Enlaces accesibilidad

Un reencuentro necesario

  • Samira cuelga el delantal y no logra llegar a la semifinal 
  • Teresa brilla con sus platos aunque termina en la prueba de eliminación
  • Los mejores momentos del programa puedes verlos aquí

Por
Samira abandona los fogones de MasterChef

“Necesitaba tanto esto, de verdad. Lo necesitaba tanto”, Teresa no se cortó ni un pelo a la hora de expresar la importancia de volver a abrazar a su pareja tras tantas semanas seguidas en las cocinas. Los aspirantes se jugaban convertirse en semifinalistas y a estas alturas poder abrazar, y besar sin control, a sus seres queridos fue la mejor forma de recargar la batería para cocinar como nunca. Sin duda alguna, se trata de uno de uno de los momentos más emocionantes de todas las ediciones y, a la vez, el favorito de la audiencia del talent. Las redes sociales se llenaron de lágrimas, gestos de cariño y mensajes de apoyo para nuestros futuros chefs. Y es que, no hay nada más importante y necesario que estar cerca de la familia. 

Como hemos citado anteriormente, los aspirantes se jugaban un hueco en la semifinal. Y, viendo el enorme nivel del último programa, no fue fácil mantener el delantal blanco. Aleix, Aitana y Valentín lograron ser los mejores de la prueba de exteriores y, gracias a ello, acabaron viendo la prueba de eliminación desde la galería. Por fin pudo demostrar Valentín que es un capitán estupendo. “Perdón chicos pero es que no me podría hacer más ilusión que fuera hoy”, soltó el aspirante al saltar de alegría por la victoria. Al otro lado, tanto Samantha como Pepe valoraron de forma muy positiva el trabajo del equipo rival, aunque no hubieran logrado ser los mejores. En especial, Pepe se encargó de remarcar la entrega y el buen resultado de Carlos en los últimos cocinados.

Y bueno, esta vez sí que tuvo que abandonar alguien las cocinas. Despedimos con mucha tristeza a Samira, que en la anterior entrega había logrado salvarse de la eliminación realizando un plato de vieiras de lujo. En esta ocasión no fue así ya que la aspirante se sintió perdida y desorganizada en el último reto. Luchó hasta el final, pero las estupendas elaboraciones de sus rivales situaron su plato como el peor de la noche. Para repasar más detenidamente el programa número once, os dejamos con los cinco mejores momentos. 

1. Aleix, Aitana y Valentín se convierten en semifinalistas

Los primeros aspirantes en lograr pasar a la final fueron Aleix, Aitana y Valentín. El equipo azul logró convertirse en el mejor de la noche y, de esta forma, vieron la prueba de eliminación desde la galería. A ellos se unieron después Teresa y Carlos. 

Aleix, Aitana y Valentín, los primeros semifinalistas de MasterChef 7

2. Valentín y su abuela, estrellas de la noche

Si tuviéramos que elegir un encuentro destacado en esta noche llena de cariño sería el de Valentín y su abuela. Para el aspirante su abuela es lo más importante que tiene en esta vida. La complicidad de ambos, el cariño, nos hizo reír y emocionarnos a la vez.

Valentín y su abuela Lola forman un equipazo

3. El gran éxito de Teresa

Aunque acabó en la prueba de eliminación, Teresa brilló como nadie en el último programa. Su hojaldre de merengue fue un completo éxito, su receta de “más mar que montaña” sorprendió a los jueces… Está claro que la aspirante funciona mucho mejor cocinando de forma individual. 

Éxito rotundo del plato de Teresa

4. La ruleta de los alimentos

¿Cómo tienes tú el olfato? Esta interesante prueba fue un gran reto para los aspirantes y encantó a los espectadores. Si querían cocinar un gran plato, tenían que dejarse la cabeza intentando adivinar, a través del olfato, qué ingredientes les colocaban los jueces frente a ellos. No te la pierdas.

La ruleta de los alimentos

5. Samira se queda a las puertas de la semifinal

Samira nos ha regalado momentos únicos y se ha colado en nuestros corazones. La aspirante se ha quedado a las puertas de la semifinal y ha tenido que colgar el delantal. Aún así, estamos seguros de que la cocina seguirá siendo vital en su vida. 

Samira abandona los fogones de MasterChef