Enlaces accesibilidad

#BloggerMC5 - Falafel deconstruído

  • Raquel Cabalga se aplica a las mejores técnicas de vanguardia
  • Demuestra que crecer en la cocina puede ser fácil y casero
  • No te pierdas las mejores recetas de nuestra #BloggerMC5

Por
#BloggerMC5 - Falafel deconstruído

¿Es posible adentrarse en la cocina de vanguardia sin usar ingredientes o artilugios caros y sin olvidarnos de la cocina sana y de aprovechamiento? La verdad es que sí, y no solo es posible, sino que además es muy sencillo. En este caso vamos a utilizar la técnica de deconstrucción para presentar un falafel que guarda todo el sabor del plato oriental (aunque no se reconozcan en él visualmente), cambiando la textura, forma y temperatura de la presentación. Sin embargo, en casa también podemos usar otras técnicas de vanguardia muy sencillas: geles con agar-agar, liofilizados mediante congelación, cocción al vacío en un baño María o vaporera, confitado a baja temperatura (máximo 80ºC), tierras, deshidratados… ¡Es cuestión de poner la creatividad al servicio de nuestro plato favorito!

legumbres
Ingredientes Preparación
  • 500 gramos de garbanzos cocidos
  • 3 dientes de ajo
  • 1 cucharadita de comino molido
  • Germinados de cebolla
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Crackers integrales
  • Salsa de yogur
  • Salsa brava
  • Sal yodada
  • Pimienta
  1. Salteamos los garbanzos y los ajos pelados y cortados en juliana con un poco de aceite de oliva, sal, pimienta y comino.
  2. Hacemos un puré con todo lo anterior, agregando más aceite o agua (para aligerarlo a nivel energético) al vaso de la batidora con el fin de facilitar el proceso y para lograr la textura deseada, homogénea y cremosa pero firme.
  3. Probamos de sabor y rectificamos de sazón si es necesario antes de agregar el perejil fresco picado. Mezclamos bien y reservamos.
  4. Preparamos la salsa de yogur (tienes la receta aquí) y la salsa brava (con un poco de tomate frito y picante al gusto -guindilla, sriracha, tabasco, etc), reservamos.
  5. Presentamos el puré de garbanzo en el plato, dándole forma con una cuchara (esta parte representaría el interior del falafel) y rellenándolo con la salsa de yogur (simulando el aliño tradicional del plato). Decoramos con los germinados y la salsa brava que representan la cebolla fresca y el tomate que suele incluirse dentro de los pita o sándwiches de falafel y terminamos con unos crackers crujientes y un hilo de aceite de oliva para simular la fritura con la que se terminan las bolas de falafel (aunque en versión saludable).

Televisión

anterior siguiente