Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El nuevo presidente de Brasil, el ultraderechista Jair Bolsonaro, inicia su mandato para los próximos cuatro años tras haber tomado posesión del cargo en una ceremonia multitudinaria. En su discurso ante el Congreso, el capitán retirado del Ejército, de 63 años, aseguró en su discurso que Brasil comienza a "liberarse del socialismo". 

Tras la toma de posesión de Jair Bolsonaro como presidente de Brasil, Las mañanas de RNE con Íñigo Alfonso ha hablado con Camila Alfano, coordinadora de la ONG Conectas y profesora de la Fundación Armando Alvares, que ha afirmado que "hay que ver cómo va a ser el Gobierno y si va a gobernar por todo el país", poniendo énfasis en la necesidad de que el nuevo presidente proteja a las minorías: "Esperamos que Bolsonaro tenga muy claro que hay límites constitucionales", ha dicho.

El nuevo presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ha prometido en su primer discurso tras jurar el cargo que liberará al país de las "amarras ideológicas", con un pleno respeto "a las religiones y a las tradiciones judeo-cristianas". El ultraderechista Jair Bolsonaro ha juramentado su cargo este martes en un acto conjunto a los 22 miembros de su Gabinete, entre los que destacan cinco miembros de las Fuerzas Armadas y sólo dos mujeres.

Con un refuerzo policial insólito en las calles y bloqueos en diferentes puntos de la ciudad, Brasilia ha amanecido este martes blindada para la toma de posesión de su futuro presidente, Jair Bolsonaro, cuya investidura, este miércoles, abre la puerta de la extrema derecha en el país. El temor de un nuevo atentado contra Bolsonaro, quien fue apuñalado el pasado septiembre en plena campaña electoral, ha elevado la alerta de las autoridades y obligado a desplegar un operativo de seguridad sin precedentes en la capital brasileña para hacer frente a cualquier "amenaza".

Un decreto presidencial permitirá a partir de la media noche que misiles antiáreos con hasta 7 kilómetros de alcance y dirigidos por láser puedan derribar aviones "hostiles" que violen el espacio delimitado como área de seguridad durante la toma de mando del nuevo presidente. La medida también alcanza a los drones, que podrán ser "abatidos" por los francotiradores distribuidos a lo largo de la Explanada de los Ministerios, una amplia avenida que reúne todos los poderes públicos de Brasil, incluido el Congreso, donde Bolsonaro jurará la Constitución antes de asumir el poder.

Estados Unidos y Brasil han sido parte de los países que han cerrado las celebraciones de bienvenida al año 2019. Times Square, emblemática localización en Nueva York, ha reunido a miles de asistentes entre fuertes medidas de seguridad. En la brasileña Río de Janeiro, la playa de Copacabana ha congregado también a miles de celebrantes que han saludado entre una gran espectáculo pirotécnico la llegada del nuevo año. Tanto Estados Unidos como Brasil están en el foco de atención mundial, el primero por las imprevisibles políticas de su presidente Donald Trump y el país sudamericano por la toma de posesión del ultraconservador Jair Bolsonaro, un mandato que será observado con expectación por la comunidad internacional. No obstante, Gallup ha publicado una encuesta que revela que el mundo es optimista y espera un 2019 mejor que el año precedente.

Despligue de seguridad sin precedentes en Brasil ante la investidura este martes del nuevo presidente, el ultraderechista Jair Bolsonaro. Han confirmado su asistencia doce jefes de Estado o de Gobierno. Pero habrá grandes ausencias: no están invitados los presidentes de Venezuela, Cuba y Nicaragua. La presidenta del Congreso, Ana Pastor, encabezará la delegación española.

Escuchamos las voces de los que huyeron de Somalia y han sido rescatados por el Open Arms en el Mediterráneo, con los que ha estado nuestra enviada especial, Sara Alonso. Analizamos también lo que ha sido el 2018 en el conflicto israelo-palestino y acabamos mirando a Brasil y al arranque de la era Jair Bolsonaro la semana que viene con Guilherme Boulos, coordinador del Movimiento de trabajadores sin techo (MTST), que promete una oposición dura desde la política y las calles.

A menos de una semana para la toma de posesión de Jair Bolsonaro a la Presidencia de Brasil, la izquierda del país todavía se pregunta qué ha pasado y cuál debe ser el camino a seguir en los próximos cuatro años. Hablamos con Guilherme Boulos, coordinador del Movimiento de trabajadores sin techo (MTST) y ex candidato presidencial del Partido Socialismo y Libertad (PSOL).