Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Ni la crisis económica, ni la crisis política, ni el surgimiento de nuevos partidos, ni la celebración de dos elecciones generales en apenas seis meses, ni un gobierno en funciones de más de un año han cambiado en lo sustancial el escenario con el que el Partido Popular afronta su congreso nacional, el número 18 desde su fundación, respecto al anterior: con menos poder político y territorial, Mariano Rajoy dirige el partido y lo seguirá dirigiendo como líder indiscutido.

  • Llegarán vivos varios debates políticos y sociales a un congreso sin convulsiones
  • Destacan la acumulación de cargos, elección del líder y la maternidad subrogada
  • Todos aguardan a que Rajoy desvele los nombres de su futura dirección
  • La atención se centra en el futuro de Cospedal en el primer cónclave sin Aznar

La presidenta del comité organizador del Congreso del PPLuisa Fernanda Rudi, asegura que la acumulación de cargos es un tema que ya se contempla en los estatutos del partido y se muestra contraria a una enmienda sobre la separación gobierno-partido. "Sé que hay una enmienda, con la que yo no coincido plenamente, que pretende que haya una separación prácticamente total y absolutamente entre partido y gobierno, es decir, modelo PNV, para entendernos. Yo creo que no es bueno. Yo creo que las bicefalias no son buenas" (10/02/17).

La presidenta del Comité Organizador del Congreso del PP, Luisa Fernanda Rudi, ha visitado La Noche en 24 Horas en vísperas del cónclave popular y ha avisado de que "si se bloquease la situación política en el Congreso y no salieran los presupuestos de 2017 ni de 2018, las elecciones serían una posibilidad". En cualquier caso, ha dejado claro que la posible sucesión de Mariano Rajoy al frente del partido "ahora no está abierta".

La presidenta de la comisión organizadora del congreso nacional del PP, Luisa Fernanda Rudi, ha valorado que su partido vaya a permitir el voto en conciencia para cuestiones éticas y morales, si bien ha considerado que se debe definir en qué cuestiones puede aplicarse este derecho.

En una entrevista en Los Desayunos de TVE, Rudi se ha referido así al acuerdo alcanzado entre el ponente de los estatutos, Fernando Martínez-Maillo, y varios enmendantes para incluir este derecho del voto en conciencia en cuestiones éticas y morales que afecten a las convicciones más profundas.

Ha recordado que ya existe este voto en conciencia en otros países, en los que se asume y respeta la libertad de voto para algunos asuntos. Pero ha insistido en que hay que definir dichos asuntos, que no solo afectan a cuestiones religiosas, sino también a un ámbito más amplio, el del derecho natural.

Para Rudi, esta medida es un ejemplo de la utilidad de este congreso nacional, en el que el partido tiene que actualizar y renovar su proyecto. "En eso estamos", ha dicho, recordando el trabajo que está llevando estudiar las 4.000 enmiendas presentadas y tratar de consensuar las propuestas.

Por otra parte, Luisa Fernanda Rudi ha reiterado que no es partidaria de la limitación de mandatos, una medida que ahora está "muy de moda" como instrumento de regeneración, aunque ella duda de que lo sea.

Sobre otro de los temas que se tratarán en el congreso del PP, la acumulación de cargos, ha insistido en que el partido tiene ya una normativa aunque se apliquen excepciones. Y ha señalado que sobre el futuro de María Dolores de Cospedal -si sigue o no de secretaria general y mantiene todos sus cargos- solo puede responder Mariano Rajoy, que es el candidato a presidente en este congreso y por tanto quien hace su propio equipo.

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, ha insistido este miércoles en la necesidad de debatir sobre la maternidad subrogada. El presidente gallego ha señalado en Los Desayunos de TVE que España tiene un grave problema demográfico y, aunque la maternidad subrogada "no lo va a solucionar", es un tema "que está en la sociedad" y está empezando a saltar al debate político por lo que "es necesario debatirlo".

Núñez Feijóo ha reconocido que se trata de un tema complicado que abre muchos planteamientos en el ámbito de la ética pero reconoce que cuando una pareja quiere y no puede tener hijos, "debería respetarse".

En otro orden de cosas, el presidente de la Xunta ha manifestado su comprensión con el retraso en la finalización del AVE a Galicia. "La paralización en el Gobierno ha tenido una serie de efectos, entre ellos la congelación de grandes insfraestructuras", ha señalado. 

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha sido entrevistado este jueves en Onda Cero. Entre otros asuntos, el jefe del Ejecutivo no ha descartado la creación de un coordinador general en el PP en el próximo Congreso Nacional: "Es una figura que ya existió en el PP y puede haber una segunda vez o no", ha dicho, enigmático, para añadir que "habrá que escuchar a todo el mundo". También ha defendido los acuerdos alcanzados con el PSOE en sus tres meses de Gobierno y ha abogado por llegar a otros "en tres o cuatro temas, entre ellos las pensiones" que duren 20-25 años. En relación a la posibilidad de alcanzar grandes pactos de Estado ha instado a todos, especialmente a los socialistas, a trabajar con "responsabilidad" y no pierde la esperanza de que los socialistas dén el visto bueno a su presupuestos. Ha señalado que "va a intentar" pactar en este asunto con el PNV y que el apoyo de Ciudadanos está "muy avanzado".

La portavoz del PP en el Ayuntamiento de Madrid, Esperanza Aguirre, ha defendido el sistema de primarias abiertas a dos vueltas, aplicado por los republicanos franceses, como "el mejor sistema para elegir a un candidato", que además permite obtener una financiación legal y voluntaria.

Tras señalar que las primarias "son para elegir a un candidato y no para elegir al líder del partido", como se ha hecho recientemente en EEUU con Hillary Clinton y Donald Trump, y a raíz de los casos a su juicio fallidos ocurridos en España en el PSOE con Josep Borrell, Pedro Sánchez y Tomás Gómez, Aguirre ha dicho que considera que el mejor sistema es el proceso elegido por los republicanos franceses.

Consiste en que "todo aquel que se siente próximo a las ideas liberales y conservadoras se apunta y paga dos euros" para votar, ha explicado, de modo que participan todos los ciudadanos que lo desean y no solo los militantes.