Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Rifi-rafe en el Senado entre senadores de ERC y de la antigua Convergència y la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría por la posibilidad de un referendum sobre la independencia de Cataluña. Y esta misma semana ha quedado visto para sentencia el juicio a Artur Mas, Irene Rigau y Joana Ortega por la consulta del 9 de noviembre de 2014. Reacciones y antecedentes.

El abogado de Artur Mas en el juicio por desobediencia el 9N ha alegado que el expresidente catalán no se escondió tras una "multitud de voluntarios" ni ordenó retirar los medios públicos puestos a su disposición por la inconcreción del Tribunal Constitucional (TC), que cree que no obligaba a impedir la consulta. Durante la exposición de su informe exculpatorio ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), el letrado Xavier Melero ha centrado su argumentación en la "falta de concreción" de la providencia del TC del 4 de noviembre de 2014, que suspendía la consulta sin incorporar ningún tipo de advertencia, como había solicitado el Gobierno.

El exconseller de Presidencia Francesc Homs ha reconocido este miércoles que, como responsable de los servicios jurídicos de la Generalitat, fue él quien aseguró al Gobierno catalán de que no incurría en ninguna ilegalidad al mantener la consulta del 9N tras la suspensión del Tribunal Constitucional (TC) porque el Alto Tribunal no aclaró el alcance de su prohibición ni el Gobierno quiso ser "más preciso" cuando impugnó la consulta.

El juicio contra Mas ha generado un un buen número de reacciones tanto dentro como fuera de Cataluña. Mientras que el Gobierno ha puesto de manifiesto que el juicio iniciado este lunes demuestra que el estado de derecho funciona y recuerda que todos somos iguales ante la ley, el presidente de la Generalitat ha señalado que hoy muchos en Cataluña, se sienten juzgados.

El expresidente de la Generalitat Artur Mas ha asumido este lunes toda la "iniciativa política" en la organización de la consulta independentista del 9N. "Siempre me he declarado responsable de haber tenido la idea del proceso participativo y de haberlo puesto en práctica, de haber dado las instrucciones para que los catalanes pudieran participar", ha declarado durante la sesión que ha durado cerca de dos horas y cuarto.

El expresidente de la Generalitat Artur Mas ha asumido este lunes toda la "iniciativa política" en la organización de la consulta independentista del 9N de 2014, una votación que ha asegurado que no fue "un capricho personal" sino el cumplimiento de un "mandato explícito del Parlament".

Mas ha afirmado que las exconselleras Joana Ortega e Irene Rigau, y el actual diputado Francesc Homs, se limitaron a obedecer las "directrices" que él mismo dictó para la consulta independentista, en respuesta a su abogado, Xavier Melero, tras negarse a contestar las preguntas de la Fiscalía en el juicio por el caso del 9N.