arriba Ir arriba

El grupo de alpinistas españoles sorprendido el sábado pasado por una avalancha en Suiza se encontraba a más de 2.500 metros de altitud. Uno de los tres fallecidos es el guía que conducía el grupo, Román Bascuñana, director de la Escuela de Alta Montaña de Castilla-La Mancha. Sus amigos recuerdan, en declaraciones a TVE, que era un profesional. la Policía ha abierto una investigación para determinar lo ocurrido.

El mundo del alpinismo ha estado en vilo este fin de semana por la suerte de la francesa Elisabeth Revol y el polaco Tomasz Mackiewicz, atrapados en plena ascensión invernal al Nanga Parbat, en el Himalaya paquistaní. Polonia montó urgentemente una expedición de rescate, que en condiciones duras y de noche consiguió descender a la montañera sana y salva, aunque tuvo que dar por perdido a su compatriota.