocos cambios en el resto, y precipitaciones que pueden ser localmente persistentes en el Cantábrico oriental y Pirineos.También se esperan lluvias débiles en el norte de las islas Canarias de más relieve, y chubascos dispersos en Baleares. No se descarta alguna precipitación débil en el resto del extremo norte peninsular, este de Castilla y León, y sistemas Central e Ibérico. Cielo poco nuboso o con intervalos en el resto. La cota de nieve se situará en el norte peninsular en torno a los 1.400/1.600 m., bajando al final del día a 1.200/1.400 m. en Pirineos, y unos 1.400/1.800 m. en el centro. El régimen de vientos será de componente norte con intervalos de fuerte en el cuadrante nordeste peninsular.

Vientos fuertes en el cuadrante nordeste peninsular y en Baleares. Se esperan precipitaciones en las comunidades cantábricas, Navarra, Pirineos, alto Ebro y norte del Sistema Ibérico, que pueden ser localmente persistentes en el Cantábrico oriental, norte de Navarra y Valle de Arán. También se esperan lluvias débiles en el norte de islas Canarias de más relieve, y chubascos dispersos en Baleares. No se descarta alguna precipitación débil en el resto del extremo norte peninsular, este de Castilla y León, y sistemas Central e Ibérico. Poco nuboso o con intervalos en el resto. Cota de nieve: en el norte peninsular en torno a 1400/1600 m, bajando al final del día a 1200/1400 m en Pirineos. Unos 1400/1800 m. en el centro. Temperaturas diurnas en aumento en el área mediterránea y con pocos cambios en el resto. Nocturnas sin cambios apreciables. Heladas débiles en Pirineos. Régimen de vientos de componente norte con intervalos de fuerte en el cuadrante nordeste peninsular.

En las comunidades cantábricas, norte de Navarra, norte del Sistema Ibérico y alto Ebro, cielos cubiertos con precipitaciones, persistentes en el Cantábrico oriental y norte de Navarra, sin descartar que puntualmente sean fuertes. Es probable que también afecten, de forma más ocasional y dispersa, a otras zonas del tercio norte peninsular, Sistemas Central e Ibérico, islas Canarias de más relieve y, pudiendo acompañarse de alguna tormenta, a Baleares y entorno de los litorales de Alborán y sureste. No se descarta alguna precipitación débil, dispersa y ocasional en otros puntos del este y sudeste peninsular. Poco nuboso o con intervalos en el resto. Temperaturas nocturnas en aumento en buena parte de la mitad norte peninsular, localmente notable en el cuadrante noroeste, y en descenso en el sureste. Pocos cambios en el resto y en las diurnas. Predominio de vientos de componente norte en la Península y Canarias.

El cielo estará cubierto en la comunidades cantábricas, norte de Navarra, norte del Sistema Ibérico y alto Ebro, donde se producirán precipitaciones, las mismas que podrán ser persistentes y puntualmente fuertes en el Cantábrico oriental y norte de Navarra, informa hoy la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Las precipitaciones también afectarán, de forma más ocasional y dispersa, a otras zonas del tercio norte peninsular, Sistemas Central e Ibérico, islas Canarias de más relieve y, pudiendo acompañarse de alguna tormenta, a Baleares y entorno de Alborán. No se descarta alguna precipitación débil, dispersa y ocasional en otros puntos del este y sudeste peninsular. En el resto, el cielo estará poco nuboso o con intervalos. La cota de nieve en la península estará entre los 1.300/1.500 metros en los Pirineos; en el resto, estará entre los 1.400/1.600 metros, ocasionalmente algo más bajas al principio y final del día. Las temperaturas nocturnas irán en aumento en buena parte de la mitad norte peninsular, ascenso que localmente será notable en el cuadrante noroeste, e irán en descenso en el sureste. En el resto se producirán pocos cambios al igual que en las diurnas.

El cielo estará cubierto en la comunidades cantábricas, norte de Navarra, norte del Sistema Ibérico y alto Ebro, donde se producirán precipitaciones, las mismas que podrán ser persistentes y puntualmente fuertes en el Cantábrico oriental y norte de Navarra, informa hoy la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Las precipitaciones también afectarán, de forma más ocasional y dispersa, a otras zonas del tercio norte peninsular, Sistemas Central e Ibérico, islas Canarias de más relieve y, pudiendo acompañarse de alguna tormenta, a Baleares y entorno de Alborán. No se descarta alguna precipitación débil, dispersa y ocasional en otros puntos del este y sudeste peninsular. En el resto, el cielo estará poco nuboso o con intervalos. La cota de nieve en la península estará entre los 1.300/1.500 metros en los Pirineos; en el resto, estará entre los 1.400/1.600 metros, ocasionalmente algo más bajas al principio y final del día. Las temperaturas nocturnas irán en aumento en buena parte de la mitad norte peninsular, ascenso que localmente será notable en el cuadrante noroeste, e irán en descenso en el sureste. En el resto se producirán pocos cambios al igual que en las diurnas.

El cielo estará este domingo nuboso, con chubascos en el extremo este de Cataluña, Baleares, sur del Levante y entorno del litoral oriental andaluz, mientras en el Cantábrico oriental las precipitaciones serán localmente persistentes en la tarde, informa la Agencia Estatal de Meteorología.
No se descarta alguna precipitación débil y dispersa en el extremo norte de Galicia, en el resto de Navarra, en los Pirineos, en el nordeste de Castilla y León, en el resto del extremo sudeste peninsular y en el norte de islas Canarias de más relieve. En el resto del país habrá predominio de cielo poco nuboso, con algunas nubes altas.
La cota de nieve estará en el extremo norte peninsular en los 800 metros e irá subiendo a los 1.400 metros. En el extremo sudeste, estará por encima de los 1.500 metros.
Se producirá un descenso de las temperaturas diurnas en el sudeste peninsular y en Baleares, y de las nocturnas en Cataluña y ambas mesetas. El viento soplará de componente este en el litoral sudeste peninsular, y de componente norte en el resto del país, con intervalos de fuerte en el nordeste de Girona y Menorca.

El cielo estará este domingo nuboso y dejará precipitaciones localmente persistentes a partir de la tarde en el Cantábrico oriental y chubascos en el extremo este de Cataluña, Baleares, sur del Levante y entorno del litoral oriental andaluz, informa la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). La Aemet prevé, además, un descenso de las temperaturas diurnas en el sudeste peninsular y Baleares, y de las nocturnas en Cataluña y ambas mesetas. Habrá predominio de cielo cubierto en el Cantábrico, alto Ebro y noroeste de Navarra, con precipitaciones, que a partir de la tarde serán localmente persistentes en el Cantábrico oriental, sin descartar que puntualmente sean fuertes. No se descarta alguna precipitación débil y dispersa en el extremo norte de Galicia, en el resto de Navarra, en los Pirineos, en el nordeste de Castilla y León, en el resto del extremo sudeste peninsular y en el norte de islas Canarias de más relieve. Habrá predominio de cielo poco nuboso en el resto del país, aunque con algunas nubes altas. La cota de nieve se situará en el extremo norte peninsular, entre los 800/1.000 metros e irá subiendo a los 1.400/1.700 metros. En el extremo sudeste, estará por encima de los 1.500 metros. El viento soplará de componente este en el litoral sudeste peninsular, y de componente norte en el resto del país, con intervalos de fuerte en el nordeste de Gerona y Menorca.

El cielo estará este domingo nuboso y dejará precipitaciones localmente persistentes a partir de la tarde en el Cantábrico oriental y chubascos en el extremo este de Cataluña, Baleares, sur del Levante y entorno del litoral oriental andaluz, informa la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). La Aemet prevé, además, un descenso de las temperaturas diurnas en el sudeste peninsular y Baleares, y de las nocturnas en Cataluña y ambas mesetas. Habrá predominio de cielo cubierto en el Cantábrico, alto Ebro y noroeste de Navarra, con precipitaciones, que a partir de la tarde serán localmente persistentes en el Cantábrico oriental, sin descartar que puntualmente sean fuertes. No se descarta alguna precipitación débil y dispersa en el extremo norte de Galicia, en el resto de Navarra, en los Pirineos, en el nordeste de Castilla y León, en el resto del extremo sudeste peninsular y en el norte de islas Canarias de más relieve. Habrá predominio de cielo poco nuboso en el resto del país, aunque con algunas nubes altas. La cota de nieve se situará en el extremo norte peninsular, entre los 800/1.000 metros e irá subiendo a los 1.400/1.700 metros. En el extremo sudeste, estará por encima de los 1.500 metros. El viento soplará de componente este en el litoral sudeste peninsular, y de componente norte en el resto del país, con intervalos de fuerte en el nordeste de Gerona y Menorca.

El cielo estará nuboso o cubierto en Galicia, comunidades cantábricas y norte de Navarra, y se producirán precipitaciones, que se extenderán al Pirineo, Cataluña, Levante y Baleares. Según la Agencia Estatal de Meteorología, en el resto del país el tiempo permanecerá estable.

La cota de nieve estará entre los 2.200/2.300 metros en los Pirineos, bajando a 1.000/1.400 metros; en la zona cantábrica estará en torno a los 1.400/1.800 metros e irá bajando a los 900/1.200 metros. En la Ibérica se situará entre los 2.200/2.400 metros e irá bajando a los 700/900 metros y en el sistema central estará entre los 1.800/2.000 metros e irá descendiendo a los 900/1.200 metros.

Las temperaturas diurnas irán en descenso en la mitad norte y en el cuadrante suroeste peninsular, descenso que en algunas localidades de la mitad norte puede ser notable.

Un frente que ha entrado este viernes por el noroeste y que afectará principalmente a Galicia, se extenderá al Cantábrico, Pirineos, alto Ebro, la meseta norte y llegará a Cataluña, Levante y Baleares, a lo largo del fin de semana, según la Agencia Estatal de Meteorología. Las precipitaciones serán de nieve en el Cantábrico y Pirineos a partir de 1.200 a 1.600 metros de altura. Hay riesgo de aludes porque hay "mucha nieve acumulada" y han subido las temperaturas. Lloverá en el área mediterránea sobre todo en el sureste y Baleares y seguirá lloviendo en el Cantábrico, alto Ebro y Pirineos y en las islas canarias de mayor relieve. La cota de nieve se mantendrá en torno a 1.200 a 1.600 metros.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé cielo nuboso o con precipitaciones en Galicia, comunidades cantábricas y norte de Navarra, y temperaturas en descenso que puede ser notable en localidades de la mitad norte peninsular. Se espera que las precipitaciones tiendan a remitir en Galicia a lo largo del día y a extenderse al Pirineo, Cataluña, Levante y Baleares. Afectarán también, de forma más débil y dispersa a puntos dispersos del resto del tercio norte peninsular y a los sistemas montañosos de la mitad norte. Por la tarde, se producirán también algunos chubascos en Baleares y, probablemente, en la Comunidad Valenciana. En el resto del país se espera que permanezca el tiempo estable. La cota de nieve se situará en Pirineos a 2.200/2.300 m. bajando a 1.000/1.400 m, en la Cantábrica 1.400/1.800 m. bajando a 900/1.200 m., en la Ibérica 2.200/2.400 m. bajando a 700/900 m. y en el Sistema Central 1.800/2.000 m. bajando a 900/1.200 m. Las temperaturas diurnas estarán en descenso en la mitad norte y cuadrante suroeste peninsular. En algunas localidades de la mitad norte el descenso puede ser notable, y se esperan heladas débiles en zonas de montaña de la mitad norte. El viento será de componente norte en la mitad norte de la Península y Canarias, de componente este en Baleares, y de Poniente en el Estrecho y Melilla. Algunas rachas fuertes de cierzo en el valle del Ebro.

El cielo está hoy nuboso o muy nuboso en prácticamente toda la geografía española, se van a producir precipitaciones localmente persistentes en el oeste y noroeste de Galicia, con cota de nieve por encima de los 2.000 metros, informa la Agencia Estatal de Meteorología.

La Aemet prevé, además, que el frente de bajas presiones (b) continúe su avance por el noroeste peninsular, dejando en Galicia nubosidad y precipitaciones, localmente fuertes o persistentes en el oeste y noroeste de la comunidad.

Las precipitaciones se extenderán a lo largo del día, de forma más débil, por gran parte del tercio noroeste peninsular y Pirineos Occidentales.
Con alguna incertidumbre, no se pueden descartar en otras zonas del norte, centro y este de la Península, siendo más probables en áreas montañosas.

En el suroeste y en ambos archipiélagos habrá predominio de tiempo estable, con intervalos de nubes medias y altas.

La cota de nieve subirá, sobre todo en los Pirineos situándose entre los 2200/2400 metros.

Habrá brumas y posibles nieblas matinales en Galicia y ambas mesetas.

Las temperaturas máximas van a ir en descenso en el extremo norte y litoral mediterráneo de la Península y en aumento en el suroeste de Castilla y León y la meseta sur; mientras las nocturnas irán en descenso en el cuadrante noroeste y en aumento en Andalucía y en el nordeste.

Habrá heladas débiles en zonas altas de Pirineos y, puntualmente, en otras zonas de montaña de la mitad norte y sierras del sureste.

En Galicia, el viento soplará del suroeste, rolando a norte en el litoral. Habrá levante en el Estrecho y predominio de viento variable flojo en el resto del país.

Se espera que el frente continúe su avance por el noroeste peninsular, produciendo en Galicia nubosidad y precipitaciones, que podrán ser localmente fuertes o persistentes en el oeste y noroeste de la comunidad. Se extenderán a lo largo del día, de forma más débil, por gran parte del tercio noroeste peninsular y Pirineos Occidentales. Con alguna incertidumbre, no se pueden descartar en otras zonas del norte, centro y este de la Península, siendo más probables en áreas montañosas. En el suroeste y en ambos archipiélagos, predominio de tiempo estable, con intervalos de nubes medias y altas. Cota de nieve en pirineos: 2200/2400 m. Brumas y posibles nieblas matinales en Galicia y ambas mesetas. Temperaturas máximas en descenso en el extremo norte y litoral mediterráneo de la Península y en aumento en el suroeste de Castilla y León y la meseta sur. Las nocturnas en descenso en el cuadrante noroeste y en aumento en Andalucía y en el nordeste. Heladas débiles en zonas altas de Pirineos y, puntualmente, en otras zonas de montaña de la mitad norte y sierras del sureste. En Galicia vientos del suroeste, rolando a norte en el litoral. Levante en el Estrecho. Predominio de vientos variables flojos en el resto del país.

El cielo estará nuboso o muy nuboso en prácticamente toda la geografía española, se producirán precipitaciones localmente persistentes en el oeste y noroeste de Galicia, con cota de nieve por encima de los 2.000 metros. Se prevé, además, que el frente de bajas presiones continúe su avance por el noroeste peninsular, dejando en Galicia nubosidad y precipitaciones, localmente fuertes o persistentes en el oeste y noroeste de la comunidad. Las precipitaciones se extenderán a lo largo del día, de forma más débil, por gran parte del tercio noroeste peninsular y Pirineos Occidentales. Con alguna incertidumbre, no se pueden descartar en otras zonas del norte, centro y este de la Península, siendo más probables en áreas montañosas. En el suroeste y en ambos archipiélagos habrá predominio de tiempo estable, con intervalos de nubes medias y altas. La cota de nieve subirá, sobre todo en los Pirineos situándose entre los 2200/2400 metros. Habrá brumas y posibles nieblas matinales en Galicia y ambas mesetas. Las temperaturas máximas irán en descenso en el extremo norte y litoral mediterráneo de la Península y en aumento en el suroeste de Castilla y León y la meseta sur; mientras las nocturnas irán en descenso en el cuadrante noroeste y en aumento en Andalucía y en el nordeste. Habrá heladas débiles en zonas altas de Pirineos y, puntualmente, en otras zonas de montaña de la mitad norte y sierras del sureste.

Cielo muy nuboso en el noroeste peninsular, intervalos de nubes en el resto de la mitad norte y poco nuboso en las demás zonas, con la nieve en cotas altas y temperaturas en ascenso generalizado. Se esperan lluvias en el oeste de Galicia, localmente persistentes, que se extenderán en la segunda mitad del día al resto de Galicia, Asturias y al extremo noroeste de Castilla y León, sin descartarlas en el Cantábrico oriental; serán menos probables, y al principio del día, en el norte del Sistema Ibérico y Pirineos. La cota de nieve se situará en Pirineos entre los 1.800 y los 2.200 metros; las temperaturas se mantendrán en el oeste de Galicia y subirán en las demás zonas, de manera notable en el interior de la mitad oriental de la Península; y habrá heladas débiles en zonas altas de Pirineos. Soplarán alisios en Canarias, predominarán los vientos de componentes oeste y sur en la Península, flojos de dirección variable en el área mediterránea y fuertes del suroeste al principio del día en el litoral de Galicia.

Aumento generalizado de las temperaturas en Península y Baleares, que será localmente notable de las mínimas en el norte, centro y Mallorca, y precipitaciones localmente persistentes en las Rías Bajas. En Galicia, Cordillera Cantábrica, Cantábrico oriental, norte de Navarra y Pirineos se esperan cielos nubosos o cubiertos con precipitaciones, que se esperan sean localmente persistentes en las Rías Bajas. Las lluvias afectarán también al resto de la mitad norte peninsular de manera más débil y dispersa, siendo más probables en el entorno del alto Ebro y en zonas de montaña, y tendiendo a remitir en el litoral cantábrico occidental. En Baleares habrá intervalos nubosos sin que se descarte alguna precipitación ocasional a primeras horas en el noreste. En la mitad sur y en Canarias se espera predominio de tiempo estable, con algún intervalo nuboso. La cota de nieve se situará entre los 600/800 m. en Pirineos, y en torno a 1.200/1.600 m. en el resto de la mitad norte que ascenderá durante el día hasta los 1.800/2.000 m. Las temperaturas estarán en aumento generalizado en la Península y Baleares, localmente notable de las mínimas en el norte, centro y Mallorca. En Canarias, pocos cambios o en ascenso. Las heladas se restringirán a zonas altas de Pirineos y, puntualmente, zonas de montaña de la mitad norte y sierras del sureste. Habrá predominio de vientos de componente oeste en la Península y Baleares, de suroeste y sur en el Cantábrico, fuertes o con intervalos de fuerte en Galicia y oeste de Asturias. Alisios en Canarias.

Un frente cálido eleva este miércoles las temperaturas máximas, pero sobre todo, las mínimas, que quedarán por encima de los cero grados en la mayor parte del país. En el tercio norte se registrarán lluvias leves, que sólo pueden ser más fuertes en Pontevedra. La cota de nieve se sitúa por encima de 1.700 metros, menos en Pirineos, donde está en 1.000 metros. El viento sopla con fuerza en la parte noroeste del país. (14/02/2018)

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé precipitaciones en Galicia, área cantábrica, norte de Navarra y Pirineos y un aumento generalizado de las temperaturas. Se prevé que la lluvia afecte también al resto de la mitad norte peninsular de manera más débil y dispersa, siendo más probables en el entorno del alto Ebro y en zonas de montaña. En las Islas Baleares estará nuboso con alguna precipitación ocasional en el este y en las Canarias, tiempo estable con algún intervalo nuboso. La cota de nieve se situará en 600/800 metros en Pirineos y en torno a 1.200/1.600 metros en el resto de la mitad norte subiendo hasta 1.800/2.000 metros. Temperaturas en aumento generalizado, localmente notable de las mínimas en el norte, centro y Mallorca, mientras que en Canarias se esperan pocos cambios; las heladas se restringirán a zonas altas de Pirineos y, puntualmente, a zonas de montaña de la mitad norte y sierras del sureste. Predominio de vientos de componente oeste en la Península y en Baleares, del suroeste y sur en el Cantábrico, fuertes o con intervalos de fuerte en Galicia y en el oeste de Asturias y alisios en las Canarias.

Temperaturas en aumento en Galicia, Cantábrico entorno de Levante, con pocos cambios en el resto y nevadas en zonas de montaña del tercio norte peninsular. En Galicia y Asturias se esperan cielos nubosos o cubiertos con precipitaciones, que podrían ser localmente fuertes o persistentes. Las lluvias se irán extendiendo durante el día al resto del Cantábrico, norte de Navarra, Pirineos y, con menor probabilidad e intensidad cuanto más hacia el sur, a otras zonas de la meseta Norte, alto Ebro y sistemas Ibérico y Central. En Baleares habrá intervalos nubosos con algún chubasco o tormenta ocasional. En el norte de las islas canarias de más relieve el cielo estará nuboso con probables lluvias ocasionales, mientras que el tiempo permanecerá estable en el resto del país. La cota de nieve en la Península bajará inicialmente a 100/500 m. en amplias zonas de la mitad norte peninsular y subirá por la tarde hasta los 900/1.800 m., en Pirineos tan solo a 600/1.000 m, y en las Islas Baleares comenzará con una altitud de 500/800 m., subiendo hasta los 1.000/1.400 m. Las temperaturas diurnas estarán en aumento en Galicia, Cantábrico y entorno de Levante, y en descenso en el nordeste peninsular, con pocos cambios en el resto. Continuarán las heladas fuertes en localidades de montaña y en páramos del interior peninsular, que serán especialmente intensas en Pirineos. En Canarias alternarán los Alisios con vientos de componente este. En la Península y Baleares vientos de componente oeste, con intervalos de fuerte en los litorales gallego y cantábrico, y Ampurdán.

Un frente frío cruza este martes la Península y trae temperaturas muy bajas a todo el país, aunque irán recuperándose hacia el final del día, cuando entre otro frente cálido. En el tercio norte, solplará viento muy fuerte del suroeste y se registrarán lluvias copiosas, que serán de nieve en las zonas montañosas, donde la cota irá subiendo de 500 a 1.200 metros a lo largo de la jornada. (13/02/2018)

Un total de 27 provincias tendrá activado este martes avisos de riesgo (amarillo) o riesgo importante (naranja) por bajas temperaturas mínimas, precipitaciones, nevadas, viento o fenómenos costeros, según la Agencia Estatal de Meteorología. Así, las heladas nocturnas tendrán con aviso de riesgo a todas las provincias de Castilla y León menos Valladolid, Huesca, Zaragoza, Teruel, Cantabria, Navarra, La Rioja, Cuenca, Guadalajara, Barcelona y Madrid, donde se podrán alcanzar hasta -8 grados centígrados, y a Gerona y Lérida, por aviso naranja, ya que podrán descender hasta -10 grados centígrados. Además, Pontevedra tendrá aviso por precipitaciones, ya que se podrán acumular hasta 40 litros por metro cuadrado y el riesgo (aviso amarillo) afectará a Lugo, Orense, León, Zamora, Navarra, Zaragoza, Huesca y Lérida. Mientras, el viento fuerte soplará en La Coruña, Lugo y Asturias, donde se esperan rachas de hasta 90 kilómetros por hora y la AEMET ha activado también avisos naranja por fenómenos costeros para La Coruña, donde se espera viento del oeste o suroeste con fuerza siete y ocasionalmente con fuerza 8 y mar combinada del noroeste con olas de 5 a 6 metros.

La Agencia Estatal de Meteorología anuncia nevadas en cotas relativamente bajas en la mitad norte peninsular, lluvias que podrían ser localmente fuertes en Baleares, litoral catalán, sur de Valencia y norte de Alicante, y descenso generalizado de temperaturas en todo el país. Según el pronóstico de la Agencia, los cielos estarán nubosos o cubiertos en la mayor parte de la península y Baleares. Las precipitaciones serán menos probables en áreas del oeste peninsular y del litoral sudeste y valle del Ebro. En Canarias, podrían registrarse lluvias débiles en el norte de islas de más relieve.

El temporal de nieve que azota el norte peninsular ha provocado cortes en multitud de carreteras secundarias. La A-67, principal vía de comunicación de Cantabria con la meseta, ha estado cortada al tráfico en varias ocasiones. Problemas también en Navarra, donde la nieve ha caído a lo largo de toda la mañana, y en Teruel, donde ya suman siete días de nieve y hielo.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia para hoy, nevadas en cotas relativamente bajas en la mitad norte peninsular, lluvias que podrían ser localmente fuertes en Baleares, litoral catalán, sur de Valencia y norte de Alicante, y descenso generalizado de temperaturas en todo el país.

Según el pronóstico de la Agencia, los cielos estarán nubosos o cubiertos en la mayor parte de la península y Baleares.

Habrá precipitaciones en el área cantábrica, donde podrían ser localmente persistentes, y lluvias más intensas en Baleares y zonas próximas al litoral catalán, litoral sur de Valencia y norte de Alicante, donde podrían ser localmente fuertes e ir acompañadas de tormentas.

Las precipitaciones serán menos probables en áreas del oeste peninsular y del litoral sudeste y valle del Ebro.

En Canarias, podrían registrarse lluvias débiles en el norte de islas de más relieve.

La cota de nieve oscilará entre los 600/800 metros en el tercio norte peninsular, bajando durante el día a 300/500 metros, y a cualquier cota en el entorno de Pirineos.

En el resto de la península y Baleares, la cota se moverá entre los 900 y los 1.400 metros, bajando a 500/700 metros, y a los 600/800 metros en Mallorca por la tarde.

Las temperaturas bajarán en toda la península, salvo en Andalucía.

El descenso puede ser notable en localidades del interior de la mitad norte, y las mínimas se alcanzarán al final del día.

Además, helará en la mayor parte del interior peninsular que será localmente fuerte en zonas de montaña de la mitad norte.

Predominio de viento de componente oeste, con intervalos de fuerte en el litoral de Alborán y Andalucía oriental, e intervalos fuertes de cierzo en el Ebro y de tramontana en Girona.

En Canarias, el viento soplará de componente norte con intervalos fuertes en el oeste del archipiélago.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia nevadas en cotas relativamente bajas en la mitad norte peninsular, lluvias que podrían ser localmente fuertes en Baleares, litoral catalán, sur de Valencia y norte de Alicante, y descenso generalizado de temperaturas en todo el país. Según el pronóstico de la Agencia, mañana los cielos estarán nubosos o cubiertos en la mayor parte de la península y Baleares. Habrá precipitaciones el área cantábrica, donde podrían ser localmente persistentes, y lluvias más intensas en Baleares y zonas próximas al litoral catalán, litoral sur de Valencia y norte de Alicante, donde podrían ser localmente fuertes e ir acompañadas de tormentas. Las precipitaciones serán menos probables en áreas del oeste peninsular y del litoral sudeste y valle del Ebro. En Canarias, podrían registrarse lluvias débiles en el norte de islas de más relieve. La cota de nieve oscilará entre los 600/800 metros en el tercio norte peninsular, bajando durante el día a 300/500 metros, y a cualquier cota en el entorno de Pirineos. En el resto de la península y Baleares, la cota se moverá entre los 900 y los 1.400 metros, bajando a 500/700 metros, y a los 600/800 metros en Mallorca por la tarde. Las temperaturas bajarán en toda la península, salvo en Andalucía. El descenso puede ser notable en localidades del interior de la mitad norte, y las mínimas se alcanzarán al final del día. Además, helará en la mayor parte del interior peninsular que serán localmente fuertes en zonas de montaña de la mitad norte. Predominio de viento de componente oeste, con intervalos de fuerte en el litoral de Alborán y Andalucía oriental, e intervalos fuertes de cierzo en el Ebro y de tramontana en Girona. En Canarias, el viento soplará de componente norte con intervalos fuertes en el oeste del archipiélago.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia nevadas en cotas relativamente bajas en la mitad norte peninsular, lluvias que podrían ser localmente fuertes en Baleares, litoral catalán, sur de Valencia y norte de Alicante, y descenso generalizado de temperaturas en todo el país. Según el pronóstico de la Agencia, mañana los cielos estarán nubosos o cubiertos en la mayor parte de la península y Baleares. Habrá precipitaciones el área cantábrica, donde podrían ser localmente persistentes, y lluvias más intensas en Baleares y zonas próximas al litoral catalán, litoral sur de Valencia y norte de Alicante, donde podrían ser localmente fuertes e ir acompañadas de tormentas. Las precipitaciones serán menos probables en áreas del oeste peninsular y del litoral sudeste y valle del Ebro. En Canarias, podrían registrarse lluvias débiles en el norte de islas de más relieve. La cota de nieve oscilará entre los 600/800 metros en el tercio norte peninsular, bajando durante el día a 300/500 metros, y a cualquier cota en el entorno de Pirineos. En el resto de la península y Baleares, la cota se moverá entre los 900 y los 1.400 metros, bajando a 500/700 metros, y a los 600/800 metros en Mallorca por la tarde. Las temperaturas bajarán en toda la península, salvo en Andalucía. El descenso puede ser notable en localidades del interior de la mitad norte, y las mínimas se alcanzarán al final del día. Además, helará en la mayor parte del interior peninsular que serán localmente fuertes en zonas de montaña de la mitad norte. Predominio de viento de componente oeste, con intervalos de fuerte en el litoral de Alborán y Andalucía oriental, e intervalos fuertes de cierzo en el Ebro y de tramontana en Girona. En Canarias, el viento soplará de componente norte con intervalos fuertes en el oeste del archipiélago.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia para este domingo, nevadas en el Cantábrico y Pirineos que se pueden extender a otras zonas del tercio norte peninsular, e intervalos de viento fuerte, con rachas muy fuertes a primeras horas, en el este de Baleares y Gerona.
Según el pronóstico de la Aemet, lloverá en Galicia, Cantábrico y Pirineos, precipitaciones que serán más intensas en el área cantábrica donde pueden ser persistentes.

Las lluvias se extenderán a lo largo del día de forma débil por zonas de la meseta norte, alto Ebro y sistemas Central e Ibérico, sin llegar al área mediterránea ni al sur peninsular. Así, habrá intervalos nubosos en la meseta sur y Baleares, y cielo poco nuboso o despejado en el resto de la Península, Ceuta y Melilla, según la Aemet.

En Canarias se esperan precipitaciones en las islas de mayor relieve, e intervalos nubosos en el sur. La cota de nieve se situará en los 1.000-1.200 metros en la mitad norte de la Península. Las temperaturas subirán notablemente en la Península y Baleares, mientras que en Canarias permanecerán sin cambios o irán en ligero descenso.

Las heladas afectarán a amplias zonas del interior peninsular y serán localmente fuertes en áreas de montaña. Los vientos soplarán de componente oeste en la Península, más flojos hacia el sur, y régimen de alisios en Canarias. Habrá intervalos de intensidad fuerte del oeste, a primeras horas, en el Cantábrico y del norte en Ampurdán y Baleares.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia nevadas en el Cantábrico y Pirineos que se pueden extender a otras zonas del tercio norte peninsular, e intervalos de viento fuerte, con rachas muy fuertes a primeras horas, en el este de Baleares y Gerona. Según el pronóstico de la Aemet, mañana lloverá en Galicia, Cantábrico y Pirineos, precipitaciones que serán más intensas en el área cantábrica donde pueden ser persistentes. Las lluvias se extenderán a lo largo del día de forma débil por zonas de la meseta norte, alto Ebro y sistemas Central e Ibérico, sin llegar al área mediterránea ni al sur peninsular. Así, habrá intervalos nubosos en la meseta sur y Baleares, y cielo poco nuboso o despejado en el resto de la Península, Ceuta y Melilla, según la Aemet. En Canarias se esperan precipitaciones en las islas de mayor relieve, e intervalos nubosos en el sur. La cota de nieve se situará en los 1.000-1.200 metros en la mitad norte de la Península. Las temperaturas subirán notablemente en la Península y Baleares, mientras que en Canarias permanecerán sin cambios o irán en ligero descenso. Las heladas afectarán a amplias zonas del interior peninsular y serán localmente fuertes en áreas de montaña. Los vientos soplarán de componente oeste en la Península, más flojos hacia el sur, y régimen de alisios en Canarias. Habrá intervalos de intensidad fuerte del oeste, a primeras horas, en el Cantábrico y del norte en Ampurdán y Baleares.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia nevadas en el Cantábrico y Pirineos que se pueden extender a otras zonas del tercio norte peninsular, e intervalos de viento fuerte, con rachas muy fuertes a primeras horas, en el este de Baleares y Gerona. Según el pronóstico de la Aemet, mañana lloverá en Galicia, Cantábrico y Pirineos, precipitaciones que serán más intensas en el área cantábrica donde pueden ser persistentes. Las lluvias se extenderán a lo largo del día de forma débil por zonas de la meseta norte, alto Ebro y sistemas Central e Ibérico, sin llegar al área mediterránea ni al sur peninsular. Así, habrá intervalos nubosos en la meseta sur y Baleares, y cielo poco nuboso o despejado en el resto de la Península, Ceuta y Melilla, según la Aemet. En Canarias se esperan precipitaciones en las islas de mayor relieve, e intervalos nubosos en el sur. La cota de nieve se situará en los 1.000-1.200 metros en la mitad norte de la Península. Las temperaturas subirán notablemente en la Península y Baleares, mientras que en Canarias permanecerán sin cambios o irán en ligero descenso. Las heladas afectarán a amplias zonas del interior peninsular y serán localmente fuertes en áreas de montaña. Los vientos soplarán de componente oeste en la Península, más flojos hacia el sur, y régimen de alisios en Canarias. Habrá intervalos de intensidad fuerte del oeste, a primeras horas, en el Cantábrico y del norte en Ampurdán y Baleares.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé para este sábado, nevadas en cotas bajas en el Cantábrico, Pirineos, sistema Ibérico y Baleares, con cotas de nieve en torno a los 600/1000 metros en el norte peninsular y entre los 400/800 metros en el archipiélago balear.

A los chubascos y tormentas en estos puntos, que serán de menor intensidad en el Alto Ebro, pueden sumarse precipitaciones a lo largo de la jornada en otras zonas como la Meseta Norte y el sistema Central, que serán también de nieve en las áreas montañosas.

También contaremos con cielos muy cubiertos con precipitaciones en el norte de las islas de mayor relieve del archipiélago canario y algunas lluvias en Ceuta.

En Melilla y en el resto del territorio peninsular predominarán los cielos despejados o poco nubosos.

Además, el viento soplará de componente norte y noroeste, con especial fuerza en Pirineos, litoral este de la península y Baleares, y con régimen de alisios en Canarias.

Las temperaturas descenderán en gran parte de la mitad norte peninsular, pero subirán en el suroeste y en Canarias, con heladas en gran parte del territorio nacional, más fuertes en la región pirenaica.

Los avisos más importantes (naranja) se reducen al litoral de Baleares y al de Gerona por temporal marítimo con olas entre los 4 y 5 metros, mientras que los avisos por temperaturas mínimas, ya con menor intensidad, se quedan en zonas de las provincias de Huesca, Guadalajara, Barcelona, Gerona y Lérida. En cuanto a las nevadas, "pierden intensidad", pero todavía se espera alguna precipitación en zonas de Aragón, Cantabria, Navarra, La Rioja, Asturias, País Vasco y Pirineos. Las próximas horas, la cota de nieve se situará en torno a los 600/1.000 metros en el norte peninsular, ascendiendo durante el día, y entre los 400/800 metros en las islas Baleares.